Printer Friendly

Teologia biblica y filosofia procesual.

BIBLICAL THEOLOGY AND PROCESSUAL PHILOSOPHY

A TEOLOGIA BIBLICA E A FILOSOFIA PROCESUAL

INTRODUCCION

La teologia biblica se ha entendido de varias formas. En la historia de la Iglesia, los sistemas teologicos y los estudios biblicos se han desarrollado con poca comunicacion. De algunos teologos, como Ireneo, se puede decir que su reflexion sobre Dios, la Iglesia, la salvacion y los otros temas teologicos, se desarrollo como reflexion sobre la Biblia. Estos teologos biblicos son excepciones.

Hay biblistas con poco interes por el pensamiento logico y sistematico. Son pocos quienes--como Origenes--abordaron tanto la teologia biblica como la filosofia de forma seria, como el estudio biblico en muchisimos sermones y en comentarios sobre muchos libros biblicos diferentes. Nadie puede disputarles su conocimiento enciclopedico sobre la Biblia, incluso con estudios sobre el texto en los idiomas originales y en las primeras traducciones. En su conjunto, la obra de estos especialistas resulta ser la busqueda de la convergencia entre la teologia biblica y la filosofia.

Origenes fue filosoficamente neoplatonista y su pensamiento teologico es neoplatonista. Pero Origenes fue tambien un riguroso estudioso de la Biblia y un predicador elocuente solicitado como tal en todo el mundo conocido. En sus obras (notablemente del lado filosofico su PeriArjon o De Principiis), vemos un esfuerzo por armonizar su filosofia con las ensenanzas biblicas; por el lado biblico, que fue el mas abundante, encontramos en algunas obras (notablemente su gran Comentario sobre el Cantar de los cantares) un enorme esfuerzo de integracion de exegesis con filosofia y--en este caso--con la espiritualidad mistica.

Los padres de la Iglesia hicieron comentarios y sermones, asi como reflexiones sobre los textos biblicos. Fue Agustin, obispo de Hipona, quien hizo nuevamente un esfuerzo por usar la filosofia en intima relacion con el comentario biblico. (1) Con el apoyo de Platon logro abrir un panorama amplio en el cual entender los textos biblicos.

Desde el siglo XVIII, en circulos protestantes, el movimiento de la teologia biblica fue una reaccion contra una teologia dogmatica que habia perdido sus raices biblicas. Todo culmino en el siglo XX, con las grandes obras de teologia biblica de Walther Eichrodt (2) y de Gerhard Von Rad (3), en las cuales se pretende ordenar el pensamiento biblico por principios internos de la Biblia, sin recurrir a las categorias clasicas de la teologia, Dios, hombre y mundo, que a pesar de las buenas intenciones seguian dominando la mayoria de los demas textos de teologia biblica.

Eichrodt creyo encontrar en la Biblia hebrea un eje organizador en la idea del pacto o alianza. En torno de esta ordeno su gran obra escrita en los anos 30 del siglo XX. Von Rad tomo un paso mas en reconocer la historicidad de los textos biblicos--yahvista y deuteronomista, entre otros--y centrar sus reflexiones sobre las tradiciones historicas contenidas en la Biblia. Asi, su analisis reconoce la diversidad insuperable de las teologias de la Biblia y logra analizarlas independientemente, sin sentirse obligado a encontrar un pensamiento sistematico que no existe.

Al terminar ese siglo, Walter Brueggemann, otro gran biblista, escribio una teologia biblica "posmoderna", ordenada segun la analogia con un juicio donde existen voces independientes que incluso pueden confrontarse, como ocurre con el abogado acusador y con el abogado defensor. Existen tambien testigos, cuyo testimonio sopesa el jurado para encontrar la "verdad"--que es el fallo de la corte--, sobre la cual nunca podra asegurarse que sea la pura verdad de los hechos. El resultado es una reflexion de gran complejidad que carece de unidad por admitir la radical pluralidad de la Biblia. (4) Esta vision posmoderna rechaza cualquier relato global, y por tanto, cualquier sistema filosofico. Pero al hacerlo, debe tomar en cuenta a la filosofia, para descartar la idea de un sistema filosofico.

En ese punto estabamos al iniciar el siglo XXI. En mi trabajo, en general, asi como en el presente articulo, no pretendo ofrecer textos de teologia biblica ni ponerme al lado de la augusta compania de Eichrodt, Von Rad y Brueggemann. Mas bien me propongo reflexionar sobre algunos temas biblicos con la ayuda de la vision filosofica de Alfred North Whitehead. Este fue uno de los grandes filosofos del siglo XX, y dicto conferencias por dos anos en la prestigiosa serie de Teologia Natural de las Gifford Lectures en la Universidad de St. Andrew's en Escocia. (5)

Creemos que su vision organicista de la realidad, dotada de perenne creatividad, puede servir para iluminar el pensamiento biblico. La vision de Whitehead fue cientifica, en el sentido en que la biologia de Darwin lo fue, sin caer en el determinismo de Newton ni el dualismo de Descartes. Se trata de una vision holistica de la realidad muy compatible con la preocupacion actual de proteger una ecologia compleja y delicada de lo que antes se solia llamar Madre Naturaleza y que hoy entendemos simplemente como el ambiente necesario para sostener la vida.

En un sentido, nuestro proyecto es parecido al de Origenes, en el siglo III. Creemos que el mundo de los textos--que por fuerza se habra de abordar con instrumentos filosoficos--puede comprenderse con la ayuda del instrumental filosofico que ofrece el profesor Whitehead. El lector tendra que juzgar en que medida esto resulta ser verdad. Y el criterio de verdad debe ser de utilidad para hacer comprensible el mundo de la Biblia. (6)

Como ya su nombre lo dice, la teologia biblica es una reflexion teologica sobre el texto biblico. Se puede hacer--y son muchos quienes asi lo practican--sin un contexto filosofico expreso. Me parece evidente que es mejor saber lo que uno hace, filosoficamente, y hacerlo explicito para quienes le oyen. Por estar la Biblia constituida en gran parte por cuentos y relatos, la reflexion debe hacerse con base en estos, y me parece evidente que un esquema filosofico que incorpore en Dios el origen de la historia, que se compone de relatos, sera mejor que el que no lo haga asi.

Para el pensamiento procesual, el universo esta compuesto por nucleos de actividad, por procesos. Si en este universo hay un Dios--y no todos los pensadores procesuales lo admiten--ese Dios ha de ser historico o procesual.

Estoy tratando de convencerles de que hace falta abordar mi tema que junta dos elementos aparentemente extranos entre si: la filosofia, en cuanto reflexion cosmica con la interpretacion de la Biblia, y el texto base de la fe cristiana. Permitaseme emprender otro abordaje. Segun la Biblia, el amor es el cemento basico de la vida social y de la del universo. Dios crea no por necesidad sino por amor, por el puro deseo de encontrarse con otro. Jesus vive como modelo de vida amorosa, y por ello, el apostol Juan afirma que Dios nos amo primero, y que Dios mismo es amor (1Jn 4,16 y 19).

Una filosofia cosmologica--como la de Platon, Aristoteles, o Whitehead--debe buscar una base para el amor en la composicion misma del universo. Para Whitehead y para la filosofia procesual, las relaciones son universales y son internas. Dejenme explicarme.

Son universales porque todos los atomos se componen de relaciones. El universo es un inmenso conjunto de atomos relacionados entre si. El origen de cada ocasion actual esta en la "herencia" que recibe de su pasado, y su futuro, en el legado que deja a sus sucesores. Ahora, su pasado no es mas que la inmensa cantidad de atomos (procesos) inmediatos y mas distantes; en ultima instancia, desde su perspectiva, el universo entero, y su futuro no son mas que otra inmensa cantidad de procesos que se desarrollaran basados, en parte en lo que les legue el atomo en cuestion. El universo trata de una inmensa red de atomos-eventos que Whitehead denomina ocasiones actuales, ligados entre si por una malla historica, como la telarana en proceso de creacion.

Dijimos tambien que las relaciones son internas. Algunos filosofos que tienen una vision atomica del universo--pensamos en Leibniz, por ejemplo-conciben los atomos como pequenas bolas de billar cerradas en si mismas, que no dejan de afectar a las otras y ser afectadas, pero sin abrirse unas a las otras. La filosofia procesual considera que cada atomo de realidad se compone de multiples realidades-atomos anteriores, y termina su proceso de autocreacion legando lo creado a sus multiples sucesores. Las relaciones entre estos atomos son internas, y se extienden a todo el universo, en mayor o menor grado: al universo anterior, por su apertura al pasado en su inicio, y al universo posterior por su apertura a los atomos-procesos del futuro, desde su propia perspectiva. En estos universos, pasado y futuro, hay por supuesto elementos proximos y elementos distantes, pero ninguna realidad inexistente. Tal es la base cosmologica del amor.

En el presente ensayo propongo que la vision cosmologica de la filosofia procesual creada originalmente por Alfred North Whitehead (1861-1947) permite una teologia biblica bastante proxima al texto. Si esto es cierto, permitira clarificar el sentido de textos dificiles como Gn 1 o el libro de Job, y por otro lado sugerira direcciones hacia donde avanzar en la organizacion del pensamiento biblico, el cual no cabe facilmente en las categorias filosoficas conocidas en Grecia.

LA CREACION DEL UNIVERSO

En la Biblia existe mas de una version de la creacion del universo y/o la Tierra. Las de Gn 1 y Gn 2-3 se han ubicado al comienzo de la Torah, y el Pentateuco de la Biblia cristiana, lo cual les da posicion de privilegio. Deben por tanto entenderse como la expresion definitiva de este tema. Es importante, con todo, no perder de vista la idea de creacion como la victoria de Dios YHWH sobre la fuerza maligna personificada en los mares, Tiamat o su equivalente. Esta version esta mas desarrollada en el Salmo 74, pero hay referencias en otros textos como Is 51,9-10.

La idea de que la creacion es una lucha cosmica y que el "Mar" o su representante personificado--Yam o Tiamat--queda derrotado, pero no eliminado, refleja una experiencia real de nuestro mundo. En el no solo hay bellezas --como los cantos de las aves o los colores de las flores--, y grandezas admirables, como la puesta el sol o el arco iris en los cielos. Tambien hay fuerzas cosmicas destructivas, terremotos, tsunamis e inundaciones.

Estos aspectos opuestos en el cosmos son realidades que no podemos negar. Teologicamente, quedan dos posibilidades: el Dios supremo (YHWH para Israel) es responsable tanto de las fuerzas positivas como de las fuerzas destructivas del cosmos, o existe en el una pugna entre Dios y una fuerza maligna que Dios no termina de dominar totalmente.

Cada ano nuevo, o quizas en cada suplica--como es el caso del Salmo 74--debemos pedir la intervencion de Dios para poner de nuevo las cosas en su debido orden. En la mentalidad cristiana domina la idea de que Dios es en ultima instancia responsable de todo. No hay otra potencia que le pueda hacer sombra. En cambio, en el mito dominante del Medio Oriente, Dios esta en una lucha interminable con un enemigo cosmico.

!Tiamat es, en el Enuma Elish de Mesopotamia, la madre de los dioses y la que hay que derrotar para poder crear el mundo! Marduk se consagra como rey de los dioses cuando manda un viento que distiende el vientre de Tiamat y logra hacerla explotar. Pero este hecho debe dramatizarse de nuevo, en Babilonia, en cada fiesta de ano nuevo, para que Tiamat quede no pueda deshacer la creacion. Tiamat, la madre de los dioses, se vuelve su enemiga de y la que constantemente amenaza a la creacion. Este mito, que nunca se narra en su totalidad en la Biblia, era--segun parece--muy conocido en Israel.

Ahora bien, los mitos tienen utilidad cuando dicen algo importante acerca de la realidad. Este mito dice algo importante que es verdad: hay en el mundo una fuerza destructiva que se manifiesta cuando los mares se desbordan o cuando la tierra tiembla. El Dios que necesitamos en un mundo de esta naturaleza es un Dios que pueda derrotar y acorralar por un tiempo al monstruo, monstruo que es concebido en el Proximo Oriente como monstruo de los mares. Los mares no eran un peligro en Canaan, pero los terremotos si. En todo caso, existe un enemigo de Dios y del universo. A Dios hay que pedirle que no lo deje triunfar. Asi, la mas amplia referencia en la Biblia a este mito esta incrustada en el Salmo 74, que es un salmo de suplica.

Ahora bien, ?que dice la filosofia procesual respecto de este problema, de que junto con el bien la creacion contiene mal, que no es exclusivamente el mal hecho por los humanos? Para esta filosofia, la creacion es constantemente hecha por Dios en conjunto con los demas seres. Las realidades actuales, minerales como animales, tienen alguna capacidad de decision. Asi que si uno lo considera conveniente, puede exonerar a Dios de culpa por la ocurrencia de tsunamis como los que azotan de cuando en cuando a Sumatra, en Indonesia. Es posible que seres en vias de autocreacion, que forman parte del lecho marino rocoso, donde se originan los terremotos, vean como "bueno"--para usar una expresion antropomorfica--que las presiones que sienten sean aliviadas por enormes movimientos de las capas minerales o rocosas, movimientos que generan las grandes olas de los tsunamis. Dios, que ve el cuadro mas completo, habria deseado otro desenlace pero las estructuras rocosas "optaron" por esta realidad. Pensar asi es una posibilidad, y pienso que no es la mejor.

Otra posibilidad (siempre dentro de la vision procesual de la realidad) es no eximir a Dios de cierta responsabilidad por sucesos catastroficos como los tsunamis, los terremotos o las inundaciones. Porque Dios tiene en vista el bienestar, no solo de los seres humanos sino tambien de los animales, vegetales y minerales, de la creacion en su conjunto. Y desde esta vision comprehensiva y global, es posible que un perjuicio a los seres humanos se justifique en terminos del beneficio para la totalidad. Tanto el terremoto como el tsunami liberan tensiones en las placas minerales del subsuelo, y esto puede ser de gran beneficio para el futuro de la creacion.

Dios lo sabe; nosotros no. Nosotros vemos el universo desde la perspectiva humana (no tenemos otra), y esta no deja de ser parcial aunque sea privilegiada, en comparacion con la perspectiva que puedan tener, digamos, un leon, una hormiga o un perro.

Y no debemos equiparar nuestra perspectiva con la de Dios. La encarnacion es una afirmacion de nuestra humanidad dentro de la totalidad de las cosas, pero una justificada humildad nos prohibe pensar que gozamos de un privilegio absoluto. Poco o nada sabemos de los niveles de vida en otros planetas y galaxias de nuestro universo. Nada del universo puede quedar fuera del amor de Dios que nosotros los humanos del planeta Tierra hemos conocido.

Esta universalidad de Dios queda mas clara en la filosofia procesual, con su apertura a la ciencia, que en la tradicion teologica cristiana.

GENESIS 1

Sin duda, la vision de la creacion como victoria de Dios sobre la fuerza cosmica del mal que hemos visto en el Salmo 74 era parte del ambiente cananeo de la Biblia y de la conciencia del israelita comun y corriente. Sin embargo, los escribas que formaron los libros de Moises, la Torah de los judios y el Pentateuco de los cristianos privilegiaron una vision diferente de la creacion, que encontramos en la apertura de esta gran obra. Es necesario trabajar Gn 1 si hemos de hablar de la creacion segun los judios y los cristianos. Sobre este tema nos referiremos a continuacion.

El problema mayor de interpretacion de esta historia de la creacion es su primera palabra [TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII]. La traduccion casi universal en las biblias cristianas es "en el principio", que expresa la manera de comprender del antiguo griego (LXX). La puntuacion masoretica, que no supone un articulo, ya sugiere otra cosa, y nos hace preguntarnos si la doctrina del Dios supremo como creador de la nada esta ejerciendo influencia sobre nuestras traducciones.

Rashi (Rabbi Shlomo ben Isaac, 1040-1105), el mas prestigioso exegeta judio de todos los tiempos, propuso muy claramente una alternativa. Indica que reshit no es un sustantivo que pueda sostenerse solo, es decir, "el principio". Efectivamente, cuando uno lo encuentra en la Biblia como sustantivo, siempre esta en una relacion de dependencia--"estado constructo"--con otro sustantivo. Asi, "el principio del ano" en Dt 11,12; "el principio del reinado de Yoyaquim" en Jr 27,1; "la primera de las obras de Dios", en Job 40,19; "los principales de las naciones" en Am 6,1; o "el primero de los pecados" en Mi 1,13.

Segun Rashi, para decir "el principio", sin mas, en hebreo, se diria [TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII] no [TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII]. (7) El primer versiculo de la Biblia podria traducirse--como lo hace la Sociedad Judia de Publicaciones--"cuando principiaba Dios a crear los cielos y la tierra, todo era un caos con oscuridad sobre el abismo y un gran viento soplaba sobre las aguas; dijo Dios, haya luz, y hubo luz". Aqui se traduce lo que parece decir "viento de Dios", [TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII], por "gran viento", como se traducen las manos de Dios, en Mi 2,1, como "manos poderosas". La traduccion al ingles de la Sociedad Judia de Publicaciones vierte este de una manera similar: When God began to create the heaven and the earth--the earth being unformed and void, with darkness over the surface of the water--God said, "Let there be light"; and there was light. (8)

Un examen de la palabra re'shiten una concordancia hebrea confirma el juicio de Rashi. (9) Aparte de los casos obvios, muchas veces esta palabra se refiere a las primicias de los frutos, y a veces el fruto o cosecha puede omitirse, y darse por entendido. Esto no niega el juicio segun el cual la palabra requiere de otro sustantivo que la califique. Hay otro caso hay otro caso similar en Is 46,10: "... anunciar el final desde el principio."

Sin embargo--objeta Rashi--aqui, igual que en el caso de las primicias, se da por sentada una palabra como "asunto", "el final de un asunto desde su principio." Esto se confirma en Qo 7,8, "mejor es el fin de un asunto que su principio." La Biblia de la Jewish Publication Socity correctamente sigue a Rashi. ?Por que, entonces, tantas traducciones dicen, "en el principio"? La respuesta es sencilla: se debe al dogma de que Dios creo el mundo de la nada. Pero la Biblia nunca afirma tal cosa, como bien senala Gerhard May, en un estudio en el cual concluye que Ireneo es el primer padre de la Iglesia que afirma la creatio ex nihilo. (10)

Al contrario, en una lectura propuesta con buenos criterios linguisticos, las aguas y los vientos ya formaban parte de un caos que existia antes de que Dios comenzara su obra creadora. Lo primero que Dios creo fue la luz. En el segundo dia separo las aguas de arriba de las aguas de abajo, con el firmamento: aguas que segun parece ya existian cuando comenzo a crear.

En la vision cosmologica de Whitehead, la idea de la creacion del orden cosmico conocido, cuando ya habia existencias previas, no solo es comprensible sino obligatoria. En un apretado aforismo de los que gustaba este filosofo dice: "Es tan verdadero decir que Dios creo al mundo como que el mundo creo a Dios." (11)

Como hemos visto, en la cosmologia procesual, la realidad se compone de atomos procesuales que surgen de un pasado y dejan para sus sucesores elementos que seran para ellos pasado. Cada atomo de realidad se autocrea con los recursos que recibe de los atomos anteriores, entre los que se encuentra la propuesta de creacion que Dios le propone a ese atomo de realidad. Esto supone que cada atomo, incluido el atomo imperecedero que es Dios (el unico atomo imperecedero) se va autocreando con recursos que recibe desde afuera.

Gn 1 tendria que entenderse como que Dios toma el caos acuatico que encontro cuando "empezo a crear" (lenguaje mitologico), y de el forjo los mares y la tierra seca. Entonces, no habria creado de la nada, sino--como cualquier otro ser--de la sustancia recibida, lo cual no significa que no fuera autenticamente creacion.

Hemos sido condicionados a pensar en la creacion como algo que surgio de la nada. Esto tenia sentido cuando se penso en la materia como material inerte para ser plasmado por un escultor. Para el escultor, el material escogido influye mucho en el producto, y una imagen de madera no es parecida a una estatua de la misma figura hecha en bronce. Cuando la materia son atomos de proceso, y se piensa en toda materia asi, la creacion ya toma otro aspecto. Tampoco hay razon por la cual el ser perecedero no pueda tambien crear como el Eterno. No sera participante universal en toda creatividad, pero en su esfera limitada es un creador en todo el rigor de la palabra.

Se observara sin mucho esfuerzo que una gran ventaja de la cosmologia procesual consiste en que no se crea conflicto alguno con la evolucion, que es columna vertebral de la ciencia de nuestro tiempo. Si Dios lo creo todo de la nada, no hace falta que la evolucion vaya creando nuevas especies. Y no solo no hace falta que lo haga, sino que limita el alcance de la creacion divina. En cambio, con la vision procesual, toda existencia es en cierto sentido evolutiva; cada atomo lanza al mundo algun tipo de novedad que afecta el todo, por lo menos, si se lo ve en su largo alcance, en su influencia sobre generaciones venideras de atomos de proceso.

A Dios no se le disminuye con esta vision de la creacion. Difiere absolutamente de los demas seres en cuanto el participa en todo proceso creativo, desde los movimientos terraqueos hasta la pintura de Picasso. Dios es--si queremos llamarlo asi--omnicreador, mientras que nosotros y los demas seres pasajeros somos, simplemente y sin mas, creadores. Por supuesto, esto (lo anterior) ya es bastante importante en el conjunto del universo, pero no se puede comparar a un gran creador como Wolfgang Amadeus Mozart con el omnicreador que es Dios.

Aqui se pone en evidencia uno de los axiomas del sistema filosofico de Whitehead: que toda filosofia se acepta segun concuerda con la experiencia, y esto es una decision de cada estudiante. Dice Whitehead: "El lenguaje tecnico de la filosofia representa intentos de diversas escuelas de pensamiento para obtener representacion explicita de ideas generales presupuestas por los hechos de la experiencia." (12)

El sistema como conjunto no tiene una demostracion logica; ningun sistema filosofico lo tiene. Dado que la filosofia pretende iluminar el mundo que conocemos en la experiencia, su validez dependera de su concordancia con esa experiencia. Ahora bien, ?tiene esta vision de la creacion mas confirmacion en nuestra experiencia que la nocion de la creacion de la nada? O en caso contrario ?lo tiene la creacion de la nada? En mi opinion hay dos razones fundamentales para preferir una vision procesual a la idea de creacion de la nada. Primero, ella deja espacio para la evolucion, que es un hecho fundamental para nuestra ciencia; y segundo, reconoce la creatividad que vemos en los individuos.

Una nota recordatoria: Este ensayo, ademas de aclarar lo que es el sistema procesual en la filosofia, busca establecer su validez como vision cristiana del cosmos. Y esto se logra mediante su concordancia con nuestras Sagradas Escrituras, la Biblia cristiana. Precisamente, el tema del presente escrito de teologia biblica y filosofia procesual intenta establecer que la filosofia procesual puede superar algunas aporias de la teologia biblica en sus expresiones mas comunes. Aqui existe una tercera razon para preferir la vision procesual: concuerda con Gn 1 mejor que el dogma de la creacion de la nada.

EL LIBRO DE JOB

Pasemos a otro tema siempre conflictivo: la interpretacion teologica del libro de Job.

Una confusion surge inmediatamente por causa de la ciencia biblica, dedicada en los ultimos dos siglos y medio a buscar la historia de la composicion y las revisiones de los libros biblicos. Se ha demostrado que el libro de Job tiene una prehistoria, y se puede con alguna confianza calcular cual fue. La teologia biblica debe tomar otro camino. Su tarea es interpretar los libros de la Biblia tal como el lector comun los encuentra en su Biblia. Podemos dejar de lado la historia de la composicion de Job y estudiar el texto tal cual.

Esto no supone negar la validez del estudio de la prehistoria de Job, sino reconocer que no es nuestra tarea cuando hacemos teologia biblica. Ello significa que tomaremos el prologo, Job 1-2, y la conclusion, Job 42,7-17 como partes integrales del libro. Nuestro problema sera Dios en este libro, una figura compleja cuya comprension no es del todo evidente.

Desde su primer versiculo, se nos revela que se trata de un cuento popular. Job es del pais de Us ([TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII]) un pais desconocido, aunque como nombre de persona aparece entre la descendencia de Esau, en Gn 36,28. Se trata de una region en la zona de Edom, al sudeste del Mar Muerto, donde habia hombres sabios, segun la creencia popular cananea/israelita. Job era un hombre "recto, cabal, que temia a Dios y se apartaba del mal" (BJ).

La historia comienza en el cielo, algo perfectamente normal en los relatos populares. Alli, en una reunion regular de su corte, aparece entre los angeles el satan ([TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII]) o el acusador. Satan, con el articulo, es aqui el nombre de una funcion entre los angeles y no el del propio Satanas, principe de las fuerzas malignas, que aparecera luego. Entre Dios y el acusador se desata una controversia sobre si existe fidelidad sin prebendas. ?Seguira Job siendo fiel a Dios si no sigue recibiendo beneficios? En esta discusion, Dios acepta que se maten a los hijos e hijas de Job, y que a el se lo llene de llagas. Dios permite que a Job se le deje en una condicion lamentable, sentado entre la basura fuera de la ciudad, y rasgandose con una teja.

?Que Dios es este? No es el Dios que ama, que mostro Jesus. El Dios de la introduccion del libro de Job es un Dios caprichoso dispuesto a demostrar la fidelidad de Job al precio de las vidas de su familia y de su propia salud. Aunque su lenguaje ante el acusador es de defensa de la fidelidad de Job, da la impresion de que Dios mismo tiene dudas que necesita esclarecer. Al fin y al cabo, podemos decir que es el Dios imaginario de la mentalidad popular. Si, pero plantea el cuadro dramatico para los capitulos que siguen, el cual es necesario para entenderlos. El lector o lectora sabra, por Job 1-2, algo que ni Job ni sus amigos conocen: que Dios sabe que Job es justo. Esto es el telon de fondo para el debate que sigue en los capitulos 3-37.

En el Capitulo 3, Job expresa su deseo de morir antes que seguir en su lamentable condicion. Esta es una expresion humana completamente comprensible, de un hombre enfermo que ha perdido su familia y no encuentra gozo alguno en su vida.

Los capitulos 4 a 27, la seccion mas extensa del libro, desarrollan una discusion teologico-pastoral entre Job y sus tres amigos sabios. Los amigos, que vienen de lejos y no han visto la vida de Job de cerca, sospechan que ha cometido algun pecado mayor por el cual Dios le esta castigando. Job tambien cree que Dios castiga al pecador y premia al justo, pero difiere de ellos en cuanto sabe que el no ha cometido un pecado grave. Los "amigos" se muestran falaces al acusar a Job, para defender a Dios. "Vosotros no sois mas que charlatanes, curanderos todos de quimeras... ?En defensa de Dios decis falsia, y por su causa razones mentirosas? ?Asi luchais en su favor y de Dios os haceis abogados?" (Job 13,4; 7-8, BJ)

Asi las cosas, Job se cansa pronto de esta discusion y dirige su atencion a Dios, su verdadero adversario.

?Acaso soy yo el Mar, el monstruo marino, para que pongas guardia contra mi? (...) Ya me disuelvo, no he de vivir para siempre; !dejame ya; solo un soplo son mis dias! (...) Si he pecado, ?que te he hecho a ti, oh guardian de los hombres? ?Por que me has hecho blanco tuyo? (Job 7,12; 16, 20).

Job demanda que Dios le explique por que le persigue, como si fuera un monstruo y no un hombre que morira pronto y dejara de causarle problemas. Sabe que no es capaz de pelear con Dios; pide un justo juicio en el cual se le den explicaciones.

Todavia mi queja es una rebelion, su mano pesa sobre mi gemido. !Quien me diera saber encontrarle, poder llegar a su morada! Un proceso abriria delante de el, llenaria mi boca de argumentos (...) ?Precisaria gran fuerza para disputar conmigo? No, tan solo tendria que prestarme atencion. Reconoceria en su adversario un hombre recto, y yo me libraria de mi juez para siempre. (Job 23,2-4; 6-7)

Asi reta a su adversario en los Cielos. El desafio es plantear una disputa con razones y no con demostracion de fuerza. Asi la cancha sera plana y ninguno tendra ventajas.

No podemos saltar la reflexion sapiencial del Capitulo 28, que termina con la observacion "el temor del Senor es la sabiduria, huir del mal, la inteligencia" (Job 28,28) ([TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII]) Este capitulo, que funciona como interludio en el drama del libro, debe tomarse como una advertencia a los personajes, tanto a Job como a los amigos, de que no se pierdan en el asunto que les consume en este momento. Es posible que se aplique igualmente al despliegue de grandezas de YHWH desde la tormenta. Ese Dios tambien tiene que "temer al Senor."

El "Senor" debe ser el Dios de Job y de sus amigos, que castiga el mal y premia a los bienhechores. Contrario a la opinion de algunos interpretes del libro, no creo que se este descalificando a ese Dios en el drama. Ciertamente, se trata de un drama complejo, que se puede leer el varias claves, pero el Capitulo 28 ocupa un lugar estrategico, central en el libro, y hay que prestarle atencion.

Pasaremos rapidamente a la apasionada declaracion de inocencia de Job (caps. 29-31). Implicitamente, va dirigida a Dios, quien se le ha convertido en un enemigo que lo persigue sin causa, aunque no lleve las marcas que delatan las suplicas en los salmos.

En cuanto al discurso del joven Eliu (caps. 32-37), este sabe que no tiene la experiencia ni la sabiduria de los otros participantes en el debate, pero se atiene a las visiones que Dios le ha concedido y declara que solo mediante visiones del Cielo puede el ser humano saber las causas de lo que le pasa.
   ?Por que te querellas tu con el
   porque no te responda en todas tus palabras?
   Habla Dios una vez,
   y otra vez, sin que se le haga caso.
   En suenos, en vision nocturna,
   cuando un letargo cae sobre los hombres,
   mientras estan dormidos en su lecho.
   Entonces abre el el oido de los hombres,
   y con sus apariciones les espanta,
   para apartar al hombre de sus obras
   y acabar con el orgullo de varon. (Job 33,13-17)


Afirma que solo mediante visiones se puede conocer la voluntad de Dios, cuyas palabras el varon despierto no escucha con atencion.

?Que importancia tiene el mensaje de Eliu? Los comentaristas de tiempos recientes tienden a descartarlas por dos motivos: porque son--segun pareceuna adicion tardia al libro; y--mas importante aun--porque no anaden nada a lo que ya dijo Elifaz, aunque como solucion no exclusiva (Job 4,12.14). Por el contrario, los comentaristas rabinicos medievales--Rashi y sus sucesores-- estaban convencidos de que por fin Eliu habia respondido con verdad a Job. Esta discrepancia exige un tratamiento cuidadoso que no estamos en condiciones de realizar aqui.

Analicemos ahora las palabras de YHWH en medio de la tormenta. Vistas en el conjunto del drama de Job, las palabras de YHWH durante una gran tormenta son sorprendentes. ?Que pretende Dios? Ya Job dijo que si de fuerza se trata, no tiene recursos ante Dios (Capitulo 23) y que exige una discusion de razones. Quiere saber por que Dios le persigue. Si la manifestacion de poderio a traves de la tormenta no resuelve los problemas de la discusion entre Job y sus amigos, ?que motivacion puede tener Dios? De acuerdo con la brillante observacion del profesor Tsevat (13), pensamos que el punto clave del discurso consiste en "esconder" algunas confesiones del Creador que tienen la forma de ironias en el discurso. La mas importante de tales ironias esta al comienzo, en Job 38,12-13:
   ?Has mandado, una vez en tu vida, a la manana,
   has asignado a la aurora su lugar,
   para que agarre la tierra por los bordes
   y de ella sacuda a los malvados?


Por supuesto, Job no ha tomado a la tierra por los bordes para sacudir de ella a los malvados. Nunca expreso la capacidad de hacer tal proeza. Pero, ?y Dios? ?Alguna vez ha sacudido de la tierra a los malvados? Evidentemente no lo ha hecho. Si suponemos que ni Dios ni Job desean que en la tierra haya malvados, y reconocemos como evidente que Job no puede sacudirlos de la tierra, subsiste la pregunta de por que Dios los deja libres en su tierra.

Dios revela asi a Job, si este escucha con atencion, una limitacion, o quizas un defecto, de su obra como creador. Dios no puede librar la tierra de personas malvadas. Sigamos escuchando el discurso de YHWH, el creador. En 38,25-27 dice algo llamativo:
   ?Quien abre un canal al aguacero,
   a los giros de los truenos un camino,
   para llover sobre tierra sin hombre,
   sobre el camino donde no hay alma,
   y hacer brotar en la estepa hierba verde?


Canaan carecia de rios que pudieran suplir aguas para regar los campos cultivados. La agricultura era enteramente dependiente de las lluvias. En algunos anos, la lluvia era suficiente para producir buenas cosechas, y en otros, no. La lluvia era la preocupacion mas grande del agricultor cananeo/israelita. !Que contrasentido que YHWH mandara lluvia al desierto donde no beneficiaba a nadie, en vez de encaminarla siempre sobre los campos de la agricultura de los humanos! O quizas, !Dios atiende tambien las necesidades de las semillas y de los animalitos que viven o pueden brotar en el desierto, con una diminuta cantidad de agua!

Sigamos con otra ironia oculta en este discurso fanfarron de YHWH, en Job 39,13-18:
   El ala del avestruz, ?se puede comparar
   Al plumaje de la ciguena y del halcon?
   Ella en tierra abandona sus huevos,
   en el suelo los deja calentarse;
   se olvida de que puede aplastarlos algun pie,
   o cascarlos una fiera salvaje.
   Dura para con sus hijos cual si no fueran suyos,
   por un afan inutil no se inquieta.
   Es que Dios la privo de sabiduria,
   y no le doto de inteligencia.
   Pero en cuanto se alza y se remonta,
   se rie del caballo y su jinete.


La avestruz, veloz pero insensata, es otra ironia, o quizas un defecto de la creacion. Pero el Creador se deleita en la grandeza y fuerza de Behemot y de Leviatan, inmensos animales que los humanos son incapaces de cazar o atrapar; y disfruta la velocidad del avestruz. Es un Creador medio extrano.

El pequeno intercambio entre YHWH y Job, en 40,6-14, es revelador. Dios se muestra indignado de que Job pretenda "anular mi juicio para afirmar tu derecho" (Job 40,8). Le ofrece su trono y su corona si Job puede corregir los entuertos que confiesa existen en su obra de creacion. Si Job lo lograse, Dios se quitaria el sombrero ante el: "!Hundelos en el suelo, cierra sus rostros en el calabozo! !Y yo mismo te rendire homenaje, por la victoria de tu diestra!" (Job 40,13-14)

Aqui YHWH deja de hablar en ironias y le confiesa abiertamente a Job que no sabe como corregir los defectos de su creacion que le son intrinsecos. Sabe perfectamente que tampoco Job los puede corregir, pero si es asi que se deje de hablar babosadas. No le este pidiendo a Dios lo imposible. En una creacion compleja, con animales como el avestruz y la ciguena, y fenomenos atmosfericos como la aurora o la lluvia, no se le puede rendir cuenta a los animalitos del desierto o a los humanos que se han convertido en agricultores.

El Creador es fuerte, pero no exento de defectos, y puede disfrutar jugando con animales grandes y exentos de conciencia como son Leviatan y Behemot; pero no puede siempre satisfacer las inquietudes de justicia por parte de los humanos, quienes tienen conciencia en el doble sentido de apertura intelectual al mundo y de sentido de moralidad.

Los lectores del libro, como espectadores ante un complejo drama, quedamos en espera de una resolucion. Y en cierta forma, esta viene en el Capitulo 42; pero ?que significa este? Yo propongo leerlo con la ayuda de la filosofia procesual. Para comenzar, los "defectos" de la creacion son para la filosofia procesual naturales e irremediables. Como dijo Whitehead, en uno de sus dichos compactos ya citados: "Es tan verdadero decir que Dios creo al mundo como que el mundo creo a Dios."

Quien ha leido Proceso y realidad sabe de que habla. El mundo se compone, segun esta teoria cosmologica, de atomos de realidad en proceso, interrelacionados entre si. Cada atomo tiene una medida de creatividad y juntos con Dios crean esto que llamamos el universo. Entonces, es falso culpar a Dios de todos los entuertos del universo. Todos estamos implicados: Dios y los seres pasajeros, humanos y otros.

Pero, volvamos al capitulo 42. La primera parte (vv. 1-6) es enigmatica. Job conocia a Dios de oidas pero ahora le conoce por vista. En nuestra experiencia del mundo, la vista tiene un lugar de privilegio entre nuestros sentidos, incluidos los oidos. Pero, ?que significa la metafora aqui? Job repudia ([TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII]) algo que no se explicita (este verbo es transitivo y exige un objeto), y luego se arrepiente ([TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII]), algo que tampoco se especifica. Segun el contexto, podemos pensar que Job repudia su pretension de explicaciones de asuntos que ahora sabe que ni Dios puede explicar. Y Job se arrepiente de haber exigido una explicacion de perfecta justicia cuando esta no existe ni puede existir.

YHWH responde a Job con la directriz de que interceda por sus amigos. Y dice, sorpresivamente, que Job ha hablado rectamente de el ([TEXTO IRREPRODUCIBLE EN ASCII]), y que sus amigos, en cambio, no han hablado rectamente de Dios. !Esto es verdaderamente sorprendente! Job ha acusado a Dios de perseguirlo sin causa, mientras que los amigos han hecho lo imposible por defender la honra y la rectitud de Dios. Pero a la luz de la realidad del mundo creado, Job ha hablado lo recto mientras que los amigos no lo han hecho. !Que grande y misteriosa conclusion de un libro lleno de sorpresas como es el de Job! (14)

CONCLUSION

Hemos repasado varios aspectos claves de teologia biblica para mostrar como la filosofia procesual puede resolver aporias. No hemos repasado todo lo que seria util. En particular, yo anadiria la idea y la practica del profetismo, la apocaliptica y la vision antiapocaliptica de la filosofia procesual (15), el analisis de los milagros y la ensenanza de Jesus, la Iglesia con su fundamentacion en la vida de Jesus y su orientacion hacia el futuro, y el Cristo cosmico de la Epistola a los Colosenses.

Sin embargo, creo que con lo expuesto hemos hecho suficiente. Es evidente que el corazon del asunto es la creacion. Todo cuanto existe, mineral o animal, vivo o no, es creado, segun la Biblia. La filosofia procesual dice lo mismo, aunque su desarrollo es diferente. Para el pensamiento procesual, Dios no esta fuera de este cosmos sino es parte de el, y es creado tanto como creador. Cada atomo de la realidad es tanto creado como creador. La creatividad es la categoria central del pensamiento procesual. (16)

Al ser asi, no debe sorprendernos la importancia de la creacion en la comparacion de la teologia biblica con este pensamiento. Hemos visto que la doctrina de la creacion de la nada, que no tiene un apoyo firme en los textos biblicos, pero que ha venido a ser parte de la teologia cristiana, es incompatible con la filosofia procesual. Y por ello es necesario repasar con cuidado los textos de creacion, para indicar que tienen otra interpretacion que la creacion de la nada. (17)

A muchos lectores incomodara la diferencia con la doctrina cristiana casi universal de la creacion de la nada. En juego esta la soberania de Dios. Aqui debe tranquilizarnos el hecho de que la Biblia nunca plantea que Dios creo el universo de la nada. Es soberano sobre el universo, ya sea derrotando a Leviatan o formando un mundo donde se puede vivir, donde ante habia un caos en tinieblas. Su primera obra de creacion, segun el mito de Genesis, fue la luz y no la materia. (18)

El libro de Job es central para la comparacion que nos hemos propuesto. Aunque tiene varias interpretaciones posibles, hemos tratado de indicar brevemente que la filosofia procesual ofrece un apoyo a una interpretacion que es perfectamente convincente, aun cuando no excluya la posibilidad de otras lecturas. El libro de Job es polivalente, y no habra jamas una sola interpretacion que excluya las demas.

Job nos muestra, por un lado, la necesidad de un Dios creador que es por lo menos limitado, si no abiertamente culpable. Dios no puede echar del cosmos a los malhechores, por mas que quisiera. Y esto, porque Dios no es el unico actor en el universo, sino que comparte la actuacion de muchos actores mas. El libro de Job va mas lejos, si aceptamos (como tenemos que hacerlo) que la lectura del prologo es parte del libro. Aqui Dios se muestra culpable de las desgracias de Job como parte del experimento para averiguar si la fidelidad sin premios es posible entre humanos. (19) La filosofia procesual no exige esta solucion a las limitaciones de la creatividad de Dios, aunque la permite. En todo caso, el libro de Job es un libro basico para la teologia biblica, y abre posibilidades sumamente interesantes.

Con este repaso de algunos aspectos de la teologia biblica, hemos querido demostrar la utilidad de la filosofia procesual, cuya exploracion el autor de este ensayo quisiera ver en nuestra America Latina creyente. !Dios nos ayude!

BIBLIOGRAFIA

Barth, Karl. Carta a los romanos. Traduccion de Abelardo Martinez de la Pera. Madrid: Biblioteca de Autores Cristianos, 1998. (Orig., aleman, 1918).

Brueggemann, Walter. Theology of the Old Testament: Witness, Testimony, Advocacy. Minneapolis: Augsburt Fortress Press, 1997.

Eichrodt, Walther. Theologie des Alten Testaments. 3 tomos. Leipzig: Hinrichs, 1933-1939.

Gutierrez, Gustavo. Hablar de Dios desde el sufrimiento inocente. El Libro de Job. Lima: Instituto Bartolome de Las Casas, 1986.

Keller, Catherine. God and Power: Counter-Apocalyptic Journeys. Minneapolis: Fortress Press, 2005.

Lissowski, Gerhard. Konkordanzzum hebraischen Alten Testament. Stuttgart: Privileg. Wurtt. Bibelanstalt, 1958.

May, Gerhard. "Creatio ex nihilo: The Doctrine of Creation out of Nothing". En Early Christian Thought. Traducido por A. S. Worrall. Edinburgh: T & T Clark, 1994. Orig., aleman.

Origenes. Peri Arjon o De Principiis [solo se preserva integra en la traduccion latina de Rufino].

Levenson, Jon. Creation and the Persistence of Evil: The Jewish Drama of Divine Omnipotence. Princeton: Princeton University Press, 1988.

Rashi, Shlomo Isaac. Sapirstein edition of Rashi: The Torah with Rashi's Commentary. Translated, annotated and elucidated, ed. Rabbi Yismael Herzeg. Brooklyn: Mesorah Publications, 1999.

San Agustin (obispo de Hipona). La ciudad de Dios. Obras completas de San Agustin, Vol. XVII. Madrid: Biblioteca de Autores Cristianos, 2009.

--. De trinitate. Obras completas de San Agustin, Vol. V. Madrid: Biblioteca de Autores Cristianos, 2009.

Taciano, "Discurso a los griegos." En Padresapologetas cristianos, por.Daniel Ruiz Bueno. Madrid: Biblioteca de Autores Cristianos, 1954.

Tsevat, Matitiahu. "The Meaning of the Book of Job." Hebrew Union College Annual 37 (1966): 73-106.

Von Rad, Gerhard. Theologie des Alten Testaments (8a. ed.). 2 tomos. Munich: Chr. Kaiser, 2010.

Whitehead, Alfred North. Proceso y realidad. Traducido del ingles por J. Rovira Armengol. Buenos Aires: Editorial Losada, 1961. (Orig., ingles, 1929).

* Articulo de reflexion, con la intencion de indicar como el significado de los textos biblicos se puede fortalecer mediante un recurso de la filosofia procesual, que hace del flujo de los hechos cosmicos, minerales, vegetales y animales, la realidad de fondo de nuestro mundo. Estoy proponiendo el conocimiento y uso de la filosofia de Alfred North Whitehead y sus discipulos. Fecha de recibo: 4 de noviembre de 2009. Fecha de evaluacion: 22 de febrero de 2010. Fecha de aprobacion: 16 de marzo de 2010.

(1) Lo hizo en muchas obras. Las mas destacadas son La ciudad de Diosy De trinitate. Existe una coleccion de sus obras, incluidos sermones y cartas, en la Biblioteca de Autores Cristianos, BAC, de Madrid.

(2) Eichrodt, Theologie des Alten Testaments, 1933-1939.

(3) Von Rad, Theologie des Alten Testaments.

(4) Brueggemann, The Theology of the Old Testimony: Witness, Testimony, Advocacy.

(5) Editadas en 1929 como Process and Reality, y traducidas por J. Rovira Armengol (Proceso y realidad, 1956).

(6) La expresion del mundo biblico como ajeno es de Karl Barth al disociarse del liberalismo prevaleciente en las facultades alemanas de teologia en su tiempo, que preparo el terreno para el nazismo. Ver su Carta a los romanos (orig. aleman, de 1918), traducida por Abelardo Martinez de la Pera (1998).

(7) Saperstein edition Rashi: The Torah with Rashi's Commentary, traducido al ingles por el rabino Yismael Herzog (1999). La discusion de Rashi sobre Gn 1,1 se encuentra en el Volumen 1 (de cinco), pp. 4-6. Un examen de la concordancia revela que rishon (fem. rishonah) efectivamente no aparece en estado constructo sino como adjetivo independiente.

(8) The Torah, The Five Books of Moses. A New Translation according to the Masoretic Text (Philadelphia: The Jewish Publication Society, 1967).

(9) Lissowski, Konkordanzzum hebraischen Alten Testament.

(10) May, "Creatio ex nihilo: The Doctrine of Creation out of Nothing".

(11) Whitehead, Proceso y realidad, 467.

(12) Ibid., 29.

(13) Tsevat, "The Meaning of the Book of Job",73-106.

(14) Hay teologos procesuales, notablemente, David Griffin, que usan la filosofia de Whitehead para absolver a Dios de toda responsabilidad por el mal. Esto, porque--segun este autor--Dios solo usa persuasion con los seres pasajeros, que no siempre aceptan las propuestas divinas. Personalmente, hallo poco convincente este argumento. ?Es posible absolver a Dios de toda responsabilidad por el terremoto de Haiti, de enero de 2010? No veo como esto sea posible. El Libro de Job, en la discusion inicial en el cielo, entre Dios y el acusador, Satan, pone en claro la responsabilidad de Dios por la miseria de Job, a pesar de reconocer su justicia. Y en las palabras de YHWH desde la tormenta y su resolucion del debate entre Job y sus tres amigos, Dios acepta una medida de culpa, si mi lectura es correcta. Contrario a la opinion del doctor Griffin, pienso que Dios tiene una medida de responsabilidad en todo lo que acontece en el mundo. David Ray Griffin, God, Power and Evil: A Process Theodicy (Louisville: Westminster Press, 1976, 1a.ed.). Ninguna filosofia puede absolverlo totalmente, aunque Platon y sus seguidores, Aristoteles y los suyos, y algunos de los seguidores de Whitehead pretendan hacerlo. Para muchos teologos catolicos, esto presenta problemas, pues consideran que Dios no puede ser responsable por ningun mal.

(15) Ver Catherine Keller, God and Power: Counter-Apocalyptic Journeys.

(16) Ver Whitehead, Proceso y realidad, "La categoria de lo ultimo", 39.

(17) Para hacer avanzar la nocion de la creacion y del cosmos, habria que trabajar los textos donde Dios crea el mundo como consecuencia de su victoria en su lucha contra la personificacion del mal, Leviatan, el Mar, o como se llame. El texto clave es el Salmo 74,12-19. Aqui el enemigo se llama Leviatan, y despues de machacarle las cabezas, Dios puede crear rios, el dia y la noche, el sol y la luna. Esto no se hace una vez para siempre. El Salmo es una suplica comunitaria. Su pueblo le esta pidiendo a Dios que destruya de nuevo a Leviatan para que la vida pueda vivirse sin traumas. O sea, segun este mito de creacion, el Mal se derrota pero con el tiempo vuelve a levantar la cabeza, y si su pueblo se lo pide, Dios puede derrotarlo de nuevo. Recuerdos de este mito son los pasajes de los evangelios donde Jesus derrota a los males que amenazan la vida de los suyos (Mt. 14,22-33 y similares) y asi demuestra ser verdaderamente el Hijo de Dios. La mejor discusion de esta nocion de la creacion es la del exegeta judio ortodoxo Jon Levenson, Creation and the Persistente of Evil: The Jewish Drama of Divine Omnipotente (1988).

(18) Una discusion del asunto se presenta en Gerhard May, Creatio ex Nihilo: The Doctrine of "Creation out of Nothing" in Early Christian Thought (1994). May argumenta que ni la Biblia ni los padres apostolicos conocian esta manera de presentar la soberania de Dios. El primero en hablar de la creacion de la nada fue Ireneo. Esta resulto definitiva, porque--en la opinion de May--es la mejor forma de defender la soberania de Dios. En este aspecto, los teologos procesuales tomamos otro punto de vista.

(19) Ver Gutierrez, Hablar de Dios desde el sufrimiento inocente: El libro de Job (1986).

JORGE PIXLEY, Bachelor of Arts, Kalamazoo Collage, Kalamazoo, Michigan; Maestria en Artes y Doctor en Filosofia, ambas en el area de Estudios Biblicos, Universidad de Chicago; profesor de Estudios Biblicos en el Seminario Evangelico de Puerto Rico, en la Facultad Luterana de Teologia Jose C. Paz, Provincia de Buenos Aires, en la Facultad Evangelica de Teologia, de Buenos Aires, en la Comunidad Teologica de Mexico, y en el Seminario Teologico Bautista de Managua, Nicaragua.
COPYRIGHT 2010 Pontificia Universidad Javeriana
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2010 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

 
Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Pixley, Jorge
Publication:Revista Theologica Xaveriana
Date:Jan 1, 2010
Words:9045
Previous Article:La categoria kenosis: Una lectura desde la perspectiva de genero.
Next Article:Editorial.
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2018 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters