Printer Friendly

Evaluacion de dos especies leguminosas como abono verde. Cuenca alta del Rio Chama, Merida, Venezuela.

Evaluation of two legume species as green manure. Upper watershed of Chama River, Merida, Venezuela

1. Introduccion

A traves de la historia el hombre ha estado preocupado por lograr el mejoramiento y mantenimiento de la fertilidad de los suelos con fines agricolas. En forma empirica se ha demostrado que ciertos metodos y practicas han contribuido al enriquecimiento nutricional y conservacion de los suelos (Llanos, 1982; citado por Restrepo, 1992). Entre algunas alternativas reportadas se encuentran los cultivos de coberturas y los abonos verdes. Es frecuente confundir las practicas de cultivos de coberturas con el de cultivos para abono verde. Se define como cultivo de cobertura aquellos establecidos para proporcionar cobertura en el suelo durante un periodo de tiempo prolongado en asociacion con otro cultivo de interes agricola con fines de conservacion de suelos (Driver y Sullivan, 1992). Sin embargo, el cultivo de cobertura podria ser incorporado mas tarde al suelo como rastrojo; de alli que esta practica tienda a confundirse con los abonos verdes.

La aplicacion de abonos verdes tienen efectos favorables sobre las propiedades fisicas del suelo, promueven abundante desarrollo radicular de los cultivos agricolas en asociacion, y ejercen influencia positiva sobre la disponibilidad del fosforo en la relacion suelo-planta (Restrepo, 1992). Los cultivos para abono verde pueden ser usados: a) en la rotacion con otros cultivos agricolas de interes, sobre todo durante el periodo de descanso de los lotes ya cultivados y cosechados; b) en asociacion con cultivos perennes, especialmente arboreos, en el cual el cultivo de abono verde se establece entre las hileras de la plantacion. Mientras que, los cultivos de cobertura pueden establecerse en fajas como practica para reducir la erosion o como barreras que rompan la continuidad de los campos de cultivos; especialmente en laderas y pendientes de montana. Los abonos verdes pueden resultar especialmente importantes en suelos degradados caracterizados por su baja fertilidad, donde no se dispone de fertilizantes quimicos por sus altos costos y en aquellos casos en que no se deben usar enmiendas quimicas por estar los lotes de suelos cerca de fuentes de agua para el abastecimiento domestico. La seleccion de las especies para ser usadas como abonos verdes debe obedecer a las caracteristicas de clima y suelo de la localidad; ser compatibles con la rotacion y los cultivos agricolas a establecer y minimizar los riesgos de plagas o de enfermedades en los cultivos subsiguientes.

Las leguminosas son las especies mas empleadas tanto para abonos verdes como para cultivos de cobertura, dada su capacidad para fijar el nitrogeno atmosferico en favor de los cultivos agricolas establecidos en asociacion. Ademas, ellas contribuyen a disminuir la erosion y el crecimiento de malezas; conservan la humedad y aportan otros nutrientes al suelo. Plantas leguminosas del genero Lupinus se encuentran ampliamente distribuidas en el Paramo Merideno. Un total de 17 especies han sido identificadas en la region (Briceno y Morillo, 2002), siendo Lupinus meridanus Moritz la especie con relativa importancia en los periodos de barbecho o descanso en suelos destinados a la agricultura (Sarmiento etal., 2003). Se ha reportado que junto a Rumexacetocella, L. meridanus suele dominar la etapa intermedia en la sucesion vegetal durante el periodo de barbecho de cultivos agricolas (Abadin et al., 2002). Esta especie leguminosa autoctona del paramo puede ser cultivada extensivamente para el enriquecimiento en nitrogeno de los suelos pobres en nutrientes del paramo andino debido a que en sus raices se forman nodulos debido a la presencia de la bacteria fijadora de nitrogeno Bradyrhizobium sp (Vielma, 1999). Otra planta leguminosa usada como cultivo y potencial fijadora de N es la Pisum sativum L. Esta es capaz de utilizar N atmosferico a traves de la relacion simbiotica con el Rhizobium (Bourion et al., 2007).

Antes del auge de la actividad agricola intensiva, la agricultura del paramo Merideno se habia caracterizado por largos periodos de barbecho para los cultivos de la papa, ajo y otras hortalizas importantes. Este tipo de practica agricola alternaba periodos de cultivo de dos a tres anos con periodos de barbechos entre 5 y mas de 10 anos (Sarmiento y Bottner, 2002), despues del cual la vegetacion sucesional era incorporada en el suelo a traves del arado a una profundidad de 20 cm. Se ha estimado que la cantidad total de fitomasa incorporada al suelo durante este arado estaba entre 778 g/[m.sup.2] y 989 g/[m.sup.2] en barbechos de 6 a 12 anos (Sarmiento y Monasterio, 1993). Sin embargo, esta tipo de agricultura ha ido desapareciendo debido al uso indiscriminado de fertilizantes inorganicos y de pesticidas, por lo que los periodos de barbecho se han reducido dramaticamente. Esta practica ha traido como consecuencia una rapida perdida de la fertilidad de los suelos durante el periodo de los cultivos; por ejemplo, se ha reportado una reduccion en el rendimiento de la papa (Solanum tuberosum) de 5 a 18 t/ha a lo largo de cuatro anos consecutivos de cultivo a pesar de la aplicacion de la fertilizacion mineral (Abadin et al., 2002). En la region de Mucuchies, especificamente en la microcuenca Misinta, se mantiene hasta la actualidad el cultivo intensivo de la papa, zanahoria y ajo, y de menor importancia el repollo, coliflor, cebollin y trigo; con un uso intensivo de insumos agricolas, tales como fertilizantes y plaguicidas. En el laboreo de suelos se usa la traccion animal (Blanco, 1960 citado por Hueje, 1992; Pomarico, 2007).

El presente trabajo tuvo como objetivo principal, evaluar dos especies leguminosas como cultivos de abono verde para la recuperacion de la fertilidad de suelos en la cuenca alta del rio chama. Fundamentalmente se estudio el efecto de las especies L. meridanus y P. sativum sobre las propiedades quimicas y calidad de los suelos.

2. Materiales y metodos

La zona de estudio se localiza en la cuenca alta del rio Chama, del estado Merida, en las adyacencias de la poblacion de Mucuchies, capital del municipio Rangel. El ensayo se establecio en la finca "Los Siete Amores" propiedad de la senora Ligia Parra, ubicada en la microcuenca Misinta, a 2 km hacia el oeste de la poblacion de Mucuchies, en Latitud norte desde 8[grados]47'53" hasta los 8[grados]45' 59" y Longitud oeste desde 70[grados]54' 55" hasta 70[grados]53' 32". La finca tiene una superficie de 581,2 ha y su altitud varia entre los 3200 y los 3800 msnm (Pomarico, 2007). Esta zona se caracteriza por presentar alta pedregosidad, variando el grado entre 10-40%. Son suelos de textura franco-arenosa con moderada cantidad de arcilla. La cuenca alta del rio Chama presenta un regimen de lluvias unimodal, alrededor de los 671 mm/ano, teniendo una estacion seca entre diciembre y mediados de marzo y una estacion lluviosa que se extiende desde mediados de abril hasta octubre; noviembre es un mes de transicion. Las temperaturas oscilan entre 9,5 [grados]C y 13,5 [grados]C (Pena y Duerto, 1987).

2.1 Diseno y establecimiento del experimento en campo

Para el diseno del ensayo se definieron dos factores experimentales, las especies de leguminosas: a) L. meridanus, y b) P. sativum. Cada una de estas especies fue sembrada a) en chorro, el cual consiste en la aplicacion de las semillas directamente sobre el suelo en forma lineal y b) al voleo, el cual consiste en distribuir la semilla sobre el area sin ningun arreglo predeterminado. De esta manera el arreglo de tratamientos consistio en un factorial de [2.sup.2], asignandose las cuatros combinaciones aleatoriamente en parcelas de 1 [m.sup.2] bajo un diseno en bloques. Se configuraron en el terreno 2 bloques, 4 tratamientos por bloque y 4 parcelas por combinacion de tratamiento (Figura 1).

2.2 Fuente de las semillas y proceso de pregerminacion

Las semillas de L. meridanus, fueron obtenidas directamente de individuos que se encontraban de forma natural en campo en una finca adyacente a aquella donde se instalo el ensayo, y las de P. sativum (arveja comun), fueron obtenidas a traves de un productor de la localidad de La Toma adyacente a la poblacion de Mucuchies. Los metodos de pregerminacion, fueron para el L. meridanus del tipo fisico, pasandolo por agua caliente durante 15 segundos, y luego fueron lavadas durante 48 horas con agua a chorro continuo a fin de eliminar sustancias inhibidoras de la germinacion. Al P. sativum no se le aplico ningun tratamiento pregerminativo. Se usaron semillas locales y tratamientos pregerminativos sencillos, a fin de hacer viable la adopcion de estas practicas alternativas, por los agricultores del area.

2.3 Incorporacion del material al terreno y toma de muestras de suelos

Previo al cultivo de las leguminosas en las parcelas de ensayo, se tomaron muestras de suelo a 20 cm de profundidad para cada parcela cuya area fue de 1 [m.sup.2]. Se colectaron cinco (5) sub muestras con pesos aproximados de 300 g cada una y se produjo una muestra compuesta de 1 a 1,5 kg, aproximadamente. Se obtuvieron un total de 16 muestras compuestas y se llevaron al laboratorio para evaluar el estado inicial del suelo. Los parametros medidos fueron: pH en agua y nutrientes disponibles: carbono total (C,%), nitrogeno total (N,%), relacion carbono-nitrogeno (C/N), potasio (K, ppm), fosforo (P, ppm), calcio (Ca, ppm), magnesio (Mg, ppm). Cuando las plantas alcanzaron la floracion se realizo la cosecha del material, se pico e incorporo al suelo. Despues de la incorporacion de la fitomasa, compuesta por: hojas, tallos, ramas, estructuras reproductivas, raices y raicillas, inclusive estructuras muertas tanto en pie como en el suelo, se realizaron tomas sucesivas de muestras de suelos en cada parcela cada 15 dias, mientras existiese huella del material en descomposicion; resultando asi, tres muestreos sucesivos en el tiempo para las parcelas bajo P. sativum (planta de descomposicion mas rapida por su suculencia) y cuatro para las parcelas bajo L. meridanus, ya que esta es lenosa.

2.4 Metodologia para el indice de calidad de suelo (ICS)

El objetivo central de un analisis de factores multivariado es explicar la variacion de un conjunto de datos multivariantes a traves de la extraccion o creacion de unos pocos factores o variables latentes; los valores de las nuevas variables latentes son definidos como scores (Reimann et al., 2002). Los tratamientos se compararon en funcion de un "indice de calidad de Suelos" para la ultima fecha de medicion. La propuesta de indices varia segun la percepcion que tienen diferentes autores en la identificacion de atributos de suelos relevantes. Para la determinacion del ICS, se aplico un analisis de factores, el cual es un metodo multivariado que consiste en agrupar variables que tengan correlacion con cada uno de los factores estimados (Everitt, 2004). Este analisis de factores permitio resumir la variabilidad total de los atributos quimicos de suelo evaluados en nuevas variables o factores que denominamos factores de suelo. El indice de calidad de Suelos se calculo de la siguiente manera (Ecuacion 1):

ICS = Rango ([w.sub.1.sup.*][F.sub.1] + [w.sub.2.sup.*][F.sub.2] + [w.sub.3.sup.*][F.sub.3] +...+ [w.sub.p.sup.*][F.sub.p])/n (Ec.1)

Donde:

w es el peso o ponderacion que posee cada factor de suelo, las sumas de estas ponderaciones debe ser igual a uno. Por otro lado, luego de realizar la suma de estas multiplicaciones, se procede a ordenar los valores obtenidos y se le asigno un orden desde 1 hasta n (rankear) y a cada valor ordenado se divide entre n (numero total de datos); los valores del ICS podrian estar comprendidos entre 0 y 1, mientras mas cercano a 1 serian mejor y esos suelos tendrian una calidad potencial superior (respecto a la fertilidad quimica).

2.5 Analisis estadistico

Para la evaluacion de los datos obtenidos en campo, y posterior analisis, se uso el siguiente modelo estadistico (Ecuacion 2):

[Y.sub.ijkl] = [my] + [[lambda].sub.k] + [TC.sub.i] + [MS.sub.j] + [D.sub.l] + TC*[MS.sub.ij] + TC*[D.sub.il] + MS*[D.sub.jl] + TC*MS*[D.sub.ijl] + [[epsilon].sub.ijkl] (Ec.2)

Donde:

[Y.sub.ijkl] = variable respuesta tomada de la leguminosa i bajo el metodo de siembra j del bloque k, en l dias

[[lambda].sub.k] = efecto de k-esimo bloque

[TC.sub.i] = efecto de la i-esima especie

[MS.sub.j] = efecto de j-esimo metodo de siembra

[D.sub.l] = efecto de los dias

[(TC * MS).sub.ij] = interaccion de los factores tipo de cobertura y metodo de siembra

[(TC * D).sub.il] = interaccion de los factores tipo de cobertura y dias

[(MS * D).sub.il] = interaccion del metodo de siembra con dias

[(TC * MS * D).sub.ijl] = interaccion del tipo de cobertura con metodo de siembra y dias

[[epsilon].sub.ijkl] = error experimental.

Los analisis y pruebas estadisticas fueron realizadas al 5% de significancia usando el software libre R (R Development Core Team, 2009).

3. Resultados y discusion

3.1 Condiciones iniciales del suelo

Los atributos de suelos determinados en las parcelas antes de la siembra de las leguminosas muestran similitud entre ambas especies (Cuadro 1). Estos suelos a la profundidad de 20 cm, son moderadamente acidos y con altos contenidos de Ca. Es una practica agricola comun en el Paramo Merideno el uso de la cal agricola para disminuir la acidez en estos suelos. Asi mismo, posee valores relativamente bajos de C y N. Estos valores serviran de punto de partida en el analisis. Previo al establecimiento del ensayo, el area estaba en barbecho despues de haber sido usada para el cultivo de papa.

3.2 Determinacion de factores latentes relacionados a la fertilidad del suelo y el indice de calidad del suelo (ICS)

En nuestro estudio, un modelo de cuatro factores fue capaz de sintetizar la variabilidad total de los atributos de suelos en un 73% (Cuadro 2). Basado sobre las correlaciones entre cada una de los atributos de suelos y los cuatro nuevos factores o variables latentes creadas se pudo lograr dar una interpretacion de cada uno de los factores creados. El factor 1 esta muy asociado con los atributos de suelos K, Ca y P (todos por encima de 0,6); asi, a este factor se le denomino el "factor de bases cambiables". Por tanto, valores altos de este factor implican valores altos en K, Ca y P en esos suelos; suelos bajo estas condiciones estaran relacionados a la disponibilidad de nutrientes para los cultivos.

Por otro lado, el factor 2 esta altamente asociado al N (positivamente) y a la relacion C/N (negativamente), por lo que se le definio como "el factor de Nitrogeno disponible". Suelos con altos valores de este factor tendran alto contenido de N y baja relacion C/N. Asi, este factor de suelo creado resume la influencia de la concentracion de N y la relacion C/N sobre la riqueza nutricional del suelo y el favorecimiento de la actividad microbiana. Los factores 3 y 4 fueron asociados con el C y el Mg, respectivamente. De esta manera, la interpretacion del factor 3 esta estrechamente relacionada al contenido de materia organica (por ejemplo, altos contenidos de C y alta relacion C/N) y el factor 4 al Mg en el suelo. Para el calculo del indice de calidad de suelo y analisis de la varianza fueron utilizados los valores originales de Mg.

El indice de calidad de suelos (ICS) fue construido con los cuatro factores creados. Para ello, se le asigno la misma ponderacion o importancia a cada unos de los factores latentes. La ecuacion para el calculo del ICS quedo de la siguiente manera:

ICS = Rango (0,25*[F.sub.1] + 0,25*[F.sub.2] + 0,25*[F.sub.3] + 0,25*[F.sub.4])/n (Ec.3)

Se reitera que los valores obtenidos estan comprendidos entre 0 y 1, donde aquellos suelos con valores cercanos a 1 se consideraron con calidad de suelo alto.

3.3 Efectos de Lupinus meridanus y Pisum sativum sobre la fertilidad del suelo

En referencia al factor de suelo "bases cambiables", se detecto diferencias significativas en los scores o valores de este factor entre especies (Cuadro 3; p<0,001). Se observaron cambios diferentes y significativos entre especies a lo largo del periodo de estudio (Cuadro 3; p = 0,009); indicando altos valores del factor bases cambiables (K y Ca) a los 30 dias luego de incorporada la fitomasa de L. meridanus al suelo, mas del doble respecto a suelos con fitomasa de P. sativum; independiente del metodo de siembra (Figura 2). Por otro lado, el factor Nitrogeno disponible vario significativamente entre especies (cuadro 3; p = 0,003) siendo relativamente superior en L. meridanus. Sin embargo, la tendencia a lo largo del periodo de observacion no siguio un patron definido. Pero es posible notar al final del periodo de observacion valores altos de este factor bajo el metodo de siembra al voleo (Figura 3), implicando mayor disponibilidad de N y bajas relaciones de C/N bajo ambas especies. Este fue evidenciado que la incorporacion de P. sativum incremento el factor de "materia organica" a lo largo del periodo de observacion, implicando mayor contenido de C y posiblemente mayor relacion C/N que en suelos bajo la especie L. meridanus, indiferentemente del metodo de siembra aplicado (Figura 4). El analisis de la varianza para el atributo Mg no mostro diferencias significativas entre especies, ni a lo largo de los dias de observacion. Esto aparentemente supone que ambas especies no tienen efectos evidentes sobre el suelo respecto al Mg, al menos para este periodo de observacion. En todo caso los valores de este elemento oscilaron entre 200 y 453,3 ppm para ambas especies y metodo de siembra.

De acuerdo a Sarmiento y Monasterio (1993), la cantidad de nutrientes que aportaria el abono verde en periodos de sucesion o barbecho en suelos del paramo podrian suplir las necesidades nutricionales de los cultivos tradicionales; serian suficientes los aportes en Mg, Ca y P, asi como, en mas de la mitad del N y K. En este estudio, se demuestra que ambas especies enriquecieron el suelo una vez que estas fueron incorporadas a el. Considerando los 30 dias despues de la incorporacion, cada especie tuvo relativo exito en mejorar el estatus nutricional; por ejemplo, el aporte de la fitomasa de L. meridanus fue capaz de incrementar considerablemente las bases cambiables (Cuadro 4). El Ca en parcelas con L. meridanus alcanzo niveles de 2798,3 y 4503,3 ppm bajo el metodo de siembra a chorro corrido y al voleo, respectivamente. Las concentraciones de K se incrementaron 7 veces respecto a la concentracion inicial y los valores de Mg en aproximadamente 2 veces mas. Tambien, la condicion de acidez se vio mejorada en estos suelos de acuerdo al incremento de los valores de pH. Por otro lado, aun cuando los niveles de N permanecieron invariables al final del periodo de estudio respecto al momento de la incorporacion, los suelos con P. sativum como abono verde mejoraron notablemente la concentracion de C; alcanzando niveles desde 1,58% hasta 2,41 y 2,47% sembrados al voleo y a chorro corrido, respectivamente (Cuadro 4); lo cual mejora sustancialmente la posibilidad de incrementar la materia organica y la actividad microbiana del suelo.

[FIGURA 2 OMITIR]

Respecto al indice de calidad de suelo (ICS), se detecto diferencias significativas entre especies (cuadro 3; p = 0,019). En la figura 5 se muestra que este indice alcanza valores cercanos a 1 en suelos bajo P. sativum entre los 15 y 30 dias despues de incorporado al suelo; independientemente bajo ambos metodos de siembra. Mientras que en suelos bajo L. meridanus, en general, el ICS no supera el valor de 0,6. Este resultado puede ser el reflejo del diferencial en el aporte de los tipos de nutrientes entre especies y la ponderacion equitativa asignada a cada factor de suelo creado con el analisis multivariado de factores. P. sativum mejoro la concentracion de C y L. meridanus las bases cambiables (por ejemplo, K y Ca). Estos resultados sugieren que el uso de ambas especies podria mejorar tanto el aporte de materia organica como de las bases cambiables. La presencia de residuos vegetales de ambas especies leguminosas incorpora das al suelo, ademas de su rol como abonos verde, podrian mejorar el desempeno de los agroecosistemas, como por ejemplo, el mantenimiento de la porosidad y la humedad del suelo, aumento de las tasas de infiltracion y el control de la erosion.

[FIGURA 3 OMITIR]

[FIGURA 4 OMITIR]

[FIGURA 5 OMITIR]

4. Conclusiones y recomendaciones

Se observa en el L. meridanus como cultivo para abono verde, independientemente del tipo de siembra, tiene un mejor comportamiento en el aporte de bases cambiables al suelo en comparacion al P. Sativum (arveja comun), trayendo como consecuencia el mejoramiento del pH del suelo. De igual manera los resultados muestran que tanto el metodo de siembra, como la especie leguminosa afectaron el contenido de materia organica, siendo relativamente mayor en P. sativum que en L. meridanus. Ninguna de las especies de leguminosas evaluadas en este ensayo, produjo cambios estadisticamente significativos para el contenido de magnesio a lo largo del tiempo. El L. meridanus mostro un menor indice de calidad de suelo, en comparacion con la P. sativum para el periodo de observacion. En general, se concluye que el L. meridanus, y el P. sativum para las areas alrededor de la poblacion de Mucuchies, podrian significar una alternativa importante para la recuperacion progresiva de la fertilidad del suelo y en consecuencia de la disminucion del uso de abonos quimicos como medio para la fertilizacion permitiendo mejorar sustentablemente la productividad de los rubros agricolas que se producen en la zona. Sin embargo es recomendable seguir trabajando en esta linea de investigacion a fin de identificar otras especies con potencialidad como abonos verdes, afinar el manejo y los periodos con el establecimiento de los cultivos comerciales y finalmente involucrar a los agricultores en el proceso a fin de motivarlos para su aceptacion.

5. Agradecimientos

Al Concejo de Desarrollo Cientifico y Humanistico de la Universidad de los Andes (CDCHT) por el financiamiento de la investigacion. Proyecto FO-601-05-01-b.

6. Referencias bibliograficas

ABADIN, J., S. J. GONZALEZ-PRIETO, L. SARMIENTO, M. C. VILLAR y T. CARBALLAS. 2002. Successional dynamics of soil characteristics in a long fallow agricultural system of the high tropical Andes. Soil Biology & Biochemistry 34: 1739-1748.

BOURION, V., G. LAGUERRE, G. DEPRET, A.S. VOISIN, C. SALON y G. DUC. 2007. Genetic Variability in Nodulation and Root Growth Affects Nitrogen Fixation and Accumulation in Pea. Annals of Botany 100: 589-598.

BRICENO, B. y G. MORILLO. 2002. Catalogo abreviado de las plantas con flores de los paramos de Venezuela. Parte I. Dicotiledoneas (Magnoliopsida). Acta Bot. Venez. 25: 1-46.

CIDICCO. 1992. La utilizacion de leguminosas en sistemas agricolas tradicionales de regiones de alturas. Noticias sobre cultivos de cobertura No 6. Centro Internacional de Informacion Sobre Cultivos de Cobertura (CIDICCO). Tegucigalpa, Honduras. 253 p.

DRIVER, F. y O. SULLIVAN, 1992. Extraido de ?Que son Abonos verdes y Cultivos de Cobertura?. En linea: http://www.cidicco.hn/especies_av_cc.htm. [Consultado: 15/11/2010].

EVERITT, B. 2004. An R and S-Plus Companion to Multivariate Analysis. Springer- Verlag, USA. 185 p.

GARCIA, M. 2008. Cambios de la fertilidad del suelo y productividad en un sistema agroforestal barbecho mejorado con guamo, comunidad "Raudalito Picure" Reserva Forestal Sipapo, estado Amazonas, Venezuela. Trabajo especial de grado. Escuela de Ingenieria Forestal, Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales, Universidad de los Andes. Merida, Venezuela. 123 p.

HUEJE, A. 1992. Cambios de uso de la tierra y practicas de conservacion en microcuencas aledanas a Mucuchies. Merida, Venezuela. 94 p.

PENA, R. y O. DUERTO. 1987. Evaluacion de la funcionalidad de las obras conservacionistas, el caso de la "Misinta" Mucuchies, Estado Merida. Trabajo especial de grado. Escuela de Ingenieria Forestal, Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales, Universidad de los Andes. Merida, Venezuela. 201 p.

POMARICO, J. L. 2007. Diagnostico socio economico de la microcuenca Misinta, cuenca alta del rio Chama, Estado Merida. Trabajo especial de grado. Escuela de Ingenieria Forestal, Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales, Universidad de los Andes. Merida, Venezuela. 183 p.

R DEVELOPMENT CORE TEAM. 2009. R: A language and environment for statistical computing. R Foundation for Statistical Computing, Vienna, Austria. En linea: http://www.R-project.org [Consultado: 10/12/2010].

REIMANN, C., P. FILZMOSER y R.G. GARRETT. 2002. Factor analysis applied to regional geochemical data: problems and possibilities. Applied Geochemistry 17:185-206

RESTREPO, J. 1992. La busqueda de sistemas alternativos. Agroecologia en Paraguay. Manejo de suelos, proteccion de cultivos y sistemas productivos campesinos. Curso taller en Colonia Pirapey. Ediciones CECTEC. Asuncion, Paraguay. 79 p.

SARMIENTO, L. y P. BOTTNER. 2002. Carbon and nitrogen dynamics in two soils with different fallow times in the high tropical Andes: indications for fertility restoration. Applied Soil Ecology 19: 79-89.

SARMIENTO, L., L.D. LLAMBI, A. ESCALONA y N. MARQUEZ.2003.Vegetation patterns, regeneration rates and divergence in an old-field succession in the high tropical Andes. Plant Ecology 166: 63-74.

SARMIENTO, L. y M. MONASTERIO. 1993. Elementos para la interpretacion ecologica de un sistema agricola campesino de los Andes venezolanos (paramo de Gavidia). In: El uso tradicional de los recursos naturales en montanas: tradicion y transformacion. M. Rabey (ed.). Unesco-Orcyt. Montevideo, Uruguay 55- 77 pp.

VIELMA, M. 1999. Caracterizacion de cepas autoctonas de Bradyrhizobium sp aisladas de Lupinus spp. Revista de la Facultad de Agronomia 16: 495-508.

YEPEZ, M. y A. BRICENO. 1986. Evaluacion de la funcionalidad de las obras conservacionistas, el caso de "El Misteque", Mucuchies, estado Merida. Trabajo especial de grado. Escuela de Ingenieria Forestal. Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales. Universidad de los Andes. Merida, Venezuela. 172 p.

YOLANDA MOLINA (1), ARGENIS MORA (2), MANUEL RAMOS (1) y LIGIA PARRA (3)

(1) Universidad de los Andes, Facultad de ciencias Forestales y Ambientales, Grupo de Estudios cuencas Altas Tropicales, Departamento de Ordenacion de cuencas, Escuela de Ingenieria Forestal, Merida, Venezuela, correo electronico: ymolina@ula.ve

(2) Universidad de los Andes, Facultad de ciencias Forestales y Ambientales, Grupo de Investigacion Manejo Multiple de Ecosistemas Forestales, Instituto de Investigaciones para el Desarrollo Forestal, correo electronico: amora@ula.ve

(3) Asociacion de coordinadores de Ambiente del Municipio Rangel, Merida, Venezuela.

Recibido: 05-03-11/Aceptado: 23-11-11
Cuadro 1. Estado nutricional de los suelos (0 - 20 cm)
en parcelas previo a la siembra de las especies
Lupinus meridanus y Pisum sativum, microcuenca
Misinta, estado Merida.

Atributos de suelos   Lupinus meridanus   Pisum sativum
                       Media (e.e *)       Media (e.e)

c (%)                  1,70 (0,06)         1,58 (0,09)
N (%)                  0,19 (0,03)         0,15 (0,03)
c/N                    9,33 (1,42)         12,0 (1,29)
P (ppm)                46.4 (5,23)         42,9 (4,11)
pH                     5,92 (0,07)         5,72 (0,10)
Ca (ppm)              749,4 (184,2)       549,7 (221,7)
K (ppm)                113,3 (22,1)        106,4 (40,0)
Mg (ppm)               142,7 (40,5)        177,3 (58,1)

(*) Error estandar

Cuadro 2. correlaciones entre atributos del suelo con los
factores estimados a partir del analisis multivariable de
atributos quimicos del suelo.

Atributos   Factor 1 *:    Factor 2:    Factor 3:   Factor 4:
del suelo     "Bases      "Nitrogeno     Materia    Magnesio
            cambiables"   disponible"   organica"

c              -0,20           -          0,97          -
c/N            -0,11         -0,80        0,57          -
ca             0,67            -          -0,17       0,31
K              0,99            -            -           -
Mg               -             -            -         0,86
N              0,10          0,81         -0,12         -
P              0,63            -          0,19          -
pH             0,38          0,35         0,17        0,32

(*) El modelo de 4 factores explica el 73 % de la variacion
total de los atributos quimicos de suelos.

Cuadro 3. Analisis de la varianza para los factores o variables
latentes ("bases cambiables", "Nitrogeno disponible", "Materia
organica" y Magnesio") y el indice de calidad de suelos (IcS)
bajo parcelas sembradas con las especies Lupinus meridanus y
Pisum sativum, microcuenca Misinta, estado Merida.

Fuentes de            Bases           N disponible         M.O
variacion

                   Fc       P>F       Fc      P>F      Fc       P>F

Bloque            3,83     0,054     1,86    0,176    2,95     0,090
Dias (A)         62,03    < 0,001    4,48    0,037    6,00     0,016
M. Siembra (B)    1,84     0,179     2,49    0,118   < 1,00    0,616
Especie (C)      12,36    < 0,001    9,36    0,003   61,26    < 0,001
A * B            < 1,00    0,337    < 1,00   0,766   < 1,00    0,849
A * C             7,27     0,009    < 1,00   0,665    34,6    < 0,001
B * C            < 1,00    0,472     1,00    0,319   < 1,00    0,420
A * B * C        < 1,00    0,412     1,41    0,238   < 1,00    0,371

Fuentes de             Mg               ICS
variacion          Fc      P>F      Fc       P>F

Bloque           6,413    0,014    17,5    < 0,001
Dias (A)         2,663    0,107    41,5    < 0,001
M. Siembra (B)   < 1,00   0,542   0,365    < 1,00
Especie (c)      < 1,00   0,805    5,70     0,019
A * B            < 1,00   0,998   < 1,00    0,775
A * c            < 1,00   0,682   < 1,00    0,628
B * c            < 1,00   0,987   < 1,00    0,466
A * B * c        < 1,00   0,654    2,65     0,107

Cuadro 4. Estado nutricional de los suelos (0 - 20 cm)
en parcelas con incorporacion de las especies Lupinus
meridanus y Pisum sativum, a los 30 dias de incorporadas
al suelo como abono verde, microcuenca Misinta, estado
Merida.

                                   Al Voleo

                      Lupinus meridanus   Pisum sativum

Atributos de suelos     Media (e.e *)      Media (e.e)

C (%)                    1,67 (0,06)       2,41 (0,09)
N (%)                    0,15 (0,03)       0,16 (0,03)
C/N                      11,7 (1,42)       15,5 (1,29)
P (ppm)                  7,70 (1,23)       40,5 (4,11)
pH                       6,30 (0,07)       5,90 (0,10)

                                   A Chorro

                      Lupinus meridanus   Pisum sativum

Atributos de suelos      Media (e.e)       Media (e.e)

C (%)                    1,41 (0,04)       2,47 (0,12)
N (%)                    0,15 (0,02)       0,15 (0,03)
C/N                      9,33 (1,23)       16,8 (1,45)
P (ppm)                  8,33 (1,11)       38,0 (3,78)
pH                       6,40 (0,08)       5,90 (0,09)

(*) Error estandar

Figura 1. Distribucion espacial en campo de las unidades
experimentales (16 parcelas de 1 [m.sup.2]) y asignacion de
tratamientos en cada una de ellas (Ps: Pisum sativum; Lm:
Lupinus meridanus; ch: Siembra de semillas a chorro con
separacion de 0,20 m entre hileras; v: siembra la voleo
sobre la parcela)

BLOQUE 1   1 PsCh    2 LmV    3 PsV     4 LmCh
           5 PsV     6 PsCh   7 LmCH    8 LmV
BLOQUE 2   9 PsCh    10 PsV   11 LmCh   12 LmV
           13 LmCh   14 PsV   15 LmV    16 PsCh
COPYRIGHT 2011 Universidad de Los Andes, Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2011 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Molina, Yolanda; Mora, Argenis; Ramos, Manuel; Parra, Ligia
Publication:La Revista Forestal Venezolana
Date:Jul 1, 2011
Words:5485
Previous Article:Preservacion de estantillos de Eucalyptus urophylla con sales CCA.
Next Article:Propiedades fisicas de la especie Gmelina arborea, de 25 anos de edad provenientes de las plantaciones de la Reserva Forestal de Ticoporo, Estado...
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters