Printer Friendly

El PRI ante la crisis electoral de julio de 2006 ?lealtad institucional, traicion o realpolitik?

Resumen

En la eleccion presidencial del 2 de julio 2006, el Partido Revolucionario Institucional retrocedio al tercer lugar y abrio una crisis politica. Los resultados electorales afectaron el equilibrio entre las corrientes internas del PRI. En este contexto, varios problemas se plantearon a la dirigencia partidaria y a los gobernadores priistas. Uno de ellos era como reaccionar ante la crisis politica que se abrio el 2 de julio y que rol darle al PRI en ese contexto. Otro tenla que ver con la designacion de sus nuevos coordinadores legislativos. Estos dos problemas resultaban dificiles de resolver dada la compleja situacion interna del PRI, la cual se caracterizaba por la existencia de tres nucleos de gobernadores que se disputaban el control de la agenda politica y la distribucion de los cargos partidarios.

Palabras clave: realpolitik priista, relacion de fuerzas, gobernadores priistas, crisis politica

Abstract

On the presidential election held in July 2, 2006, the Institutional Revolutionary Party was set back to third place and a political crisis blowed up. The equilibrium of the PRI's internal currents was modified by the electoral results. On that context, the PRI leadership and PRI governors had to face several problems. One was how to react to the political crisis that blew up in July 2 and what roll should the PRI play in that conflict. Another problem concerned the election of the new deputies and senators leaders in both legislative chambers. Both problems were hard to solve in the complex internal party context, whose main feature was the existence of three different nucleus of PRI governors who were fighting over the control of the political agenda and the distribution of party positions.

Keywords: PRI realpolitik, relationship of forces, PRI governors, political crisis.

********** Durante las elecciones federales de julio de 2006 en Mexico, el otrora hegemOnico Partido Revolucionario Institucional (PRI) sufrio su segunda derrota en la contienda por la Presidencia de la Republica. El candidato presidencial priista, Roberto Madrazo Pintado, solo atrajo 22.23% de la votacion, a pesar de que habia formado una coalicion con el Partido Verde Ecologista de Mexico (PVEM), lo que lo coloco en un lejano tercer lugar, en tanto que una cerrada competencia por la primera posicion se establecio entre el candidato del Partido Accion Nacional (PAN), Felipe Calderon Hinojosa, quien obtuvo 35.89%, y el del Partido de la Revolucion Democratica (PRD), Andres Manuel Lopez Obrador, al cual se habian sumado dos pequenos partidos mas, quien alcanzo 35.33%.1 Durante esa jornada electoral, en la que tambien se renovo el Congreso de la Union, se abrio una profunda crisis politica por el custionamiento a los resultados de la eleccion presidencial, al desempeno del Instituto Federal Electoral (IFE) y, desde luego, a la conducta del entonces presidente de la Republica, Vicente Fox.

Por supuesto, esta coyuntura critica tuvo fuertes efectos dentro del PRI y abrio un nuevo capitulo politico en la evolucion interna del PIRI. Dos vertientes problematicas se plantearon de modo simultaneo y entreverado: la primera tenia que ver con la posicion que el PRI iba a adoptar ante la crisis politica que desato el conflicto entre el PRD y el PAN durante las semanas y meses que siguieron a esos comicios, lo cual a su vez profundizo la division y el conflicto dentro del PRI. Y la segunda vertiente problematica tenia que ver con la nueva relacion interna de fuerzas que estos resultados impusieron a las corrientes priistas, lo que prefiguraba de alguna manera, los terminos de la distribucion interna de ciertas posiciones de poder: las coordinaciones legislativas y, ulteriormente, la presidencia del partido.

Asi pues, en julio de 2006, en medio de profundas divisiones internas, el PRI asumio un nuevo rol politico ante el conflicto que envolvio a la arena politica nacional y, simultaneamente, tuvo que ajustar sus mecanismos internos de toma de decisiones bajo la presion que su nueva derrota electoral ejercio sobre su propia crisis interna. En este complejo nudo de dificultades politicas, los gobernadores priistas jugaron un papel central. Lo que nos interesa destacar aqui es que lo cerrado de la contienda interpartidaria afecto decisivamente el calculo politico de los actores internos del PRI, lo cual se manifesto abiertamente en los dias de la crisis politico-electoral que se desencadeno en el verano de 2006. Bajo esta perspectiva, el objetivo de este trabajo es dar seguimiento a la situacion interna del PRI durante julio de 2006 y a los problemas politicos que se le plantearon tanto en el ambito interno como ante la critica situacion externa al partido. El estudio de esta problematica es relevante desde varios puntos de vista. En primer lugar, el PRI sigue siendo un importante factor politico, pues aun conserva alrededor de la mitad de las gobernaturas en el pais y porque, aunque solo logro colocarse como la tercera fuerza partidaria en el Poder Legislativo, jugo un papel crucial de amortiguador de las tensiones politicas que derivan de la polarizacion politica entre las dos primeras fuerzas del Congreso de la Union. En segundo lugar, el estudio de esta problematica pone de relieve que para comprender la logica de accion de los actores politicos, no basta con conocer sus posiciones de principio, sino que es necesario observar la optica politico-organizativa con la que miden sus intereses materiales propios y bajo que consideraciones practicas toman decisiones que no solo afectan al PRI mismo sino tambien al conjunto de la arena politica; en este sentido, el estudio del comportamiento de los politicos priistas en una coyuntura critica como la vivida en el verano de 2006 tambien pone en evidencia como la realpolitik del PRI es el resultado de su relacion interna de fuerzas y del calculo de los actores internos involucrados. En tercer lugar, el estudio de esta coyuntura pone en evidencia la interaccion que se establece entre el interior de una organizacion, en este caso el PRI, y el entorno externo, es decir, los otros partidos y demas instituciones politicas involucradas en el proceso electoral de 2006; dentro de esta perspectiva, aunque no es el objetivo central de este trabajo, este analisis devela como el caracter inacabado y parcial del proceso de democratizacion de las instituciones politicas y del sistema politico, se vuelve a su vez en un factor que poco favorece el desarrollo politico interno de las organizaciones partidarias, al empujarlas a un juego en el que los acuerdos casuisticos van de la mano con los acuerdos institucionales y donde los fines individuales pueden llegar a sobreponerse a las reglas institucionales.

I. Los gobernadores priistas y la division interna, 2004-2006

Sin considerar menos a los efectos que tuvo la evolucion institucional del regimen mexicano hacia una contienda electoral mas competitiva sobre la organizacion priista, en el sentido de disminuir la cantidad de cargos de representacion popular que lograba obtener, la segunda derrota del PRI solo puede comprenderse mas a fondo cuando se toman en consideracion los conflictos de poder que se desataron al interior de dicho partido desde el otono de 2004, con motivo de la lucha por la candidatura presidencial de 2006. Los principales protagonistas de este enfrentamiento fueron los gobernadores priistas los cuales se aglutinaron en diferentes grupos. La lineas de fractura que se precisaron y profundizaron en 2005 se prolongaron durante todo 2006.

a) Antecedentes inmediatos del alineamiento interno de los gobernadores priistas

El primer grupo de gobernadores que claramente se podia discernir en el otono de 2004 era el formado por los gobernadores de Oaxaca, Tabasco y Campeche, cohesionado en torno al presidente nacional del PRI, Roberto Madrazo. Tambien estuvieron los gobernadores de Guerrero y Quintana Roo, pero estaban a punto de dejar su cargo. El rasgo comun entre estos mandatarios era que a pesar de haber sido postulados candidatos e iniciado su gestion en el ultimo tercio de la administracion zedillista, por diferentes circunstancias fueron rebeldes a los designios centralistas del entonces presidente de la Republica.

El segundo grupo se dio a conocer abiertamente en noviembre de 2004 y lo integraron los gobernadores de los estados de Nuevo Leon, Sonora, Mexico, Veracruz, Tamaulipas, Hidalgo y Coahuila, pero los cinco ultimos estaban por terminar su gestion; tambien formo parte de este nucleo el senador Enrique Jackson; todos ellos fueron politicos alineados con el gobierno de Zedillo y aunque se auto-denominaron Unidad Democratica, por su conocido movil de oponerse a Madrazo, fueron ampliamente conocidos como TUCOM (acronimo de la frase "todos unidos contra Madrazo"). Desde la primavera de 2004, este grupo forjo una alianza, que en aquel momento no se hizo publica, con Elba Esther Gordillo, la lider sindical que hasta ese momento seguia ocupando nominalmente la secretaria general del CEN del PRI, con el fin de impedir que Madrazo fuese el candidato presidencial del PRI en 2006.

Por ultimo, el tercer grupo emergeria mas claramente en la primavera de 2005 y lo conformaron un grupo de mandatarios recien electos en Veracruz, Durango, Chihuahua, Sinaloa, Tamaulipas, Colima y Puebla; por lo que su acceso a la gubernatura ocurrio cuando ya la Presidencia de la Republica no era ocupada por el PRI, lo que amplio su margen de maniobra politica. Aunque la mayor parte de ellos estuvieron precedidos en ese cargo por mandatarios adversos a Madrazo, guardaban alguna distancia respecto al TUCOM porque no estaban de acuerdo con la influencia de Gordillo dentro de este ultimo grupo. Las razones eran variadas. En primer lugar, habia un fuerte descontento entre las filas priistas locales en contra Gordillo por haber apoyado a candidatos de otros partidos en elecciones locales. Asimismo, estos gobernadores, al igual que los del primer grupo, estaban molestos por los trabajos cobijados desde el SNTE para formar un nuevo partido politico; se trataba de Nueva Alianza, que obtuvo del IFE su registro como partido nacional el 14 de julio de 2005.2 Asi que debido a estas circunstancias, estos gobernadores inicialmente se declararon como "no alineados" o incluso ni se manifestaron, aunque a la postre, con la excepcion de los de Puebla y Colima, terminaron por alinearse con el TUCOM. Por otra parte, el nuevo gobernador de Quintana Roo no externo posicion alguna en aquel momento, pero mas tarde tambien habria de sumarse en los hechos a las posiciones del TUCOM.

?Que posiciones fueron tomando cada uno de los gobernadores priistas durante los meses finales de la campana, en mayo y junio de 2006? ?Como evolucionaron los grupos determinados los numerosos cambios de gobernador que ocurrieron a lo largo de 2005?

Durante el primer semestre de 2006, varios gobernadores adversos a Madrazo le regatearon el apoyo a su campana presidencial, esta dinamica se hizo mas patente conforme se acercaba la fecha de la eleccion y las encuestas de opinion seguian colocando a Madrazo en un lejano tercer lugar en la contienda por la Presidencia de la Republica. Los diecisiete gobernadores priistas seguramente revisaron sus calculos estrategicos sobre que actitud tomar ante esa situacion. Ante un escenario que percibieron en terminos de "o Lopez Obrador o Calderon Hinojosa", algunos mandatarios empezaron a sopesar que les convenia mas, si acercarse a uno o a otro, pues uno de ellos seria el futuro presidente de la Republica. Simplemente, era un problema de realismo politico. Por otra parte, ante la muy tangible posibilidad de que el PRI perdiera por segunda ocasion la eleccion presidencial, el peso politico de los gobernadores se fue reevaluando mas, mientras que el de Madrazo se fue desdibujando.

Entre los gobernadores que de modo abierto se habian alineado en torno a Madrazo desde principios de 2005, la situacion sufrio modificaciones. De aquel nucleo basico, Ulises Ruiz seguia siendo uno de sus apoyos mas fuertes, pero en esta etapa, sus esfuerzos politicos tuvieron que concentrarse en resistir la embestida de un movimiento en su estado que buscaba su destitucion. En lo que respecta al gobernador Manuel Andrade, de Tabasco, mantuvo su apoyo a Madrazo, pero tambien estaba concentrado en contener el fuerte avance del PRD en aquel estado. Jorge Hurtado de Campeche, gobernador desde 2003, tambien seguia apoyandolo. Por su parte, Mario Marin, el nuevo gobernador de Puebla desde 2005, apoyo los actos de campana de Madrazo en el estado, a pesar del fuerte desgaste politico al que fue sometido durante buena parte de 2006. Ademas de Marin, tres nuevos gobernadores de reciente eleccion se sumaron a los que apoyaban a Madrazo, uno de ellos fue Humberto Moreira, el nuevo gobernador de Coahuila, donde el SNTE tenia gran influencia, y que a diferencia de su antecesor en el cargo, se alineo con Madrazo y ocupo un lugar central en su equipo. (3) Los otros dos fueron Ney Gonzalez, quien llego en 2005 a la gobernatura de Nayarit apoyado por Madrazo, y Silverio Cavazos en Colima. En total, siete mandatarios.

Entre los claros opositores a Madrazo se contaban Natividad Gonzalez, de Nuevo Leon; Eduardo Bours, de Sonora, asi como dos nuevos gobernadores: Miguel Osorio, de Hidalgo, y Eugenio Hernandez, de Tamaulipas. (4) Este grupo mantenia una linea de continuidad con los fines perseguidos por el grupo conocido como TUCOM que se habia formado a fines de 2004. En total, eran cuatro gobernadores.

Los otros seis gobernadores tuvieron posiciones variadas y trataron de guardar una posicion mas independiente respecto a los dos primeros grupos. Jose Reyes, gobernador de Chihuahua desde fines de 2004, mantuvo una posicion mas bien moderada y discreta, como de interlocutor entre ambos polos. Fidel Herrera, de Veracruz, no simpatizaba con Madrazo pero tampoco era cercano del grupo encabezado por el mandatario neoleones y menos aun de su predecesor en la gubernatura. Enrique Pena, sucesor de Arturo Montiel en el estado de Mexico, mas bien estaba interesado en consolidar su liderazgo entre los gobernadores priistas, por lo que en aquel momento busco posicionarse como punto de interseccion y de interlocucion entre ambos bandos, si bien tendia a inclinarse mas bien del lado del TUCOM. Los gobernadores de Sinaloa, Jesus Aguilar; de Quintana Roo, Felix Gonzalez, y el de Durango, Ismael Hernandez, no externaron en ese momento su posicion, pero a la postre serian mas cercanos al segundo grupo liderado por el mandatario neoleones.

Asi estaban dispuestas las posiciones de los gobernadores priistas durante los meses culminantes de la campana de Madrazo. Los resultados del PRI en las elecciones presidenciales del 2 de julio habrian de poner mas en claro las verdaderas capacidades e intenciones de varios de esos mandatarios. En esas mismas semanas de mayo y junio, hubo intentos de forzar a Madrazo a que renunciara a la candidatura presidencial, pero no prosperaron. Despues de varios jaloneos y maniobras internas, el dia 25 de junio, en varios diarios, aparecio publicado un desplegado suscrito por todos los gobernadores priistas, incluido Bours, de apoyo a Madrazo. (5) Sin embargo, en los hechos, la falta de apoyo de determinados gobernadores hacia su candidato presidencial persistio (6) e incluso estuvieron dispuestos a no movilizar plenamente sus respectivas estructuras partidarias locales a favor de Madrazo el 2 de julio mismo. (7) El grupo formado por los gobernantes aun en funciones que tenian mayor continuidad con los fines del TUCOM, asi como varios de los no alineados, buscaron la negociacion con el candidato presidencial panista, incluso desde semanas antes de la eleccion federal.

b) Los dilemas del PRI ante la crisis electoral de 2006

La estrecha diferencia entre los votos captados por cada uno de los dos principales contendientes en la eleccion presidencial, Andres Manuel Lopez Obrador del PRD y Felipe Calderon del PAN, dieron pie a una crisis politica que sacudio al escenario politico nacional durante toda la segunda mitad de 2006. No es nuestro objetivo analizar detalladamente la crisis de 2006, tema que ha empezado a ser abordado con detenimiento por otros autores, (8) sino simplemente esbozar a grandes trazos la tela de fondo sobre la cual tuvieron que actuar las elites priistas luego de la ratificacion del tan pregonado tercer lugar de Roberto Madrazo, profetizado por las encuestas previas a los comicios del 2 de julio de 2006.

Varios factores contribuyeron al desencadenamiento de esa crisis politica. En primer lugar, hay que senalar que entre los antecedentes de ese conflicto se encontraba la cuestionable intervencion del presidente panista Vicente Fox en el escenario politico y electoral con acciones o conductas que favorecieron al candidato de su partido y afectaron negativamente al perredista y al priista. (9) El segundo factor tiene que ver con las dudas que desperto el IFE cuando no pudo anunciar datos oficiales durante la noche del 2 de julio debido al estrechisimo margen de diferencia entre los dos punteros ("empate tecnico"). (10) En tercer lugar, ante el descredito en que cayo el IFE y su imposibilidad de poder anunciar de inmediato que candidato habia ganado la carrera presidencial, el eje de la accion se desplazo hacia afuera de esa institucion: los candidatos presidenciales panista y perredista se auto-proclamaron ganadores y los medios de comunicacion dieron a conocer los resultados de las encuestas de salida de casilla, patrocinadas por ellos mismos, antes de que se dieran a conocer los numeros del computo distrital del IFE realizado de la noche del miercoles 5 al jueves 6 de julio, que son los habitualmente utilizados para emitir un resultado practicamente oficial.

Todos estos conflictos se desencadenaron como una avalancha que culmino con la impugnacion al proceso electoral hecha por la alianza encabezada por el PRD desde la noche misma del computo distrital por medio de juicios de inconformidad, que culminaron con su exigencia ante el TEPJF de un nuevo conteo, "voto por voto y casilla por casilla", de la eleccion presidencial y la peticion de no validar los comicios presidenciales; todo esto sazonado con las acusaciones del candidato presidencial perredista de un fraude fraguado desde la Presidencia de la Republica con la complicidad del IFE. (11) Su obvia intencion politica era obtener una rectificacion de los resultados, de modo tal que o bien le diera la victoria a su candidato o, en ultima instancia, anulara la eleccion presidencial, lo que implicaria la organizacion de elecciones extraordinarias. Esto abrio un largo y tenso periodo de espera que habria de durar casi diez semanas, hasta que el tribunal dio a conocer las cifras definitivas el 5 de septiembre de 2006.

Para el PRI, perder por segunda ocasion consecutiva la eleccion presidencial, significaba que sus posibilidades de regresar a la Presidencia de la Republica, no solo se posponian otros seis anos, sino que incluso podrian adelgazarse aun mas; significaba tambien que durante otro sexenio mas, el PRI tendria que seguir navegando sin el timon de la Presidencia de la Republica y sin el cual al parecer no podia funcionar adecuadamente en su ambito interno para poder responder ante los grandes desafios externos; significaba, asimismo, que los gobernadores priistas, a pesar de actuar des-coordinadamente, seguirian siendo los duenos de los aparatos partidarios regionales; aun mas, significaba que ya no estarian obligados a disciplinarse ante una autoridad presidencial de origen priista, lo que beneficiaba su capacidad de negociacion y de maniobra ante el centro.

El principal problema que ya se les habia venido planteando desde abril era que hacer ante el previsible tercer lugar. ?Que significaba la profetizada derrota de Madrazo para los priistas? ?Que dilemas les planteaba? ?Como enfrentar esa crisis politico-electoral? ?Que les convenia mas como tercera fuerza partidaria? Ante esos interrogantes, cada una de las dos principales corrientes dentro del PRI sopeso por separado la situacion y tomo decisiones politicas en favor de un determinado curso de accion que modelaron su estrategia politica ante el entorno politico externo al partido y ante las circunstancias al interior del partido; en este sentido, las cosas giraban en torno a un solo vortice: ?quien seria declarado presidente del pais?

Ante la incertidumbre de los resultados aun incompletos del Programa de Resultados Preliminares del IFE y, sobre todo, ante las presiones ejercidas por diversos actores politicos para que se saltaran ciertas etapas del proceso electoral, lo que implicaba sacarlo de sus estrictos cauces legales, el calculo politico de las elites priistas se guio por el siguiente dilema: ?quien les convenia mas como futuro presidente: Calderon Hinojosa o Lopez Obrador? ?A quien de los dos les convenia apoyar en funcion de sus propios intereses politicos? ?Y mas terrenalmente, que acciones inmediatas emprender en funcion de ello? La noche y la madrugada del 2 de julio de 2006, fueron cruciales para configurar la solucion resultante de esta disyuntiva que dividia profundamente a las dos corrientes del PRI.

II. El PRI, ?oposicion leal o realpolitik?

Para los gobernadores priistas, las cupulas de las principales organizaciones sociales ligadas al PRI y el resto de los componentes partidarios, la derrota de Madrazo en un lejano tercer lugar era la unica certidumbre. pero tambien se vieron inconmensurablemente confrontados a la crisis electoral externa derivada del 2 de julio. En este asunto, obviamente las divergencias entre las dos grandes corrientes del PRI fueron profundas, sobre todo vistas desde la perspectiva de las implicaciones politicas de las diferentes formas y metodos seguidos por una y otra corriente para actuar dentro de esa crisis, aunque aparentemente a la postre a la hora de los resultados practicos ambas fuesen convergentes.

El 2 de julio, mientras que Calderon y Lopez se auto-proclamaban vencedores y el presidente del IFE declaraba un "empate tecnico" que lo imposibilitaba para anunciar al ganador de la Presidencia esa misma noche, Mariano Palacios, presidente del Comite Ejecutivo Nacional (CEN) del PRI, flanqueado de un sonriente pero silencioso Roberto Madrazo, se presento en dos ocasiones ante la prensa, una alrededor de las ocho de la noche y otra cerca de la medianoche. En ellas, critico la actitud del panista y del perredista; pidio al IFE no adelantar resultados hasta que se cerrase el PREP, ni publicitar los del conteo rapido; tambien anuncio que el PRI no reconoceria resultados hasta que culminase el proceso oficial del computo de votos en las actas distritales y que, en esa tonica, el partido se asumia como un "factor de estabilidad y gobernabilidad y conduccion politica del pais". Pero lo mas sorprendente fue que Palacios declaro que, segun informes de su estructura electoral, la Alianza por Mexico, encabezada por el PRI tenia posibilidad de "exito en la competencia federal". (12)

A todas luces, la declaracion sobre las "posibilidades" de ganar no tenia ningun sustento; el PRI ya sabia perfectamente que estaba en tercer lugar. Tanto asi que, 24 horas despues, en la noche del 3 de julio, se llevo a cabo una reunion en el salon Presidentes de la sede nacional partidaria en la que participaron todos los gobernadores priistas (excepto Bours), asi como Palacios y Madrazo, al termino de la cual el derrotado candidato presidencial hizo una declaracion ante los medios en la que reconocia su derrota, pero sin declarar triunfador ni a Lopez ni a Calderon y aclarando ademas que el PRI no acudiria a tribunales ni judicializaria la politica. (13)

?Que significaban estas contradictorias declaraciones en el lapso de un dia a otro? De manera simple, se podria pensar que los gobernadores obligaron a Madrazo a dejar la pelea y a reconocer su derrota. Sin embargo, las cosas fueron mas complicadas, pues en el contexto politico prevaleciente, la opinion del PRI respecto a quien habia sido el ganador cobraba gran valor politico y la declaracion sobre la legalidad del proceso podia ser interpretada como un reconocimiento implicito a la, en ese momento hipotetica victoria de Calderon. Pero desde el punto de vista interno, el meollo del asunto fue que un grupo de gobernadores intento forzar a Madrazo a reconocer abiertamente la victoria de Calderon; ante esa presion, las declaraciones del presidente del CEN respecto al rol del PRI como factor de gobernabilidad y de estabilidad eran en realidad un parapeto con el que se intentaba contener, o mas bien de resistir, a la presion de esos gobernadores ligados al TUCOM y a Gordillo y a quienes se habia sumado Victor Flores, el dirigente del Congreso del Trabajo. (14) Estos mandatarios construian ya un pacto con el equipo de Calderon, por medio del cual se comprometian a reconocer la victoria de Calderon antes de que se completase el proceso de conteo de votos por parte de las autoridades electorales y habian empezado a exigir la renuncia de Mariano Palacios como dirigente nacional del PRI. (15)

En efecto, desde los dias que precedieron a la jornada electoral, varios gobernadores del TUCOM tomaron contacto con el equipo de Calderon y funcionarios del gobierno panista, con el fin establecer el compromiso de reconocer inmediatamente la victoria del candidato presidencial panista. La semana anterior a las elecciones, Natividad Gonzalez y Enrique Pena habian sostenido ya una reunion con Josefina Vazquez,

pieza clave del equipo de Calderon (16) y dejaron claro que ellos serian el canal de negociacion con el PRI, intentando ya desplazar a Madrazo y a Palacios; simultaneamente se filtro a la prensa informacion en el sentido de que el sabado 8 de julio Palacios seria sustituido por otro dirigente, mencionandose incluso los nombres de Beatriz Paredes, Enrique Jackson y Manuel Angel Nunez Soto como sus posibles sustitutos.

Segun la version del propio Madrazo, (17) dia 3 de julio por la tarde, una comision de gobernadores priistas encabezada por Gonzalez Paras, se reunio con el secretario de Gobernacion, Carlos Abascal, y se comprometieron a obligar a Madrazo a que esa misma noche reconociera a Calderon como triunfador. Posteriormente, antes de la reunion oficial en la sede nacional del PRI, en un sitio privado, estos comisionados se reunieron con un grupo mas amplio de gobernadores y les presentaron planteamientos derivados de la negociacion con Abascal; una vez que tomaron acuerdos, invitaron a Palacios a acudir a su reunion, pero este les dijo que la sede del partido era el lugar adecuado para dicho encuentro y por eso se trasladaron a Insurgentes Norte para reunirse con Madrazo, pero Palacios ya habia invitado tambien a esa reunion a otros miembros de la dirigencia para que fueran testigos en el encuentro de esa noche. (18)

En el salon Presidentes, Madrazo y Palacios se reunieron con 16 de los 17 gobernadores priIstas (Bours estuvo ausente) y todos los dirigentes sectoriales. (19) Durante el encuentro, se le planteo a Madrazo no solo que reconociera su derrota --lo cual era lo de menos ante la tajante diferencia que lo separaba de los dos punteros--, sino que algunos le exigieron reconocer la victoria de Calderon antes de que se agotara el proceso legal. (20) La respuesta de Madrazo fue fulminante: "No voy a ser el Zedillo de 2006". (21) De hecho, varios gobernadores no estaban de acuerdo "con levantarle el brazo a Calderon"; y es que los mandatarios estaban divididos en torno a como enfrentar la crisis electoral y no todos estaban dispuestos a reconocer antes de tiempo al panista ni a ceder ante las presiones del grupo lidereado por el gobernador neoleones.

Despues de la negativa de Madrazo, Natividad Gonzalez renovo, entre el 4 y 6 de julio, sus contactos con la Secretaria de Gobernacion y, sin el conocimiento del CEN del PRI, empezo a promover entre los gobernadores priistas la firma de un desplegado, cuyo texto ya habia consensuado con Enrique Pena, para reconocer a Felipe Calderon. Sin embargo, dicha iniciativa no prospero porque muchos gobernadores no estaban de acuerdo con ese procedimiento. Humberto Moreira, de Coahuila, y Jose Reyes, de Chihuahua, consultaron con Palacios el asunto; este a su vez cuestiono a Natividad Gonzalez, quien reconocio sus tratos con Gobernacion y lo del desplegado donde se hacia mencion de "que la mayoria de los votos es para Felipe Calderon", frase que Palacios le sugirio cambiar por la frase "con quien resulte ganador". (22) Otros gobernadores mas no apoyaron la firma del desplegado: Cavazos, de Colima; Hernandez, de Tamaulipas, y Aguilar de Sinaloa; tambien Ulises Ruiz, de Oaxaca, y Enrique Pena, del Estado de Mexico, empezaron a dudar de la via impulsada por el gobernador de Nuevo Leon. (23)

En largas negociaciones internas priistas sobre que posicion tomar ante la crisis politica, seguramente tambien se discutio el problema de fondo, es decir, que tanto el hecho de inclinarse por uno u otro candidato, por encima de las instituciones y procesos legitimos, no conduciria a la ingobernabilidad o, en todo caso, a una desinstitucionalizacion; al parecer, prevalecio la idea de que el PRI deberia de jugar un rol politico estabilizador de la institucionalidad del sistema. Claro que no solo por convicciones principistas llegaron a esa determinacion. Tambien tamizaron estas decisiones los intereses particulares de cada quien: Ruiz seguramente vio la oportunidad de cobrar el favor a Calderon pidiendo el cese al acoso politico del que era objeto en su estado; para Madrazo y Palacios el argumento del "factor de institucionalidad" era un parapeto ideal para no ceder a las presiones de los gobernadores, especialmente del nucleo formado por Gonzalez Paras, Pena, Bours y Hernandez, a quienes veian como unos traidores a la campana y, desde luego, porque a muy pocos gobernadores convencia la idea de ver a Lopez Obrador instalado como presidente de la Republica. No esta por demas senalar que tambien por su parte Calderon tomo iniciativas para contactar a algunos gobernadores priistas, quienes siguieron negociando por su cuenta con el equipo del panista. (24)

Pero tambien desde el PRD se ejercieron presiones sobre el CEN del PRI y Madrazo. Seguramente conscientes de la fractura interna priista, los dirigentes perredistas los contactaron para proponerles que apoyarana su candidato antes de que culminase la revision del proceso que haria el TEPJF. (25) El argumento con el que los perredistas intentaron persuadir a Madrazo era que habia dos millones de votos "robados" al candidato del PRI; pero al decir de este, su posicion en el tercer lugar era clara segun sus propios datos; seguramente, de ahi derivo la conclusion de la inutilidad de hacer un juego favorable a Lopez, cuando las posibilidades de obtener algun beneficio eran mas que remotas (26) y cuando muy profundas y agrias diferencias habian separado a los dos tabasquenos desde los lejanos dias en que disputaron la gubernatura de Tabasco en 1994. Por otro lado, Madrazo temia que el grupo de gobernadores que promovia el reconocimiento a Calderon lo atacase aun mas, lo que a su vez habria profundizado la fractura del PRI.

Bajo el peso de estas consideraciones, Madrazo y Palacios rechazaron la propuesta del PRD y desecharon la opcion de levantar la mano del candidato perredista como ganador de los comicios presidenciales. Aunque adujeron las graves consecuencias desintitucionalizadoras y de ingobernabilidad que traeria dicha decision, tambien declinaron la invitacion perredista por razones muy pragmaticas y de conveniencia propia, el PRI estaba en un muy lejano tercer lugar y no apostaria su capital electoral para apoyar a alguno de sus adversarios.

Asi fue como el CEN del PRI, acuciado por las presiones politicas tanto internas como externas al partido, opto por tomar el papel de la nueva oposicion leal. En esa decision, el interes propio y las consideraciones de realpolitik tuvieron un peso igual, si no es que mayor, que las cuestiones de principio.

El dia 5 de julio se iniciaron los computos distritales, los cuales se completaron a las tres de la tarde del dia siguiente; normalmente, con base en ellos se suelen publicitar los resultados de las elecciones federales, incluso antes de su revision por el TEPJF. Calderon registro una cerradisima ventaja de 0.58% sobre Lopez. (27) Por la tarde, el Consejo General del IFE dio a conocer los resultados y turno el asunto al TEPJF, que era encargado de calificar la eleccion presidencial. Esta situacion estimulo a los gobernadores "calderonistas" del PRI a seguir presionando para adelantar el reconocimiento de su partido al panista. La premura de estos gobernadores por declarar triunfador al panista, estuvo azuzada por Gordillo. Por otra parte, el PRD, todavia con la esperanza de granjearse el apoyo priista, no desaprovecho la ocasion de exhibir el cabildeo de esta ultima entre los gobernadores priistas para convencerlos de que negociaran con Calderon; asi, el sabado 8 de julio, durante la multitudinaria concentracion en el Zocalo convocada por Lopez y el PRD, se leyeron las conversaciones telefonicas entre el gobernador tamaulipeco Eugenio Hernandez y Gordillo. (28) Con ello, el PRD buscaba, ademas de sustentar sus argumentos de una eleccion de Estado, empujar al PRI para que apoyara al PRD. Aunque finalmente, el PRD no logro el efecto buscado, lo que si ocurrio es que pocos dias despues se reactivo el proceso de expulsion de Gordillo de las filas del PRI.

Simultaneamente, ese mismo sabado 8 de julio se registraron contactos de Bours, Gonzalez Paras, Pena y Bours con Calderon; despues, los dos primeros, como encargados del enlace junto con Ulises Ruiz, convocaron a los otros mandatarios priistas a una reunion para el lunes 10, en la que les propondrian que firmaran una carta abierta reconociendo el triunfo de Calderon y en la que le ofrecerian su colaboracion. (29)

En ese mismo encuentro, tambien planeaban desbancar a Mariano Palacios de la presidencia del partido para colocar a Jackson en su lugar, asi como designar a Francisco Labastida y a Emilio Gamboa como los nuevos coordinadores de las bancadas priistas en el Poder Legislativo. En suma, querian quedarse con todo.

Palacios califico de inadmisible dicho intento. (30) Pero lo mas importante fue que varios gobernadores del grupo madracista y del de los no alineados ofrecieron resistencia a estas presiones internas "calderonistas". Entre ellos se encontraban los mandatarios de Colima, Coahuila, Chihuahua, Campeche, Chihuahua, Sinaloa, Veracruz y Durango. Y varios de ellos, el mismo lunes 10 de julio, por separado, hicieron publico su rechazo a avalar a Calderon y se manifestaron por esperar el fallo del tribunal electoral. (31) Es decir, la mitad de los gobernadores priistas externaron su desacuerdo con reconocer a Calderon y dejaron en claro que no estaban dispuestos a firmar una carta en ese sentido. Por lo pronto, el anunciado lunes 10 de julio no salio la carta por falta de consenso en su redaccion. Era obvio que cada grupo de gobernadores ahora estaba dividido internamente. Esto puso de relieve que el alineamiento politico de los gobernadores previo a la campana se encontraba ahora atravesado por una linea divisoria surgida ante las exigencias de afrontar la coyuntura derivada del 2 de julio.

Por otra parte, ante el evidente cabildeo de Gordillo con los gobernadores priistas para que reconocieran a Calderon antes de que culminara el proceso legal, y ante la disputa que ya se abria por la direccion nacional del partido, el CEN opto por cerrarle el paso a Gordillo y el mismo lunes 10 de julio se reabrio el expediente sobre su expulsion, el cual databa desde 2005. Posiblemente, ante la eventualidad de una sustitucion inmediata de Palacios como presidente del CEN, tambien quisieron cerrar toda posibilidad de que Gordillo llegase a ocupar ese cargo. El 12 de julio, Gonzalez Paras, Ruiz y Pena se reunieron con Palacios con ese mismo objetivo. A pesar de ello, la Comision de Justicia Partidaria dio a conocer su decision de expulsarla. (32) Las causales principales esgrimidas para justificar dicha sentencia fueron la creacion de Nueva Alianza y los ataques contra el dirigente y el candidato presidencial del PRI, (33) pero lo que acelero esta decision fue el cabildeo de Gordillo entre los gobernadores priistas con los que tenia afinidad politica o medios para presionarlos para que reconocieran a Calderon. Los gobernadores de Coahuila, Durango, Veracruz, Sonora, Nuevo Leon, estado de Mexico, Tamaulipas e Hidalgo, asi como el senador Jackson, manifestaron publicamente su oposicion a la expulsion. (34)

La division entre los gobernadores respecto al apoyo a Calderon y la reapertura del proceso de expulsion de Gordillo sirvieron para moderar la redaccion de la famosa carta de los mandatarios y desde el 12 de julio empezo trascender que la redaccion de la carta iba en el sentido de apoyar los resultados del IFE, pero ya sin reconocer explicitamente el triunfo de Calderon. El 16 de julio, el desplegado de los mandatarios priistas aparecio publicado en diversos diarios y en el se leia: "Los gobernadores del PRI reconocemos, en consecuencia, el resultado de la eleccion presidencial que ha computado el Instituto Federal Electoral" y "[...] exhortamos a la sociedad, al gobierno y a todos los actores politicos a respetar la ley, a nuestras instituciones electorales [...]". Unicamente Silverio Cavazos de Colima y Humberto Moreira de Coahuila no lo firmaron. El gobernador de Colima, Silverio Cavazos, declaro que el texto no fue consensado con el CEN y que, en realidad, siete gobernadores --los de Chihuahua, Durango, Sinaloa, Coahuila, Oaxaca, Tabasco y Colima--se habian opuesto a su publicacion. (35) El desplegado suscito el descontento del CEN. Palacios declaro que los gobernadores no eran los voceros del partido y que la posicion del PRI era la de acatar la resolucion del TEPJF, poniendo enfasis en el hecho de que aun no habia una declaracion de presidente electo. (36) Por supuesto que esta declaracion tambien era un parapeto interno para tratar de contener a aquellos gobernadores que querian apresurar el proceso saltandose los tiempos y las formas legales.

La precipitacion y premura con la que actuaba el nucleo de gobernadores que promovia el reconocimiento inmediato a la victoria de Calderon se debia a la desasosiego que debieron haberles provocado las masivas manifestaciones en favor del Lopez Obrador registradas en esos dias. Precisamente, el mismo dia 16 de julio en que aparecio el desplegado, el principal acontecimiento en el escenario politico fue la convocatoria del candidato presidencial perredista a la resistencia civil pacifica, ante un masivo mitin en el Zocalo en el que se estimaron un millon de asistentes. La poderosa movilizacion perredista seguramente fue un factor que empujo a los gobernadores "calderonistas" a acelerar la publicacion del desplegado y a presionar a los gobernadores que no estaban convencidos de los terminos de la redaccion de dicho documento, en donde en lugar de pronunciarse por el estricto respeto al curso legal, esto es, esperar el dictamen del TEPJF, reconocieron los datos de los computos distritales del IFE, lo cual entre lineas era un pronunciamiento a favor de Calderon. Mientras tanto, el PRD ya se aprestaba para presentar sus recursos de impugnacion ante el TEPJF y los respectivos tribunales estatales, principalmente el relacionado con la eleccion presidencial. Momento a partir del cual se abriria un largo compas de espera que duraria hasta el 5 de septiembre, la fecha limite para que el tribunal emitiese su dictamen. (37)

Mientras tanto, en el PRI, los gobernadores "calderonistas" ya hablan llegado al punto maximo de su embestida para obligar a la direccion nacional a reconocer como ganador a Calderon y ahora tenian que ocuparse de otras tareas imperativas en la agenda interna del partido, tal como la eleccion de los coordinadores de las fracciones del PRI en el Senado y en la Camara de Diputados.

III. El 2 de julio y la nueva relacion interna de fuerzas

El 2 de julio, Madrazo no solo quedo en tercer lugar, sino que ademas, en cifras absolutas, obtuvo 2,382,679 votos menos que sus candidatos a diputados, lo que equivalio a un diferencial porcentual de 6.0%. En las elecciones de diputados de mayoria relativa los candidatos de la coalicion encabezada por el PRI atrajeron 28.21% de los sufragios, la alianza encabezada por el PRD reunio 28.99% y el PAN capto 33.39%; puntajes similares obtuvieron en la eleccion de senadores de mayoria relativa, donde al PRI obtuvo 28.07% de los votos, el PRD 29.69% y el PAN 33.55%.

En terminos de traduccion de los votos en escanos, estos resultados en las elecciones legislativas significaron para el PRI una seria disminucion de su peso cuantitativo en ambas Camaras. En el Senado, solo alcanzada a ocupar alrededor de la cuarta parte de los escanos: solo 33 priistas que llegaron a ese cuerpo legislativo compuesto por 128 personas en total; de ellos, 10 eran de mayoria relativa, 18 de primera minoria y 5 de representacion proporcional. En la Camara de Diputados, lograron acceder a poco mas de la quinta parte de las curules (sobre un total de 500); de los 106 escanos ganados, 65 fueron diputaciones de mayoria relativa y 41 de representacion proporcional. Sin lugar a dudas, la rebanada del PRI en el pastel legislativo se adelgazo bastante; (38) sin embargo, desde el punto de vista politico, lo cerrado de la competencia entre PAN y PRD y lo polarizado de su enfrentamiento fueron factores que colocaron al PRI en posicion de fiel de la balanza, su apoyo resultaba indispensable para cualquiera de sus dos adversarios.

?Que implicaciones tuvo esta nueva circunstancia para el PRI? ?Cual fue el impacto de la eleccion de 2006 en la relacion interna de fuerzas entre sus principales grupos y cual su efecto en los calculos estrategicos? Exclusivamente desde el punto de vista interno, estos resultados fueron como una radiografia o un revelador de un par de cosas: una era que tanto se habian comprometido los gobernadores con la campana de Madrazo y que tanto habian sido capaces de movilizar el aparato partidario para apoyar las campanas de sus candidatos a legisladores; y la otra era cuanto peso tendria cada bando en las fracciones legislativas, lo cual estaba ineluctablemente ligado a la eleccion de los coordinadores en el Senado y en la Camara de Diputados.

a) Voto cruzado y movilizacion partidaria

Ciertamente el voto partidista cruzado en 2006, esto es, cuando un elector con una identificacion partidaria definida no vota por el candidato presidencial de su partido, no fue un fenomeno privativo del PRI y tambien afecto al PAN y al PRD; sin embargo, en el primer caso tuvo un peso mucho mayor segun lo sugieren algunos estudios de opinion y de analisis de datos agregados. (39) Desde nuestra perspectiva, el aspecto que nos interesa subrayar es la desigual distribucion que tomo, en el caso del PRI, ese diferencial de votacion entre los diferentes estados de la Republica; si bien el voto cruzado es una realidad electoral general, en el caso del PRI esta tomo un perfil tan peculiar que invita a revisarlo con mayor detenimiento, bajo la perspectiva politica del rol que jugaron los gobernadores priistas.

En cuanto al primer problema, Madrazo argumenta que negocio con los gobernadores las listas de candidatos a legisladores federales de mayoria relativa, durante febrero y marzo de 2006, sobre la base de que, a cambio de dejarles designar a sus candidatos a diputados de mayoria relativa, el gobernador se comprometia a apoyar la candidatura presidencial; (40) sin embargo, admite haberse equivocado en su percepcion del compromiso de los gobernadores (aludiendo a los integrantes del TUCOM), los cuales adoptaron la estrategia de la "medalla de plata", es decir, no les interesaba asegurar "la de oro" (la Presidencia), sino asegurar "la de plata", esto es, apropiarse de las candidaturas a diputados y senadores, y desentenderse del apoyo a la campana del candidato presidencial. (41) A la vista de los resultados obtenidos por el PRI en julio de 2006, mientras que la eleccion simplemente confirmo lo que las encuestas desde meses antes ya habian anunciado, en el sentido de que Madrazo quedaria en un lejano tercer lugar, en el caso de las elecciones legislativas, estas mostraron que la estrategia enarbolada por sus adversarios dentro del partido, se habia quedado corta. Un indicador para evaluar que tanto se comprometieron los gobernadores con la campana de Madrazo consiste en comparar el diferencial de la votacion presidencial con la de diputados de mayoria relativa (42) y controlar estos resultados en funcion del posicionamiento politico de los gobernadores. (43)

Los gobernadores de Tabasco, Oaxaca, Nayarit, Puebla, Campeche, Colima y Coahuila mantuvieron un apoyo explicito y mas o menos constante a Madrazo. En los cuatro primeros estados el diferencial fue bajo, lo que indica una movilizacion mas o menos igual para candidato presidencial y para candidatos a diputados; pero en los tres segundos el diferencial fue alto, signo de que el gobernador posiblemente no controlaba del todo al respectivo aparato local del PRI. No obstante, en conjunto, en este grupo de estados el promedio del diferencial fue de -5.7% y Madrazo obtuvo en promedio 30.8% de la votacion presidencial (veanse los cuadros 1 y 2 del anexo A). Mantendremos el nombre de madracista para este grupo.

Cuatro mandatarios, los de Veracruz, Chihuahua, Sinaloa y Durango, aunque no eran partidarios muy convencidos de Madrazo, en diversos momentos manifestaron desacuerdos hacia determinadas posiciones expresadas por el nucleo "calderonista" encabezado por Gonzalez Paras y Pena; a falta de un nombre mejor, hemos mantenido el termino de "no alineados" para aludir a este grupo. Sin embargo, en estos estados, el promedio del diferencial presidente menos diputados fue similar (-1 0.1%) al del grupo de gobernadores del TUCOM. En estos estados, Madrazo promedio 27.6% en la eleccion presidencial.

Los gobernadores de Nuevo Leon, Mexico, Sonora, Tamaulipas, Hidalgo y Quintana Roo, no apoyaban a Madrazo y los dos primeros encabezaron las iniciativas para reconocer a Calderon como presidente antes de que culminara el proceso legal electoral. En esos estados, el promedio del diferencial entre la eleccion presidencial y la de diputados fue -10.0%, en tanto que el promedio de votacion de Madrazo fue 24.3% (veanse los cuadros 1 y 2 del anexo A). (44) Hemos mantenido la denominacion de TUCOM para este grupo.

En el caso del conjunto de estados donde el mandatario en funciones no era priista y donde la responsabilidad politica de la campana recayo en los comites directivos estatales, ya sea bajo gobierno panista o perredista, el diferencial promedio se situo en el nivel bajo en ambos casos, con la excepcion de Morelos y Jalisco, donde el diferencial si fue alto. El CDE de Jalisco se alineo con el TUCOM. La votacion promedio de Madrazo se situo en 22.9% en los casos donde el CDE se encontraba en un estado de gobernador panista y 21.0% cuando el gobernador era perredista.

Estos resultados tienden a mostrar una coincidencia entre un bajo diferencial entre la eleccion presidencial y la de diputados en aquellos estados donde los gobernadores eran priistas y favorables a Madrazo, en tanto que en el grupo de estados con gobernador priista opuesto a Madrazo tendio a prevalecer un alto diferencial. Dicho de otro modo, el analisis de la distribucion del voto cruzado en los diferentes estados de la Republica sugiere que los primeros se comprometieron mas con la campana del candidato presidencial que los segundos. Esto reforzaria la idea de que efectivamente hubo un grupo de gobernadores que le aposto a la medalla de plata o que, en todo caso, no se esforzo mucho por apoyar la campana del candidato presidencial priista. Asimismo, pone de relieve que, al menos en el caso del PRI, las maquinarias organizativas de movilizacion siguen siendo un factor de peso para canalizar hacia las urnas a sus votantes duros. Pero tambien hay que decir que el fenomeno del voto cruzado tiene varias motivaciones en el elector, tales como: el calculo racional, el desacuerdo con un candidato que no consideraba idoneo o el desalineamiento electoral.

b) La medalla de plata y la eleccion de los coordinadores legislativos

Aunque una parte importante de los integrantes de las fracciones legislativas priistas esta subordinada a la autoridad politica de su respectivo promotor, ya sea que se trate de un gobernador priista o de alguna organizacion social corporativa mayor o ante el CEN, en determinadas circunstancias, dichas bancadas tienen su peso propio e incluso conservan un cierto margen de autonomia y de iniciativa tanto en cuestiones legislativas como partidarias. Esto se explica--en parte--porque los estatutos del PRI otorgan a los legisladores en funciones espacios en la estructura del partido especialmente en el CPN, donde participan en el proceso de toma de decisiones. Pero en 2006, hay que anadir el peso que potencialmente vislumbraron para si esas fracciones, en una critica situacion en la que su rol como fiel de la balanza en la Camara de Diputados jugaria un papel crucial para desanudar la crisis politica iniciada en julio del ano 2006. Por otra parte, los legisladores federales en funciones, en especial aquellos personajes que resultan electos coordinadores de las dos fracciones camerales priistas, son un poder dentro del PRI en la medida que son el puente de comunicacion entre los gobernadores, el Congreso y el Gobierno Federal, sobre todo en lo que se refiere al presupuesto de egresos y las partidas asignadas a cada estado de la Federacion.

Asi pues, desde las primeras horas que siguieron al cierre de casillas el 2 de julio mismo, de inmediato se planteo el problema de como quedarian representadas las dos grandes corrientes internas o bloques dentro del PRI en el liderazgo cameral, lo que desencadeno las pugnas entre ellas y tambien dentro de cada una de ellas por las coordinaciones legislativas. Dos factores fueron determinantes en el desenlace final que tendria este asunto; uno de ellos fue el metodo en como fueron integradas las listas de candidatos en la primavera de 2006 y el otro fue la distribucion del caudal de votos que captaron los candidatos priistas a legisladores en los diferentes estados y distritos electorales.

En cuanto al primer punto, la modalidad de la negociacion de las candidaturas seguidas por las fuerzas priistas, hay que recordar que los candidatos a diputados de mayoria relativa en localidades con posibilidades de triunfo electoral fueron negociados por el CEN con los gobernadores priistas respectivos, pero la palabra final la tuvieron estos ultimos. Sin embargo, en el caso de los candidatos a diputados de mayoria relativa en estados sin gobernador priista, asi como en el caso de los de representacion proporcional, el margen de maniobra del CEN para integrar las listas fue mas amplio. En el caso de los senadores, dado que se preveia ya desde aquellos dias el escaso numero de escanos con posibilidades de ser alcanzado, las candidaturas plurinominales se reservaron para las figuras del aparato organizativo nacional del PRI y el resto para figuras prominentes de sus respectiva entidades federativas, especialmente en los casos con posibilidades ya fuese de victoria o, al menos, de ocupar el segundo lugar. Estas modalidades en la distribucion de candidaturas se reflejo en la composicion politica de las fracciones legislativas resultantes despues de las elecciones del ano de 2006.

Respecto al segundo punto, hay que senalar que dependiendo de la mayor o menor capacidad de movilizacion partidaria priista, asi como de la distribucion territorial de las preferencias partidarias, los resultados de 2006 variaron de un estado a otro, y al traducirse en escanos legislativos, tuvieron efectos sobre la relacion interna de fuerzas en esta area de poder organizativo dentro del PRI. Asi, la eleccion de los coordinadores legislativos del PRI fue un revelador de la nueva relacion interna de fuerzas derivada de los resultados del 2 de julio. Los resultados preliminares dados a conocer por el IFE en las horas que siguieron al cierre de casillas del mismo 2 de julio, dejaron ver que la diputacion del PRI la conformarian alrededor de un centenar de legisladores, mientras que en el Senado su fraccion quedaria integrada por alrededor de tres decenas de representantes populares; en ambos casos, desde un punto de vista cuantitativo, su peso legislativo se vio reducido a la mitad, en relacion al peso que habia tenido en el periodo 2003-2006.

El miercoles 5 de julio, dia en que se iniciaron los computos distritales, se inicio la negociacion interna para definir el metodo por el cual serian designados los futuros coordinadores priistas de la LX Legislatura. En el caso de la corriente madracista, se perfilaban para la Camara de Diputados Jose Murat y Hector Hugo Olivares, en tanto que por la corriente opositora se mencionaba a Emilio Gamboa y Cesar Camachoo. En el caso del Senado, destacaba Manlio Fabio Beltrones, figura prominente de la primera corriente. El 12 de julio salio la convocatoria para elegir al lider priista del Senado, aunque desde entonces, todo apuntaba a que Beltrones seria electo por unanimidad. Este proceso se vio contaminado por el principal conflicto que dividia al PRI en esa coyuntura: el del reconocimiento o no a Calderon por parte de los gobernadores priistas antes del fallo del TEPJF y por la expulsion de Gordillo, la cual, como vimos, tuvo lugar el 13 de julio. (45) En represalia por la expulsion de su aliada, la exsecretaria general del PRI, la corriente opositora a Madrazo decidio tambien contender por la coordinacion del Senado y Francisco Labastida anuncio que tambien buscaria ocupar esa posicion; (46) sin embargo, un dia despues este anuncio inesperadamente que declinaba participar, lo cual allano el camino de Beltrones, quien fue electo coordinador por unanimidad el 14 de julio. En el punto siguiente, habremos de abundar en las causas de este subito viraje, pues esta ligado a la nueva relacion de fuerzas entre las dos corrientes priistas, que surgio despues del 2 de julio.

En contrapartida, la eleccion del coordinador de la fraccion priista de la Camara de Diputados no fue tan tersa. La disputa entre esos tres contendientes se vio desplazada a un segundo plano de la atencion durante la primera quincena de julio, pues en esos dias, como vimos antes, la gran discusion era el desplegado de los gobernadores publicado el 16 de julio apoyando los resultados del IFE, antes de que el TEPJF revisara las impugnaciones y calificara la eleccion presidencial; pero una vez pasada esa fecha, el asunto de la coordinacion retomo su lugar central.

El dia 19 de julio, hubo una reunion del CEN con nueve de los diecisiete gobernadores priistas; aparte de tratar otros asuntos relevantes, (47) en ella discutieron el problema de la coordinacion en la Camara baja, pero no pudieron llegar a ponerse de acuerdo en la designacion del nuevo lider de la diputacion priista; (48) posiblemente debido a esta situacion decidieron que el asunto se zanjaria midiendo fuerzas, en una sesion cerrada, por medio del voto directo y secreto (depositado en urna cerrada) de los diputados electos. La convocatoria fijo como fecha y lugar de dicho evento el lunes 24 de julio en la sede nacional del PRI. Ese dia estuvieron presentes 97 de los 106 futuros diputados priistas. Aunque la eleccion, ademas de ser por voto secreto, estuvo cerrada a la prensa, bastante informacion trascendio a esos medios de comunicacion. Segun la version mas verosimil, (49) Emilio Gamboa obtuvo 47 votos y Hector Hugo Olivares 45, hubo cinco abstenciones que correspondieron a los aspirantes al cargo y nueve ausencias. Segun otra fuente, (50) Gamboa obtuvo algo mas de la mitad de votos, Olivares 29, Murat 10 y el resto se lo dividieron los otros tres candidatos; de acuerdo con esta segunda version, Murat, al negarse a retirar su candidatura, se habria llevado los pocos votos que le faltaron a Olivares para ganar la coordinacion. (51) Sin embargo, la primera version parece mas factible y explica la falta de acuerdo entre los gobernadores.

A resumidas cuentas, cada corriente obtuvo una de las dos coordinaciones legislativas, una pactada por unanimidad y otra por votacion secreta. Aunque la derrota de Madrazo en la eleccion presidencial afecto al grupo politico que lo apoyaba, eso no significo que hubiese quedado fuera de la jugada, ciertamente esa corriente resulto debilitada, pero aun logro conservar un peso importante dentro del partido, incluido en las nuevas fracciones legislativas. Aqui es importante senalar que el alineamiento de gobernadores que se dio en torno al asunto del desplegado del 16 de julio, que ya revisamos mas arriba, no fue el mismo que se dio con respecto al asunto de las coordinaciones legislativas, a pesar de que ambas discusiones ocurrieron simultaneamente. En el primer caso, varios de los gobernadores no alineados manifestaron su desacuerdo con la linea promovida por los continuadores del TUCOM, pero respecto a la segunda cuestion, los no alineados se aglutinaron de nueva cuenta con los del TUCOM. Y es que una cosa era oponerse a levan tarle la mano a Calderon y otra muy diferente era el disputarse las posiciones de poder dentro del partido.

Estas corrientes partidarias, encabezadas por sendos nucleos de gobernadores priistas, se encontraron con que las urnas habian tenido un efecto sobre la relacion interna de fuerzas y esto naturalmente se reflejo en la composicion de la legislatura recien electa que pronto ocuparia sus curules. (52) Precisamente, el numero de escanos que cada grupo obtuvo fue lo que origino la diferencia en el metodo seguido para designar al coordinador de cada bancada.

Los resultados en el caso del Senado, donde por consenso se acordo que Beltrones fuese el coordinador legislativo no solo derivo de la influencia y habilidades politicas de este personaje; a nuestro modo de ver, la aritmetica de las dos corrientes priistas en el Senado creo las condiciones para que la decision fuese rapida y poco conflictiva, a pesar de que el grupo opositor a Madrazo habia intentado promover a Francisco Labastida para ese cargo. Si se revisa el cuadro 3 del Anexo A, se aprecia que en el Senado al grupo de gobernadores opositores a Madrazo y el de los no alineados apenas consiguieron siete senadurias, en tanto que el grupo madracista, aunado a los comites directivos estatales en estados sin gobernador priista, obtuvo veintidos. Con esa relacion de fuerzas, Labastida no tenia la mas minima posibilidad de ser electo si se hubiera optado por ese procedimiento.

El caso del coordinador en la Camara de Diputados, fue mucho mas complicado. Pero de nueva cuenta, la clave se encuentra en la aritmetica legislativa. Si vemos los agregados de diputados por grupos en el cuadro 3 del Anexo A, se constata que los gobernadores adversarios de Madrazo junto con los no alineados sumaron bajo su influencia a un total de 57 diputados (27 los primeros y 30 los segundos), en tanto que los gobernadores madracistas y los comites directivos estatales en estados sin gobernador priista sumaban 49. Aunque estos cifras son estimaciones aproximadas y seguramente hubo variaciones en las posiciones de algunos legisladores, ya sea porque no se alinearon con las indicaciones de sus gobernadores o de sus colegas partidarios o porque quiza fueron los que estuvieron ausentes el dia que se realizo la votacion del coordinador legislativo, estos datos nos dan una vision clara de cual era la correlacion de fuerzas dentro de la fraccion priista en la Camara de Diputados. La situacion era casi de equilibrio de fuerzas entre ambos grupos, por eso fue necesaria la votacion secreta, y queda claro que Gamboa quiso entrar a la disputa por la coordinacion porque sabia que los numeros le daban posibilidades, ademas de que la division entre Murat y Olivares le facilito aun mas el camino. El problema para Gamboa fue que los gobernadores que lo apoyaron, en particular los del TUCOM no eran tan fuertes como parecia, pues obtuvieron resultados electorales muy bajos para el PRI, incluso para sus diputados, en sus respectivas entidades.

Conclusion. El desenlace final

Asi en la ultima semana de julio quedo mas clara la relacion interna de fuerzas luego del impacto de las elecciones de 2006 y de la forma en como las distintas corrientes internas del PRI confrontaron la crisis politico-electoral de ese verano. Aunque a veces se tejian alianzas cambiantes entre los gobernadores priistas que rebasaban los limites de los grupos con los cuales tenian mayor afinidad, la situacion siempre se mantuvo dentro de ciertos margenes de equilibrio y estabilidad. Esta situacion les permitio afrontar los problemas politicos, tanto internos como externos, que se les plantearon en esos dias, sin fracturas organizativas abiertas. Las soluciones adoptadas formaron las bases para resolver los ulteriores problemas que aun estaban por venir, tales como la eleccion de su nuevo dirigente nacional o el severo conflicto local que estallo dentro del PRI en Chiapas o bien para imponer una solucion al grave problema del gobernador priista oaxaqueno.

En el ambito externo al partido, destaca el problema relacionado con la transmision de poderes del 1 de diciembre, cuando el PRD intento impedir que el presidente electo tomara posesion del cargo ante el Congreso de la Union. Ahi, de nueva cuenta, el PRI, al igual que lo habia hecho en la primera semana de julio cuando no apoyo al PRD, decidio jugar su carta de ser la oposicion leal e institucional, y junto con el PAN bloqueo al PRD; el PRI actuo como fiel de la balanza y con su presencia aseguro que hubiera quorum ese dia. Claro que no solo se trato de una conviccion ideologica de evitar la inestabilidad institucional; en un partido tan pragmatico como lo es el PRI, tambien hubo otros calculos; sabedores de la urgencia del PAN por superar esa crisis, a su apoyo le pusieron un precio politico que se desgloso en varias partidas. Entre ellas destaca la peticion de sustituir a todos los miembros del Consejo General del IFE, empezando por su presidente, aunque no hubiesen culminado aun el plazo para el cual habian sido designados. Igualmente, otra parte de ese precio se relaciono con la exigencia de ponerle punto final al conflicto en Oaxaca.

Asi, la realpolitik que desplego en el PRI durante la crisis politica que se desencadeno con motivo del proceso electoral presidencial en julio de 2006, fue el estilo politico que siguio prevaleciendo en el manejo de su agenda.

Bibliografia y documentos oficiales

Becerra, Pablo, "El Instituto Federal Electoral en 2006", en R. Gutierrez et al. (coord.), Mexico 2006: implicaciones y efectos de la disputa por el poder politico, Mexico, UAM-A, 2007, pp. 181-200.

Codigo Federal de Instituciones y Procesos Electorales, en el sitio en Internet de la Camara de Diputados del Honorable Congreso de la Union, www.cdhcu.gob.mx (version en vigor durante el proceso electoral federal 2005-2006).

De la Pena, Ricardo, "Las encuestas previas a la eleccion presidencial 2006: reflexiones para el debate", en Veredas. Revista del pensamiento sociologico, ano 8, num. 14, primer semestre de 2007, UAM-X, Mexico, pp. 7-34.

Escamilla Alberto, "La actuacion del Poder Ejecutivo en la eleccion presidencial de 2006", en R. Gutierrez et al., op. cit., pp. 245-268.

Gutierrez, Roberto et al., Mexico 2006: implicaciones y efectos de la disputa por el poder politico, Mexico, UAM-A, 2007.

Instituto Federal Electoral, "Estadisticas de las elecciones federales de 2006", en www.ife.org.mx.

-- -- --, Resolucion del Consejo General, clave CGI49/2005, en www.ife.org.mx.

Madrazo, Roberto, La traicion, Mexico, Planeta, 2007.

Medina, Luis y Daniel Tacher, "Las impugnaciones del proceso electoral mexicano de 2006", en R. Gutierrez et al., op. cit., pp. 201-244.

Moreno, Alejandro y Patricia Mendez, "La identificacion partidistas en las elecciones presidenciales de 2000 y 2006 en Mexico", en Politica y Gobierno, vol. XlV, num. 1, 1er semestre de 2007, pp. 43-75.

Palma, Esperanza y Rita Balderas, "Una evaluacion del PRD despues de la alternancia de 2000", en R. Gutierrez et al., op. cit., pp. 114-121.

Partido Revolucionario Institucional, Documentos Basicos. Estatutos, s.p.i., s.l., 2005.

Reyes, Juan, "2006: el nuevo mapa electoral", en R. Gutierrez et al., op. cit., pp. 153-177.

Reyes, Luis, "El PRI en las elecciones de 2006", en R. Gutierrez et al., op. cit., pp. 55-84.

Sirvent, Carlos (coord.), Mexico 2006. Disputa electoral, Mexico, UNAM-Gernika-FCPyS, 2006.

Tribunal Federal del Poder Judicial de la Federacion, "Dictamen relativo al computo final de la eleccion de presidente de los Estados Unidos Mexicanos, declaracion de validez de la eleccion y de Presidente electo", 5 de septiembre de 2006, en www.trife.org.mx.

--"Juicio para la proteccion de los derechos politico electorales del ciudadano. Expediente SUP-JDC-530-2005", 14 de septiembre de 2005, www.trife.org.mx.

--"Juicio para la proteccion de los derechos politico electorales del ciudadano. Expediente SUP-JDC-539-2005", 15 de septiembre de 2005, www.trife.org.mx.

Trujillo, Mario, "Crispamiento politico en la renovacion de los poderes del Gobierno. Los comicios federales de 2006", en Carlos Sirvent, op. cit., pp. 103-136.

Vargas, Gabriela, "El Tribunal y la calificacion de la eleccion presidencial", en Carlos Sirvent, op. cit., pp. 137-151.

Hemerografia

El Financiero

El Universal

Excelsior

La Cronica de Hoy

La Jornada

Milenio

ANEXO

Indice onomastico de los principales personajes politicos citados *

Aguilar Padilla, Jesus Alberto. Gobernador de Sinaloa, 2005-2010. Opositor a Madrazo.

Aleman Velasco, Miguel. Gobernador del Estado de Veracruz, 1998-2004. Miembro fundador del TUCOM en 2004.

Andrade Diaz, Manuel. Gobernador de Tabasco, 2002-2006. Apoyo a Madrazo.

Beltrones Rivera, Manlio Fabio. Secretario General de la Confederacion de Organizaciones Populares (CNOP), 2002-2006. Diputado federal 2003-2006. Encargado de la operacion politica con los gobernadores priistas durante la campana presidencial del PRI en 2006. Uno de los principales aliados de Madrazo. Senador plurinominal 2006-2012.

Bours Castelo, Jose Eduardo Robinson. Gobernador de Sonora, 2003-2009. Miembro fundador del TUCOM en 2004. Presidente del Consejo Coordinador Empresarial, 1997-1999.

Calderon Hinojosa, Felipe de Jesus. Candidato presidencial del PAN. Presidente de la Republica Mexicana, 2006-2012.

Cavazos Cevallos, Jesus Silverio. Gobernador de Colima, 2005-2009. Apoyo a Madrazo.

Chuayffet Chemor, Emilio. Diputado federal en la LIX Legislatura, 2003-2006. Lider de la fraccion priista, 2003-2006. Encabezo el movimiento de los diputados priistas en contra de Gordillo en 2003, que culreinaria con la salida de esta como lider de esa bancada.

Fox Quesada, Vicente. Presidente de la Republica, 2000-2006.

Gamboa Pascoe, Joaquin. Secretario General de la Confederacion de Trabajadores de Mexico (CTM) desde 2005. Apoyo a Madrazo.

Gamboa Patron, Emilio Antonio. Senador, 2000-2006. Diputado federal 2006-2012. Cercano al TUCOM.

Gonzalez Canto, Felix. Gobernador de Quintana Roo, 2005-2011. No apoyo a Madrazo, pero no externo simpatia por el TUCOM y sus continuadores.

Gonzalez Paras, Jose Natividad. Gobernador de Nuevo Leon, 2003-2009. Miembro fundador del TUCOM en 2004.

Gonzalez Sanchez, Ney. Gobernador de Nayarit, 2005-2011. Apoyo a Madrazo.

* Gordillo Morales, Elba Esther. Secretaria General del CEN del PRI del 4 de marzo de 2002 al 21 de septiembre de 2005. Utilizando diversos subterfugios estatutarios ha permanecido desde 1989 como la principal dirigente del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educacion (SNTE). Cercana al TUCOM. Promotora de la formacion del partido Nueva Alianza desde 2004. Durante 2005-2006 orquesto la campana publicitaria contra Madrazo.

* Herrera Beltran, Fidel. Gobernador de Veracruz, 2004-2010. No alineado.

* Hernandez Deras, Ismael. Gobernador de Durango, 2004-2010. No alineado.

* Hernandez Flores, Eugenio. Gobernador de Tamaulipas, 2005-2011. Aunque abiertamente no declaro su pertenencia a algun grupo, era cercano al TUCOM.

* Hurtado Valdez, Jorge Carlos. Gobernador de Campeche, 2003-2009. Apoyo a Madrazo.

* Jackson Ramirez, Jesus Enrique. Senador plurinominal, 2000-2006. Miembro fundador del TUCOM en 2004. Aspiro a ser el precandidato presidencial del TUCOM en 2005. Contendio por la Presidencia del CEN del PRI en 2007.

* Labastida Ochoa, Francisco. Candidato presidencial del PRI en 2000. Senador de mayoria relativa, 2006-2012. Se incorporo al TUCOM en 2006.

* Lopez Obrador, Andres Manuel. Ex-priista. Candidato presidencial del PRD en 2006.

* Madrazo Pintado, Roberto. Gobernador de Tabasco 1994-2000. Precandidato presidencial del PRI en 1999. Presidente del CEN del PRI del 4 de marzo de 2002 al 31 de agosto de 2005. Candidato presidencial del PRI en 2006.

* Marin Torres, Mario. Gobernador de Puebla, 2005-2011. Apoyo a Madrazo.

* Martinez Garcia, Patricio. Gobernador de Chihuahua, 1998-2004. No formo parte de un bloque en especial.

* Martinez y Martinez, Enrique. Gobernador de Coahuila, 1999-2005. Miembro fundador del TUCOM en 2004.

* Montiel Rojas, Arturo. Gobernador del Estado de Mexico 1999-2005. Miembro fundador del TUCOM desde 2004. Precandidato presidencial del PRI por parte del TUCOM del 4 de agosto de 2005 al 20 de octubre de 2005, fecha en que renuncio a la precandidatura.

* Moreira Valdes, Humberto. Gobernador de Coahuila, 2005-2011. Apoyo a Madrazo.

* Murat Casab, Jose. Gobernador de Oaxaca, 1998-2004. Apoyo a Madrazo, pero luego se distanciaron a principios de 2006.

* Nunez Soto, Manuel Angel. Gobernador de Hidalgo, 1999-2005. Miembro fundador del TUCOM en 2004.

* Olivares Ventura, Hector Hugo. Diputado plurinominal 2006-2009. Ligado al sector campesino. Apoyo a Madrazo.

* Osorio Chong, Miguel Angel. Gobernador de Hidalgo, 2005-2011. Mantuvo su cercania con el TUCOM, que heredo de su antecesor en el cargo.

* Palacios Alcocer, Mariano. Presidente del CEN del PRI del 31 de agosto de 205 al 4 de marzo de 2007.

* Paredes Rangel, Beatriz Elena. Diputada federal 2000-2003. Contendio contra Madrazo por la presidencia del CEN en febrero de 2002. En febrero de 2007 fue electa presidenta del CEN del PRI.

* Pena Nieto, Enrique. Gobernador del Estado de Mexico, 2005-2011. Mantuvo un actitud ambigua y oscilante entre el grupo madracista y el tucom, aunque al final manifesto mas cercania con este ultimo.

* Ramirez Lopez, Heladio. Lider de la Confederacion Nacional Campesina (CNC), 1998-2007. Primero apoyo a Madrazo, pero luego rompio con el al no obtener el numero de candidaturas de diputados que exigia.

* Reyes Baeza Terrazas, Jose. Gobernador de Chihuahua, 2004-2010. No formaba parte un bloque en especial, no alineado.

* Rodriguez Alcaine, Leonardo. Lider de la Confederacion de Trabajadores de Mexico (CTM), 1997-2005. Apoyo a Madrazo.

* Ruiz Ortiz, Ulises Ernesto. Gobernador de Oaxaca, 2004-2010. Apoyo a Madrazo.

* Yarrington Ruvalcaba, Tomas Jesus. Gobernador de Tamaulipas, 1999-2005. Miembro fundador del TUCOM en 2004.

* Profesora-investigadora Titular "C" de la Universidad Autonoma Metropolitana-Xochimilco, Departamento de Relaciones Sociales. Miembro del Sistema Nacional de Investigadores, Nivel II.

* Solo se incluye a los principales personajes politicos priistas mencionados en este analisis. Asimismo, solo se enlistan los cargos politicos que ocuparon en el periodo 2000-2006, aunque muchos de ellos tienen una muy larga carrera politica en cargos de primer nivel.

(1) Los resultados que mencionaremos a lo largo de este trabajo, salvo indicacion contraria, corresponden a las cifras definitivas, es decir, luego de ser ajustadas, por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federacion (TEPJF) en funcion de las modificaciones derivadas de las impugnaciones que si procedieron. "Estadisticas de las elecciones federales de 2006". Instituto Federal Electoral (www.ife.org.mx).

(2) Pero cuyos trabajos organizativos databan de mucho antes, segun se desprende de la resolucion del Consejo General del IFE, con clave CG149/2005, pues ya desde el 14 de julio de 2004 la agrupacion politica nacional Conciencia Politica habia notificado al IFE de su proposito de constituirse en partido politico nacional (www.ife.org.mx).

(3) Excelsior, 8 de mayo de 2006.

(4) El Universal, 8 de mayo de 2006.

(5) En dicho manifiesto dirigido a los militantes y simpatizante del PRI, los gobernadores, utilizando solo sus nombres y sin mencionar sus cargos politicos, refrendaron su respaldo tanto a la candidatura de Madrazo, como a los candidatos priistas a legisladores federales y a cargos de representacion popular en los estados. El Universal, 25 de junio de 2006.

(6) En una nota informativa de El Universal, 22 de junio de 2006, se mencionan datos (probablemente filtrados a proposito) segun los cuales la falta de apoyo de los mandatarios de Nuevo Leon, Sonora, Durango y Sinaloa, podia costarle casi millon y medio de votos.

(7) A este respecto, Madrazo afirmo lo siguiente: "Conozco con todo detalle una conver sacion de Enrique Jackson, Natividad Gonzalez Paras y Francisco Labastida donde acuerdan 'tener la cabeza fria para ir por la medalla de plata'. Lo cual queda decir, en el contexto de la conversacion, algo tan claro como esto: concentrarse en ganar las elecciones de diputados y de senadores y dejar a su propia suerte la candidatura a la presidencia de la Republica. Por eso digo que fue una accion concertada, aunque con matices de operacion local." Y anade ahi mismo: "Y a esto obedecio, por ejemplo, que el dia de la eleccion, el 2 de julio de 2006, la candidatura de Madrazo no contara con la totalidad de funcionarios de casilla que requeria el partido. Hablo de estados como Nuevo Leon, Sonora, Queretaro, Guanajuato y el Distrito Federal donde, segun mis notas, falto cubrir entre 15 y 46 por ciento de los representantes del PRI. Esto fue decisivo. Increible en un partido de estructura nacional como el PRI." Madrazo, op. cit., p.226: vease tambien la p. 232.

(8) Veanse los diversos trabajos compilados por Roberto Gutierrez et al. (coords.), Mexico 2006: implicaciones y efectos de la disputa por el poder politico, Mexico, UAM-A, 2007. Desde otra perspectiva, estan los trabajos reunidos por Carlos Sirvent (coord.), Mexico 2006. Disputa electoral, Mexico, UNAM/Gernika/FCPyS, 2006.

(9) El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federacion (TEPJF), en el "Dictamen relativo al computo final de la eleccion de presidente de los Estados Unidos Mexicanos, declaracion de validez de la eleccion y de presidente electo", pp. 158-202, dado a conocer el 5 de septiembre de 2006, aunque con un punto de vista bastante moderado, reconoce que Vicente Fox realizo actos que afectaron a la campana electoral. El dictamen se puede consultar en www.trife.org.mx y en www.ife.org.mx. Una revision detallada de este problema es la de Alberto Escamilla, "La actuacion del Poder Ejecutivo en la eleccion presidencial de 2006", en Gutierrez et al., op. cit., pp. 245-268.

(10) Esta desconfianza fue reforzada por la falta de una clara explicacion a tiempo sobre el manejo que se hizo de los resultados de las casillas con inconsistencias; asi, al dia siguiente, estallo el conflicto entre el Lopez Obrador y el IFE con motivo de que este habia separado de los resultados un numero importante de casillas con "inconsistencias" pero que abarcaban nada menos que alrededor de dos millones y medio de votos (2,581,226 en 11,184 actas de casillas), en un momento en el que el Programa de Resultados Electorales Preliminares, que ya estaba por cerrarse, indicaba una diferencia de cerca de medio millon de votos de ventaja del panista sobre el perredista; en esas circunstancias, aunque era poco probable que la revision de dichas "inconsistencias", o bien de otras casillas impugnadas, le diese un vuelco a los resultados presidenciales; dicha posibilidad, ante los ojos de muchos, no era del todo descartable.

Este tema es analizado por Pablo Becerra, "El Instituto Federal Electoral en 2006", en Gutierrez et al., op.cit., pp. 181-200. y por Mario Trujillo, "Crispamiento politico en la renovacion de los poderes del Gobierno. Los comicios federales de 2006", en Carlos Sirvent, op. cit., pp. 103-136.

(11) Esta problematica es analizada por Luis Medina y Daniel Tacher, "Las impugnaciones del proceso electoral mexicano de 2006", en ibid., pp. 201-244; por Esperanza Palma y Rita Balderas, "Una evaluacion del PRD despues de la alternancia de 2000", ibid., pp. 114-121; por Gabriela Vargas, "El Tribunal y la calificacion de la eleccion presidencial", en Sirvent, op. cit., pp.137-151.

(12) Cfr. Madrazo, op. cit., p. 283. Veanse tambien las notas informativas en La Jornada y El Universal del 3 de julio de 2006 y en Excelsior del 4 de julio de 2006.

(13) Sus palabras textuales fueron: "Quiero decirles que este proceso, con la legalidad que mostro durante la jornada, me dejo muy clara la certidumbre de los resultados en la eleccion presidencial ((...)) y que nos dan la certidumbre juridica de que el resultado no nos fue favorable para nuestra alianza con el Partido Verde." Y anadio: "Seguimos el camino de la legalidad, el de respeto a los ciudadanos, el de la estabilidad del pais ((...))", "Por eso el PRI sigue siendo el partido de la gobernabilidad y de la estabilidad politica de esta gran nacion". El Universal, 4 de julio de 2006.

(14) Pero no asi Joaquin Gamboa, lider de la Confederacion de Trabajadores de Mexico (CTM), La Jornada, 6 de julio de 2006.

(15) Veanse las diversas notas informativas al respecto publicadas el 4 de julio de 2006 en La Jornada, El Universal y Excelsior.

(16) El Universal, 4 de julio de 2006.

(17) Madrazo, op. cit., p. 279.

(18) Ibid., p. 287.

(19) La Cronica de Hoy, 6 de julio de 2006.

(20) El Universal, 5 de julio de 2006.

(21) Segun una version, fue el mismisimo Ulises Ruiz, el principal apoyo madracista, quien lo conmino a reconocer el triunfo del panista, arguyendo que ese era un acuerdo de los gobernadores; pero al parecer las cosas no eran asi, pues, ahi mismo, alguien tan poco proclive a Madrazo como el gobernador de Durango, le corrigio y aclaro que eso no era un acuerdo. El Financiero, 12 de julio de 2006 y El Universal, el 5 de julio de 2006. Probablemente, si esta version es cierta, la conducta de Ruiz se debia a que en esa coyuntura se encontraba acosado por un amplio movimiento politico en su contra y quiza estaba desesperado por contar con la ayuda del gobierno federal para desactivar las presiones que exigian su renuncia a la gubernatura.

(22) Madrazo, op. cit., pp. 279-281.

(23) Ibid., p. 282.

(24) Milenio, 11 de julio de 2006.

(25) A traves de Jesus Ortega, el PRD contacto a Beltrones para solicitar el apoyo del PRI. Reiterando sus argumentos de una eleccion de Estado en la que el presidente Fox habia hecho uso de los recursos publicos para favorecer al candidato presidencial panista, los perredistas insistieron en que habian ganado y que el PRI deberia reconocerlo. Lo cual equivalia, mas o menos, a "reventar" la eleccion y quiza hasta lograr su anulacion. El Universal, 5 de julio, 2006.

(26) Madrazo argumenta que no acepto la propuesta del PRD de pedir recuento de voto por voto, "Porque no estaba en la pelea. Mis propios numeros y los del partido me decian que en los paquetes no habia dos millones de votos mas para Roberto Madrazo como aseguraban los dirigentes del PRD. Y mira que yo revise todo. !Que si era una tentacion! Se abria la posibilidad de anular la eleccion y pelear de nuevo, bajo nuevas condiciones. Por lo demas, habia elementos suficientes, hechos irrefutables y preceptos juridicos para anularla por la intromision del presidente Vicente Fox. Pero se hubiera incendiado el pais." Madrazo, op. cit., p. 273. Y mas adelante agrega: "Si se hubiera dado, si por alguna razon se hubiera repetido la eleccion, porque asi lo hubiese determinado la autoridad, no hubiera sido conveniente que el partido jugara con el mismo candidato. Las condiciones al interior del PRI lo hacian inviable.", ibid., p. 285.

(27) Para un analisis detallado de la jornada electoral, vease Becerra, op. cit., pp. 193 198.

(28) La Jornada del 9 de julio de 2006 transcribio textualmente las conversaciones tele fonicas entre Gordillo y Eugenio Hernandez, y la de este con Pedro Cerisola, secretario de Comunicaciones y Transportes. En ellas, la lider magisterial le dice al gobernador: "Hay que saber como actuar y aqui si viene la decision de fondo, porque la informacion que hay aca en los estados de nuestros amigos, Tamaulipas y Coahuila estan con todo por el PRI y van a hablar, no se si ya hablaron, vale mas que ustedes se adelanten, si asi lo deciden, con Felipe, para vender lo que tengan, el PRI ya se cayo !eh?" Mas adelante anadio: "No se por donde andes, por azul o por amarillo, pero si va por azul es lo que pensamos, vale mas hablarle a Felipe y decirle algo para no quedar mal". En la conversacion de Hernandez con Cerisola, el tamaulipeco dijo que habia hablado con Manuel Espino esa manana, en tanto que Cerisola le transmitia un mensaje de Espino, el dirigente nacional del PAN, quien le habia pedido que mediara con sus "amigos" [entre los gobernadores del PRI] para "decirles que nos echen una mano". Transcripcion en La Jornada, 9 de julio de 2006.

(29) La Cronica de Hoy y Milenio del 9 de julio de 2006.

(30) La Jornada, 11 de julio de 2006. Esa misma noche, Palacios sostuvo una reunion con Enrique Pena y Natividad Gonzalez para discutir el asunto del apoyo a Calderon y la eleccion del nuevo presidente del partido.

(31) El Universal y La Jornada, 11 de julio de 2006.

(32) Milenio, 11 y 12 de julio d 2006; El Universal, 12 de julio de 2006; El Universal y La Jornada, 13 de julio de 2006.

(33) Esta decision de la CNJP se baso en los articulos 211, 212, 213, 214, 227 y 228 de los estatutos. En La Jornada del 14 de julio de 2006, viene un recuento de los antecedentes del proceso de expulsion de Gordillo. Milenio de esa misma fecha abunda en datos sobre el contenido del documento de la CNJP.

(34) El Universal, 14 de julio de 2006.

(35) Cavazos declaro: '"Lo que pasa es que a algunos les dijeron que ellos eran los unicos que no estaban de acuerdo y pues con eso los orillaron a firmar." Especifico que Pena, Ulises Ruiz y Gonzalez Paras eran los representantes regionales de los 17 gobernadores para fines de comunicacion, no para tomar decisiones a nombre del grupo. Aclaro que el gobernador nayarita, Ney Gonzalez, habia propuesto una redaccion en el sentido de que los gobernadores priistas esperarian el fallo del tribunal electoral. El Universal, 18 de julio de 2006.

(36) El Universal, 19 de julio de 2006.

(37) El "Dictamen relativo al computo final de la eleccion de presidente de los Estados Unidos Mexicanos, declaracion de validez de la eleccion y de presidente electo" fue emitido por el TEPJF el 5 de septiembre de 2006. El documento se puede consultar en: www.trife.gob.mx.

(38) El PVEM, aliado del PRI en la coalicion electoral Alianza por Mexico, obtuvo seis senadurias y 19 diputaciones.

(39) Alejandro Moreno y Patricia Mendez, "La identificacion partidistas en las elecciones presidenciales de 2000 y 2006 en Mexico", en Politica y Gobierno, vol. XlV, num. 1, 1er. semestre de 2007, pp. 54-56. Juan Reyes, "2006: el nuevo mapa electoral", en Gutierrez et al., op. cit., pp. 166-174.

(40) Madrazo, op. cit., pp. 221 y 223.

(41) Madrazo afirma lo siguiente: "Conozco con todo detalle una conversacion de Jackson, Natividad Gonzalez Paras y Francisco Labastida donde acuerdan 'tener la cabeza fria para ir por la medalla de plata. Lo cual queria decir, en el contexto de la conversacion, algo tan claro como esto: concentrarse en ganar las elecciones de diputados y senadores y dejar a su propia suerte la candidatura presidencial." Op. cit., p. 226. Mas adelante, anade: "La [medalla] de oro, la de la Presidencia, no les interesaba. En mi opinion, ya tenian candidato para la 'medalla de oro'. Y no era Madrazo. Ya tenian partido, y no era el PRI." Ibid., p. 232.

(42) Hemos elegido comparar con los resultados de diputados de mayoria relativa porque desde principios de 2006, de acuerdo a las encuestas, el PRI ya tenia claro que obtendria muy pocos escanos en el Senado, los cuales disminuyeron aun mas debido al acuerdo firmado con el PVEM. Por lo mismo, es muy probable que la principal apuesta de los gobernadores estuviese en sus candidatos a diputados de mayoria relativa.

(43) En el cuadro 1 del Anexo A, se reunen los resultados relativos presidenciales y de diputados del PRI, PAN, PRD y NA (Nueva Alianza); tambien se incluye la diferencia relativa de la votacion presidencial menos la votacion de diputados de mayoria relativa y se presentan los estados ordenados de acuerdo al posicionamiento politico de los gobernadores, incluidos los casos en los que el PRI no tiene la gubernatura y se encargan de las campanas los comite directivos estatales. Los resultados nominales del cuadro 1 se resumen en el cuadro 2 del anexo A, en donde el diferencial del PRI se dicotomiza como 'alto', en los casos por encima de la media nacional y como 'bajo' cuando su valor es igual o inferior a la media nacional.

(44) Aunque, el estado de Mexico tiene un diferencial bajo (-5.7%) hay que destacar que en este grupo fue el estado en donde las votaciones del PRI fueron muy bajas en lo general. practicamente similar a la de muchos estados donde el gobernador en funciones no habia llegado a su cargo bajo el emblema tricolor.

(45) Tambien se dijo que la expulsion de Gordillo se adelanto porque trato de convencer a varios senadores de no apoyar a Beltrones, trato de vetar a Olivares y porque promovia a Jackson y a Nunez como sustitutos de Palacios. La Cronica de Hoy, 17 de julio de 2006.

(46) La Jornada, 14 de julio de 2006.

(47) Tambien debatieron el asunto de la direccion nacional del partido, pues el periodo para el que Palacios habia sido designado por el CPN estaba por culminar. La Jornada, 20 de julio de 2006.

(48) El Universal, 20 de julio de 2006.

(49) El Universal y La Jornada, 25 de julio de 2006.

(50) Excelsior, 25 de julio de 2006.

(51) Desde mediados de julio, hubo esfuerzos por parte de Madrazo y Palacios por llegar a un acuerdo con Murat y Olivares, ambos aspirantes a ese cargo, para que hubiese una sola candidatura madracista para enfrentar la muy segura postulacion de Gamboa, ligado a la corriente opositora; sin embargo, sus esfuerzos fueron infructuosos. La Jornada, 14 de julio de 2006.

Ademas, corrio el rumor de que Murat habia negociado ocupar la presidencia de la Confederacion Nacional Organizaciones Populares (CNOP) a cambio de retirar su candidatura. A este respecto, simultaneamente a la votacion del lider cameral, un intempestivo pleno en la CNOP designo secretario general a Marco Bernal, cerrando con ello el camino a Murar. Excelsior, 25 de julio de 2006.

Al parecer, Beltrones, secretario general saliente de la CNOP, bloqueo al ex-gobernador oaxaqueno, pero tambien es muy posible que el veto haya provenido de Madrazo mismo, pues se habia distanciado de Murar desde abril de ese ano, a raiz de los conflictos suscitados por las listas de diputados plurinominales y mas tarde por las declaraciones de Murat en favor del voto util a favor del candidato perredista ante la perspectiva del tercer lugar del PRI en la eleccion presidencial; incluso dias despues de realizada la eleccion del coordinador de la nueva bancada priista, Murat se pronuncio abiertamente por apoyar la solicitud de recuento y de apertura de paquetes hecha por el PRD.

(52) En el cuadro 3 del Anexo A, hemos resumido el numero de escanos ganados por el PRI en cada entidad federativa y hemos ordenado los grupos de estados en funcion del posicionamiento politico de los gobernadores en funciones, agregando los subtotales de cada grupo. Los datos asi procesados son un indicador util del impacto del 2 de julio sobre la relacion interna de fuerzas.
CUADRO 1
Resultados Electorales de 2006 y Voto Cruzado del PRI por
posicion del gobernador o del Comite Directivo Estatal

                            Eleccion presidencial

Entidad

Federativa            PAN     PRI     PRD     NA

Tabasco               3.6%    38.4%   57.2%   0.2%
Oaxaca                17.3%   32.7%   47.4%   0.4%
Nayarit               19.3%   34.4%   42.6%   1.1%
Puebla                38.5%   23.8%   33.1%   1.1%
Campeche              32.8%   28.8%   33.4%   2.8%
Colima                42.6%   30.2%   24.2%   0.6%
Coahuila              43.8%   26.9%   24.6%   0.9%
Prom. gobs.pro RMP    28.3%   30.8%   37.5%   1.0%
Veracruz              35.1%   25.4%   36.1%   0.6%
Chihuahua             46.1%   30.1%   18.7%   1.8%
Sinaloa               37.8%   27.4%   31.4%   0.7%
Durango               45.5%   27.4%   23.0%   1.0%
Prom.gobs. no alin.   41.1%   27.6%   27.3%   1.0%
Mexico                31.6%   18.5%   44.1%   1.1%
Hidalgo               27.3%   25.6%   41.9%   1.7%
Nuevo Leon            50.0%   28.2%   16.3%   1.8%
Tamaulipas            42.1%   26.4%   27.0%   1.0%
Quintana Roo          29.4%   27.7%   39.0%   0.7%
Sonora                51.0%   19.1%   26.2%   0.8%
Prom. gobs vs.RMP     38.6%   24.3%   32.4%   1.2%
Guanajuato            60.5%   19.3%   15.8%   1.0%
Yucatan               47.1%   33.6%   16.2%   0.6%
Baja California       48.2%   21.8%   24.0%   1.4%
Aguascalientes        47.7%   24.0%   22.1%   1.4%
Queretaro             50.1%   20.7%   24.9%   0.9%
San Luis Potosi       50.6%   22.7%   22.4%   0.9%
Morelos               32.6%   16.0%   45.1%   1.7%
Jalisco               50.4%   24.8%   19.6%   1.3%
Prom. gobs. PAN       48.4%   22.9%   23.8%   1.2%
Zacatecas             32.8%   25.1%   36.5%   1.2%
Distrito Federal      27.8%   8.7%    59.0%   0.6%
Baja California Sur   34.9%   16.8%   43.7%   0.8%
Guerrero              16.6%   27.2%   52.7%   1.1%
Tlaxcala              34.9%   14.9%   45.0%   0.9%
Chiapas               17.6%   34.9%   45.0%   0.6%
Michoacan             35.2%   19.4%   42.1%   0.6%
Prom. gobs. PRD       28.5%   21.0%   46.3%   0.8%
Promedio nacional     36.9%   25.0%   33.8%   1.0%

                            Eleccion de diputados    Dif. PRI
                             de mayoria relativa     presid--
Entidad                                                dips

Federativa            PAN     PRI     PRD     NA     dif. PRI

Tabasco               4.3%    40.8%   52.4%   1.7%       -2.4%
Oaxaca                17.4%   35.6%   43.3%   1.9%       -2.8%
Nayarit               18.3%   37.7%   37.9%   4.4%       -3.4%
Puebla                36.4%   29.7%   25.8%   5.7%       -5.9%
Campeche              34.2%   36.1%   21.6%   7.0%       -7.3%
Colima                44.8%   39.0%   13.1%   2.3%       -8.8%
Coahuila              39.5%   36.2%   18.2%   4.3%       -9.3%
Prom. gobs.pro RMP    27.8%   36.4%   30.4%   3.9%       -5.7%
Veracruz              32.9%   33.5%   29.7%   2.5%       -8.2%
Chihuahua             40.5%   39.0%   13.7%   5.1%       -8.9%
Sinaloa               37.0%   38.7%   18.0%   5.2%      -11.3%
Durango               38.4%   39.7%   17.3%   3.4%      -12.2%
Prom.gobs. no alin.   37.2%   37.7%   19.7%   4.1%      -10.1%
Mexico                29.2%   24.2%   36.8%   6.0%       -5.7%
Hidalgo               24.7%   34.2%   32.8%   6.2%       -8.6%
Nuevo Leon            43.6%   37.5%   9.6%    7.7%       -9.2%
Tamaulipas            37.6%   36.2%   20.9%   3.8%       -9.8%
Quintana Roo          24.8%   39.6%   30.6%   3.2%      -11.9%
Sonora                46.9%   33.9%   15.6%   2.7%      -14.8%
Prom. gobs vs.RMP     34.5%   34.3%   24.4%   4.9%      -10.0%
Guanajuato            58.1%   22.4%   13.7%   3.3%       -3.1%
Yucatan               46.4%   36.9%   12.3%   3.0%      -3.3%
Baja California       45.2%   25.5%   19.8%   6.6%       -3.7%
Aguascalientes        45.7%   27.7%   17.9%   5.5%       -3.7%
Queretaro             49.5%   25.7%   18.1%   4.4%       -5.1%
San Luis Potosi       49.2%   28.4%   16.4%   4.1%       -5.7%
Morelos               33.6%   23.8%   32.5%   6.9%       -7.7%
Jalisco               46.7%   32.7%   13.0%   5.3%       -8.0%
Prom. gobs. PAN       46.8%   27.9%   18.0%   4.9%       -5.0%
Zacatecas             28.3%   27.5%   36.4%   5.0%       -2.4%
Distrito Federal      26.3%   11.9%   52.4%   5.2%       -3.2%
Baja California Sur   28.7%   20.5%   44.1%   3.8%       -3.7%
Guerrero              13.7%   31.4%   47.9%   5.2%       -4.2%
Tlaxcala              37.5%   19.1%   36.1%   4.8%       -4.2%
Chiapas               17.8%   39.3%   38.8%   2.7%       -4.5%
Michoacan             31.2%   23.9%   39.4%   3.2%       -4.6%
Prom. gobs. PRD       26.2%   24.8%   42.2%   4.3%       -3.8%
Promedio nacional     34.6%   31.5%   27.4%   4.4%       -6.5%

Fuente: Elaboracion propia con datos del IFE.

CUADRO 2
Posicion de los gobernadores y de los Comites Directivos
Estatales del PRI por nivel de voto cruzado en la eleccion
presidencial de 2006

Diferencia de devotacion   A favor de   No          En contra
presidente-diputados       Madrazo      alienado    de Madrazo
de mayoria relativa

1. Gobernadores PRI        Tabasco                  Mexico
Diferencia baja            Oaxaca
                           Nayarit
                           Puebla

2. Gobernadores PRI        Campeche     Chihuahua   Hidalgo
Diferencia alta            Colima       Veracruz    N.L.
                           Coahuila     Sinaloa     Sonora
                                        Durango     Q.R.
                                                    Tamaulipas

3. Comites Directivos
Estatales
Diferencia baja

4. Comites Directivos
Estatales
Diferencia alta

Diferencia de devotacion   CDE * con    CDE * con
presidente-diputados       gob. PAN     gob. PRD
de mayoria relativa

1. Gobernadores PRI
Diferencia baja

2. Gobernadores PRI
Diferencia alta

3. Comites Directivos      Guanajuato   Zacatecas
Estatales                  Yucatan      D. F.
Diferencia baja            B.C.         B.C. Sur
                           Ags.         Guerrero
                           Queretaro    Tlaxcala
                           S.L.P.       Chiaps
                           Michoacan

4. Comites Directivos      Morelos
Estatales                  Jalisco
Diferencia alta

Fuente: Datos del Cuadro 1.

* Comite Directivo Estatal.

CUADRO 3
Senadores y Diputados asignados al PRI en 2006.
Estados agrupados por posicion del gobernador
o del Comite Directivo Estatal

Entidad Federativa       Senadores del PRI         Diputados del PRI

                      MR   Ira. Min.   RP   Suma   MR   RP   Suma

Campeche               2                      2     2    1     3
Coahuila                       1              1     2          2
Colima                         1              1          1     1
Nayarit                2                      2     2    1     3
Oaxaca                         1        1     2     2    2     4
Puebla                         1              1     4          4
Tabasco                        1              1          1     1
Subtot. por RMP        4       5        1    10    12    6    18
Chihuahua                      1              1     5          5
Durango                        1              1     3    3     6
Sinaloa                2                      2     6    1     7
Veracruz                                      0     6    3     9
Subtot. No Alin.       2       2        0     4    20    7    27
Hidalgo                                       0     4    1     5
Mexico                                        0     7    2     9
Nuevo Leon                     1              1     5    1     6
Quintana Roo           2                      2     2          2
Sonora                         1        1     2     2    1     3
Tamaulipas                     1        1     2     3    2     5
Subtot. vs. RMP        2       3        2     7    23    7    30
Aguascalientes                 1              1          2     2
Baja California                1              1          1     1
Guanajuato                     1              1          1     1
Jalisco                        1              1     1    4     5
Morelos                                       0     1    1     2
Queretaro                      1              1          1     1
San Luis Potosi                1              1          1     1
Yucatan                        1              1     1    2     3
Subtot. gob. PAN       0       7        0     7     3   13    16
Baja California Sur                           0                0
Chiapas                2                      2     7    1     8
Distrito Federal                        2     2          3     3
Guerrero                       1              1                0
Michoacan                                     0          3     3
Tlaxcala                                      0          1     1
Zacatecas                                     0                0
Subtot. gob. PRD       2       1        2     5     7    8    15
Total Nacional        10       18       5    33    65   41    106

Fuente: Elaboracion propia con datos del !FE.
COPYRIGHT 2010 UNAM (Estudios Politicos)
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2010 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Mendez, Guadalupe Pacheco
Publication:Estudios Politicos
Date:Jan 1, 2010
Words:16924
Previous Article:Impacto de los distritos electorales indigenas en los comicios de 2006 y 2009.
Next Article:La salud en Mexico (2007-2009).
Topics:

Terms of use | Copyright © 2018 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters