Printer Friendly

Modificaciones Morfologicas del Pie Luego de Ocho Semanas de Entrenamiento de Carrera a Pie Descalzo/Foot Morphological Adaptations Developed After Eight Weeks of Barefoot Running Training.

INTRODUCCION

El pie humano supone el punto de contacto del cuerpo con el suelo, transformandose en un elemento de la anatomia humana que permite transmitir fuerzas durante la bipedestacion y las acciones de locomocion (Miralles & Miralles, 2005), gracias a estructuras altamente especializadas como el Arco Plantar Longitudinal Medial (MLFA). La morfologia del pie ademas, puede describirse segun sus dimensiones externas, evaluadas generalmente a traves de antropometria directa, y cuya utilidad se basa principalmente en la capacidad de poder determinar las medidas apropiadas que debe tener el calzado que una poblacion emplee, debido a que la morfologia del pie presenta amplia variabilidad entre sujetos, segun sexo, etnia, estado de gestacion y factores ambientales tales como el uso de calzado y la practica de actividad deportiva (Kulthanan et al., 2004).

Durante los ultimos anos, gracias a la idea impulsada principalmente por Bramble & Lieberman (2004) y con un enfoque evolutivo, se ha despertado el interes por estudiar el comportamiento mecanico del pie durante la carrera cuando se encuentra desprovisto de calzado o con calzado minimalista, comunmente conocido como Barefoot Running (BFR). Los mencionados autores se basan en el hecho que el autralophitecus afarensis logro erguirse hace cerca de 2.2 millones de anos, siendo la carrera de resistencia, una practica que catalizo este proceso, realizado claramente, sin la mediacion de calzado (Campbell et al., 2006). Este antecedente, toma fuerza debido a que no ha sido posible disminuir la incidencia de lesiones a pesar de la popularidad que tiene entre los deportistas el uso de calzado deportivo especializado, manteniendose la tasa de lesiones anuales en valores que oscilan entre el 30 % y 75 % de los corredores (Daoud et al., 2012). Desde este enfoque teorico, se han desarrollado ya numerosos estudios orientados principalmente a caracterizar los cambios agudos y cronicos que se producen en los sujetos que han comenzado a correr descalzos o con calzado minimalista (Azevedo et al., 2016; Au et al, 2017). Estos estudios eso si, se han enfocado fundamentalmente en variables de indole biomecanica, tales como cinetica y cinematica articular, y no en aspectos anatomicos del pie (Hollander et al., 2017). Por esto, el objetivo de esta investigacion fue determinar los cambios morfologicos del pie y del MLFA que se producen inmediatamente despues de una sesion de carrera a pie descalzo, y determinar las adaptaciones a largo plazo que sufre la morfologia del pie y del MLFA luego de 8 semanas de entrenamiento bajo esta misma condicion.

MATERIAL Y METODO

Sujetos: La muestra se conformo inicialmente por 42 sujetos, pero solo 29 completaron el protocolo experimental. Dos de los sujetos que no completaron el protocolo se retiraron debido a abrasiones de la piel que no sanaron a tiempo como para completar el periodo de entrenamiento. Veinticuatro hombres y 5 mujeres, estudiantes de ciencias de la actividad fisica, de 20,0 [+ o -] 1,5 anos; 71,1 [+ o -] 10,5 kg de peso corporal; 1,72 [+ o -] 0,07 m deestatura y un indice de masa corporal (BMI) de 24,1 [+ o -] 2,5 kg*[m.sup.-2]. Los sujetos no tenian experiencia corriendo a pie descalzo y corrian de forma regular entre 5 y 10 km a la semana. Ninguno de los participantes habia sufrido lesion de tobillo y/o pie durante los ultimos seis meses previos al inicio del estudio. Los sujetos participaron de forma voluntaria en esta investigacion, firmando el formulario de consentimiento informado redactado y aprobado segun las directrices del Comite de Etica Institucional de la Universidad de Santiago de Chile (Informe Etico No 184-2018).

Procedimiento protocolo efecto agudo. Se aplico un cuestionario de elaboracion propia de salud podalica, postural e historial deportivo (Sanchez et al., 2017) y se definio su pie dominante (Lake et al., 2011). Se conformaron dos grupos: Barefoot (BFGr) de n = 17 y Shod (SGr) de n = 12, los cuales no presentaron diferencias significativas en las variables de descripcion. Antes de efectuar las mediciones, cada sujeto guardo reposo durante 10 min en posicion decubito supino (Jimenez-Ormeno et al., 2011). Luego, se llevaron a cabo las mediciones diagnosticas (Baseline) consistentes en la medicion de peso y estatura, la evaluacion antropometrica del pie y luego la obtencion de presiones plantares. Inmediatamente despues, cada participante corrio en una cinta rodante (Technogym, mod. Excite Run 500, Italia) durante 20 minutos a 3,1 m*[s.sup.-1] con una pendiente de 5 %. Esta velocidad se ha usado mas frecuentemente en los estudios de cinematica de carrera y de evaluacion de presiones plantares relacionados con BFR (Warne et al., 2017). Los sujetos de SGr corrieron con su calzado deportivo convencional y los sujetos de BFGr corrieron a pies descalzos. Una vez finalizado este intento, volvieron a ser evaluados para determinar el efecto agudo que produce el correr descalzo (Post 20 min Run).

Procedimiento protocolo efecto largo plazo. Durante las 8 semanas siguientes a Post 20 min Run, los sujetos cumplieron un protocolo de entrenamiento consistente en la practica de carrera continua, a velocidad autoseleccionada, durante 24 sesiones, distribuidas en 3 sesiones semanales, durante 8 semanas. SGr lo realizo con su calzado deportivo convencional y el BFGr lo llevo a cabo absolutamente descalzo. El volumen de entrenamiento se midio en minutos y se incremento de forma ondulante, tal como se indica en la Tabla I. Una vez finalizado el protocolo y luego de tener 48 a 72 horas de descanso, se evaluo a los sujetos por tercera vez (Post 8 week Training). Se realizaron de esta manera, tres evaluaciones (Fig. 1).

Mediciones: Se efectuo la medicion antropometrica, consistente en la obtencion de la longitud del pie (FL), ancho del antepie (FW), ancho del retropie (HW) y altura navicular (NH) empleando un pie de metro analogo de 300 mm (Veto, E5002009, Chile), segun protocolo especificado por Sanchez et al.

Para la obtencion de la morfologia de la huella plantar, se empleo baropodoscopio Presscam V4 (Sidas[c], Francia), con 1600 sensores de captacion. Los sujetos se ubicaron sobre la plataforma en bipedestacion, con el peso de su cuerpo repartido de manera homogenea en ambos pies descalzos. Una vez estabilizada la posicion, se obtuvo la impresion de las huellas plantares, adquiridas del promedio de 10 s a una frecuencia de 100 Hz. De esta medicion se obtuvo la Superficie Maxima (MS) del apoyo plantar, expresada en [cm.sup.2]. De la impresion obtenida desde el baropodoscopio, y mediante analisis en software AreaCalc (Elvira et al., 2008), se calculo el Indice del Arco de Cavanagh y Rodgers (AI) (Cavanagh & Rodgers, 1986), que determina la tipologia de MLFA (cavo, plano o normal).

Confiabilidad de las mediciones de antropometria y de analisis de la huella plantar. Con el objetivo de analizar la confiabilidad intra examinador e interexaminador de la tecnica de medicion antropometrica y del analisis de la huella plantar, se llevo a cabo un estudio piloto donde se evaluo a 11 sujetos por 2 evaluadores distintos. Las mediciones se repitieron una semana despues por ambos evaluadores. Se calculo el coeficiente de correlacion intraclase para la consistencia de las mediciones intra examinador e inter examinador.

Analisis estadistico. Se considero el pie dominante para todos los analisis. Se utilizo estadistica descriptiva y prueba t para la comparacion inicial de ambos grupos. Se llevo a cabo un analisis de varianzas de medidas repetidas (ANOVA) 3x2 para establecer efectos e interacciones que el factor Tiempo produce sobre cada una de las variables (Baseline/Post 20 min Run/Post 8 week Training), asi como los efectos e interacciones que el factor uso de calzado deportivo produce (SGr/BFGr). Si era aplicable, se realizo analisis Post hoc con correccion de Bonferroni. Se calculo homocedasticidad mediante test de Levene y esfericidad en base a la prueba de Mauchly. El tamano del efecto, expresado como eta cuadrado parcial ([[eta].sup.2]p), indico el porcentaje de varianza en cada uno de los efectos y su error asociado que se explica por ese efecto. Se determino p [menor que o igual a] 0,05 como valor de significancia estadistica. Todos los analisis se realizaron empleando el programa de analisis estadistico SPSS (IBM, V23.0 Inc., Chicago, IL, USA).

RESULTADOS

Las pruebas de confiabilidad, medidos mediante el coeficiente de correlacion intraclase (ICC) entregaron elevados valores de confiabilidad intra examinador (>0,88) e inter examinador (>0,82). El error tipico de la media oscilo entre 1,2 y 5,2 mm para medidas antropometricas, entre 0,01 y 0,02 para AI, y entre 4,2 y 4,9 [cm.sup.2] para la superficie de apoyo plantar.

A modo de establecer igualdad de condiciones, se compararon los resultados obtenidos por ambos grupos en Baseline, en cada una de las variables estudiadas, demostrandose igualdad estadistica (Tabla II).

El factor condicion de calzado (Shod Group/Barefoot Group) produjo efectos significativos en todas las variables y el factor tiempo o momento de evaluacion (Baseline/Post 20 min Run/Post 8 week Training) produjo efectos significativos en casi todas las variables.

En MS, se encontraron efectos significativos del factor tiempo (F=9,440; p=0,000; [[eta].sup.2]p=0,259) y del factor condicion de calzado (F=1520,238; p=0,000; [[eta].sup.2]p=0,983) por separado. El analisis post hoc arrojo diferencias significativas entre Baseline y Post 8 week Training (p=0,001) y entre Post 20 min Run y Post 8 week Training (p=0,005) en ambos grupos. Asimismo, se observo que dentro del Barefoot Group hubo diferencias significativas entre Baseline y Post 8 week Training marcada por un aumento del 9,1 % (p=0,001) y entre Post 20 min Run y Post 8 week Training con un aumento del 14,82 % (p=0,000).

Hubo interaccion significativa entre los efectos del factor tiempo (Baseline/Post 20 min Run/Post 8 week Training) y del factor condicion de calzado (Shod Group/Barefoot Group) en las variables FW (F=3,529; p=0,036; [[eta].sup.2]p=0,116) y NH (F=4,515; p=0,019; [[eta].sup.2]p=0,143) (Tabla III). FW presenta diferencias entre grupos (F=7872,614; p=0,000; [[eta].sup.2]p=0,997) donde eta parcial al cuadrado indica que el 99,7 % de la varianza fue explicada por el factor condicion. El analisis post hoc arrojo que hubo diferencias significativas entre ambos grupos en Post 8 week Training (p=0,049), siendo los sujetos de Shod Group quienes presentaron antepie un 4,68 % mas anchos.

NH tambien presento diferencias entre grupos (F=541,434; p=0,000; [[eta].sup.2]p=0,953). El analisis post hoc indica que la altura navicular fue un 10,69 % mayor en Post 8 week Training que en Post 20 min Run en Shod Group.

AI tambien se vio influenciada significativamente por el factor tiempo (F=4,826; p=0,012; [[eta].sup.2]p=0,152) y por el factor condicion (F=238,714; p=0,000; [[eta].sup.2]p=0,898) por separado. El analisis post hoc indica que hubo diferencias significativas entre los valores obtenidos en ambos grupos en Baseline y en Post 8 week Training (p=0,026), representadas por un aumento del 12,30 %.

FL fue influenciada significativamente por el efecto del factor condicion (F=8858,223; p=0,000; [[eta].sup.2]p=0,997). El analisis post hoc indica que los sujetos del Barefoot Group experimentaron una disminucion del 0,43 % en la longitud de pie entre Baseline y Post 8 week Training (p=0,047). Asimismo, el factor condicion muestra efecto significativo sobre la variable HW (F=4253,327; p=0,000; [[eta].sup.2]p=0,994) no encontrando diferencias significativas en el analisis post hoc.

La Tabla IV muestra los resultados obtenidos del analisis del MLFA. La distribucion del tipo de pie fue desigual en ambos grupos. En Baseline el SGr presento mayoria de pies cavos (41,7 %), mientras que BFGr presento mayoria de pies planos (52,9 %). En Post 20 min Run, fue posible observar que SGr mostro una tendencia al aplanamiento del MLFA, al evidenciarse un aumento de los pies planos (41.7 %) y disminucion de los pies cavos (33,3 %). BFGr por el contrario, evidencio una ligera disminucion en el porcentaje de pies planos (47,1 %) y pequeno aumento de porcentaje de pies cavos (35,3 %). En Post 8 week Training, es posible de ver que SGr continuo con la tendencia hacia el aplanamiento del MLFA, aumentando el porcentaje de frecuencia de pies planos, de un tercio a la mitad, asi como a una disminucion en el porcentaje de sujetos con pies cavos (16,7 %). En el BFGr, el protocolo de entrenamiento de 24 sesiones provoco la disminucion en el numero de sujetos con pies planos (35,3 %) y aumento el numero de sujetos con pies normales (35,3 %). Se mantuvo el porcentaje de pies cavos registrados en Baseline. Las Figuras 2 y 3 ilustran los cambios experimentados por la morfologia de la huella plantar en los tres momentos de evaluacion por un sujeto perteneciente a SGr y un sujeto perteneciente a BFGr.

DISCUSION

El objetivo de este estudio del tipo longitudinal fue determinar los cambios agudos y a largo plazo que sufre la morfologia del pie de sujetos que comienzan a correr desprovistos de calzado. Al respecto, es pertinente indicar que, a la fecha, son pocos los estudios experimentales longitudinales en materia de carrera minimalista, y menos aun, los que se centran en variables morfologicas, aseveracion respaldada por el reciente estudio de Hollander et al. Los hallazgos mas notorios son los relacionados con el efecto alcanzado luego de la practica de 24 sesiones de carrera con aumento progresivo del volumen. En efecto agudo en cambio, el pie de los sujetos practicamente no sufrio modificaciones en su morfologia, a pesar de que corrieron durante 20 min a 3,1 m*[s.sup.-1].

La variable MS fue la variable que experimento los mayores cambios orientados hacia el incremento, en los distintos momentos de evaluacion y en ambas condiciones de uso de calzado, siendo este ultimo factor el que produjo los efectos mas importantes. Cabe destacar que fue la unica variable que presento modificaciones significativas en efecto agudo (Post 20 min Run).

En una revision que analizo las modificaciones agudas que se producen luego de correr largas distancias, Kim et al. (2018) no encontraron evidencia de cambios significativos en la superficie de apoyo plantar luego de correr un maraton con calzado deportivo. Delgado-Abellan et al. (2012) por su parte, encontraron que luego de una sesion de carrera de 2500 m de volumen a una velocidad menor que la realizada en este estudio, se produjo un aumento del 2,7 % de esta variable, y que luego de una sesion de carrera de 30 min aumento un 3,3 %, con significancia estadistica, resultados que no se lograron demostrar en la presente investigacion, probablemente debido a que se emplearon distintas superficies de carrera (Nigg et al., 1995).

Los mayores aumentos de MS se observaron en post 8 week training. Este efecto podria contrastarse con los estudios de diseno longitudinal de Miller et al. (2014) y Johnson et al. (2016) que midieron el area de seccion transversal (CSA) de musculos intrinsecos del pie antes y despues de un entrenamiento a pie descalzo. Los primeros autores encuentran que el musculo abductor del dedo pequeno y el flexor corto de los dedos aumentan su volumen luego de 12 semanas de adaptacion al BFR en el grupo que entreno con calzado minimalista, al igual que el segundo estudio que reporta que en sujetos que entrenaron 10 semanas con calzado minimalista, CSA del musculo abductor del hallux aumento un 10,6 %. Este crecimiento muscular podria relacionarse con un aumento relativo de la superficie de apoyo plantar, principalmente en la zona del mediopie, lugar donde se halla el vientre de los musculos mencionados. Asimismo, Delgado-Abellan et al. encontraron que el area del mediopie aumentaba entre un 3,5 % y 9,1 % luego de una sesion de carrera de 2500 m y de 30 min respectivamente. Esta hipotesis, no obstante, no se comprueba en este estudio, ya que en el BFGr al parecer este aumento de superficie de apoyo plantar se desarrollo mas probablemente en las zonas del antepie y retropie, debido a que disminuyo el numero de sujetos con pie plano.

En esta misma linea, Mei et al. (2015) estudiaron a sujetos divididos segun patron de apoyo plantar, quienes corrieron a 3,0 m*[s.sup.-1] en condiciones de calzado y descalzo, encontrando que los sujetos que habitualmente se mueven descalzos tienen menor area de superficie de apoyo en la zona medial del mediopie lo cual indica un MLFA de tipologia cava, resultado que coincide con los cambios descritos en la distribucion de tipologia de pie, en donde los sujetos que corrieron descalzos tuvieron tendencia a modificar su arco plantar hacia un tipo cavo, en Post 20 min Run y Post 8 week Training.

Shu et al. (2015) estudiaron a dos poblaciones de sujetos que normalmente corren a pie descalzo (indios) con otro grupo de corredores calzados (chinos), obteniendo como resultado que las mujeres del primer grupo tienen pies mas largos y antepies mas anchos, lo cual podria ser una adaptacion natural. D'AoUt et al. (2009) reportan resultados similares, en donde sujetos que caminan descalzos tambien muestran pies mas anchos que quienes utilizan calzado, pero poseen pies relativamente mas cortos. En la presente investigacion se registro un aumento de FW en SGr y una disminucion de FL en BFGr luego de las 8 semanas de entrenamiento, resultados que coinciden parcialmente con los estudios citados. Cabe destacar que estos tuvieron un diseno transversal y no aplicaron un protocolo de entrenamiento descalzo. Al parecer, y segun lo que plantean Shu et al., D'AoUt et al., Mei et al. y Kadambande et al. (2006), el tiempo de adaptacion a la locomocion descalza es el factor que hace la diferencia, ya que las adaptaciones morfologicas en personas que nunca han usado calzado son distintas a las que sufren quienes siempre han usado calzado y que en una edad adulta pasan a prescindir de esta prenda. De todas maneras, los cambios registrados por FL en esta investigacion deben ser tomados solo a modo de referencia ya que la variacion encontrada se traduce en una media de 1,1 mm de diferencia, valor que se encuentra dentro del error estandar de la media.

De esta investigacion de tipo experimental, fue posible concluir que la condicion descalza durante la practica de carrera produce efectos, principalmente luego de un periodo de adaptacion de 8 semanas, tendientes a producir modificaciones morfologicas especificas en el pie, consistentes en un aumento armonico en la superficie de apoyo plantar con tendencia a una disminucion relativa del area del mediopie, lo cual se tradujo en una disminucion de sujetos con MLFA de tipologia plana.

Debido a la exigua existencia de estudios de este tipo, se sugiere realizar mas investigaciones del tipo experimental, evaluando otros indicadores de la morfologia del pie, para poder profundizar mas en la tematica.

SANCHEZ-RAMIREZ, C. & ALEGRE, L. M. Foot morphological adaptations developed after eight weeks of barefoot running training. Int. J. Morphol., 37(3):1111-1117, 2019.

SUMMARY: Barefoot running has been studied extensively recently, but little is known of the anatomical changes that take place in the foot. The objective of this study was to determine the acute and chronic changes that are produced in subjects who train barefoot. 29 subjects divided into two groups, Barefoot (BFGr) (n=17) and Shod (SGr) (n=12), followed an acute effect protocol which consisted in running during 20 min on a treadmill at 3.1 m/s, and an eight-week long chronic effect protocol covering eight weeks of resistance running with progressively increasing volume. BFGr did all the sessions barefoot. At the end of each protocol Foot Length (FL), Forefoot Width (FW), Hindfoot Width (HW), Navicular Height (NH), Arch Index (AI), and Maximum Surface (MS) were measured. ANOVA 3x2 was run to verify the effects caused by time and the shod condition produced. Shod/Unshod factor caused significant effects on all the variables (FL: p=0.000, [[eta].sup.2]p=0.997; FW: p=0.000, [[eta].sup.2]p=0,997; HW: p=0.000, [[eta].sup.2]p= 0,994; NH: p=0.000, [[eta].sup.2]p=0.953; AI: p=0.000, [[eta].sup.2]p=0.898; MS: p=0.000, [[eta].sup.2]p=0.983), and the time factor on AI (p=0.012, [[eta].sup.2]p=0.152) and MS (p=0.000, [[eta].sup.2]p=0.259). There was a significant Time x Condition interaction in FW (p=0.036, [[eta].sup.2]p=0.116) and NH (p=0.019, [[eta].sup.2]p= 0.143). MS increased after the acute (p=0.000) and the chronic (p=0.001) protocols in the BFGr. The percentage of subjects with normal feet increased in the BFGr and that with flat feet increased in SGr. Barefoot running training causes effects, mainly after an adaptation period of eight weeks, tending to a harmonic surface increase on the support plantar area, with a relative decrease of the midfoot area, which meant a decrease of subjects with plantar arch of flat type.

KEY WORDS: Barefoot; Running; Foot; Flatfoot; Morphology; Plantar Pressure.

REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

Au, I. P. H.; Lau, F. O. Y.; An, W. W.; Zhang, J. H.; Chen, T. L. & Cheung, R. T. H. Immediate and short-term biomechanical adaptation of habitual barefoot runners who start shod running. J. Sports Sci., 36(4):451-5, 2017.

Azevedo, A. P.; Mezencio, B.; Amadio, A. C. & Serrao, J. C. 16 Weeks of Progressive Barefoot Running Training Changes Impact Force and Muscle Activation in Habitual Shod Runners. PLoS One, 11(12):e0167234, 2016.

Bramble, D. M. & Lieberman, D. E. Endurance running and the evolution of Homo. Nature, 432(7015)345-52, 2004.

Campbell, R.; Lieberman, D. E. & Scott, J. W. Why are our toes so tiny? Walking, running and the evolution of a short forefoot in the genus Homo. Integr. Comp. Biol., 212:713-21, 2006.

Cavanagh, P. R. & Rodgers, M. M. The arch index: a useful measure from footprints. J. Biomech., 20(5):541-51, 1987.

D'aout, K.; Pataky, T. C.; De Clercq, D. & Aerts, P. The effects of habitual footwear use: foot shape and function in native barefoot walkers. Footwear Sci., 1(2)81-94, 2009.

Daoud, A. I.; Geissler, G. J.; Wang, F.; Saretsky, J.; Daoud, Y. A. & Lieberman, D. E. Foot strike and injury rates in endurance runners: a retrospective study. Med. Sci. Sports Exerc., 44(7):1325-34, 2012.

Delgado-Abellan, L.; Aguado, X.; Jimenez-Ormeno, E.; Mecerreyes, L. & Alegre, L. M. Efectos del ejercicio continuo e intermitente sobre la huella plantar. Arch. Med. Deporte, 29(148):601-8, 2012.

Elvira, J. L.; Vera-Garcia, F. J. & Meana, M. Subtalar joint kinematic correlations with footprint arch index in race walkers. J. Sports Med. Phys. Fitness, 48(2):225-34, 2008.

Hollander, K.; de Villiers, J. E.; Sehner, S.; Wegscheider, K.; Braumann, K. M.; Venter, R. & Zech, A. Growing-up (habitually) barefoot influences the development of foot and arch morphology in children and adolescents. Sci. Rep., 7(1)8019, 2017.

Jimenez-Ormeno, E.; Aguado, X.; Delgado-Abellan, L.; Mecerreyes, L. & Alegre, L. M. Changes in footprint with resistance exercise. Int. J. Sports. Med., 32(8):623-8, 2011.

Johnson, A. W.; Myrer, J. W.; Mitchell, U. H.; Hunter, I. & Ridge, S. T. The effects of a transition to minimalist shoe running on intrinsic foot muscle size. Int. J. Sports Med., 37(2):154-8, 2016.

Kadambande, S.; Khurana, A.; Debnath, U.; Bansal, M. & Hariharan, K. Comparative anthropometric analysis of shod and unshod feet. Foot, 16(4):188-91, 2006.

Kim, H. K.; Mirjalili, S. A. & Fernandez J. Gait kinetics, kinematics, spatiotemporal and foot plantar pressure alteration in response to longdistance running: Systematic review. Hum. Mov. Sci., 57:342-56, 2018.

Kulthanan, T.; Techakampuch, S. & Bed, N. D. A study of footprints in athletes and non-athletic people. J. Med. Assoc. Thai., 87(7):788-93, 2004.

Lake, J. P.; Lauder, M. A. & Smith, N. A. Does side dominance affect the symmetry of barbell end kinematics during lower-body resistance exercise? J. Strength Cond. Res., 25(3):812-8, 2011.

Mei, Q.; Fernandez, J.; Fu, W.; Feng, N. & Gu, Y. A comparative biomechanical analysis of habitually unshod and shod runners based on a foot morphological difference. Hum. Mov. Sci., 42:38-53, 2015.

Miller, E. E.; Whitcome, K. K.; Lieberman, D. E.; Norton, H. L. & Dyer, R. E. The effect of minimal shoes on arch structure and intrinsic foot muscle strength. J. Sport Health Sci., 3(2):14-85, 2014.

Miralles, R. & Miralles, I. Biomecanica Clinica de los Tejidos y las Articulaciones del Aparato Locomotor. Barcelona, Masson, 2005.

Nigg, B. M.; De Boer, R. W. & Fisher, V. A kinematic comparison of overground and treadmill running. Med. Sci. Sports Exerc., 27(1):98-105, 1995.

Sanchez, C.; Alarcon, E. & Morales, H. Morphofunctional foot characteristics of chilean university athletes in ten sports disciplines. Int. J. Morphol., 35(4):1403-8, 2017.

Shu, Y.; Mei, Q.; Fernandez, J.; Li, Z.; Feng, N. & Gu, Y. Foot morphological difference between habitually shod and unshod runners. PLoS One, 10(7):e0131385, 2015.

Warne, J. P.; Smyth, B. P.; Fagan, J. O.; Hone, M. E.; Richter, C.; Nevill, A. M.; Moran, K. A. & Warrington, G. D. Kinetic changes during a six-week minimal footwear and gait-retraining intervention in runners. J. Sports Sci., 35(15):1538-46, 2017.

Sanchez-Ramirez, Celso & Alegre, Luis M.

(1) Laboratorio de Ciencias de la Actividad Fisica - Facultad de Ciencias Medicas--Universidad de Santiago de Chile, Santiago, Chile.

(2) Universidad de Castilla-La Mancha, Grupo de Investigacion GENUD Toledo, Toledo, Espana. CIBER de Fragilidad y Envejecimiento Saludable, Espana. Estudio financiado por la Direccion de Investigacion Cientifica y Tecnologica (Dicyt) de la Universidad de Santiago de Chile, Proyecto Dicyt Regular codigo 021887SR

Direccion para correspondencia:

Celso Sanchez-Ramirez

Laboratorio de Ciencias de la Actividad Fisica

Facultad de Ciencias Medicas

Universidad de Santiago de Chile

Santiago

CHILE

Email: celso.sanchez@usach.cl

Recibido : 14-02-2019

Aceptado : 30-04-2019

SANCHEZ-RAMIREZ, C. & ALEGRE, L. M. Modificaciones morfologicas del pie luego de ocho semanas de entrenamiento de carrera a pie descalzo. Int. J. Morphol., 37(3):1111-1117, 2019.
Tabla I. Determinacion del volumen de entrenamiento del protocolo
experimental a lo largo de las 8 semanas y 24 sesiones de entrenamiento.

                 Semana 1      Semana 2      Semana 3        Semana 4

Sesion no    1     2    3   4     5    6   7      8    9   10    11   12
Minutos      5     7    5   8    10    8  15     10   10   20    10   15
               Semana 5       Semana 6       Semana 7        Semana 8
Sesion no   13    14   15  16    17   18  19     20   21   22    23   24
Minutos     25    15   25  30    25   30  35     30   35   35    40   35

Tabla II. Comparacion de ambos grupos en cada una de las variables
estudiadas durante Baseline.

                                Shod Group      Barefoot Group      p
                                      N=12                N=17

Edad (anos)               20,5 [+ o -] 1,5     19,7 [+ o -] 1,4    0,12
Peso (kg)                 74,5 [+ o -] 10,7    68,7 [+ o -] 9,9    0,14
Estatura (m)               1,72 [+ o -] 0,06    1,71 [+ o -] 0,08  0,55
Indice de Masa            25,1 [+ o -] 2,6     23,3 [+ o -] 2,3    0,06
Corporal
(kg*[m.sup.-2])
Longitud (mm)            256,1 [+ o -] 15,6   257,8 [+ o -] 17,7   0,79
Ancho de                 103,3 [+ o -] 5,5    100,7 [+ o -] 6,7    0,27
antepie (mm)
Ancho de                  68,8 [+ o -] 4,6     62,4 [+ o -] 6,4    0,51
retropie (mm)
Altura navicular (mm)     34,8 [+ o -] 8,7     35,0 [+ o -] 8,5    0,75
Indice del Arco            0,20 [+ o -] 0,09    0,21 [+ o -] 0,09  0,73
Superficie                 91,8 [+ o -] 18,2   80,5 [+ o -] 15,3   0,25
maxima ([cm.sup.2])

Tabla III. Resultados obtenidos por ambos grupos en los tres momentos
de evaluacion.

                                          Shod Group
                               baseline      Post 20 Min Run

Longitud (mm)           256,1 [+ o -] 15,6   256,0 [+ o -] 15,9
Ancho antepie (mm)      103,3 [+ o -] 5,5    103,2 [+ o -] 6,1
Ancho retropie (mm)      63,8 [+ o -] 4,6     64,5 [+ o -] 4,7
Altura navicular (mm)    34,8 [+ o -] 8,7     33,5 [+ o -] 7,8
Indice del Arco           0,20 [+ o -] 0,09    0,21 [+ o -] 0,09
Superficie               91,8 [+ o -] 18,2    98,7 [+ o -] 19,1
maxima ([cm.sup.2])

                            Shod Group             Barefoot Group
                            Post 8 Week              Baseline

Longitud (mm)           256,4 [+ o -] 15,7        257,8 [+ o -] 17,7
Ancho antepie (mm)      105,2 [+ o -] 6,7 (*)     100,7 [+ o -] 6,7
Ancho retropie (mm)      64,8 [+ o -] 3,9          62,4 [+ o -]6,4
Altura navicular (mm)    37,1 [+ o -] 8,1[cruz]    35,0 [+ o -]8,5
Indice del Arco           0,24 [+ o -] 0,06f        0,21 [+ o -] 0,09
Superficie              101,4 [+ o -] 14,2         84,5 [+ o -] 15,3
maxima ([cm.sup.2])

                                     Barefoot Group
                        Post 20 Min            Post 8 Week

Longitud (mm)           257,5 [+ o -] 17,5    256,7 [+ o -] 17,8 (a)
Ancho antepie (mm)      101,4 [+ o -] 7,2     100,5 [+ o -] 5,6 (*)
Ancho retropie (mm)      63,2[+ o -] 6,0       61,8 [+ o -] 5,2
Altura navicular (mm)    34,2 [+ o -] 8,2      32,9 [+ o -] 8,5
Indice del Arco           0,21 [+ o -] 0,08     0,22 [+ o -] 0,06f
Superficie               87,2 [+ o -] 14,8    100,1 [+ o -] 12,8 (bc)
maxima ([cm.sup.2])

(a) Longitud en Barefoot Group Post 8 Week Training fue menor que
Baseline.
(b) Superficie maxima en Barefoot Group Post 8 Week Training fue mayor
que Baseline.
(c) Superficie maxima en Barefoot Group Post 8 Week Training fue mayor
que Post 20 min Running.
(*) Interaccion significativa entre el factor tiempo y el factor
condicion de calzado. Ancho de antepie en Shod Group Post 8 Week
Training fue mayor que Ancho de antepie en Barefoot Group Post 8 Week
Training (post hoc).
([cruz]) Interaccion significativa entre el factor tiempo y el factor
condicion de calzado. Altura navicular en Shod Group Post 8 Week
Training fue mayor que Post 20 min Running (post hoc).
(f) Indice del arco en Post 8 Week Training fue mayor que Post 20 min
Running en ambos grupos.

Tabla IV. Distribucion de la tipologia de pie segun MLFA por cada grupo
en cada uno de los momentos de evaluacion.

                      Baseline   Post 20 Min Run   Post 8 Week
                    n      %     n     %            n     %
Shod Group
Plano               4   33,3     5   41,7           6   50,0
Normal              3   25,0     3   25,0           4   33,3
Cavo                5   41,7     4   33,3           2   16,7
Barefoot Group
Plano               9   52,9     8   47,1           6   35,3
Normal              3   17,7     3   17,7           6   35,3
Cavo                5   29,4     6   35,3           5   29,4
COPYRIGHT 2019 Universidad de La Frontera, Facultad de Medicina
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2019 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Sanchez-Ramirez, Celso; Alegre, Luis M.
Publication:International Journal of Morphology
Date:Sep 1, 2019
Words:5125
Previous Article:Appropriate Concentration of Acetic Acid for the Preservation of Fresh Cadaveric Brains to be Used in Surgical Training: A Preliminary...
Next Article:A Painful Symphony: The Presence of Overuse Syndrome in Professional Classical Musicians/Una Sinfonia Dolorosa: La Presencia del Sindrome de Uso...
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2020 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters