Printer Friendly

Jesus Torrecilla. Espana al reves. Los mitos del pensamiento progresista (1790-1840).

Jesus Torrecilla. Espana al reves. Los mitos del pensamiento progresista (1790-1840). Madrid: Marcial Pons Historia, 2016.

En la ultima decada han sobreabundado en Espana los estudios sobre procesos de nacionalizacion y construccion de identidades, centrados en el transito del XVIII al XIX, y sobre todo en este ultimo siglo. Como suele ocurrir, la conciencia de un hueco notorio que precisa llenarse se suma al peligro de la moda y el exceso. En cambio, han sido harto mas escasos los abordajes desde el campo literario, si bien historiadores y politologos han recurrido a la literatura, con desigual fortuna, para articular sus argumentos. Este libro de Jesus Torrecilla plantea el estudio de los imaginarios y ficciones de los escritores, aunque el titulo eluda referirse a la literatura y se publique en una de las colecciones de historia mas reputadas del momento.

La tesis central de la monografia se expone en una introduccion que, en una cincuentena de paginas, argumenta que el pensamiento progresista espanol (equivoco termino con el que se refiere basicamente al liberalismo hijo de la revolucion francesa) opera a partir de 1789 una radical transformacion de los mitos nacionales, que ofrece una alternativa al discurso tradicional conservador (centralidad de Castilla, exaltacion de la Reconquista y el Imperio, unidad catolica) que oponia espanolidad a modernidad. Los ilustrados habian intentado disputar ese discurso a los reaccionarios para evitar ser expulsados del cuerpo nacional, pero los liberales optaran por contraponerle una mitologia nueva e inversa, donde la verdadera espanolidad se situaba en las libertades civiles representadas por los fueros medievales y la revuelta comunera, en la tradicion politica de los reinos aragoneses y el respeto a la diversidad regional, y en la Espana musulmana barrida por el fanatismo intolerante y excluyente. Se presta una particular atencion a la impugnacion del mito de la Reconquista y al subsiguiente contramito que identifica lo mas genuino de Espana con la tradicion de los musulmanes vencidos, a partir sobre todo del libro de Jose Antonio Conde.

Siguen cuatro capitulos. El primero se dedica a <<La conflictiva relacion de los liberales con el pueblo>>, a la compleja articulacion del eje conceptual vulgo/ pueblo/nacion, en que el hilo del razonamiento se remonta hasta Feijoo y el elitismo intelectual de la primera Ilustracion, que los liberales tenian que compaginar con su idea rectora de la soberania nacional (que no popular, como repetida y erroneamente dice Torrecilla). El analisis discurre por cauces bastante conocidos y sin mayor novedad, aunque destacaria el excelente estudio estilistico de la Centinela contra franceses de Capmany (pp. 72-74, si bien considero una innecesaria distorsion identificar su forma <<pasional>> de argumentar con la prosa romantica) y el analisis de los escritos, injustamente olvidados, de Jose Somoza (pp. 91-98).

El segundo capitulo aborda el mito comunero y foralista, la idealizacion liberal de las <<libertades>> del Medievo, como el expediente empleado por los liberales para naturalizar las ideas revolucionarias y evitar identificarlas con su origen frances. En esta seccion donde se halla mayor novedad es al afirmar que el mito comunero posee una doble naturaleza: defensa de la libertad frente al despotismo absolutista y defensa de una Espana descentralizada, donde la identidad nacional bascula sobre lo aragones mas que sobre lo castellano. Pero reivindicar las antiguas tradiciones de otros reinos espanoles no significa postular un modelo descentralizado y <<plural>> de nacion, o al menos los escasos ejemplos aducidos (Antonio Puigblanch y Victor Balaguer, p. 24; y pp. 141 y ss.) no proporcionan la conviccion necesaria. El tercer capitulo versa sobre <<El mito de Al-Andalus>> y gira inicialmente sobre el cambio de paradigma en la cuestion que supone la obra de Jose Antonio Conde y su eco entre los escritores liberales. El cuarto, sin embargo, supone un giro metodologico, porque no se centra en un mito progresista, sino en dos autores particularmente complejos en sus formas de entender la identidad nacional, a caballo entre lo propio y lo foraneo: Blanco White y Larra, formando tandem a partir de algunas semejanzas parciales en cuanto a su relacion critica con Espana, que no deberian ocultar la extrema disparidad de sus figuras publicas y privadas.

Las tesis larga y eficazmente desarrolladas en el libro no son nuevas en si mismas, aunque el analisis de conjunto y la argumentacion--un tanto repetitiva--son convincentes en su mayor parte y en algunos momentos excelentes. Un punto fuerte es el amplio abanico de autores y textos literarios manejados como fuentes, tanto poemas, como novelas, piezas dramaticas, ensayos, libros de historia, memorias o escritos periodisticos. Autores recurrentes en el volumen son Quintana, Marchena, Alcala Galiano, Martinez de la Rosa, Rivas, Mora, Mendibil, Blanco White, Larra..., pero a estos se suman otros muchos menos habitualmente frecuentados, que suponen el principal valor del estudio, de rica documentacion primaria. En lo que excede del analisis literario, cabria reprobar el uso de anacronismos, como la repetida calificacion de <<democratico>> para el programa y la ideologia de los liberales y otras imprecisiones igualmente perturbadoras en los conceptos historicopoliticos.

Fernando Duran Lopez

Universidad de Cadiz
COPYRIGHT 2017 Dieciocho
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2017 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Lopez, Fernando Duran
Publication:Dieciocho: Hispanic Enlightenment
Article Type:Resena de libro
Date:Mar 22, 2017
Words:921
Previous Article:Leandro Fernandez de Moratin. La mojigata.
Next Article:Necrology. Donald Shaw (1930-2017).

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters