Printer Friendly

RELACIONES OBREROS-PATRONALES: LA COMPANIA HIDROELECTRICA E IRRIGADORA DEL CHAPALA Y LA SINDICALIZACION DE SUS EMPLEADOS DURANTE LA REVOLUCION MEXICANA.

FOREIGN WORKERS-EMPLOYERS: THE COMPANIA HIDROELECTRICA E IRRIGADORA DEL CHAPALA AND THE UNIONIZATION OF THEIR EMPLOYEES DURING THE MEXICAN REVOLUTION

RELATIONS PATRONALES-SYNDICALES: E COMPANIA HIDROELECTRICA E IRRIGADORA DEL CHAPALA ET LA SYNDICALISATION DE LEURS EMPLOYES AU COURS DE LA REVOLUTION MEXICAINE

INTRODUCCION

Durante el Porfiriato y las primeras decadas del siglo XX, la Compania Hidroelectrica e Irrigadora del Chapala S. A., fue una empresa fuerte y de gran importancia para el desarrollo de la ciudad de Guadalajara. La Compania Hidroelectrica se constituyo el 13 de julio de 1909 como una sociedad anonima por acciones, con un capital de $14 000 000.00, distinguiendose entre sus socios destacados capitalistas de la Ciudad de Mexico y Guadalajara, a saber, Manuel Cuesta Gallardo, hacendado y politico jalisciense; Enrique Tron, comerciante y representante del Banco de Londres y Mexico; Fernando Pimentel y Fagoaga, banquero y representante del Banco Central Mexicano; Diego Moreno, hacendado, propietario de las haciendas de Guaracha (Michoacan), de los Naranjos (Colima) y de la hacienda de Buenavista (Jalisco); y los empresarios Jesus Salcido y Aviles y Hugo Scherer junior. (1) Sergio Valerio senala que tambien eran accionistas Emilio Pinzon y Porfirio Diaz (el hijo del presidente), asi como el licenciado Lorenzo Elizaga, Manuel Marroquin y Rivera, Federico Kladt y John Stcliffe. (2) Cuesta Gallardo, era uno de los accionistas mas importantes de esta sociedad, aporto las concesiones que el gobierno porfirista le habia otorgado para aprovechar aguas, deslindar tierras, promover obras de irrigacion y desecacion de tierras del lago de Chapala, mismas que logro acumular gracias a las buenas relaciones que mantenia con Porfirio Diaz. (3)

La compania aumento su capital al absorber a la Nueva Compania de Tranvias, Luz y Fuerza de Guadalajara, conocida tambien como "La Electra", que durante el Porfiriato habia suministrado el servicio de luz y de tranvias en la ciudad. (4) Todos los bienes, derechos, contratos y concesiones de la Nueva Compania pasaron a la Compania Hidroelectrica. Asi, se convirtio en la unica concesionaria de los tranvias electricos, de las empresas de luz y fuerza motriz electrica y de las empresas de irrigacion y desecacion proyectadas y organizadas por Manuel Cuesta Gallardo. (5) Esta compania tenia una asamblea de accionistas y un consejo directivo que se reunia en la Ciudad de Mexico, donde tenia su domicilio oficial. Su presidente y representante fue Fernando Pimentel y Fagoaga, mientras que el gerente y subgerente fueron los franceses Emilio y Eugenio Pinzon. (6)

La hidroelectrica daba trabajo a gran cantidad de personas. La empresa se dividia en tres departamentos: el de Luz y Fuerza, compuesto por varias cuadrillas de obreros que atendian las plantas hidroelectricas, asi como electricistas, mecanicos, compuerteros, porteros y veladores; el de Tranvias, que empleaba conductores, maquinistas, engrasadores, inspectores y troleros; y la seccion de oficinas, donde estaban las secretarias, pagadores, inspectores y la gerencia. (7)

Gracias a un convenio que hizo en 1909 con el gobernador porfirista Miguel Ahumada (1903-1911), la hidroelectrica gozo de importantes privilegios, como la exencion de pago de impuesto y el monopolio de los servicios que ofrecia. (8) A cambio, la empresa se comprometio a conservar en buen estado las plantas electricas, la maquinaria para el alumbrado publico, el abastecimiento de la fuerza motriz para las bombas de agua de Los Colomos que surtian el agua potable a Guadalajara, asi como el servicio de tranvias electricos y el cableado aereo y subterraneo de la ciudad. (9) No obstante, el desempeno de esta compania dejaba mucho que desear, tanto para los usuarios que se quejaban constantemente del trato inhumano y el deficiente servicio que daba, como sus trabajadores quienes, denunciaban los bajos sueldos, las largas jornadas y el trato despota que recibian de sus superiores, al grado que pronto la apodaron "La Hidra", haciendo referencia al monstruo mitologico de varias cabezas. (10)

LA SINDICALIZACION DE LOS ELECTRICISTAS Y TRANVIARIOS DURANTE LA REVOLUCION

Uno de los principales objetivos de los delegados de la Casa del Obrero Mundial (COM) al llegar a Guadalajara, en octubre de 1914, fue organizar a los trabajadores de la Compania Hidroelectrica. De acuerdo con las ideas anarquistas de la COM, esta empresa representaba al capitalismo explotador del obrero, la incorporacion de los electricistas a esta organizacion obrera significaba un logro importante para la sindicalizacion en Jalisco, ya que la hidroelectrica era una empresa estrategica para el desarrollo de la ciudad.

La labor de organizar a los tranviarios y electricistas se encomendo a Anastasio S. Marin, uno de los miembros mas destacados de la COM en la Ciudad de Mexico. (11) La cronica de la llegada de Marin y de su trabajo con los tranviarios y electricistas de la ciudad de Guadalajara la dio a conocer el diario Mexico Libre, dirigido por Luis J. Abitia. (12) De acuerdo con dicho diario, Marin llego a Guadalajara el 11 de octubre de 1914, es decir, tres meses despues de que los constitucionalistas hubieran tomado la ciudad. (13) El objetivo de Marin era establecer el sindicalismo obrero en Jalisco. Una de sus primeras actividades fue ponerse en contacto con los empleados de los tranvias, "por ser de oportunidad preferirlos teniendo en cuenta la actitud asumida por los empleados de la ciudad de Mexico, quienes como nuestros lectores saben se encuentran en huelga, ejercitando tal derecho, para lograr su mejoramiento economico". (14)

Sostengo como hipotesis que la hidroelectrica represento para los lideres de la COM un fuerte bastion de afiliados. Esta empresa daba trabajo a mas de mil obreros, muchos de ellos ya habian manifestado su inconformidad ante las condiciones en que laboraban. Posiblemente Marin se acerco a los tranviarios porque representaban un sector economico de vanguardia y gran relevancia en la ciudad y porque ya habian protagonizado un paro laboral en 1907, cuando la empresa dispuso que se les pagara 10 centavos por hora a los conductores, los cuales no aceptaron ese sueldo y pararon labores, pero fueron sustituidos por los inspectores. (15)

Poco despues de su llegada a Guadalajara, Marin, entablo platicas con los tranviarios, hablaron sobre la importancia de su trabajo y el salario que recibian, mismo que no iba en proporcion con las enormes entradas de dinero que tenia la Compania. (16) Los tranviarios manifestaron sus desacuerdos y determinaron que habia llegado la hora de actuar y enfrentarse nuevamente a la Compania. El 12 de octubre de 1914 convinieron hacer del conocimiento del gobernador Manuel M. Dieguez su decision de emplazarse a huelga, acto que no estuvo libre de incidentes, pues en dos ocasiones detuvieron al delegado de la COM y a los empleados de tranvias que lo acompanaron. Como sea, los tranviarios, con ayuda de Marin, mandaron un "Memorial" a la gerencia de la Compania, donde le solicitaron dos de los aspectos que mas pregonaba la COM: aumento de sueldo y reduccion de horas de trabajo. (17)

Lo mas importante de la visita del delegado de la COM fue su labor doctrinaria. De acuerdo con el periodico Mexico Libre, una de las principales tareas de Marin fue explicar a los trabajadores de los tranvias lo que era el sindicalismo y su formacion, pues en esa epoca la organizacion laboral que predominaba era el mutualismo, y en la mayoria de los casos, de corte catolico. (18) Marin resalto que una de las cualidades del sindicalismo es que "no hay Presidente sino una junta que tiene que sujetarse a la voluntad de la suprema mayoria". (19) El sitio de reuniones de los tranviarios con el enviado de la COM fue en el local que ocupaba la Sociedad Mutualista de Peluqueros, y en una de sus primeras reuniones quedo establecido el Sindicato de Empleados y Obreros de la Compania Hidroelectrica e Irrigadora del Chapala, S. A.

De acuerdo con John M. Hart, este sindicato debio depender directamente de la COM de la ciudad de Mexico, pues aun no se habia fundado una en la capital tapatia. (20) El 13 de octubre, el naciente sindicato, envio al gerente de la hidroelectrica, Emilio Pinzon, un memorial donde expresaron sus primeras peticiones y que consto de catorce puntos:

1a.-Que sea reconocida la personalidad social del sindicato para que la empresa se entienda directamente con el.

2da.-El Sindicato se compromete a establecer un jurado que garantice las aptitudes en el desempeno de la profesion y el buen comportamiento exigiendo las pertenencias al Sindicato a efecto de prestar las debidas garantias.

3a.-Que sean suprimidos en lo absoluto los descuentos, hoy onerosos y arbitrarios, por desperfectos en los carros que se causen por el servicio.

4a.-Que se establezca la siguiente tarifa de los pagos por hora: Inspectores y Despachadores $0.35, motoristas $0.30; conductores $0.25; troleros y cambiadores $0.15.

5a.-Que se establezca como maximun la jornada de nueve horas diarias de trabajo.

6a.-La Compania no podra poner a su servicio a ningun inspector, despachador, motorista, conductor o trolero que no pertenezca a este Sindicato.

7a.-A este respecto el Sindicato Expedira una tarjeta de identificacion a cada uno de sus miembros, que en el momento de la huelga estaban al servicio de la Compania.

8a.-Para poder admitir la Compania nuevos empleados, exigira a los solicitantes su tarjeta de inscripcion en el Sindicato, sin cuyo requisito no podran dar empleo a nadie.

9a.-El Sindicato tendra el derecho y la obligacion de cuidar que los empleados, principalmente los motoristas esten aptos para el trabajo que van a desempenar.

10a.-La Compania no podra separar, por ningun motivo a ningun empleado sin que el Sindicato haya reconocido la justificacion de tal medida.

11a.-El Sindicato y la Compania decidiran cuales son los casos en que los empleados incurren en falta, asi como la magnitud de las penas que se impongan a cada caso.

12a.-QUe una vez solucionado el presente conflicto, no sea separado absolutamente ningun empleado de los que tomaron parte en el.

13a.-Que se indemnice debidamente a los empleados de cualquiera categoria, que sufran alguna inutilizacion fisica en el cumplimiento de las labores.

14a.-Que la Compania este impedida de dictar ordenes o reglamentos que contrarien lo contenido en estas peticiones. (21)

Ademas, solicitaban que se les aumentara en un 50% el sueldo a los operarios de los talleres y de las vias altas. Daban a la gerencia el plazo de un dia para responder, de lo contrario, el 14 de octubre a las 12 horas se iniciaria el paro general. Estos catorce puntos ilustran cuales eran las condiciones de trabajo de los empleados de tranvias y cuales eran sus aspiraciones. A la vez, queda claro cual era la posicion de poder a la que aspiraba el Sindicato: exigian capacidad para negociar con la empresa la politica laboral que regiria las relaciones obrero-patronales y para opinar en las decisiones de la empresa.

Debido a que la hidroelectrica no respondio satisfactoriamente a sus demandas, los tranviarios decidieron irse a la huelga, una mas de las que, a finales de 1914, se desarrollaron a nivel nacional en las ciudades mas importantes de Mexico incitadas por la rapida sindicalizacion de la masa obrera, los continuos disturbios, la inestabilidad provocada por el movimiento armado, una inflacion extrema y las altas tasas de desempleo. (22) Dada la rapidez con que se desarrollaron estos acontecimientos cabe preguntarse si los tranviarios ya habian entablado comunicacion con la COM antes de la llegada de sus delegados y solo esperaban una coyuntura favorable, como fue la llegada de los constitucionalistas para enfrentar a la compania en busca de mejoras laborales.

John M. Hart senala que los sindicatos afiliados a la Casa habian desarrollado un solido sentimiento de union entre los obreros, "y en vista la crucial naturaleza de servicio publico de sus industrias tenian una fuerza sin precedente". (23) Aunque esta huelga involucraba a todos los trabajadores de la hidroelectrica, vale la pena resaltar que hay momentos en que los tranviarios son los que la encabezan, sus voces son las que sobresalen y son los unicos que pararon labores de forma continua, mientras que las otras secciones de la empresa lo hicieron de forma esporadica.

LA HUELGA TRANVIARIA DE 1914

La manana del 14 de octubre de 1914 se cumplio el plazo que los tranviarios dieron a la hidroelectrica para responder a sus peticiones. Cerca de las seis de la manana, los trabajadores se presentaron como todos los dias en la estacion del Edificio de San Fernando. (24) Bajo el cobertizo de la estacion se fueron agrupando los tranviarios, entre conductores, motoristas, troleros e inspectores y, en lugar de esperar su servicio, es decir, la actividad designada para ese dia, aguardaron a que el gerente saliera a hablar con ellos. Cuando el gerente, el ingeniero Pinzon, los atendio, poco antes de las siete de la manana, trato de disuadirlos de la huelga, les dijo que no se dejaran influenciar "por malos companeros y por un advenedizo que les movia como si fueran una manada de borregos", refiriendose al delegado de la com. (25)

Tomo la palabra uno de los tranviarios y le explico al gerente que no eran hostiles a la hidroelectrica, que solo pedian un aumento de sueldo debido a que todas las mercancias estaban al doble de su antiguo valor, "Un par de zapatos que anteriormente valia cuatro pesos, hoy lo compramos en ocho y todos los precios en general han alcanzado una alza considerable y solo los sueldos permanecen en el mismo estado". (26) El gerente pidio tiempo para resolver esta situacion, pues el Consejo de la Compania residia en la Ciudad de Mexico. Los tranviarios aceptaron esperar la respuesta y, como prueba de que no tenian nada en contra de la hidroelectrica y que estaban dispuestos a negociar, pidieron que se nombraran los servicios, y momentos despues uno a uno salieron los tranvias de la Estacion de San Fernando. (27)

El resto de los tranviarios que no tomaron servicio se reunieron con el delegado de la COM y, a las 8:30 de la manana, una comision compuesta por los trabajadores Luis Alvarez y Vicente Ornelas, entregaron al gerente el Memorial con sus peticiones (28) esperando que este las tomara en cuenta, pero Pinzon las rechazo. Esto motivo que los trabajadores ordenaran el paro y que los tranvias regresaran, uno a uno, a la estacion. (29) Despues de esto se dispuso una junta para definir cual seria ahora el proceder y, tras buscar el lugar adecuado, se reunieron en el Teatro Principal.

A esta reunion asistieron el delegado de la COM, Anastasio Marin, el director del diario constitucionalista Mexico Libre, Luis J. Abitia, el diputado y socio del Partido Independiente, el ingeniero Salvador Jimenez Loza y el periodista Narciso Parga, ademas de los grupos obreros de la ciudad que simpatizaban con la Casa del Obrero Mundial. Marin, dio a conocer el resultado de la comunicacion enviada a la gerencia asi como la orden del Sindicato para el paro de trabajo. (30)

De acuerdo con el Boletin Militar, el primer asunto que se trato en esta reunion fue la peticion de tres dias que el gerente les solicito a los tranviarios para resolver el asunto, pues la matriz de la Compania se encontraba en la capital y les requeria que mientras se resolvia el asunto no suspendieran el trafico. La peticion fue rechazada alegando que en la Ciudad de Mexico se les respondio a los tranviarios en menos tiempo, a pesar de que la sucursal de la compania se encontraba en Londres, asi que "creian prudente que la de aqui, hiciera lo mismo, tanto mas que la linea telegrafica a la Metropoli trabaja con toda regularidad". (31)

Por su parte, el ingeniero Salvador Jimenez Loza, presento el manifiesto que se le encomendo redactar, mismo que fue aprobado por la mayoria, ordenandose que se imprimiera, para lo cual Luis. J. Abitia dono el papel necesario. El senor Narciso Parga, propuso que se organizaran algunos festejos a beneficio de los huelguistas, ya que estos "no cuentan con ningunos fondos para hacer frente a sus necesidades en los dias que duren sin trabajo". (32) De esta manera, se organizaron corridas de toros y una kermes en apoyo a los tranviarios.

Al dia siguiente de esta reunion circulo el manifiesto para dar a conocer la situacion de los tranviarios a la opinion publica y, ademas, fue publicado en la primera plana de la edicion del 15 de octubre en Mexico Libre bajo el titulo Dos Palabras. Este documento es rico en muchos sentidos. En primer lugar deja claro que esta fue la primera vez que los tranviarios se declaraban en huelga, al senalar que "si en epocas pasadas nos hubieramos declarado en huelga, las balas traicioneras de la dictadura porfiriana nos hubieran asesinado como a nuestros hermanos de Cananea, Orizaba y Rio Blanco o los cerrojos de Ulua se abririan al mandato imperioso del tirano para dar paso a los organizadores de la huelga [...]". (33) A la vez, presentan un analisis de la situacion del obrero en Mexico, donde se nota claramente la influencia de los dirigentes de la COM:
   El problema obrero, uno de los mas importantes y trascendentales,
   cuya resolucion irremisiblemente tiene que influir en el porvenir
   de nuestra patria, se presenta en estos momentos exigiendo de la
   clase trabajadora una actitud noble, digna y patriotica para
   colaborar de esa manera al firme establecimiento de la paz en
   Mexico, cuya base indiscutible sera la relacion armoniosa entre el
   capital y el trabajo como elementos que se complementan, expulsando
   de esa manera de una vez por todas, la oprobiosa tirania de los
   proceres, que acostumbrados a amasar su capital con el sudor del
   obrero y las lagrimas de los huerfanos y viudas que quedan en la
   miseria por la muerte tragica de las victimas de los accidentes de
   trabajo, en sus eternas orgias se olvidan de ese elemento activo
   sin cuya colaboracion es imposible todo progreso. (34)


Al cuarto dia de huelga, el domingo 18 de octubre, la hidroelectrica aun no habia respondido a las demandas de los tranviarios, por lo que el resto de los trabajadores de la empresa, fusionados en el sindicato, decidieron unirse a sus companeros y amenazaron con dejar a la ciudad sin luz ni agua. El Sindicato de los Empleados y Obreros de la Compania Hidroelectrica envio al gerente un ultimatum, reiterando sus demandas y agregaban las de los companeros de las plantas generadoras de El Salto, Puente Grande y Las Juntas, quienes pedian aumento del salario al 50%, jornada de nueve horas, nuevo personal para establecer tres turnos, nivelacion de sueldos, asi como habitacion y alumbrado. Los engrasadores, aseadores del Departamento de Trafico, asi como los empedradores, solicitaron que se estableciera la jornada diaria de nueve horas de trabajo, que les hicieran el pago por horas a los engrasadores y aseadores de carros, a razon de quince centavos, y que los empedradores que trabajaban a destajo fueran remunerados a razon de quince centavos por metro cuadrado. (35)

El movimiento que habian iniciado los tranviarios, para esta fecha, ya se habia generalizado a todos los empleados de la hidroelectrica, por lo que la huelga alcanzaba dimensiones que no esperaban los dirigentes de la compania ni las autoridades del estado. Ante esta alarmante situacion, el gobernador constitucionalista Manuel M. Dieguez intervino, citando a ambas partes para tratar de llegar a un acuerdo. No obstante la Compania Hidroelectrica no estaba dispuesta a ceder ante las pretensiones de los huelguistas, por lo que solo les prometio "que les aumentaran los sueldos cuando las circunstancias se pongan bonancibles para la compania, pues en los actuales tiempos sus ingresos no permiten que la misma compania tenga utilidades". (36) De igual manera, la hidroelectrica se nego a reconocer al sindicato. Los empleados de la hidroelectrica no lo aceptaron y la huelga continuo. La gerencia resolvio echar a andar los tranvias con personal nuevo o con el que no se unio a la huelga. El 20 de octubre de 1914, Eugenio Pinzon, informo al gobernador que la compania contaba "con el personal suficiente para poder reanudar a la mayor brevedad posible el servicio de tranvias con determinado numero de carros en cada circuito". (37) Igualmente aseguro que tenian largas listas de aspirantes a ingresar en la hidroelectrica, ademas de los empleados numerarios que estaban dispuestos a trabajar, solo esperaban que el gobernador les diera el permiso y las garantias necesarias para que "los mencionados empleados queden debidamente custodiados, pues temen ser victimas de alguna agresion por parte de aquellos de sus companeros que persisten en esa actitud". (38)

Estas afirmaciones se publicaron en varios periodicos, lo que desperto la ira de los huelguistas. Mexico Libre, a pesar de su filiacion constitucionalista dio voz al gerente de la hidroelectrica y los tranviarios se sintieron traicionados por este hecho. En especial porque se publico que la compania podia restablecer el servicio de tranvias cuando quisiera, por medio de los "contra-huelguistas". (39) Los tranviarios habian demostrado que su huelga era pacifica y ordenada, que estaban dispuestos al dialogo y la negociacion. Por el contrario, la compania no acepto negociar con los trabajadores, sino que quiso imponer su voluntad.

Manuel M. Dieguez rechazo rotundamente la propuesta de Pinzon. Dejo claro que la Compania no podia actuar de esa manera, pues sacar los tranvias a la fuerza "trastornaria el orden publico", invito al gerente de la hidroelectrica a continuar con las platicas de avenimiento con los obreros, en las que el intervendria, hasta llegar a un acuerdo que beneficiara ambos intereses. (40) Al mismo tiempo, Dieguez les solicito a los tranviarios un informe donde se establecieran los sueldos que tenian en ese momento y las jornadas laborales para estudiarlo. Sin demora los huelguistas presentaron el informe al gobernador y tambien lo publicaron en Mexico Libre. Los sueldos de los trabajadores de la hidroelectrica y de los tranviarios al estallar la revolucion eran los siguientes.

En el caso de los operarios de via elevada senalaban que eran obligados, ademas, a trabajar toda la noche cada tercer dia, de dos en dos, segun les correspondiera, por el mismo salario, de lo que resultaba que "solamente cada tercer dia tienen derecho a dormir y descansar de sus labores continuas". (41) En la carta a Dieguez, fechada el 16 de octubre de 1914, apuntaban que debido a las condiciones de trabajo que tenian, creian que eran justas e irrevocables sus peticiones. Ademas, este es el primer documento donde al firmar usan el lema de su sindicato: "Reivindicacion y Justicia". (42) El conflicto de los tranviarios y la empresa no se resolvio tan rapido debido a las salidas de la capital de Dieguez, quien estaba en la campana contra las fuerzas villistas. Su interino, Manuel Aguirre Berlanga, fue quien continuo las negociaciones.

RESPUESTA DE LA SOCIEDAD A LOS HUELGUISTAS

Los unicos que se mantuvieron en huelga hasta el final fueron los tranviarios. Con los otros trabajadores de la hidroelectrica se logro llegar a un acuerdo, pues Guadalajara podia sobrevivir sin tranvias, pero no sin agua ni luz. Un asunto interesante dentro de la huelga fue como los demas grupos obreros y la sociedad en general se solidarizaron con los tranviarios, entre los que destacan las telefonistas, los ferrocarrileros, los conductores de carruajes y los molineros, lo que habla de como en Jalisco estaba surgiendo una clase obrera organizada. Por ejemplo, los molineros se unieron a la huelga tranviaria, por lo que se temia que en la ciudad tambien faltaran las tortillas. Sin embargo, las represalias para estos trabajadores no se hicieron esperar y algunos fueron destituidos por apoyar la huelga tranviaria, pero dias despues "los expresados molineros [...] volvieron a ser admitidos en sus trabajos mediantes las gestiones que el Gobernador hizo a su favor". (43)

Estas manifestaciones de solidaridad demuestran el transito del mutualismo al sindicalismo y el inicio del incipiente movimiento obrero en Jalisco. Como ya senale, se llevaron a cabo algunas corridas de toros y los fondos recaudados se entregaron a los tranviarios. Para la kermes, se conto con el apoyo de los senores Sehnaider, duenos de la Cerveceria "La Perla", quienes prestaron el parque del mismo nombre para que se llevara a cabo alli dicho evento. Ademas, regalaron cerveza "de la mejor de su fabrica", sin restriccion, con toda la liberalidad, tambien corrio por cuenta de los mismos senores la servidumbre que se empleo para el evento. (44) Llama la atencion en este caso que los empresarios de la Cerveceria "La Perla" se pusieran del lado de los obreros. (45) Otras personas cooperaron con mercancias y dinero para este evento.

Ademas, a peticion de la sociedad tapatia, se abrio en las instalaciones de Mexico Libre una subscripcion para que la gente pudiera llevar sus donativos para el sostenimiento de las familias de los huelguitas, misma que, a decir de este periodico, fue un exito, pues a diario se recibian donativos que iban desde cinco hasta 50 y 100 pesos. Estos donativos fueron interpretados por Mexico Libre como una muestra de solidaridad y simpatia de la sociedad tapatia que, ademas del apoyo economico, tenia "para los huelguistas palabras de aliento". (46) Otra de las personas que apoyo a los huelguistas fue "la senorita Apodaca", maestra y activa simpatizante de los constitucionalistas, quien tambien llevo a cabo actividades para recaudar fondos en favor de las familias de los tranviarios. (47)

AFECTACIONES DE LA HUELGA: LA RUPTURA DEL ORDEN URBANO

Para el 20 de octubre de 1914, es decir, seis dias despues de iniciada la huelga, aun no se llegaba a ningun arreglo entre la hidroelectrica y los huelguistas; el trafico de tranvias seguia suspendido y esporadicamente, tal vez como una estrategia de presion, se suspendia la energia electrica en la ciudad. (48) El 28 de octubre, 14 dias despues, la huelga seguia en pie. Para este momento El Boletin Militar ya no se referia a esta como el derecho de los obreros, sino que daba la noticia de los estragos que estaba causando, como por ejemplo, que el trafico de la ciudad estaba paralizado y que los cocheros, "muy solidarios" con la huelga, se aprovechaban de esta haciendo "su agosto mientras los tranvias descansan". (49)

En este sentido, la huelga tambien debe entenderse no solo como el ejercicio del derecho de los obreros para demostrar su descontento y su capacidad de movilizacion, tambien, como propone Georg Leidenberger, es importante analizarla como un evento de crisis del funcionamiento del orden urbano. (50) La huelga tranviaria de 1914 afecto notoriamente la circulacion del trafico en la ciudad, ademas de los servicios de luz y agua. Las constantes amenazas de falta de energia mantenia latente el riesgo de que "se paralizaran todos los trabajos en los que se empleen la fuerza electrica y en fin de que sobrevengan trastornos de diversa naturaleza". (51) Ademas de la paralizacion de las industrias, la falta de luz tambien representaba un riesgo para la seguridad de las personas, pues se decia que la poblacion quedaria a merced de los criminales.
   La amenaza que tiene encima la ciudad es tremenda. La falta de luz
   indudablemente dara lugar a que se cometan innumerables delitos,
   pues la luz es un poderoso auxilio de la policia y muchas veces,
   basta tan solo el alumbrado para que los delincuentes se abstengan
   de llevar a termino sus fechorias. La obscuridad por el contrario
   facilita y tienta al crimen. (52)


Como el agua era elevada por bombas electricas, la ciudad carecio de ella por algunos momentos, especialmente el 19 de octubre de 1914, cuando desde temprana hora los empleados de la planta de Puente Grande pararon labores debido a que la hidroelectrica no daba respuesta a sus demandas. (53) Este desorden afectaba directamente el buen funcionamiento del gobierno de Dieguez, quien hizo un llamado a los huelguistas, senalando que los mas afectados de estos paros eran las clases pobres, pues al parar los molinos, que tambien se movian por la electricidad, faltarian las tortillas, "que es el alimento a veces, casi el unico de la gente proletaria o se venderian muy caras o dejarian de fabricarse". (54) Dieguez afirmaba que esta medida perjudicaba mas a la clase trabajadora que a cualquier otra, pues a falta de electricidad tendrian que parar muchos talleres, "quedandose sin trabajo durante el tiempo que la fuerza este suspendida, centenares de obreros que no podran llevar a sus hogares alimentos para sus familias pues sabido es que esta clase de trabajadores unicamente cuentan con el salario del dia". (55)

En el discurso de Dieguez se denota la preocupacion de las autoridades por el desorden que estaba causando la huelga de los electricistas, ya que no solo otros grupos obreros se solidarizaban con ellos sino que tambien rompia el orden urbano, es decir, el funcionamiento de la ciudad, lo que hacia que la crisis provocada por la Revolucion se resintiera mas en la capital tapatia y la sensacion de inseguridad y el temor entre los habitantes de la ciudad aumentara. (56)

ARREGLOS ENTRE LA EMPRESA Y LOS TRANVIARIOS

A quince dias de iniciada la huelga, los tranviarios llegaron a un acuerdo con la empresa y se reanudo el servicio de tranvias en la ciudad. Segun Mexico Libre, al final no triunfaron los huelguistas ni la compania. Los arreglos se llevaron a cabo entre el gerente de la hidroelectrica y el representante de los huelguistas, el senor Manuel Castaneda, (57) quienes se reunieron en el Palacio de Gobierno y tuvieron una "amigable conversacion", llegando a un acuerdo, para posteriormente entrar a hablar con el gobernador, Manuel M. Dieguez, y senalarle los terminos de los arreglos a los que llegaron.

Los trabajadores y el gerente Pinzon firmaron las bases del pacto que hicieron. Los puntos principales eran que los tranviarios regresarian a su trabajo, dando fin a la huelga, a su vez, la empresa se comprometia a mejorar sus condiciones de trabajo y sueldos conforme las circunstancias lo permitieran. Ademas, se establecian los auxilios que ofreceria la empresa a los trabajadores que sufrieran accidentes, "que en realidad ya los tenian", se hizo una reglamentacion de ascensos en el servicio y se dieron nombramientos de inspectores de tranvias a aquellos empleados que por sus aptitudes y tiempo merecieron ese cargo. (58)

La huelga termino cuando una comision de los huelguistas y los senores Pinzon se presentaron ante el gobernador para agradecerle su amistosa intervencion y el acierto con el que actuo. Por su parte, Mexico Libre reconocia que en estos conflictos Dieguez "mostro su talento en estas cuestiones de que es bastante conocedor tanto por sus estudios en la materia, como por la practica que tiene relativa a esa clase de conflictos entre el capital y el trabajo". (59)

A pesar de que los resultados no fueron los esperados, los tranviarios festejaron el fin de la huelga pues, si bien no lograron el aumento esperado, consiguieron ser escuchados por la gerencia y dieron los primeros pasos para el reconocimiento de su organizacion sindical. La comision presento a los miembros del sindicato el pacto firmado con la hidroelectrica, el cual fue recibido con aplausos. Para mostrar ante los usuarios que los conflictos habian terminado, los huelguistas pusieron en marcha los tranvias y recorrieron la ciudad. En uno de ellos llevaron una banda de musica, proporcionada por el propio gobernador, para mostrar su contento por la solucion de la huelga. (60) Sin duda estos festejos eran una demostracion a la poblacion tapatia de que el gobierno constitucionalista de Dieguez trabajaba en favor de la clase obrera.

Tras los festejos comenzaron las actividades del nuevo sindicato. Anastasio S. Marin anuncio que, a pesar de que la huelga habia concluido, el no dejaria la ciudad, pues continuaria con su labor de mejora de la clase trabajadora en Guadalajara y que su mision era fundar mas sindicatos y una filial de la Casa del Obrero Mundial en dicha ciudad. (61) Marin manifesto su deseo de seguir trabajando con los tranviarios, tenia el proposito de constituir el Sindicato de Motoristas y Conductores de la Hidroelectrica, es decir, de organizar a los tranviarios en un sindicato independiente del de Empleados y Obreros de la Compania Hidroelectrica e Irrigadora del Chapala, S. A. (62)

Para analizar el pacto firmado con la Compania Hidroelectrica y supervisar que se llevara a cabo, se nombro una comision encargada de negociar con la compania el asunto del sueldo y la manera de corregir el trato que recibian los trabajadores por parte de los empleados superiores, como habian convenido en el pacto que puso fin a la huelga. Acordaron tambien enviar a las plantas de El Salto, Puente Grande y Las Juntas un informe con los acuerdos a los que llegaron y notificarles que la huelga habia concluido en terminos pacificos.

Con esta primera huelga, aunque no consiguieron los derechos a los que aspiraban, los tranviarios de Guadalajara comenzaron a politizarse, incluso mas que los demas empleados electricistas. Ellos encabezaron la huelga, utilizaron la posicion estrategica que tenia su actividad para negociar los beneficios y derechos laborales, crearon un discurso sobre los derechos que tenian. Ademas, comenzaron a involucrarse en la problematica de los obreros en general, entablaron y motivaron lazos de solidaridad con otros grupos.

NUEVOS ENFRENTAMIENTO CON LA HIDROELECTRICA

Durante 1915, la COM emprendio en la ciudad de Guadalajara una importante campana de orientacion para los obreros. Segun el diario El Presente, organizaba platicas donde se ensenaba a los trabajadores la importancia de sindicalizarse para "abatir los abusos de las Companias y jefes de talleres". (63) En junio de 1915, a instancias de Rafael Quintero, quedo establecida la COM de Guadalajara. Entre los lideres obreros jaliscienses que contribuyeron a dicha fundacion estan Luis C. Medina, Julian Quintero, Ascension de la Cruz, Benigno Palencia y Esteban Loera, quien fue su primer secretario general. (64)

Tras la fundacion de la COM, se llevaron a cabo varias huelgas, entre ellas, la de los trabajadores de la Fabrica de Alcohol, quienes en octubre se declararon en huelga y, al cabo de dos horas, lograron sus objetivos y reanudaron su trabajo. (65) En noviembre del mismo ano, los albaniles tambien se pusieron en huelga, pero en esta ocasion los huelguistas fueron detenidos por las autoridades. (66) Ese mismo mes, los meseros se declararon en huelga solicitando aumento de sueldo, de 25 a 40 pesos, ya que con el sueldo que tenian no les alcanzaba para mantener a su familia. (67)

Los tranviarios tambien se volvieron a manifestar en contra de la hidroelectrica. A finales de 1915 se quejaban de las condiciones de trabajo y del acoso de los inspectores y jefes de la compania contra los obreros sindicalizados. Desde septiembre de ese ano, el gerente habia comenzado a despedir a los obreros que se manifestaban en contra de los malos tratos y que solicitaban aumento de salario. Posiblemente, debido a la persecucion del gerente, el sindicato que habian fundado un ano antes estaba muy desorganizado. El periodico Accion, obrerista y simpatizante de la COM, incitaba a los tranviarios a levantarse en huelga y reactivar su sindicato: "Dos caminos tienen a la vista los empleados de tranvia; o se sindican constituyendose en potencia o son arrojados a la calle como cualquier trasto viejo". (68)

Al parecer los tranviarios pretendian llegar a un acuerdo con la hidroelectrica, pero al no conseguir nada se declararon en huelga el 1 de enero de 1916. Demandaban principalmente el aumento de salarios y el pago de los mismos en moneda de oro. Esta huelga se caracterizo por estar mejor organizada y porque las acciones de los tranviarios fueron mas directas y agresivas.

El contexto de esta huelga fue diferente a la primera. En esta ocasion la COM ya habia fundado una filial en Guadalajara, ademas esta organizacion habia firmado, en febrero de 1915, un pacto con los constitucionalistas mediante el cual se unia a esta corriente. La COM se comprometio a dar ayuda militar al constitucionalismo:

Los obreros de la "Casa del Obrero Mundial" con el fin de acelerar el triunfo de la revolucion Constitucionalista e intensificar su ideales en lo que afecta a las reformas sociales, evitando en lo posible el derramamiento de sangre, hacen constar la resolucion que han tomado de colaborar de una manera efectiva y practica por el triunfo de la revolucion, tomando las armas, ya para guarnecer las poblaciones que esten en poder del Gobierno Constitucionalista, ya para combatir a la reaccion. (69)

De esta manera surgieron los batallones rojos, grupos armados que se convirtieron en la fuerza obrera al servicio de la revolucion. (70) Los constitucionalistas, a cambio, se comprometieron a atender las demandas de los obreros y les permitieron establecer centros o comites revolucionarios en todos los lugares que creyeran conveniente. (71) Lo anterior motivo que la cantidad de huelgas aumentara en el pais, sobre todo en Guadalajara, Puebla, Veracruz, Tampico y la Ciudad de Mexico. La queja principal era la caida de los sueldos y la exigencia del pago de sus salarios en oro y "no en billetes devaluados". (72) Friedrich Katz senala que esta huelga fue de los electricistas y tranviarios, pero nuevamente vemos que los tranviarios encabezaron las demandas. Por ejemplo, el Boletin Militar se refiere a la huelga como de los trenes electricos y de los motoristas. Estas actitudes indican que dentro del sindicato de la hidroelectrica, este grupo presento mayor grado de politizacion o conciencia de clase.

La huelga duro casi todo el mes de enero de 1916 y fue apoyada por la com. Se unieron a ella los albaniles y el Sindicato de Conductores de Carruajes, tambien para pedir mejoras laborales. Los albaniles y conductores obtuvieron importantes mejoras, sin embargo, los tranviarios tuvieron que mantenerse en pie de lucha debido a que la Compania Hidroelectrica no acepto otorgarles ni un centavo de aumento salarial; al contrario, por medio de esquiroles trato de romper la huelga. (73) Los tranviarios no se quedaron conformes y pidieron al gobernador que dicha empresa fuera intervenida. Ante la negativa del gobernante, la COM pidio a los electricistas de la misma compania que se fueran a huelga en apoyo de sus companeros tranviarios. (74)

El periodico Accion, dirigido por Jose de Jesus Ibarra, se pronuncio a favor de la huelga y animo a los tranviarios a no ceder en su "vigorosa actitud", a la vez, este diario solicito se expulsara del pais al gerente de la hidroelectrica, Eugenio Pinzon. Debido a las negativas de las autoridades y a que la hidroelectrica no cedio a las demandas de los tranviarios se llevaron a cabo manifestaciones en la via publica. (75)

A diferencia de la huelga de 1914, en esta ocasion las autoridades estatales trataron de reprimirla. De acuerdo con Rosendo Salazar, el gobernador interino, Manuel Aguirre Berlanga, y el presidente municipal de Guadalajara, Luis Castellanos y Tapia, en una de las manifestaciones de los tranviarios, "obtuvieron que un piquete de pretorianos obligue, con los fusiles tendidos, a un grupo de electricistas rezagados en el trayecto, a reanudar el servicio electrico". (76) Ademas detuvieron a Esteban Loera, secretario general de la com. (77)

Debido a estas acciones, la COM organizo una manifestacion de mas de cinco mil trabajadores, no se tiene la fecha exacta, pero se sabe que fue durante los primeros dias de enero. Los trabajadores dirigieron su manifestacion hacia el Palacio de Gobierno, "portando grandes letreros", entre los cuales se destacaron los que llevaban los tranviarios solicitando la expulsion del pais del gerente de la hidroelectrica, Eugenio Pinzon, de nacionalidad francesa. Al llegar a la plaza central la guardia del Palacio los emplazo con sus ametralladoras. (78) Rosendo Salazar, importante miembro de la COM relata este hecho de la manera siguiente:
   Mas de cinco mil trabajadores recorren las calles de la capital de
   Jalisco [...] Pues bien; al llegar los manifestantes a la plaza
   central, la guardia del Palacio, a la voz imperiosa de su oficial,
   prepara sus armas emplazando en el cubo de la entrada principal,
   sobre la multitud, una ametralladora que uno de los soldados carga
   de tiros con nerviosa manos; la muchedumbre de trabajadores, que no
   se da cuenta de las maniobras pretorianas, sigue avanzando
   resueltamente hacia la residencia oficial del Gobierno, cuando,
   habiendo llegado a ponerse frente por frente de aquella, el oficial
   guardia, desenfundando el sable, a la vez que cintarea a varios
   obreros, manda que sus subordinados preparen armas, los que se
   ponen en el acto en linea de tiradores. Arriba en su despacho,
   Aguirre Berlanga se da cuenta de la gravedad de los hechos, en
   virtud de que Jose de Jesus Ibarra, penetrando violentamente en el
   despacho de aquel, le informa con palabras energicas del peligro en
   que esta el pueblo trabajador, de ser ametrallado; y casi empujado
   Aguirre sale al balcon y con indignacion repentina grita a los
   esbirros. !Abajo esas armas! Fue un gesto que lo libro de ser
   llamado asesino de la clase productora. (79)


A pesar de ese acontecimiento la huelga tranviaria se mantuvo, los trenes electricos pararon labores y la hidroelectrica nuevamente quiso echar a andar los tranvias con el personal que le permanecia fiel. Rosendo Salazar afirma que esta huelga provoco un ambiente de tension para todos los sindicatos de Guadalajara, al grado que, a nivel nacional, tuvo que intervenir el Secretario de Gobernacion, Adolfo de la Huerta, quien envio a Aguirre Berlanga un telegrama, fechado el 7 de enero, ordenandole que de ninguna manera se apoyara la propuesta de la hidroelectrica de reactivar el sistema de tranvias con sus otros empleados, pues eso podia desatar un problema mayor. De la Huerta tambien informo a Aguirre Berlanga que estaba en comunicacion con la Compania Hidroelectrica para poner fin a la huelga. (80)

Despues de ese telegrama, Aguirre Berlanga hizo publico su apoyo a los huelguistas, el domingo 9 de enero de 1916, el Boletin Militar y El Presente publicaron el manifiesto del gobernador interino al Sindicato de Empleados y Obreros de la Compania Hidroelectrica, en el cual senalo que apoyaria sus justas demandas. Aguirre Berlanga afirmaba que su gobierno no estaba en contra de la huelga, por el contrario, certificaba que "la huelga tiene su fundamento en el derecho nacional, toda ley que tendiera a prohibirla impidiendo su ejercicio, seria promulgada contra la razon e indudablemente anticonstitucional ademas, porque estaria en oposicion a este ramo de Derecho Publico que consigna y garantiza". (81)

A raiz de este comunicado, se entablaron platicas para solucionar los problemas entre los trabajadores y los huelguistas. Sin embargo, poco se logro en ellas y la situacion empeoro cuando los huelguistas se enteraron de que Venustiano Carranza, molesto por la ola de huelgas en el pais rompio lazos con la COM, detuvo a muchos de sus miembros y penalizo las huelgas. (82)

LA CAIDA DE LA COM Y SUS REPERCUSIONES EN LA ORGANIZACION DE LOS TRANVIARIOS (1916)

La efectiva labor propagandistica y las huelgas obreras que se llevaron a cabo en toda la republica auspiciadas por la COM, motivaron el recelo de Carranza, quien el 13 de enero de 1916 disolvio y desarmo a los batallones rojos. (83) De acuerdo con Mario Aldana, la huelga de los electricistas se radicalizo aun mas cuando estos se enteraron del manifiesto a los obreros que escribio el 18 de enero de 1916, en Mixcoac, el general Pablo Gonzalez. En este manifiesto se acusaba a la clase proletaria de malinterpretar los ideales revolucionarios. Culpaba a los leaders de las clases trabajadoras de entender a las organizaciones obreras como instituciones oficiales "con autoridad casi gubernamental para imponer sus exigencias y con derechos especiales que no admiten discusion ni excitativa". Argumentaba que, bajo ese criterio, las huelgas crecian dia a dia "llegando al atropello de los legitimos derechos". (84) Segun Pablo Gonzalez, los lideres de la COM pretendian llevar a la tirania de los obreros con sus cada vez mas violentas demandas. En el manifiesto quedaba clara la amenaza que los carrancistas dejaban caer sobre los obreros si continuaban con su movilizacion pues,
   Si desgraciadamente, los grupos obreros se extralimitaran en el
   ejercicio de sus derechos y obraran con violencia en cualquier
   forma contra las personas o intereses que juzguen contrarios, el
   Cuartel General se vera precisado a intervenir para dar garantia a
   los ofendidos y exigir responsabilidades a los culpables. (85)


Al tener conocimiento de dicho documento, los trabajadores de la hidroelectrica extremaron sus acciones y, el 21 de enero, declararon paro general no solo de los trenes electricos, sino tambien los servicios de luz y agua, "provocando grandes inconvenientes en los servicios publicos y en la poblacion". (86) Para suspender el paro, tuvo que intervenir el jefe de la Zona Militar, Amado Aguirre, quien se entrevisto con los lideres de la COM y logro que a las seis de la tarde fueran reanudados los servicios de agua y luz. (87) Fue hasta la llegada de Manuel M. Dieguez a Guadalajara que se logro poner fin a la huelga. (88) Se informo al gobernador que los motivos de la misma se centraban en dos aspectos: aumento de sueldo y trato justo por parte de los jefes de la hidroelectrica, pues los trabajadores eran insultados y humillados constantemente. El gobierno culpaba tanto a la parte obrera como a la patronal de la huelga. Reconocia que las demandas de los tranviarios eran justas, pero se les acusaba de haber dejado sin energia a la ciudad, lo que motivo que el gobierno tuviera que intervenir con las consecuencias ya senaladas. De igual manera, acusaron a la compania de no dar respuesta a los tranviarios, de mantenerse como una "esfinge", lo que provoco que la huelga durara casi un mes. (89)

El 24 de enero, Manuel M. Dieguez, se entrevisto con los involucrados en la huelga. La parte patronal estuvo representada por el subgerente, el ingeniero Blanco, en cuanto a los obreros, quienes pretendian entrar en grupo, se les pidio que nombraran a dos representantes. A la reunion tambien asistio el presidente municipal de Guadalajara, Luis Castellanos Tapia. (90) Se le explico a Dieguez que los obreros demandaban un aumento del 50 % de su sueldo, sin embargo, el ingeniero Blanco convencio a Dieguez de que los tranviarios habian llevado las cosas demasiado lejos y que la ciudad sufria los estragos de sus injustificadas peticiones. Despues de oir a ambas partes, Dieguez ordeno la inmediata restauracion del servicio de tranvias, asi como el aumento de sueldo de los trabajadores y comisiono a la Comandancia Militar para que vigilara que se cumplieran ambas disposiciones. Antes de dejar la ciudad nuevamente, Dieguez ordeno que si la Compania o los trabajadores se oponian al transito de los tranvias, la Comandancia Militar podia hacerlos funcionar con el personal que quisiera, "pero que a todo trance deberia reanudarse el trafico". (91) A diferencia de la huelga de 1914, en esta ocasion los tranviarios denunciaron el poco apoyo recibido por Manuel M. Dieguez, incluso le recriminaron su pasado sindicalista. (92) Esto obedecio al momento que atravesaba el movimiento armado; en 1914 Dieguez buscaba el apoyo de la clase trabajadora para afianzar su gobierno, para 1916 su objetivo era demostrar la estabilidad de su administracion, ademas de respetar las ordenes de Venustiano Carranza.

De estas platicas surgio lo que podemos considerar el primer contrato colectivo, ya que fue firmado tanto por la parte patronal como por los empleados de la hidroelectrica y avalado por el gobernador del estado y el presidente municipal de Guadalajara. El documento consta de doce clausulas, las ultimas cuatro fueron redactadas por el presidente municipal, por orden del propio Manuel M. Dieguez. (93) Las primeras cuatro clausulas versaban sobre el derecho a sindicalizarse. En la primera la hidroelectrica reconocia al Sindicato "reorganizado en esta ciudad bajo los auspicios de la Casa del Obrero Mundial el dia 17 de diciembre de 1915", en las siguientes tres se comprometia a dar preferencia a los empleados que formaran parte del sindicato y a restituir en su puestos a los companeros cesados por formar parte de el. De la quinta a la novena clausula se reglamento que las horas de trabajo no podian exceder las ocho horas, el tiempo extra se pagaria al doble, se daria un aumento del 50% a todos los empleados y quedaria pendiente el aumento de otro 50%, "tan pronto como la autoridad correspondiente permita a la Compania elevar diez centavos el precio de los pasajes urbanos". (94)

Las ultimas clausulas, redactadas por Luis Castellanos Tapia, trataban sobre la seguridad laboral, en especial la undecima:
   [...] en caso de accidente sufrido por los empleados y obreros en
   el desarrollo de sus tareas, la Compania pagara durante el tiempo
   necesario para la curacion, los gastos que esta importe, y el
   sueldo integro, pero la curacion debera hacerse en el Hospital que
   al efecto tiene establecido la Compania. Respecto a la pension de
   los que murieren por accidente en el trabajo, se dara con arreglo a
   las leyes vigentes en el estado. (95)


Los logros obtenidos por los tranviarios mediante esta huelga y que beneficiaron a todos los empleados de la hidroelectrica, resultan de gran importancia porque se dieron en el contexto del rompimiento de Venustiano Carranza con la COM; sin embargo, como senala Mario Aldana, en Jalisco la presencia de Manuel M. Dieguez no propicio un ambiente de rompimiento politico entre la COM y el gobierno. (96)

Dias despues de los arreglos, Carranza promovio el cierre de la COM y la expulsion de sus lideres, al mandar un telegrama a Aguirre Berlanga, fechado el 29 de enero, en el que le senalaba cual era la actitud que debia tomar ante la COM en Guadalajara:
   Tengo conocimiento que la Casa del Obrero Mundial ha enviado a
   diversos Estados de la Republica con objeto de hacer propaganda y
   siendo inconveniente la forma en que estan procediendo dichas
   delegaciones, sirvase Ud. ordenar a las autoridades de su
   dependencia que impidan tales trabajos, recogiendo las credenciales
   que lleven los delegados y se aprehendan a estos en caso de que su
   labor tienda a trastornar el orden publico. (97)


Aguirre Berlanga puso en marcha la orden de Carranza y, cuando Manuel M. Dieguez regreso a la ciudad, el 1 de febrero de 1916, ya se habian suspendido todas las actividades de la com. Aunque Dieguez estaba en contra de este tipo de acciones represivas "porque sabia por experiencia que la represion era el arma de los gobiernos tiranicos", (98) tacitamente acepto la orden de su superior Venustiano Carranza, pues para el, el marco de la accion social y politica de todos los mexicanos tenia que ser la ley, y los dirigentes de la COM, segun los jefes constitucionalistas habian rebasado los limites de esas leyes. (99)

NOTAS FINALES

Las primeras huelgas de los tranviarios tuvieron como finalidad el mejoramiento economico de estos trabajadores. Sus primeras demandas hacian enfasis en la satisfaccion de necesidades basicas, sin embargo, conforme se fueron organizando, sus exigencias tambien hicieron referencia a derechos sociales como la seguridad laboral y la pension en caso de accidente o muerte. De esta manera, se puede decir que los delegados de la COM, tras su partida, habian dejado bien sembrada la semilla del sindicalismo en los trabajadores de la hidroelectrica y, en especial, en los tranviarios, quienes a partir de ese momento continuarian en una constante defensa y negociacion de sus derechos laborales y a favor de la sindicalizacion.

Ambas huelgas demostraron la combatividad que los tranviarios estaban adquiriendo, asi como su politizacion y las estrategias que comenzaron a crear para hacer valer sus derechos. Los tranviarios demostraron la fuerza que tenian si se unian a otro de los gremios de la misma empresa; es decir, tomaron conciencia de la importancia de su labor en el desarrollo de la ciudad, asi como de la fuerza que la clase obrera representaba para la revolucion, adquirieron un discurso obrerista, y tomaron la bandera de la lucha de clases para ejercer sus derechos. Considero que estas dos huelgas permiten analizar el desarrollo de la organizacion, las tacticas y el proceso de politizacion que experimentaron estos trabajadores durante los anos mas algidos de la revolucion. Sin embargo, estos fueron solo los primeros pasos de los tranviarios en su lucha por elaborar una politica laboral con la empresa. La decada de 1920 va a representar para los tranviarios nuevos retos laborales.

Fecha de recepcion: 22 de septiembre de 2015

Fecha de aprobacion: 1 de diciembre de 2015

Cristina Alvizo Carranza * El Colegio de Jalisco

Correo electronico: cristina.alvizo@coljal.edu.mx

(1) REYES GARCIA, Cayetano, Tzacapu: las piedras universales. Los procesos de dominacion y desertizacion, Zamora, El Colegio de Michoacan, 1998, p. 119.

(2) VALERIO ULLOA, Sergio, "Empresas, tranvias y alumbrado publico. La compania Hidroelectrica e Irrigadora del lago de Chapala", Maria Eugenia ROMERO IBARRA, Jose Mario CONTRERAS VALDEZ y JESUS MENDEZ REYES (coordinadores), Poder publico y poder privado. Gobiernos, empresarios y empresas, 1880-1980, Mexico, Universidad Nacional Autonoma de Mexico, 2006, p. 252.

(3) VARGAS GONZALEZ, Pablo, Lealtades de la sumision. Caciquismo: poder local y regional en la Cienega de Chapala, Zamora, El Colegio de Michoacan, 1993, p. 31; ver tambien ROMERO, Laura, "Industria electrica, sindicalismo y estado en los 20. El zunismo y la "Hidra", Estudios Sociales, no. 3. 1985, p. 54; ademas Cuesta Gallardo fungio dos veces como gobernador provisional de Jalisco en 1911. Para ver mayores datos de Cuesta Gallardo ver ALDANA RENDON, Mario, Diccionario de la Revolucion Mexicana en Jalisco, Guadalajara, Comite de Financiamiento: PRI-Jalisco, 1997, p. 75.

(4) Sobre esta compania ver ALFARO ANGUIANO, Cesar G, La electricidad en Jalisco, Guadalajara: Gobierno del Estado, 1988; MENDOZA BOHNE, Lourdes Sofia, "Funcion social, consumo colectivo y gestion: el tranvia electrico en Guadalajara, 1905-1923" [tesis de maestria], Guadalajara, Universidad de Guadalajara, 2002.

(5) RUANO, Leticia, Fidelina G. LLERENAS, Anabel CASTILLON, Alicia CUEVAS, Jose Guadalupe Zuno. Vida, obra y pensamiento, Guadalajara, Universidad de Guadalajara, 1992, p. 118-119 (Anexo Compania Hidroelectrica e Irrigadora del Chapala).

(6) VALERIO ULLOA, "Empresas, tranvias y alumbrado publico" p. 252. Emilio y Eugenio Pinzon alternaron el puesto de gerente, por ejemplo, en 1917; segun una nota de El Informador, Eugenio Pinzon era quien estaba a la cabeza de la hidroelectrica, ademas de ser el presidente del "Circulo Frances de Guadalajara", El Informador, Guadalajara, 20 de diciembre de 1917, p. 4.

(7) VALERIO ULLOA, "Empresas, tranvias y alumbrado publico", p. 283.

(8) Archivo Historico de Jalisco (en adelante AHJ) Archivo de Instrumentos Publicos, libro de notarios, Homobono Diaz, 19 de noviembre de 1909.

(9) VALERIO ULLOA, "Empresas, tranvias y alumbrado publico", p. 255.

(10) ROMERO, "Industria electrica", p. 53.

(11) Anastasio S. Marin fue uno de los miembros mas activos e importantes de la Casa del Obrero Mundial, participo en su fundacion y escribio en varios periodicos. Vease HART, John M., El anarquismo y la clase obrera (1860-1931), Mexico, Siglo XXI, 1980.

(12) De acuerdo con Mario Aldana, este diario fue el organo de difusion y de apoyo a la Revolucion, tuvo una duracion de alrededor de cuatro meses, de agosto a noviembre de 1914, ALDANA RENDON, Diccionario de la Revolucion, p. 161.

(13) El 8 de julio de 1914, las tropas constitucionalistas entraron a Guadalajara encabezadas por Alvaro Obregon y Manuel M. Dieguez. Este ultimo llego con el nombramiento de gobernador de Jalisco.

(14) Biblioteca Publica del Estado de Jalisco-Fondos Especiales (en adelante BPEJ-FE), "A las doce del dia de hoy se suspendera en Guadalajara el trafico de tranvias", Mexico Libre, Guadalajara, 14 de octubre de 1914, 1p5p. 1 y 4.

(15) Segun Juan Felipe Leal, "ante los inconvenientes que provoco dicha suplencia, la empresa se vio obligada a revocar su disposicion y a reinstalar a los cesados", Leal, Juan Felipe, Del mutualismo al sindicalismo en Mexico: 1843-1911, Mexico, Juan Pablos Editor, 2012, p. 159.

(16) De acuerdo con las estadisticas hechas por Sergio Valerio, la compania obtenia, solo en el ramo de tranvias, alrededor de $540 000.00 anuales. VALERIO ULLOA, "Empresas, tranvias y alumbrado publico", p. 265.

(17) BPEJ-FE, "A las doce del dia de hoy se suspendera en Guadalajara el trafico de tranvias", Mexico Libre, Guadalajara, 14 de octubre de 1914, pp. 1 y 4.

(18) Tras la enciclica Rerum Novarun (1891) del Papa Leon XIII, en Mexico se llevo a cabo una extensa labor de organizacion de los obreros. La cuestion social se debatio en los Congresos Catolicos Mexicanos, que se llevaron a cabo en Puebla (1903), Morelia (1904), Guadalajara (1906) y Oaxaca (1909). En estos congresos se acordo organizar a los obreros en mutualistas, circulos obreros y cooperativas, con la finalidad de aliviar los estragos que la politica liberal y la rapida industrializacion del pais causaba en las clases trabajadoras, ademas de contener el socialismo que avanzaba tanto en Europa como en los paises de America. Estas organizaciones daban a los obreros seguros para la vejez o accidentes, atencion a las viudas en caso de fallecimiento, habia cooperativas de consumo y en algunas hasta seguro de matrimonio. Sobre la cuestion social ver a ADAME GODDARD, Jorge, El pensamiento politico y social de los catolicos mexicanos 1867-1914, Mexico, Instituto Mexicano de Doctrina Social Cristiana, 1991; sobre la aplicacion de la doctrina social y la organizacion de los obreros en Guadalajara vease, BARBOSA GUZMAN, Francisco, "El catolicismo en la diocesis de Guadalajara, 1891-1926" [tesis de doctorado], Mexico, Universidad Autonoma Metropolitana, 2004.

(19) BPEJ-FE, "A las doce del dia de hoy se suspendera en Guadalajara el trafico de tranvias", p. 1 y 4.

(20) HART, El anarquismo, p. 171.

(21) AHJ, g-15-914, caja 441, exp. 32501.

(22) HART, El anarquismo, p. 172.

(23) HART, El anarquismo, p. 172.

(24) Este edificio fue construido a inicios de 1905 en la Plazuela de San Fernando. De acuerdo con Sergio Valerio, se construyo ex profeso para funcionar como almacen de los tranvias, talleres de montado y reparaciones, asi como despachos para el personal de servicio, en la planta alta estaban las oficinas del director general, secretaria, contaduria y caja, despachadores y jefes de personal. VALERIO ULLOA, "Empresas, tranvias y alumbrado publico", p. 249.

(25) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras asi como se ha quedado sin tranvias" Los demas empleados de la Cia. Se han unido a la Huelga", Mexico Libre. Diario independiente de la manana, Guadalajara, jueves 15 de octubre de 1914, pp. 1 y 4.

(26) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras", pp. 1 y 4.

(27) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras", pp. 1 y 4.

(28) BPEJ-FE, "No corre un solo tranvia en Guadalajara", Boletin Militar, Guadalajara, jueves 15 de octubre de 1914, p. 1.

(29) El Boletin Militar da cuenta de que el ultimo tranvia regreso a la una de la tarde procedente de Zapopan, conducido por Aurelio Robles. Boletin Militar, Guadalajara, jueves 15 de octubre de 1914, p. 1.

(30) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras" Los demas empleados de la Cia. Se han unido a la Huelga". Mexico Libre. Diario independiente de la manana. Guadalajara, jueves 15 de octubre de 1914. pp. 1 y 4.

(31) BPEJ-FE, "No corre un solo tranvia en Guadalajara", p. 4

(32) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras", pp. 1 y 4.

(33) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras", pp. 1 y 4.

(34) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras", pp. 1 y 4.

(35) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras", pp. 1 y 4.

(36) BPEJ-FE, "No es dificil que la ciudad se quede a obscuras", pp. 1 y 4.

(37) AHJ, g-15-914, caja 441, exp. 36450.

(38) AHJ, G-15-914, caja 441, exp. 36450.

(39) BPEJ-FE, "Todavia no andaran los tranvias. Aunque ayer se decia que se reanudaria el trafico", Mexico Libre. Diario independiente de la manana, Guadalajara, domingo 25 de octubre de 1914. p. 1.

(40) AHJ, g-15-914, caja 441, exp. 36450.

(41) AHJ, g-15-914, caja 441, exp. 36450.

(42) BPEJ-FE, "Los molineros han quedado sin ocupacion. Fueron destituidos porque se unieron y pretendian declararse en huelga", Mexico Libre. Diario independiente de la manana, Guadalajara, sabado 17 de octubre de 1914. p. 1.

(43) BPEJ-FE, "No se ha llegado a un Acuerdo entre las Cia. de Tranvias y los Huelguistas". Mexico Libre. Diario independiente de la manana. Guadalajara, lunes 19 de octubre de 1914, p. 1.

(44) BPEJ-FE, "No se ha llegado a un Acuerdo entre las Cia. de Tranvias y los Huelguistas", p. 1.

(45) Posiblemente el interes de los duenos de la cerveceria al involucrarse en la huelga a favor de los obreros tenia como objetivo mostrar su apoyo al constitucionalismo con el fin establecer lazos con el nuevo gobierno.

(46) BPEJ-FE, "Los molineros han quedado sin ocupacion", Mexico Libre. Diario independiente de la manana. Guadalajara, sabado 17 de octubre de 1914. p. 1.

(47) Se refiere a Atala Apodaca (1884-1977), maestra de profesion que participo activamente en el movimiento antirreeleccionista y en la campana presidencial de Francisco I. Madero, se unio posteriormente a la revolucion y entre 1912 y 1913 se integro al grupo de intelectuales liberales llamado Liga de Amigos del Pueblo (LAP). En 1913 y 1914 realizo una campana antihuertista y anticlerical. Con la llegada de los constitucionalistas a Guadalajara (julio de 1914) el activismo de Atala Apodaca aumento y realizo una intensa campana a favor de los constitucionalistas. Sobre Atala Apodaca ver Fernandez Aceves, Maria Teresa, "Tiempo y memoria: el album de autografos de Atala Apodaca", Estudios Jaliscienses, no. 89, agosto de 2012, pp. 52-63; FERNANDEZ ACEVES, Maria Teresa, Mujeres en el cambio social en el siglo xx mexicano, Mexico, Siglo XXI Editores-CIESAS, p. 135.

(48) BPEJ-FE, "No se carecera de energia electrica", Boletin Militar, martes 20 de octubre de 1914, p. 1.

(49) BPEJ-FE, "Sigue interrumpido el trafico", Boletin militar, 28 de octubre de 1914, p. 1.

(50) LEIDENBERGER, Georg, La historia viaja en Tranvia. El transporte publico y la cultura politica de la ciudad de Mexico, Mexico, UAM-Cuajimalpa, 2011, pp. 83-84. El autor entiende por orden urbano el funcionamiento de la ciudad en terminos no solo practicos sino sociales, politicos y culturales.

(51) BPEJ-FE, "Pueden faltar la luz y la fuerza pero no sera por mucho tiempo", Mexico Libre. Diario independiente de la manana, Guadalajara, domingo 18 de octubre de 1914, p. 1 y 4.

(52) BPEJ-FE, "Pueden faltar la luz y la fuerza pero no sera por mucho tiempo", p. 1 y 4.

(53) BPEJ-FE, "No se ha llegado a un Acuerdo entre las Cia. de Tranvias y los Huelguistas", Mexico Libre. Diario independiente de la manana. Guadalajara, lunes 19 de octubre de 1914. p. 1.

(54) BPEJ-FE, "Pueden faltar la luz y la fuerza". Mexico Libre. Diario independiente de la manana, Guadalajara, domingo 18 de octubre de 1914. p. 1 y 4.

(55) BPEJ-FE, "Pueden faltar la luz y la fuerza", pp. 1 y 4. Es importante senalar que la hidroelectrica abastecia de energia a empresas mineras como Amparo Mining Company, en Etzatlan, y a otros centros mineros en Huachinango, al sur de Jalisco. "Guadalajara Time", The Osasis, Saturday, March 18 of 1911.

(56) LEIDENBERGER, La historia viaja en Tranvia, p. 83.

(57) Desconozco si este senor era un obrero o uno de los miembros de la COM que ayudaba a los tranviarios y electricistas en su huelga.

(58) BPEJ-FE, "De una manera amigable se soluciono la cuestion", Mexico Libre. Diario independiente de la manana. Guadalajara, jueves 29 de octubre de 1914, pp. 1 y 4.

(59) BPEJ-FE, "De una manera amigable se soluciono la cuestion", p. 1 y 4. Dieguez fue un lider sindical minero y uno de los dirigentes de la huelga de Cananea en 1906, apoyo al Partido Liberal Mexicano y, en 1913, se levanto en armas tras el asesinato de Francisco I. Madero. ALDANA, Mario, Manuel M. Dieguez y la revolucion mexicana, Zapopan, El Colegio de Jalisco, 2006, p. 249.

(60) BPEJ-FE, "De una manera amigable se soluciono la cuestion", pp. 1 y 4.

(61) BPEJ-FE, "Los motoristas procuraran aumento de sus sueldos", Mexico Libre, Guadalajara, 1 de noviembre de 1914, p. 2.

(62) BPEJ-FE, "Una sucursal de la Casa del Obrero Mundial quiere fundarla el senor Anastasio Marin, Mexico Libre, Guadalajara, 1 de noviembre de 1914, p. 2. No queda claro el objetivo del delegado de la COM al dividir a los empleados de la hidroelectrica en dos sindicatos, el de electricistas y el tranviarios; posiblemente era con la intencion de tener una mejor organizacion, pues a la postre ambos sindicatos trabajaron juntos. Al parecer esto era una practica comun, pues los tranviarios y electricistas de San Luis Potosi se organizaron de forma semejante. LUEVANOS BUSTAMANTE, Guillermo, Huelgas, protestas y control social, San Luis Potosi, Universidad Autonoma de San Luis Potosi, Archivo Historico del Estado de San Luis Potosi, 2008, pp. 53-58.

(63) BPEJ-FE, "Los obreros se reunen", El Presente, Guadalajara, 30 de mayo de 1915, p. 6.

(64) Castro Palmeros, Margarita, Adriana VILLA MICHEL y Silvia VENEGAS PACHECO, "Indicios de la Historia de las relaciones laborales en Jalisco", IV Concurso sobre derecho laboral Manuel M. Dieguez, Guadalajara, UNED, 1982, 243. Cabe senalar que la historia de la COM en Guadalajara esta escrita de forma muy fragmentada, la falta de fuentes no ha permitido un estudio a fondo sobre esta organizacion, sus lideres y el impacto en el estado. Un estudio de la influencia de la COM en algunos grupos de trabajadores, como los tranviarios, puede contribuir a llenar esos vacios.

(65) BPEJ-FE, "Una huelga fulminante", Boletin Militar, Guadalajara, 19 de octubre de 1915, p. 8.

(66) BPEJ-FE, "Manifestacion de obreros", Boletin Militar, Guadalajara, 14 de noviembre de 1915, p. 5.

(67) BPEJ-FE, "Los meseros se declaran en huelga", El Democrata, Guadalajara, viernes 26 de noviembre de 1915.

(68) BPEJ-FE, "A la huelga o a la miseria", Accion, 25 de septiembre de 1915, pp. 1 y 6.

(69) BPEJ-FE, Accion, Guadalajara, 28 de junio 28 de 1915, p. 5.

(70) Jean Meyer senala que se formaron seis batallones divididos por sindicatos. MEYER, Jean, "Los obreros en la revolucion Mexicana: los batallones rojos", Historia Mexicana, no. 21(1), julio a septiembre de 1971, p. 18.

(71) RIBERA CARBO, Anna, "Hacia la politizacion de la clase obrera mexicana: la Casa del Obrero Mundial (1912-1916)", Boletin Americanista, no. 52, 2002, p. 212.

(72) KATZ, FRIEDRICH, La guerra secreta en Mexico: Europa, Estados Unidos y la Revolucion Mexicana, Mexico, Ediciones Era, 1981, p. 335.

(73) SALAZAR, Rosendo, Las Pugnas de la gleba. Los albores del movimiento obrero en Mexico, Mexico, PRI-Comision Nacional Editorial, 1972, p. 149.

(74) MURIA, Jose Maria, Historia de Jalisco. T. IV: Desde la consolidacion del Porfiriato hasta mediados del siglo XX, Guadalajara, Gobierno de Jalisco, 1982, p. 324.

(75) MURIA, Historia de Jalisco, p. 324.

(76) SALAZAR, Las pugnas de la gleba, p.150.

(77) SALAZAR, Las pugnas de la gleba, p.150; Rosendo Salazar senala que el tambien fue detenido y acusado de participar en la huelga de los trabajadores de la hidroelectrica, Autor, Los primeros de Mayo en Mexico, Mexico, 1965, p. 24.

(78) MURIA, Historia de Jalisco, p. 324.

(79) SALAZAR, Las pugnas de a gleba, p. 150.

(80) AHJ, T-1-1916, caja 2, exp. 5922.

(81) BPEJ-FE, "El Ejecutivo del Estado apoyara las justas demandas del Sindicato de Empleados y Obreros de la Cia. Hidro-Electrica. "Hoy, como siempre, el Gobierno estara de parte del oprimido injustamente, dice el C. Lic. Aguirre Berlanga", Boletin militar. Guadalajara, domingo 9 de enero de 1916, p. 3.

(82) Vease GONZALEZ CASANOVA, Pablo, El primer gobierno constitucional (1917-1920), Pablo GONZALEZ CASANOVA, La Clase obrera en la historia de Mexico, Mexico, Siglo XXI Editores, 1996, vol. 1, pp. 25-27.

(83) HART, El anarquismo y la clase obrera, p.186; RIBERA CARBO, "Hacia la politizacion de la clase obrera", p.216.

(84) BPEJ-FE, "Si la Revolucion ha combatido la tirania capitalista, no puede sancionar la tirania proletaria", El Presente, 23 de enero de 1916, pp. 1 y 8.

(85) BPEJ-FE. "Si la Revolucion ha combatido la tirania capitalista". El Presente, 23 de enero de 1916, p. 1 y 8.

(86) ALDANA RENDON, Manuel M. Dieguez, p. 249.

(87) ALDANA RENDON, Manuel M. Dieguez, p. 249.

(88) Dieguez se encontraba en Sonora persiguiendo a los restos villistas, Aldana Rendon, Manuel M. Dieguez, p. 249.

(89) BPEJ-FE, "Termino la huelga de los empleados de la Hidro. Energicas medidas del senor General Manuel M. Dieguez. Desde luego se puede asegurar que los huelguistas triunfaron en gran parte", Boletin Militar, Guadalajara, 25 de enero de 1916, pp.6-7.

(90) AHJ, T-3, 1916, caja 1, Exp. 7844.

(91) BPEJ-FE, "Termino la huelga de los empleados de la Hidro", pp. 6-7.

(92) VALERIO ULLOA, "Empresas, tranvias y alumbrado publico", p. 270.

(93) Como senala Sergio Valerio, la intervencion del gobernador en este problema obrero-patronal puede entenderse como el inicio de la politica laboral que implementaria el estado revolucionario. VALERIO ULLOA, "Empresas, tranvias y alumbrado publico", p. 271.

(94) AHJ, T-3, 1916, caja 1, exp. 7844.

(95) AHJ, t-3, 1916, caja 1, exp. 7844.

(96) ALDANA RENDON, Manuel M. Dieguez, p. 248.

(97) BPEJ-FE, "Telegrama de V. Carranza", El Presente, Guadalajara, 31 de enero de 1916, p. 1.

(98) ALDANA RENDON, Manuel M. Dieguez, p. 252.

(99) ALDANA RENDON, Manuel M. Dieguez, p. 252.
Cuadro I. Division del trabajo en el Departamento de Tranvias

CARGO                 ACTIVIDAD

Motorista             Manejaba los controles de velocidad de los
                      motores

Conductor             Recorria los carros, revisando o cobrando
                      boletos

Garrotero o trolero   Aplicaba los frenos en las paradas y arranques,
                      cuidaba que el trole no perdiera el contacto con
                      los cables aereos de la energia electrica.

Inspector             Vigilaba el funcionamiento del servicio y
                      checaba que todos los pasajeros tuvieran su
                      correspondiente boleto.

Cuadro II. Sueldos de los empleados de la hidroelectrica

Puesto                     Sueldo mensual               Pago

Inspectores                    $85.00            $0.17 tres cuartos

Motoristas              Entre $55.00 y $60.00    $0.18, $0.19 $0.20
                                                      por hora

Troleros y                     $22.50               $0.75 diarios
cambiadores

Conductores                    $51.00           $0.15, $0.16 y $0.17
                           aproximadamente            por hora

Supernumerarios                                    $0.06 por hora

Operarios de via               $30.00               $1.00 por dia
elevada

Operarios de Talleres

Maestros Mecanicos             $75.00               $2.50 por dia

Mecanico de primera            $45.00               $1.50 por dia

Mecanico de segunda            $30.00               $1.00 por dia

Forjadores                     $51.00               $1.70 por dia

Ayudantes                      $30.00               $1.00 por dia

Cabos reparadores              $60.00               $2.00 por dia

Operarios                                         $0.62 a $2.00 y a
                                                    $1.75 la hora

Peones                  Entre $30.00 y $22.50   $1.00 y $0.75 por dia

Reparacion de vias

Cabo                           $52.50               $1.75 por dia

Peones                  Entre $15.00 y $30.00   De $0.50 a $1.00 por
                                                         dia

Puesto                         Jornada

Inspectores                      16

Motoristas                  10 a 15 horas

Troleros y                    16 horas
cambiadores

Conductores                 10 a 15 horas

Supernumerarios             Hasta 5 horas
                             eventuales

Operarios de via        16 horas, obligados a
elevada                   trabajar toda la
                          noche cada tercer
                         dia, de dos en dos.

Operarios de Talleres

Maestros Mecanicos            12 horas

Mecanico de primera           12 horas

Mecanico de segunda           12 horas

Forjadores                    12 horas

Ayudantes                     12 horas

Cabos reparadores             12 horas

Operarios                     12 horas

Peones                        12 horas

Reparacion de vias

Cabo                          10 horas

Peones

Fuente: Mexico Libre. Diario independiente de la manana,
Guadalajara, sabado 17 de octubre de 1914, p. 1.
COPYRIGHT 2017 Universidad Michoacana de San Nicolas de Hidalgo. Instituto de Investigaciones Historicas
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2017 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Alvizo Carranza, Cristina
Publication:Tzintzun: Revista de Estudios Historicos
Date:Jul 1, 2017
Words:12965
Previous Article:LA IGLESIA METODISTA EPISCOPAL DEL SUR EN MICHOACAN. 1880-1919.
Next Article:LA VISION REVOLUCIONARIA DE ARNOLD BELKIN: MEXICO Y NICARAGUA ANTE SUS ICONOS.

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters