Printer Friendly

Gonzalez Calleja, Eduardo: Asalto al poder. La violencia politica organizada y las ciencias sociales.

Gonzalez Calleja, Eduardo: Asalto al poder. La violencia politica organizada y las ciencias sociales. Madrid, Siglo XXI, 2017. 506 pp.

Dejo anotado Dovstoievski que no hay nada mas facil que censurar al malhechor, pero nada mas dificil que comprenderlo. Al escribirlo, el autor de Crimen y castigo no estaba pensando en la violencia usada en la arena de lo publico, aunque era como hoy una realidad cotidiana en las relaciones sociales y politicas. Sin embargo, la frase refleja bien uno de los obstaculos que circundan el analisis, caracterizacion e incluso visibilidad de la violencia, que precisamente empezaba a ser identificada como objeto de estudio entonces por las nacientes ciencias sociales.

La psicologia social reciente--no la de las masas de hace un siglo--muestra que, al observar o hablar de comportamientos censurables como la violencia, es habitual alejarnos de ellos mediante el doble mecanismo de atribuirla siempre a un otro diferente y ocultar la propia. De ahi, en parte, la abundancia de imagenes groseras sobre ella y la opacidad que la rodea. Ahora bien, no es ese el unico problema. Define a la violencia, como gran fenomeno social que es, el hecho de que se trata de algo ubicuo en las sociedades historicas pero tambien, al mismo tiempo, que presenta una radical diversidad de formas, significados, escalas, actores, causas, objetivos y resultados a lo largo del tiempo, e incluso en cada momento y lugar. Ahora bien, ni esa opacidad ni sus infinitas casuisticas y rostros deben llevar a dimitir de la vasta tarea de tratar al menos de estudiarla, desde luego como via para intentar reducir sus condiciones de posibilidad, pero tambien porque su entidad ha sido, y es, tal que entenderla resulta imprescindible para conocer las sociedades pasadas y presentes.

Si hay alguien que en el solar iberico ha dedicado el grueso de su vida investigadora a esa tarea y que, al hacerlo, nos ha mostrado todo lo anterior, ese es el autor del libro que aqui se va a comentar. Eduardo Gonzalez Calleja recogio el testigo de una de las lineas de trabajo de su maestro, Julio Arostegui, y lleva un cuarto de siglo estudiando la violencia politica. Nadie ha hecho tanto como el entre nosotros y nosotras, en el sentido de estudiar sus manifestaciones y culturas politicas en el ambito espanol; pero a ello ha anadido un incomparable esfuerzo a la hora de abordarla en perspectiva comparada y, lo que es mas inedito en la historiografia, al acometerla como objeto de estudio teorico. Basta para comprobarlo con asomarse a la impresionante produccion bibliografica de este prolifico autor, que cuenta con mas de 20 libros de autoria unica. Fruto de un vastisimo proyecto de investigacion personal, Eduardo Gonzalez aporto hace casi dos decadas una monumental historia del orden publico, la subversion y la violencia politica en la Espana de la Restauracion en dos volumenes (La razon de la fuerza y El mauser y el sufragio), a la que han seguido una serie de trabajos fundamentales sobre esas mismas cuestiones y las culturas politicas violentas en la II Republica (Contrarrevolucionarios, En nombre de la autoridad y Cifras cruentas) y exploraciones provisionales en las rupturas y continuidades entre ese ultimo periodo y la guerra civil o en las culturas de guerra en el siglo XX espanol. Pero lleva al menos una decada anadiendo a ello miradas transnacionales, nada menos que a algunas de las grandes manifestaciones y fenomenos violentos contemporaneos, como los golpes de Estado y las guerras civiles, como el terrorismo (El laboratorio del miedo), o como la violencia en los procesos de transicion. Y, por si eso fuera poco, es en nuestro pais quien mejor conoce la inabarcable literatura multidisciplinar sobre la violencia y sus relaciones con el cambio politico y el poder, y quien mas paginas ha dedicado a ponerla en orden y a tratar de encontrar a traves de ella una definicion, tipologias, una metodologia y un armazon conceptual para abordar ese gran hecho social e historico que es violencia de modo generico, empezando por su tambien monumental y enciclopedico La violencia en politica.

En Asalto al poder, Gonzalez Calleja recupera la cuestion de la violencia politica desde esas perspectivas teorica y transnacional, y lo hace echando mano de ese su registro que se caracteriza por la minuciosidad y por confrontar las interpretaciones de los especialistas para buscar su propia voz. La apuesta esta clara desde el principio: en la introduccion, el autor subraya que lo que se propone es ensayar una tipologia de las violencias organizadas, en particular pero no unicamente las violencias politicas subversivas. Ese ensayo atiende fundamentalmente a los actores colectivos envueltos en ellas (mas o menos minoritarios o masivos), a la cuantia y calidad de los recursos (materiales y simbolicos) desplegados para la movilizacion violenta y a los objetivos de la accion violenta y, a partir de ahi, se fija en manifestaciones violentas que irian desde el asesinato a la violencia revolucionaria y la guerra civil, pasando por la conjura de palacio, el golpe de Estado, la violencia tumultuaria y la insurgente. A continuacion, los dos primeros capitulos se adentran en el laberintico terreno de la --casi imposible--definicion y caracterizacion de la violencia en su relacion con la politica y el poder, echando mano de lo que han elaborado al respecto el pensamiento politico y las ciencias sociales. Como resultado, el autor va mas alla de la apariencia omnipresente e intrincada de la violencia, y la define por su caracter radicalmente heterogeneo, fragmentario y opaco, por su naturaleza fundamentalmente historica y relacional, y por su interrelacion con el conflicto, el cambio social y la lucha por el poder. A partir de ahi, los restantes cinco capitulos se centran de modo prolijo y con todo lujo de detalles, en ejemplos transnacionales y analisis cruzados en otras tantas manifestaciones de violencia subversiva y, en un o de los casos, represiva: el golpe de Estado, el terrorismo, la guerrilla rural y urbana, la guerra civil y la represion estatal en sus distintas formas (vigilantismo, terror de Estado, genocidio, politicidio, eliminacionismo, etcetera).

El volumen refleja, solo en parte, un trabajo novedoso. La mayor parte de los capitulos son versiones reelaboradas de textos del propio autor publicados anteriormente en revistas y trabajos colectivos. Sin embargo, el lector y la lectora pueden encontrarlos ahora reunidos en un unico libro y, a menudo, sustancialmente actualizados y aumentados. No son, ademas, trabajos aislados unidos para la ocasion, sino que tienen una indudable coherencia, que la introduccion deja bien sentada. En conjunto, el libro supone una buena muestra de lo mucho que debemos al autor en materia de estudio de la violencia en politica; una cuestion que si en la historiografia espanola se ha convertido en objeto de estudio preferente--sobre todo, pero no unicamente, para la Guerra Civil de 1936-1939 y su posguerra--es en buena medida gracias a el, o que al menos constituye una veta de estudio que seria bastante mas endeble en el uso de los conceptos y de la literatura multidisciplinar sin sus trabajos.

http://dx.doi.org/10.5209/CHCO.60350

Jose Luis Ledesma

Universidad Complutense de Madrid

jledesma@ucm.es
COPYRIGHT 2018 Universidad Complutense de Madrid
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2018 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Ledesma, Jose Luis
Publication:Cuadernos de Historia Contemporanea
Date:Jan 1, 2018
Words:1292
Previous Article:Fuentes Vega, Alicia: Bienvenido, Mr Turismo. Cultura visual del boom en Espana.
Next Article:Halpern-Pereira, Miriam: A Primeira Republica. Na fronteira do liberalismo e da democracia.

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters