Printer Friendly

Ines Quintero. La palabra ignorada. La mujer: testigo oculto de la historia de Venezuela. Caracas: Editorial Planeta Venezuela, 2016.

Siendo la segunda mujer en ocupar el cargo de directora en la Academia Nacional de la Historia, Ines Quintero continua sus obras caracterizadas por estudiar actores y acontecimientos de la epoca colonial y el periodo independentista, esta vez toma en consideracion su genero para asi publicar su nueva obra titulada La palabra ignorada. La mujer: testigo oculto de la historia de Venezuela, en la cual desarrolla la vida de algunas mujeres de varios estratos sociales que fueron parte de nuestra historia y que los estudios historicos tradicionales han dejado un tanto en el olvido.

La historiografia venezolano hasta mediados del siglo XX estuvo caracterizada por tener estandares un tanto machista, esto argumentado a que los hitos historicos estuvieron coordinados y ejecutados por hombres, por ello en la conciencia historica siempre el papel protagonico estuvo caracterizado por "el", solo en casos excepcionales "ella".

Aunque esta condicion parece ser despectiva y hasta cuestionable se debe tomar en cuenta un conjunto de factores que caracteriza la historia de Venezuela, puesto que una de las particularidades de las naciones americanas fue que estuvieron determinadas a las costumbres de los reinos europeos, posterior a los viajes de exploracion. La peninsula iberica conquista y urbaniza la region geografica que hoy conocemos como Venezuela y a su vez implanta un conjunto de costumbres, esta tradicion se caracteriza en colocar al hombre como centro y protagonista de los procesos politicos, economicos y sociales devengando los quehaceres del hogar a las mujeres, esto va a permanecer como una costumbre con el transcurrir del tiempo, hasta la Liberacion Femenina que va a implantar la igualdad de genero.

No obstante, hay un dicho que en la jerga popular dice que detras de un gran hombre hay una gran mujer, y esto sin lugar a dudas lo ha sabido manejar la autora del libro, ya que centra un par de sus historias en la vida personal de dos presidentes de nuestro pais. Dominga de Ortiz, una mujer que se comprometio a muy temprana edad con quien para el momento era un peon de hatos, sin darse cuenta de que aquel hombre se llevaria el merito de instaurar la Republica y a su vez ser su presidente por varios anos. Son muchas las historias que se tejen y que se exaltan al centauro de los llanos, Jose Antonio Paez, pero muy pocas del destino que tomaria su vida sin la intervencion oportuna de su esposa. Dominga fue su esposa en sacramento hasta el ultimo aliento de Paez, sin embargo este matrimonio en hecho duro relativamente poco, puesto que el establece una relacion extramatrimonial con Barbara Nieves dejandola sola al cuidado de sus hijos, a pesar de ello el amor y la devocion permanecieron siempre fieles a su esposo. Una mujer de gran temperamento, imponente y que hacia valer sus derechos la autora explica que son muchas las amarguras, las verguenzas y los aprietos que tuvo que pasar, precisamente esta conviccion nunca la abandono ni le dio la espalda.

Quien no corrio con tantos males fue la senora Ana Teresa Ibarra, quien contrae nupcias con el amigo de confianza del presidente Juan Crisostomo Falcon y quien posteriormente lo suplira en el cargo. Aunque la autora la presenta como una mujer tranquila, sumisa y quien profesara un amor infinito por su conyuge, tuvo que lidiar con tres grandes dificultades al ser esposa de un presidente: primero el tormento de vivir bajo su ausencia en aquellos viajes diplomaticos que la desvelaba y angustiaba al no tener a su amado consigo, segundo los celos desenfrenados de su consorte quien la mantenia bajo estricta vigilancia y recomendaciones que mas que consejos eran exigencias que debia cumplir al pie de la letra para evitar poner el nombre de su amado en inapropiados comentarios publicos y tercero las tensiones politicas suscitadas en el pais antes, durante y posterior a su permanencia en el poder.

Si bien es importante resaltar las figuras de estas valiosas mujeres que quizas a traves de sus dotes logrando persuadir las decisiones de sus esposos, ellas tuvieron una vida relativamente comoda debido al estrato social al cual pertenecieron. Por ello, Ines Quintero saca a la luz la figura de esas protagonistas dejadas en el olvido resaltando las grandes luchas que diversas mujeres tuvieron que enfrentar para asi hacer valer sus derechos como damas y como seres humanos con igualdad de condiciones, algunas como lo relata la autora lograron exponer las injusticias que se le habian condenado, otras no corrieron con la misma suerte y tuvieron que enfrentar el grueso de la inequidad.

La autora narra con un toque de feminismo como en la Colonia las mujeres esclavas podian obtener su libertad, expone el caso de dos esclavas que intentaron por las vias legales adquirir esta condicion tanto de ella como de sus hijos, claro una de las complicaciones era el tiempo que se ocupaba para conseguir el dinero para comprar su libertad, en uno de los casos la esclava logro conseguir su libertad a traves de su compra colocando a cambio anos de trabajo para adquirirla y asi poder pasar los pocos anos de vejez en libertad, la otra esclava no conto con la misma suerte al realiza un trueque con su amo, pacto cambiar su libertad por ocho hijos de su vientre un acto que para muchos seria egoista pero que cuando la unica condicion que conoce es la esclavitud es una opcion tentadora, lamentablemente en este caso la desdichada no conto con la misma suerte y fue enganada como muchas otras de la epoca que desearon cambiar lo que se le ofreciera a cambio de su libertad.

Otro caso de total injusticia condena la escritora es el caso de una mulata a la cual el esposo le propino una paliza que casi le cuesta la vida, pero al investigar el desenlace de la historia la autora queda muy decepcionada cuando al revisar la denuncia impuesta por la desdichada, los alegatos, testigos y las pruebas se determino que la tunda propinada fue un acto de reprender a su esposa justificando la actitud del esposo y a su vez se alega los celos como causa, un caso que sin lugar a dudas la autora reprocha y puede ser preciso llegar a la conclusion de que en este caso se tapa la realidad para encubrir los actos consumados por un hombre por el simple hecho de ser el sexo dominante de la sociedad.

Como estas, son muchas las historias que han pasado en el olvido y que no se han divulgado, son anecdotas que permanecen en silencio y que lo seguiran hasta que el enfoque de la historia comience a cambiar de paradigma y evite mantener las lineas de investigacion heredadas a traves del tiempo, aunque hay que traer a colacion que a partir de la segunda mitad del siglo XX esto ha ido cambiando, varios historiadores se han ocupado en estudiar estos casos, pero aun no es suficiente. Por ello esta obra rinde tributo a todas esas mujeres que han sufrido en silencio todos los designios que una sociedad masculinizada ha desarrollado y a su vez rompe el silencio de aquellos testigos ocultos de la historia de Venezuela.

DOI: http://dx.doi.org/10.15648/hc.33.2018.13

Yolimar Gil Amundarain

Universidad Catolica Andres Bello

Cursante de la Maestria de Historia de Venezuela

yolimar.gil.amundarain@gmail.com
COPYRIGHT 2018 Universidad del Atlantico (Colombia)
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2018 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Amundarain, Yolimar Gil
Publication:Historia Caribe
Article Type:Editorial
Date:Jul 1, 2018
Words:1300
Previous Article:Enriqueta Quiroz. Hacia una historia latinoamericana: homenaje a Alvaro Jara. Mexico: Instituto de Investigaciones Dr. Jose Maria Luis Mora. 2012.
Next Article:EDITORIAL.

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2021 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters |