Printer Friendly

La Tierra cuenta. Oralidad, lectura y escritura en territorio comunitario.

Conferencia magistral a cargo del Profesor Alfredo Mires Ortiz experto en Bibliotecas Rurales, ofrecida en el marco del Congreso Lectura, escrituray oralidad, dado en Medellfn el 28 de noviembre del 2016 en la Casa de Lectura Infantil.

1. La sensacion y la palabra

Hace unos meses, caminando hacia la lejana comunidad de Yunchaco--cerca de donde el caudaloso Maranon se abraza con otros rios para formar el Amazonas--, nos detuvimos porque una larga caravana de hormigas cargadas de hojas, palitos y granos, atravesaba la senda. Maiquito, el nino campesino que nos guiaba, dijo, rotundo:

--Mas tarde va a llover.

--?Como lo sabes?--le pregunte.

--?No lo ves? Las hormigas nos estan avisando.

Mire a las hormigas y la verdad es que no escuche nada; mire al cielo y no vi una sola nube.

Unas horas despues, el cielo se preno de nubarrones y el aguacero se desato tal como las hormigas habian dicho.

Cuando se lo conte a Cesar Burga, el comunero bibliotecario y padre de Maiquito, me pregunto:

--?Vos no sentiste ademas el calor que avisa la lluvia?

--?Te refieres al "sol de lluvia"?--le repregunte.

--No--me explico, clemente--: es el calorcito que uno mismo siente sabiendo que va a llover.

Esa tarde escribi en mi libreta de campo: "Estamos tambiai perdiendo la capacidad de leernos a nosotros mismos. Felizmente las hormigas no van a la escuela: para aprender hay que acechar y asombrarse siempre. La tierra no escatima ensenares. No hay mas camino que esta juntura, generosay fertil, de todos con todo, entre todos, por todo. En este pais, los que mas recuerdan son los mas olvidados".

Muchas veces, cuando se escuchan o se leen relatos como este, el intelecto emite casi mecanicamente palabras como "indigenas", "folklore", "creencias", "mentalidad pre logica", "costumbres", "arcaismos", "supersticiones", etc. Todas esas palabras llevan implicita una carga descalificadora, la impronta de la minusvalia. Las palabras adoptan una pose guillotinesca, la autoridad grisacea de la academia, la superioridad cerebral del instruido. No es que de por si las palabras sean cercenadoras, pero en determinado estrato han asumido el rango arbitrario del estereotipo.

?Por que las sensaciones se adscriben a lo primitivo y lo racional a lo civilizado? Es decir, ?por que la razon goza de la autoridad que los afectos carecen?, ?en que momento la percepcion del entorno sucumbe frente a la descripcion abstracta?, ?cuando es que los parentescos territoriales se allanaron para dar paso a los mapas conceptuales?, ?como es que las comuniones pueden ser sustraidas por los inventarios y las filiaciones claudican ante lo contractual?, ?no sera que miramos las cuadraturas de la television y las computadoras, con tal acatamiento, que terminamos volviendonos sus espejos, que cada vez mas nos desnaturalizamos?

No pretendo contestar ahora mis propias preguntas y quiza tampoco se trata de aspirar a encontrar la punta de la madeja, pero en el afan de redecir, repintar, redanzar o reescribir nuestra propia historia, seguramente nos urge columbrar los entramados de este tejido que nos abriga y nos desnuda constantemente.

Porque los afectos y sus manifestaciones no tienen que seguir siendo sinonimos de atraso ni las antiguas sapiencias emanaciones de ignorancia. Tenemos que dejar de ver el llamado animismo como una graciosa concesion humanizante hacia la pobre y desvalida naturaleza: si ella no fuese quien es, nosotros no seriamos quienes somos.

El gran problema es que--en los tiempos que van--tambien nos estan arrancando las paginas de la comarca. No solo se estan descuajando las paginas de este libro prodigioso que es la tierra, sino que como automatas pasamos a hablar el idioma de la ausencia, de la mudez, de la premura, de la querella.

Y este desvinculo no es de indole metafisico: a mediados de octubre de este ano, la FAO emitio un informe en el que estima que para el 2030 podria haber entre 35 y 122 millones mas de personas sumidas en la pobreza por efectos de la destruccion ambiental. Y a fines de octubre, el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) lanzo la alarma que la vida silvestre en el mundo se ha reducido en un 58% desde 1970. "Las principales causas--senala este informe--son la actividad humana, como la ocupacion del habitat de las especies, el comercio de animales silvestres, la contaminacion provocada por las actividades industriales y el cambio climatico que afecta a la Tierra".

No son, pues, los irracionales y salvajes incivilizados los que han llevado al mundo al borde del colapso. Cuando el territorio deja de ser el equilibrio concordante de lo de adentro con lo de afuera--la consonancia de sentimientos articulados y las sensaciones armonizadas--, la destruccion de las voces y el saqueo sin limites pueden ser irreversibles.

Lo que enferma o enajena a un individuo y a una sociedad es la ruptura de estos sentidos territoriales basicos y urge, entonces, desbloquear la obstruccion perceptiva de los vinculos, restituyendo los hermanamientos naturales. Porque el territorio no es un espejismo delirante. Y leer la letra no tiene que enmudecer al mundo que nos habita y que nos circunda.

Quiza el problema no es que la cosificacion del mundo este en el fundamento de los discursos hegemonicos, sino el nivel de asimilacion que las personas y las comunidades tengamos de este concepto y sus consecuentes practicas depredadoras.

2. El cruento desencuentro

Vengo de Cajamarca, en la sierra norte de Peru, el lugar en el que "empezo la agonia"-como decia Pablo Neruda en su "Canto general"-. Este pasado 16 de noviembre se cumplieron 484 anos de ese cruento desencuentro, el dia que se inicio la invasion (la llamada conquista) y este choque de culturas entre incas y espanoles.

Ese fatidico atardecer se desencadeno con la presencia del libro por primera vez en nuestra tierra. Con mas de diez mil hombres, mujeres, ancianos y ninos asesinados en solo unas horas, se instituyo tambien el rol aniquilador de la palabra escrita. En lo sucesivo, no era que el poder estaba escrito: lo que estaba escrito era poder.

Todos los cronistas que relatan ese momento, coinciden en la figura central del cura Valverde entregando el libro al Inca Atahualpa. El cronista Francisco de Xerez, describe a Valverde acercandose con una cruz en una mano y la biblia en la otra y, a traves de un interprete, diciendo a Atahualpa:
   Yo soy sacerdote de dios,y enseno a los cristianos... y asimismo
   vengo a ensenar a ustedes. Lo que yo enseno es lo que Dios nos
   hablo, que esta en este libro.


Francisco Lopez de Gomara, otro cronista espanol, cuenta que Atahualpa respondio:
   ... muy mojado, que no queria tributar siendo libre... Y en cuanto
   a la religion, dijo que la suya era muy buena y que bien se hallaba
   con ella, y que no queria ni menos debia poner en disputa una cosa
   tan antigua y aprobada, y que Cristo murio, y el sol y la luna
   nunca morian y que como es que sabia el fraile que su Dios de los
   cristianos habia creado el mundo. Fray Vicente respondio que lo
   decia aquel libro, y le dio su Breviario. Atahualpa lo abrio, miro,
   hojeo, y diciendo que a el no le decia nada, lo arrojo en el suelo.
   Tomo el fraile su breviario y fue donde Pizarro voceando: "iLos
   evangelios en tierra: venganza, cristianos!".


Y se desato la masacre...

El cronista indio Felipe Guaman Poma de Ayala escribio, chapoteando entre el quechua y el castellano, clandestinamente, su "Nueva cronica y buen gobierno". Para ayudar a la palabra, la lleno de dibujos. Cuando en estos dibujos aparece alguna autoridad espanola con un libro en las manos, siempre a su lado esta escrito "Obediencia". Para nuestros pueblos, el libro era el emisario del sometimiento.

Pero no solo marco esta dimension historica. El cronista mestizo Garcilaso de la Vega, a diferencia de quienes describieron a un Atahualpa altivo, cuenta que cuando en presencia del libro le pidieron que se sometiese, el inca "Se entristecio (porque le pedian...) cosas tan asperas,y dio un gemido: "!Atad", que quiere decir, "!Ay, dolor", y con esto dio a entender lagran pena que habia sentido".

De los casi 177 atacantes cristianos que arribaron a Cajamarca, solo 51 sabian leer y escribir, y de estos la mayoria solo garabateaba su nombre. Otro cronista espanol, Miguel de Estete, anoto sobre Atahualpa en sus escritos: "Eramuy sabioy discreto,y aunque sinluzni escritura, amigo de saber y de sutil entendimiento". Probablemente sin proponerselo, al describir asi a Atahualpa, ubicaba en la oscuridad a todos aquellos que no sabian leer ni escribir, es decir, a la mayoria de sus propios paisanos.

Francisco Pizarro, el conquistador en jefe, tambien era analfabeto. Y Garcilaso de la Vega relata en sus cronicas un incidente muy decidor:
   Atahualpa, como se ha dicho, fue de buen ingenio y muy agudo. Entre
   otras agudezas que tuvo, que le apresuro la muerte, fue que, viendo
   leer y escribir a los espanoles, penso que era cosa que nacian con
   ella; y para certificarse de esto, pidio a un espanol de los que lo
   guardaban, que en la una del dedo pulgar le escribiese el nombre de
   su Dios. El soldado lo hizo asi. Luego que entro, le pregunto: ?Que
   dice aqui? El espanol se lo dijo, y lo mismo dijeron otros tres o
   cuatro. Poco despues entro Don Francisco Pizarro y, habiendo
   hablado ambos un rato, le pregunto Atahualpa, que decian aquellas
   letras. Don Francisco no acerto a decirlo, porque no sabia leer.
   Entonces entendio el Inca que no era cosa yxatural, sino aprendida.


Dos preceptos sedimentarios se establecieron aqui a partir de todos estos acontecimientos: Tierra y gente de nadie y escritura y libro de alguien. Como se sabe, el Papa Alejandro VI, un 4 de mayo de 1493, entrego a los reyes el continente descubierto: "a perpetuidad... donamos, concedemos y asignamos, a usted y a sus herederos; y de ellas senores con piara, libre y omnimoda potestad, autoridad y jurisdiccion".

La propiedad y el vasallaje quedaron refrendados por esta cultura grafocentrica descalificadora de todas las otras formas de concebir y comunicar el mundo. Los libros no podian hablar, pero obligaban a callar por la certificacion que les otorgaba la gramatica y la ley, al servicio del orden impuesto.

Nuestro entranable amigo Eduardo Galeano resumio lo ocurrido de esta forma:
   Hace cinco siglos, la gente y la tierra de las Americas se
   incorporaron al mercado mundial en caracter de cosas... la
   conquista, empresa ciega y enceguecedora como toda invasion
   imperial, solo podia reconocer a los indigenas, y a la naturaleza,
   como objetos de explotacion o como obstaculos. La diversidad
   cultural fue descalificada como ignorancia y penada como herejia,
   ai nombre del dios unico, la lengua unica y la verdad unica,
   mientras la naturaleza, bestia feroz era domaday obligada a
   convertirse en dinero. La comunion de los indigenas con la tierra
   constituia la certeza esencial de todas las culturas americanas, y
   este pecado de idolatria merecio castigo de azote, horca o fuego.


Para facilitar este latifundio en el que el libro adquirio un papel predominante, en 1503 la corona espanola emitio un edicto ordenando que, cumplidos los 10 anos, los hijos de los 'indigenas nobles' fueran separados de sus familias y llevados-a lo que despues se llamaria Colegios de Curacas-para aprender lectura, escritura y religion y que, despues de haber cumplido todo su proceso de formacion, volvieran a sus comunidades para reproducir aquello en que les habian adiestrado.

El nuevo idioma y su escritura no fue cultivado: se le trasplanto de manera implacable con el proposito de enyugar las almas y someter los territorios y sus identidades. Por eso, como solemos decir, al libro teniamos que exorcizarle la prepotencia con la que arribo a nuestra historia; hubo que recomponerle el ADN y ahijarlo a esta comunidad para que dejara de ajenizar y de ser ajeno. La lectura podia ser un fecundo plantio que enriqueciera nuestras busquedas; las bibliotecas podian almacigar los conjuros de penitencias que nunca nos merecimos.

3. Escritura o el coagular de las voces

No es que nuestros pueblos no han "avanzado" porque eramos analfabetos. Aun sabiendo leer y escribir, nuestro 'delito' sigue siendo el ser "indios": un racismo ultrajante no ha cesado de flagelarnos, una despotica estructura hegemonica sigue ejerciendo el escarnio en los ultimos cinco siglos. Y con facultad cientifica.

Un boton puede bastarnos de muestra: Charles Darwin, autor de "El origen del hombre" y otros clasicos, escribio al conocer a los nativos haush en el siglo XIX: "es imposible imaginar la diferencia que existe entre el hombre salvaje y el hombre civilizado; es mucho mayor que la que hay entre un animal silvestre y otro domesticado. (...) Estos fueguinos pertenecen a una raza muy distinta de la estupida, miserable y ruin que se encuentra mas hacia el oeste ...". Y al conocer a los yaganes anoto ai su diario: "nunca habia yo visto criaturas mas abyectas y miserables (...) Cuando se los ve, cuesta trabajo creer que son seres humanos, habitantes del mismo mundo que nosotros".

Diversas investigaciones han desmentido las afirmaciones agudamente prejuiciadas de Darwin, e incluso parece ser que--aun sabiendo que eran falsedades--decidio usarlas para beneficiar sus argumentaciones evolutivas y diferenciar a los primitivos de los ilustrados.

Pero si cito esto es por el nivel de mando con que estas afirmaciones calaron en la mentalidad de la academia y del llamado mundo civilizado, marcando el abismo entre letrados e iletrados. Darwin tambien escribio: "En los salvajes, la mas inmoderada intemperancia no es un motivo de vergUaiza Su desmesurada licencia y crimaies contra lo natural son realmente espantosos ".

Era 1871 cuando escribio esto. Las guerras napoleonicas se dieron entre 1789 y 1815. Para Darwin como para todos los doctos de la epoca (y seguramente hasta ahora) no era salvaje ni vergonzoso que en esos 26 anos de guerra perdieran la vida casi 7 millones de europeos. Del total de victimas, mas de 3 millones fueron civiles. Aquellas guerras incluian sangrientas matanzas y practicas genocidas, violaciones, robo, rapina, torturas y esclavitud sexual. Las mujeres, sobre todo, eran parte implicita en el botin de guerra.

Linos anos despues, en 1900--y puedo asegurar que no tengo el animo de cargar las tintas--, en la llamada Alianza de las Ocho Naciones que se formo para derrotar el levantamiento Yihetuan (iniciado en China frente a las invasiones extranjeras), las fuerzas occidentales desplegaron masacres con especial ensanamiento. El periodista George Lynch, testigo de esas atrocidades, dijo: "Hay cosas que no debo escribir y que no pueden ser impresos ai Inglaterra, lo que parece mostrar que esta civilizacion occidental nuestra no es mas que unbarnizsobre labarbarie".

No han sido las culturas agrafas las que han estado detras de las concepciones progresivamente depredadoras de la historia humana. Y es fundamental recordar que la escritura es hija de la lectura originaria en el fabuloso libro de la naturaleza. La escritura es heredera de las imagenes y huellas que la naturaleza nos fue mostrando, desde el caparazon de la tortuga hasta las formas de las nubes, pasando por las huellas de los pajaros en la arena y los rasgunos de las fieras en los bosques.

La escritura nacio como la marca del territorio, la contrasena en el horizonte que nos cobija. La escritura invoca y evoca la huella. Y nos identifica con quienes comparten el mismo espacio, la misma primogenitura. ?Como no asumir, entonces, que quienes estan vinculados a la tierra tienen innatas posibilidades de concordar con la escritura sin que eso signifique la supresion de las diversas expresiones?

Los alfabetos, incluso, nacieron bajo el auspicio y el impulso del propio entorno, de las pictografias que intentaron reflejarlo. A leph es la antigua palabra semitica para 'buey', por eso la letra A tiene la forma de la cabeza de un buey, aunque ahora con los cuernos hacia abajo. Beth significa casa y por eso, horizontal, tenia forma de carpa. La antigua palabra para 'agua' era mem, de donde viene la letra m, que tiene forma de olas. La o tiene forma de ojo porque ese es su origen grafico y la antigua letra qoph significa 'mono', que es de donde viene la Q, un circulo con su cola...

Es cierto que el signo, a la vez que condenso el paisaje, fue disociandose de sus sentidos en la medida que adopto una representacion sonora. Si bien la escritura gano en volumen pensante, perdio en sentido vinculante. Su vibrante origen dinamico derivo en fenomeno estatico.

En los ultimos dos milenios, probablemente, esta sintesis implico una paulatina reduccion de las imagenes y una obligada rigidez de los vocablos. El texto se independiza del mundo y la imagen deriva en una acustica definitoria. Asi, el animo del cosmos se fue enfrascando en el planisferio de los diccionarios.

Lal vez asi se comprende por que cuando Fedro conduce a Socrates--iletrado, por cierto--a las orillas del rio lliso, el filosofo se muestra tan patidifuso en medio de la naturaleza que Fedro le dice: "Socrates, podria decirse que eres un extranjero, o seguro que no has salido jamas de Atenas, que nunca has dado un paseo fuera de sus murallas". Socrates, en lugar de deplorar su enclaustramiento ultracitadino, dice en su defensa: 'Asi es, amigo mio, pero es porque quiero instruirme. Los campos y los arboles no me ensenan nada, y solo dentro de la ciudad puedo sacar partido del roce con los demas hombres".

Como si eso fuera poco, la apropiacion del lenguaje codificado por parte de los poderes instaurados, hizo de la letra un instrumento al servicio de las supremacias, tornandola hostil--incluso--con sus propias raices. Lal vez asi puede tambien entenderse por que la escuela ensena discriminando.

Al subordinarse a un regimen estandarizado, la educacion no solo invisibiliza otras formas de atestiguar la vida, sino que desde ninos nos desguanangan el encanto del mundo, nos colonizan las emociones y el misterio se vuelve un proscrito del poderio analitico.

Parafraseando al maestro peruano Grimaldo Rengifo, lo que termina produciendose songeneraciones desafectas con la tierra y su cultura. Prueba de esta compulsion es que--en las evaluaciones de rendimiento educativo--se impone la razon en desmedro de la ternura, de modo que se evalua "Razonamiento verbal" pero no "Sentimiento decible"; se elogia a los contadores de numeros, pero no a los contadores de cuentos; se premia el rendimiento en una lengua ajena, pero se desprecia la vigencia de la lengua propia.

Como hemos dicho en mas de una ocasion, cuando escribimos ejercemos una potencia que no es neutral. No solo racionalizamos el mundo sino que echamos mano de una tecnologia cuya quimica puede convertirnos en sus ministros. Por eso y mas, hay tambien una reciedumbre portentosa en la tradicion oral; su sola sobrevivencia es una prueba de esa energia que la fecunda.

Cuando era nino--hace solo "algunos" anos--, mi abuela Armantina Zorrilla, me recibia en su casa recitando los versos que ella componia:
   Yo fui feliz cuando nina
   en mi tierra de ventura
   cuando todo era risueno
   cuando todo era inocencia
   cuando era mi conciencia
   un pedazo azul del cielo.


A veces eran largos poemas que revivian memorias insepultas.

--?Como haces para escribir esos poemas, abuela?--le preguntaba, fascinado.

--Tengo un martillo, pequenito nomas--me decia--, aqui en mi cabeza. Primero recojo los materiales; los voy labrando, los voy puliendo, los voy acomodando. Y despues los junto, los clavo bien para que no se despeguen, para que no se caigan.

Mi abuela fue huerfana. Era campesina. Y nunca fue a la escuela: era analfabeta.

4. Leer: percepciones y descripciones

La palabra pareidolia (que deriva de 'figura') esta definida como un fenomeno psicologico donde una imagen es percibida erroneamente como una forma reconocible. Dicen los diccionarios que esta experiencia es solo perceptiva y no necesariamente patologica. Ejemplo comun de la pareidolia es ver animales, personas o rostros en la forma de las nubes, o en las formas de las piedras o los cerros.

Esta definido y es comun, como vemos, humanizar a la naturaleza, pero no parece normal naturalizar a los humanos. Que pateticos niveles de arrogancia antropocentrica puede alcanzar el ser humano para poder decir que un cerro tiene cara de gente, pero no decir "Taremos cara de cerro". Y cuando una persona adopta las caracteristicas de la naturaleza se dice que "Se halla en estado bruto", o "Ha vuelto a su estado salvaje", o "Se encuentra en estado primitivo".

Y en lo cotidiano, si puede sonar poetico decir "Tu piel semeja el petalo de urra rosa", pero vayan pensando en el divorcio si se les ocurre decir a su pareja "Tienes cara de montana"... Aunque escritores como Ciro Alegria dejaron bellezas como aquella que dice: "Podria afirmarse que el Adan americano fue plasmado segun su geografia; que las fuerzas de la tierra, de tatr arergicas, eclosionaron en un hombre con rasgos de montanas".

?Que ha conservado y conserva la memoria de los siglos, la escritura o la lectura?, ?la memoria transmitida por generaciones o la practica de esa memoria enriquecida en los cuerpos y la obras?, ?la adecuacion a los entornos o los entornos adecuados?, ?la arquitectura mental o el vestigio de la edificacion?, ?la unidad de todo lo vivido o el territorio de todos los saberes?, ?los genes del hombre o la naturaleza que cria y potencia esos genes?

El poeta ugandes Okot p'Bitek escribio un largo poema titulado "La casa de mi esposo es un oscuro bosque de libros", sobre las aflicciones de una mujer rural africana cuyo marido se ha occidentalizado. Algunos de sus versos dicen:
   Escuchen, miembros de mi clan,
   lloro por mi esposo
   que perdio la cabeza
   Ocol perdio la cabeza
   ar un oscuro bosque de libros.

   Cuando mi esposo
   aun me aramoraba
   tenia los ojos vivos,
   tenia los oidos destupidos,
   aun era un hombre libre,
   su corazon seguia siendo su jefe.
   Mi esposo ha leido mucho,
   ha leido extarsay profundamarte,
   ha leido entre los blancos
   y es listo como los blancos
   y la lectura ha matado a mi hombre:
   ar las costumbres de su pueblo
   se ha vuelto un munon


La historia de la lectura y la escritura es tambien una historia del poder. Pero a la vez, una historia de la libertad. Porque leer, lo que se dice leer, es un acto salvaje, porque es un trance entranable. Leeres emocion y conmocion. Leer es ascetico, cinetico, estetico, etico, mimetico, heretico, magnetico y energetico, para mas senas (tambien se le puede agregar lo dietetico, si uno quisiera).

Ocurre que saber leer y escribir no nos convierte en lectores y escritores. En este sentido, la escuela alfabetiza pero no culturiza. Ensena la mecanica de las letras, pero no la dinamica de la lectura. Se forman cifradores de textos, pero no lectores de mundos o comprendedores de entornos. Es decir, aprendemos a leer, pero no a ser lectores. Y salimos de la escuela como escribientes, pero no como escritores.

El cifrador se limita a ponerle sonido a las letras y a certificar el significado oficial de lo que lee, obedece a un canon y solidifica al significante. El lector es interprete, desentranador y recreador de significados a la luz de su existencia. El cifrador se queda con lo que le describen; el lector se apasiona con lo que descubre, se indigna con lo que desenmascara y se asombra con lo que revela. No se aturde con la etiqueta publicitaria y esta en condiciones de etiquetar al que le quiera vender gato por liebre.

Que una cosa es aprender el mecanismo del abecedario y otra la inspiracion de su armadura. LTn lector, lo que se llama lector, es per se, mas que antihegemonico: es no hegemonico. Es decir, escapa y no legitima la carcel imperial. Leer es la lima que asierra los barrotes de las trampas oscurantistas y las celdas colonizadoras.

Leer es indocilidad, porque se lee lo aparente y lo subyacente, al derecho y al reves, es decir, sub-vierte. El lector, para serlo, requiere de dos componentes innegociables: el entusiasmo lector--que no es otra cosa que la pasion por leer--y el asombro, la capacidad de abrirse y dejarse iluminar por los mundos que se descubren: Si ademas podemos elegir aquello con lo que nos iluminamos, seremos capaces de proyectar luces y avizorar caminos. De modo que leer es util, en verdad, para seguir andando, para seguir buscando y para seguir creciendo.

5. Oralidades, territorios y busquedas

A mediados del siglo XIII, el rey Pederico II, conocido como <<Stupor mundi>>, emperador del Sacro Imperio

Romano Germanico, llevo a cabo un ensayo que paso a ser conocido como "Experimento de privacion del lenguaje". Este senor estaba convencido que existia una 'lengua natura" y, para probarlo, ordeno aislar a treinta ninos recien nacidos, los cuales fueron alimentados y cuidados por un grupo de criadas bajo la orden de no hablarles ni mostrarles gesto alguno.

Sin influencia ninguna, el rey pensaba que espontaneamente iria aflorando el lenguaje adamico, es decir, los ninos empezarian a hablar en hebreo sin que nadie se los hubiera ensenado... Lodos los ninos murieron: ninguno alcanzo siquiera los tres anos de edad.

Este experimento fue repetido por el rey James IV, de Escocia, en 1493, con los mismos resultados. Porque el lenguaje tambien es afecto: la privacion de las emociones--ligadas al aprendizaje del habla--impide el desarrollo de la tonicidad e inunda la vida de ansiedad y miedo. Es tambien lo que los entendidos llaman "depresion anaclitica", que no es otra cosa que la tristeza mas honda por la falta de amor solidario.

Con razon el poeta libanes Kahlil Gibran decia: "Alejate de la sabiduria que no llora, la filosofia que no rie y lagrandeza que no se inclina ante los ninos"; y tambien afirmaba: "Todo cuanto esta ai la existencia se aicuentra ai tu esaicia, y todo lo que esta en tu esencia se aicuentra en la existencia".

De modo que no solo es el afecto humano el que nos forma, sino tambien el carino del entorno. Quiza por eso en la propia lengua espanola, la palabra Humano procede del latin arcaico Humus, que significa Lierra; y en la antigua raiz indoeuropea la palabra para "ser humano" es "Adamah", de donde viene el nombre de Adan.

En la lengua quechua, el utero de las hembras se llama pacha, que tambien significa tierra. Cuando una mujer esta encinta le decimos pachayuq, la que tiene el mundo adentro. Por eso las llamadas momias que se encuentran en los antiguos entierros de los andes han sido colocadas en posicion fetal, porque estaban volviendo al lugar del que vinieron. Y en lengua aymara, para decir "Yo mismo", se dice Nay pacha, que significa "Soy tierra".

De manera que territorio no solo es arraigo, sino sobre todo la necesidad de criar y ser criado. Cada lugar es un cosmos espacial/afectivo. Cada lugar es un tejido de tejidos. El territorio resulta siendo una urdimbre de afectos, el carino acendrado en los entornos y con los entornados. Y se acrecienta sin limites porque esta ligado a la emancipacion de los vasallajes en la medida que las filiaciones no cooptan sino confluyen, como cadenas interminables de genes comunitarios.

El propietarismo comienza cuando una hebra se desprende del tejido y entonces se trastoca en dominio, posesion, feudo, colonia. Aunque territorio es un concepto bastante polisemico, es importante resaltar el derecho de acogida y aclimatamiento, el principio de la querencia y la intima relacion de pertenencia mutua, simbiotica e interpenetrada de las comunidades con su ambiente.

Este fragil enhebramiento de heterogeneidades, empatias y relaciones--como lo he senalado en algun momento--, difiere sustancialmente de conceptos acaparadores y mezquinos. La percepcion que las comunidades campesinas o indigenas tienen del territorio, por ejemplo, se distingue radicalmente del codicioso extractivismo que pueden tener o tienen algunas empresas. Para el usurero, los recursos deben sacarse y lucrarse. Para los "adheridos", el 'nosotros' ni siquiera concibe la nocion de recurso.

Asi, podemos dilucidar interminablemente con los mismos significantes, pero distanciados a nivel primordial por distintos significados: en la medida que no tenemos las mismas matrices ni los mismos intereses, no hablamos los mismos lenguajes aunque el idioma sea el mismo.

Dadas dos formas diferentes de vivir--como las del campo y la ciudad, por ejemplo--, no tendria que haber razon alguna para confrontaciones ni desacuerdos. Pero no hay motivo para que en la ciudad nos arroguemos la facultad de extender nuestra vision de la realidad y las consecuentes alternativas para la vida del campo... del mismo modo que en la ciudad no se aceptaria que desde el campo se obliguen las medidas a tomar en las ciudades.

?Existe el riesgo de pretender "integrar el campo a la dinamica urbana"? Por lo general--sea por un toque de infatuada suficiencia metropolitana (y consecuente subestima del campo) o por altruismo civilizador--lo recurrente es transferir (lo que en el imaginario de la urbe se considera comodo o progresista) a cualquier espacio sobre el que se sienta autorizado (desde sillas hasta avenidas asfaltadas, pasando por agua potable y cajeros automaticos, etc.).

Lo que pasa es que no solo es en terminos fisicos que se da el crecimiento urbano: se da, sobre todo, con la superestructura de lo urbano. Esto, en si mismo, implica una posicion respecto al territorio. Y la consecuente desterritorializacion de los espacios adyacentes, como por ejemplo, el campo. En la mayoria de los Planes de Lectura de America Latina, para citar un caso, la palabra "territorio" es usada--basicamente--, en terminos de superficie regional o delimitacion juridico-administrativa.

El respeto del espacio natural (desde el punto de vista "fisico") debe ser indicotomizable respecto a los espacios culturales. Asi, un bosque tambien es un cuento, y viceversa. LTn rio es un rito. Lina calle el espacio para enamorar. Lina danza es la plaza donde se danza, la fecha en la que se danza y la vision por la que se danza.

"Defender" lo rural significa-fundamentalmente-equiparar (o restituir) el valor que tiene en cuanto tal, y no necesariamente respecto a lo urbano. De modo que "intangibilizar" los territorios--objetiva y subjetivamente--resulta categorico. Los territorios de los saberes son, a la vez, los saberes de los territorios. O, para decirlo de otro modo, el territorio de lo que conozco (y como lo conozco) es a la vez el conocimiento de ese territorio. La region de mi conocimiento es el conocimiento de mi region.

Siendo asi, el esencial material didactico puede ser el habitat y el contexto; la verdadera curricula puede responder a las necesidades y capacidades creadoras de los ninos; y el mas franco y basico diccionario estaria en las paginas vivas de las comunidades. De modo que para saber que hacer a nivel de alfabetizacion seria mejor preguntarle al propio analfabeto, mas que al super experto en alfabetizacion.

6. Yendo

La biblioteca es un lugar donde se encuentran y entrecruzan una pluralidad de universos, omniversos, lectores y territorios. ?En que medida la lectura que promocionamos genera leales compenetraciones con los espacios en los que nos hallamos?, ?en que proporcion las filiaciones comunitarias pueblan los libros que difundimos?, ?de que manera nos adherimos--como renovados--, a nuestra tierra, gracias a las lecturas que compartimos?

Ocurre que la sabiduria comunitaria y las tradiciones orales, no son una expresion de la cultura y su continuidad inmanente, sino la cultura misma, su propio genio y atavio.

Loda la magia y la sapiencia de la narracion no estan adelante ni atras del corpus que la constituye, sino que son su propia constitucion.

El rescate, publicacion y difusion--con la consecuente lectura y re-escritura--de estos conocimientos, pueden afianzar la relacion del lector con el propio territorio. El punto no es acercar el libro a las poblaciones, sino avivar la pasion por incorporarlos a sus atmosferas y aspiraciones.

Mucho tiempo lleva torcida la verdad de nuestra semblanza. Y de repente andamos sufriendo las pesadillas de quienes ya no tienen suenos. No tenemos que aspirar a prosperidades sombrias cuando la fortuna de este continente esta en su suelo y su pueblo. No tenemos que aspirar a decadencias anquilosadas si hemos heredado la fortuna de nuestro propio camino, con nuestra autentica alegria, en nuestro legitimo terreno.

Desde nuestra modesta experiencia en la Red de Bibliotecas Rurales y el Proyecto Enciclopedia Campesina de Cajamarca, se que todo lo que he dicho no contara con la anuencia de las ortodoxias calificadas, aquellas que reglamentan lo que deberia pensarse, decirse y hacerse. Me quedaria de alivio, una vez mas, recordar aquel grafiti que dice: "No soy un completo inutil... por lo menos sirvo de mal ejemplo".

doi: 10.17533/udea.rib.v40n1a09

Alfredo Mires Ortiz

Asesor Ejecutivo de la Red de Bibliotecas Rurales de Cajamarca. Oficina Central: Av. Peru No. 416, Cajamarca. Apartado 359, Cajamarca, Peru. Telefax (51) 76 364397

alfredomires@hotmail.com

http://bibliotecasruralescajamarca. blogspot.com/
COPYRIGHT 2017 Universidad de Antioquia, Escuela Interamericana de Bibliotecologia
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2017 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Mires Ortiz, Alfredo
Publication:Revista Interamericana de Bibliotecologia
Date:Jan 1, 2017
Words:5831
Previous Article:Exploracion de la relevancia de los recursos digitales de Europeana: ideas preliminares sobre la calidad de los metadatos Europeana.
Next Article:Editorial.

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2021 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters |