Printer Friendly

El estilo de la historia en los tiempos de guerra: Gilberto Freyre y los ensayistas latinoamericanos en la obra de Fernand Braudel.

En un debate con ocasion de un coloquio franco-brasileno en 1990, el historiador frances Frederic Mauro coloco una pregunta algo provocadora sobre el contexto historico en la formacion de la celebre Escuela de historiografia de los Annales:

Une Histoire a la fois geographique et economique, anthropologique et culturelle, attachee aux structures qui bougent avec lenteur, bref, une Histoire a la Bresilienne, n'etait-ce pas precisement le programme des Annales? (Mauro 735-736).

El historiador hacia con ello alusion a la obra del sociologo y antropologo brasileno Gilberto Freyre, sobre todo a su obra Casa Grande & Senzala (1933) que en el area de las ciencias sociales y humanidades francesas de la segunda posguerra habia llamado bastante la atencion. Fue publicada en frances con el titulo Maitres et Esclaves en el ano 1952 traducida por Roger Bastide y acompanada de un prefacio de Lucien Febvre; Roland Barthes, por su parte, escribio una resena entusiasta en la que refirio:

C'est un livre exceptionnel a beaucoup points de vue [...] c'est la quadrature du cercle des historiens; realisee ici, le point ultime de la recherche historique, de l'aveu meme d'hommes comme Michelet ou Marc Bloch (Barthes 108).

En aquellos anos de la posguerra, Gilberto Freyre llego a ser una personalidad de renombre internacional cuya competencia cientifica en "cuestiones raciales" era muy solicitada por ejemplo entre los expertos de la UNESCO; por otro lado, en su calidad de experto de la convivencia de culturas, Freyre fue a su vez invitado por el presidente del Estado Novo portugues,

Salazar, a emprender un viaje de estudio y conferencias a las colonias portuguesas de Africa y Asia (1951/52), viaje que le serviria para elaborar su controvertida teoria sobre una nueva cultura transnacional lusotropicalista.

En el presente articulo, mis reflexiones se refieren, no obstante, a las lecturas y al descubrimiento temprano de la obra de Freyre (y de otros pensadores y escritores latinoamericanos) por parte del historiador frances Fernand Braudel durante y despues de su estancia como docente (1935-1937) en la recien fundada Universidad de Sao Paulo y luego en los anos 40. El estudio quiere demostrar que este descubrimiento se caracteriza particularmente por la atencion y admiracion que Braudel dedica no solamente a las tematicas de las obras freyrerianas (y de otros escritores) sino tambien al estilo de escritura, una escritura que se mueve entre ficcion, ensayo, sociologia, historiografia y (auto)biografia. Este interes que tiene Braudel por la forma no ha pasado desapercibido por la critica academica; sin embargo, llama la atencion que las enunciaciones braudelianas acerca de la escritura ensayistica son interpretadas, a veces, como un veredicto sobre algo que seria insuficiente, ambivalente y problematico (ver, p.e., Leenhardt 31-33). El presente articulo propone una relectura que revise las enunciaciones tempranas de Braudel sobre el estilo de los textos latinoamericanos, tanto en el caso de Freyre como en el de otros ensayistas, colocandola en el contexto de los anos de la Segunda Guerra Mundial y de la posguerra. Es importante ver estos procesos de recepcion y de dialogo acerca de los discursos ensayisticos latinoamericanos en el ambito de un mundo europeo que se encuentra en profunda crisis para comprender la atraccion de los textos tanto como las posibles reservas frente a ellos.

DE CORRIENTES MARINAS Y LUCIERNAGAS

Dos imagenes forjadas por Fernand Braudel han llamado mucha atencion a lo largo del tiempo: se trata de imagenes que buscan captar e ilustrar las diferencias entre el mundo rapido de los acontecimientos y el mundo lento, estructural de la longue duree. En su celebre estudio sobre La Mediterranee et le Monde mediterraneen a l'epoque de Philippe II (1949), Braudel compara la historia de los acontecimientos, es decir, la historia tradicional, con el juego nervioso de las ondas en la superficie del mar que llama la atencion como historia palpitante, de pasiones humanas individuales, politicas, y experiencias vividas. Pero los acontecimientos son efimeros y pierden importancia frente a otras temporalidades historicas, frente a aquella historia social mas lenta de los grandes ritmos de las poblaciones y del comercio que se asemejan a las corrientes del mar profundo; y aquella anclada en la geografia, casi inmovil, igual a las aguas silenciosas del fondo del mar (vease Braudel, La Mediterranee 1949, XIII).

En la segunda imagen, tambien famosa, Braudel compara los acontecimientos historicos con el breve destello y la subsiguiente extincion de pequenas luces en la noche: "Les evenements traversent l'histoire comme des eclairs successifs. A peine naissent leurs lueurs que deja la nuit les engloutit" (Braudel ibid., 721) (1). La imagen parece referirse al fenomeno del relampagueo, sin embargo, esta fundada en los recuerdos que Braudel tiene de una estancia en Bahia. Poco tiempo despues de la publicacion de su libro sobre el Mediterraneo (1949), en su discurso inaugural en el College de France, Braudel atribuyo la imagen de las luces repentinas a los enjambres de luciernagas:

J'ai garde le souvenir, une nuit, pres de Bahia, d'avoir ete enveloppe par un feu d'artifice de lucioles phosphorescentes; leurs lumieres pales eclataient, s'eteignaient, brillaient a nouveau, sans trouer la nuit de vraies clartes. Ainsi les evenements: au dela de leur lueur, l'obscurite reste victorieuse (Braudel, Ecrits 22) (2).

La importancia de la estancia de Braudel en Brasil ha sido destacada por Giuliana Gemelli (55-73), Peter Burke, Maria Lucia G. Pallares-Burke (2008) y otros. El propio Braudel, en su "Personal Testimony" llamo al Brasil un "paradise for work and reflection [...] I spent three marvellous years [...] In winter, during the period of my southern vacations, I was in the Mediterranean; the rest of the year, in Brazil, with leisure and fantastic possibilities for reading" (Braudel, Personal Testimony 452). El hecho de que Braudel, en aquel entonces, habia sido un asiduo lector de la produccion intelectual brasilena, y tambien de obras literarias-ensayisticas es aun poco reconocido. Mas tarde extenderia su interes a otras literaturas latinoamericanas. Esta disponibilidad, asi como su actitud abierta para con la produccion de autores y escritores latinoamericanos demuestran la importancia del Brasil y de America Latina que a su vez tuvieron una influencia constatable en la propia produccion historiografica.

LECTURAS DEL CAUTIVERIO

Durante la Segunda Guerra Mundial se publico un articulo extenso de Fernand Braudel, titulado "A travers un continent d'histoire. Le Bresil et l'Luvre de Gilberto Freyre" (1943), en la revista historiografica francesa Annales, que durante los anos de la ocupacion alemana llevo como subtitulo Melanges d'histoire sociale. El texto fue redactado durante el cautiverio de guerra en Alemania, donde Braudel estuvo detenido entre 1940 y 1945 en diferentes campos de oficiales (3). En el se presenta el primer estudio exhaustivo y profundo del historiador sobre la obra de Gilberto Freyre (4). Parece que el articulo habia sido un proyecto de largo plazo cuya concretizacion se habia retrasado, debido a la situacion politica y al cautiverio de guerra. Impulsado por Lucien Febvre (5), el estudio extenso sobre la obra completa de Freyre fue dado a conocer al publico francofono diez anos despues de la publicacion de Casa Grande & Senzala. Formacao da familia brasileira sob o regime de economia patriarcal (1933), su obra primera y la mas famosa hasta el momento. Los detalles del articulo y las exactas descripciones de la obra de Freyre (hasta la referencia de las paginas) indican que los libros resenados deben haberse encontrado, en gran parte, a disposicion de Braudel (6). Su texto, complejo en cuanto al estilo y al argumento, no es de facil acceso a la comprension en su contexto historico. A primera vista, el articulo se presenta como una resena detallada, cientifica que destaca elogiosamente los meritos de Gilberto Freyre, a la vez que tambien menciona, de forma critica, ciertas lagunas y ausencias. Pero, mirandolo mas de cerca, uno descubre un texto cuyo autor, dividido entre la fascinacion por la obra del brasileno y el autocontrol necesario de la propia reaccion empatica, se ve obligado a operar con multiples estrategias de escritura para captar y expresar adecuadamente el "fenomeno Gilberto Freyre".

La reaccion de Braudel parece menos sorprendente si se piensa en que la escritura de Freyre se ubica muy cerca de una tradicion diferente (y mas literaria) que aquella desde la cual proviene el historiador frances. En Brasil, Casa Grande & Senzala fue considerado por la critica, desde el inicio, no solamente como un texto cientifico sino tambien como obra maestra de la literatura (7). Este juicio doble se debe a su asombrosa mezcla de estilos que va desde el razonamiento cientifico hasta descripciones coloridas marcadas por otros generos textuales y el uso de un lenguaje muy directo, personal y empatico (por ejemplo en el caso de la descripcion de costumbres familiares y eroticas en el universo de la "casa grande" patriarcal en tiempos coloniales) (8). Braudel comprende y recuerda que el texto podria pertenecer a otro genero textual, y continua caracterizando a Freyre, primero como un "ecrivain-ne" y despues, como sociologo debido a su procedencia cientifica (es decir, de la escuela sociologica-antropologica de Franz Boas), pero tambien como historiador en el sentido de la Escuela de los Annales ("bien plus historien qu'il ne croit, au sens que prend le mot pour un lecteur des Annales", Braudel, A travers 4). Freyre es, segun Braudel, un ensayista brillante, agudo, quien sabe documentar de manera impresionante, sus textos segun la "tradition vigoureuse des 'essayistes' bresiliens"; Freyre es ensayista, pero "historien en sus; historien privilegie, plein de souvenirs personnels et de souvenirs familiaux" (ibid. 5). Ve como irresistible la "insistencia proustiana" de los textos, pero la constante perspectiva desde adentro tambien corre el riesgo, segun Braudel, de crear malentendidos entre los lectores extranjeros. Sin embargo, no consigue resistirse al opulento panorama de esta mirada. En este sentido, afirma que despues de la lectura casi hechizante se vuelve necesario cerrar los libros para reflexionar, desde afuera y con cierta distancia, sobre los posibles limites de la obra del brasileno (ibid. 16).

Luego, Braudel enumera algunos de sus reparos en el trascurso del texto. Las dudas se refieren sobre todo a la insistencia de Freyre, demasiado rigida, en un "Brasil sedentario" que no toma en cuenta las grandes migraciones continentales; se refieren tambien a una cronologia de epocas y a los diferentes procesos de desarrollo regional que son poco transparentes, asi como al olvido casi total de ciudades coloniales como Recife y Bahia con sus respectivas funciones oficiales y administrativas. Al fin y al cabo deplora la ausencia de otras "realidades colectivas" constitutivas de la sociedad esclavista de la economia del azucar: como por ejemplo los comerciantes y protagonistas de la vida urbana mercantil vinculados a la venta y la distribucion del azucar (ibid. 17).

Pero a pesar de ello, el historiador frances no cesa de destacar el caracter sobremanera innovador de los estudios de Freyre, textos libres de repeticiones y estereotipos. La obra de Freyre destacaria particularmente por su mirada hacia los hechos sociales, hacia la dimension humana como causa profunda de los acontecimientos historicos:

La oo l'on disait: les gouvernants, les capitaineries, le sucre, les races, il [Gilberto Freyre, SK] voit des hommes, des familles, des milieux sociaux, des aristocraties, des peuples d'esclaves (ibid. 7).

Asi, Freyre representa los grandes problemas del pasado brasileno como un historiador social motivado por una mayor "preocupacion por lo real": "Personne ne me semble avoir reussi avec plus de bonheur que Gilberto Freyre" (id.).

En la segunda parte de su articulo tripartito se puede observar que el historiador parece atraido no solamente por el contenido sino tambien por la presentacion formal literario-estetica. La inclinacion de Freyre hacia el estilo literario se nota, por ejemplo, en aquellas imagenes que privilegia (comenzando con la "casa grande", metafora de la estructura social del Nordeste brasileno en los tiempos de la Colonia) o en las puestas en escena de la vida en la "casa grande" que ya las primeras resenas brasilenas habian igualado a un "ambiente pantagruelico" (9). A menudo, Freyre rompe su discurso cientifico debido a su predileccion por el ornato abundante, por acumulaciones verbales casi barrocas, por el recurso a anaforas, paralelismos o tambien, como contrapunto, por una reduccion de la frase a traves de la elipsis, como se puede apreciar en la descripcion de la crueldad femenina: "O motivo, quasi sempre, o ciume do marido. O rancor sexual. A rivalidade de mulher com mulher" (Freyre, Casa Grande 249). Como ejemplo que pueda demostrar el uso de los registros de estilo heterogeneo citamos el conocido inicio del capitulo IV:

Todo o brasileiro, mesmo o alvo, de cabello louro, traz na alma, quando nao na alma e no corpo--ha muita gente de jenipapo pelo Brasil--, a sombra, ou pelo menos a pinta do negro. Na ternura, na mimica excessiva, no catholicismo em que se deliciam nossos sentidos, na musica, no andar, na falla, no canto de ninar menino pequeno, em tudo que e expressao sincera de vida, trazemos todos a marca inconfundivel da influencia negra. Da escrava ou sinhama que nos embalou. Que nos deu de mamar. Que nos deu de comer, ella propria amollegando na mao o bolao de comida. Da negra velha que nos contou as primeiras historias de bicho e de mal assombrado. Da mulata que nos tirou o primeiro bicho de pe de uma coceira tao boa. Da que nos iniciou no amor physico e nos transmittiu, ao ranger da cama de vento, a primeira sensacao completa de homem. Do muleque que foi o nosso primeiro companheiro de brinquedo (Freyre, Casa Grande 197) (10).

Braudel, receptivo en cuanto a la "virtud del vocabulario" (Braudel, A travers 20), se deja fascinar por las "pages colorees" (ibid. 3), los "details savoureux" (ibid. 16), por el "calor" y la "claridad" (ibid. 19) del texto. Freyre, escribe Braudel,

[...] a lance des mots que nous avons si souvent repetes et il les a a ce point charges de sens, d'histoire et de poesie, disons d'intelligence, --qu'on ne pourra plus parler du Bresil, voire de l'Amerique, sans qu'ils ne nous montent aux levres (ibid. 20).

Por este motivo, sorprende poco que el propio Braudel, que continua enfatizando el estilo de Freyre, tambien comience a utilizar recursos literarios. Pone en escena su propio texto como un viaje que lleva al descubrimiento de un "continent d'histoire". Gilberto Freyre es el guia empatico, sobre todo en la ciudad de Recife, y persona versada que le introduce en los secretos de la "casa grande", los cuales forman la base para tejer los hilos de la "narrativa" sobre el devenir de la nacion brasilena desde el seno de la familia patriarcal. Se trata de un viaje hacia la obra del brasileno cuyos textos eran todavia desconocidos en Europa; pero la palabra o metafora del viaje recuerda quizas tambien, de forma sutil, el destino del propio Braudel en el cautiverio de guerra del ano de 1943: "... lire et relire (surtout si l'on est trop loin), la splendide Guia do Recife ..." (ibid. 10; vease Freyre 1968).

Por lo tanto, se puede decir que incluso las observaciones criticas de Braudel sobre la obra de Freyre confirman al fin y al cabo su profunda aprobacion: Braudel, lector apasionado y convencido de que la historia tiene que ser descrita y representada de la manera mas global posible, desea leer mucho mas de estas exploraciones que tanto le impresionan por sus contenidos y por la forma en que son expresadas. La "narrativa" de Freyre, tan sugerente, no le parece suficientemente panoramica y por eso propone su ampliacion: "Je souhaiterais, quant a moi, un elargissement horizontal de son Luvre" (Braudel, A travers 19). Piensa sobre todo en una ampliacion de los espacios para incluir, por un lado, las muchas y diversas regiones del Brasil, y por otro, para hacer visible el espacio historico del Atlantico, aquel "Mediterraneo moderno" que une el continente historico de Sudamerica con Europa:

Cette vie de l'Ocean, suivant qu'elle est faible ou forte, le Bresil (...) se soude a l'immensite marine, ou bascule vers ses profondeurs continentales... Un grand rythme, non pas le seul sans doute, mais dont beaucoup d'autres auront dependu (ibid. 19 ss.).

Si tenemos presente que el articulo de Braudel habia sido redactado en los anos de germinacion del proyecto La Mediterranee et le Monde mediterraneen a l'epoque de Philippe II, resulta evidente que hay que relacionar aqui la mirada de Freyre hacia las profundidades historicas del Nordeste brasileno, que se sirve de la metafora de la "casa grande", con la vision panoramica de Braudel sobre el espacio historico del Mediterraneo. Es lo que sugiere el historiador ingles Peter Burke, conocedor tanto de la historia de los Annales como de la obra de Gilberto Freyre, en su estudio sobre la historia de la Escuela de los Annales cuando afirma que la imagen y el microcosmos de la "casa grande" como metafora de la sociedad de plantacion deben haber impresionado a Fernand Braudel (Burke, French Historical 101) (11). De modo semejante, la esposa Paule Braudel describio (sin mencionar a Freyre) la "experience bresilienne" como uno de los origenes intelectuales de Braudel:

Le spectacle du Bresil le fascine [...] l'impression de 'voyager en arriere dans l'histoire', comme si l'Europe d'hier pouvait se voir, s'imaginer a travers le Bresil de ce premier XXe siecle, avec son agriculture encore itinerante, ses defrichements forestiers, ses grandes familles patriarcales, survivant a la poussee violente de la modernite (Braudel, Paule 241).

En su gran libro sobre el Mediterraneo, el Brasil esta mas presente que el resto de America, la cual aparece casi solo bajo el aspecto historico de suministro de la plata y metales preciosos. La posicion destacada del Brasil se debe, por un lado, a la relacion y los recuerdos personales que atan al historiador frances al Brasil; por otro lado tiene que ver obviamente con las obras de Gilberto Freyre (y las lecturas referidas en el articulo del ano 1943) a que hace mencion Braudel en varios lugares de La Mediterranee ... con el objetivo de ilustrar comparaciones historicas. En los escritos de Freyre, Braudel identifica ejemplos eminentes de la ensayistica brasilena, es decir, de un genero literario que se destaca por una amplia tradicion en toda America Latina. Los textos significan, para el historiador frances, mucho mas que las fuentes historiograficas usuales, puesto que debido a su caracter hibrido, le ofrecen posibles inspiraciones metodicas que podrian enriquecer su propio proyecto sobre el tema y objeto historico complejo que es el Mediterraneo. Esta hipotesis no parece atrevida si vemos la exclamacion inequivoca en La Mediterranee ... que es mantenida en la segunda version revisada de la obra de 1966: "Ici, a titre de comparaison puissante, quelles lumieres n'apportent pas les beaux travaux de l'historien sociologue bresilien, Gilberto Freyre?" (Braudel, La Mediterranee 276). De esta cita, llamara la atencion que el signo de interrogacion original se ha transformado en un signo de exclamacion afirmativo en la version de 1966 (Braudel, La Mediterranee 308).

La mirada de Freyre desde adentro como metodo sustancial de su historiografia panoramica aumenta la fuerza de la representacion. En una conferencia de 1955, refiriendose a la teoria literaria anglosajona, Freyre denominaba su estrategia como "insight". Con esto, describe el modo de interpretacion de hechos historicos basado en la "imaginacion" y en una profunda "comprension", es decir, que el autor propone un acercamiento controladamente empatico e imaginativo al material historico. Los pensadores y obras de referencia son historiadores y escritores como Proust y Daniel Defoe, Michelet, Marc Bloch, George Macauly Trevelyan, Thomas Carlyle, Walter Pater y Lytton Strachey, Joaquim Nabuco y Euclides da Cunha (Freyre, Historia 143-45) (12). Braudel, por su parte, sabia apreciar estas perspectivas y procedimientos aunque no por esto dejo de estar consciente y de advertir a sus lectores de los peligros que tiene una mirada desde la memoria demasiado personal.

Los textos de Freyre fueron accesibles al publico frances interesado a comienzos de los anos 50. Como ya se ha mencionado, Casa Grande & Senzala fue publicado en 1952 bajo el titulo Maitres et Esclaves (traducido por Roger Bastide y con prefacio de Lucien Febvre). Salio entre los primeros volumenes de la Coleccion La Croix du Sud en la Editorial Gallimard que Roger Caillois habia fundado para publicar textos literarios contemporaneos de America Latina traducidos al frances. Mas tarde, en 1956, tambien el libro O Nordeste fue publicado en la misma serie titulado Terres du sucre, y entro en la buena vecindad con escritores como Jorge Luis Borges, Jorge Amado, Romulo Gallegos, Alejo Carpentier y otros autores latinoamericanos ya clasicos del siglo XX (13).

El interes de Braudel por la literatura ensayistica de America Latina se hace patente tambien en otras ocasiones. Aunque las obras del argentino Ezequiel Martinez Estrada y del chileno Benjamin Subercaseaux no tienen la misma relevancia destacada para Braudel como la obra de Gilberto Freyre, sus temas y formas de expresion tambien le proporcionaron al historiador frances muchas inspiraciones y conocimientos importantes. Ambos autores son representantes de un movimiento intelectual y literario que (como Gilberto Freyre) se opuso al cientificismo de los estudios historicos, civilizatorios y del progreso del continente marcados por el pensamiento positivista. Desde la publicacion de Ariel (1900) de Jose Enrique Rodo, esta tendencia de pensamiento se habia expresado, como es sabido, en una serie de ensayos sobre la esencia de las identidades latinoamericanas. Los textos provienen de diversos campos ideologicos y unieron de modo diferente las representaciones de la realidad propia con las reflexiones de una psicologia de los pueblos y con elementos de la teoria cultural de la primera parte del siglo XX. En el nivel linguistico destacan casi siempre por su estilo personal, narrativo-descriptivo, que muy a menudo tiene un nivel literario seductor, sobre todo cuando se trata de descripciones de paisajes, asuntos locales y costumbres. El ensayo, como dice Liliana Weinberg, tiene que ser ideado como "una poetica del pensar, un estilo del decir" (Weinberg 18, el destacado es mio). Los ensayos tienen sus destinatarios ideales; las obras aqui mencionadas promueven el dialogo con los compatriotas de los autores cuando tratan de instigar la reflexion sobre la "esencia" de la nacion y sus fundamentos. Braudel ubica tambien a Gilberto Freyre en esta linea de tradicion del pensamiento sobre la nacion. El ensayismo brillante del brasileno se debe, segun Braudel, al hecho de que Freyre esta escribiendo sobre y desde "un pays qui se cherche", es decir, que su obra ofrece antes que todo una reflexion profunda sobre el propio ser. El Brasil, en palabras de Braudel, es

[...] une personne que l'on trouve en soi, autour de soi, devant soi. Une personne qu'il faut comprendre une bonne fois, si l'on veut se comprendre soi-meme. Par la s'explique la tradition vigoureuse des 'essayistes' bresiliens (Braudel, A travers 4 ss.).

Tomando en cuenta la relevancia central del tema de la geografia en las obras de Braudel, que como fundamento casi inmovil de la historia juega un papel destacado para la comprension del espacio historico, no es sorprendente que sean precisamente los ensayos dedicados a las constantes geograficas del continente sudamericano y su potencial fundador de la identidad las que hayan llamado la atencion de Braudel.

En el numero especial de la revista Annales, con el titulo "A travers les Ameriques Latines", publicado en 1948, Braudel destaca aquellos ensayos de los autores antes mencionados que en sus titulos acentuan ya las alusiones geograficas. Se trata primero de la "magnifique esquisse de mon ami Ezequiel [!] Martinez Estrada Radiografia de la Pampa", publicada en 1933 (Braudel, Jeu 438) y segundo, del "beau portrait du Chili, lumineux, mais coupe d'ombres noires, de Subercaseaux" (Braudel, Chili 444) con que se refiere al estudio Chile o una loca geografia (1940).

El abarcador ensayo de Martinez Estrada fue redactado, como es sabido, en un periodo de cambio politico y de depresion economica que se hizo notar en Argentina asi como en toda America Latina a partir de los anos 30 (14). El objetivo del autor era diagnosticar sin piedad la esencia del ser argentino a partir de su historia y geografia como una historia de autoengano y de fracaso en su camino hacia la civilizacion. De forma identica como sucedia con la nueva tecnologia, el autor proponia radiografiar el cuerpo y la psique de la nacion para demostrar las causas del desarrollo fallido a sus compatriotas. La geografia del Nuevo Mundo habria desencadenado, segun el autor, el trauma originario de la soledad. La experiencia terrible de un espacio sin limites en las tierras argentinas habria perdurado desde la Conquista hasta los tiempos presentes--puesto que no hubo nada que conquistar en las profundidades inmensas del territorio. Desde los tiempos de los conquistadores, "senores de la nada" (Martinez Estrada 7), se crearon, segun el autor, solo "seudoestructuras" de la civilizacion y comunicacion, por ejemplo, a traves de la red ferroviaria que no hizo mas que enfatizar la ilusion del poder sobre el espacio y las inmensas distancias. Con un lenguaje casi epico, el autor dirije a sus lectores hacia la soledad profunda de las eras geologicas. Seria aqui donde comienza la equivocacion, la gran maniobra del autoengano: el Nuevo Mundo es, en realidad, un mundo muy viejo, y el viento que sopla por estos espacios parece soplar desde las profundidades de las edades geologicas. Con palabras poeticas y alusiones literarias, Martinez Estrada dramatiza la tragedia de la geografia americana:

Se diria que el viento es el cuerpo sensible de la soledad: denso, como el que Dante puso en el segundo circulo del Infierno para que los amantes no se pudieran unir ni oir, o como el que separo las llamas de los cadaveres de Eteocles y Polinices segun una vieja leyenda que Esquilo no conocia ya. Es el viento esteril como el mar, el viento del mar, el mar como viento (Martinez Estrada 91).

Asi, este texto extenso, ensayo tan admirado por Braudel por la fuerza sugerente de sus representaciones de la geologia y de los paisajes del continente americano, puede haber influido (aunque no se mencione el nombre del autor argentino), en un curso universitario de Braudel ofrecido en 1947/48 sobre el tema de America Latina, cuyos manuscritos son conservados en el Instituto de Ciencias Politicas, en Paris. En America Latina, afirma Braudel, es el espacio, su inmensidad y su "inhumanidad" (15), el que juega el papel constitutivo en la historia de las civilizaciones. La notoria "lucha contra el espacio" pervive desde los dias de la Colonia hasta los tiempos presentes: las pocas rutas, una red ferroviaria insuficiente y tambien la mas reciente tecnologia de la aviacion demuestran ante todo y dramaticamente la "inmensidad" de las distancias latinoamericanas. En todos los tiempos, continua Braudel, la "inhumanidad de la distancia" ha ejercido influencia en los destinos humanos y en la historia viva de America Latina. Martinez Estrada habia descrito el avance hacia la nada en la inmensidad de la pampa donde el hombre se pierde en su busqueda como una busqueda que se convierte en tragedia y en trauma que afectarian incluso la vida contemporanea argentina. Al contrario del autor argentino, pero basandose en el mismo imaginario, Braudel desplaza la mirada desde la perspectiva psicologica-existencial hacia el conocimiento tecnologico cuando equipara la inmensidad del continente con la vastedad del Oceano: "Ignorezvous, par exemple," pregunta a sus estudiantes en una de sus cursos, "que [...] les conquerants se dirigeaient a la boussole absolument comme si sur terre on naviguait en haute mer?" (Braudel, L'Amerique 11, el destacado es mio).

Es posible que Braudel solo haya llegado a conocer el ensayo de Martinez Estrada durante su viaje al Brasil, Argentina y Chile en 1947. Fue el caso en cuanto a la obra Chile o una loca geografia, de Benjamin Subercaseaux, ensayista, escritor, psicologo y antropologo cuya obra fue publicada en 1940 y que fue resenada por Braudel para el mencionado numero especial de los Annales sobre America Latina en 1948. La mirada insistente del autor chileno sobre la geografia excentrica de su pais, cuya extension lleva desde el Cabo Norte hasta Sicilia, con sus montanas levantandose desde el nivel del mar hasta los 6000 metros de altura, con sus paisajes de desierto, glaciares y huertos fructiferos que influyeron mucho en las poblaciones, como dice Subercaseaux, deben haber llamado poderosamente la curiosidad de Braudel siempre fascinado por la geografia (16). "Mais en quoi cette geographie, est-elle folle?" se pregunta el historiador para continuar con una respuesta casi solemne: "En ceci, si je ne me trompe [...] que la geographie chilienne resume en elle mille souffrances, mille erreurs de la terre. Et chaque souffrance oblige l'homme a reagir et a s'adapter" (Braudel, Chili 444 ss.). Pero pese al entusiasmo sobre los "plaisirs subtils et savoureux de la folle Geographie", Braudel sostiene que la obra de Subercaseaux, despues de todo, queda atrapada en la geografia aunque si aparecen los seres humanos, habitantes de aquellos paisajes extremos: "Rien de la matiere vivante du Chili n'echappe a ce poete qui, pour mieux voir et classer ses themes, s'est fait geographe" (ibid.). Pero el poeta-geografo, de hecho, no lograria escribir una "historia completa" de los hombres y de la vida humana en Chile. Aqui, Braudel vuelve a la imagen ya familiar usada por Gilberto Freyre que tiene su origen en la arquitectura tradicional, es decir, la casa multiparte, metafora de la sociedad entera y compleja y su historia. En este sentido, el libro de Subercaseaux solo presentaria el fundamento del edificio, "un rez-de-chaussee, une fondation", de cierto modo igual a la geografia que solo es el fundamento de la vida humana, pero "elle n'est pas toute la vie des hommes" (ibid. 446).

Una mirada escudrinadora a las paginas de La Mediterranee et le Monde mediterraneen a l'epoque de Philippe II publicado un ano despues de la resena al libro de Subercaseaux aclara el papel complejo que ocupa la geografia en la obra de Braudel. En la edicion original de 1949, al final de la primera parte se encuentra un capitulo que resume el problema del determinismo geografico ("Geohistoire et determinisme", en Braudel, La Mediterranee 295-304). Parece obvio que en aquel periodo Braudel estaba buscando una solucion especifica para esta cuestion central a sus preocupaciones; es interesante que en ediciones posteriores, este capitulo ya no se incluye. En este texto, Braudel con enfasis toma distancia de las ideas deterministas de la Anthropogeographie en el sentido de Friedrich Ratzel, pero insiste en la iluminacion mutua de la historiografia y la geografia. Sostiene, a pesar de su predileccion personal por la geografia (y por la fuerza estetica que surge a partir de las descripciones geograficas y de los paisajes) que la geografia no puede explicar enteramente ni la vida ni la historia humanas:

Non, la geographie n'explique pas toute la vie, ni toute l'histoire des hommes. La scene sur laquelle ils vivent, si importante qu'elle soit (elle demeure et ils passent) ne commande pas tout. En dehors de sa prise ne cesse de grandir le travail de l'homme sur les choses et de l'homme sur l'homme" (Braudel, La Mediterranee 301).

Para el historiador frances, son, al fin y al cabo, las reacciones de los hombres frente a las "resistencias del ambiente" el verdadero punto de referencia para medir la posible determinacion por la geografia. Asi, las representaciones sugerentes de la "geografia loca" de Benjamin Subercaseaux habian sido admiradas y aplaudidas por Braudel, pero no le llegaron a parecer suficientes. Al fundamento le faltaria el edificio:

Le Chili ne merite-t-il pas un portrait plus complet, je veux dire une maison entiere? Je comprends le desir de Subercaseaux d'aller a ce qui ne bouge pas, a cette "eternite de l'histoire appuyee sur la geographie", pour lui reprendre une de ses belles formules. Mais la vie s'echappe sans fin de cette immobilite de terre et de pierre" (Braudel, Chili 446).

En resumen, se puede destacar que la "historia a la brasilena", en particular la obra de Gilberto Freyre y su estilo especifico, hibrido y ensayistico, fue una fuente impactante e inspiradora para Braudel quien, en aquel momento, estaba en vias de redactar su obra mas conocida sobre el Mediterraneo durante los anos de su cautiverio aleman en la Segunda Guerra Mundial y en los anos de la posguerra. Braudel era un lector apasionado de la obra de Freyre y de otros textos de ensayistas latinoamericanos. Los leia, ante todo, como discursos de busqueda identitaria. Esta manera de interpretar los textos no es sorprendente en si, por supuesto; sin embargo, hay que tener en cuenta el momento especifico del proceso germinativo de su obra fundacional sobre el Mediterraneo. Esta obra se puede leer como una reflexion y reconstruccion de los fundamentos (geoculturales) del Viejo Mundo, es decir, los fundamentos identitarios, en un momento de profunda crisis debido a la Guerra Mundial. La recepcion creativa de Freyre y otros ensayistas latinoamericanos demuestra los entrelazamientos sutiles de ideas que surgieron en un mundo en transformacion donde se van cuestionando poco a poco las dicotomias entre los centros y las "margenes" de la historia.

BIBLIOGRAFIA

Barthes, Roland. "Maitres et Esclaves par Gilberto Freyre". Les Lettres Nouvelles 7 (1953): 107-108.

Bataillon, Marcel. Sur l'essence de l'Argentine". Annales, Economie, Societes, Civilisations 4 (1948): 439-441.

Braudel, Fernand. L'Amerique latine. [Ciclo de conferencias, tiposcrito] Paris: Institut des Sciences Politiques, 1947/48.

-- A travers un continent d'histoire. Le Bresil et l'Luvre de Gilberto Freyre". Melanges d'histoire sociale 4 (1943): 3-20.

-- "Chili, cette folie geographique". Annales. Economies, Societes, Civilisations 4 (1948): 443-446.

-- Ecrits sur l'histoire [1969]. Paris: Flammarion.

-- "L'histoire, mesure du monde". Les ecrits de Fernand Braudel. Vol. 2: Les ambitions de l'histoire. Edition etablie et presentee par Roselyne de Ayala et Paule Braudel. Paris: Editions de Fallois (1997): 11-83.

-- "Jeu des Portraits. La regle du jeu". Annales. Economies, Societes, Civilisations 4 (1948): 437-438.

-- La Mediterranee et le Monde mediterraneen a l'epoque de Philippe II. 2 vols. Paris: Armand Colin (2a ed. revisada y ampliada), 1966.

-- "Personal Testimony". Journal of Modern History 44/4 (1972): 448-467.

Braudel, Paule. "Les origines intellectuelles de Fernand Braudel: Un temoignage". Annales. Economies, Societes, Civilisations 1 (1992): 237-244.

Burke, Peter. The French Historical Revolution. The Annales School, 1929-89. Cambridge: Polity Press, 1990.

-- "Elective affinities: Gilberto Freyre and the nouvelle histoire". The European Legacy: Towards New Paradigms 3:4 (1998): 1-10. DOI: 10.1080/10848779808579896.

Burke, Peter y Maria Lucia Pallares-Burke. Gilberto Freyre: Social Theory in the Tropics. Oxford: Peter Lang, 2008.

Fonseca, Edson Nery. Casa Grande & Senzala e a critica brasileira de 1933 a 1944. Ed. Recife: Companhia Editora de Pernambuco, 1985.

Freyre, Gilberto. "A proposito de Michelet". Revista Academica 67 ("Franca") (1946): 17.

-- Casa Grande & Senzala. Formacao da familia brasileira sob o regimen de economia patriarcal [1933]. 2a ed., Rio de Janeiro: Schmidt, 1936.

-- Casa Grande y Senzala. Formacion de la familia brasilena bajo el regimen de la economia patriarcal. Prologo y cronologia de Darcy Ribeiro. Caracas: Biblioteca Ayacucho, 1977.

-- "Historia alem dos textos". En Gilberto Freyre. 6 conferencias em busca de um leitor. Rio de Janeiro: Jose Olympio, 1965. 114-149.

-- Maitres et Esclaves. Trad. Roger Bastide, prologo de Lucien Febvre. Paris: Gallimard, 1952.

-- Guia pratico, historico e sentimental da Cidade do Recife [1934]. 4a ed. revisada e ampliada. Rio de Janeiro: Jose Olympio.

Gemelli, Giuliana. Fernand Braudel. Paris: Odile Jacob, 1995.

Gerstenberger, Debora. "Gilberto Freyre, um teorico da globalizacao?" Historia, Ciencias, Saude-Manguinhos 21/1, 2014. http://dx.doi.org/10.1590/S0104-59702013005000015

Hexter, Jack. "Fernand Braudel and the Monde Braudelien ...". Journal of Modern History 44/4 (1972): 480-539.

Leenhardt, Jacques. "A consagracao na Franca de um pensamento heterodoxo". Reinventar o Brasil. Gilberto Freyre entre historia e ficcao. Eds. Antonio Dimas; Jacques Leenhardt;

Sandra Jahanty Pesavento. Porto Alegre: UFRGS/USP. 2006. 25-40.

Martinez Estrada, Ezequiel. Radiografia de la Pampa [1933]. Ed. critica, Leo Pollmann ed., Paris: Coleccion Archivos.

Mauro, Frederic. "L'apport du Bresil aux etudes en Sciences Sociales et Humaines". Images reciproques du Bresil et de la France/Imagens reciprocas do Brasil e da Franca. Vol. 2. Eds. Solange Parvaux y Jean Revel-Mouroz. Paris: IHEAL (Collection Travaux et Memoires de l'IHEAL 46) 1991. 735-736.

Schottler, Peter. "Fernand Braudel, prisonnier en Allemagne: face a la longue duree et au temps present". Sozial.Geschichte Online 10 (2013): 7-25. URL: http://duepublico.uniduisburg-essen.de/servlets/DocumentServlet?id=30963

Subercaseaux, Benjamin. Chile o una loca geografia. 1940. Prologo de Gabriela Mistral. Santiago de Chile: Ercilla, 1956.

Weinberg, Liliana. Pensar el ensayo. Mexico: Siglo XXI, 2007.

Susanne Klengel

Universidad Libre de Berlin

klengel@zedat.fu-berlin.de

(1) En la segunda edicion revisada de 1966, la imagen sera mas aguzada aun: "Les evenements sont poussiere: ils traversent l'histoire comme des lueurs breves; a peine naissent-ils qu'ils retournent deja a la nuit et souvent a l'oubli" (Braudel, La Mediterranee 1966/2, 223).

(2) El origen de la comparacion sugerente se lee en los escritos redactados entre 1940 y 1945 en el campo de oficiales de Mainz y Lubeck: "Il m'est arrive, un soir, a l'interieur de l'Etat de Bahia, d'etre pris brusquement au milieu d'une montee prodigieuse de lucioles phosphorescentes. Elles eclataient partout sans arret, plus ou moins hautes, innombrables, en gerbes au sortir des taillis et des fosses de la route, comme autant de fusees, trop breves, pourtant, pour eclairer le paysage avec nettete. Ainsi des evenements, ces points de lumiere". (Braudel, L'histoire 1997, 23-24, ver tambien Gemelli 84).

(3) Ver el articulo detallado de Schottler (2013) sobre el contexto y las circunstancias del cautiverio.

(4) Ver tambien los estudios de Leenhardt (2006) y Gerstenberger (2014).

(5) En aquellos anos del cautiverio, Braudel comienza a redactar su obra La Mediterranee et le Monde mediterraneen a l'epoque de Philippe II (Schottler 2013). Lucien Febvre, sin embargo, no dejo de recordarle a Braudel, segun dice la correspondencia, que no se olvidara de trabajar sobre America Latina: "Ne pas lacher la Mediterrane, ne pas lacher surtout les etudes sud-americaines. J'y insiste (...)" (carta del 16 de mayo de 1942, cit. por Gemelli 72).

(6) Braudel se refiere, aparte de Casa Grande & Senzala (1933), a los siguientes textos de Gilberto Freyre: Sobrados e mucambos. Decadencia do patriarcado rural no Brasil (1936); Guia pratico, historico e sentimental da cidade do Recife (s.f.); Nordeste. Aspectos da influencia da cana e a paisagem do Nordeste do Brasil (1936/1937), asi como al opusculo Mucambos do Nordeste editado por el Ministerio de Educacao e Saude (s.f. [1937?].

(7) Vease la compilacion de la prensa en Fonseca (1985). Cuando Braudel llego en Sao Paulo en 1935, todavia siguieron publicandose resenas sobre la obra innovadora de Freyre. Debido a sus buenos conocimientos de espanol, debe haber comprendido las voces de la prensa brasilena.

(8) En este contexto, ver p. e. la apreciacion critica de Darcy Ribeiro en su prologo a la edicion de la Biblioteca Ayacucho (en Freyre, Casa Grande 1977, IX-XLI).

(9) "Sabe o leitor o que me fez lembrar o livro sob este prisma, e em ponto pequeno? Rabelais. Sim, "excusez du peu", Rabelais. Nao e senao rabelaisina aquela prodigiosa exposicao de frades caprinos, de mulatas e indias que se deitam docilmente, de receitas de doces, de vestuarios (ate os intimos), de lutas, de doencas venereas e outras, de plantas de casas, castelos, engenhos, pomares de atos de sodomia e bestialidade de rebanhos, amores e dancas. Todo bem agitado, misturado, conserve-se em lugar fresco e tome-se quando convier. Ambiente pantagruelico, [...] de fabulas e observacoes cientificas, de grandezas e de ingenuidades. No fundo, literatura, muita literatura". Resena de Afonso Arinos de Melo Franco, publicada el 15 de febrero de 1934 en O Journal (Rio de Janeiro), cit. por Fonseca (81-88, aqui 85). Es interesante que en 1972, un comentarista, criticando la obra LaMediterranee ..., destacara precisamente el "espiritu rabelaisino" del texto: "For Braudel has the Rabelaisian spirit in his love not only of stray particulars but of all sorts of general notions" (Hexter 525).

(10) La obra se cita aqui siguiendo el texto y la ortografia de la edicion de 1936, que es la version revisada y ampliada por un indice de la primera version de 1933. En su articulo, Braudel deplora la falta del indice de nombre y materias en la primera edicion. Casa Grande & Senzala es un "work in progress". Sera retrabajado y ampliado varias veces, lo que se nota en los prefacios, en el texto y en las ilustraciones. Las primeras dos ediciones contienen, por ejemplo, numerosos disenos del pintor vanguardista Cicero Dias que faltaran en las ediciones posteriores.

(11) En un articulo posterior y mas detallado sobre ambos pensadores, Burke (1998) prefiere hablar mas bien de "afinidades electivas" entre ambos pensadores cuando destaca la cercania de su interes en la historia.

(12) La conferencia de 1955 aclara tambien que a partir de la segunda posguerra comenzaba a realizarse un intercambio intenso entre los historiadores de los Annales (en particular Lucien Febvre) y Gilberto Freyre. Cabe mencionar aqui un articulo de Freyre publicado en 1946 en el que destaca la importancia de Jules Michelet (coincidiendo en esto con Lucien Febvre). Sus observaciones sobre el estilo de sus obras desembocan en un verdadero homenaje al gran historiador del siglo XIX, asi como al escritor Marcel Proust: "Creou [Michelet, S.K.] um estilo novo de procura do tempo perdido e de resurreicao do tempo morto: estilo que teria continuador genial naquele outro historiador da gente francesa, este geralmente considerado romancista e limitado pela doenca e talvez pelo temperamento ao estudo da aristocracia e das suas margens sociais. Refiro-me a Marcel Proust". Al reparo general de que no se puedan igualar novelas y obras historicas, Freyre contesta: "Nada mais injusto [...] Ha uma zona de atividade intelectual em que o poder de criacao e de imaginacao de historiadores e romancistas voltados para o passado social com o espirito, ao mesmo tempo cientifico e lirico--combinacao encontrada magnificamente em Proust--e quasi um so ... (Freyre, A proposito, 17).

(13) Roland Barthes, en su resena sobre Maitres et Esclaves para la revista literaria Les Nouvelles Lettres editada por Maurice Nadeau, describe el libro de Freyre como un producto brillante de la "sensibilite a l'Histoire totale, elaboree en France par des historiens comme Bloch, Febvre ou Braudel". Con su libro, segun Barthes, Freyre ha tambien contribuido a desmistificar el "mito racial"--tema tan impactante en la posguerra--por haber logrado dar una explicacion historica del mestizaje etnico del Brasil: "[...] Freyre est un novateur; il a introduit dans l'histoire de l'homme bresilien une sexologie pensee a l'echelle de l'Histoire" (Barthes 108).

(14) Radiografia de la Pampa fue resenada por Marcel Bataillon en el numero especial de la revista Annales (1948).

(15) Conferencia del 3 de febrero de 1948, p. 11-12 (en Braudel, L'Amerique).

(16) La extrema geografia de Chile es, para Subercaseaux, la verdadera base, muy vieja y caracteristica de la nacion y sus ciudadanos, un tipo de "geografia nacional": "[...] Chile, cualquiera que sea la raza que lo habite y los trastornos que sufra, quedara en definitiva ocupado por chilenos; por hombres sujetos a una misma historia y a un mismo paisaje que les modelara un mismo caracter, los exaltara en las mismas glorias y los hara sobrellevar las mismas miserias. No olvidemos tan pronto esa facilidad del extranjero para 'chilenizarse' y la parte que le cabe a la tierra en el misterioso proceso" (Subercaseaux 29).
COPYRIGHT 2014 Universidad de Chile, Facultad de Filosofia y Humanidades
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2014 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Klengel, Susanne
Publication:Revista Chilena de Literatura
Date:Dec 1, 2014
Words:7886
Previous Article:Hambre, revolucion y derrota: el Cinema Novo y los desencuentros de la modernidad latinoamericana.
Next Article:Gilberto Freyre y Sergio Buarque de Holanda: mesticagem y cordialidade como estrategias de convivencia.
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters