Printer Friendly

The development of papers' measures and their standardization/Evolucion en las medidas de los papeles y su estandarizacion.

Introduccion

Estimado lector: encuentre en las siguientes lineas el interes por conversar sobre algunos aspectos materiales y de factura de documentos y libros, particularmente del papel como su principal soporte desde hace ya varios siglos.

La intencion es exponer un breve panorama sobre las caracteristicas historicas relacionadas con los formatos y medidas de un material que indudablemente ha sido portador esencial de discursos y factor clave en el surgimiento de ideas. El apetito, sumergiendonos un poco mas, es poner la mirada sobre algunas de esas ideas, pero no las escritas sino las que subyacen en los pliegos de papel como testigo; probemos aqui algunas reflexiones basicas sobre las practicas sociales y culturales que emergen cuando estudiamos datos tecnicos sobre la evolucion en las dimensiones y formatos del papel elaborado en Egipto, Oriente y hasta la actualidad.

El tema implica una deuda de investigacion necesariamente extensa. El presente texto es solo una mirada a vuelo de pajaro que guine hacia otros nuevos trabajos de investigacion e interpretacion historica del mundo del libro.

Los tamanos del papel batido manualmente

En uno de los tratados naturalistas mas antiguos, la Naturalis Historia de Plinio el Viejo, encontramos referencias sobre la fabricacion de diversos soportes de escritura celulosicos entre los que destaca el papiro. En el libro XIII describe los materiales y tecnicas para la elaboracion de sus distintas calidades y dimensiones: la obtencion de laminas delgadas y largas a partir del cuidadoso corte del tallo de la planta permitia obtener una amplia variedad; aquellas capas provenientes del interior de la planta eran las mejores, se colocaban sobre la mesa de trabajo cruzandolas transversalmente con otras tantas de menor tamano para posteriormente unirlas mediante golpeteo, agua del Nilo, y las sustancias emanadas de la propia planta, para finalmente pulir hasta conseguir una hoja delgada, homogenea y con la lisura suficiente para escribir sobre ella. (PLINIO, 2010, p. 138-144)

Con lo senalado por Plinio--y que puede observarse en los papiros egipcios conservados hasta el dia de hoy--, la hoja asi elaborada podia tener un largo considerable y, uniendo varias, alcanzar dimensiones aun mayores como los 33 x 600 cm que se observan en el llamado Papiro Rhind, texto matematico fechado aproximadamente en 1650 a.C. (LOPEZ EXTEVEZ) Sin embargo, segun M. dela Lande, aquel papiro manufacturado por los romanos, herederos de la tradicion tecnica egipcia, parece no haber excedido los trece dedos de ancho--??20 cm aproximadamente?--, pero deja pendiente el dato claro respecto a su longitud (DE LA LANDE, 1997, p.19).

El proceso para la elaboracion de las hojas de papiro tiene un principio de formacion del pliego semejante al utilizado para elaborar el actual papel amate en Mexico. En el poblado de San Pablito Pahuatlan, en la Sierra Norte del estado de Puebla, se utilizan fibras de la corteza interna de distintos arboles--en su mayoria variantes del genero ficus como el jonote o el tule--, las cuales se cuecen largo tiempo en una solucion alcalina para disolver productos cementantes de los paquetes de fibras, como la lignina, resinas y demas, y asi tenerlas listas para la formacion de la hoja; estas tecnicas son relativamente recientes, surgieron hacia finales de la decada de 1960 como una fusion comercial entre la tradicion nahnu y la de los nahuas de la cuenca del Rio Balsas (LOPEZ, 2009, p. 12); asi pues, guardan poca relacion con las tecnicas prehispanicas descritas en los textos de Sahagun, fray Diego de Landa o Bernal Diaz del Castillo, las que ciertamente mantienen algunas sobrevivencias actuales en el papel que se utiliza por los lacandones en la confeccion de tunicas sagradas, bandas ceremoniales o envoltorios de ofrendas. (LENZ, 1984, p. 62) (Figura 1)

[FIGURE 1 OMITTED]

La semejanza entre la formacion de la hoja de papiro y la del amate contemporaneo queda manifiesta en la tecnica de acomodo transversal de largas tiras de fibras que posteriormente son golpeadas con batidores de piedra hasta obtener una lamina homogenea y lisa (figura 2). Esta caracteristica permite obtener hojas de gran tamano que, en el caso del amate contemporaneo, llegan a medir 122 x 244 cm gracias a los formatos del triplay utilizado como soporte de elaboracion y considerando que las hojas resultantes tengan el tamano necesario para servir de base en la fabricacion de otros innumerables productos de la artesania comun: pantallas para lampara, encuadernaciones, marcos para fotografias, figuras recortadas, cajas de madera forrada, separadores para libros, impresion de grabados, etcetera.

[FIGURE 2 OMITTED]

En el caso del amate de uso ritual con traicion prehispanica, la semejanza con el papiro y con el amate contemporaneo es lejana en terminos de las dimensiones de la hoja inicialmente obtenida, debido a practicas culturales de aprovechamiento de recursos naturales que resultan esencialmente distintas, asi como a rasgos tecnicos del proceso para formar la hoja.

La dimension de una hoja de papel amate de tradicion prehispanica esta condicionada por el tamano del fragmento de corteza extraido del arbol; dichos fragmentos, una vez batidos, pueden alcanzar una medida generalizada de 44.4 x 33.4 cm (LENZ, 1984, p. 117) tamano pequeno porque se extraen de ramas secundarias o de zonas reducidas del tronco para evitar la muerte del arbol. (lopez, 2009, p.13) Pese a ello, los libros realizados con ambos materiales--papiro y amate ritual--, pueden alcanzar grandes formatos si asi se requiere, gracias a que las hojas se adhieren entre si para obtener tiras largas, como en el caso de los 20.5 x 760 cm del Codice Techialoyan "A". (LENZ, 1984, p. 117)

En conclusion, la diferencia fundamental entre el amate ritual y el usado actualmente para artesanias es que los pliegos del primero son resultado del golpeteo de un pequeno fragmento de corteza para extender la estructura natural de fibras que la planta ya trae consigo, mientras que en el segundo son resultado de una formacion en donde largas tiras previamente cocidas se acomodan transversalmente; en otras palabras, mientras que las dimensiones de una hoja comun de amate contemporaneo puede explicarse por la dimension estandarizada del triplay utilizado como soporte de fabricacion y, a su vez, por la tendencia a la estandarizacion productiva, de mercado y consumo masivo de artesanias, el tamano de las hojas de amate de tradicion prehispanica aun mantiene vinculos con practicas rituales en donde sobreviven algunos pocos rasgos de sustentabilidad del entorno como fuente de obtencion de la materia prima.

?Papel?

Trasladarnos ahora para hablar del papel que hoy nosotros usamos y que resulta reconociblemente heredero de la tradicion tecnologica oriental, obliga a marcar una importante diferencia con el papiro y el amate para llevarnos a reflexionar en torno a las medidas y formatos en que se ha fabricado el papel occidental desde hace poco mas de 950 anos.

Es la propia definicion de la palabra papel que, producto de largas discusiones entre los especialistas de todo el mundo, han llevado a delimitarla bajo criterios tecnicos, sugiriendonos revisar los estudios que asocian el papel actual con el papiro y el amate americano bajo terminos esencialmente cronologicos.

En estricto sentido tecnico, el termino papel hace referencia exclusiva a aquella hoja elaborada mediante la filtracion de fibras vegetales previamente procesadas y puestas en suspension acuosa. Asi pues, las hojas formadas por tiras de papiro o amate, o bien, del amate producido a partir de pequenos fragmentos de corteza, podrian, en miras de lo anterior, sugerir una relacion genealogica de naturaleza textil mas que papelera, a pesar de que el uso extendido de dichos ejemplares siga enfocado a su funcion como soporte de escritura.

Las hojas elaboradas especificamente a partir de la filtracion de pulpa--provenga de la fuente cultural del que provenga--, finalmente comparten una particularidad tecnologica que, para el interes que ahora nos ocupa, deviene en principios dimensionales que nos permiten jugar a vincular tiempos, practicas sociales y geografias culturales aparentemente ajenas. Venga pues.

Las dimensiones en relacion a la herencia oriental de formacion del papel

La mencion de Ts'ai Lun abre tradicionalmente casi todos los textos de historia del papel. Una vez rendidos, con mayor o menor fe, ante el misterio que subyace a dicho nombre, lo que nos queda es la franca admiracion por el invento oriental de la forma o bastidor de madera, herramienta fundamental para la practica papelera antigua que, al final del dia, es la que formaliza dimensionalmente los pliegos de papel y que condiciono de una u otra manera los formatos del libro antiguo.

En este sentido, precisar si las caracteristicas tecnologicas de la forma de madera son las que definen el tamano y consiguiente uso del pliego de papel o si, por el contrario, el uso proyectado de la hoja es el que condiciona el formato de dicha herramienta--asi como el resto de instrumentos y tecnicas que la acompanan para lograrlo--, es discusion que podra encontrar breves pistas a lo largo del presente texto pero que, insistimos, requiere un despliegue en futuros textos que integren la mirada de otras disciplinas como la sociologia, la historia de las mentalidades, la historia de la ciencia o hasta la arquitectura para ayudarse a comprender la influencia de un sin fin de factores, aun tangenciales, en la comprension de los formatos y dimensiones con que se han elaborado el papel.

Pero regresando al tema, cuando observamos los actuales papeles japoneses que se consiguen en el mercado, vemos que perduran rasgos de aquel territorio tecnologico oriental de Ts'ai Lun. Por estudios publicados en espanol como el de Noni Lazaga, sabemos que el formato estandar del papel japones llega a los 33 x 45 cm, y que el formato estandar profesional alcanza y supera los 65 x 95 cm. (LAZAGA, 2002, p. 76). Estas dimensiones estan intimamente ligadas a las posibilidades tecnicas que los orientales, y particularmente los japoneses, han perfeccionado a lo largo de los siglos, no todas caracteristicas que pasaron en herencia a Occidente, y que pueden ayudarnos a vislumbrar algunas posibles explicaciones a nuestra tendencia occidental por ciertos formatos.

El bastidor de madera y bambu que utilizan los japoneses para formar manualmente una a una las hojas de papel, se llama Sukote; este se compone por un marco de madera dentro del que ensambla y sujeta una pantalla flexible y muy ligera hecha con finas tiras de bambu. Para la elaboracion de cada pliego de papel, el Sukote es sumergido repetidas ocasiones al interior de una cuba, a cada inmersion se toma una pequena cantidad de la suspension de fibras que posteriormente se filtran con gran maestria mediante diversos movimientos, hasta que finalmente el papelero obtiene una hoja con la estructura particular de fibras que desea. (figura 3)

[FIGURE 3 OMITTED]

Los movimientos para realizar cada hoja estan rigurosamente establecidos, combinan un sistema de balanceo horizontal y vertical que solo puede ser realizado por una persona a la vez gracias a la disposicion armonica de todo el cuerpo, desde las piernas, las caderas y la columna, hasta los brazos y munecas. Con toda esta cadencia corporal logra acomodar las fibras de manera que consigue su orientacion preferencial por capas, algunas en un sentido y otras en el otro, asi como un calibre identico en toda la resma; finalmente el operario abre el Sukote y saca con una sola mano la pantalla flexible para depositar la hoja recien formada sobre la pila de papel y empezar de nuevo. (figura 4)

[FIGURE 4 OMITTED]

En Japon, cada hoja tarda en elaborarse entre uno y dos minutos, y cada papelero suele hacer entre 200 y 300 hojas diarias de cualquier formato (LAZAGA, 2002, p. 85), mientras que en occidente se elaboran de siete a ocho hojas por minuto pero restringiendose a un tamano de 32 x 45 cm (LENZ, 2001, p. 159-160). La constante repeticion del proceso oriental exige una importante fortaleza fisica ante la constante inmersion y extraccion del Sukote en la cuba asi como por el peso del agua que esto conlleva, principalmente en formatos mayores. Asi, cuando hablamos de la formacion de hojas de tamano estandar, es suficiente con que el operario sujete y manipule el Sukote a traves de un par de asas ubicadas a los lados, pero para la formacion de hojas de mayor dimension, en donde quedarian rebasadas sus fuerzas, se usa un recurso tecnico de apoyo bastante sencillo y que sorprendentemente no trascendio hacia Occidente: ademas de las asas, el bastidor cuenta con un par de hembrillas en las que se introducen unos hilos que van atados directamente a un palo de bambu flexible ubicado en el techo del taller; este sistema permite sostener gran parte del peso del Sukote durante el proceso y otorga al operario la suficiente libertad para realizar la serie de movimientos descritos, asi como para sacar la pantalla flexible y depositar la hoja recien hecha con sorprendente exactitud, independientemente del tamano de pliego que se encuentre elaborando (LAZAGA, 2002, p. 76).

De esta manera, las medidas de los papeles orientales no parecen habitar como limitante al momento de hablar de calidades en los mismos, es decir, no existe un principio que relacione directamente los formatos pequenos con los papeles finos de uso exigente como la caligrafia, y los formatos grandes con aquellos otros papeles dirigidos al uso corriente como el de envoltura, tal como parecen sugerir los estudios de tecnicas occidentales en los primeros siglos de su historia papelera y particularmente, en contextos como el mexicano, hasta el advenimiento de los procesos industrializados de la segunda mitad del siglo XX (LENZ, 1957).

Asi pues, en terminos generales, la infinidad de usos a que se destina el papel en el Oriente se relaciona primero con las caracteristicas de superficie, color, tipo de fibras, calibre y cualidades de absorcion, que con las dimensiones de la forma como condicion tecnologica primaria. Tomando en cuenta esto, las medidas japonesas habituales que aun suelen elaborarse en pliego, independientemente de la calidad del papel elaborado, son el gasenshi 135 x 70 cm, la mitad de gasenshi 135 x 35 cm y el Ren-ochi 135 x 52 cm (LAZAGA, 2002, p. 110).

Entre tipos de fibras y el tamano de los papeles

La tecnica para hacer papel transito, como es bien sabido, de Oriente hacia Occidente por via de la cultura arabe. En esta marcha sucedieron cambios importantes en las practicas y herramientas utilizadas, pero tambien algunas otras permanencias como el uso del bastidor o forma y la conservacion de estructuras familiares de "formeros" dedicados al tejido de la malla metalica (LENZ, 2001, p. 161), cuestion que puede insinuarse como la prolongacion de aquellos otros artesanos orientales dedicados al mismo trabajo con las pantallas de bambu y de los que hoy dia apenas sobreviven algunos en la region central del Japon (LAZAGA, 2002, p.76).

Del otro lado de la moneda, una de las modificaciones tecnicas que sugieren un cambio eventualmente determinante para nuestro interes, fue el origen de las fibras: de la utilizacion de la corteza interna de las ramas de la morera en oriente--en curiosa familiaridad con los procedimientos del amate prehispanico ritual--, hacia el reciclaje de trapos de lino y algodon con los arabes y posteriormente hacia los europeos. Dicho reemplazo influyo determinantemente en los sistemas de produccion, particularmente en la infraestructura humana y material de los molinos para contar con la capacidad de realizar papeles de gran calidad y, de ahi, sugerentemente, a dedicarse a la elaboracion en distintos tamanos y formatos asociados con dicha calidad.

Por otro lado, el cambio en las fibras significo diferencias sustanciales respecto a las caracteristicas finales de la hoja de papel. Las fibras de kozo, gampi y mitzumata usadas por los orientales son mas largas que las de lino y algodon, (ASUNCION, 2004, p. 108-110) facilitando--en conjunto con otros factores esenciales como el uso del musilago neri adicionado a la suspension de fibras desde la cuba--, la elaboracion de pliegos de papel muy delgado aun en formatos mayores (LAZAGA, 2002, p. 69-71). En este sentido, la formacion de pliegos de gran formato no resulto sencilla ni especialmente eficiente para las tecnicas occidentales; si el proceso siempre requirio de una pareja de operarios, uno para formar y otro para separar las hojas de la forma, cuando hablamos de dimensiones mayores resulta obligada la participacion de varios operarios tan solo para el primero de estos pasos. (Figura 5)

[FIGURE 5 OMITTED]

La utilizacion de trapos reciclados llevo al surgimiento de nuevas ocupaciones como la del llamado "trapero", encargado de recolectar ropa vieja entre la poblacion, ademas del reordenamiento laboral al interior de los molinos y la aparicion de puestos de trabajo con perfiles especializados como, por ejemplo, las "apartadoras", mujeres por cuya edad madura detentaban virtudes de mayor cuidado en la labor de seleccion de trapos (DE LA LANDE, 1997, p. 29).

Esto ultimo, sumado a otras exigencias fabriles que comparten Oriente y Occidente como la pureza del agua consecuencia de la ubicacion del molino en una zona del rio lejana a la contaminacion de curtidurias u otras fabricas contaminantes, o bien, la existencia de estructuras arquitectonicas para resguardar las acequias del enturbiamiento del agua por la accion de la lluvia, entre otras muchas circunstancias de exigencia tecnica, nos sugieren pensar que aquellos molinos europeos que aspiraban a fabricar papeles con formatos acordes a la calidad para escritura e impresion fina, eran exclusivamente aquellos que contaban con caracteristicas de infraestructura y equipos de trabajo con experiencia suficiente para responder a los criterios y normas de produccion. Los molinos que no llegaran a cubrir estos rangos probablemente se dedicaran a elaborar papeles de envoltura, de impresion corriente, de estraza y demas, que normalmente eran elaborados en dimensiones mayores.

En el caso de Mexico, varios documentos provenientes del Archivo General de la Nacion estudiados por Hans Lenz, describen que desde 1591 existio un batan sobre el rio de la Magdalena, en la jurisdiccion de Coyoacan, que debio producir algun tipo de papel cuya calidad, uso y medidas desafortunadamente no llegan a especificarse, pero que hacia finales del siglo XVIII, y ya nombrado Molino de Loreto, contaba con una prensa de dos cuartos equivalentes a 21.5 x 34 cm, correspondiente al formato que se empleaban en los documentos oficiales manuscritos de papel sellado (LENZ, 1957, p. 33, 41-43).

Otro ejemplo particularmente significativo es la publicacion de la Constitucion Mexicana de 1824 en dos distintas ediciones de formato semejante; resulta notorio que una de ellas--la llamada Constitucion Federativa de 1824--utilizo papel de trapo hecho en el Molino de Loreto, el cual cuenta con caracteristicas deficientes: la formacion es imperfecta, el secado es heterogeneo, contiene grupos de fibras no desintegrados, etcetera; mientras que la otra--la Constitucion Federal--se hizo en papel de muy buena calidad y probablemente de procedencia europea (LENZ, 1957, p. 50-56).

Asi, las condiciones europeas que llevaron a normar la fabricacion de distintos formatos y calidades de papel en funcion del uso y que intentaron implantarse, por lo meno para Francia mediante ordenanza en el siglo XVIII (DE LA LANDE, 1997) o por decretos de la Real Junta de Comercio en Espana hacia la misma epoca, no necesariamente fueron trasladadas a territorio americano con el rigor que uno podria esperar.

La dimension de las hojas desde la mirada de imprenta

Si bien la prensa de tipos moviles de Juan Pablos podia recibir hojas de papel de 32 x 45 cm, (LENZ, 2001, p.54) dichos pliegos bien hubieran podido importarse de cualquier tamano y cortarse segun las necesidades asi como, por supuesto, usar el fabricado en diversos formatos en cualquiera de los molinos americanos independientemente de la calidad de la que gozaran, gracias a que la tecnologia para imprimir con tipos moviles no exige parametros de alimentacion tan estrictos como lo requiere una rotativa actual. (Figura 6)

[FIGURE 6 OMITTED]

Hacia el siglo XIX y todo el XX, la mecanizacion rampante de los sistemas de impresion llevo entonces a regular con mayor precision los tamanos de papel (haslam, 2010, p. 191), no solo por cuestiones de orden legal sino principalmente por exigencia de las nuevas maquinas que tomaban los pliegos de manera automatizada. En Mexico, el surgimiento de papel a gran escala y en multiples formatos de impresion pudo haber hecho que el monotipo fuera entrando en desuso poco a poco, y reemplazado por sistemas mas eficientes y rapidos como el linotipo (1886) e intertipo (1912) usados en maquinas de impresion plano cilindrica de gran eficiencia, como la Heidelberg, la Miehle y la Optimus, (diaz de leon, 1960, p. 7, 24) lo cual, a su vez, genero una enorme hambre de papel a gran escala.

Las nuevas tecnologias de impresion fueron entonces empujadas por la propia evolucion en los sistemas de formacion de hojas: si para la segunda mitad del XVIII ya existe mencion de las llamadas maquinas redondas espanolas--maquinas que utilizan un cilindro para formar pliegos de papel de manera continua--(figura 7), hacia 1799 se patenta la primera maquina Fourdrinier (mejorada en 1803 por el ingles Donkin) para elaborar papel en bobinas. En el contexto mexicano se sabe de la instalacion, hacia 1825, de una maquina de cilindro para mecanizar la formacion de pliegos que posiblemente llego a elaborar tamanos de 44 x 64 cm mas sus variantes proporcionales, a una velocidad de entre diez y once metros por minuto, caracteristicas, pues, ideales para impresiones de periodicos y de toda clase de escritos. Entre 1843 y 1844, tambien se tiene registro de la instalacion de lo que posiblemente fue la primera maquina del tipo Fourdrinier en nuestro pais, la cual podia elaborar papel de entre 150 y 155 cm de ancho (LENZ, 2001, p. 362-363, 460) posteriormente recortado en pliegos del tamano deseado mediante maquinas cortadoras (Figura 8), y que devino en maquinas que producian papel de mas de 360 cm de ancho para 1947 (KOLTERJAHN, 1947, p. 29).

[FIGURE 7 OMITTED]

[FIGURE 8 OMITTED]

En los primeros anos de aparicion de los sistemas mecanizados y posteriormente industrializados para la formacion del papel, los trapos reciclados siguieron siendo la fuente principal de obtencion de fibras. La acelerada rapidez en que evolucionaron las tecnicas de fabricacion de papel evidentemente potenciaron la carestia de su materia prima tradicional, obligando a la experimentacion con otras fuentes como la paja o la madera. Esta combinacion entre avances tecnologicos de obtencion de fibras, sistemas de fabricacion de papel y sistemas de impresion abrieron un espacio importante para que la industria revisara el sistema de medidas y formatos para los pliegos de papel, asi como el de los propios libros que se elaborarian con ellos.

A pesar del principio dimensional casi ilimitado que representaba, de inicio, posibilidades fantasticas respecto al diseno de los nuevos formatos editoriales, ciertos tamanos de libros siguieron apareciendo una y otra vez por resultar comodos durante el proceso de lectura y, de ahi, el corte de los pliegos que servirian de base, tal como senala Francisco Diaz de Leon en sus Consejos para editar libros: "Se emplea ordinariamente en la impresion de libros papel extendido o en hojas, el que se encuentra en el comercio cortado a diversas medidas. Las mas usuales en nuestro pais son las siguientes: cuadruplo carta 56 x 87 cm, triple 61 x 81 cm, cuadruplo 70 x 95 cm y quintuplo 77 x 100 cm. Los formatos mas comunes para libros de texto son el 8 y el 16." (DIAZ DE LEON, 1960, p. 4).

Con el advenimiento de la bobina, muchas de las proporciones usadas para el corte de pliegos voltearon de nuevo a ciertas figuras geometricas simples para el diseno editorial: el triangulo equilatero, el cuadrado, el pentagono, el hexagono y el octagono regulares (BRINGHURST, 2008, p. 168). Asi, el potencial del papel continuo eventualmente obligo a una revision retrospectiva de las proporciones antiguas de los libros y a redefinir las dimensiones de los pliegos para hacer mas eficiente la formacion e impresion de paginas en una misma hoja a la vez; la finalidad era encontrar porque ciertos textos generaban mayor atraccion que otros, porque algunos tenian el poder de atar al lector--como metaforiza Bringhurst--, aprovechando que para inicios del siglo XX muchas imprentas habian ampliado considerablemente las dimensiones de alimentacion de pliegos gracias al surgimiento del offset (1903) o la flexografia (1905).

Hoy en dia el papel industrial cortado en pliegos estandarizados suelen respetar cuatro numeros irracionales importantes: [pi] (3.114159 ...) que relaciona la circunferencia del circulo con su diametro, [phi] (1.61803 ...) que representa la seccion aurea, e (2.71828 ...) que es la base de los logaritmos naturales, y [square root or 2] (1.41421 ...) que es la proporcion que da principio al tamano de pliego ISO 216.

El sistema ISO 216 (International Organization for Standarization) domina actualmente el ramo en casi todo el mundo--salvo EEUU, Mexico, Centroamerica y algunas naciones del Caribe. Su invencion se remonta a la Alemania del siglo XVIII y llega hasta 1922 cuando se convirtio en la norma oficial alemana DIN 476 (Deutsches Institut fur Normung), la cual pronto se difundio por toda Europa. (DE BUEN UNNA, 2008, p. 202-203) Este sistema cuenta con tres series: A, B y C.

La serie A se basa en la hoja A0 que cuenta con una superficie total de 1 m2; todas las hojas de esta serie poseen el mismo formato ya que son divisiones del tamano de hoja anterior: A1 es media A0; A2 es media A1, y asi sucesivamente; los tamanos A que cuentan con margenes un poco mas grandes para permitir la impresion de marcas de pinzas y de registro se indican con una R o SR por delante de la A para llegar a la dimension de esta despues de ser guillotinados. Las hojas de la serie B comparten las mismas proporciones y principios que las A pero ofrece los tamanos intermedios entre los definidos en la serie A, cuyos tamanos son en ocasiones demasiado grandes o pequenos para algunos usos. Las hojas de la serie C fueron creadas principalmente para articulos de papeleria como sobres o folders, y comparten las proporciones comunes con las series A y B para guardar su compatibilidad. (HASLAM, 2010, p.192) (SANCHEZ MUNOZ)

Las dimensiones del papel en Gran Bretana fueron oficializados en 1937; originalmente quedaban especificados en pulgadas pero no respetaban una logica proporcional como los formatos del sistema ISO 216, a pesar de que algunos tamanos se relacionan con la seccion aurea. (HASLAM, 2010, p.194-195)

Y finalmente, los formatos norteamericanos cuyo uso compartimos en Mexico, estan basados en multiplos de 8.5 x 11 pulgadas (21.59 x 27.94 cm, es decir, nuestro generalizado formato carta). Al igual que el sistema britanico, el formato norteamericano tampoco se basa en proporciones internas por lo que no suele contar con toda la gama de dimensional sino tan solo con una seleccion. Resultado de ello es que los formatos inusuales de libros tienen que utilizar los tamanos de hojas disponibles generando gran desperdicio despues del guillotinado (HASLAM, 2010, p.193).

Consideracion ultima

Actualmente varias marcas de impresoras y fotocopiadoras digitales como Lexmark o Minolta incluyen un censor que identifica el formato de papel con que estan cargadas, cancelando la impresion si sus dimensiones no guardan la debida correspondencia con el archivo digital. ?Dicho dispositivo metaforiza el futuro desarme de los desencuentros culturales sobrevivientes en los formatos del papel o bien, advierte de nuestro desinteres en comprender las historias culturales que subyacen a ellos?

Referencias

ASUNCION, J. (2004), El papel. Tecnicas y metodos tradicionales de elaboracion, Barcelona, Parramon.

BRINGHURST, R. (2008), Los elementos del estilo tipografico, Mexico, FCE.

DAWSON, J. (coord.) (1982), Guia completa de grabado e impresion. Tecnicas y materiales, Madrid, Blume.

DE BUEN UNNA, J. (2008), Manual de diseno editorial, Mexico, Ediciones Trea.

DE LA LANDE, MR. (1997), Arte de hacer el papel, Madrid, Clan.

DIAZ DE LEON, F. (1960), Consejos para editar libros, Mexico, SEP.

HASLAM, A. (2007), Creacion, diseno y produccion de libros, Barcelona, Blume.

KOLTERJAHN, G. (1942), Tratado elemental de las artes graficas, Buenos Aires, El Ateneo.

LAZAGA, N. (2002), Washi. El papel japones, Madrid, Clan.

LENZ, H. (1984), Cosas del papel en Mesoamerica, Mexico, Fabricas de papel Loreto y Pena Pobre.

LENZ, H. (1957), Loreto. Historia y evolucion de una fabrica de papel, Mexico, Fabricas de papel Loreto y Pena Pobre.

LENZ, H. (2001), Historia del palel en Mexico y cosas relacionadas: 1525-1950, Mexico, Miguel Angel Porrua.

LOPEZ, C., A. QUINTANA, M.V. MEEREN (2009), "Papel amate", en Conabio, Biodiversitas 82, p. 11-15.

LYONS, M. (2011), Libros. Dos mil anos de historia ilustrada, Madrid-Barcelona, Lunwerg.

PLINIO (2010), Historia Natural. Libros XII-XVI, Madrid, Gredos.

UNIVERSIDAD POLITECNICA DE BARCELONA (1973), Relaciones tinta papel II, Barcelona, Publicaciones Offset.

Paginas web

LOPEZ EXTEVEZ, F. (10 junio 2013), http://www.egiptologia.org/ciencia/ matematicas/papiro_rhind.htm

SANCHEZ MUNOZ, G. (15 julio 2013), http://gusgsm.com/el_formato_de papel_b_din_b_o_iso_b

Sobre el autor

German Fraustro Nadal

<dadalico@hotmail.com>

Maestro en Artes Visuales por la Universidad Nacional Autonoma de Mexico. Actualmente es titular del Seminario Taller de Conservacion de Material Bibliografico y de la asignatura Memoria y Artefacto, dentro de la Licenciatura en Restauracion de la Escuela Nacional de Conservacion, Restauracion y Museografia del INAH, asi como parte del cuerpo academico de la recien formada Maestria en Conservacion de Acervos Documentales, dentro de la misma casa de estudios. Se interesa por la edicion, impresion y conservacion de libros como escenarios de accion desde donde hacer lecturas de los intrincados vinculos sociales. Mezcla la actividad docente con su participacion en varios colectivos editoriales independientes.

<dadalico@hotmail.com>

Artigo recebido em 27 abr. 2014, aprovado em 20 ago. 2014.
Tabla 1. Formatos y medidas del papel occidenta (1)

  Lugar de        Nombre          Usos       Ancho(cm)   Alto (cm)
   origen

EEUU                                         111.7       142.2

EEUU                                         106.7       142.2

Alemania       ISO 216,                      100.0       141.4
               serie B0

EEUU                                         73.6        132.1

Alemania       ISO 216,                      91.7        129.7
               serie C0

EEUU                                         104.2       129.5

EEUU                                         96.5        122.7

EEUU                                         91.5        120.9

Alemania       ISO 216,                      84.1        118.9
               serie A0

EEUU                                         83.8        116.8

EEUU                                         88.8        114.2

EEUU                                         86.3        110.2

EEUU                                         71.2        110.2

EEUU                                         71.2        106.7

EEUU                                         77.5        104.1

EEUU                                         66.0        101.6

Mexico         quintuplo       para libros   77.0        100.0

Alemania       ISO 216,                      70.7        100.0
               serie B1

EEUU                                         66.0        99.0

EEUU                                         63.5        96.5

Mexico         cuadruplo       para libros   70.0        95.0

Alemania       ISO 216,                      64.8        91.7
               serie C1

EEUU                                         61.0        91.5

EEUU                                         54.8        88.9

Mexico         cuadruplo       para libros   56.0        87.0
               carta

Alemania       ISO 216,                      59.4        84.1
               serie A1

EEUU                                         55.9        81.3

Mexico         triple          para libros   61.0        81.0

Francia        grand                         53.81625    80.16875
               colombier, o
               imperial

Francia        l'elephant                    60.96       76.2

Francia        chapelet                      54.2925     76.2

Alemania       ISO 216,                      50.0        70.7
               serie B2

Francia        au soleil                     50.715      70.5525

Francia        petit-                        50.55625    69.6
               chapelet

Francia        grand-atlas                   61.9125     69.5325

Francia        petit-atlas                   57.30875    66.675

Francia        grand-jesus,                  49.2125     66.04
               o superroyal

Espana         doble marca,                  45          65
               o marca mayor

Alemania       ISO 216,                      45.8        64.8
               serie C2

Reino Unido    Real (Royal)                  50.8        63.5

Francia        grand-soleil                  19.44       62.5475

Francia        grand-aigle                   20.3925     62.38875

EEUU                                         49.6        62.3

Francia        grand-lombard                 50.08       61.9125

Francia        petit fleur                   48.26       60.96
               de lis

Francia        grand-royal                   45.72       60
               etranger

Francia        petit-soleil                  44.7675     60

Alemania       ISO 216,                      42.0        59.4
               serie A2

Reino Unido    Medio                         45.7        58.4
               (Medium)

EEUU                                         44.5        57.2

Reino Unido                                  44.5        57.2

Francia        grand-royal                   44.7675     57.15

Francia        grand-raisin                  43.18       57.15

Francia        royal                         40.64       55.88

Francia        grande-fleur                  21.6        55.88
               de lis

Espana         coquilla                      44          55

Espana         marquilla                     38          55

Espana                         para tabaco   35          55

Francia        double cloche                 36.5125     54.2925

Francia        lombard                       45.72       53.975

Reino Unido    Postal (Large                 41.9        53.3
               post)

Francia        lombard-                      41.5925     51.7525
               ordinaire, o
               grand carre

Francia        a la main                     35.8775     50.55625

Francia        petit-royal                   40.64       50.08

Francia        carre, o                      39.0525     50.08
               crand-compte,
               o carre au
               raisin y el
               llamado au
               sabre, o
               sabre au lyon

Francia        carre, muy                    39.0525     50.08
               delgado

Reino Unido    Corona                        38.1        50.08
               (Crown)

Alemania       ISO 216,                      35.3        50
               serie B3

Francia        cavalier                      40.9575     49.2125

Francia        grand-messel                  38.1        48.26

Francia        a l'ecu, o                    35.8775     48.26
               moyen-compte,
               o pomponne

Francia        a l'ecu, muy                  35.8775     48.26
               delgado

Francia        au coutelas                   35.8775     48.26

Francia        grande-                       30.48       48.26
               licorne a la
               cloche

Espana         florete de 1a   para          34          47
               prolongado y    escritura e
               medo florete    impresion
               de 2a
               prolongado

Francia        a l'etoile, o                 34.6075     46.6725
               a l'eperon, o
               lounguet

Alemania       ISO 216,                      32.4        45.8
               serie C3

Espana         florete de 1a   para          32          45
               regular y       escritura e
               medio florete   impresion
               de 2a regular

Francia        grand cornet                  33.9725     44.60875

Francia        grand-cornet,                 35.8775     44.60875
               muy delgado

Francia        petit-                        38.4175     44.1325
               cavalier

Francia        second-messel                 35.56       44.1325

Francia        telliere,                     33.3375     43.815
               grand format

Francia        couronne, o                   33.02       43.33875
               griffon

Francia        couronne, o                   33.02       43.33875
               griffon, muy
               delgado

Reino Unido    Pliego                        34.3        43.2
               (Foolscap)

EEUU                                         27.9        43.2

Espana         papel moneda    billetes      31          43

Alemania       ISO 216,                      29.7        42.0
               serie A3

Espana         holandesa                     26          41

Francia        cartier,                      33.9725     40.64
               grand-
               format-
               dauphine

Francia        champy, o                     33.3375     40.64
               bastard

Francia        cartier,                      31.4325     40.64
               grand-format

Francia        pantalon                      31.4325     40.64

Francia        la telliere                   30.95625    40.64

Francia        petit raisin,                 30.48       40.64
               o baston
               royal, o
               petit cornet
               a la grande
               sorte

Francia        le trois o, o                 28.8925     40.64
               trois ronds,
               o genes

Espana         estraza rubia   impresion     34          40

Francia        aux armes                     30.63875    39.0525
               d'amsterdam,
               pro patria, o
               libertas

Francia        cadran                        31.75       38.57625

Francia        pigeonne, o                   26.035      38.4175
               romaine

Francia        petit nom-de                  27.94       38.25875
               jesus

Francia        au pot, o                     28.8925     36.5125
               cartier,
               ordinario

Francia        espagnol                      28.8925     36.5125

Francia        a la cloche                   26.82875    36.5125

Francia        le lis                        28.8925     35.71875

Alemania       ISO 216,                      25.0        35.3
               serie B4

Francia        petit a la                    26.67       34.29
               main, o main
               fleurie

Francia        petit-jesus                   22.5525     33.49625

Alemania       ISO 216,                      22.9        32.4
               serie C4

cartier                                      28.8925     31.95875

Alemania       ISO 216,                      21.0        29.7
               serie A4

EEUU                                         21.6        27.9

Alemania       ISO 216,                      17.6        25.0
               serie B5

Alemania       ISO 216,                      16.2        22.9
               serie C5

Alemania       ISO 216,                      12.5        17.6
               serie B6

Alemania       ISO 216,                      14.4        16.2
               serie C6

Alemania       ISO 216,                      21.0        14.8
               serie A5

Alemania       ISO 216,                      8.8         12.5
               serie B7

Alemania       ISO 216,                      8.1         11.4
               serie C7

Alemania       ISO 216,                      14.8        10.5
               serie A6

Alemania       ISO 216,                      6.2         8.8
               serie B8

Alemania       ISO 216,                      5.7         8.1
               serie C8

Alemania       ISO 216,                      10.5        7.4
               serie A7

Alemania       ISO 216,                      7.4         5.2
               serie A8

Francia        estraza         envoltura     22.5525     el que se
               finos, u                                  pidiera
               ordinarios,
               grises, de
               color y otros

(1) Las celdas blancas
corresponden al papel
elaborado de manera
continua, las celdas grises
corresponden al papel
formado inicialmente
en pliego.
COPYRIGHT 2014 Sociedade Brasileira de Design da Informacao
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2014 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Nadal, German Fraustro
Publication:Brazilian Journal of Information Design
Date:May 1, 2014
Words:5918
Previous Article:Typographic measures: a recount/Medidas tipograficas: un recuento.
Next Article:Accommodate, sort, and read. The arrangement of books collections on New Spain during the second half of the eighteenth century/ Acomodar, ordenar y...

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2020 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters