Printer Friendly

Vision y olfato en las evaluaciones de atractivo que hacen hombres homosexuales.

Smell and sight on the attraction felt by homosexual men

Introduccion

La investigacion sobre el papel de los sentidos en la eleccion de pareja se ha basado en gran medida, en la Psicologia Evolucionista. Dicha postura considera que las caracteristicas de un organismo se modifican en relacion a su entorno con tal de buscar garantizar su exito reproductivo (Thornhill & Gangestad, 2003).

A partir de este planteo teorico, el interes de los estudios se ha centrado en la eleccion heterosexual de pareja, ya que esta conduce a la transmision de genes de una generacion a otra, asi como a la continuidad de la especie humana. En particular, se han descrito con mas detalle los mecanismos que operan en los juicios de atractivo que hacen mujeres heterosexuales. Esto quiza se explique por el hecho de que sus elecciones de pareja suelen implicar mas riesgo debido a los costos que les impone la reproduccion (Thornhill & Gangestad, 2003).

Esto ultimo da lugar a considerables lagunas con respecto al conocimiento sobre las estrategias de seleccion de pareja que usan los hombres, mas aun los hombres homosexuales. Dado que la interaccion sexual entre sujetos de ciertos grupos no puede explicarse en terminos evolucionistas, se considera que es necesario profundizar en el conocimiento que se tiene sobre el tema.

Las personas dan senales de sus cualidades hereditarias a parejas potenciales. Algunas de estas claves son fisicas tales como la simetria de cara y cuerpo, las formas masculinas o femeninas de la cara y la figura corporal, y son percibidas con la vision, el tacto y el oido. Otras, como el olor corporal, son quimicas y se detectan a traves del olfato (Cerda, Mondragon & Diaz, 2000; Cornwell et al., 2004).

Olor corporal

Existe evidencia de que los olores corporales individualmente unicos (huellas olfativas) son regulados por el antigeno humano de leucocitos (HLA), una serie de genes encargados del sistema inmune (Jacob, Mc Clintock, Zelano & Ober, 2002). El olor producido por las glandulas axilares de un individuo puede dar informacion sobre las caracteristicas de su sistema inmune (Sergeant, Dickins, Davies & Griffiths, 2007). Ademas, se cree que las huellas olfativas sirven para que los humanos distingamos a otras personas como parte de tal o cual subgrupo social (Martins et al., 2005).

Se ha observado que los sujetos describen olores corporales como mas agradables cuando provienen de personas que tienen una cantidad intermedia de alelos (formas alternativas de un gen) del antigeno humano de leucocitos correspondiente a los suyos. Dichos olores resultan menos placenteros cuando pertenecen a individuos cuyos antigenos humanos de leucocitos son absolutamente iguales a los del evaluador o cuando son completamente distintos. Esto puede deberse a un mecanismo evolutivo para preservar la inmuno-competencia de las crias es decir, maximizar su proteccion contra enfermedades, como asi tambien reducir al minimo las mutaciones geneticas (Levin, 2004; Martins et al., 2005).

En el caso de las mujeres, el olor axilar transmite informacion sobre su estado de fertilidad y resulta mas agradable para los hombres durante la fase folicular, cuando la probabilidad de concepcion es alta, que en la fase lutea, despues de la ovulacion (Havlicek, Dvofakov, Barto & Flegr, 2006; Shoup, Streeter & McBurney, 2008).

Tambien se ha observado que el olor corporal tiene una gran influencia sobre el comportamiento en pareja y sobre la satisfaccion sexual de las mujeres (GarverApgar, Gangestad, Thornhill, Miller & Olp, 2006). Mientras mas alelos del antigeno humano de leucocitos compartian con sus parejas hombres, un grupo de participantes mujeres reporto con mas frecuencia ser infieles, asi como experimentar mayor atraccion por otros hombres, en especial durante sus dias fertiles. Lo anterior se debe a que las parejas extramaritales son compatibles geneticamente en cuanto a la similitud intermedia de alelos. Lo anterior, sin embargo, no predecia la satisfaccion con respecto a su relacion de pareja, sino solo su satisfaccion sexual.

Los hombres que participaron en el mismo estudio no reportaron diferencias en la capacidad de respuesta sexual en relacion con las similitudes entre los alelos del antigeno humano de leucocitos. Los sujetos tampoco reportaron tener relaciones extramaritales. Sin embargo, si reportaron percibir menos satisfecha a su pareja en el aspecto sexual (Garver-Apgar et al., 2006).

Atractivo facial

La mayoria de los investigadores concuerdan en que el atractivo facial de una persona se debe a que tanto se asemeja su rostro al promedio, que tan simetrico es y a ciertos rasgos masculinos o femeninos. Las pruebas directas realizadas para comprobar esta hipotesis muestran que el grado de parecido de un rostro al promedio es suficiente para predecir su atractivo, sin importar su grado de simetria (DeBruine, Jones, Unger, Little & Feinberg, 2007; Rennels, Bronstad & Langlois, 2008). La masculinidad es el rasgo que mejor predice el atractivo en un rostro de hombre. Sin embargo, tambien se encontro que los extremos en masculinidad no son agradables (Rennels et al., 2008).

En un experimento (DeBruine et al., 2007) se observo que la adaptacion a ciertas caracteristicas faciales altera los juicios que se hacen sobre el atractivo de rostros de mujeres. El tipo de cara al que una poblacion esta habituada (rostro prototipo) influye sobre sus evaluaciones faciales. Por ejemplo, la exposicion a muchas caras redondas cambia el prototipo de un sujeto a caras igualmente redondas, lo cual recalibra el valor a cero para este tipo de rostros (DeBruine et al., 2007). Lo anterior es una consideracion importante al trabajar con distintos grupos que podrian estar habituados a tipos particulares de rostros.

De forma similar a lo que sucede con el olor corporal, las mujeres son mas atractivas para los hombres a lo largo de la fase folicular de su ciclo menstrual, que durante la fase lutea del mismo. Se ha observado que estos cambios en el atractivo visual se deben a modificaciones en los niveles de liberacion hormonal, que a su vez influyen sobre el olor corporal (Roberts et al., 2004).

Vision y olfato

Ciertos estudios muestran que el olor es de especial relevancia para las mujeres que eligen un amante, mientras que la vision juega el papel principal en las evaluaciones de este tipo realizadas por hombres (Herz & Inzlicht, 2002; Sergeant, Davies, Dickins & Griffiths, 2005). Sin embargo, Foster (2008) advirtio que estos hallazgos podrian deberse al uso de auto-reportes.

Existe una relacion clara entre el olor y la memoria. Se sabe que el primero desencadena recuerdos autobiograficos, asi como que se asocia con los sentimientos (Mc Burney, Shoup & Streeter, 2006). Desde esta logica, es coherente considerar que el olfato sea relevante para la eleccion de pareja. Pero segun Foster (2008), cuando la evaluacion se hace al momento de percibir un estimulo, con menor interferencia de la memoria, el olor no resulta tan importante.

Foster (2008) propuso desde una perspectiva evolucionista que seria mas razonable que los humanos recurrieran a su sentido mas desarrollado (la vista) al elegir a sus parejas para garantizar la continuidad de su especie. En un experimento que realizo, el atractivo facial de los hombres participantes predijo su atractivo global de forma significativa. Los resultados sugirieron que cuando las mujeres hacen juicios de atractivo en hombres, las claves visuales son significativamente mas importantes que las olfativas.

En contraste, deben considerarse los resultados de un estudio que analizo muestras del ADN de parejas en busca de similitudes en sus genes del antigeno humano de leucocitos (Chaix, Cao & Donnelly, 2008). Los autores concluyeron que es mas probable encontrar mecanismos olfativos de seleccion cuando no hay otros factores que influyan sobre la eleccion de pareja (en este caso, grupos endogenos donde el aspecto facial no variaba mucho entre sujetos).

Paralelamente a estos hallazgos, se ha sugerido que los humanos consideramos mas de una senal sexual a la vez, ya que asi se reducen los errores al evaluar a parejas potenciales. Por ejemplo, las mujeres prefieren olores corporales de hombres con altos grados de simetria bilateral en comparacion con hombres mas asimetricos (Cornwell et al., 2004; Herz & Inzlicht, 2002). Esta simetria bilateral se refiere a la distribucion equitativa de las funciones de los hemisferios cerebrales y puede percibirse en la configuracion de los rostros (Thornhill & Gangestad, 2003). Su contrario, conocido como asimetria fluctuante, se refiere a personas en las que dichas funciones se distribuyen de forma ligeramente desigual entre los hemisferios debido a perturbaciones geneticas o ambientales; tambien, en teoria, es perceptible en el rostro de los hombres (Thornhill & Gangestad, 2003).

Una baja asimetria fluctuante sugiere una condicion fenotipica sana (el fenotipo es la expresion visible de un rasgo determinado por un gen, por ejemplo: ojos azules, verdes o cafes), asi como una alta calidad genetica. Los hombres con baja asimetria fluctuante tienen cuerpos mas grandes, son mas musculosos, vigorosos y tienden menos al sometimiento social. Estan mas dispuestos a competir directamente con otros hombres, sus rostros tienden a ser masculinos y sus coeficientes intelectuales a ser mas elevados (Thornhill & Gangestad, 2003).

Sujetos homosexuales

Olor corporal

La evidencia sugiere que las mujeres y los hombres homosexuales podrian producir olores axilares que los distinguen de los heterosexuales, asi como que los hombres homosexuales perciben los olores de forma distinta que los heterosexuales (Martins et al., 2005). La explicacion teorica de estos hallazgos remite a la hipotesis neurohormonal de la orientacion sexual, segun la cual la presencia de hormonas adrenales durante el desarrollo prenatal potencia la atraccion hacia mujeres, mientras que la ausencia de dicha actividad facilita la atraccion por hombres (Mustanski, Chivers & Bailey, 2002).

Savic, Berglund y Lindstrom (2005) reportaron un patron de activacion hipotalamica ante feromonas humanas distinto para diferentes orientaciones sexuales. Las feromonas son mensajeros quimicos, indetectables por la conciencia, que inducen cambios fisiologicos o conductuales en el comportamiento de otros individuos. Son producidas sobre todo por las glandulas apocrinas en las regiones axilares y pubicas y aparecen en mayor numero en mujeres que en hombres (Cerda et al., 2000; Grammer, Fink & Neave, 2005). Tanto los hombres homosexuales como las mujeres heterosexuales y a diferencia de los hombres heterosexuales, prefieren el olor de feromonas masculinas (Savic et al., 2005).

En otro estudio, un grupo de mujeres heterosexuales califico el olor de hombres homosexuales como significativamente mas agradable, sexy y preferible que el de hombres heterosexuales. Sin embargo, la magnitud de las diferencias fue pequena. Mas aun, el olor de hombres homosexuales fue calificado neutralmente en las escalas utilizadas. Desde esta optica, podria decirse que dicho olor fue menos desagradable que los olores de hombres heterosexuales, pero no particularmente agradable en si mismo (Sergeant et al., 2007).

Por ultimo, Martins y colaboradores (2005) observaron que los hombres homosexuales prefieren el olor de sus pares homosexuales y de las mujeres heterosexuales. Ademas, advirtieron que existe una equivalencia entre los juicios de hombres y mujeres heterosexuales: ambos prefieren olores de personas heterosexuales sobre olores de sujetos homosexuales. Tambien prefieren el olor de mujeres homosexuales sobre el olor de hombres homosexuales. Finalmente, las mujeres homosexuales prefieren los olores de sujetos heterosexuales en general, asi como el olor de mujeres homosexuales antes que el de hombres homosexuales.

Atractivo facial

La corteza orbitofrontal (segmento de la corteza prefrontal) es en parte responsable de representar cuan placenteros resultan los estimulos sensoriales, entre ellos, rostros hermosos u otros reforzadores positivos o negativos. Se ha observado que la belleza facial suscita respuestas en el sistema cerebral de recompensa, una conexion entre el area ventral del mesencefalo y el nucleo accumbens, principal productor de dopamina. Se cree que esta via regula el comportamiento a traves de las sensaciones placenteras (Kranz & Ishai, 2006).

En un trabajo de Kranz e Ishai (2006) con imagenes obtenidas con resonancia magnetica funcional se encontro que los rostros de hombre activaban la corteza orbitofrontal y el nucleo mediodorsal del talamo en mujeres heterosexuales y en hombres homosexuales, mientras que las caras de mujer tenian este efecto en mujeres homosexuales y en hombres heterosexuales.

Cuando solo se consideraba el genero y no la orientacion sexual, no habia una diferencia significativa en la activacion de las regiones mencionadas. Esto sugiere que la respuesta a los rostros fue modulada por la preferencia sexual y no por el genero. Los resultados hacen pensar que la corteza orbitofrontal representa valores de recompensa para los rostros de parejas sexuales potenciales, incluyendo individuos del mismo sexo, sin tener en cuenta la reproduccion.

Objetivos

El objetivo del estudio realizado es contribuir al conocimiento actual sobre las senales sexuales en la eleccion de pareja de hombres homosexuales, cuyos juicios de atractivo (como se ha demostrado en estudios recientes) podrian funcionar de forma distinta que los de sus contrapartes heterosexuales.

En esta linea, el interes fue explorar la relacion que existe entre el tipo de senal sexual (olfativa o visual) y el juicio de atractivo que se hace sobre una potencial pareja.

A partir de la siguiente pregunta de investigacion: ?tienen mas importancia los estimulos olfativos o los visuales en las evaluaciones de atractivo que hacen hombres homosexuales?, la idea fue que un grupo de hombres homosexuales evaluara el atractivo de una serie de estimulos provenientes de otros hombres, tanto homo como heterosexuales. Los estimulos fueron de dos tipos: olfativos y visuales.

Metodologia

Se trato de un diseno cuasi-experimental, ya que los sujetos no fueron clasificados en grupos de forma aleatoria y no existio un grupo control, pero se manipularon las variables independientes y transversal, en vista de que la recoleccion de datos se hizo en un unico momento.

Variables

La variable dependiente fue el Atractivo global de los estimulos, que consistio en el atractivo percibido por los evaluadores al presentarseles simultaneamente una camiseta y una fotografia provenientes del mismo sujeto, fuera este homo o heterosexual.

Las variables independientes fueron las siguientes:

1.--Estimulos olfativos: una serie de camisetas usadas por hombres homo y heterosexuales.

2.--Estimulos visuales: una serie de fotografias del rostro de hombres homo y heterosexuales.

3.--Orientacion sexual de los hombres evaluados.

Participantes

Mediante un muestreo no probabilistico accidental, se solicito la participacion voluntaria de 14 hombres homosexuales de 16 a 26 anos (M = 21.21, DE = 2.6) que concurrian a una reunion del Grupo Jovenes LGBT Mexico, gracias al apoyo de uno de sus coordinadores.

Se aplico la Escala Kinsey de 7 puntos (Kinsey, Pomeroy & Martin, 1948) a todos los participantes que aceptaron la invitacion, con el fin de corroborar su orientacion sexual antes de que evaluaran los estimulos.

Ocho de ellos eligieron el puntaje 6 en dicha escala (exclusivamente homosexual), mientras que los 6 restantes escogieron el 5 (predominantemente homosexual y solo incidentalmente heterosexual). Diez eran estudiantes y 4 trabajadores asalariados. Cuatro de los primeros cursaban el bachillerato y los otros 6, la licenciatura.

Estimulos

Los estimulos se obtuvieron de 10 hombres de 21 a 25 anos (M = 22.3, DE = 1.49), cuya participacion se solicito mediante un muestreo no probabilistico accidental. Se enviaron invitaciones a los sujetos via correo electronico. Se les informo que el objetivo de la investigacion era estudiar la importancia de los sentidos (olfato y vision) en la eleccion de pareja que hacen los hombres.

Los estimulos fueron de dos tipos: visuales y olfativos. Los estimulos visuales fueron fotografias del rostro de los participantes. Las mismas se tomaron a los sujetos individualmente con fondo blanco. Se les pidio que retiraran, en la medida de lo posible, el pelo de su rostro, asi como que se quitaran aretes, gafas o cualquier otro accesorio o maquillaje. Las fotografias se tomaron alrededor de una semana antes de la aplicacion, en distintos momentos del dia y dicho material fue entregado a los participantes. Para disminuir posibles efectos de la vestimenta y del cuerpo, se recorto la imagen digitalmente de forma que solo fuera visible el rostro (de la manzana de Adan hacia arriba). Todas las fotografias eran en blanco y negro y fueron editadas digitalmente para que tuvieran calidades similares en cuanto a brillo y contraste.

Los estimulos olfativos consistieron en camisetas blancas de algodon usadas por los sujetos antes de la aplicacion. Cuatro dias antes del experimento se les entrego a los sujetos una camiseta blanca de algodon, lavada previamente con detergente sin olor, tambien se les dio una bolsa de plastico que se podia sellar hermeticamente y un jabon neutro sin aroma. La consigna fue que usaran la camiseta mientras dormian durante dos noches consecutivas. Despues del primer periodo de uso, debian guardarla en la bolsa, extraerla de nuevo la segunda noche, usarla, guardarla y finalmente, entregarla a los investigadores un dia despues.

Se proporcionaron las siguientes instrucciones:

1.--Banarse con un jabon neutro por las noches, antes de usar las camisetas.

2.--No usar productos higienicos con aroma (desodorante, crema de afeitar, locion) durante las noches.

3.--Evitar los siguientes alimentos desde 2 dias antes del periodo de uso de las camisetas: apio, pepperoni, cebolla, hierbas o especies con olores asperos o picantes (curry, paprika), chile verde, quesos fuertes, col, yogurt, esparragos y cordero.

4.--No beber alcohol ni usar drogas recreacionales al usar la camiseta.

5.--No fumar mientras tenian puesta la camiseta.

6.--No tener relaciones sexuales mientras usaban la camiseta.

7.--No dormir con otras personas al usar la camiseta.

Los sujetos usaron las camisetas durante las noches del miercoles y del jueves de la misma semana y las entregaron a los investigadores el viernes por la tarde.

Los experimentadores refrigeraron las camisetas a partir de ese momento hasta la manana del domingo, un par de horas antes de iniciar la aplicacion. Se procedio de esta forma debido a la disponibilidad del Grupo Jovenes LGBT para participar en la investigacion. En vista de que ellos se reunian los domingos, hubo que asignar las noches cuando los otros sujetos usarian las camisetas en relacion con eso.

Los investigadores consideraron prudente que los sujetos usaran las camisetas durante el miercoles y el jueves, ya que haberlas usado durante la noche del viernes hubiera aumentado la posibilidad de variancia de error al tornar mas dificil que los sujetos respetaran todas las instrucciones.

Tanto los estimulos visuales como los olfativos se clasificaron en dos grupos: estimulos provenientes de hombres homosexuales y estimulos provenientes de hombres heterosexuales.

Dicha clasificacion se hizo en base a los resultados obtenidos con la administracion de la Escala Kinsey de 7 puntos.

Instrumentos

--Se administro la Escala Kinsey de 7 puntos (Kinsey et al., 1948) traducida al espanol por los investigadores. Dicho instrumento describe la orientacion sexual como un continuo, mas que como una categoria estatica y excluyente de otras orientaciones sexuales. Los sujetos responden con una escala de 0 a 6, en la que cero corresponde a exclusivamente heterosexual, 6 a exclusivamente homosexual y el punto medio, a bisexual. Tambien existe la posibilidad de responder 'X', que significa asexual o sin sexualidad. El instrumento se basa en los Reportes Kinsey sobre el comportamiento sexual en hombres y mujeres estadounidenses. No es una prueba psicometrica, por lo cual no se cuenta con indices de confiabilidad ni de validez.

Cinco de los 10 sujetos respondieron 0 (exclusivamente heterosexual), 2 eligieron la opcion 5 (predominantemente homosexual, solo incidentalmente heterosexual) y 3, la opcion 6 (exclusivamente homosexual).

Los estimulos de los sujetos que respondieron 0 se asignaron al grupo de estimulos provenientes de hombres heterosexuales, mientras que los de los sujetos que respondieron 5 o 6 se colocaron en un solo grupo, denominado estimulos provenientes de hombres homosexuales.

--Se utilizaron escalas Likert de 11 puntos, disenadas por los experimentadores: una para evaluar el Atractivo Visual de las fotografias, otra para el Atractivo Olfativo de las camisetas y una mas para el Atractivo Global de los estimulos. Las escalas iban de 0 a 10, donde 0 significaba nada atractivo y 10 queria decir extremadamente atractivo.

Procedimiento

Las sesiones de evaluacion se dividieron en tres fases sucesivas: una para los estimulos olfativos, otra para los visuales y una ultima para estimulos olfativos y visuales combinados (Atractivo Global).

Los estimulos olfativos fueron representados con las camisetas blancas de algodon, previamente usadas, dobladas dentro de bolsas hermeticamente selladas.

Los estimulos visuales fueron las fotografias impresas de 10 x 15 cm del rostro de los sujetos a evaluar y fueron presentadas boca abajo.

Para la fase de Atractivo Global, se presentaban las camisetas dentro de las bolsas simultaneamente con las fotografias boca abajo.

Cada sesion se condujo en una habitacion de la casa donde se reune el Grupo Jovenes LGBT Mexico. La habitacion estaba en la parte trasera, por lo cual se encontraba relativamente aislada de ruido y de olores del ambiente (solo los investigadores y los participantes tuvieron acceso a la sala). Era un pequeno estudio con una mesa larga en el centro. Con cuatro divisiones hechas de carton, se formaron cinco cubiculos sobre la mesa. En cada fase se coloco un estimulo por cubiculo, ya sean las camisetas para evaluar el atractivo olfativo, las fotografias para evaluar el atractivo visual o ambos estimulos apareados para evaluar su atractivo global.

El orden de presentacion de cada serie fue determinado por el uso de tablas de numeros aleatorios, para evitar que los evaluadores asociaran el orden en que se presentarian las camisetas con el de las fotografias y asi, asociaran cierta camiseta con una fotografia que no le correspondiera a partir de sus propias hipotesis.

Se invitaba a los evaluadores a participar en el experimento in situ. Se les explicaba que se estaba realizando un experimento, su proposito y en que consistiria su participacion. A quienes accedieron para participar, se les entrego un cuestionario en el que debian contestar la Escala Kinsey e informar su edad y ocupacion. Ninguno de ellos contesto menos de cinco puntos de la Escala Kinsey. A continuacion, se les entrego el formato de evaluacion (1) y se dieron las instrucciones para participar en el experimento.

Las instrucciones de evaluacion fueron especificas para cada fase. Para la primera (Atractivo Olfativo), los participantes debian tomar la bolsa y abrirla para oler la camiseta. Para esto, podian sacarla un poco para olerla mejor si lo consideraban necesario, pero no podian tocar la camiseta directamente con las manos ni sacarla completamente de su bolsa. Al terminar de olerla, tenian que cerrar la bolsa, colocarla nuevamente en la mesa, anotar la calificacion del atractivo en el formato de evaluacion y continuar con el siguiente cubiculo para repetir la operacion hasta terminar de evaluar todas las camisetas.

Para evaluar las fotografias, los evaluadores tenian que voltear la fotografia para ver el retrato, devolver la fotografia a su posicion original y anotar la calificacion para poder proceder a evaluar la siguiente fotografia.

Finalmente, para evaluar el Atractivo Global, debian voltear la fotografia y, mientras la veian, tomar la bolsa con la camiseta, abrirla y olerla. Despues de cerrar la bolsa y de regresar la fotografia a su posicion original, anotaban la calificacion en el formato de evaluacion. A continuacion repetian el mismo procedimiento con el resto de los estimulos.

Los participantes evaluaron los estimulos en un grupo de cuatro y posteriormente, en dos de cinco, conforme los investigadores conseguian su consentimiento para participar en el estudio. Dos sujetos evaluaron individualmente.

En vista de que solo se contaba con cinco cubiculos sobre la mesa, solo se podian presentar cinco estimulos por vez. Por lo tanto, cada una de las fases tuvo que dividirse en dos partes. Asi, por ejemplo, para la fase olfativa se colocaron cinco camisetas sobre la mesa, una por cubiculo (en orden aleatorio). Los evaluadores pasaban a evaluarlas y al terminar, salian de la habitacion. Entonces los experimentadores retiraban las camisetas evaluadas, colocaban las cinco camisetas restantes sobre la mesa, una por cubiculo y al terminar de hacerlo, llamaban a los participantes para que continuaran con sus evaluaciones.

Antes de comenzar cada fase, los sujetos se reunian en un patio aledano a la habitacion donde se condujo el experimento, separado de la misma por un pasillo angosto. Desde ahi, de a uno ingresaban a la habitacion. Al entrar, el primer participante pasaba al cubiculo 1, evaluaba el estimulo que ahi se encontraba y al terminar, seguia con el estimulo del cubiculo 2. Entonces, ingresaba el siguiente participante para evaluar el estimulo del cubiculo 1, el cual acababa de desocuparse. Se procedio de esta manera hasta que todos los evaluadores del grupo terminaron de evaluar los estimulos de los 5 cubiculos.

Cuando cada sujeto terminaba con los cinco estimulos, regresaba al patio. Durante este lapso de tiempo entre ambas fases, los evaluadores eran libres de comentar su experiencia si asi lo deseaban. Los sujetos no tuvieron limite de tiempo para evaluar, aunque se observo que les tomaba entre 30 y 60 segundos por estimulo.

Durante las evaluaciones del Atractivo Visual, dos de los evaluadores comentaron a los investigadores que conocian a uno de los sujetos de las fotografias.

Por errores con el formato de evaluacion se retiraron a dos sujetos de la muestra final.

Resultados

Correlaciones de Pearson

La primera hipotesis fue que habria una correlacion positiva entre el Atractivo Visual de las fotografias de los sujetos homosexuales y el Atractivo Olfativo de las camisetas de los mismos sujetos. Para comprobarla, se realizo una prueba de correlacion de Pearson. Se apareo el Atractivo Visual de las fotografias de los 5 evaluados heterosexuales con el Atractivo Olfativo de las camisetas de los mismos sujetos. De las 5 correlaciones significativas posibles, solo se encontro una. En otras palabras, solo en el caso de uno de los 5 hombres heterosexuales se encontro una correlacion estadisticamente significativa [r(13) = .533, p < .05]. Esto sugiere que el Atractivo Visual de la fotografia de ese sujeto tuvo una relacion con el Atractivo Olfativo de la camiseta que uso el. Sin embargo, en vista de que en ninguno de los otros cuatro casos se encontro una correlacion estadisticamente significativa entre los mismos atractivos, no se considera que la correlacion significativa encontrada sea un resultado generalizable.

La segunda hipotesis fue que habria una correlacion positiva entre el Atractivo Visual de las fotografias de los sujetos heterosexuales y el Atractivo Olfativo de sus camisetas. Para ella, tambien se realizo una prueba de correlacion de Pearson. Se apareo el Atractivo Visual de las fotografias de los cinco evaluados homosexuales con el Atractivo Olfativo de las camisetas que usaron los mismos sujetos. De las cinco posibles correlaciones significativas, solo se encontro una estadisticamente significativa [r(13) = .598, p < .05]. Esto sugiere que el Atractivo Visual de su fotografia tuvo una relacion con el Atractivo Olfativo de su camiseta. Sin embargo, en vista de que en ninguno de los otros cuatro casos se encontro una correlacion estadisticamente significativa, tampoco se considera que la correlacion significativa encontrada sea un resultado generalizable.

A partir de estos hallazgos, como solo se encontraron dos de las 10 correlaciones significativas posibles, se puede decir que no se rechazaron las dos hipotesis nulas: (a) No se encontraron correlaciones significativas entre el Atractivo Olfativo de las camisetas y el Atractivo Visual de las fotografias para la mayoria de los evaluados heterosexuales.

(b) No se encontraron correlaciones significativas entre el Atractivo Olfativo de las camisetas y el Atractivo Visual de las fotografias para la mayoria de los evaluados homosexuales.

Por lo tanto, no podria decirse que el Atractivo Visual se correlaciona, en la mayoria de los casos, con el Atractivo Olfativo de las camisetas, en ninguna de las dos orientaciones sexuales.

Pruebas de Wilcoxon

Para la tercera hipotesis (el Atractivo Visual de las fotografias diferiria significativamente a partir de la orientacion sexual de los sujetos fotografiados), se realizo la Prueba de Wilcoxon. Se comparo el Atractivo Visual de las fotografias de los sujetos homosexuales con el Atractivo Visual de las fotografias de los sujetos heterosexuales. No se encontraron diferencias estadisticamente significativas entre los grupos. No se rechazo la hipotesis nula.

Con respecto a la hipotesis cuatro (que el Atractivo Olfativo de las camisetas diferiria significativamente a partir de la orientacion sexual de los sujetos que las usaron), tambien se realizo una Prueba de Wilcoxon. Se contrasto el Atractivo Olfativo de las camisetas de los sujetos heterosexuales con el Atractivo Olfativo de las camisetas de los sujetos homosexuales. En este caso, si se encontraron diferencias significativas (z = -2.001, p < .05). El Atractivo Olfativo de las camisetas de los sujetos homosexuales fue distinto del Atractivo Olfativo de las camisetas de los sujetos heterosexuales, en un sentido negativo. La media del Atractivo Olfativo de las camisetas de los sujetos homosexuales fue superior a la media del mismo atractivo de las camisetas de los sujetos heterosexuales. En otras palabras, el olor de las camisetas de los sujetos homosexuales resulto significativamente mas atractivo para los evaluadores que el olor de las camisetas de los sujetos heterosexuales. En el caso de la hipotesis cuatro, se rechazo la hipotesis nula.

Por ultimo, se realizo la Prueba de Wilcoxon al trabajar con la hipotesis cinco: el Atractivo Global diferiria significativamente a partir de la orientacion sexual de los sujetos evaluados. No se encontraron diferencias estadisticamente significativas entre el Atractivo Global de los sujetos homosexuales y el Atractivo Global de los sujetos heterosexuales. Entonces, no se rechazo la hipotesis nula.

Regresiones multiples

Se hizo un analisis de regresion multiple para la hipotesis seis: el Atractivo Olfativo de las camisetas de los sujetos homosexuales predecira de forma estadisticamente mas significativa, en comparacion con el atractivo de sus fotografias, el Atractivo Global de los mismos sujetos. Primero, se encontraron correlaciones significativas entre el Atractivo Visual de las fotografias de los sujetos heterosexuales y el Atractivo Global de los mismos sujetos [r(13) = .703, p < .01], asi como entre el Atractivo Olfativo de las camisetas de los sujetos heterosexuales y el Atractivo Global de los mismos sujetos [r(13) = .592,p < .05]. Por lo tanto, se continuo con la regresion. Observese que la correlacion entre el Atractivo Visual de las fotografias y el Atractivo Global fue mas fuerte y significativa que la correlacion entre el Atractivo Olfativo de las camisetas y el Atractivo Global. Los resultados de la regresion se presentan en la Tabla 1.

Ambas variables predijeron significativamente el Atractivo Global de los estimulos, y juntas, explicaron una porcion considerable de la variancia del Atractivo Global de los estimulos [[R.sup.2] = .682, F (1, 12) = 11.77,p < .01]. Sin embargo, el Atractivo Visual de las fotografias lo hizo mas significativamene que el Atractivo Olfativo de las camisetas.

En el caso de la septima hipotesis (el Atractivo Visual de las fotografias de los sujetos heterosexuales predeciria de forma estadisticamente mas significativa, en comparacion con el Atractivo Olfativo de sus camisetas, el Atractivo Global de los mismos sujetos), tambien se realizo un analisis de regresion multiple. Se encontraron correlaciones significativas entre el Atractivo Olfativo de los sujetos homosexuales y el Atractivo Global de los mismos sujetos [r(13) = .813, p = 000], asi como entre el Atractivo Visual de las fotografias y el Atractivo Global del mismo grupo [r(13) = .671,p < .01]. Luego se continuo con la regresion.

De forma contraria a lo ocurrido con los estimulos de los sujetos heterosexuales, la correlacion entre el Atractivo Olfativo de las camisetas y el Atractivo Global de los estimulos fue mas fuertemente significativa que la correlacion entre el Atractivo Visual de las fotografias y el Atractivo Global. En la Tabla 2 se presentan los resultados de la regresion. Se excluyo la variable Atractivo Visual ya que no predijo significativamente el Atractivo Global.

Solo el Atractivo Olfativo de las camisetas predijo significativamente el Atractivo Global. Esta variable explico una porcion importante de variancia del Atractivo Global [[R.sup.2] = .662, F (1, 12) = 23.459,p = .000].

Resumen de los hallazgos

El Atractivo Olfativo de las camisetas y el Atractivo Visual de las fotografias no estan correlacionados en ninguno de los dos grupos. Solo el Atractivo Olfativo de las camisetas difirio significativamente a partir de la orientacion sexual de las personas que las usaron; tanto el Atractivo Visual de las fotografias como el Atractivo Olfativo de las camisetas predijeron el Atractivo Global de los sujetos heterosexuales, aunque el Atractivo Visual de las fotografias lo hizo de mas significativamente, y solo el Atractivo Olfativo de las camisetas predijo el Atractivo Global de los sujetos homosexuales.

Discusion

Las dos primeras hipotesis planteadas (que habria una correlacion entre los puntajes para Atractivo Olfativo y Atractivo Visual) resultaron desacertadas. Esta falta de correlacion contradice hallazgos previos. Segun lo reportado por Foster (2008) por ejemplo, el atractivo del olor corporal de hombres se correlaciona positivamente con su atractivo facial y negativamente con su grado de asimetria fluctuante. La asimetria funcional o asimetria fluctuante se refiere a cuando los dos hemisferios, que en teoria tienen funciones proporcionadas, se especializan mas de lo normal, y cada uno lleva a cabo funciones ligeramente distintas. En teoria, esta asimetria es visible en el cuerpo (por ejemplo, longitud de los pies, tobillos, munecas, codos, orejas y dedos).

La contradiccion que se encontro puede deberse a que la mayoria de las investigaciones anteriores han consistido en reportes realizados por mujeres, que evaluaban el atractivo de estimulos provenientes de hombres. Hombres homosexuales realizaron los juicios de atractivo que se midieron en esta investigacion. Ellos representan un grupo muy poco estudiado con respecto al papel de los sentidos en la eleccion de pareja. Es posible, entonces, que los mecanismos que operan en el caso de dicha poblacion difieran de los observados con sujetos heterosexuales.

Por otro lado, Foster (2008) tambien sugiere que los resultados de trabajos anteriores sobre los sentidos en la eleccion de pareja podrian ser espurios debido al uso de auto-reportes. Su logica es que a mayor distancia temporal entre la percepcion de un estimulo y el reporte sobre su atractivo, la influencia de otros factores, como recuerdos o sentimientos, es mayor, lo cual distorsiona el resultado.

Podria ser que en anteriores trabajos, los sujetos hayan asociado el Atractivo Olfativo con el facial a partir de su memoria. En ese caso, la evaluacion habria sido indirecta. En un trabajo de Cornwell y colaboradores (2004) se intento corroborar empiricamente la hipotesis que planteaba una correlacion entre los atractivos olfativo y facial. Se encontraron correlaciones positivas significativas entre rostros masculinos y una fero mona masculina. Sin embargo, las correlaciones fueron debiles.

Es posible, a partir de lo que se ha discutido, que la forma de medir los constructos en el pasado explique las inconsistencias entre los estudios. Pareciera que, a medida que los metodos de evaluacion se aproximan a la Psicofisica (medicion de tiempos de respuesta, estimulos discretos, evaluaciones hechas al momento de la prueba), los hallazgos se asemejan mas a lo que se encontro en la presente investigacion.

Habria que considerar tambien que el procesamiento de informacion sensorial es distinto segun el sentido del cual se trate. La informacion olfativa viaja en forma directa de los receptores olfativos, localizados en la mucosa nasal, a los bulbos olfatorios y de ahi, la informacion se proyecta al resto del cerebro (a la corteza olfativa y al talamo dorsomedial) mediante los axones que componen los tractos olfativos (Carlson, 1996).

Por otro lado, la informacion visual hace un largo recorrido antes de llegar a la corteza estriada, donde se procesa finalmente en lo que se entiende como una imagen. Pasa primero por el talamo (por donde tambien pasa la informacion auditiva), despues por el hipotalamo y el tectum, estas son estructuras que ademas de regular los ciclos sueno-vigilia (la actividad durante el dia y durante la noche), tambien influyen sobre la asociacion de emociones con recuerdos basados en informacion visual (Carlson, 1996).

Lo anterior pudo haber influido sobre los hallazgos encontrados con esta investigacion. Es posible que en la forma de procesamiento de la informacion visual, interfiera un mayor numero de asociaciones, recuerdos y gustos construidos a lo largo del desarrollo del individuo. El olfato, en vista de la comunicacion mas directa que tiene con la corteza cerebral, sin desviaciones previas a otras estructuras, podria transmitir informacion quimica como tal, sin las connotaciones afectivas con las que mas probablemente se cargue la informacion visual.

Podria ser entonces, que el Atractivo Visual de las fotografias haya sido relacionado mas con gustos personales de los evaluadores que con el Atractivo Olfativo de las camisetas, ya que, de estas ultimas, se percibio informacion que viajo mas directamente a la corteza cerebral.

Por otro lado, el olfato es un sentido mucho menos ejercitado culturalmente, por lo cual las preferencias olfativas de los sujetos podrian relacionarse mas con cuestiones neurofisiologicas que sus preferencias visuales, las cuales podrian tener que ver con su memoria y con sus experiencias previas.

Segun lo planteado hasta aqui, los resultados obtenidos hacen pensar en cierta contradiccion con lo reportado por Foster (2008), que el atractivo facial de un sujeto podria no ser una buena senal de su calidad genetica, al menos cuando quien evalua el atractivo es un hombre homosexual.

De cualquier manera seria importante tener en cuenta el numero de sujetos que participo en el experimento que se informa, ya que esto resulta un factor importante al pensar en la validez externa de las observaciones.

La hipotesis 3 tambien resulto desacertada: no hubo diferencias en los puntajes para Atractivo Visual entre los dos tipos de estimulo (homo y heterosexual). Respecto a lo anterior, ciertos estudios muestran que mientras el olor es de especial relevancia para los juicios de atractivo que hacen mujeres, la vision juega un papel mas importante en las evaluaciones de ese tipo que hacen hombres (Herz & Inzlicht, 2002; Sergeant et al., 2005). En otras palabras, la vision es mas relevante que el olfato en la eleccion de pareja que hacen los hombres.

Los resultados del experimento que se informa llevan a pensar que la corteza orbitofrontal podria representar valores de recompensa para los rostros de parejas sexuales potenciales, sin importar la orientacion sexual de las mismas (aunque esto es una inferencia, ya que no se uso el metodo de imagenes por resonancia magnetica funcional). En este caso en particular, pareciera que los evaluadores (hombres homosexuales) respondieron de igual forma ante cualquier rostro de hombre, lo cual sugiere que no consiguieron distinguir (ni consciente ni inconscientemente) entre los estimulos a partir de la orientacion sexual de los sujetos evaluados.

Segun la literatura sobre el tema, la asimetria fluctuante puede percibirse en el cuerpo de los hombres. Uno de los indicadores de baja asimetria fluctuante son los rostros con rasgos mas masculinos (Thornhill & Gangestad, 2003). A partir de este planteo, los experimentadores esperaban encontrar diferencias en los puntajes de Atractivo Visual a partir de la orientacion sexual de los sujetos evaluados, ya que el Atractivo Facial es teoricamente distinto, segun la orientacion sexual del individuo.

Lo anterior remite a la hipotesis neurohormonal de la orientacion sexual, segun la cual anomalias hormonales durante el desarrollo prenatal determinan la atraccion hacia uno u otro sexo, sin importar el sexo de la persona que se este gestando. La asimetria fluctuante, referida en el parrafo anterior, es una de las senales de estas anomalias hormonales durante el desarrollo (Mustanski et al., 2002).

Sin embargo, los hallazgos de este estudio contradijeron lo esperado por los investigadores. Pareciera que en realidad, la asimetria fluctuante quiza no es perceptible a simple vista en los rostros de hombres, o que asi sucede exclusivamente cuando los evaluadores son hombres homosexuales.

A diferencia de lo que ocurrio con la hipotesis 3, se comprobo la hipotesis 4: se observaron diferencias estadisticamente significativas con respecto al Atractivo Olfativo a partir de la orientacion sexual de los sujetos evaluados.

Lo anterior, ademas de ser un hallazgo esperado, es quiza el resultado mas interesante de la investigacion. Concuerda con lo reportado por Martins y colaboradores (2005): que las mujeres y los hombres homosexuales podrian producir olores axilares que los distingan de los heterosexuales. Los hallazgos del estudio realizado apoyan la hipotesis anterior. Ademas, hacen pensar que los hombres homosexuales podrian percibir los olores humanos de forma distinta que los heterosexuales.

Estos mismos resultados sugieren que los hombres homosexuales pudieron distinguir (inconscientemente) la orientacion sexual de los sujetos cuyo atractivo evaluaron. Savic, Berglund y Lindstrom (2005) encontraron en relacion con dicho descubrimiento, un patron de activacion hipotalamica ante feromonas humanas distinto para diferentes orientaciones sexuales.

La hipotesis 6 (que el Atractivo Olfativo predeciria el Atractivo Global de los sujetos evaluados) tambien se comprobo y se relaciona intimamente con la hipotesis 4. Mientras que, en el caso de los evaluados heterosexuales, tanto el olfato como la vision contribuyeron a los puntajes de Atractivo Global, en el caso de los evaluados homosexuales contribuyo solamente el olfato.

Parece entonces, que cuando los evaluadores de atractivo son hombres homosexuales, las claves olfativas son mas importantes que las visuales. Como no existe gran cantidad de bibliografia al respecto, los planteos teoricos de aqui dependeran de futuras replicas de este experimento.

En cuanto a la hipotesis 7 (que el Atractivo Visual predeciria mejor que el olfativo, el Atractivo Global de los evaluados heterosexuales), la cual tambien se comprobo, se plantea la posibilidad de que, al no percibirse huellas olfativas homosexuales, el olor de los sujetos evaluados paso a segundo plano, mientras que el Atractivo Visual de sus fotografias, asociado en mayor medida con los recuerdos y preferencias individuales de los evaluadores, se volvio mas relevante. En otras palabras, podria pensarse que como no hubo informacion quimica relevante (que revelara a los sujetos evaluados como homosexuales) para los evaluadores, ellos recurrieron a su sentido mas entrenado culturalmente (la vista) para evaluar el atractivo de los estimulos.

Lo anterior, una vez mas, refuerza la idea de que las personas homosexuales (en este caso, especificamente los hombres) producen olores corporales que las distinguen de sus contrapartes heterosexuales (Martins et al., 2005). No existe suficiente literatura para dar cuenta de estos resultados. Por lo pronto, lo que puede hacerse es sugerir que se continue la investigacion por la linea del presente trabajo.

Por ultimo, la hipotesis 5 no se comprobo: los puntajes para Atractivo Global no difirieron de forma significativa a partir de la orientacion sexual de los sujetos evaluados.

Dicho resultado podria relacionarse con que los puntajes altos o bajos con respecto al Atractivo Olfativo, se acercaron a la media cuando se realizo la evaluacion del Atractivo Olfativo en presencia de las fotografias que correspondian a cada olor (al evaluar el Atractivo Global).

Los investigadores observaron que durante la fase de evaluacion del Atractivo Global, muchos de los evaluadores expresaron su descontento ante la fotografia correspondiente a un olor que antes (durante la fase de evaluacion del Atractivo Olfativo) habian encontrado placentero. Se observo tambien, que los puntajes globales eran mucho menores o mucho mayores que los puntajes olfativos, en el caso de ambos tipos de estimulo (homo y heterosexual). Esto se relaciona con lo discutido sobre la vision, un sentido mas entrenado culturalmente, que se vincula con recuerdos, preferencias personales y asociaciones emocionales (Carlson, 1996). En otras palabras, podria pensarse que, cuando la vision se combina con el olfato, el primer sentido altera la pureza de la informacion quimica y se confunde con cuestiones menos estrictamente sensoriales (en el sentido de informacion fisica que se percibe del medio y viaja a la corteza cerebral sin asociarse con emociones ni memoria).

Sin embargo, lo anterior es una inferencia ya que parte de las observaciones realizadas al momento del experimento y no de bibliografia cientifica al respecto (la cual, segun la busqueda de los investigadores, no existe como tal).

Limitaciones

A pesar de que ciertas hipotesis cruciales fueron comprobadas, cabria preguntarse si los hallazgos de la investigacion realizada (obtenidos en un escenario artificial) funcionan de la misma forma en la vida real. Es decir, si los hombres homosexuales dan mas peso al olfato o a la vision en su eleccion cotidiana de pareja. Puede apreciarse que el olfato da informacion a los hombres homosexuales sobre la orientacion sexual de la pareja potencial, pero esto no responde si los sujetos se basan en dicha informacion para dirigir su conducta hacia las personas con las que se cruzan dia a dia. Mas aun, esta la pregunta sobre si el olor guarda una relacion en cuanto a la satisfaccion de pareja que hay entre hombres homosexuales. Garver-Apgar y colaboradores (2006) encontraron que, cuando las parejas no compartian alelos del antigeno humano de leucocitos (cuando no habia atraccion olfativa significativa), las mujeres reportaron sentirse insatisfechas sexualmente, mientras que los hombres no reportaron diferencias en cuanto a su satisfaccion sexual ni de pareja. El hecho de que posiblemente, para los hombres homosexuales sea relevante el atractivo del olor de sus parejas, abre la pregunta sobre si el atractivo del olor, como se menciono, se relaciona con la satisfaccion sexual y de pareja. Tambien tendria que considerarse, como sugieren las investigaciones de los autores citados, si las relaciones son a corto o a largo plazo. Seria interesante seguir la investigacion por esa linea, quiza con los mismos sujetos que participaron en este estudio.

Por otro lado, los resultados de esta investigacion han de tomarse con reserva con respecto al tamano final de la muestra (14 sujetos), ya que los hallazgos, aunque significativos y congruentes con el marco teorico, podrian no ser generalizables. Mas que pensarse como resultados concluyentes, podrian tomarse como una invitacion a nuevas investigaciones que sigan esta como modelo en el aspecto metodologico e implementen las correcciones sugeridas a continuacion (entre ellas, el tamano de la muestra).

En cuanto a los estimulos, el hecho de que no se pudo controlar por completo que los participantes siguieran todas las instrucciones con respecto al uso de las camisetas pudo haber mermado la pureza de los olores corporales que se usaron como estimulos, asi como el efecto que estos tuvieron sobre los evaluadores. Algunos aspectos que pudieron haber interferido fueron: el tiempo durante el que usaron las camisetas, solo dos noches, (en otras investigaciones se usaron al menos durante una semana previa a la evaluacion), la alimentacion y el consumo de alcohol, tabaco y otras sustancias que influyen en el aroma corporal. Aunque se les indico a los sujetos no comer ciertos alimentos, no fumar, no beber, ni dormir con alguien mas mientras utilizaran la camiseta, otras investigaciones han desplegado un mayor grado de control de estos factores. En ellas, los investigadores pedian por ejemplo, que las instrucciones se siguieran durante todo el dia, y no solamente durante los lapsos cuando tuvieran puestas las camisetas. En cuanto a los estimulos visuales (fotografias), no hay limitantes metodologicas perceptibles por parte de los investigadores.

En cuanto a la administracion del experimento, hubo ciertas condiciones que pueden atenderse en futuras investigaciones, como el espacio disponible para la presentacion de los estimulos (solo contabamos con cinco cubiculos). Esto implico dividir cada fase en dos, lo cual dio oportunidad a los evaluadores para comentar los resultados con otros evaluadores entre fases e inclusive, de consolidar ciertos recuerdos olfativos que pudieron haber influido en el resto de las evaluaciones.

Un aspecto mas es que posiblemente los evaluadores no percibieran el olor de las camisetas, pues hubo varios que comentaron no poder oler aroma alguno y fueron mas activos en su evaluacion, esto es, buscaron como sacar la camiseta de la bolsa para olerla mejor, actitud que muchos evaluadores no adoptaron a pesar de que posiblemente, no percibieron aroma alguno. Lo anterior pudo influir sobre las calificaciones.

Por ultimo, hubiera sido conveniente que todos los sujetos evaluaran los estimulos sin que pasara tanto tiempo entre el primer grupo que evaluo y el ultimo, ya que posiblemente, las cualidades de los estimulos olfativos variaron durante el tiempo transcurrido entre dichas evaluaciones.

Teniendo en cuenta estas limitaciones, seria importante realizar una nueva investigacion si se desea generalizar los resultados encontrados y poder incluirlos en futuros estudios.

Conclusiones

Los resultados de esta investigacion podrian contribuir valiosamente al debate actual con respecto a si existen feromonas humanas como tal (Pause, 2004), ya que permiten inferir que, de hecho, el olor corporal de parejas potenciales modifica el comportamiento de los seres humanos.

Por otro lado, la implicancia teorica mas apremiante es que las personas homosexuales podrian funcionar de forma neuro-fisiologicamente distinta a las heterosexuales, al menos con respecto al papel que juega la senso-percepcion en la eleccion de pareja que hacen.

Con respecto a la practica, la realizacion de este experimento sugiere la recomendacion de hacer disenos flexibles que se adapten a la poblacion objetivo pues, en vista de la realidad social mexicana (es poco probable que pueda pagarse a los participantes), uno depende de la ayuda voluntaria de los sujetos y debe adaptarse a su disponibilidad lo mas que se pueda.

Seria conveniente ademas, no presentar una serie larga de estimulos olfativos sin pausas, ya que esto podria aturdir al evaluador del atractivo. Por otro lado, no dejar pasar tanto tiempo entre el uso de las camisetas por los sujetos evaluados y la aplicacion del experimento.

En la practica, los hallazgos sobre diferencias biologicas entre personas homo y heterosexuales deberian ser tenidos en cuenta, para fomentar el respeto a la diversidad sexual. Es crucial enfatizar que la orientacion sexual es un constructo multifactorial, imposible de reducir a explicaciones simplistas, asi como que tanto la homo como la heterosexualidad requieren explicaciones cientificas, mas alla de su grado de adecuacion a la norma. Debe problematizarse la orientacion sexual en general, no solo las orientaciones sexuales que se desvian del promedio.

Por otro lado, es importante resaltar que la orientacion sexual es muy probablemente, el resultado tanto de factores organicos como de crianza y de la interaccion entre ambos. No representa meramente una decision personal ni una enfermedad. En Mexico, aun se piensa de esa forma en ciertos sectores.

El conocimiento cientifico sobre el tema podra usarse para fortalecer a una poblacion vulnerable, cuyos derechos siguen sin respetarse del todo, mediante el argumento de que la orientacion sexual podria ser inclusive, una configuracion neurologica particular.

Universidad Iberoamericana (UIA). Arroyo de los Ahuehuetes 30, Mexico D.F., Mexico.

Fecha de recepcion: 18 de abril de 2012

Fecha de aceptacion: 7 de enero de 2013

Referencias bibliograficas

Carlson, N. (1996). Fundamentos de psicologia fisiologica [Foundations of physiological psychology]. Mexico: Prentice Hall.

Cerda, A.L., Mondragon, R. & Diaz, V. (2000). Comunicacion quimica en primates [Chemical communiction in primates]. Salud Mental, 23, 25-32.

Cornwell, R.E., Boothroyd, L., Burt, D.M., Feinberg, D. R., Jones, B.C., Little, A.C. et al. (2004). Concordant preferences for oppositesex signals? Human pheromones and facial characteristics. Proceedings of the Royal Society B: Biological Sciences, 271, 635-640. doi: 10.1098/rspb.2003.2649.

Chaix, R., Cao, C. & Donnelly, P. (2008). Is mate choice in humans MHC-dependent? Plos Genetics, 4(9). doi:10.1371/journal.pgen.10 001 84.

DeBruine, L.M., Jones, B.C., Unger, L., Little, A.C. & Feinberg, D.R. (2007). Dissociating averageness and attractiveness: Attractive faces are not always average. Journal of Experimental Psychology: Human Perception and Performance, 33, 1420-1430. doi: 10.10 37/0096-1523.33.6.1420.

Foster, J.D. (2008). Beauty is mostly in the eye of the beholder: Olfactory versus visual cues of attractiveness. Journal of Social Psychology, 148(6), 765-774. doi: 10.32 00/SOC P.14 8.6. 765-774.

Garver-Apgar, C.E., Gangestad, S.W., Thornhill, R., Miller, R. & Olp, J.J. (2006). Major histocompatibility complex alleles, sexual responsivity, and unfaithfulness in romantic couples. PsychologicalScience, 17, 830-835. doi: 10.1 111/j.1467-9280.2006.01789.x.

Gobrogge, K.L., Perkins, P.S., Baker, J.H., Balcer, K.D., Breedlove, S.M. & Klump, K.L. (2007). Homosexual mating preferences from an evolutionary perspective: Sexual selection theory revisited. Archives of Sexual Behavior, 36, 717-723. doi: 10.1007/s10508-007-9216x.

Grammer, K., Fink, B. & Neave, N. (2005). Human pheromones and sexual attraction. European Journal of Obstetrics & Gynecology and Reproductive Biology, 118, 135-142. doi: 10.1 016/j.ejogrb.2004.08.010.

Havlicek, J., Dvofakov, R., Barto, L. & Flegr, J. (2006). Non-advertized does not mean concealed: Body odour changes across the human menstrual cycle. Ethology, 112(1), 81-90. doi: 10.1111/j.1439-0310.2006.01125.x.

Herz, R.S. & Inzlicht, M. (2002). Sex differences in response to physical and social factors involved in human mate selection. The importance of smell for women. Evolution and

Human Behavior, 23, 359-364. doi: 10.1016/ S1090-5138(02)00095-8.

Jacob, S., McClintock, M.K., Zelano, B. & Ober, C. (2002). Paternally inherited HLA alleles are associated with women's choice of male odor. Nature Genetics, 30(2), 175-179. doi: 10.1038/ng830.

Kinsey, A.C., Pomeroy, W.B. & Martin, C.E. (1948). Sexual behavior in the human male. Philadelphia: W.B. Saunders.

Kranz, F. & Ishai, A. (2006). Face perception is modulated by sexual preference. Current Biology, 16, 63-68. doi:10.1016/ j.cub.2005. 10.070.

Levin, R.F. (2004). Smells and tases--their putative influence on sexual activity in humans. Sexual and Relationship Therapy, 19(4), 451 462. doi: 10.1080/14681990412331315135.

Martins, Y., Preti, G., Crabtree, C.R., Runyan, T., Vainius, A.A. & Wysocki, C.J. (2005). Preference for human body odors is influenced by gender and sexual orientation. Psychological Science, 16(9), 694-701. doi: 10.1111/j.146792 80.2005.01598.x.

McBurney, D.H., Shoup, M.L. & Streeter, S.A. (2006). Olfactory comfort: Smelling a partner's clothing during periods of separation. Journal of Applied Social Psychology, 36, 2325-2335. doi: 10.1111/j.0021-9029.2006. 00105.x.

Mustanski, B.S., Chivers, M.L. & Bailey, J.M. (2002). A critical review of recent biological research on human sexual orientation. Annual Review of Sex Research, 13, 89-140. doi: 10. 1177/0146167210378755.

Pause, B. (2004). Is the human skin a pheromoneproducing organ? Journal of Cosmetic Dermatology, 3, 223-228. doi:10.1111/j.1473213 0.2004.00106.x.

Rennels, J.L., Bronstad, P.M. & Langlois, J.H. (2008). Are attractive men's faces masculine or feminine? the importance of type of facial stimuli. Journal of Experimental Psychology, 34(3), 884-893. doi:10.1037/0096-1523.34.4. 884.

Roberts, S.C., Havlicek, J., Flegr, J., Hruskova, M., Little, A.C., Jones, B.C. et al. (2004). Female facial attractiveness increases during the fertile phase of the menstrual cycle. Proceedings of the Royal Society B: Biological Sciences, 271, 270-272. doi:10.1098/ rsbl.2004.0174.

Savic, I., Berglund, H. & Lindstrom, P. (2005). Brain response to putative pheromones in homosexual men. Proceedings of the National Academy of Sciences, 102, 7356-7361. doi: 10.1073/pnas.0407998102.

Sergeant, M.J.T., Davies, M.N.O., Dickins, T.E. & Griffiths, M.D. (2005). The self-reported importance of olfaction during human mate choice. Sexualities, Evolution & Gender, 7, 199-213. doi:10.1080/14616660500173685.

Sergeant, M.J.T., Dickins, T.E., Davies, M.N.O. & Griffiths, M.D. (2007). Women's hedonic ratings of body odor of heterosexual and homosexual men. Archives of Sexual Behavior, 36, 395-401. doi:10.1007/s10508-006-9126 3.

Shoup, M.L., Streeter, S.A. & McBurney, D.H. (2008). Olfactory comfort and attachment within relationships. Journal of Applied SocialPsychology, 38, 2954-2963. doi:10.1111/ j.1559-1816.2008.00420.x.

Thornhill, R. & Gangestad, S.W. (2003). Evolutionary theory led to evidence for a male sex pheromone that signals symmetry. Psychological Inquiry, 14(3/4), 318-325. doi: 10.10 80/1047840X.2003.9682899.

(1) Los protocolos pueden ser solicitados a los autores.

Jose Maria Jimenez Orvananos *, Irvin Antonio Camacho Delgado **, Rocio Alcazar Gaspar *** y Joaquina Palomar ****

* Estudiante de Psicologia de la Universidad Iberoamericana (UIA). E-Mail: chema.jimorv@gmail.com

** Estudiante de Psicologia de la Universidad Iberoamericana (UIA). E-Mail: irvin.jap@gmail.com

*** Estudiante de Psicologia de la Universidad Iberoamericana (UIA).

**** Doctora en Psicologia. Profesor-Investigador de la Universidad Iberoamericana (UIA). E-Mail: joaquina.palomar@ibero.mx

Universidad Iberoamericana (UIA)

Mexico D.F.

Mexico
TABLA 1
ANALISIS DE REGRESION DE LAS VARIABLES QUE PRONOSTICAN EL
ATRACTIVO GLOBAL DE LOS SUJETOS HETEROSEXUALES

Variables                     B      EE      P

Atractivo visual de los      .659   .195   .593 **
  estimulos heterosexuales
Atractivo olfativo de los    .490   .193   .446 **
  estimulos heterosexuales

* p < .05
** p < .01

TABLA 2
ANALISIS DE REGRESION DE LAS VARIABLES QUE PRONOSTICAN EL ATRACTIVO
GLOBAL DE LOS SUJETOS HOMOSEXUALES

Variable                        B     EE       P

Atractivo olfativo de          .85   .175   .813 **
  los estimulos homosexuales

** p < .000
COPYRIGHT 2013 CIIPCA-CONICET
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2013 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Jimenez Orvananos, Jose Maria; Camacho Delgado, Irvin Antonio; Alcazar Gaspar, Rocio; Palomar, Joaqu
Publication:Interdisciplinaria
Date:Jan 1, 2013
Words:10047
Previous Article:Habilidades y conocimientos constitutivos de la alfabetizacion temprana: semejanzas y diferencias segun el entorno social y las oportunidades...
Next Article:La separacion entre palabras en la escritura de ninos que inician la escolaridad primaria.
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters