Printer Friendly

Mexico segun Monsivais.

Ni siquiera la mente academica mas ambiciosa aspiraria a que un testigo privilegiado del siglo pasado hubiese escrito su cronica entera, siquiera en un tema especifico. Sin embargo, y como una vida no alcanza, postumamente Carlos Monsivais cumple en parte ese proposito en su obra La cultura mexicana en el siglo XX (EI Colegio de Mexico, coleccion Historia Minima), ya en circulacion. La editora Eugenia Huerta relata que preparo el volumen con base en una de las versiones "casi definitivas" que le entrego el autor, a su vez enfrentado a la monumental tarea de actualizar textos publicados hace mucho acerca del pais que leyo, vio y degusto con fruicion mientras lo escribia en libros, prologos y columnas (la ultima de ellas, Por mi madre, Bohemios, aqui en Preceso). Pero a la par que satisfizo las expectativas editoriales, Monsivais remarco en este volumen su propio perfil intelectual, que abarca sus exploraciones tempranas sobre la literatura, el teatro, el cine y la fotografia, glosa los cambios ideologicos y les hacer lugar a las artes plasticas y a la arquitectura. Solo se extrana su precursora critica de la television nacional. En cambio, puso enfasis en la historia de la educacion publica. Se reproducen aqui, con autorizacion de El Colegio de Mexico, la "Nota introductoria" del escritor, fechada en enero de 2010, y el capitulo 23: "La educacion basica en la era institucional".

Nota introductoria

En 1977 entregue a El Colegio de Mexico unas "Notas sobre la cultura mexicana" para la Historia general de Mexico. Mas de treinta anos despues, y tambien desde la cronica de la historia cultural, he revisado y ampliado considerablemente esas notas, y me he beneficiado de un alud de publicaciones, por lo comun academicas: obras completas (el caso de los liberales de la Reforma y de figuras como Antonio Caso, Samuel Ramos y Jose Juan Tablada), ensayos y biografias sobre creadores destacados, discusiones sobre el canon y la conveniencia o inutilidad del uso del termino, recuperaciones y olvidos pertinentes, practica ritual de homenajes a proposito de cincuentenarios y centenarios, y la conviccion no tan soterrada: "Clasico es aquel o aquella de quien me ocupo". Entre los cambios de percepcion, uno primordial: el nacionalismo ya no persuade, pero la atencion a lo nacional se acrecienta. Ya no se es nacionalista, pero la atencion a lo nacional es obsesiva.

Los acontecimientos y fenomenos de estos anos en lo social, lo politico y lo economico han tenido vastas consecuencias en la cultura, que a su vez han influido poderosamente en la sociedad. Entre los hechos a destacar, el PRI perdio en dos ocasiones la Presidencia de la Republica; la derecha insiste en el combate al Estado laico y a las universidades publicas; un buen numero de libertades que se daban por muy firmes sufren la acometida del integrismo; la izquierda no ha cesado de dividirse, y las condiciones economicas son muy adversas. Con todo, es ya irrefutable el papel de la cultura (libros, musica, teatro, danza, pintura, instalaciones, escultura) en la resistencia a la destruccion de lo ya obtenido y en el desarrollo de las comunidades y las personas.

En el tiempo transcurrido se han revisado las definiciones (interminables) de cultura y, si se quieren panoramas completos, ya es indispensable tomar en cuenta la presencia, mucho mas que la influencia, de elementos "extranjeros". ?Como hablar de cultura mexicana del siglo XX sin mencionar, digamos, la filosofia de la Ilustracion, a Freud, Marx, Eliot, Picasso, Chaplin, Stravinski, el jazz, Hemingway, Valery, Proust, el expresionismo aleman, la generacion espanola del 27, el surrealismo, Neruda, Cesar Vallejo, Eisenstein, Fritz Lang, Hitchcock, John Ford, el socialismo, las variantes del psicoanalisis, el feminismo, la teoria critica del grupo de Frankfurt, Walter Benjamin, el neorrealismo italiano, el arte pop, el abstraccionismo, Foucault, Borges, Lacan, el minimalismo?

Fuera de los capitulos dedicados al teatro y al cine, he prescindido del examen cada vez mas indispensable de la cultura popular. Tampoco he considerado con el detalle necesario a la prensa, un espacio formativo de la sociedad que, entre otras aportaciones, ha sido el campo de experimentacion o petrificacion del lenguaje. He anadido las notas sobre el marxismo, las consecuencias de las teorias de Freud y la fotografia.

[ILUSTRACION OMITIR]

Cubrir un siglo en la vida cultural de un pais, asi sea de modo descriptivo y sintetico, es una tarea inacabable. Por las restricciones de espacio que marca el criterio editorial, no atendi los movimientos y creadores, muy numerosos en ambos casos, de las dos ultimas decadas del siglo XX; en la revision de las obras individuales mi limite fue casi siempre el de los nacidos antes de la decada de 1940.

Por un acuerdo con las autoridades de El Colegio de Mexico, el termino de estas notas es, aproximadamente, 1980. Le corresponde a otro libro, con los enganos y autoenganos a que se presta el criterio de las decadas, la cronica de lo ocurrido culturalmente a partir de entonces. Agradezco profundamente las criticas de mis companeros del Seminario de Cultura de la Direccion de Estudios Historicos del Instituto Nacional de Antropologia e Historia, y tambien el estimulo de Javier Garciadiego, presidente de El Colegio de Mexico, y de Francisco Gomez Ruiz, director de Publicaciones de la institucion. Por ultimo, mi reconocimiento a Eugenia Huerta, editora ejemplar.

C.M. 27 de enero de 2010

La Revolucion, como anteo, se recupera una vez que toma posesion de su nuevo cargo

A lo largo del siglo XIX los conservadores califican a los profesores de inmodificables, en el mejor de los casos correas transmisoras del conocimiento elemental (alguien tiene que hacerlo y su oficio es mecanico) y, en el peor, meros agitadores que envenenan con su rencor la mente de los ninos. Entre 1920 y 1940 la mistica del magisterio o, mas exactamente, su sentido misionero, contribuyen en gran medida a la integracion nacional y la consolidacion del Estado, no sin un costo personal y social muy alto para ellos. Pero en el gobierno de Manuel Avila Camacho la mistica y sus practicantes ya estorban. La unificacion sindical y la burocratizacion consiguiente inutilizan el adular a los maestros diciendoles "nervios de la nacion" o "edificadores de la Patria". Su unica importancia -dicen las autoridades con otras palabras- se localiza en niveles discretos, como servidores publicos al tanto de su humilde condicion presupuestal y laboral. !Ah! Y que se abstengan de predicas. Desaparece el apostol y aparece el burocrata de la Federacion.

Desde 1940 a los maestros no se les demanda que se sacrifiquen por la nacion, porque, segun los gobiernos, reciben lo justo. Esto exige un paso previo: "desacralizar" la ensenanza, tan asumida como apostolado por los liberales del siglo XIX, los jacobinos radicales del Constituyente de 1917 y los comunistas en el periodo 1920-1940. Si aun se cree fervorosamente en la escolaridad ("El titulo profesional es el seguro contra el desempleo"), Se desvanece el credito de los primeros proveedores de esa magia, el conocimiento. Con rapidez se evapora el aura (muy exigua) de los profesores. ?Como creerlos portadores del saber si se atiende a su aspecto, sus modos de vida, su aplastamiento administrativo?

A los profesores, y a la educacion en general, los gobiernos los someten al ".criterio-delos-sexenios": la renovacion en la falsa movilidad. Este es el mensaje ritual: antes de ahora solo han ocurrido desastres, acepten que empezamos desde cero. A juzgar por los hechos, la calidad de la ensenanza es para los gobernantes un asunto muy menor. Cada secretario de Educacion desconoce primero y critica acto seguido lo que le antecedio. Se discurre: es poquisimo lo avanzado, el presupuesto es muy insuficiente, los planes de ensenanza son inutiles o de eficacia muy selectiva, hay inercia y descuido ... !!!pero ya esta aqui el proyecto infalible!!! En cascada se precipitan y se olvidan el Plan de Once Anos, la Revolucion Educativa, la Reforma Educativa. Los maestros ganan cada vez menos, y la burocracia exige de los maestros adhesion incondicional, servicios politico-electorales o incluso el fin de las pretensiones de tener derechos. De golpe, no se discute: la educacion es "zona de desastre".

Es obvio el resultado del ataque a la profesion magisterial, destinada cada vez mas a quienes no pueden evitarla (por vocacion o por falta de oportunidades). El magisterio es cada vez menos una profesion permanente. Segun demasiados jovenes es una estacion de paso. En la imagen que se impone, los maestros son profesionistas a medias, sin derechos politicos, con opciones escasisimas de transformacion academica. Por eso, la lucha de la Seccion IX de 1956-1958 se libra contra la reduccion del magisterio a un sector informe, que transmite con mnemotecnia vacilante lo indispensable, iza la bandera algunos dias del ano, asiste a fesuvales tristisimos y vota por quien se le diga. Esto, en la capital; en el resto del pais, la funcion de los maestros es distinta, y en los pueblos son, con frecuencia, lideres naturales, la base persuasiva del PRI.

En un manifiesto de 1958 los profesores de la seccirn IX del SNTE argumentan: "De acuerdo con las cifras oficiales, en julio de 1956 ganabamos 14 por ciento menos que en 1939, en tanto que en marzo de 1958 la diferencia es mas de 35 por ciento" y concluyen:

* Esta situacion que senalamos solo ha conducido a que los maestros resintamos los perjuicios consiguientes en nuestra salud y en la de nuestros familiares, carezcamos de la posibilidad de educar a los hijos, y a que desmerezca nuestra capacidad profesional. Tal estado de cosas exige que le pongamos punto final mediante nuestra lucha unida y combativa.

La educacion laica es el gran patrimonio magisterial. No obstante la burocratizacion, los maestros defienden la laicidad, el laicismo y el articulo 3 constitucional. Por un tiempo, y luego de su triunfo en lo tocante a la educacion sexual, la derecha y el sector clerical no van mas alla de ataques desvencijados al laicismo. Pero la aparicion de los Libros de Texto Gratuitos reactiva al fundamentalismo conservador. Como se documenta en la investigacion de Lorenza Villa Lever (Universidad de Guadalajara, 1988), el debate es fundamental. En 1962, la primera andanada eclesiastica y empresarial contra los libros de texto desemboca en la derrota de la derecha de Monterrey, humillada por el control sindical y politico del presidente Adolfo Lopez Mateos; la siguiente embestida se produce en 1975, como parte de los ataques contra el presidente Luis Echeverria, detestado por su "tercermundismo" y su discurso ocasionalmente "radical". Las criticas del Centro Patronal de Nuevo Leon, por ejemplo, ubican lo que para ellos es la gran amenaza: el "internacionalismo" que "enaltece a heroes de otros paises" (El Universal, 6 de enero de 1975). Acto seguido, el obispo de Tlaxcala, Luis Munique Escobar, califica de "socializante y comunizante" el libro de sexto ano en "los asuntos referentes a la educacion sexual y a la ensenanza de ciencias sociales" (El Dia, 23 de enero de 1975), y el un tanto desvaido "progresismo" de los textos es visto como la vispera del asalto al Cuartel Fundidora (o algo asi). Luis Guzman de Alba, presidente de la Asociacion de Industriales de Vallejo, no se anda por las ramas:

* Como padre de familia, como mexicano, y tomarido en cuenta que el monopolio de la nacionalidad no existe en nuestro pais..., considero que el libro de texto gratuito de sexto ano, el de ciencias sociales, es tendencioso, marcadamente de tipo socialista-comunista y muchos de sus conceptos no se adaptan a nuestra idiosincrasia nuestra situacion nacional. (Novedades, 24 de febrero de 1975)

?Que es "nuestra idiosincrasia"? Algo que no necesita demostracion, ni siquiera pruebas concretas de existencia. La Union Nacional de Padres de Familia (UNPF), un membrete a pedido, tambien se arrebata. En un desplegado muy confuso, ataca los libros de ciencias naturales, porque en ellos se pretende impartir educacion sexual. "(Defendemos) el derecho natural de la familia a impartir tal educacion y le conferimos a la escuela el caracter de complementaria para dar dicha formacion; exigimos que se obre con el consenso de los padres, y no unilateralmente como si se tratara de ninos de paises totalitarios comunistas". (Excelsior, 2 de febrero de 1975.)

Las UNPF tambien censura el libro de ciencias naturales para maestros, sobre todo el de sexto de primaria. Se opone al pronunciamiento sobre "la paternidad responsable" y el uso de anticonceptivos, desconfia de la preparacion del profesor que le debe explicar dichas cuestiones a sus hijos y se llama a ofensa porque el gobierno juega con la "dignidad de la persona", ya que, ademas de improvisar consejos, pretende "arrebatar el derecho primario de los padres de familia en la educacion de sus hijos". (Excelsior, 3 de febrero de 1975.)

Ademas, esta Union de Padres de Familia se indigna porque se aborda la educacion sexual solamente desde el punto de vista biologico.

* Si el sexo se viera a traves del prisma biologico, en Mexico no se superara el "machismo", que hace que el hombre vea en la mujer un mero objeto de diversion y que da hasta un 40 por ciento de hijos naturales en vatios estados de la Republica. (Excelsior, 3 de febrero de 1975.)

La contradiccion es notable: si el machismo ha llegado a provocar este alud de "hijos naturales", ?por que no se declara un fracaso la ausencia de educacion sexual? La Union expresa su desacuerdo ante el modo en que los libros de ciencias naturales se refieren a algunas "practicas sexuales" como la masturbacion:

* La masturbacion no es normal ni natural en la adolescencia. ?Acaso quienes estan bien educados por sus padres son anormales o antinaturales? ... Afirmaciones tales tienden a exonerar de responsabilidad moral a los jovenes que se masturban ... Ademas, es inmoral justificar que la masturbacion es normal y natural, afirmando que no pueden sustraerse a ella, porque tienen una necesidad biologica, tal necesidad, de existir, sera creada patologicamente, como el fumar, las drogas, el adulterio, etcetera ... al afirmar que la masturbacion esta condenada por nuestra "cultura" se esta juzgando a las religiones desde el punto de vista del materialismo historico (en la teoria filosofica del comunismo, las ciencias, las artes y las mismas religiones son modalidades de la estructura economica que tiene la sociedad). (Excelsior, 3 de febrero de 1975.)

El onanismo, fundamento del comunismo y enemigo mortal de la explosion demografica. Mas adelante, en su desplegado, la UNPF reprueba las tesis evolucionistas, exactamente como la derecha norteamericana de la decada de 1920 (el ataque al darwinismo) o como George W. Bush:

* La evolucion no es un proceso ordenado, planificado o dirigido por algun ser superior o por la naturaleza. No nos oponemos a que se expongan teorias, sino al dogatismo absurdo de un gobierno que se empena en introducir el evolucionismo, para negar la existencia y la intervencion de Dios, tal como lo dice el libro del maestro del sexto ano. Este manifiesto es una expresion de nuestra inconformidad por la violacion de nuestros derechos y el mal uso de los fondos publicos; ademas retamos a los senores de la SEPa que demuestren publicamente que tienen la razon en lo que exponen y que dicen que son verdades absolutas.

El manifiesto termina diciendo:

* Padre de familias: consulta lo que no entiendas con personas de quienes estes absolutamente seguro de su sano juicio y alejate de los saboteadores o "paleros" que te diran que todo lo que afirma la SEP esta correcto. (Excelsior, 3 de febrero de 1975.)

El desastre educativo (asi descrito ritualmente) tiene consecuencias muy importantes en lo cultural: obstaculiza la promocion de lectura en la infancia, aletarda la ensenanza del idioma espanol, identifica salarios bajisimos con imposibilidad de una ensenanza valedera. Y se fomenta ademas, gobierno tras gobierno, el fatalismo: la ensenanza, publica o privada, es una catastrofe y la educacion que cuenta funciona fuera de la escuela. Esto propicia un lugar comun, una falacia en gran medida: la television privada es la verdadera Secretaria de Educacion Publica. Sin duda, la television es un gran elemento formativo, igualado o superado ahora por internet, pero nada sustituye el conocimiento sistematico impartido por la educacion elemental. En la television nunca se sistematiza.

Los que analizan primero la zona del desastre educativo son los utopistas. Por ejemplo, Ivan Illich, el adversario mas agudo del mito de la escolarizacion, en La sociedad desescolarizada:

* El hombre occidental concibe al ciudadano como un ser que "paso por la escuela". La asistencia a clases sustituyo la tradicional reverencia al cura. La conversion a la nacion, por medio del adoctrinamiento escolar, sustituyo la incorporacion a las colonias de Espana por medio de la catequesis ... El sistema escolar ha venido a hacer de puente estrecho por el que atraviesa ese sistema social que se ensancha dia a dia. Como unico pasaje "legitimo" para transitar de la masa a la elite, el sistema coarta cualquier otro medio de promocion del individuo y, mediante la falacia de su caracter gratuito, crea en el individuo una conviccion: el es el unico culpable de su situacion.

Illich senala el proceso: "Conforme la mayoria de la gente pasa del campo a la ciudad, la inferioridad hereditaria del peon es reemplazada por la inferioridad del que no ha terminado un ciclo escolar, y al que se le responsabiliza de su fracaso. Las escuelas racionalizan el origen divino de la estratificacion social con mucha mas dureza que lo hicieron jamas las iglesias. El curriculum oculto de la escolarizacion anade prejuicio y culpa a las discriminaciones que una sociedad practica contra muchos de sus miembros y fortalece el privilegio de otros con un nuevo titulo que les permite ver de modo condescendiente a la mayoria". Si bien las soluciones ofrecidas por Illich son un tanto vagas, el da cuenta con lucidez de un "axioma" que dura hasta el principio de las grandes crisis de la educacion superior: "El que fracasa en la escuela fracasa en la vida".
COPYRIGHT 2011 CISA Comunicacion e Informacion, S.A. de C.V.
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2011 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

 
Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Publication:Proceso
Date:Apr 3, 2011
Words:3260
Previous Article:Narrar el fracaso.
Next Article:El imperio de la novela: Emilio Salgari (1862-1911): en senal de luto por el asesinato de Juan Francisco Sicilia.
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2018 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters