Printer Friendly

Pensar y re-pensar la produccion academica en el campo de las artes: una reflexion a partir de las experiencias docentes en una universidad al sur de Chile.

THINK AND RE-THINK THE ACADEMIC PRODUCTION IN THE FIELD OF ARTS: REFLECTIONS FROM TEACHING EXPERIENCES IN A UNIVERSITY IN THE SOUTH OF CHILE

PENSAR E REPENSAR A PRODUCAO ACADEMICA NO CAMPO DAS ARTES: UMA REFLEXAO SOBRE A EXPERIENCIAS EDUCACIONAIS DE UMA UNIVERSIDADE SUL DO CHILE

OBERTURA

El presente articulo emerge desde las reflexiones conjuntas de los autores, llevadas a cabo a proposito del seminario Epistemologias y ciencias en el sur: narrativas subyacentes de la produccion de conocimiento en la universidad, realizado en la Universidad de Los Lagos (Osorno, Chile) durante los dias 18 y 19 de junio de 2015. El objetivo principal es por tanto analizar las practicas artisticas y sus implicancias en los procesos de jerarquizacion y validacion en el marco universitario, desde un posicionamiento situado, es decir, tomando en consideracion la realidad territorial que nos convoca (la zona sur-austral de Chile).

Comprendemos, en este sentido, que la productividad artistica actual en la "universidad periferica"--entendida como la universidad de provincia, con escaza interaccion con los centros de produccion artistica masivos, localizados en sectores centralizados--no satisface los criterios de valoracion necesarios para equipararse a la investigacion cientifica, por cuanto hasta el momento no podemos validar, por ejemplo, un concierto coral de fin de ano con una ponencia en congreso, o aun mas, una performance en un espacio publico con una publicacion indexada. Esto marca un distanciamiento entre ambos campos de estudio, lo cual se evidencia en las complejidades que surgen en un artista en el momento de asumir su papel como academico en la universidad.

Expresamos aqui la necesidad de un dialogo conjunto entre los campos cientifico y artistico, ya que, como menciona Fajardo (2008), la universidad espera que el artista contribuya a una construccion sistematica del conocimiento, tanto en la produccion como en la reflexion (87), lo cual evidentemente debe ir de la mano con su productividad artistica como creaciones o interpretaciones. Como mencionabamos en el parrafo anterior, uno de los principales cuestionamientos surge desde nuestras propias practicas, en cuanto nos preguntamos si en efecto una exposicion pictorica puede llegar a valorizarse como una publicacion o una ponencia en congreso. Y bajo que condiciones o variables es posible definirlo como tal. Es un tema complejo, porque nos muestra una realidad subyacente en la produccion de los artistas que se encuentran inmersos en la academia--al menos en el ambito regional en Chile--, ademas de un problema no resuelto aun en la universidad desde una perspectiva generica.

En este sentido, O'Riley (2011) menciona que tanto el arte como la ciencia comparten elementos de raiz comun, sus procedimientos son semejantes en su genesis, no obstante, las diferencias son notorias en cuanto a la puesta en marcha de ambas, y el punto critico es la valoracion y evaluacion del rigor en el campo artistico. Proponemos entonces un posicionamiento dual por parte del artista, es decir, este debe adoptar el papel de artista-investigador, creador-investigador o interprete-investigador. Las formas de validar la produccion cientifica difieren en rigor de manera evidente con la produccion artistica, por tanto se hace necesario cuestionarnos como el artista-academico puede adoptar los codigos de divulgacion cientifica e incorporarlos en su lenguaje y practica. En definitiva, concluimos que este debe empoderarse de su papel como academico universitario, desde un conocimiento y saber sensible.

La estructura de esta reflexion se concibe en una primera instancia mediante la discusion respecto de las tensiones existentes entre el campo de la ciencia y arte, sus dialogos y el posicionamiento actual. Junto con esto, y como menciona Bergdorff (2010), se analiza la nocion de investigacion artistica, concepto que conecta los dominios--del arte y la ciencia--, por cuanto permite al artista racionalizar sus procesos creativos. Esta discusion es basal, porque comprender como se configura la relacion entre el arte y la ciencia nos permitira tambien dilucidar las modalidades de generacion de conocimientos que emergen desde ellas. En este sentido, los planteamientos de Chiantore (2014) y los propuestos por los autores de esta comunicacion nos llevan a preguntarnos ?que clase de conocimiento persigue la investigacion artistica? ?No es el arte (y su obra) en si mismo el producto de una investigacion? ?La consagracion del artista en cuanto docente universitario esta definida en la opinion y critica de sus pares o en su productividad academica? Esto nos remite necesariamente al dialogo de tales campos como eje central en la labor del profesor universitario y situa el estudio del arte desde el arte al centrarse en los procesos creativos y en la racionalizacion de estos como fuente para la generacion de conocimientos que contribuyen a la depuracion de los aspectos esteticos y tecnicos del artista. Zaldivar (2008) define a la investigacion desde el arte como
   la "cara oculta" del estudio sobre el arte, pues no se centra en el
   objeto artistico, ni en el documento que lo explica de una u otra
   manera, ni en la biografia del creador, ni en la respuesta del
   publico o el eco en sus diversos medios de difusion y multiples
   interpretaciones. La investigacion "desde el arte" se centra en el
   propio proceso de creacion. (2-3)


Nos posicionaremos en la nocion de investigacion artistica como un proceso engendrado desde el arte. Comprendemos que las perspectivas paradigmaticas en cuanto a la investigacion en artes nacen desde dos aristas epistemicas: desde el arte y sobre el arte. El posicionamiento investigativo sobre el arte nos remite a una practica antigua en el marco universitario, muy valiosa y ampliamente realizada en el ambito nacional (no asi en el local, es decir, suraustral). En este sentido, las perspectivas que tratan el estudio del arte como objeto de investigacion se configuran desde un enfoque multidisciplinar que en estricto rigor viene a adoptar estrategias metodologicas propias de las diversas ciencias humanas y sociales.

CIENCIA Y ARTE: TENSIONES EPISTEMOLOGICAS EN RELACION CON LOS CAMPOS DE PRODUCCION

La produccion cientifica y la creacion artistica han sido siempre dimensiones distanciadas en cuanto a los soportes epistemologicos y ontologicos que definen estos campos de produccion. Por una tradicion historica, lo cientifico, y su caracter intelectual metodologico, ha sido disociado del habitus del creador y de la reflexion que podrian poseer las obras y los procesos creativos en cuanto una mirada investigativa que el mismo artista--entendido en este caso como artista-academico universitario--realiza del fenomeno. En terminos concretos, inferimos la existencia de una serie de supuestos intervinientes en dicha reflexividad: interpelaciones o preguntas "cientificas" por la obra, el complejo entre-tejido artistico del proyecto como objeto de intencionalidad pensante y quiza la formacion escolar y universitaria--carente de practicas inteligibles--que reciben los iniciados en el campo artistico. Mas bien ha sido el caracter estetico en dicho proceso lo que ha definido y primado en diversos intelectuales y teoricos a lo largo de las epocas. Sin duda alguna, la tendencia de dicha produccion en las ultimas decadas se ha visto complementada por el aporte de filosofos y escritores contemporaneos, como Michel Foucault, Jacques Derrida, Jean-Luc Nancy, Pierre Bourdieu, Edgar Morin, entre otros, que han puesto en evidencia el espesor de la tension en aquellas producciones culturales y en la visualidad de los factores intervinientes en la constitucion de los campos cientifico-intelectual y el arte. Sus interrogaciones han presentado cuestiones como aquellas referidas a procesos de legitimacion, validacion y proyeccion del trabajo intelectual y artistico con todas las implicancias y complejidades que poseen bajo suposiciones en torno al proceso artistico como foco de investigacion y tension metodologica. Preguntas como ?quien crea a los intelectuales en su posicionamiento?, ?quien crea a los creadores en su validacion social?, ?existira una relacion de jerarquias entre el campo cientifico-intelectual y el artistico?, ?es desde la universidad el origen de las distancias epistemologicas de la relacion arte y ciencia? En otras palabras, ?el fenomeno artistico puede ser investigado por los propios artistas desde la academia? o ?un artista y su obra seran reconocidos culturalmente por la produccion academica en su nombre? Algo cierto hay en estas cuestiones: toda la literatura relacionada con lo artistico, con los procesos creativos, con la obra de arte y sus fundamentos, ha sido narrada por intelectuales que precisamente no son artistas y que desde lo academico-universitario han legitimado a los creadores bajo la supeditacion del alero cientifico en desmedro de la capacidad reflexiva que puede poseer el artista. Parafraseando a Morin (1982), no es de extranar, entonces, que bajo miradas tradicionales del desarrollo cientifico el principio de explicacion de la ciencia clasica tendiera a reducir lo conocible a lo manipulable, "habria que insistir con fuerza en la utilidad de un conocimiento que pueda servir para ser reflexionado, meditado, discutido, incorporado por cada uno en su saber, su experiencia, su vida (46)."

Como una premisa inicial, se puede sostener que tanto los productores cientifico-intelectual y artistas-creadores no se relacionan de modo directo con el mundo social, sino a traves de la estructura de un corpus intelectual--originado desde la universidad y para la investigacion academica--que ha actuado como mediador entre la ciencia social, el arte y la cultura. Sin embargo, como sostiene Juanola (1997), "el propio arte es un campo propicio de estudio para estos propositos; si en la obra se objetivan las ideas, si el artista concreta interpretaciones esenciales de las cosas, surge inmediatamente la cuestion de las relaciones entre arte y ciencia" (4). En efecto, la relacion que un creador sostiene con su obra esta entre otras condicionantes directamente relacionada con la escritura critica en el campo intelectual, ya que es este quien configura la definicion y la evolucion del proyecto creador. Sin embargo, esta cuestion plantea ciertas tensiones conflictivas en el momento de preguntarse: ?la consagracion del artista esta definida en la opinion y critica del intelectual desde la investigacion universitaria? Pierre Bourdieu (2003) sostiene que el artista puede aceptar o repudiar al intelectual que la sociedad le envia, pero no puede ignorarlo: el artista debe enfrentar la definicion social de su obra, es decir, concretamente, los exitos o fracasos que esta tiene, las interpretaciones que de ella se dan, la representacion social, a menudo estereotipada y reductora, que de ella se hace el publico de los aficionados. Asi es como se puede sostener que el sujeto de la obra corresponde a una relacion entre el habitus y su posicion en campo productivo academico. Desde ese lugar es donde se produce la particular determinacion con el publico, el cual tiene que procesar que el sujeto-creador de la produccion artistica y de su obra no es solo el artista, sino el conjunto de fuerzas que participan en el campo del arte. Siguiendo esta idea

se debe tomar por objeto no solamente las condiciones sociales de la produccion de los productores (es decir, los determinantes sociales de la formacion o de la seleccion de los artistas), sino tambien las condiciones sociales de produccion del campo de produccion como lugar donde se realiza el trabajo que tiende a (y no que pretende) producir al artista como productor de objetos sagrados. (Bourdieu 1999, 217)

Desde la universidad la produccion cientifico-intelectual toma en cuenta la legitimidad de su escritura a partir de la diversidad de formas de divulgacion (catalogos, capitulos de libros, articulos en revistas, ponencias), que entran en el circulo social y se convierten en una suerte de capital legitimado por la investigacion academica. Para Bourdieu, "el dominio del imperio de la economia sobre la investigacion artistica o cientifica tambien se ejerce en los campos, a traves del control de los medios de produccion y de difusion cultural, e incluso, de las instancias de consagracion" (2003, 192).

La relacion con el capital social en la universidad moderna es tambien fuerte, pues la produccion academica se hace parte de la sociedad bajo sus estrategias de validacion no solo como grupo de intelectuales e investigadores sobre el arte--en la que ocupan una posicion--, sino tambien en todas las relaciones sociales y politicas que los involucra. Se puede interpretar que a mayor acumulacion y autonomia del capital en el campo academico--en cuanto cientifico-intelectual o artistico--mayor es el grado de legitimacion que posee el productor en los circulos universitarios e intelectuales. Es el caso de los centros de investigacion, sociedades academicas universitarias, circulos disciplinares o grupos pequenos en las disciplinas, instancias de publicacion o transmision--como revistas disciplinares--del saber de dominacion legitimo.

Considerando que el intelectual--academico bajo su exposicion cientifica y el artista y obra en circulacion--se ha constituido y creado en estos campos de produccion, articulados por todos quienes han contribuido a descubrirlos, conocerlos y reconocerlos en circulos cientificos y de critica cultural, no es menor la consolidacion de estrategias de resguardo y validacion, que introducen a los intelectuales y artistas a circulos de participacion academica y de valoraciones de bienes artisticos y simbolicos. Demas esta decir que el circuito de consagracion esta determinado por la instalacion de la literatura del intelectual y del artista en universidades, lineas editoriales de interes cientifico, exposiciones y publicaciones en catalogos. Pero insistimos en la problematica de este texto: los artistas no han sido reconocidos en su autonomia como investigadores de si mismos o sobre sus procesos creativos, sino desde las instancias universitarias que resguardan la supremacia del habito cientifico por sobre el artistico.

GENERAR CONOCIMIENTO DESDE EL ARTE: EL ARTISTA COMO INVESTIGADOR DE SI MISMO

La nocion de investigar desde el arte implica necesariamente fijar la mirada desde el artista como investigador de su propio proceso creativo y centrara el interes en el como el mismo produce o recrea la obra de arte. Esta reflexion permite que el artista pueda aprender de su propia labor y del trabajo de los otros; en consecuencia, si los profesores y estudiantes de artes en el contexto universitario investigan sobre sus propias formas de generar procesos creativos o recrear obras de arte, pueden eventualmente depurar sus practicas creadoras e interpretativas, y con ello mejorar--en su dimension de profesor universitario--de forma eficiente la docencia de la practica artistico-creadora, en vistas de contribuir a la formacion de un artista intelectual.

Zaldivar (2006) denomina a este tipo de investigacion "creativa performativa" por cuanto esta se relaciona con la idea de accion artistica y a su vez con el posicionamiento de Judith Butler--es decir, actuar desde el discurso--y romper asi con el prejuicio de lo intuitivo o inexplicable del arte. En este sentido, se busca quebrar el tabu de la actividad practica artistica, en su dimension creativa o "performativa" y su idealizacion como misterio poetico, anticientifico, romantico e inefable, en definitiva contraria a la nocion de investigacion cientifica (Zaldivar 2006, 7).

De acuerdo con lo anterior, es imprescindible encontrar vias adecuadas para que tanto la creacion y la "recreacion artistica"--entendida en este punto como la puesta en escena de una obra de teatro, danza o musica ya estrenada--puedan ser criticamente estudiadas y visibilizar sus procesos y proponer asi conclusiones valorables para la comunidad cientifica por cuanto de estas emerge conocimiento sensible. Esto es un reto que en el campo artistico nos llama a la apertura de nuevos horizontes, es decir, la pesquisa desde el arte, desde el artista como investigador de si mismo, lo cual puede colaborar a complementar y enriquecer las perspectivas epistemicas tanto "sobre el arte" como en otros campos del conocimiento.

Para desarrollar investigacion sobre el proceso creativo propio del artista, podemos tomar como referente a Bruner (1991), citado por Hernandez (2008), para quien el conocimiento y la creacion humana se divide en una modalidad "paradigmatica" que busca la experiencia basandose en la prueba logica, el analisis razonado, la observacion empirica y la narrativa, centrada en el ser humano, en sus intenciones, experiencias, deseos y necesidades. En complemento, para Bruner son la narrativa biografica y el relato de vida modalidades que operan de una manera similar a una conversacion entre el modo pragmatico y el modo narrativo/imaginativo (89). En este sentido, y desde el campo metodologico, podemos aludir a la autoetnografia como herramienta metodologica validadora en los procesos de autoindagacion del quehacer creativo. Lopez-Cano y San Cristobal (2014, 22) ponen enfasis en las metodologias autoetnograficas (Heider 1975), las cuales, si bien son mencionadas en gran cantidad de trabajos, no han sido definidas ni explicadas--en el campo de la investigacion artistica--a fondo. La aproximacion metodologica autoetnografica es para Ellis, Adams y Bochner (2011, 273) un concepto referido a una serie de estrategias que tienen como objeto describir y analizar la experiencia personal del investigador en busca de comprender aspectos elementales de los fenomenos en los cuales se encuentra inmerso. En esta linea, Lopez-Cano y San Cristobal (2014) mencionan que la informacion autoetnografica esta centrada en el sujeto mismo, y en su interaccion con otras personas, asi como en su interaccion con objetos materiales o culturales (140).

Desde el campo de la investigacion artistica, el uso de estrategias metodologicas autoetnograficas nos posibilita sistematizar eventos desarrollados durante el proceso mismo de la investigacion-creacion, ya sea en su pasado, ya sea presente, y permite su autonomia como investigador de si mismo (Lopez-Cano y San Cristobal 2014). Cabe destacar esto como una diferencia fundamental respecto de la acepcion de la autoetnografia desde la antropologia. Asi es como en la investigacion artistica el concepto de autoetnografica no considera al investigador exclusivamente como representante de una cultura o fenomeno del que este forma parte, sino que se enfoca en el mismo (142) y en sus procesos creativos.

En cuanto a las bases para llevar a cabo procesos de investigacion desde el arte, encontramos los planteamientos de Zaldivar (2008, 11-12), quien lo expresa en los siguientes puntos:

* Como toda ciencia, busca la transparencia en el proceso y necesita asegurar la comunicabilidad de los resultados.

* XXIII Salon de Artistas Nacionales (Museo Nacional, Bogota, 1972)

* Es necesariamente inter-subjetiva, pero de modo riguroso y critico (nunca arbitraria, vanidosa ni enganosa).

* Narra la experiencia, le interesa sobre todo el proceso creativo (sin despreciar el resultado).

* Es esencial poseer un elevado nivel de experiencia y conocimientos de la creacion o interpretacion.

* Es posible considerarla cientifica gracias a la crisis de la investigacion "clasica"--que exigia una "objetividad" hoy insostenible incluso para las ciencias experimentales--y en gran medida es posible su realizacion y transmision mas efectivas debido a las modernas tecnologias.

* El resultado de esta investigacion ha de servir para crear e interpretar mejor, para el propio artista o para quienes se comunican sus resultados.

Habla y transmite con rigor lo que en la idealizacion del artista romantico era/es lo "inefable" (aunque se pueden considerar interesantes precedentes, quitandoles el almibar decimononico, ciertas interesantes propuestas romanticas que nos relatan procesos creativos e interpretativos).

* Ha de delimitar progresivamente sus temas y metodologias.

* No es igual a investigacion historico-artistica ni filosofico-estetica, ni es musicologia o teoria de la literatura, etc. (aunque muchas de las habilidades y saberes de todas esas ciencias les sean directa o indirectamente precisos).

En complemento a lo planteado por Zaldivar, Lopez-Cano y San Cristobal (2015) definen tambien el perfil del artista investigador, quien necesariamente debe: 1. Generar reflexion continua sobre su propia practica artistica. 2. Problematizar aspectos de su actividad artistica y de su entorno con la finalidad de ofrecer diagnosticos, analisis, reflexiones y soluciones. 3. Construir un discurso propio respecto de su propuesta artistica y hacer enfasis en argumentacion solida sobre su aporte para el arte. 4. Dejar atras la zona de confort para ingresar en un ambito lleno de interrogantes e incertidumbres donde el artista investigador se pone del reves constante y finalmente. 5. Integrarse en una espiral de produccion y discusion de conocimiento que, como toda empresa de investigacion, terminara por transformar el statu quo, es decir, las practicas artisticas hegemonicas (81-82).

REFLEXIONES FINALES

Los artistas e intelectuales se inclinan cada vez con mayor frecuencia a la necesidad de divulgar comentarios especializados que contribuyen en forma directa a la produccion cientifica o artistica a traves de su relato y reflexion. Queda de manifiesto cuando Bourdieu define estas nuevas condiciones, particularmente aquellas referidas a la produccion de arte:

La constitucion de un conjunto sin precedente de instituciones de registro, de conservacion y de analisis de las obras (reproducciones, catalogos, revistas de arte, museos que abren sus puertas a las obras mas recientes, etc.), el incremento del personal dedicado, total o parcialmente, a la solemnizacion de la obra de arte, a la intensificacion de los intercambios de las obras y de los artistas, con las grandes exposiciones internacionales y la proliferacion de galerias con varias sucursales en distintos paises, etc. El discurso sobre la obra de arte no es un mero aditivo, destinado a favorecer su aprehension y su valoracion, sino un momento de la produccion de la obra de arte, de su sentido y de su valor. (Bourdieu 2003: 259)

En consecuencia, para comprender las relaciones de produccion entre las fuerzas cientifico-intelectuales y artisticas es necesario ubicarlas--tanto para academicos y artistas como para su exposicion--dentro de una red de relaciones que se establecen entre los agentes que estan en contacto directo con la produccion y el mundo universitario, en su formacion disciplinar reflexiva. Este sistema de relaciones no solo comprende al intelectual, al artista como academico y al publico receptor, sino tambien a los otros cientificos, intelectuales, profesores, escritores y artistas, quienes desde su posicionamiento investigativo "sobre el arte" determinan las condiciones especificas de produccion y circulacion de los productos academicos y artisticos. La importancia de esta cuestion radica en que el proceso de validacion y legitimacion de un intelectual o de un artista se articula necesariamente en estas condiciones que determinan el nombre o re-nombre en el circulo social y universitario, igual que sus codigos de produccion y divulgacion. La resultante es que este sistema de relaciones de legitimacion academica y de creadores tendra que tener en cuenta no solo a los productores directos de escrituras cientificas y de las obras en su materialidad (artistas), sino tambien al conjunto de los individuos y de las instituciones que participan en la produccion del valor de legitimacion de articulos publicables y de creaciones de arte que pueden actuar sobre los circuitos academicos y artisticos, sea mediante veredictos de consagracion acompanados o no de ventajas economicas (subvenciones, premios, becas, etc.), sea mediante medidas reglamentarias (ventajas fiscales concedidas a los productores y creadores), sin olvidar a los miembros de las instituciones que concurren a la produccion de los productores (universidades, centros de investigacion, escuelas de artes, conservatorios) y a la produccion de publicos aptos para reconocer la escritura cientifica y la obra de arte como tal.

Entonces el perfil del academico que emerge desde esta reflexion, como artista-investigador, implica comenzar a re-pensar la forma de verse a si mismo y adoptar una actitud reflexiva respecto de su quehacer e incorporar los codigos de divulgacion y produccion de las ciencias, lo cual en fin localiza contextualmente y legitima su conocimiento sensible dentro de la universidad. Como menciona Zaldivar (2006),
   de nada sirve seguir aspirando, como algunos interpretes
   ingenuos--o perezosos--proponen, a ser considerados investigadores,
   y alcanzar el doctorado a partir de una mera acumulacion de
   conciertos triunfales. Tampoco el cirujano, titulado superior
   indiscutible [...] alcanza su condicion oficial de investigador, ni
   obtiene el grado de doctor, por mera suma de operaciones de exito.
   (7)


La investigacion desde el arte nos lleva a deconstruir los discursos y desmitificar las posturas esencialistas del arte como fenomeno, de una actividad inspirada e imposible de transmitir o criticar, hacia un proceso dinamico, reflexivo y generador de realidades situadas. Finalmente, las modalidades de generacion de conocimiento en la universidad necesariamente deben responder a las realidades de las disciplinas, de igual manera las disciplinas deben tributar a las formas de divulgar y transmitir saberes de la academia. Entendemos esto como un llamado de atencion a las practicas actuales de los artistas creadores e interpretes, por cuanto su divorcio con la praxis academica tensiona y dificulta los procesos de validacion de su trabajo en un entorno universitario. Asimismo comprendemos el desafio que propone este cambio paradigmatico, puesto que las problematicas expuestas no son un fenomeno exclusivo a la realidad de esta universidad, sino que son un problema recurrente en los centros academicos regionales, por tanto, un fenomeno nacional.

REFERENCIAS

Borgdorff, Henk. 2010. "The Production of Knowledge in Artistic Research". En The Routledge Companion to Research in the Arts, editado por Henrik Karlsson y Michael Biggs. Londres: Routledge.

Bourdieu, Pierre. 1999. Intelectuales, politica y poder. Buenos Aires: Eudeba.

--2003. Cuestiones de sociologia. Madrid: Istmo.

Bruner, Jerome. 1991. Actos de significado: la autobiografia del yo. Madrid: Alianza.

Chiantore, Luca. 2014. "Prologo". En Investigacion artistica en musica: problemas, metodos, experiencias y modelos, editado por Ruben Lopez-Cano y Ursula San Cristobal. Barcelona: Programa de Fomento a Proyectos y Coinversiones Culturales del Fondo Nacional Para la 0Cultura y las Artes de Mexico.

Declaracion y recomendaciones del Congreso Internacional Que Universidad para el manana? Hacia una evolucion transdisciplinar de la Universidad. 1997. Locarno, Suiza, abril-mayo, 30-2.

Ellis, Carolyn, Tony Adams y Arthur Bochner. 2011. "Autoethnography: An Overview". Historical Social Research/Historische Sozialforschung 12: 273-290.

Fajardo, Roberto. 2008. "La investigacion en el campo de las artes visuales en el ambito academico universitario". Revista de Ciencias Sociales y Humanisticas Universidad de Panama 10: 85-98.

Heider, Karl. 1975. "What Do People Do? Dani Auto-Ethnography". Journal of Anthropological Research 31: 3-17.

Hernandez, Fernando. 2008. "La investigacion basada en las artes: propuestas para repensar la investigacion en educacion". Educacion Siglo XXI 26: 85-118.

Juanola i Terradellas, Roser. 1997. "Arte, ciencia y creatividad: un estudio de la escuela operativa italiana". Arte, Individuo y Sociedad 9: 11-32.

Lopez-Cano, Ruben y Ursula San Cristobal. 2014. Investigacion artistica en musica: problemas, metodos, experiencias y modelos. Barcelona: Programa de Fomento a Proyectos y Coinversiones Culturales del Fondo Nacional Para la Cultura y las Artes de Mexico.

--2015. "El dilema de la investigacion artistica". Anais do SIMPOM 3 (3). http://seer.unirio.br/index. php/simpom/article/viewFile/4482/4055

Morin, Edgard. 1982. Ciencia con conciencia. Mexico: Multidiversidad-Mundo Real. O'Riley, Tim. 2011. A Discrete Continuity: On the Relation Between Research and Art Practice. Journal of Research Practice, 7 (1). http://jrp.icaap.org/index.php/jrp/article/viewArticle/257

Zaldivar Gracia, Alvaro. 2006. "El reto de la investigacion creativa y performativa". Eufonia 38: 87-94. --2008. "Investigar desde el arte". Anales de la Real Academia Canaria de Bellas Artes de San Miguel Arcangel 1: 57-6.

* Ensayo.

Ignacio Soto Silva, Doctorando en Musicologia EN la Universidad de Valladolid (Espana). Es miembro del colectivo escena sur Peuma y del Consejo General de la Red Interuniversitaria de Educacion e Interculturalidad (RIEdI). Actualmente es academico del Departamento de Humanidades y Artes y de la Carrera de Pedagogia en Educacion Media en Artes de la Universidad de los Lagos.

Paola Alvarado Toledo, Magister en Ciencias de la Educacion, interprete y creadora. Integra el Colectivo Escena sur Peuma y es jefa de la Carrera de Pedagogia en Educacion Media en Artes de la Universidad de Los Lagos.

Jorge Ferrada Sullivan, Doctor en Filosofia y magister en Artes. Profesor de Historia y Geografia en la Universidad de Chile. Actualmente es academico del Departamento de Humanidades y Artes y de la Carrera de Pedagogia en Educacion Media en Artes de la Universidad de los Lagos.

Fecha de recepcion: 18 de noviembre de 2015

Fecha de aceptacion: 8 de junio de 2016

Disponible en linea: 20 de febrero de 2017

doi: 10.11144/Javeriana.mavae12-1.prpa
COPYRIGHT 2017 Pontificia Universidad Javeriana
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2017 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Soto Silva, Ignacio; Alvarado Toledo, Paola; Ferrada Sullivan, Jorge
Publication:Cuadernos de Musica, Artes Visuales y Artes Escenicas
Date:Jan 1, 2017
Words:5050
Previous Article:Jaguey. Laboratorio sonoro de hidraulica poetica.
Next Article:Los cuerpos que faltan: memorias, impactos y subversiones en el Museo Nacional de Bellas Artes de Santiago de Chile (1973-2015).
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters