Printer Friendly

Riegos historicos y riegos contemporaneos en la Cataluna occidental llana. El agua y el desarrollo economico y cultural (1750-1950).

Riegos historicos y riegos contemporaneos en la Cataluna occidental llana. El agua y el desarrollo economico y cultural (1750-1950)

Historical irrigation and contemporary irrigation in the plain Western Catalonia. Water and the economic and cultural development (1750-1950)

Irrigacao historica e irrigacao contemporanea na planicie ocidental de Catalunha. Agua e o desenvolvimento economico e cultural (1750-1950)

Irrigation historique et irrigation contemporaine igation dans la Catalogne occidentale plate. L'eau et le developpement economique et culturel (17501950)

La Cataluna occidental llana dispone de un nivel de precipitaciones que equivale a la mitad de la evapotranspiracion potencial. Los rendimientos sin riego son reducidos y dependen de las lluvias, con sequias frecuentes. Pero tiene recursos fluviales significativos, alimentados por la lluvia y el deshielo de las nieves del Pirineo. Este trabajo tiene por objeto analizar el impacto territorial y en la configuracion de las comunidades campesinas de los sistemas hidraulicos de origen antiguo, centrandonos principalmente en las acequias de Pinyana y de Fontanet, en la comarca de Lleida. Estos riegos no solo han proporcionado un mayor crecimiento que el de las zonas de secano, sino que han contribuido a perfilar el caracter de las comunidades que gestionaban sus recursos. Ya en el siglo XX se desarrolla una alta conflictividad, en el momento en que el Estado obliga a crear una comunidad de regantes, que es vista con recelo por las comunidades del norte de la comarca de Lleida (el Segria).

Efectuado este analisis, compararemos estos procesos historicos con los desarrollados por "nuevos" regadios contemporaneos: el Canal de Urgell a partir de la decada de 1860. Superadas las dificultades sanitarias iniciales, el riego ha transformado los paisajes, ha contribuido al crecimiento economico y, ante problemas y conflictos, ha forjado una relacion mas compleja entre vecinos y entre los pueblos.

El desarrollo economico mediante la agricultura de regadio no ha sido un camino facil, y han debido superarse problemas graves como el paludismo en ambos sistemas o bien, en el caso de las acequias de Lleida, la situacion de abandono de una parte importante de la zona de riego como consecuencia de la prohibicion de construir viviendas fuera de los muros de la ciudad durante un siglo y medio.

Introduccion

Cataluna es una region ubicada en la parte nororiental de la Peninsula Iberica. La Cataluna occidental llana (1) se caracteriza por un regimen climatico que dificulta de manera significativa la actividad agraria. Las precipitaciones medias anuales son inferiores a 400 mm anuales. Para el periodo 19391970, en la estacion meteorologica de Lleida se recogieron 385 mm (P), siendo la evapotranspiracion potencial (ETP) mas del doble, en concreto 844 mm. El resultado es facil de evaluar: un indice de humedad de 0,46 [385/844] y un deficit hidrico [P-ETP] medio anual de 459 mm. El grafico 1 muestra, por meses, las precipitaciones y las ETP totales asi como las temperaturas medias. Se observa que las ETP son, muy a menudo, superiores a las precipitaciones. Este deficit hidrico resulta evidente en el grafico 2 desde mayo hasta septiembre, con un maximo en julio. Por otra parte, la oscilacion termica se situa en torno a los 20 grados. Ello puede significar heladas invernales de olivos haciendo inviable la cosecha o bien la perdida de frutos en la primavera por frios cuando las plantas ya han florecido.

[GRAFICO 1 OMITIR]

[GRAFICO 2 OMITIR]

Disponemos de documentos diversos en los cuales se hace referencia a este impacto de las condiciones climaticas. Por ejemplo, en 1723 el Diputado del corregimiento de Lleida argumentaba ante las autoridades borbonicas de Barcelona en relacion a las calidades y rendimientos que se habian establecido en el primer catastro de 1716 (2).

"Como siendo tan contingentes en el Llano de Urgel y en los demas secanos del corregimiento las cosechas, que lograndose dos en el transcurso de diez anos se tiene por buen tiempo, se les considera por jornal en los mas el producto de 8, 6 y 4 cuarteras [73,36 litros] de trigo anuales respectivas a primera, segunda y tercera calidad de las tierras, y a algunos mas; siendo asi que habida proporcion a lo incierto, y por lo regular de las cosechas, no llega de muchos anos con otros a la mitad su producto".

El Comendador Hospitalario de Termens, en la comarca de la Noguera, explicaba (3) 60 anos despues,

"sent com es casi tot lo terme de Termes de seca, queda subgecte a las vicisituts del temps, esterelitat de ayguas, y falta de pluja, que regularment se experimentan en la comarca de Urgell (4), y per est motiu succeheix frequentment deixarse de sembra ditas terras, o passa un, dos, y tres anys sens que persevesca dit senyor comanador util algun de ellas per raho del delme i quinse ..." (5).

El problema era tan grave que cuando en 1773 Melcior Guardia obtuvo del rey la senoria sobre el termino despoblado de Almacelles, en la comarca del Segria, encargo al arquitecto barcelones Mas Dordal el diseno de un nuevo pueblo para repoblar (6) y, en 1780, le encargo el diseno de una acequia que tomaria las aguas en un punto posterior a la toma de la acequia de Pinyana. En el mapa 1 se puede observar en trazo grueso descendente el curso que deberia tener la nueva acequia. En el proyecto detallado (7), que se realiza tras un minucioso trabajo de campo indica:

"De todo lo cerca referido se evidencia que las tierras que de nuevo se intenta beneficiar con las aguas del rio, no es ni debe entenderse como para regar Huerta, si unicamente para con aquellas aguas suplir la falta de una, dos, o tres lluvias si estas no vienen en los respectivos tiempos desde la siembra hasta la siega. Ni tampoco con esto se intenta persuadir el que se deje de sembrar frutos de verano como Canamo, Mijo, Legumbres, y otros semejantes, pues esto puede seguirse segun, y conforme el agua llevara el rio, bien que para ello es muy propio el observarse regularmente abundantes en los meses de Mayo, Junio y Julio por ser el tiempo en que se derriten las nieves de los Montes, y en ellos comunmente es siempre crecido el dicho rio".

Como puede comprobarse, y todo ello se argumenta con mucho detalle en el proyecto, se trata, fundamentalmente, de dar algun riego que supla la falta de lluvias que es muy recurrente en Almacelles y en toda la region de Lleida. Es un proyecto paliativo que no ha de significar, al menos en primera instancia, el desarrollo de una huerta orientada a un mercado exterior. Los deficits hidricos son tan significativos que, en una visita a Almacelles de un representante del senor en 1784 (8), los pobladores reclamaban un conjunto de acciones relativas a disponer de agua: dos pozos, uno para regar una partida rural y el otro deberia tener una conduccion metalica hasta el pueblo para evitar el transporte manual y regar los huertos, una acequia que recogiera las aguas de la parte alta del termino para regar el llano, y finalmente construir un pequeno pantano que recogiera las aguas de la zona alta de la Saida y, mediante "aigueres" (9) llevarla a la parte baja. Se pedia tambien otra cisterna en el pueblo e intentar, aprovechando el agua procedente del pantano, instalar un molino para no tener que realizar la molienda en los pueblos vecinos de Alguaire o Almenar.

[ILUSTRACION OMITIR]

Paralelamente, el Intendente de Zaragoza (Aragon), el 23 de agosto de 1782, comisiono al ingeniero Manuel Inchauste para que informara sobre la construccion del proyectado Canal de Tamarit. Este sera el origen del Canal de Aragon y Cataluna. La fuerza de esta propuesta tuvo como resultado que Mas Dordal realizara informes muy detallados del proyecto de Inchauste, asumiendo Guardia la propuesta procedente de la vecina region de Aragon. Almacelles sera el primer termino catalan que sera regado en 1910 por el nuevo canal de Aragon y Cataluna, 130 anos despues del proyecto de Mas Dordal (10).

El mapa 2 muestra, de manera sintetica, el aprovechamiento actual de los recursos hidricos que, a traves de los rios, y mediante el almacenamiento en embalses, permite que una zona--la Cataluna occidental llana--haya superado los problemas que acabamos de referenciar para lugares como Termens, Almacelles, o bien el Urgell. El Canal de Urgell no sera una realidad hasta la decada de 1860, el de Aragon y Cataluna no empezara a regar en este ultimo territorio hasta 1910. Nos centraremos ahora en las acequias historicas que han regado desde tiempos anteriores la zona de Lleida: el canal de Pinyana, la acequia de Fontanet y la acequia de Torres de Segre (11). Analizaremos su naturaleza, su forma de gestion y en que sentido ha ayudado a configurar la personalidad de un territorio y sus comunidades humanas (12).

[ILUSTRACION OMITIR]

I. La configuracion historica de los riegos de Pinyana y Fontanet (13)

"... donem a vosaltres, tots els pobladors i habitants o residents en la ciutat de Lleida, tant els presents com els futurs, cases i patis i hortes i finques i tota la ciutat de Lleida (...). Us donem tambe tot el territori de la ciutat de Lleida, ja cultivat, ja d'erm, aixi com tots els seus termes i pertinences i totes les seves entrades i sortides perque tingueu alli les vostres cases i les vostres heretats (...). Us donem tambe els prats i les pastures, fonts i aigues, boscos i llenya i la caca, la plana i els turons per a tots els vostres usos, i pastura i aconduir tots els vostres ramats" (14).

A pesar de la claridad con que Ramon Berenguer IV, conde de Barcelona, y Ermengol VI, conde de Urgell, ceden las aguas a los repobladores de Lleida en 1150, posteriormente Alfons I el Cast concede los riegos del Segria (Pinyana) y Fontanet a Ramon Sassala y a Guillem de Basella. A cambio de cobrar cequiajes (15) se les obligaba a expandir el area de riegos. En diversas operaciones, entre 1190 y 1213, el ayuntamiento de Lleida compro los derechos de riego. Desde 1229, fecha en que finalizo el pago de la ultima operacion financiera, hasta 1758, el ayuntamiento de Lleida gozo del control de los riegos del Segria (Pinyana) y Fontanet. En 1242 el rey confirma el derecho del ayuntamiento a percibir el cequiaje y en 1264, coincidiendo con el cambio del estatuto municipal que pasa de Consolat (Consulado) a Paeria (16), se crean las Prohomenies del Segria y de Fontanet (17). Almenar quedara al margen del pago del cequiaje ya que en 1151 Ramon Berenguer IV concedio la acequia de Almenar a cien hombres que repoblaron la region. A partir de este momento y hasta mediados del siglo XX los habitantes gestionaron autonomamente los riegos con la acequia de Pinyana.

Ante los conflictos entre regantes y ayuntamiento de Lleida, el Real Auto de 20 de julio de 1758 crea la primera Junta de Cequiaje (18) con caracter provisional, hasta la aprobacion definitiva en 1794 de las Ordenanzas de la Junta de Cequiaje. La junta definitiva estara formada por seis miembros: un regidor, un prebendado del cabildo de la catedral, un eclesiastico del clero menor, dos labradores y un hacendado de la clase de los gaudines (19), y sera presidida por el gobernador o su alcalde mayor. El gaudin se anade a los cinco anteriores ya presentes en la junta de 1758. Uno de los hechos fundamentales que recogen las ordenanzas y que era ya consuetudinario desde los tiempos medievales era la preeminencia del riego sobre la molturacion. Este hecho resulta evidente en el caso del termino de Lleida.

"La Junta siempre que experimente necesidad del riego en cualquiera de dichas dos huertas con peligro conocido de perderse los frutos si no se les facilita, podra quitar el agua de los molinos de harina, y los molineros en estos casos deberan suspender su curso bajo la pena de diez libras, pero la Junta debera proceder en este asunto con prudente economia no privando de una vez el agua a todos los molinos para que no falte el abasto de harina, sino progresivamente socorriendo los campos por su orden. Y si los molineros no obedeciesen se les tomaran las anadillas, y ademas seran executados por la predicha pena" (20).

Semejantes limitaciones se recogian en los contratos de arriendo de los dos molinos municipales, el de Vilanoveta y el de Cervia. Se advertia que mientras circulase agua para mover una muela en uno de los dos molinos, se deberia pagar el precio total del arriendo. Solo en caso de ausencia total de agua en los dos molinos, el ayuntamiento compensaria las perdidas de los molineros (21).

Sin lugar a dudas, esta preeminencia del riego sobre la molturacion arranca del modelo hidraulico andalusi (22), en contraposicion con el modelo hidraulico feudal que prioriza la molturacion ya que la mayor parte de los molinos son monopolios senoriales. Los senores--y en su caso los arrendatarios de derechos senoriales--obtienen importantes rentas cuando la escasez de cereal en el mercado posibilita obtener precios elevados del mismo pero de tipo panificable y la harina, especialmente durante los meses finales del ano agricola cerealista (abril, mayo, junio).

[GRAFICO 3 OMITIR]

Las ordenanzas de la Junta de Cequiaje de 1794 preven, ademas del reparto del agua por dias y terminos, acciones especiales para los meses de verano, sobre todo cuando el rio lleva caudales muy menores, aunque en julio equivalen a la media anual y en el resto de verano y otono no bajan nunca de la mitad del caudal medio anual. El uso estrategico de estos recursos hidricos puede contribuir a salvar "tardanies" (23).

"Y por cuanto en muchas ocasiones de Verano y Estio se experimenta que aun esto no es suficiente para la participacion general de los riegos, establecemos: Que la Junta en uso de su direccion economica, pueda nombrar un Repartidor de aguas para dichas ocasiones, o mas si los halla convenientes, y en el Estio pueda tambien prohibir el riego de los rastrojos, o dar cualesquiera otras providencias para remedio de los frutos pendientes" (24).

2. LA GESTION DE LAS ACEQUIAS DE PINYANA Y DE FONTANET

El "sequiatge" (cequiaje) que pagaban anualmente los regantes del termino de Lleida, y que afectaba durante el siglo XVIII a un maximo 10.000 jornales de tierra (4.367 ha) consistia en uno o dos cuartanes de trigo por jornal regado (25). Una tierra de calidad mediana podia rendir ocho cuarteras (26) de trigo que, a razon de doce cuartanes por cuartera, totalizan 96 cuartanes. Es facil concluir que el cequiaje significaba entre un 1 y un 2 % en las tierras de calidad media, algo mayor en las de menor rendimiento y menor en las de primera calidad que producian 10 cuarteras por jornal.

Puede entenderse que los payeses de Lleida consideraban los riegos de Pinyana y Fontanet como algo propio, de uso casi gratuito, ya que solo se pagaba una cantidad limitada para cubrir los gastos corrientes de mantenimiento de las acequias. El hecho de formar parte de una comunidad de regantes les proporcionaba toda una serie de derechos en el uso de las aguas y les exigia una serie de responsabilidades dirigidas al mantenimiento de las infraestructuras y a no dificultar el riego de las fincas que estaban a continuacion. Todo ello estaba especificado en las ordenanzas.

Lo mismo cabe decir de las comunidades anteriores o posteriores a la de Lleida. Las mismas ordenanzas establecen los turnos para el riego, asignando dias a cada poblacion, y estableciendo normas que la Junta puede ejecutar, pero respetando la organizacion interna de cada comunidad de regantes.

El cuadro 1 refleja los censos pagados a la Junta durante el siglo XVIII como resultado de acuerdos producidos en siglos anteriores, y la distribucion de los pagos en 1851 en pleno proceso de reforma agraria liberal. Se trata de censos enfiteuticos fijos, que iran perdiendo valor real durante la segunda mitad del siglo XVIII cuando los precios aumentan en el contexto de un movimiento general en Europa (27). Los contratos enfiteuticos permitian la cesion del dominio util de un bien o servicio a una persona o institucion, reteniendose su titular el dominio directo, lo cual le permitia percibir un censo anual que podia establecerse en dinero o en especie, pudiendo exigirse esta ultima como cantidad fija o bien parte de frutos. La enfiteusis es mas que un simple contrato, ya que en torno a ella se articulan gran parte de las relaciones sociales en el campo catalan (28). Como indico Vilar, en los documentos fiscales no se distingue entre plena propiedad o casi propiedad enfiteutica (29).

En definitiva, diversos ayuntamientos disponen del dominio util a perpetuidad de las aguas de riego, principalmente de las acequias de Pinyana o de Fontanet a cambio de pagar un censo anual. Como sucedia en el termino de Lleida, cada comunidad se organiza para recaudar el dinero para pagar el censo y hacer frente a los gastos generales de mantenimiento de las zanjas principales. La gestion de los riegos contribuye a reforzar el sentimiento de pertenencia a una comunidad humana, cuya prosperidad se fundamenta en gran parte en poder garantizar un minimo de rendimientos gracias a la posibilidad de regar. La agricultura de regadio, y especialmente la produccion de hortalizas, exige tambien una mayor aportacion de tra bajo por unidad de superficie, lo cual favorece la ocupacion campesina. Ademas cualquier abuso en el uso del agua o carencia en la limpieza de las acequias es debatido y resuelto en el marco de la comunidad de regantes.

En el cuadro 1 se observa que algunos senores tienen agua acensada. Uno de los casos mas significativos es el del Comendador de Torres de Segre, quien dispone de una acequia propia que tiene su origen en Lleida y llega a Torres de Segre--en la parte sur de la comarca de Lleida (el Segria)--, fertilizando tambien las huertas de Albatarrec, Sudanell y Montoliu. El comendador hospitalario de Torres de Segre era el propietario de la acequia y, por tanto, debia hacerse cargo de los gastos de reparacion y limpieza. El comun debia pagar a un acequiero quien juraria el cargo ante el comendador o sus representantes. Dos ejemplos nos muestran como la gestion de los riegos era un motivo de coordinacion campesina y de negociacion con el comendador. En 1711, en la posguerra de Sucesion--que en la zona finaliza con la toma de Lleida en 1707--, el comun propone responsabilizarse de los trabajos de reparacion y limpieza necesarios para que vuelva a fluir el agua por la acequia. La propuesta va mas lejos: el ayuntamiento propone asumir toda la gestion de la acequia y el pago del censo al ayuntamiento de Lleida a cambio de que se suprima la "sisena", o sea la sexta parte de los frutos de la huerta que pagan al senor. Ademas ofrecen algunos bienes municipales mas para compensar. No parece que el acuerdo se concretara. Los regantes no pagan cequiaje pero una sexta parte de la produccion como renta por la senoria territorial es importante si se considera que existen otras muchas detracciones senoriales por senorio territorial y banal (30).

Cien anos mas tarde, en 1804, y ante las necesidades de agua no satisfechas en la huerta de Torres de Segre, a propuesta del comun se llega a una concordia con el comendador para hacer una presa nueva y una acequia derivada que aporte mas agua a la del comendador, beneficiando todos los pueblos que riegan. El comendador condona la "sisena" durante dos anos, cede durante el mismo tiempo la balsa de empozar y macerar el canamo y el prado para extenderlo, y el trujal, la bodega, cubas y otros enseres.

Pasados estos dos anos, el comendador aportara 2.000 libras en moneda de oro o plata. Si los gastos son superiores, correran a cargo del comun de Torres de Segre (31).

En el mismo cuadro 1 se reproducen las contribuciones a la Junta por el uso del agua en 1851, cuando la reforma agraria liberal ya ha avanzado significativamente. Se observa el mantenimiento de los censos que se pagaban en el antiguo regimen, el cambio de manos de algunas contribuciones --como las referidas a los hospitalarios de Torres de Segre o Alguaire, y de Corbins, aunque en este caso aun figura el antiguo titular--. Aparecen nuevos nombres de particulares. Se trata de concesiones a grandes propietarios burgueses que disponen de una cantidad importante de tierra o de algun medio de produccion (32), como puede deducirse de la cantidad anual a pagar, aunque no puede compararse con los censos antiguos, ya que estos no se han revalorizado con el tiempo.

3. Problemas sanitarios en las huertas de Pinyana y Fontanet

La crisis del siglo XVII habia dejado a buena parte de la Cataluna occidental llana con limitados efectivos demograficos. La Guerra del Segadors (1640-1652) habia impactado negativamente en las zonas afectadas por las batallas--Lleida y comarca--, hasta el punto que algunas poblaciones habian ido desapareciendo. Incluso Torrefarrera se despoblara temporalmente a pesar de tener una agricultura regada por la acequia de Pinyana (33). La recuperacion y expansion del siglo XVIII se caracteriza, a nivel territorial, por un aumento de la concentracion demografica en poblaciones proximas a rios o acequias (34). El mapa 3 muestra este hecho comparando los datos de poblacion activa de un censo del Corregimiento de Lleida realizado en 1721 y los datos equivalentes del Censo de Floridablanca de 1787. Tras la Guerra de Sucesion, la recuperacion de la agricultura en primer lugar y la posterior expansion de la superficie cultivada exigen que el campesinado tenga a punto y cuide de todo el sistema de acequias, zanjas y desagues. En una huerta tan dilatada como la de Lleida fue un problema de enorme importancia la prohibicion realizada por la nueva dinastia borbonica de que se pudiesen edificar viviendas fuera de las murallas de la ciudad. A pesar de que un siglo y medio mas tarde, a partir de 1861, se demolieron las murallas de Lleida y ya no existe la citada prohibicion, no sera sino hasta principios del siglo XX que, nuevamente, se construiran "torres", nombre que en Lleida reciben las casas labriegas o masos.

[ILUSTRACION OMITIR]

Las cuestiones sanitarias recibieron una gran atencion por parte de las autoridades locales en el siglo XVIII. Por ejemplo, el cultivo del arroz fue objeto de preocupacion por parte de las autoridades del corregimiento de Lleida. La Real Audiencia de Barcelona pidio al ayuntamiento de Lleida que informase sobre la cuestion, tambien para los pueblos vecinos, como gestor que era de las aguas de Pinyana y Fontanet. En la respuesta, escrita el 16 de enero de 1726, el ayuntamiento informa de que en Lleida el cultivo esta prohibido a diferencia de los demas pueblos proximos, en los que los promotores del cultivo y los campesinos que necesitan de estos ingresos, inciden en la salud publica. El ayuntamiento de Lleida es favorable a su prohibicion total. Sobre las balsas de empozar y macerar el canamo se indica que se controlan pero se afirma que se aumentaran los controles por si hubiera habido alguna omision. Sobre las avenidas del rio Segre que inundan, recurrentemente, las parcelas de su margen izquierda, explica que mediante acciones se controlan las zonas encharcadas (35).

La prohibicion definitiva del cultivo del arroz se produjo en marzo de 1748. Maria Olives lo recuerda cien anos despues de su aprobacion, afirmando que ha sido muy favorable para la salud de los payeses y recuerda que desde la siega en abril hasta la recoleccion en octubre los campos de arroz estaban sumergidos con un palmo de agua, foco de infecciones (36). Ademas, en su Historia de Lerida hace referencia a las calenturas intermitentes que en verano y en otono se producen debido a que los agricultores pasan las noches en el campo, en condiciones de humedad y poco salubres, dado que no disponen de viviendas (37).

En la decada de los anos 1880 aparecen publicados dos estudios exhaustivos, de gran nivel academico, y ambos premiados: la topografia medica de Lleida de Luis Marles de Cusa (38) por la Real Academia de Medicina y Ciru gia de Barcelona, y el estudio sobre la huerta de Lleida de Antoni Blavia por la Sociedad Economica de Amigos del Pais de la misma (39).

Luis Marles muestra su alegria por la prohibicion del cultivo de arroz dadas las insuficientes condiciones higienicas que caracterizan la ciudad y la huerta de Lleida. Se refiere, como hacia Olives cuatro decadas antes, a las fiebres intermitentes derivadas de los establos y un mal sistema de cloacas en la ciudad, y de ...

"... esos pudrideros de sustancias vegetales que se utilizan para los abonos de los campos y que en gran numero existen en los alrededores de Lerida, ese mal suelo en el cauce del rio que hace, que al bajar el nivel de las aguas deje charcos que vienen a formar pequenos pantanos, esos charcos de agua que en bastante numero se encuentran en los contornos de la urbe, constituyen focos de mefitismo que, dirigiendo a esta sus efluvios constituyen las principales causas de las enfermedades tipicas que, con poco trabajo pueden desaparecer, higienizandose asi notablemente la urbe, si estas, como creemos, son las causas ocasionales de las intermitentes" (40).

Antoni Blavia (41), en su propuesta de colonizacion de la huerta de Lleida, afirma que en las zonas mas proximas a la ciudad de Lleida, de uno a tres km de distancia, las tierras estan bien cuidadas y drenadas. El problema principal es que, dada la practica inexistencia de colonos que viven en la huerta, las mas alejadas son focos de fiebres intermitentes y de paludismo para los pocos colonos que las habitan. Con la nueva poblacion de la huerta se conseguiria mejorar estas problematicas y hacer una agricultura mas productiva.

"Las partidas de Lipbia, Grealo, parte de la de Butsenit, Prats de Naves, Malgobern, los alrededores de Torrefarrera y Torreserona tocando a nuestro termino, donde son abundantisimas las aguas o tienen pantanos, charcos, etc. son las que, en primer lugar, deben ocuparnos".

Estos problemas se resolverian a partir del siglo XX cuando la poblacion comenzo de nuevo a construir "torres" y a vivir en la huerta en unas condiciones de vida superiores a las que tenia cuando vivia hacinada dentro de las murallas.

Otro problema importante sera el de las filtraciones. Por ejemplo, Blavia explica un problema reciente que contamina las aguas de la acequia de Fontanet:

"De pocos anos a esta parte los agricultores de la fertil y famosa vega de Fontanet se quejan de que sus tierras, a pesar de los abonos, pierden su potencia productora, enfermando con frecuencia los que beben las aguas del riego. Debese esto indudablemente a la mezcla de las aguas del Regue de les Sogues o Salat con las de la acequia de Fontanet. Ya en una ocasion la junta de Cequiaje obligo a la Compania del Canal a desviar la direccion del regue para que la mezcla de las aguas no se efectuara. Esto seria lo mas conveniente, pero como la presa del agua de Vilanova de la Barca se obstruye facilmente y el agua del Segre no entra por la mina, o entra en muy poca cantidad, de aqui que los mismos propietarios de Fontanet prefieran, antes de quedarse sin agua, regar con la del desague del canal o Regue de les Sogues".

En 1941, filtraciones procedentes del canal de Seros--que se origina en Lleida y llega hasta la central electrica de Seros, construida a principios de siglo por la Canadiense--, inundan las tierras regadas por la acequia de Fontanet.

"Es urgentisimo remediar y evitar el fenomeno producido, porque el espesor seco del terreno de cultivo ha quedado practica mente anulado y las raices de las plantas, por superficiales que sean, quedan sumergidas en el agua, con lo que, ni los abonos, ni las bacterias fertilizadoras, producen sus efectos, a mas de quedar francamente vulneradas todas las condiciones de vida vegetal en cuanto a las del terreno".

Se advierte tambien que si no se realizan las tareas de mantenimiento adecuadas y urgentes en el citado canal, las condiciones de salubridad empeoraran y no permitiran el ensanche de la ciudad hacia el margen izquierdo del rio Segre (42).

Retomando el tema del arroz, su cultivo ya no volvera a autorizarse hasta principios de la decada de 1950, cuando las necesidades alimenticias durante la larga posguerra civil se traducia en permitir tambien este cultivo, siendo las principales zonas arroceras Lleida, Alcarras y Torres de Segre. El 55 % de los cultivadores dedican hasta 0,5 hectareas (43).

[ILUSTRACION OMITIR]

4. EL CANAL DE URGELL. DEL MODELO COMUNITARIO DE PINYANA Y FONTANET A LA INICIATIVA PRIVADA EN EL CANAL DE URGELL

Los llanos de Urgell experimentaban los mismos deficits hidricos que la comarca de Lleida. Por todo ello, desde el siglo XIV, como minimo, se plantea la necesidad de crear un canal de riego en el Urgell. Guillem Cata, que habia disenado la acequia de Manresa en la Cataluna central es contratado por el conde Jaume d'Urgell en 1346 para realizar unos primeros estudios para los riegos del Urgell. Diversos intentos y proyectos se suceden hasta que en 1852 el gobierno concede definitivamente la autorizacion para la construccion del canal a la sociedad Girona Hermanos, Clave y Cia. de Barcelona, que en diciembre de 1853 constituyen la Sociedad Canal de Urgel (44).

Sobre el impacto del canal de Urgell en la demografia de la zona, Josep Ma Ramon muestra que durante la construccion del mismo el impacto fue positivo, pero nada comparable con el "boom" del periodo 1877-1930 cuando los riegos van consolidandose progresivamente. Las decadas dramaticas fueron las de los anos 1860 y 1870 cuando el canal entra en funcionamiento. El paludismo afecto gravemente a la zona que dispuso de mas agua, salvandose aquellas areas alejadas a las cuales aun llegaba poca, o bien terminos que habian de esperar a la construccion del canal auxiliar (45) para poder disponer de ella (Artesa de Lleida, Montoliu de Lleida, Puigverd de Lleida, Borges Blanques, Juneda, Torregrossa). En Linyola y el Poal, entre 1865-1869, murieron entre un tercio y la mitad de la poblacion. En general, el paludismo afecto de manera mas cruenta a la poblacion infantil (46).

En 1919 se propone la desecacion del "Estany [estanque] d'Ivars" por parte de un grupo de propietarios que representaban los intereses de la propiedad. Se argumenta que es un gran charco foco de paludismo, como lo era el Estany de Vila-sana hasta que fue desecado. El Estany d'Ivars esta ubicado en el de Vila-sana y en el de Ivars d'Urgell. El Sindicato General de Riegos del Canal de Urgell se opuso por el dano que podia generar en los riegos de verano, ya que el agua acumulada servia para hacerlos en unas 1.500 hectareas. Se presentaron certificaciones por parte de los juzgados municipales para demostrar la falsedad del tema sanitario. Por ejemplo, entre 1910 y 1919 no hubo en Ivars d'Urgell, el pueblo mas cercano al estanque, ninguna defuncion por paludismo y solo tres por fiebre tifoidea (47).

Hechas estas observaciones, el objeto de nuestro analisis es definir la naturaleza de este nuevo canal durante los 99 anos de concesion privada en comparacion con los canales de Pinyana y de Fontanet. Realidad bien diferente sera la que se producira a partir de la decada de 1960 cuando los canales--el principal y el auxiliar--pasaran a manos de la Comunidad de Regantes.

El proyecto de la Sociedad "Canal de Urgel" consistia fundamentalmente en dar riegos suficientes para garantizar que las cosechas y producciones de la trilogia mediterranea no se perdiesen por las duras condiciones del clima mediterraneo de tendencia continental. El mismo argumento que hemos visto en el proyecto de nuevos riegos para Almacelles a finales del siglo XVIII.

Veamos esta realidad a partir del cuadro 2. La vina experimenta una fuerte reduccion, tras la filoxera que en la zona se expande a partir de 1895 y una limitada replantacion en unos momentos en que la produccion francesa y de otras zonas mediterraneas se ha recuperado. El olivar tiende a expandirse por la coyuntura favorable de las primeras decadas del siglo XX, como sucede con la combinacion de vina y olivo con presencia mayoritaria de este ultimo. La alfalfa es la gran protagonista, con un crecimiento del 400 %, mientras que el huerto, a pesar de un significativo aumento porcentual, solo dispone en 1920 de 216 hectareas. Ello se debe a que en el Convenio de Madrid de 17 de febrero de 1862--en el que se establecian las caracteristicas del nuevo canal de riego--se determina que los huertos son para el consumo propio de sus familias, y consistirian en media porca si la tierra regada por el canal no supera los diez jornales. Para quienes dispongan de mas de 300 jornales, el huerto ocupara el maximo de tres porcas (48). La "Sociedad Canal de Urgel" percibira la novena parte de la produccion de las tierras adheridas al riego.

Las diferencias con los riegos de Pinyana y Fontanet son muy evidentes. En primer lugar, la titularidad. Frente a unos riegos en el Segria que podemos calificar de publicos, el Canal de Urgell es una concesion privada. Se trata de una sociedad anonima cuyo objetivo, a pesar del interes que alguno de sus promotores pueda tener para mejorar la agricultura, era tambien la obtencion de un beneficio. Recordando que una tierra de calidad mediana podia rendir ocho cuarteras de trigo que, a razon de doce cuartanes por cuartera, totalizan 96 cuartanes, el noveno serian 10,7 cuartanes, mas de diez veces lo que se exigia habitualmente en los riegos de Pinyana y de Fontanet (un cuartan por jornal, como hemos visto). Ademas se habia de pagar la cuota al sindicato de riegos para realizar las actividades de limpieza y mantenimiento que le eran propias. La extrema limitacion de la superficie dedicada a la produccion de hortalizas descartaba su comercializacion en mercados como Barcelona, Lleida o Balaguer, y mediante la industria conservera, como si sucedia en la huerta de Lleida durante el primer tercio del siglo XX.

Segun el Libro de Cequiaje de la huerta de Lleida fechado en 17 de julio de 1937 (49), las acequias de Pinyana y Fontanet regaban tierras de 2.771 propietarios que disponian de 14.766 jornales [6448 ha] y huertos de 361 propietarios que totalizaban 1013 jornales [442 ha]. Ni que decir que mas de cuatrocientas hectareas de huertos podian satisfacer la demanda urbana y ademas generar un excedente que tenia en la industria conservera una salida rentable.

En el area regada por el canal de Urgell, los huertos y las legumbres tienen aun una presencia discreta en 1941, a pesar de que los primeros han aumentado significativamente en relacion a 1920 (cuadro 2). La alfalfa mantiene una superficie similar a la de 1920 pero es el cultivo mas productivo en terminos monetarios, seguido de los huertos, el maiz y las judias.

Finalmente, el marco de accion era diferente: los riegos de Pinyana y Fontanet se organizaban en el marco de la comunidad campesina local, mientras que el canal de Urgell tenia un doble nivel: el sindicato particular, formado por diversos pueblos proximos, y el sindicato general formado por todos los sindicatos particulares. Desde este punto de vista, el payes de la zona regada por el canal de Urgell empezo pronto a considerar como ambito directo de su actuacion un espacio mas amplio que el local.

5. CAMBIOS INSTITUCIONALES EN LAS DECADAS DE LOS ANOS 50 Y 60

Durante la segunda mitad del siglo XX se producen transformaciones muy relevantes en la titularidad y gestion de los riegos de Pinyana y Fontanet y de los canales de Urgell--el principal y el auxiliar--. Ambos acabaran siendo gestionados por comunidades de regantes recien creadas. En el caso de Pinyana y Fontanet (50), entre el 17 de octubre de 1948 y el 14 de marzo de 1951 se debaten las ordenanzas de la Comunidad Central de Regantes. El 6 de junio de 1955 se aprueban las ordenanzas y siete anos mas tarde, el 6 de agosto de 1962, se registran los caudales a nombre de la comunidad. El 13 de abril de 1967 se transforma en Comunidad General de Pinyana y Fontanet hasta que el 16 de noviembre de 1990 se divide en dos, uno para cada sistema de riegos. La gestacion de la Comunidad Central genero fuertes tensiones ya que los pueblos regantes del norte del Segria se oponian porque pensaban que perderian "derechos historicos". Tampoco, la ciudad de Lleida, como entidad central en la Junta de Cequiaje creada en el siglo XVIII, se mostro entusiasta inicialmente en el tema. Tras los intentos de registrar las aguas de Pinyana y Fontanet a nombre de la Junta, el 14 de febrero de 1948 una fuerte presion de la Confederacion Hidrografica del Ebro obliga a iniciar el proceso de creacion de la Comunidad Central. Lleida, aliada con Alpicat y Alcarras, dirigio la operacion, garantizando el riego a Alcarras--ubicado al final de la acequia de Pinyana--como miembro que era de la nueva comunidad, ante la oposicion de los pueblos del norte que delegaron en unos pocos representantes que afirmaban que Alcarras solo tenia derecho a las aguas sobrantes (51).

En otras palabras, a pesar de que se mantienen las comunidades locales como base de la gestion de los riegos, la novedad que se produce es que ahora hay que establecer estrategias globales para toda la zona regada, quedando abolidos los privilegios historicos o practicas no igualitarias. Por su parte, como hemos explicado, los pueblos del area de los canales de Urgell ya establecian estrategias comunes a nivel de sindicato particular de varios pueblos y terminos, y participaban en el sindicato general. La novedad es que a partir de 1965 es la Comunidad General de Regantes de los Canales de Urgell la propietaria de los canales y, por tanto, son los regantes los sujetos activos de los riegos. Esta recuperacion del canal no estuvo exento de lucha, ya que en noviembre de 1882 un decreto modificaba el Convenio de Madrid de 1862 segun el cual la concesion era de 99 anos. El decreto establecia la perpetuidad en la concesion, lo cual provoco una fuerte contestacion por parte de los regantes consiguiendo que el gobierno suspendiese el decreto cinco anos despues (52).

CONCLUSIONES

La creacion y extension de las superficies regadas era una condicion necesaria para que la Cataluna occidental llana pudiera desarrollar su economia agraria desde la etapa medieval. Las acequias de Pinyana y Fontanet jugaron un papel clave. Con unos cequiajes muy reducidos y una gestion centralizada desde el Ayuntamiento de Lleida primero, la Junta de Cequiaje desde 1758 y las comunidades Central y General a partir de la segunda mitad del siglo XX, para los tema generales, y una descentralizacion que daba a las comunidades locales la posibilidad de una gestion mas eficiente; este modelo publico sigue la tradicion andalusi que prima el riego por encima de la molienda senorial (53).

El Canal de Urgell sera una apuesta privada, con un cequiaje elevado, que hasta la decada de 1960 tendra como objetivo principal paliar los deficits hidricos de la zona que afectan, principalmente, a la trilogia mediterranea y a la creciente produccion de alfalfa. Por ello, es tan limitada la superficie de huertos respecto a la superficie total, a diferencia de lo que ocurre en la huerta de Lleida. Durante el primer tercio del siglo XX, Lleida dispuso de una industria conservera que absorbia excedentes de los hortelanos.

Los problemas sanitarios generados por las deficiencias en la circulacion de las aguas han existido en diversos momentos iniciales de las redes de riego, pero en el caso de Lleida la prohibicion borbonica de construir viviendas en la huerta hara que algunas partidas esten mal trabajadas y drenadas, con problemas que se extenderan hasta principios del siglo XX, cuando se repoblara la huerta de Lleida y ello facilitara un mayor acondicionamiento del medio agrario, un mayor rendimiento y una mayor productividad del trabajo. El cultivo del arroz estuvo prohibido en esta zona durante todo este largo periodo. Otros temas, como el caso de la desecacion del Estany d'Ivars en la zona del canal de Urgell por motivos sanitarios, fueron muy debatidos por la poblacion.

A partir de la segunda mitad del siglo XX, se produce un cambio en ambos sistemas: la creacion de las comunidades de regantes, que seran las titulares de los riegos, y, en el caso del Canal de Urgell, ahora sin ningun tipo de restriccion en relacion a las especializaciones. Pronto el desarrollo de la fruta dulce dara un nuevo perfil a zonas tanto de los canales de Urgell como de Pinyana y Fontanet.

Fuera cual fuere el modelo, la gestion comunitaria de las acequias facilitara el desarrollo de una identidad colectiva por parte de las comunidades campesinas locales, aunque con tendencia a ampliar el ambito de relacion que cristalizara en las comunidades de regantes en la segunda mitad del siglo XX. Algunas resistencias a perder privilegios o practicas historicas beneficiosas caracterizaron la creacion de la Comunidad Central de Regantes de Pinyana y Fontanet en 1955.

Recibido: 25 de julio de 2014

Aprobado: 17 de septiembre de 2014

Modificado: 10 de noviembre de 2014

Articulo de investigacion e innovacion

DOI: http://dx.doi.org/10.15648/hc.26.2015.2

ENRIC VICEDO-RIUS

Profesor catedratico del Departamento de Historia de la Universitat de Lleida (Espana). Correo electronico: vicedo@historia.udl.cat. El autor es Doctor en Historia; entre sus publicaciones recientes tenemos: "L'aprofitament historic de l'aigua a la Catalunya seca; una analisi a partir del patrimoni etnografic del terme de Torrebesses a la Vall Major (Segria-Garrigues)", en Estudis d'Historia Agraria No. 23 (2013) y "Propiedad de la tierra y desigualdad social en el mundo rural catalan de mediados del siglo XIX", en Historia Agraria No. 23 (2014). Entre sus lineas de investigacion tenemos las transformaciones de las sociedades agrarias y crecimiento economico, produccion y mercado, el pequeno campesinado y mundo rural, solidaridades campesinas, y conflictividad y recursos, trabajos agrarios y transformaciones territoriales en Cataluna entre los siglos XVIII a XX.

Bibliografia

Fuentes primarias

Archivos

Archivo del Canal de Urgell (ACU).

Archivo de la Corona de Aragon (ACA).

Archivo de la Junta de Sequiatge de Lleida (AJSL).

Archivo Historico del Institut d'Estudis Ilerdencs, Legado Pleyan de Porta. Archivo Municipal de Lleida (AML).

Fuentes secundarias

A.A.V.V Historia de una tierra. Centenario del Canal de Aragon y Cataluna, 1906-2006. Binefar: Ediciones 94-Comunidad, 2006.

Aldoma, Ignasi y Enric Vicedo. "L'aprofitament historic de l'aigua a la Catalunya seca; una analisi a partir del patrimoni etnografic del terme de Torrebesses a la Vall Major (Segria-Garrigues)", Estudis d'Historia Agraria Vol. 23 (2012): 13-36.

Blavia, Antoni. "Colonizacion de la huerta de esta ciudad y medios mas convenientes para mejorar la produccion de su suelo". En Sociedad Economica de Amigos del Pais de Lerida. Solemne sesion celebrada el 12 de mayo de 1889 y memorias agraciadas en dicho acto, pp. 49122. Lleida: Imprenta de Jose Pla y Pages, 1889.

Castro, Jose E., Leo Heller y Maria da P Morais, coords. "Dossier: La lucha por el derecho al agua y las politicas publicas en America Latina". En Agua y Territorio, 2.

Elias, Francisco y Luis Ruiz. Agroclimatologia de Espana. Madrid: Ministerio de Agricultura-Instituto Nacional de Investigaciones Agrarias, 1977.

Eritja, Xavier. "Dominicum comitis: estructuracio feudal de l'horta urbana de Rufea (Lleida) durant la segona meitat del segle XII". En Terra, aigua, societat i conflictivitat a la Catalunya Occidental. Enric Vicedo-Rius(ed.). Lleida: Pages editors, 2000, 25-46.

Garrabou Segura, Ramon y Josep-Maria Ramon-Munoz. "Aigua, agricultura i regadiu a la Catalunya contemporania, 1800-2010". Estudis d'Historia Agraria Vol. 23 (2012): 27-57.

Gras i Esteva, Rafael. La Paheria de Lleida. Lleida: Ajuntament, 1911.

Iglesies, Josep (ed.). El cens del comte de Floridablanca, 1787. Part de Catalunya, 2 vols. Barcelona: Fundacio Salvador Vives Casajuana, 1969.

Marles de Cusa, Luis de. Estudio medico topografico y estadistico de Lerida. Lleida: Establecimiento Tipografico de la Casa de Misericordia de la Provincia de Lerida, 1882.

Olives Roca, Maria. Coleccion de noticias o sea Memorias para formar la historia de la antiquisima y nobilisima ciudad de Lerida, Lleida, 1840. Texto manuscrito. Legado Pleyan de Porta, Archivo Historico, Institut d'Estudis Ilerdencs.

Ramon, Josep Maria. "La complicada gestacio del Canal d'Urgell. Cinccents anys de projectes, fracassos i oposicions (1341-1854)". En Terra, aigua, societat i conflicte a la Catalunya Occidental. Enric Vicedo-Rius. Lleida: Pages editors, 2000, 181-214.

50 Ramon, Josep Maria. L'agricultura de regadiu a la Catalunya contemporania: els canals d'Urgell, 1860-1960. Memoria de Doctorado. Barcelona: Universitat Pompeu Fabra, 2004.

Ramon-Munoz, Josep-Maria. "Cambio agrario, uso del suelo y regadio: el impacto del Canal de Urgell, 1860-1935", Historia Agraria Vol. 59 (2013): 43-94.

Rubio Cabeceran, Josep. Ivars d'Urgell i l'antic estany. Lleida-Cervello: Editorial Dilagro, 1977.

Serra, Eva. "Notes sobre els origens i l'evolucio de l'emfiteusi a Catalunya". Estudis d'Historia Agraria Vol. 7 (1983): 127-138.

Sol, Roma y Carme Torres. Historia de un Canal, 1147-1974, Lleida: Autoedicion, 1974.

Sole Sabaris, Lluis (dir.). Geografia de Catalunya, vol. 1. Barcelona: AEDOS, 1958.

Vicedo, Enric, Jaume Boixadera y Jose Ramon Olarieta. "Sistema hidraulico, organizacion de los riegos y usos del agua en la huerta de Lleida (1830-1950)". En El agua en los sistemas agrarios. Ramon Garrabou y Jose Manuel Naredo (coords.). Madrid: Argentaria/ Visor distribuciones, 1999, 225-254.

Vicedo-Rius, Enric. Les terres de Lleida i el desenvolupament catala del set-cents. Produccio, propietat i renda. Barcelona: Critica, 1991.

Vicedo-Rius, Enric. "La conflictividad en las Terres de Lleida en el siglo XVIII. La respuesta campesina a la detraccion senorial y la lucha por el acceso a los recursos", Areas (Estructura agraria y conflictividad) Vol. 15 (1993): 99-111.

Vicedo-Rius, Enric. "La comunitat central de regants del Canal de Pinyana i Sequia de Fontanet: noves institucions i vells conflictes en els recs del segria (anys cinquanta del segle XX)". En Terra, aigua, societat i conflicte a la Catalunya Occidental. Enric Vicedo-Rius (ed.). Lleida: Pages editors, 2000, 215-237.

Vicedo-Rius, Enric. "Mercado y precios. El almudi de Lerida, 1700-1833". Historia Agraria Vol. 45 (2008): 53-88.

Vicedo-Rius, Enric. "La colonitzacio rural a la catalunya occidental. Almacelles, 1750-1830". En Jornades Internacionals d'Urbanisme i Arquitectura de la IHustracio. Almacelles-Lleida: Ajuntament d'Almacelles-Pages Editors, 2009, 17-30.

Vicedo-Rius, Enric (dir.). Els canals de Pinyana i Fontanet. L'aigua com, a factor transformador de la regio de Lleida. Lleida: Pages editors, 2006.

Vicedo, Enric e Ignasi Aldoma. "Las actividades industriales y de servicios mediante el uso de las aguas de los canales de Pinyana y de Urgell y de la acequia de Fontanet", En Book of the Congress on Industrial and Agricultural Canals. Jaume Porta i Casanellas (Editor-in-Chief). Lleida: Fundacio Universitat de Lleida, 2014, 470-473.

Vilar, Pierre. Catalunya dins l'Espanya moderna, v. 3. Barcelona: Edicions 62, 1966.

* Este articulo forma parte de los proyectos: "Historia ambiental de los paisajes agrarios del Mediterraneo: origenes, fuerzas economicas motoras, agentes sociales rectores e impactos ecologicos de la transformacion del territorio" y "Cambios y continuidades en el habitat y en la utilizacion del territorio en epocas de transicion desde la edad media hasta nuestros dias. Analisis del paisaje y sociedad", financiado por los Ministerios de Ciencia e Innovacion (Espana), y de Economia y Competitividad (Espana). Los mapas 2 y 3 han sido elaborados por el Laboratorio de Cartografia de la Universitat de Lleida (Espana).

Esta publicacion esta bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-Compartir Igual 3.0

(1) Incluye las comarcas del Segria, el Urgell, el Pla d'Urgell, las Garrigues y la zona llana de la Noguera. A la comarca del Segria pertenecen las siguientes poblaciones que se citan: Lleida, Albatarrec, Alcarras, Alguaire, Almacelles, Almenar, Alpicat, Corbins, Montoliu, Sudanell, Torrebesses, Torrefarrera y Torres de Segre; a la comarca de la Noguera pertenece Termens; al Pla d'Urgell, Ivars d'Urgell y Vila-sana.

(2) "Escrito de un representante del Corregimiento de Lleida" (1723), Archivo Municipal de Lleida (AML), Correspondencia, registro 881, folio 758.

(3) "Lo senyor don Joseph de Copons, comanador de Termens (...) consulta als infraescrits sobre varios punts acerca lo us de sas respectivas facultats, y major adelantament de sa encomanda....", Archivo de la Corona d'Arago (ACA), Sant Joan de Jerusalem (SJJ), Armario 6, 1egajo 2.

(4) Aqui se utiliza, el termino comarca de Urgell en referencia a toda la zona llana que estudiamos.

(5) "Siendo como es casi todo el termino de Termens de secano, queda sujeto a las vicisitudes del tiempo, esterilidad de aguas, y falta de lluvia, que regularmente se experimenta en la comarca de Urgell, y por este motivo sucede frecuentemente que se deja de sembrar dichas tierras, o pasa uno, dos, y tres anos sin que reciba dicho senor comendador algun util de ellas en concepto del diezmo y el quinceno ...".

(6) Enric Vicedo-Rius, "La colonitzacio rural a la catalunya occidental. Almacelles, 1750-1830", en Jornades Internacionals d'Urbanisme i Arquitectura de la Illustracio (Lleida: Ajuntament d'Almace lles-Pages Editors, Almacelles, 2009), 17-30.

(7) "Escrit que conte la Noticia del Riu Noguera y Projecte del Us de sas ayguas per a Regar las Terras de Almasellas" Documentacion del Baron d'Esponella (DBE), Copia conservada en el Ayuntamiento de Almacelles [31.1].

(8) "Nota de lo que me han demanat los Pobladors per copsar la entera felicitat". DBE.

(9) Pequenos surcos realizados en el suelo para canalizar pequenas cantidades de agua de lluvia. Este sistema ha sido observado en otras areas de la Cataluna llana, como en la comarca de las Garrigues. Ignasi Aldoma y Enric Vicedo, "L'aprofitament historic de l'aigua a la Catalunya seca; una analisi a partir del patrimoni etnografic del terme de Torrebesses a la Vali Major (Segria-Garrigues)", Estudis d'Historia Agraria, Vol. 23 (2012): 13-36.

(10) A.A.VV, Historia de una tierra. Centenario del Canal de Aragon y Cataluna, 1906-2006, (Binefar: Ediciones 94-Comunidad, 2006), especialmente los tres textos del capitulo 1 dedicados a la historia del canal.

(11) En la actualidad las hectareas regadas en el termino municipal de Lleida son las siguientes: Canal de Pinyana (6.892 ha), Acequia de Fontanet (973 ha), Canal de Urgell (5.595 ha), Canal de Aragon y Cataluna (6.768 ha), y en construccion el Canal de les Garrigues Baixes (949 ha).

(12) Un panorama general de los riegos contemporaneos en Cataluna se ofrece en Ramon Garrabou Segura y Josep-Maria Ramon-Munoz, "Aigua, agricultura i regadiu a la Catalunya contemporania, 1800-2010", Estudis d'Historia Agraria, Vol. 23 (2012): 27-57.

(13) Roma Sol, R. y Carme Torres, Historia de un Canal, 1147-1974. (Lleida: Autoedicion, 1974); Enric Vicedo-Rius, (dir.), Els canals de Pinyana i Fontanet. L'aigua com a factor transformador de la regio de Lleida, (Lleida: Pages editors, 2006).

(14) "Carta de Poblacion de Lleida", 1150, reproducida en Rafael Gras i Esteva, La Paheria de Lleida. (Lleida: Ayuntamiento, 1911), 170 y ss. "... damos a vosotros, todos los pobladores y habitantes o residentes en la ciudad de Lleida, tanto los presentes como los futuros, casas y patios y huertas y fincas y toda la ciudad de Lleida (...). Os damos tambien todo el territorio de la ciudad de Lleida, ya cultivado, ya yermo, asi como todos sus terminos y pertinencias y todas sus entradas y salidas para que tengais alli vuestras casas y heredades (...). Os damos tambien los prados y pastos, fuentes y aguas, bosques y lena y la caza, el llano y los monticulos para vuestros usos, y el pasto y conducir todos vuestros rebanos".

(15) El cequiaje ["sequiatge" en catalan] era la aportacion economica que debian satisfacer los regantes por el uso de los riegos. Se establecia en una cantidad por unidad de superficie regada.

(16) Mediante el nuevo estatus municipal se organiza la ciudad, el termino de Lleida y sus riegos.

(17) Una "prohomenia" era la institucion creada para la administracion de un tema municipal, en este caso la gestion de las dos acequias.

(18) "Ordinaciones de la Junta de Distribucion de riegos y administracion del Sequiatge de la Ciudad de Lerida establecida de Orden del Real y Supremo Consejo de Castilla en el ano 1758", AML, Caja 1416.

(19) En general propietarios de profesion liberal.

(20) "Molinos y balsas de canamo", Real Despacho de Ordenanzas dispuestas para el gobierno y administracion de las Azequias de la Ciudad de Lerida...., (Lleida: Buenaventura Corominas, 1802), 55-57.

(21) AML, Libros de arrendamientos de propios de la ciudad de Lleida.

(22) Sin embargo, la organizacion territorial andalusi experimento cambios fundamentales por parte de los feudales. Vease lo sucedido en la huerta de Rufea, dentro del termino de Lleida. Xavier Eritja, "Dominicum comitis: estructuracio feudal de l'horta urbana de Rufea (Lleida) durant la segona meitat del segle XII", en Terra, aigua, societat i conflictivitat a la Catalunya Occidental. Vicedo-Rius, Enric (ed.), (Lleida: Pages editors, 2000), 25-46.

(23) Productos que se recolectan despues del verano.

(24) "Riegos y conductos menores", Real Despacho de Ordenanzas ..., 46-55.

(25) El cuartan de trigo por jornal era la cuota mas frecuente. Era la doceava parte de una cuartera de 73,36 litros; por tanto el cuartan era poco mas de seis litros. Por ejemplo, entre 1719 y 1742 se mantuvo en esta cifra, aumentandose a un cuartan y medio en los anos 1743-1748 por el deficit generado por un menor ingreso al cultivarse menos tierras. En coyunturas especiales, como los anos 16721674, se fijaron dos cuartanes por jornal. "Memoria del numero de jornals y cantitat de blat que se trobe en los llibres de sequiatge des de 1719 inclusive fins a 1733 ..." y "Memoria dels jornals de terra que se troben continuats en los llibres de sequiatge des de 1734 inclusive fins a 1748 ...", AML, seccion siglo XVIII, caja 22; "Informe sobre el cequiaje", AML, correspondencia, 1726-1727, registro 884, folio 183 y ss.

(26) La cuartera es una medida de capacidad que en Lleida equivale a 73,36 litros.

(27) Enric Vicedo-Rius, "Mercado y precios. El almudi de Lerida, 1700-1833", Historia Agraria, Vol. 45 (2008): 53-88.

(28) Eva Serra, "Notes sobre els origens i l'evolucio de l'emfiteusi a Catalunya", Estudis d'Historia Agraria, Vol. 7 (1983): 127-138.

(29) Pierre Vilar, "La quasi-propietat: l'establiment emfiteutic", en Pierre Vilar, Catalunya dins l'Espanya moderna, v. 3, (Barcelona: Edicions 62, 1966), 554-561.

(30) Enric Vicedo-Rius, "La conflictividad en las Terres de Lleida en el siglo XVIII. La respuesta campesina a la detraccion senorial y la lucha por el acceso a los recursos", Areas (Estructura agraria y conflictividad), 15, (1993): 99-111.

(31) "Torres de Segre. Representacio a la Religio sobre varios punts y en particular de las Herbas y sisena" (1804), ACA, SJJ, c.1711, Armario 19, legajo 2a; "Concordia feta y firmada per lo Ille. Sor. Fr. Dn. Nicolas de Armengol, Comdor de la Encomda de Torres de Segre de una parte, y el Ayuntamto y Particulares de la misma Villa de otra, ACA, SJJ, 1804, Armario 19, legajo 2b; "Capbreu de la Vila de Torres de Segre y son terme", ACA, SJJ, 1767, Armario 19, volumen 2.

(32) El 9 de abril de 1850 la Junta de Cequiaje concede al Marques de Alfarras la facultad de construir un molino aceitero con dos muelas en la acequia de Noguera (Pinyana). Archivo de la Junta de Sequiatge de Lleida (AJSL), Actas de la Junta de 1850, A61-C.XIII.

(33) "Cabbreu fet per lo Molt Hire Fra don Miquel Torrellas y de Sammanat, prior de Cathaluna del lloch y terma de torra Farrera", ACA, SJJ, 1659, Armario 11.

(34) Enric Vicedo-Rius, Les terres de Lleida i el desenvolupament catala del set-cents. Produccio, propie tat i renda (Barcelona: Critica, 1991).

(35) "Satisfaciendo al orden de Su Exa y Rl Auda participando a este Ayuntamto ...", informe enviado a don Hilario de Ribera, fiscal civil de la Real Audiencia., Lleida, 16 de enero de 1726, AML, Correspondencia, 1726-1727, fs. 18r-19r.

(36) Maria Olives Roca, Coleccion de noticias o sea Memorias para formar la historia de la antiquisima y nobilisima ciudad de Lerida, Lleida, 1840. Texto manuscrito. Archivo Historico del Institut d'Estudis Ilerdencs, Legado Pleyan de Porta. Las referencias sobre el cultivo del arroz en los folios 102r-102v

(37) Maria Olives Roca, Coleccion ..., folio 97 r.

(38) Luis Marles de Cusa, Estudio medico topografico y estadistico de Lerida, (Lleida: Establecimiento Tipografico de la Casa de Misericordia de la Provincia de Lerida, 1882).

(39) Antoni Blavia, "Colonizacion de la huerta de esta ciudad y medios mas convenientes para mejorar la produccion de su suelo", en Sociedad Economica de Amigos del Pais de Lerida, Solemne sesion celebrada el 12 de mayo de 1889 y memorias agraciadas en dicho acto (Lleida: Imprenta de Jose Pla y Pages, 1889).

(40) Antoni Blavia, "Colonizacion de la huerta de ..., 26.

(41) Para las cuestiones que siguen, vease "Saneamiento de las partidas insalubres de nuestra huerta", en Antoni Blavia, "Colonizacion de la huerta de.", 57-59.

(42) Informe capa freatica horta Fontanet, 1941, AJSL, Projectes obres, 1962, segle XX, A.3a-1a, num. LV-BIS.

(43) Enric Vicedo-Rius. "La comunitat central de regants del Canal de Pinyana i Sequia de Fontanet: noves institucions i vells conflictes en els recs del segria (anys cinquanta del segle XX)", en Terra, aigua, societat i conflicte a la Catalunya Occidental, Enric Vicedo-Rius (ed.) (Lleida: Pages editors, 2000), 215-237.

(44) Josep Maria Ramon, "La complicada gestacio del Canal d'Urgell. Cinc-cents anys de projectes, fracassos i oposicions (1341-1854)", en Terra, aigua, societat i conflicte a la Catalunya Occidental, Vicedo-Rius, Enric, (Lleida: Pages editors, 2000), 181-214.

(45) El canal auxiliar fue autorizado en 1919 y entro en funcionamiento en 1932.

(46) Josep Maria Ramon "Els problemes vinculats als primers regadius: el daltabaix demografic durant les decades de 1860 i 1870", en L'agricultura de regadiu a la Catalunya contemporania: els canals d'Urgell, 1860-1960, memoria de doctorado (Barcelona: Universitat Pompeu Fabra, 2004), 242-254. Del mismo autor, Josep-Maria Ramon-Munoz, "Cambio agrario, uso del suelo y regadio: el impacto del Canal de Urgell, 1860-1935", Historia Agraria, Vol. 59 (2013): 43-94.

(47) Josep Rubio Cabeceran, Ivars d'Urgell i l'antic estany (Lleida-Cervello: Editorial Dilagro, 1977). En otro contexto politico, en 1950 se deseca el estanque, y recientemente esta siendo recuperado.

(48) "Canal de Urgel, Sindicato General de Riegos. Circular. 20 de agosto de 1864", AML, Registro 1618/1868. Un jornal equivale a 0,44 ha. Cada jornal esta dividido en doce porcas.

(49) "Llibre de Sequiatge de 1937", AJSL.

(50) Enric Vicedo-Rius, "La comunitat central de regants del Canal de Pinyana..."

(51) "En este momento don Jose Pociello Bardaji, en todas las representaciones que ostenta manifiesta su disconformidad y su protesta por la eleccion de los vocales en representacion del termino final de riego y que son propietarios regantes del termino de Alcarras, por considerar que la zona que concierne a dicho termino municipal no posee iguales derechos y prerrogativas que el resto de los usuarios, y si solamente derecho al uso de aguas sobrantes. Don Francisco Trenc y don Jose Maria Baneres, en las representaciones que ostentan, se adhieren a las manifestaciones del senor Pociello". "Libro de actas de la Comunidad Central de Regantes del Canal de Pinyana y Acequia de Fontanet", 17 juny 1951 a 2 juny 1966, f 69r, AJSL.

(52) Sobre la lucha contra la privatizacion del agua, vease Jose E. Castro, Leo Heller y Maria da P Morais, coords., "Dossier: La lucha por el derecho al agua y las politicas publicas en America Latina", en Agua y Territorio, 2.

(53) A partir de mediados del siglo XIX, en el marco del nuevo regimen liberal, fueron instalandose progresivamente otras actividades industriales y de servicios. Enric Vicedo e Ignasi Aldoma, "Las actividades industriales y de servicios mediante el uso de las aguas de los canales de Pinyana y de Urgell y de la acequia de Fontanet", en Book of the Congress on Industrial and Agricultural Canals. Porta i Casanellas, Jaume (Editor-in-Chief), (Lleida: Fundacio Universitat de Lleida, 2014), 470-473.
Cuadro 1

Censos pagados anualmente a la Junta de Cequiaje
por los regantes del Segria

Contribuyente a la Junta - siglo XVIII      libras *

Regidores de Alcoletge                        15,0

Regidores de Soses                             5,0

Regidores de la Portella                      11,0

Regidores de Vilanova de Segria               30,0

Regidores de Benavent y Alandi                23,4

Regidores de Alguaire                         25,0

Regidores de Alcarras                         43,8

Cabildo de Lleida por Montagut                20,0

Gran Priorato de Catalunya o                  37,4
regidores de Corbins

Abadesa de Alguaire                           19,0

Comendador de Torres de Segre                 30,6

Marques de Benavent por tierras del Cap        4,0

Obispo de Lleida por Sant Ruf                  2,0

TOTAL                                         266,2

Contribuyente a la Junta - 1851              libras

Alcalde de Alcoletge                          15,0

Alcalde de Soses                               5,0

Alcalde de la Portella                        11,0

Alcalde de Vilanova del Segria                30,0

Regidores de Benavent y Alandi                23,4

Alcalde de Alguaire                           25,0

Alcalde de Alcarras                           43,8

Cabildo                                       20,0

Gran Priorato                                 37,4

Franscesc Miret por la Encomienda             30,9
de Torres de Segre

Marques de Benavent                            4,0

Obispo de Lleida                               2,0

Marques de Alfarras                            5,1

Miquel Gort                                   12,5

Manuel Fuster Arnaldo                         12,5

Jose Baneres de Alguaire                      25,0

Jose Antonio Morlius                          15,0

Mariano Quer                                  19,0

Pedro Capita                                   1,1

TOTAL                                         474,5

Fuente: "Llibres de la collecta del sequiatge", siglo XVIII;
y "Razon de los censos cobrados en el ano de 1851". Archivo
de la Junta de Sequiatge de Lleida.

Cuadro 2

Distribucion de los cultivos (hectareas) en la zona regada
por el Canal de Urgel, 1880-1920

                           Vina y
         Campa     Vina     Olivo    Olivo

1880    26.507    7.605     8.445    5.502
1890    25.881    7.808     9.046    6.095
1900    28.818    2.844    11.606    6.558
1905    27.344    3.912    12.132    5.868
1910    24.939    3.359    14.047    7.297
1915    21.655    3.178    17.049    6.757
1920    24.374    2.635    16.693    6.848

        Alfalfa    Huerto    Yermo     Total

1880     1.259       150     7.886    57.353
1890     2.387       240     6.044    57.502
1900     3.989       264     4.057    58.136
1905     6.000       235     3.454    58.946
1910     6.495       206     3.444    59.787
1915     7.652       224     3.404    59.919
1920     6.588       216     2.684    60.039

Fuente: "Canal de Urgel. Estadistica de la superficie adherida ...",
en Estadistiques: poblacio, superficies, produccions (finals segle
XIX, principis segle XX). Archivo del Canal de Urgell, Capitulo 9,
articulo 4, grupo A-4.

Cuadro 3
Cultivos en el area regada por los canales de Urgel, 1941

                                                 pesetas/
Cosecha               Hectareas      Pesetas     hectarea

Trigo                   8.397       7.758.828       924
Cebada                  8.838       5.727.024       648
Avena                   1.797        808.650        450
Legumbres                397         381.120        960
Paja                    19.429     12.143.125       625
Alfalfa                 6.181      16.688.700      2.700
Huertos                  723        1.446.000      2.000
Almendras                           2.600.000
Vendimia                3.000       2.340.000       780
Judias                  1.000       1.600.000      1.600
Maiz                    3.500       6.475.000      1.850
Aceitunas               8.463       1.015.560       120
Mijo                     900         540.000        600
Calabazas                260         117.000        450
Remolacha azucarera      800         256.000        320
Remolacas forrajera      250         156.250        625
Canamo, lino, etc.                   500.000
Total                              60.553.257

Fuente: "Canal de Urgel S.A: Secciones todas. Cosechas. Resumen
de los productos obtenidos y valoracion de los mismos en el
ejercicio de 1941". Archivo del Canal de Urgell, Cap. VII-Art.
XI-Grup C-No 57.
COPYRIGHT 2015 Universidad del Atlantico (Colombia)
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2015 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Title Annotation:DOSSIER: CANALES, PAISAJES E HISTORIA AMBIENTAL LATINOAMERICANA
Author:Vicedo-Rius, Enric
Publication:Historia Caribe
Date:Jan 1, 2015
Words:11316
Previous Article:Presentacion.
Next Article:Canales de riego: creacion de un paisaje agricola en el valle del Mayo, Sonora, 1863-1904.
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2021 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters |