Printer Friendly

La incorporacion de la filosofia a las ciencias sociales.

The incorporation of philosophy to social science

El ambito del Desarrollo Humano (DH) ha sido repensado --desde finales del siglo XX-- en funcion de la necesidad de un cambio de paradigma, el cual replantea la mejora de la condicion de vida de las personas, no unicamente desde la perspectiva del aumento de ingreso; sino en vistas a mejorar la calidad de vida en torno al desarrollo de las capacidades fundamentales o esenciales pertenecientes al ser humano.

Esta propuesta iniciada por Amartya Sen --economista hindu, premio nobel de economia en 1998--, sin duda, ha generado un notable cambio en la concepcion del desarrollo social a nivel mundial. Sen tuvo la vision y la genialidad de reformular el planteamiento del DH, afirmando que este surge de las personas, para las personas y por las personas, y no de un modelo externo que pretenda dar explicacion del desarrollo basado en la capacidad de consumo de la gente.

El nuevo paradigma parte de la critica al utilitarismo de Jeremy Bentham y Stuart Mill (1a), y postula que el DH no trata unicamente de alejar a las personas del dolor o el placer, o de una cuestion de disminucion o aumento de la felicidad sustentada en un naturalismo organico, en torno a la supervivencia biologica (2). La critica de Sen se encamina a deslindar el DH como un problema de orden economico, es decir, la solucion para el desarrollo no radica o inicia con el crecimiento macroeconomico como estrategia principal; sino que se ha de concebir a partir de una comprension mucho mas profunda del ser humano.

Para Sen el problema economico tiene su raiz en la manera en que viven las personas, en funcion del uso de las libertades que estas poseen; de modo que si no se desarrolla a la gente en pro de estas libertades, no habra verdadero desarrollo. Lo que significa que, contrariamente a Bentham, para Sen es posible la existencia de una ley natural, en la cual se fijen tales libertades. Este planteamiento significo un giro en el motor del DH.

Como sabemos, la pregunta central del desarrollo habia sido sobre la capacidad de produccion de una nacion; puesto que la influencia del utilitarismo encaminaba al desarrollo al numero maximo de bienestar de una comunidad. Pero, por el contrario, el nuevo planteamiento pregunta por el estatus de las personas no en cuanto a la felicidad como poder de generar bienestar en funcion de obtener placer y evitar el dolor, sino en como esta la gente en si misma (3). El giro senalado tiene su origen en el cambio de pregunta: en lugar de preocuparse por los indices de ingreso per capita de una nacion, enfatiza en como es que la gente puede vivir mejor sin tener en cuenta, si se tiene o no poder de consumo.

Partiendo de una definicion sobre el Desarrollo humano (DH)

El Desarrollo Humano (DH) se comprende como "una ampliacion de las opciones y capacidades de las personas, y se concreta en una mejora de la esperanza de vida, la salud, la educacion y el acceso a los recursos necesarios para un nivel de vida digno" (4). En esta definicion se encuentran mas de dos elementos correspondientes al terreno de la antropologia filosofica, ademas del de otras ciencias particulares, como la economia o la sociologia; de tal manera, se hace notar que el paradigma del DH, es transdiciplinar y no solo interdisciplinar, es decir, a traves de varias ciencia se busca llegar a un mismo objetivo, en este caso el desarrollo (5).
   Cada sociedad y cada epoca tienen su propia formulacion de que
   es el desarrollo, que responde a las convicciones, expectativas y
   posibilidades que predominan en ellas. En definitiva, el concepto
   de desarrollo se relaciona con la idea de futuro que se presenta
   como meta para el colectivo humano (6).


Ahora bien, el contexto es primordial para el entendimiento del DH (7) -como se infiere de la cita anterior-. En consecuencia, es posible iniciar la indagacion acerca de la incorporacion de la antropologia filosofica, a las ciencias sociales, a traves del concepto de cultura.

La cultura se enraiza en el ambito de lo social, una de las maneras de entenderla es como la encarnacion del espiritu y los valores del ser humano en un tiempo y un espacio (8). Esta vision heredada del pensamiento kantiano y hegeliano y posteriormente tratada por Dilthey y Scheller, comprende la cultura como un todo exterior material, creado por el espiritu de la persona, pero a la vez externo y ajeno a el. Se trata de materia espiritualizada que es interpretada como un punto de encuentro entre espiritus a traves del ente material.

De este modo, se entiende a la cultura como el orden que la razon del espiritu humano introduce en las cosas exteriores. No obstante cabe preguntarse, ?es la cultura, efectivamente algo exterior y ajeno al espiritu humano? Para poder responder esta cuestion, es preciso iniciar el recorrido por la ruta de la pregunta sobre el ser del hombre. Investigar sobre el quien o quedel ser humano.

De ser cierta esta afirmacion sobre la cultura, lo primero que hay que subrayar es que la respuesta o la definicion que se busca, no puede partir del hecho de la cultura, ya que el ser del hombre rebasa dicho fenomeno, puesto que lo cultural es un producto de su misma esencia. Por ende no es posible definir al ser humano desde algo externo y al margen de el mismo.

La respuesta se ha de construir desde la pesquisa de la esencia humana, ambito correspondiente a la antropologia filosofica o metafisica del hombre, ya que solo mediante el metodo demostrativo de la filosofia, es posible encontrar la razon fundamental que hace ser al ser humano lo que es y no otra cosa. Sin embargo, no podemos olvidar que la metafisica hoy por hoy es un asunto que causa ludibrio en muchas personas. Asi que, para incursionar con el metodo filosofico dentro de las ciencias sociales, lo primero que sera necesario es no tomar los procesos demostrativos logicos de la metafisica como una farsa, pues dudar de su metodo es cuestionar la capacidad del ser humano de conocer la realidad, y ante el problema que aqueja al DH, vacilar sobre las capacidades humanas es dudar sobre la posibilidad del desarrollo mismo.

Hay que afirmar, como inicio de esta indagacion, que la cultura no puede arrojar esa profundidad para el entendimiento de la condicion humana, porque es cambiante en el tiempo y en el espacio; aspecto que se hace evidente a traves de la historia. La cultura es un hecho que evoluciona, que se da en relacion a las personas que viven en comunidad, en un tiempo y espacio determinado. Por otra parte, podemos sostener que el ser humano evoluciona en un aspecto de progreso cultural, sin embargo queda la pregunta sobre aquello que no cambia, ni con el tiempo, ni en el espacio; lo que recae en la posibilidad de una naturaleza humana.

Pues bien, ?cual seria el mejor camino para ir al encuentro del ser humano y poder definir su realidad esencial? Podemos iniciar por el caracter gregario del hombre. El ser gregario en las personas es una realidad evidente, una constante presente en todos los tiempos y culturas; de hecho, el hacer cultura es posible por la reunion de seres humanos, que conjuntamente materializan su espiritu en la materia. Sin embargo, aunque se trate de un fenomeno evidente, no esta de mas abordarlo. Aristoteles afirmo que:
   El por que sea el hombre un animal politico, mas aun que las
   ab jas y todo otro animal gregario, es evidente. La naturaleza
   -segun hemos dicho- no hace nada en vano; ahora bien, el hombre
   es entre los animales el unico que tiene palabra (9).


El ser humano se ha definido como un ser social y politico, el ser social le viene dado desde su naturaleza; es evidente por el simple hecho, de que un hombre en soledad no subsiste, pues requiere de la relacion con otros para sobrevivir. Por otra parte, el ser humano se descubre a si mismo mediante la relacion con los demas, de manera que hacer comunidad es una tendencia natural; asi como buscar formar grupos y convivir con los semejantes. La persona es asi, un ser-para, un ser-con-otros.

Leonardo Polo explica que el ser humano es un ser para existir junto con, de modo que la naturaleza de la persona es estar volcado hacia lo exterior, afirmar su propia identidad a traves de la exterioridad que le circunda. Nadie, ningun ser humano, se puede conformar sin los demas, pues su existencia depende en gran medida de las redes sociales a las que pertenece (10). Por tanto, el hombre no se realiza sin la sociedad, y a su vez, lo social no se da sin el ser humano; asi pues, hay que comprender a la sociedad, pero a la vez para lograrlo hay que conocer al quien social. De ahi que la antropologia social, ha de iniciar en la comprension y entendimiento del ser humano, mas que de sus manifestaciones culturales.

La vida social toma materialidad en la efectuacion de la cultura, como hemos senalado anteriormente, es decir, el ser humano hace cultura por un lado, porque decide proyectar su actividad en su contexto y sobre si mismo, adquirir lo que le falta y dar lo que posee (11). Ahora bien, el fin de la cultura es la persona misma, porque el quehacer cultural es un bien per se para el hombre. En otras palabras, hacemos cultura para convivir en sociedad procurando bienes al mismo tiempo que a si mismo.

En este sentido la filosofia, al estudiar la cultura como un ambito especificamente antropologico, ha de tomar en cuenta el avance de las ciencias particulares, con las cuales colinda su objeto de estudio. Aunque, es cierto que, el estudio de la cultura, por parte de diferentes ciencias como la sociologia, la psicologia, o la antropologia, entre otras, genera una polivalencia del termino en cuestion, no es asunto que deba preocuparnos. Puesto que, a lo que hay que prestar atencion, no es a la pofisemia, sino a la finalidad comun que existe desde todas la ciencias que es la aprehension de los procesos simbolicos de la sociedad, a traves de los cuales se forman las culturas; de manera que pueda haber una verdadera investigacion transdiciplinar, que explique, defina y describa el hecho de lo cultural, y se pueda comprender en un tiempo y un espacio, asi como la prediccion de su evolucion, y entonces sea posible plantear un verdadero desarrollo.

Relacion entre cultura, sociedad y Desarrollo Humano

Tylor definio la cultura como:
   ... aquel todo complejo que incluye el conocimiento, las creencias,
   el arte, la moral, el derecho, las costumbres, y cualesquiera otros
   habitos y capacidades adquiridos por el hombre. La situacion de
   la cultura en las diversas sociedades de la especie humana, en la
   medida en que puede ser investigada segun principios generales,
   es un objeto apto para el estudio de las leyes del pensamiento y
   la accion del hombre (12).


En tal sentido, se comprende que el DH retoma los temas de la cultura, y busca como mejorarla, para que todas las personas puedan tener las mismas capacidades y funcionamientos, en suma, que la mejora de la sociedad sea una meta para el colectivo humano. El desarrollo tendria que partir de uno distinto al que se ha expuesto a traves de las sociedades industriales, ya que no tiene como finalidad unicamente el bienestar de la gente mediante el aumento del ingreso por la capacidad de trabajo; sino que se plantea -tal como se sostiene en esta investigacion- el bienser, que va de la mano con la ampliacion de las capacidades esenciales de los seres humanos.

El culturalismo de Tylor no es la unica aproximacion al concepto de cultura, existe un normativismo cultural introducido por Levi-Strauss quien explica a la Cultura como aquella que contiene los universales culturales, y que es reflejo de la condicion humana, esta Culturase plantea como una legalidad de orden. Por otro lado, esta la legalidad particular y comportamental, especifica para cada individuo que se refiere a las culturas como normas de conducta y por las cuales se hace posible la vida simbolica correspondiente a cada grupo en particular. Esta capacidad simbolica se comprende como aquello natural a la vida social o comunitaria, en el sentido de lo necesario para las practicas y relaciones humanas. De tal manera que lo que interesa es comprender el fundamento simbolico de la vida social. Ya que Levi- Strauss entiende por cultura aquello que esta relacionado con el dominio de los sistemas de signos, sistemas de creencias y la organizacion social, por ejemplo, temas que competen al campo de la antropologia social (13).

Redefiniendo la Antropologia Social

El DH entonces se refiere a un proceso y a un fin en si mismo, mediante el cual la gente tiene oportunidades para ampliar sus capacidades y funcionamientos. Pero, ?que son las capacidades y los funcionamientos?, es una cuestion que pertenece al ambito de la antropologia filosofica, puesto que el sujeto de estas es el hombre mismo. Ahora bien, al DH como paradigma le queda claro que su labor teorica es de caracter interdisciplinar, y es en este hito que la incorporacion de la filosofia se hace no solo posible, sino urgente.

De esta manera, el trabajo esta estructurado en seis ideas principales: en la primera se presenta una definicion del desarrollo humano; la segunda enfatiza la relacion cultura, sociedad y Desarrollo Humano; la tercera redefine el ambito de la antropologia social; la cuarta explica el origen de la naturaleza humana; en la quinta se exponen diferentes ideas sobre el hombre y la ultima, a manera de critica, se centra en la definicion de la persona. Luego, a manera de conclusion, se presentan las reflexiones finales y la bibliografia utilizada para elaborar el presente articulo.

El DH, se topa con el vacio que remite a la pregunta principal que es el objeto de investigacion de este trabajo: ?Cuales son las capacidades esenciales que le competen a los seres humanos?

UNA POSIBLE RESPUESTA PUEDE SER CONSIDERADA A TRAVES DE LAS CIENCIAS SOCIALES QUE TIENEN COMO OBJETO DE ESTUDIO AL HOMBRE. SIN EMBARGO, INTENTAR CONTESTAR ESTA PREGUNTA DESDE UNA CIENCIA PARTICULAR COMO LA SOCIOLOGIA O LA ANTROPOLOGIA SOCIAL, NO RESPONDE AL QUID SOBRE QUE CAPACIDADES SON LAS EFECTIVAMENTE HUMANAS Y CUALES NO. POR ENDE, SE PROPONE INCORPORAR LA FILOSOFIA A LA METODOLOGIA DE INVESTIGACION DEL DH, EN ESPECIFICO, LA METAFISICA DEL HOMBRE DENTRO DE LA ANTROPOLOGIA SOCIAL (AS).

Alfonso Dubois explica que el concepto de desarrollo no se define de manera atemporal, significa que se da historicamente.

La premisa del DH es asi: mayores capacidades, mayor bienser, mayor bienser, mayor desarrollo. Pero aun bajo esta premisa queda la duda sobre el significado del bienser, ya que de este solo se ha dicho que no corresponde al bienestar. Por tanto, en el planteamiento del paradigma del DH es preciso conocer a fondo, aquella entidad que se pretende desarrollar. En otras palabras, para promover el bienser de cada ser humano y por ende de la humanidad, primero hay que descubrir quien es la persona humana. Por lo tanto mas que una incorporacion debemos realizar una imbricacion de la filosofia y las ciencias sociales.

No podemos continuar este cometido sin plantear las distintas concepciones sobre la cultura, que circulan tanto en la filosofia como en las ciencias sociales. ?De que idea de cultura es preciso partir, para la formulacion de un paradigma del DH?

Responder lo anterior no es nada sencillo, y mucho menos bajo los esquemas del relativismo epistemologico en el que actualmente se formulan las ciencias. No solo ha habido un cambio de concepto en la manera de definir al ser humano, tambien en la concepcion de la cultura. Por un lado tenemos una tradicion antropologica -en sentido amplio-, desde la introduccion de la definicion tyloriana culturalista, en la que la cultura es comprendida como una concepcion total, sustentada en la relatividad y la universalidad de ella misma (14).

Esto significa que el surgimiento de la cultura como ambito de la antropologia, es de caracter historico-evolucionista y se considera sujeta a un proceso de evolucion lineal, segun etapas bien definidas, y sustancialmente identicas, por las que todo pueblo habra de pasar, aunque a ritmos y tiempos distintos (15). ?Que implicaciones tiene, comprender a la cultura desde una perspectiva evolucionista en torno a la idea de naturaleza humana?

Lo primero que hay que subrayar es que, evolucion y naturaleza no son terminos opuestos, ni contradictorios; es mas, son compatibles. Pero, esto solo es posible concebirlo, si es que se tiene una correcta concepcion de ambos.

En primer lugar, hay que distinguir entre evolucion y evolucionismo; el ultimo termino se refiere a un planteamiento de caracter filosofico mas que cientifico. Es decir, se trata de una postura de pensamiento y reflexion, mas que de una experiencia concreta.

En la actualidad el evolucionismo intenta explicar el origen de la materia inerte, la vida y al hombre. A lo mas que ha llegado es al entendimiento de un evolucionismo biologico, a partir de la seleccion natural y mecanismos de adaptacion, por los cuales se dan las modificaciones de los organismos; haciendo surgir leyes de variacion natural, mediante las cuales alcanzamos a comprender la variacion de las especies, testo que significa y que relacion tiene con el desarrollo?, ?es posible hablar de evolucion humana?, ?existe evolucion social y cultural?

Ambos ejemplos (culturalismo y normativismo) de las diferentes maneras de comprender la cultura, convergen en el hecho de que esta se despliega gracias a la capacidad social o gregaria del ser humano, que se manifiesta en la historia. Sin embargo, habra que afirmar que el DH necesita de un fundamento mucho mas estable que el hecho cultural. Por otra parte, la antropologia social (AS) al abordar el estudio de las sociedades, se interesa por el hombre como agente gregario, desde esta perspectiva tambien por la vida politica y psicologica de las sociedades --en cuanto a capacidades biosociales y psicosociales--, la conformacion de redes y otras tantas.

De ahi que la investigacion de la AS se fundar en la filosofia del hombre, y no en las manifestaciones de la cultura o en la vida simbolica unicamente. La AS necesita en especifico de la metafisica, la epistemologia y la antropologia filosofica, y de manera indirecta la etica. ?Por que? Porque el ser humano en si mismo, no se define desde la cultura, sino desde su estatuto ontologico de lo social, ya que es natural al hombre, y el ambito de lo natural en si le pertenece a la filosofia. De manera que ahora sera necesario replantear el objeto formal de la AS.

Es necesario redefinir la antropologia social (AS), en orden a comprender el estudio del hombre (objeto material) desde el supuesto de la naturaleza humana (objeto formal). Si bien se ha entendido por AS el conjunto de estudios sobre los comportamientos, en una poblacion pequena o sociedades complejas; enfocandose en el hombre especificamente en tanto ente cultural simbolico, lo que implica tratar al ser humano desde un ambito exterior; a nosotros nos interesa de igual manera, el comportamiento, la cultura y la sociedad pero bajo el enfoque de la reflexion filosofica sobre la persona humana. Para lo cual es necesario redefinir no solo la AS, sino el metodo de esta.

El metodo de la investigacion filosofica se da mediante la argumentacion y la demostracion logica-racional, de manera que para definir su objeto material y formal requiere iniciar desde un ambito fenomenologico, es decir partir del hecho humano en cuanto social, politico, cultural y trascendente. Pero, no para describir estos hechos, sino para dar una definicion esencial, la cual exprese el ambito mas intimo del ser humano, el cual no puede ser otra cosa, que su configuracion en tanto operante. Al encontrar un objeto de estudio no cambiante, los aspectos de la cultura y la historia que cambian, quedan descritos por y mediante los fundamentos de la persona, es decir, la cultura y la historia son de y para el ser humano, y por el ser humano; lo cual se posibilita debido a su configuracion como especie.

De esta forma, el DH tendra como objeto, a un sujeto firme, estable y definido, aunque cambiante por su libertad natural, la cual lo arroja al crecimiento. De manera que, si existe un sujeto conformado por una sustancia especifica al cual desarrollar, entonces es viable alcanzar una plenitud en los diversos campos de accion humana, y ya no unicamente en pro de su felicidad en tanto evasion del sufrimiento y busqueda del bienestar gracias a un incremento del ingreso de la nacion.

El problema que enfrenta la concepcion de la cultura moderna, es que no hay una sustancia entendida como sustrato, que conciba al espiritu no como una mera sucesion de actos, sin ningun trasfondo o fundamento (16), sino como una naturaleza humana determinada o especifica. No comprender al ser humano como naturaleza es un reducto de la separacion kantiana entre naturaleza y libertad, pues heredamos mas bien la autonomia como algo distinto de lo natural, y esto gracias a que las acciones humanas estan determinadas mediante leyes de la naturaleza, entendiendo esta ultima como un conjunto de disposiciones originales meramente bio y fisiologicas, pues para Kant el orden de la razon se escapa a la naturaleza puesto que lo comprende como un fin incondicionado o indeterminada.

Asi, la libertad queda separada de lo natural, de manera que el hombre hace historia desde las capacidades determinadas, es decir se trata del desarrollo progresivo de las disposiciones naturales y no de un hecho surgido por la condicion libre. Esta separacion de lo natural y la libertad, presentada como una dualidad, genera el desprecio por la concepcion de la naturaleza humana, ya que no permite la autonomia de la manera en que Kant la planteo.

Ahora bien, Aristoteles tras afirmar que todos los seres humanos tienen un modo de ser determinado, inicia con la tradicion conceptual de la naturaleza humana (NH). Este entendimiento re-vincula ambos conceptos: naturaleza y libertad, puesto que da cuenta desde el modo de ser, que la naturaleza humana a la vez determinacion e indeterminacion.

Explicaremos lo anterior, el ser del hombre esta constituido por una esencia estable y determinada, pero a la vez este modo de ser, esta determinado al dinamismo; lo cual conforma la paradoja del ser humano en tanto naturaleza. Esta paradoja, no solo se presenta en la estructura del pensamiento, como una figura que envuelva contradiccion; sino que aparenta ser paradojico en un nivel ontico. Es decir, ?como es viable la posibilidad de una naturaleza que a la vez es estatica, y a la vez dinamica?, o ?como es que puede existir una naturaleza que esta determinada a la indeterminacion?

La respuesta esta en la misma definicion aristotelica de naturaleza por una parte, y por otra, el entendimiento de la realidad del alma humana. En el libro V de la Metafisica, Aristoteles la define como elemento primero, informe e inmutable (17), y ademas principio de operacion de un ser. Ahora bien, el principio aunque informe e inmutable es dinamico, el principio de movimiento esta en la misma naturaleza ordenado conforme a la legalidad de la especie. Esto significa que el ser humano no solo se conforma por naturaleza, sino tambien por legalidad. La naturaleza y la legalidad son principios de funciones distintas: la movilidad y la tendencia, y ambas se dan en el mismo sujeto que se mueve. La naturaleza apunta al sujeto, y la legalidad a las leyes por las cuales el sujeto se mueve o tiende a su fin, por tanto estamos hablando de una naturaleza legalizada (18). = La sustancia es una radicalidad remota y la operacion es una radicalidad proxima, esto es, la sustancia se comprende como el sustrato o fundamento del ser o la especie, que es principio de las operaciones que son las manifestaciones de tal sustancia; las cuales son proximas, y mediante ellas se explica la tendencia y el orden por el cual actua el ser humano. La sustancia como naturaleza contiene principios proximos de movimiento y operacion, asi como tendencias radicales remotas y proximas (19).

Por su parte, la legalidad es una ordenacion interior del sujeto que lo ordena al fin, y se presenta en las operaciones del sujeto. De manera que, es el complejo que engloba una relacion del ser con su fundamento, mediante la tendencia formalmente realizada por los movimientos y operaciones, la cual surge como un impulso en tanto tendencia y determinacion en funcion del fin.

No obstante, como el ser humano es una naturaleza libre, esta relacion sucede de modo distinto, puesto que la determinacion y el impulso en el hombre es de caracter abierto y amplio, es decir indeterminado, puesto que se trata de una naturaleza liberada de la servidumbre de la materia (20), en efecto, la libertad se funda en el modo de ser o naturaleza, y la legalidad en orden a la naturaleza libre, es decir la naturaleza libre reclama una legalidad, puesto que de otra manera seria solo caos. La ley no se deduce de los meros actos, sino de las tendencias radicales, esto es de la sintesis de naturaleza libre y legalidad moral, la cual esta inscrita a su vez en la naturaleza.

La historia de la concepcion o el planteamiento sobre el ser del hombre inicia con el humanismo, la sofistica y con Socrates en el siglo V a.c. Desde la antigua Grecia hasta nuestros dias, la idea del hombre se ha transformado radicalmente. Para Socrates el ser humano era un ser racional capaz de conocer la verdad y decidir el bien por si mismo. El hombre se concebia bueno por naturaleza, con inclinacion al bien, e ignorante al realizar el mal.

Mas tarde, Aristoteles confronta el pensamiento socratico acepta la idea de la bondad natural en el ser humano, pero cuestiona el origen del mal. Para el, no se trata de la ignorancia el origen del mal, considera que optar por el mal no es una cuestion arbitraria, sino una postura deliberativa del ser humano, es decir, que este es ignorante porque asi lo desea; afirma que esta al alcance de todo hombre, ser todas las cosas a traves de su conocimiento. Por otra parte, da cuenta que el ser humano se conforma por razon, pasiones y voluntad.

A partir de la Revelacion, hubo un entendimiento del alma inmaterial e inmortal, de la espiritualidad de la razon y de la voluntad, y en especial de la estirpe del ser humano como hijo de Dios. Para Tomas de Aquino era fundamental explicar la razon de ser del hombre, mediante el entendimiento de la creacion; para el doctor angelico, la esencia del ser humano es individual; y mas que individual es singular. En este periodo el concepto de naturaleza humana es clave, se entiende al ser humano como una naturaleza ideada y creada por una inteligencia superior, naturaleza tal que esta ordenada a un fin propio (21).

La modernidad dio un giro radical en la manera de comprender al hombre, se dejo de ver como creatura, y se estudio desde la perspectiva de la conducta humana. El comportamiento fue el objeto de las preocupaciones de Descartes en el ultimo periodo de su vida (22). Asi pues, concibio al hombre de manera intelectual, redujo el funcionamiento del cuerpo a las propiedades de la materia, aseguro que el conocimiento humano no surge a partir de los sentidos, para Descartes, el ser humano es individual y autonomo, y la razon es la guia de la conducta (23). Por otra parte, afirmo que el hombre busca la voluntad del bien cuando conoce la verdad. Poco despues, Leibniz aseguro que el hombre es armonia preestablecida, concede libertad al alma como meramente autonoma, y piensa que el espiritu del hombre tiene el maximo valor sobre todas las cosas del universo.

Heredero del pensamiento mecanicista de Descartes, Hobbes postula que el espiritu se estructura como mecanicismo materialista, sostiene que no existe en el hombre un dualismo antropologico, ya que este es solo cuerpo. Afirma que el cuerpo es el generador, tanto de las pasiones como de los pensamientos. Para Hobbes, el estado de naturaleza del hombre es de guerra <<el hombre es un lobo para el hombre>> (24), el ser humano es racional y gasta toda su vida en la lucha encaminada a superar su desorden natural. Posteriormente Hume escribe un tratado de la naturaleza humana con un enfoque psicologico (25). Afirma que, el ser humano se comprende estudiando los mecanismos ocultos de la mente, los cuales se dan mediante la experiencia. Hume introduce el enfoque de la ciencia experimental en el terreno del hombre. Despues de Hobbes y de Hume el entendimiento para el desarrollo tomo unas caracteristicas particulares, pues de ser el hombre hijo de Dios y estar dotado de dignidad, se convirtio en pura materia y va en camino a ser mera individualidad autonoma.

Esta vision en torno a la persona como fin en si mismo, da una interpretacion personalista al pensamiento kantiano. Mas adelante, se replantea el tema de la dignidad en pensadores cristianos contemporaneos como Karol Wojtyla.

Explicando el origen de la naturaleza humana

Ahora bien, ?como es posible dar con aquel fundamento de la ley? A nuestro ver esto puede explicarse desde la operacion cognoscitiva del ser humano. Se dice que la persona se halla constitutivamente abierta a toda la realidad, que somos capaces de asimilar cognoscitivamente lo que es. Es asi como Aristoteles afirma que el hombre es de algun modo todas las cosas. Esta capacidad de conocer todo lo que existe es la apertura constitutiva que remite al ser humano a darse cuenta de lo real de suyo.

La apertura o el arrojo constitutivo a lo real implica una dialectica entre el si mismo y lo otro; se trata de un dialogo entre el yo y el mundo, el dentro y el fuera. Esta apertura refleja una capacidad estructurada y estructurante, que tiene una funcion de tendencia en el sentido de querer poseer o realizar, mas no como mero instinto o impulso; sino comoanamnesis, es decir un recuerdo del bien.

La anamnesis esta improntada en el alma, es operativamente el recuerdo del bien identificado como el fundamento de nuestra existencia. Se trata de un recuerdo del origen, que decodifica la finalidad de la existencia humana. No es un proceso de abstraccion de la realidad a modo de concepto, no es un primer principio, no se trata de una articulacion discursiva; es mas bien un sello, una impronta; un caracter infuso que se presenta como criterio de sentido interior, mediante el cual, el ser humano autoreconoce en su interioridad el eco del bien, que nos remite a la naturaleza y a la legalidad. Se trata de una luz interior que proviene de la inteligencia, la voluntad y la afectividad, y que se expresa en sentido operante como naturaleza humana.

La anamnesis fundamenta el deseo del encuentro del hombre con el bien y con la trascendencia, gracias a esta es que en el fondo cada hombre, independientemente de su cultura y de su historia, reconoce los derechos fundamentales, como el derecho a la vida y a la dignidad. De tal manera que el bien, no aparece como algo ajeno a la interioridad, sino que sucede en la interioridad misma, y en el acontecer del ser humano surge mediante de la razon, como busqueda de la verdad, a traves de la voluntad como deseo del bien. Por parte de los afectos se presenta como el puente entre lo racional y lo corporeo, en un caracter de autodominio personal.

En la razon acontece como el conocimiento habitual de los principios practicos universales de la accion humana, tales como <<evita el mal y has el bien>>, <<no hagas a los demas lo que no quieres que te hagan a ti>, <<se justos>>, <<respeta la vida>> ... Es decir, la sinderesis, la cual "senala las verdades practicas evidentes, que se refieren a la conducta, siendo un habito natural fijado en la facultad cognitiva" (26). Es el habito natural de los primeros principios que versan sobre lo operable, son los principios naturales del derecho natural (27), a partir del cual entendemos rectamente la realidad (28).

Esta es asi ley fundamental del actuar humano, de manera que elevada a imperativo se puede expresar de la siguiente manera: "Debo obrar de tal modo, que mis acciones puedan contribuir a la preservacion en la existencia de los sujetos humanos, y yo entre ellos, en cuanto sujetos actuantes, que no se oponen con sus acciones u operaciones a esa misma preservacion de la comunidad humana" (29). Siendo esta ley aplicable en todo y para todos, como imperativo de la conducta humana.

Fundada como habito y ley natural en la interioridad de las personas, la sinderesis constituye el comienzo y la guia natural de la vida actuante humana; nota las evidencias cognoscitivas, senala y preceptua el bien o el mal de estas. Por tanto, estamos hablando de un juicio de la conducta, que se emite en orden a orientar, dar sentido y finalidad a los actos. La sinderesis juzga a partir de lo que se recuerda, es decir mediante la impronta que se actualiza con laanamnesis, al momento de las experiencias cognitivas y volitivas. El recuerdo o deseo de conseguir el bien, es la base de la prescripcion que manda a hacer el bien o evitar el mal, es por la anamnesis que la sinderesis puede juzgar y mandar al bien, ya que re-conoce de modo natural lo que le es propio, es decir, los fines propios correspondientes a la persona, se persiguen a modo de primeros principios de conducta natural.

No obstante, el re-conocimiento de la sinderesis mediante la anamnesis, significa que no es un conocimiento o habito adquirido, sino que es natural infuso, a modo de configuracion permanente (la naturaleza) a priori, que garantiza la posibilidad de rectificar; sin embargo, esta configuracion habitual no es determinacion, pues junto con ella esta la libertad, y por ello es posible optar por cumplir o no cumplir el bien.

A raiz de lo anterior se llega a la conclusion de que el ser humano esta pre-configurado para su obrar en la vida, a la vez que esta conformado por una serie de facultades especificas que lo ayudan a cumplir con la finalidad al cual esta llamado, de manera que esta pre-configuracion y configuracion en su conjunto es lo que se denomina naturaleza humana. Sin embargo, no siempre se ha tenido esta nocion presente como algo verdaderamente estructurante en el ser humano; de hecho, a lo largo de la historia del pensamiento filosofico, ha habido grandes esfuerzos mentales por desarraigar al hombre, no solo de su propia naturaleza, sino de aquella inteligencia a priori que se entiende como arquitecto de la misma configuracion, de manera que la idea de ser humano no ha permanecido estable en el paso de los anos.

Las diferentes ideas sobre el hombre

Tiempo despues Tomas de Aquino afirmara que lo que prevalece en el ser humano es la razon, sobre la voluntad y las demas facultades. Ahora bien, aunque los griegos no comprendieron a la persona, tal como hoy en dia se entiende, el termino viene per-sonare en latin y prosopon en griego, que significa sonar con fuerza (30). Asi, persona significa lo importante, lo sobresaliente, lo que tiene dignidad. El cristianismo tomo en cuenta esta nocion hasta elevarla al nivel de comprenderla como dignidad. La dignidad de la persona humana es un concepto fundamental para la posibilidad del DH.

La ilustracion introdujo una perspectiva distinta. Kant se pregunta directamente por el ser del hombre y establece cuatro preguntas que guian su investigacion: ?que puedo saber?, ?que debo hacer?, ?que me es permitido esperar? y ?que es el hombre? En su obra de 1781 sostiene que la pregunta por la esencia de la metafisica, es aquella que se interroga acerca de la unidad de las facultades fundamentales del ser humano. Para Kant, el hombre segun su naturaleza es un conjunto de disposiciones con capacidades. El quehacer de la voluntad es autonomo, y el hombre actua bajo el imperativo categorico, en el cual se formula la ley de la naturaleza: "Obra como si la maxima de tu accion debiera tornarse, por tu voluntad, ley universal de la naturaleza" (31). Kant plantea la dignidad de la persona de la siguiente manera:
   en cambio, los seres racionales llamanse personas porque su
   naturaleza los distingue ya como fines en si mismos, esto es, como
   alga que no puede ser usado meramente como media, y, por tanto,
   limita en ese sentida todo capricho (y es un objeto del respeto).
   Estos no son, pues, meros fines subjetivas, cuya existencia, como
   efecto de nuestra accion, tiene un valor para nosotros, sino que
   son fines objetivos, esto es, cosas cuya existencia es en si misma
   un fan, y un fan tal, que en su lugar no puede ponerse ningun
   otro fan para el cual debieran ellas servir de medios, porque sin
   esto no hubiera posibilidad de hallar en parte alguna nada con
   valor absoluto; mas si todo valor fuero condicionado y, por tanto,
   contingente, no podria encontrarse para la razon ningun principio
   practico supremo (32).


Por su parte Hegel en su idealismo racionalista, pone al hombre en tanto participacion del todo racional en la cumbre de lo real. Feuerbach, entiende a la religion como una forma de conocimiento del hombre, la cual es considerada como una necesidad de la naturaleza, para Marx esta necesidad se presenta como cambiante ya que el hombre proyecta en la divinidad sus propias necesidades, que surgen en la historicidad. Marx, piensa que el hombre es un ser material por naturaleza. Se trata de un individuo no personal, miembro de una especie la cual es social y comunitaria. Lo que importa es el genero humano y no el individuo.

Posterior al empirismo, idealismo, la ilustracion y el materialismo historico surge una corriente llamada vitalismo, esta postura intenta superar el fracaso del mecanicismo cartesiano, opta por afirmar la existencia de una fuerza vital que explica la vida del hombre. Mas tarde, Nietszche propuso el valor supremo del hombre y la voluntad de poder. Influido por el evolucionismo darwiniano tiene una esperanza ciega en la evolucion al superhombre, aquel que estara liberado de los paradigmas morales, sociales, historicos, de manera que sera dueno y senor de si mismo.

El existencialismo exalto la existencia sobre la esencia, el hombre no es, sino su quehacer cotidiano, a traves de su existir se configura su esencia. El hombre es sufrimiento inutil, esta arrojado a la existencia, no hay inteligencia suprema ni previa que haya realizado el proyecto del hombre, de manera que ser hombre es ser nada. Heidegger (1889-1976) anterior a Sartre (1905-1980), quien lucho por abolir la metafisica, afirma que el hombre es un ser-ahi abierto al ser, y se halla arrojado al mundo y a la tierra, por tanto es un ser-en-el-mundo (33). Formula la pregunta por el ser del hombre, sin embargo concluye que el hombre es un ser-para-la-nada.

A la postre llega el estructuralismo que no reconoce la naturaleza humana. Es decir, el hombre no es libre sino condicionamiento de fuerzas y estructuras de su mismo ser, de las cuales no es consciente, la estructura natural hace del hombre un objeto, mas que un sujeto, es un elemento de un sistema y carece de valor. Culturalmente se trata de un animal simbolico.

En la actualidad, el hombre se comprende como un individuo autonomo que carece de naturaleza en cuanto tal, de manera que es nada y desde la nada se configura. ?Como es posible plantear un DH a partir de la nada?

Prolegomenos a la definicion de persona (a manera de critica)

Se ha dicho que el ser humano es un sujeto que consta de una naturaleza fija, inmutable pero abierta, esta apertura expresa un arrojo a la existencia y, a la vez, se trata de una existencia poseedora de una legalidad natural, gracias a la cual actua en libertad. Ahora bien, este sujeto natural es una mismidad, subjetividad o en terminos comunes un yo. Esta acotacion de la persona a su yoidad implica la dimension subjetiva del ser humano. El sujeto es entendido como un sustrato, es decir una sustancia, en la que se desenvuelve el si mismo, dicho de otra manera la mismidad es el-en-si del sujeto. El termino yo surge en la modernidad para referirse al supuesto individual dado por la naturaleza racional, ya sea en la intimidad subjetiva o en la conciencia vital o intelectual (34).

La nocion de persona fue cambiando con los avances del derecho romano, la filosofia y la ciencia, asi como por las transformaciones socio-culturales; parece ser un concepto meramente racional y, que no tiene raigambre en el sujeto mismo. La nocion de naturaleza humana y legalidad indican el estatuto ontico del sujeto que se afirma como si mismo, persona y yo. El yo puede ser visto desde el angulo de la sociologia y antropologia sociocultural como sujeto, pero no es exactamente un sujeto al modo de la sustancia, sino un sujeto historico o simbolico.

El sujeto historico surge a partir de la filosofia de Kant, y se refiere a la relacion del hombre con el mundo, comienza con la concepcion del hombre como un sujeto que se hace a si mismo en la transformacion del mundo, de ser simple hombre-genero, se hace hombre-especifico, y este transito sucede en el curso de lo historico (35).
   El significado mas compartido del termino sujeto de la historia es
   el que lo define como aquel que hace la historia, el portador de
   aquella actividad que conduce a cambios en la vida de lasociedad,
   a su transformacion y desarrollo (36).


Ahora bien, esta concepcion de sujeto en tanto historico no es contradictoria con el sujeto como sustrato, pues el primer modo de decir sujeto versa sobre la accion poietica del hombre, es decir aquello que hace y, corresponde a su exterioridad; la segunda hace referencia a su modo de ser especifico, nos referimos a un sujeto con una doble dimension: la determinada por la especie y la apertura a traves de la cual hace cultura. De modo que, ser aquel que hace la historia, no significa no-ser de antemano, el entendimiento de que el hombre carece de esencia porque se elabora a traves de la propia en la accion historica no tiene sentido, pues para que se de la historia, tiene que haber anterior a la accion, un sujeto con una legalidad tal que le permita actuar historicamente.

El si mismo indica las fuerzas vitales de la existencia humana y la identidad que tiene el sujeto consigo mismo; la primera aproximacion trata del campo de la biologia, la corporalidad, el segundo hace referencia al entendimiento espiritual en tanto existencia. Por otra parte, Ricoeur inaugura la tradicion de laipseidad, el hombre esta en la mismidad, a la cual solo accede el sujeto a traves de la narrativa del si mismo, la sustancia aparece como una ilusion de manera que:
   ... aquello que llamamos sujeta nunca esta dado desde el princapio.
   si esta dado, corre el riesgo de verse reducido al yo narcisista,
   egoista y avaro, del cual justamente nos puede librarla literatura.
   Ahora bien, lo que perdemos por el lado del narcisismo, lo ganamos
   por el lado de la identidad narrativa. En lugar del yo atrapado por
   si misma, nace un si misma instruido por los simbolos culturales,
   en cuya primera fila estan los relatos recibidos de la tradicion
   literaria. Son ellos quienes nos confieren una unidad no sustancial
   sino narrativa (37).


Ricoeur tiene razon en la exposicion de la verdad de una identidad narrativa, asi como la ipseidad, que se comprende como una identidad con el si mismo, pero en realidad es una verdadera identidad con el sujeto en tanto sustrato, el Ose indica una identidad con la esencia y naturaleza misma, de tal manera que el Ose bien entendido esta en la linea de la anamnesis, puesto que trata de re-conocer la realidad del quien que soy. Y porque soy una ipseidad y una mismidad, soy capaz de actuar de formar historia, cultura y biografia.
   ... la autobiografia, la historia de una vida es refigurada
   constantemente por todas las historias veridicas o de ficcion que
   un sujeta cuenta sobre si mismo. Esta refiguracion hace de la
   propia vida un tejido de historias narradas (38).


La biografia es posible porque hay un yo, que ontologicamente se identifica con la persona, a nivel gnoseologico con la consciencia, y fenomenologicamente con la consciencia. Este ultimo quiza sea la parte del yo que interactua con los otros a partir de ciertas actitudes y conductas, y que en conjunto forman una determinada sociedad. De manera que, este yo se refiere a la individuacion del sujeto, El yo se individua a traves de la materia, como principio de individuacion, y esta conformado por una sola esencia singular, formada de racionalidad (inteligencia y voluntad). Es asi que la vida de cada individuo al desplegarse en la historia teje una biografia que al ser autonarrada se entiende como la vida narrativa, lo cual significa la subjetividad.

No obstante, la persona en su dimension de mismidad implica un plano biopsicologico y uno historico sociologico. La primera se refiere a un cuerpo y la segunda a sus comportamientos. La cultura, entonces, es una expresion de la subjetividad, es decir del sujeto, yo, ipseidad, mismidad y persona, lo cual no significa que este ente complejo no se capaz de comprender la verdad y ser objetivo, la cultura es algo que tambien se realiza desde el conocimiento de la verdad objetiva.

La cultura en sentido estricto es cualquier manifestacion humana, es la expresion externa de la interioridad del sujeto (39). El ser humano, se define por la capacidad de recodificar la materia, anadiendole un plus. Esto es subjetivandola, dotandola de un contenido espiritual que es el reflejo de su misma interioridad o mismidad, se puede decir que la cultura es la mimesis del si mismo y del yo biografico del sujeto, quien se desenvuelve en la historia conforme a una legalidad.

Este entendimiento de cultura abre el campo a la exploracion sobre el sentido y el fin del DH, pues como se menciono al inicio de esta investigacion, el DH sucede en un contexto historico-cultural, pero el DH actua o se da en un sujeto el cual por naturaleza opera en todos los planos que se han expuesto.

Ahora bien sin un sujeto entendido como sustrato, no seria posible el DH, ya que no habria nadie -una ipseidad- a la cual desarrollar, de no existir un sujeto con una naturaleza especifica, el DH seria mas que desarrollo, mero progreso de sujeto historico, ya que la fuerza vital o el sujeto biologico solo iria hacia delante; desarrollar --en el Diccionario de la Real Academia de la Lengua Espanola-- se define como acrecentar, dar incremento a algo de orden fisico, intelectual o moral, lo cual se refiere a mejorar, enriquecer, enaltecer. Pero, para que esto sea posible primero debe haber una sustancia individual, sustrato o esencia, en otras palabras una naturaleza que tenga inscrita en su legalidad la capacidad de crecimiento, y la unica naturaleza que puede ser determinada y abierta a la vez, es la naturaleza humana.

Por lo tanto desde el enfoque de la antropologia social, la persona es aquel sujeto que como ipseidad y yo, es capaz de dar incremento a aquello que le pertenece como naturaleza, la cual desarrolla en su dinamica individual y social, dentro de una cultura y un tiempo especifico. De tal manera que la ampliacion de las opciones y capacidades de las personas, surgen desde su fundamento como persona y se desempenan en su sujeto historico.

Reflexiones finales

Como bien se ha demostrado, el futuro del Desarrollo Humano (DH) exige un cambio de paradigma centrado en mejorar la condicion de vida de las personas, no desde una perspectiva economica, sino en torno al desarrollo de las capacidades fundamentales o esenciales pertenecientes al ser humano. En este sentido, la presente investigacion parte del reconocimiento de la interdisciplinariedad como condicion para avanzar en la elaboracion de un nuevo marco teorico para el DH, buscando finalmente transdisciplinariedad.

Asi, en este primer esfuerzo se acude a la filosofia para incorporar la metafisica del hombre dentro de la antropologia social (AS) a fin de responder ?Cuales son las capacidades esenciales que le competen a los seres humanos? En esta aproximacion se parte de la critica al utilitarismo y se sostiene que el DH tiene que partir de una comprension profunda del ser humano.

Queda pendiente una nueva reflexion que a partir de una revision del estatuto de las ciencias sociales y sus transformaciones permitan formular nuevas interrogantes que orienten el desarrollo y la teorizacion del DH partiendo de una compresion del ser humano como ser de relacional. Otra de las tareas postergadas se refiere, por un lado, a la elaboracion de un metodo para la ensenanza del DH y, por el otro, urge disertar acerca del futuro del DH en un mundo cada vez mas inmerso en la incertidumbre y la inseguridad hacia el porvenir.

Referencias Bibliograficas

Abbagnano, Nicolas. Diccionario de filosofa. Mexico: Fondo de cultura economica, 1995.

Aristoteles. La politica.Madrid: Espasa Calpe, 1997 (384 a.C.-322 a.C).

Choza, Jacinto. Manual de antropologia filosofica. Madrid: Rialp, 1988.

Dubois, Alfonso. Diccionario de accion humanitaria y cooperacion al

Desarrollo. 2005. http://dicc.hegoa.efaber.net/listar/mostrar/68 (ultimo acceso: 21 de marzo de 2009).

Gaos, Jose. Obras completas: de Husserl, Heidegger y Ortega. Mexico: Universidad Nacional Autonoma de Mexico, 1999.

Hobbes, Thomas. del ciudadano y Leviatan. Madrid: Tecnos, 2005.

Hume, David. Tratado de la Naturaleza Humana: ensayo para introdicir el metodo del razonamiento experimental en los asuntos morales. Madrid: Calpe, 1923.

Kant, Inmanuel. Fundamentacion de la metafysica de las costumbres. Traducido por Manuel Garcia Morente. Madrid: Espasa-calpe, (1980) [1888].

Lopez, Jesus Garcia. Escritos de antropologia filosofica. Pamplona: Eunsa, 2006.

Inmanuel Wallerstein y otros, Abrir las ciencias sociales. Informe de la comision Gilbenkian para la reestructuracion de las ciencias sociales. Mexico: Siglo veintiuno editores, 1996/2001.

Polo, Leonardo. Quien es el hombre. Madrid: Rialp, 1991.

Ricoeur, Paul. Educacion y politica. De la historia personal a la comunion de libertades. Buenos Aires: Editorial Docencia, 1984.

--. Tiempo y narracion I. Configuracion del tiempo en el relato historico. Madrid: Siglo XXI, 1995.

Rocha, Leticia. <<La idea del hombre en la filosfia cartesiana.>> Revista Unam. mx vol S, no. 3, 2004.

Shitikov, Mijail M. <<El problema del sujeto de la historia.>> Revista Varona Ano VIII, No. 7., 1986: 158-171.

Soto, Cristian. <<La pregunta de Kant: ?Que es el hombre?>> Anuario de Pregrado 1, Universidad de Chile, 2004.

Tylor, Edward B. El concepto de cultura. Barcelona: Anagrama., (1995) [1871].

Yepes, Ricardo. Fundamentos de Antropologia. Pamplona: Eunsa, 1998.

Larissa Guerrero laguerre@up.edu.mx

Ines Guardia Rolando iguardia@up.edu.mx

Raul Cerda Perez rcerda@up.edu.mx

Universidad Panamericana -- Guadalajara-Mexico

(1) Este articulo es el avance de investigacion de un proyecto macro sobre el Desarrollo Humano: sus teorias, paradigmas, desarrollo y ensenanza que realizan los autores.

(1a) Stuart Mill afirmo haber sido el primero en utilizar el termino utilitarista, luego Bentham en 1781 lo uso en ocasiones. os aspectos fundamentales de esta doctrina se centran en su intento por transformar la etica en una ciencia positiva de la conducta humana que pretendieron que fuera exacta; el utilitarismo sustituye la consideracion del fin, deducido de la naturaleza metafisica del hombre por la consideracion de los moviles que determinan al hombre. En este punto se relaciona con el hedonismo por la busqueda del placer como unico movil; reconoce el caracter superindividual del placer donde el fin de toda la actividad humana es <<la maxima felicidad compartida entre el mayor numero posible de personas>>; supone coincidencia entre la utilidad privada y la publica. N. Abbagnano. Diccionarino de filosofia. Mexico: Fondo de Cultura Economica, 1995.

(2) J., Bentham. An Introduction to the Principles of Morals and Legislation, New York: Hefner Publishing Co., 1948 (1749).

(3) A., Dubois. Diccionario de accion humanitaria y cooperacion al Desarrollo. 2005. http://dicc.hegoa.efaber.net/listar/mostrar/68 (ultimo acceso: 21 de marzo de 2009).

(4) Ibid.

(5) La disciplinariedad, la pluridisciplinariedad, la interdisciplinariedad y la transdisciplinariedad son las cuatro flechas del conocimiento y parafraseando libremente a Wallerstein, podriamos decir que mediante esta dinamica las ciencias sociales tienen una via para su autorecreacion. Para profundizar los conceptos de interdisciplinariedad y transdiscilinariedad se recomienda la lectura de los textos de Wallerstein, I. y otros. Abrir las ciencias sociales. Informe de la Comision Gulbenkian para la reestructuracion de las ciencias sociales. Mexico: Siglo veintiuno Editores, 1996-12001.

(6) Ibid.

(7) Contexto significa el lugar y el tiempo, donde el ser humano despliega su existencia.

(8) J., Garcia Lopez. Escritos de antropologia filosofica. Pamplona: Eunsa, 2006, pp.61-70.

(9) Aristoteles, Pol, I,1.

(10) L. Polo. Quien es el hombre. Madrid: Rialp, 1991.

(11) Lopez, Op. cit.

(12) E. B, Tylor. "La ciencia de la cultura". en: Kahn, J. S. (comp.): El concepto de cultura. Anagrama. Barcelona, 1995, p.29

(13) C., Levi-Strauss. Antropologia estructural, mito, sociedad humanidades. Mexico: Siglo XXI editores, 1987

(14) G., Gimenez. La problematica de la cultura en las ciencias sociales, Programa nacional de formacion de profesores universitarios en ciencias sociales, Secretaria de educacion publica, Mexico, s/f. p.21

(15) Ibid.

(16) Garcia Lopez. Op. cit.

(17) Aristoteles, Met., 1014b, 28.

(18) Garcia Lopez, Op cit. pp. 93-99.

(19) Ibid.

(20) Ibid.

(21) Aquino, T. S. Th. 1a, q.39, q.75, ss., IIIa, q.24, a.4

(22) Leticia, Rocha. <<La idea del hombre en la filosfia cartesiana.>> Revista Unam.mx vol 5, no. 3, 2004.

(23) Ibid.

(24) Cfr. T., Hobbes, Del ciudadano y Leviatan , Tecnos, Madrid, 2005 (1648) "Bellum omnium contra omnes" y "Homo homini lupus".

(25) Cfr. D., Hume, Tratado de la naturaleza humana: ensayo para introducir el metodo del razonamiento experimental en los asuntos morales, Calpe, Madrid, 1923(1771-7776).

(26) Aquino, S. Th, I, q.79 a. 1 ss, II-II, q.47, a .1 ss

(27) Aquino, De veritate, q. 16, al, sol.

(28) Aquino, In II Sententiarum, d.24, q. 2, a.3

(29) Pelayo, Garcia Sierra. Diccionario filosofico, Principio fundamental o sinderesis de la etica o moral segun el materialismo filosofico, disponible en: http://www.filosofia.org/filomat/df464.htm, consultado el 21 de marzo 2009.

(30) Este termino surge porque en el teatro griego los actores usaban mascaras para representar a los personajes, y detras de la mascara (del prosopon) la voz sonaba con fuerza, de tal modo que prosopon cobro significado de "Aquel que habla", "aquel que expresa", y quien expresa y habla es el hombre, que cuando habla en la escena es lo importante.

(31) Kant, Fundamentacion de la metafisica de las costumbres, Madrid: Espas-calpe Trad. Garcia Morente, 1980

(32) Ibid.

(33) J., Gaos. Obras completas: de Husserl, Heidegger y Ortega. Mexico: Universidad Nacional Autonoma de Mexico, 1999.

(34) J., Choza. Manual de antropologia filosofica. Madrid: Rialp, 1988.

(35) M. M., Shitikov. <<El problema del sujeto de la historia.>> Revista Varona Ano VIII, No. 7., 1986: 158-171.

(36) Ibid.

(37) P., Ricoeur. Educacion y politica. De la historia personal ala comunion de libertades, Editorial Docencia, Buenos Aires 1984.

(38) P., Ricoeur. Tiempo y narracion I. Configuracion del tiempo en el relato historico, Siglo XXI, Madrid 1995.

(39) R., Yepes. Fundamentos de Antropologia, Pamplona: Eunsa, 1998.
COPYRIGHT 2009 Universidad de Los Andes, Venezuela
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2009 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Guerrero, Larissa; Guardia Rolando, Ines; Cerda Perez, Raul
Publication:Dialogos Culturales
Article Type:Report
Date:Oct 1, 2009
Words:9923
Previous Article:La razon sensible y las ciencias humanas.
Next Article:Una aproximacion al sentido social de la historia bajo una perspectiva historiografica.

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters