Printer Friendly

Eficiencia de trampas de caida y suficiencia taxonomica en comunidades de aranas (Araneae) epigeas en tres ecorregiones del noroeste argentino.

El incremento de la degradacion y la destruccion de los habitats naturales ha fortalecido la necesidad de conocer y evaluar los patrones de biodiversidad y su variacion espacio-temporal con el proposito de su conservacion y manejo (Hsieh, Lin, & Tso, 2003). En este sentido, las ecorregiones son cada vez mas aceptadas como unidades geograficas utiles para la planificacion de estrategias de conservacion a escala regional y global (Magnusson, 2004). Ellas son definidas como unidades relativamente grandes de tierra o agua que contienen un conjunto caracteristico de comunidades naturales que comparten una gran mayoria de especies, dinamicas y condiciones ambientales (Olson & Dinerstein, 1998). En Argentina, las ecorregiones Puna, Monte de Sierras y Bolsones y Chaco Serrano son consideradas zonas prioritarias para su conservacion. La Puna, una altiplanicie extensa que ocupa parte de Argentina, Bolivia, Chile y Peru (Cabrera, 1957), ha sido incluida en el Global 200 (estado de conservacion vulnerable) debido al alto valor endemico de su flora y fauna (Olson & Dinerstein, 2002); al igual que la ecorregion Monte de Sierras y Bolsones. Esta ultima no se comparte con ningun otro pais, por lo que la Argentina es la unica responsable de su conservacion (Bertonatti & Corcuera, 2000). Por su lado, el Chaco Serrano que se extiende hasta pequenos sectores en el sur de Bolivia se encuentra entre los biomas mas amenazados del mundo (Grau, Gasparri, & Aide, 2008), y ocupa el primer lugar de las ecorregiones para conservar en la Argentina debido a la fuerte reduccion y fragmentacion que sufren sus habitats (Piquer-Rodriguez et al., 2015).

Los inventarios biologicos constituyen una manera de describir y monitorear la diversidad (Whitmore, Crouch, & Slotow, 2002) y permiten evaluar la riqueza de especies en un area determinada (Cardoso, Silva, De Oliveira, & Serrano, 2007). Debido a que los estudios exhaustivos y detallados de biodiversidad requieren una elevada inversion economica y de tiempo, es necesario planificar protocolos que reduzcan el tiempo y el esfuerzo de muestreo, permitiendo a su vez realizar evaluaciones rapidas de diversidad y un monitoreo de sus especies (Porto, Pequeno, & Tourinho, 2016). Por otro lado, la estacionalidad es un factor importante que puede afectar tanto la estructura y la composicion de las comunidades como el estudio de los patrones de diversidad (Moreno & Halffter, 2000). Por lo cual, los planes de muestreo tambien deben cubrir todas las estaciones del ano para lograr una buena estimacion de la composicion de los ensambles de especies y analizar su dinamica temporal (Hsieh & Linsenmair, 2011).

Otra herramienta eficaz en el contexto de las evaluaciones rapidas de biodiversidad es la suficiencia taxonomica, la cual se define como la identificacion de los organismos a una resolucion taxonomica suficiente para satisfacer los objetivos de un estudio (Ellis, 1985). Asi, el analisis de las comunidades a nivel de genero, subfamilias, familias e incluso phylum, puede ser util en estudios rapidos de biodiversidad. Muchos autores han demostrado respuestas satisfactorias del empleo de esta herramienta para monitoreos en cortos periodos de tiempo y estrategias de conservacion en un area pobremente conocida y con recursos monetarios y logisticos limitados (Pik, Oliver, & Beattie, 1999; Brennan, Ashby, Majer, Moir & Koch, 2006; Groc et al., 2010; Timms, Bowden, Summerville, & Buddle, 2013; Munoz-Gutierrez, Roussea, Andrade-Silva, & Delabie, 2017). Este enfoque contribuye a superar el impedimento taxonomico en varios grupos de invertebrados terrestres, tales como las aranas (Brennan et al., 2006; Landeiro et al., 2012). Ellas constituyen un grupo de artropodos depredador con una elevada diversidad de especies que produce un fuerte impacto en los ecosistemas terrestres (Grismado, Ramirez, & Izquierdo, 2014), por lo que representan un taxon indicador potencialmente util para comparar patrones de biodiversidad (Hsieh et al., 2003; Buchholz, 2010; Pedley et al., 2016). Sin embargo, son frecuentemente ignorados en los planes de manejo y monitoreo ambiental (New, 1996) debido a la dificultad para llegar a una determinacion taxonomica completa. No obstante el nivel taxonomico de familia y el estudio de los gremios pueden potencialmente servir como sustitutos ecologicos para las especies (Cardoso, Pekar, Jocque, & Coddington, 2011), ya que proveen una indicacion de la composicion en relacion a la diversidad en el uso del habitat y de estrategias de forrajeo (Haddad, Honiball, Dippenaar-Schoeman, Slotow, & Van Rensburg, 2009; Cardoso et al., 2011).

El estudio de la araneofauna en las ecorregiones del norte Argentino es escaso, solo se conocen los estudios de Gonzalez-Reyes, Corronca y Arroyo (2012) y Cava, Corronca & Echeverria (2013) quienes destacan a las aranas como uno de los ordenes mas abundantes de la comunidad de artropodos en el Monte de Sierras y Bolsones, y la Puna, de la provincia de Salta. Por ello, el objetivo de este trabajo fue analizar la diversidad alfa y beta de las comunidades de aranas epigeas, en el Chaco Serrano, Monte de Sierras y Bolsones, y Puna, de la provincia de Salta, mediante un esquema estandarizado de muestreo considerando las cuatro estaciones del ano. En segundo lugar, se evaluo si el nivel taxonomico de familia refleja patrones similares de diversidad alfa y beta en dichas ecorregiones, con el proposito de ser utilizadas como posible sustituto de la diversidad de especies en evaluaciones rapidas de biodiversidad.

MATERIALES Y METODOS

Area de estudio: Se seleccionaron 3 sitios de muestreo para cada una de las ecorregiones de Chaco Serrano (Chaco), Monte de Sierras y Bolsones (Monte) y Puna de la provincia de Salta (Fig. 1). Los sitios de Chaco se caracterizan por presentar un clima subtropical calido con temperatura media anual de 23[grados]C (Chebez, 2005) y promedios maximos y minimos que oscilan entre 26 y 10[grados]C, respectivamente (Moglia & Gimenez, 1998). La ecorregion presenta periodos secos (otono e invierno) y lluviosos (primavera y verano), alcanzando valores de precipitacion anual entre los 500700 mm (Morello, 2012). La vegetacion esta representada por un bosque seco subtropical con una alta diversidad floristica. Las especies dominantes son Schinopsis haenckeana Engl. (horco-quebracho), Aspidosperma quebrachoblanco Schlecht (quebracho blanco) y Prosopis alba Griseb y Prosopis nigra Griseb (algarrobos) (Morello, 2012).

El Monte de Sierras y Bolsones muestra una gran variedad de estructuras geomorfologicas y altitudes. El clima es semiarido a arido, con temperaturas media anual de 13-18 [grados]C (Rundel, Villagra, Dillon, Roig-Junent, & Debandi, 2007) y marcados cambios tanto diarios como estacionales en la temperatura (Bertonatti & Corcuera, 2000). Las lluvias son escasas con un promedio anual entre 100-350 mm (Labraga & Villalba, 2009), concentradas en el verano. Los suelos son arenosos, pedregosos y salinos, pobres en materia organica, con frecuentes afloramientos rocosos. Larrea spp. (jarillal) caracterizan la unidad fitosociologica de esta ecorregion, formando matorrales de 1.53.0 m de altura (Bertonatti & Corcuera, 2000).

Los sitios muestreados de la ecorregion Puna, corresponden a un desierto frio a 3 000-4 000 m de altura. La sequedad y temperaturas extremas caracterizan a esta ecorregion, donde las temperaturas minimas del invierno pueden llegar a los -15[grados]C; con una gran amplitud termica diaria, en algunos casos mas de 25[grados]C en el verano (Reboratti, 2006). Las escasas precipitaciones (principalmente estivales), alcanzan los 130 mm anuales (Mosca Torres & Puig, 2010). Los suelos pobremente desarrollados (arenosos, pedregosos o salinos, muy susceptibles a la erosion), presentan un bajo porcentaje de materia organica y cobertura vegetal (Reboratti, 2006). Especies de Poa, Festuca y Stipa (pastos), Paraestrephia (tola), y Azorella yareta Hauman (yareta) (Bertonatti & Corcuera, 2000) son abundantes en esta ecorregion.

Muestreo: Los sitios geo-referenciados en cada ecorregion estuvieron separados entre si por al menos tres kilometros (Fig. 1). Tres sitios del Chaco se ubicaron en el departamento Metan (CH1: 755 msnm (25[grados]7'31.44" S & 65[grados] 2'16.92" W), CH2: 813 msnm (25[grados]7'22.8" S & 65[grados]3'44.4" W) y CH3: 829 msnm (25[grados] 7'25.2" S & 65[grados]5'52.8" W), mientras que los sitios pertenecientes al Monte y la Puna se localizaron en el departamento de Rosario de Lerma (MO1: 2 417 msnm (24[grados]41'34.08" S & 65[grados]461.92" W), MO2: 2 467 msnm (24[grados] 40'36.84" S & 65[grados]4771.12" W), MO3: 2 554 msnm (24[grados]36'33.84" S & 65[grados]50'7.08" W); PU1: 3 705 msnm (24[grados]2277.84" S & 66[grados] 615.84" W), PU2: 3 861 msnm (24[grados]2017.16" 5 & 66[grados]7'8.04" W) y PU3: 3 989 msnm (24[grados] 1874.12" S & 66[grados]8'44.16" W). En cada uno de ellos se realizaron muestreos estacionales: en los meses de abril (otono), agosto (invierno) y noviembre (primavera) de 2006, y marzo (verano) de 2007 para el Chaco; mientras que para el Monte y la Puna se muestreo durante los meses de noviembre (primavera) de 2005, febrero (verano), mayo (otono) y agosto (invierno) de 2006. Se utilizo trampas de caida como metodo de recoleccion de aranas epigeas porque es muy usado en estudios faunisticos y ecologicos por ser faciles de manipular y su bajo costo (Siewers et al., 2014), capturando un alto numero de individuos y especies que permiten aplicar analisis estadisticos (Spence 6 Niemela, 1994). En cada sitio se colocaron al azar diez trampas de caida separadas entre si por 10 m a lo largo de una transecta lineal, y fueron retiradas a los siete dias de actividad por estacion. Las trampas estuvieron representadas por recipientes plasticos de 7.5x12.2x5.2 cm (diametro superior x profundidad x diametro inferior), con solucion salina (sal (kg): agua (l) en proporcion 1:8, con gotas de detergente). El material recolectado fue preservado en etanol al 70 % e identificado en el laboratorio de Artropodos del IEBI-Facultad de Ciencias Naturales, Universidad Nacional de Salta entre los anos 2007-2015.

Identificacion del material: Las aranas fueron identificadas a nivel de familia utilizando claves taxonomicas (Grismado et al., 2014) y posteriormente a nivel de genero y/o especie teniendo en cuenta las revisiones de generos y las descripciones de especies, siguiendo la nomenclatura del World Spider Catalog (2017). Cuando no fue posible la identificacion especifica, las aranas fueron clasificadas en morfoespecies en base a caracteres estructurales diferenciables (Krell, 2004; Escorcia, Martinez, & Silva, 2012; Rodriguez-Artigas, Ballester, & Corronca, 2016). Para mayor simplicidad de aqui en adelante, el termino especies sera referido tanto para las morfoespecies como para los ejemplares identificados a nivel especifico. Asimismo, a los ejemplares inmaduros que fueran recolectados en la misma trampa con los adultos identificados, se les asigno mediante comparaciones morfologicas (patron de coloracion, disposicion y numero de espinas en las patas, entre otros), ya que su inclusion fue necesaria para obtener estimaciones confiables de la riqueza de especies (Jimenez-Valverde & Lobo, 2007; Rubio & Moreno, 2010; Castanheira, Perez-Gonzalez, & Baptista, 2016). Posteriormente, las aranas fueron clasificadas en gremios siguiendo a Cardoso et al. (2011). Los especimenes recolectados fueron depositados en la coleccion del Instituto para el Estudio de la Biodiversidad de Invertebrados--Museo de Ciencias Naturales, Universidad Nacional de Salta (IEBI-MCN- #0003-000897-001082).

Diversidad alfa: Se calculo la riqueza de especies, abundancia de individuos, numero de familias y numero de especies representadas por uno y dos individuos (singletones y dobletones, respectivamente) por sitio, estacion y ecorregion. La eficiencia del muestreo fue evaluada como el porcentaje de especies observadas con respecto a las esperadas por el estimador no parametrico Chao1 (Cardoso et al., 2008) mediante el programa EstimateS 9.1 (Colwell, 2013). Los cambios ecorregionales y estacionales de la riqueza de especies fueron evaluados mediante el analisis de rarefaccion-extrapolacion basado en individuos a un mismo nivel de cobertura de la muestra, con intervalos de confianza (IC) del 95 % y 100 permutaciones utilizando el programa iNEXT (Chao, Ma, & Hsieh, 2016). Este metodo asegura que las muestras sean comparadas con igual completitud, independientemente del tamano de la muestra, lo cual permite realizar inferencias mas robustas acerca de los patrones de riqueza de especies de las comunidades (Chao & Jost, 2012).

Diversidad beta: Se determino el porcentaje de fauna compartida entre las ecorregiones utilizando el indice de disimilitud de Morisita para tres ([C.sub.33]) y dos ([C.sub.22]) comunidades, calculado por medio del programa SPADE (Chao & Shen, 2003-2005). Para evaluar si existieron diferencias de significacion estadistica entre los ensambles de especies por ecorregion y por estacion, se utilizo el Procedimiento de Permutacion de Respuesta Multiple (MRPP) usando Bray-Curtis como medida de distancia, por medio del programa PC-Ord 5.0 (McCune & Mefford, 1999). El mismo analisis fue aplicado para los ensambles de familias y gremios. Posteriormente, para evaluar la suficiencia taxonomica a nivel de familias, se correlacionaron los valores de riqueza de especies y de familias por medio del coeficiente de correlacion de Pearson (diversidad alfa), y se realizo un Test de Mantel, para correlacionar las matrices de similitud (Bray-Curtis) de los ensambles de especies y familias (diversidad beta) (Pik et al., 1999; Groc et al., 2010). Ambos analisis fueron realizados por medio del programa PAST ver. 3.11 (Hammer, Harper, & Ryan, 2001).

RESULTADOS

Diversidad alfa: Un total de 886 individuos de aranas epigeas fueron recolectadas pertenecientes a 100 especies, y 19 familias (Apendice digital). Leprolochus birabeni (Zodariidae) (45 %), Lycosidae sp.1 (9 %) y Aillutticus pinquidor (Salticidae) (8 %) fueron especies dominantes para el Chaco; Agalenocosa sp. (Lycosidae) (23 %), Lycosidae sp.2 (14 %) y Cybaeodamus ornatus (Zodariidae) (8 %) para el Monte; mientras que Petrichus sp.1 (Philodromidae) (19 %), Unicorn sikus (Oonopidae) (19 %) y Sanogasta maculatipes (Anyphaenidae) (14 %) para la Puna. Los inventarios obtenidos para las tres ecorregiones lograron una completitud en el orden del 71 % para el Chaco y superiores al 80 % para el Monte y la Puna (Cuadro 1). Por otro lado, la primavera y el verano evidenciaron los valores mas altos de completitud del inventario para el Chaco y el Monte; mientras que para la Puna lo fue el verano seguido del invierno (Cuadro 2).

La ecorregion Chaco reporto el mayor numero de especies e individuos seguido del Monte y la Puna (Cuadro 1). Sin embargo, al comparar la riqueza de especies a un mismo nivel de cobertura de muestreo, no se observaron diferencias de significacion estadistica entre el Chaco y el Monte (P [mayor que o igual a] 0.05) (Fig. 2). Por otro lado, el verano seguido por el otono, presentaron la mayor riqueza de especies en las tres ecorregiones (Cuadro 2). Al comparar estos valores a un mismo nivel de cobertura de muestreo, el otono en el Chaco y Monte presento un mayor numero de especies. Mientras que para la Puna, lo fueron el otono, la primavera y el verano (Fig. 2).

Diversidad beta: El 0.7 % ([C.sub.33] = 0.007) del total de las especies registradas fueron comunes a las tres ecorregiones. El Chaco reporto una alta disimilitud de su ensamble con respecto al Monte (1-[C.sub.22] = 0.996) y la Puna (1-[C.sub.22] = 0.996), compartiendo siete y dos especies respectivamente; mientras que 15 especies fueron compartidas entre el Monte y la Puna, con una similitud del orden del 14.6 % (1-[C.sub.22] = 0.854). El analisis de procedimiento de permutacion de respuesta multiple (MRPP) corroboro que los ensambles de cada ecorregion fueron diferentes ([A.sub.Chaco-Monte] = 0 27, P = 0.11, P = 0.02; [A.sub.Chaco-Puna] = 0.32, P = 0.02; [A.sub.Monte-Puna] = 0.11, P = 0.02). Por su parte, la estacionalidad contribuyo al patron de diversidad en las tres ecorregiones. Asi, el otono y el invierno del Chaco mostraron poseer una composicion de especies diferente a la primavera y el verano (MRPP: [A.sub.Otono-Primavera] = 0.16, P = 0.02; [A.sub.Invierno-Verano] = 0.31, P = 0.02), donde tambien estas dos ultimas mostraron diferencias de significacion estadistica (MRPP: [A.sub.PrimaVera-Verano] = 0.09, P = 0.02). El Monte y la Puna presentaron un patron diferente al Chaco, donde el invierno exhibio un ensamble de especies particular con respecto a las demas estaciones ([MRPP.sub.Monte]: [A.sub.Invierno-Otono] = 0.18, P = 0.05; [A.sub.Invierno-Primavera] = 0.17, P = 0.04; [A.sub.Invierno-Verano] = 0.18, P = 0.03; [MRPP.sub.Puna]: [A.sub.Invierno-Otono] = 0.21, P = 0.02; [A.sub.Invierno-Primavera] = 0.12, P = 0.03; [A.sub.Invierno-Verano] = 0.26, P = 0.02).

Composicion de familias, gremios y suficiencia taxonomica: La composicion de familias fue significativamente diferente entre las ecorregiones estudiadas ([A.sub.Chaco-Monte] = 016, P < 0.01; [A.sub.Chaco-Puna] 0.30, P < 0.01; [A.sub.Monte-Puna] = 0.12, P = 0.01). La suficiencia taxonomica de este nivel taxonomico fue congruente con el de especies en el patron de diversidad alfa (r = 0.93, P < 0.01) y beta (Test de Mantel: R = 0.70, P < 0.01). Cuatro gremios fueron registrados en el area de estudio: cazadoras de suelo, especialistas, otras cazadoras y cazadoras por emboscada, de los cuales este ultimo estuvo ausente en el Monte (Fig. 3). El MRPP solo evidencio cambios significativos en el Chaco comparado con el Monte y la Puna ([A.sub.Chaco-Monte] = 0.48, P = 0.02; [A.sub.Chaco-Puna] = 0.52; P = 0.02; [A.sub.Monte-Puna] = 002, P = 0 53). Asi, las especialistas fueron dominantes en el Chaco, disminuyendo marcadamente su abundancia en el Monte, y en la Puna. Este patron se invierte al considerar las otras cazadoras, que presentaron baja abundancia en el Chaco pero incrementaron su numero en el Monte y en la Puna donde fueron dominantes. Por ultimo, las cazadoras de suelo dominaron en el Monte, mostrando una menor abundancia en el Chaco (Fig. 3).

DISCUSION

En este estudio se comparan los ensambles de aranas epigeas en tres ecorregiones con prioridad de conservacion para la provincia de Salta y el Noroeste Argentino. La eficacia de las trampas de caida como metodo de muestreo se ve reflejado en los valores de completitud de inventario obtenidos para las tres ecorregiones, pudiendose considerar como "completos" de acuerdo con Cardoso (2009). Ello nos lleva a pensar que los inventarios aqui obtenidos son buenos si se tiene en cuenta el balance costo/ tiempo con una unica tecnica de colecta. Asi, los inventarios proximos al 70 % de completitud son aceptables para grupos megadiversos, ya que elevar el esfuerzo de muestreo para superar apenas este valor es muy costoso en tiempo y dinero (Azevedo et al., 2014). Esto es apoyado por algunos autores (Azevedo et al., 2014; Porto et al., 2016) quienes han demostrado que es posible utilizar pocos metodos de muestreo y de bajo costo para alcanzar inventarios "completos", los cuales son utiles en planes de conservacion y manejo (Pedley et al., 2016).

Coincidiendo con varios autores (Lubin, 1978; Avalos, Rubio, Bar, & Gonzalez, 2007; Hsieh & Linsenmair, 2012; Azevedo et al., 2014; Bourass, Shaibi, Elkrwe, Ghana, & Swehli, 2014), nuestros resultados demuestran que la estacionalidad contribuye a la composicion de los ensambles de aranas. Las estaciones frias (otono e invierno) evidencian ensambles de aranas diferentes respecto a las estaciones calidas en las tres ecorregiones estudiadas. Por lo que los meses frios albergan una cantidad significativa de especies en el area de estudio, lo cual contribuye a estimar la verdadera diversidad (Hiesh & Linsenmair, 2012). Los muestreos efectuados en el otono y el verano tienden a presentar un mayor numero de especies en las tres ecorregiones, estos hallazgos concuerdan con los obtenidos por Chatzaki, Tricas, Markakis y Mylonas (1998) y Bourass et al. (2014) para otros ambientes aridos. En la Puna, la primavera tambien muestra poseer un alto numero de especies, al igual que el otono y el verano, resultados similares fueron obtenidos por Taucare-Rios (2012) para ambientes de altura en Chile, a excepcion del verano. De esa manera, las estaciones frias son claves en la zona en estudio a la hora de evaluar la diversidad de aranas y deberian ser tenidas en cuenta en futuras evaluaciones rapidas de diversidad y/o monitoreo, ya que, al igual que las estaciones calidas (primavera y verano), tambien contribuyen con la diversidad de toda la region.

Los resultados obtenidos muestran que cada ecorregion estudiada presenta ensambles de aranas epigeas particulares, donde los sitios de Puna muestreados a mayor altitud (3 700-4 000 msnm) registran los menores valores de riqueza de especies y abundancia de aranas. Estudios en Norteamerica (Bowden & Buddle, 2010; Sudhikumar, 2015), Centroamerica (Hajian-Forooshani, Gonthier, Marin, Iverson, & Perfecto, 2014) y Sudamerica (Janzen et al., 1976; Silva, 1992) han reportado el mismo patron de disminucion de la abundancia, la riqueza y/o la diversidad de aranas con el incremento de la altitud. Diversos factores han sido propuestos para explicar este patron, tales como el bajo nivel de productividad (Lawton, MacGarvin, & Heads, 1987; Jaksic, Marquet, & Gonzalez, 1997); la marcada variacion diaria de la temperatura, la distribucion irregular de las precipitaciones y la intensidad del viento (Polis & Yamashita, 1991; Jaksic et al., 1997; Bizuet-Flores, Jimenez-Jimenez, Zavala-Hurtado, & Corcuera, 2015).

Asi mismo, este trabajo pone en evidencia que los cambios en la diversidad alfa y beta evaluados a nivel de especies tambien son reflejados al nivel taxonomico de familia, lo que podria ser de gran utilidad en futuros estudios de evaluaciones rapidas de biodiversidad. Ademas, la dominancia de las especies mas abundantes de cada ecorregion es tambien evidenciada satisfactoriamente a nivel de familia. Zodariidae que esta representada por L. birabeni resulta dominante en el Chaco Serrano, donde esta especie ha sido reportada como una indicadora de ambientes nativos (Torres, Gonzalez-Reyes, Rodriguez-Artigas, & Corronca, 2016). Por su lado, Lycosidae, Philodromidae, Anyphaenidae y Oonopidae quienes son dominantes en el Monte y la Puna, fueron reportadas como abundantes y diversas en las zonas secas de Argentina (Grismado et al., 2014). En la Puna chilena, Anyphaenidae y Philodromidae resultaron abundantes a los 4 000 msnm (Taucare-Rios, 2012), este resultado coincide con los nuestros para la misma ecorregion del lado argentino. Diversos autores (Pik et al., 1999; Groc et al., 2010; Kallimanis et al., 2012; Timms et al., 2013) destacan la eficacia de la suficiencia taxonomica a la hora de realizar monitoreos y evaluaciones rapidas de biodiversidad, ya que su mayor beneficio es la reduccion del costo monetario y el tiempo requerido (Williams & Gaston, 1994; Groc et al., 2010; Souza et al., 2016), ambos factores criticos en los estudios de monitoreo (Kallimanis et al., 2012). De esta manera, la identificacion a nivel de familias puede ser el mejor beneficio cuando el grupo en estudio contiene numerosas especies que son dificiles de identificar (Brennan et al., 2006), mas aun, cuando el grupo es megadiverso y existe un numero reducido de taxonomos especialistas en las distintas familias de aranas en el pais y la region.

Los cambios en las caracteristicas del ambiente y la utilizacion del habitat por parte de las aranas (Foelix, 1996) queda reflejado en los cambios en la composicion de los gremios. Por lo que en el contexto del monitoreo biologico, el enfoque de grupos funcionales tambien puede ser util para reflejar cambios ecologicos inmediatos del ecosistema. El Chaco Serrano ofrece una mayor cantidad de recursos para las aranas especialistas, las cuales quedan pobremente representadas en el Monte y la Puna. En cambio, las aranas que se agrupan en otras cazadoras resultaron dominantes en la Puna y disminuyen su abundancia hacia el Monte y el Chaco. Este gremio junto con otros aracnidos, han sido reportados como los depredadores mas importantes en las zonas aridas (Polis & Yamashita, 1991; Taucare-Rios, 2012).

Debido a la acelerada modificacion y perdida de los ambientes nativos en las ecorregiones de la provincia de Salta, este estudio brinda informacion basica que puede ser utilizada para futuras evaluaciones rapidas de biodiversidad contando con un grupo megadiverso como lo son las aranas. En primer lugar, el metodo de muestreo empleado (trampas de caida) permite una buena estimacion de la diversidad alfa y beta, con diferencias significativas, de las comunidades de aranas epigeas. Se demuestra que la estacionalidad influye sobre la composicion de la fauna de aranas epigeas, por lo que los factores que actuan a escala temporal deberian ser evaluados en los futuros estudios de biodiversidad y conservacion en la region. Por otro lado, se destaca el nivel taxonomico de familias como potencial sustituto de las especies, asegurando su inclusion en futuros planes de conservacion de la region y/o en monitoreo de la salud de los ambientes de estas ecorregiones.

AGRADECIMIENTOS

Este trabajo fue financiado por el Consejo de Investigacion de la Universidad Nacional de Salta (CIUNSa) y el Instituto para el Estudio de la Biodiversidad de Invertebrados (IEBI-UNSa). Por ultimo, agradecemos al Consejo Nacional de Investigaciones Cientificas y Tecnicas (CONICET) por su permanente colaboracion.

REFERENCIAS

Avalos, G., Rubio, G. D., Bar, M. E., & Gonzalez, A. (2007). Aranas (Arachnida: Araneae) asociadas a dos bosques degradados del Chaco humedo en Corrientes, Argentina. Revista de Biologia Tropical, 55, 899-909.

Azevedo, G. H., Faleiro, B. T., Magalhaes, I. L., Benedetti, A. R., Oliveira, U., Pena Barbosa, J. P., Santos, M. T., Vilela, P. F., De Maria, M., & Santos, A. J. (2014). Effectiveness of sampling methods and further sampling for accessing spider diversity: a case study in a Brazilian Atlantic rainforest fragment. Insect Conservation and Diversity, 7(4), 381-391.

Bertonatti, C., & Corcuera, J. (2000). Situacion Ambiental Argentina. 2000. Buenos Aires: Fundacion Vida Silvestre.

Bizuet-Flores, M. Y., Jimenez-Jimenez, M. L., Zavala-Hurtado, A., & Corcuera, P. (2015). Diversity patterns of ground dwelling spiders (Arachnida: Araneae) in five prevailing plant communities of the Cuatro Cienegas Basin, Coahuila, Mexico. Revista Mexicana de Biodiversidad, 86, 153-163.

Bourass, E. M., Shaibi, T., Elkrwe, H. M., Ghana, S., & Swehli, A. I. (2014). Spider fauna (Araneae) of Abu Ghilan National Nark, north-western Libya. Indian Society of Arachnology, 3(2), 6-16.

Bowden, J. J., & Buddle, C. M. (2010). Spider assemblages across elevational and latitudinal gradients in the Yukon Territory, Canada. Arctic, 63(3), 261-272.

Brennan, K. E., Ashby, L., Majer, J. D., Moir, M. L., & Koch, J. M. (2006). Simplifying assessment of forest management practices for invertebrates: How effective are higher taxon and habitat surrogates for spiders following prescribed burning? Forest Ecology and Management, 231(1), 138-154.

Buchholz, S. (2010). Ground spider assemblages as indicators for habitat structure in inland sand ecosystems. Biodiversity and Conservation, 19, 2565-2595.

Cabrera, A. L. (1957). La vegetacion de la Puna Argentina. Revista de Investigaciones Agricolas, 11(4), 317-512.

Cardoso, P. (2009). Standardization and optimization of arthropod inventories-the case of Iberian spiders. Biodiversity and Conservation, 18, 3949-3962.

Cardoso, P., Pekar, S., Jocque, R., & Coddington, J. A. (2011). Global patterns of guild composition and functional diversity of spiders. PLoS ONE, 6, e21710. DOI:10.1371/journal.pone.0021710

Cardoso, P., Scharff, N., Gaspar, C., Henriques, S. S., Carvalho, R., Castro, P. H., Schmidt JB, Silva I, Szuts T, De Castro A., & Crespo, L. C. (2008). Rapid biodiversity assessment of spiders (Araneae) using semi-quantitative sampling: a case study in a Mediterranean forest. Insect Conservation and Diversity, 1(2), 71-84.

Cardoso, P., Silva, I., De Oliveira, N. G., & Serrano, A. R. (2007). Seasonality of spiders (Araneae) in Mediterranean ecosystems and its implications in the optimum sampling period. Ecological Entomology, 32(5), 516-526.

Castanheira, P., Perez-Gonzalez, A., & Baptista, R. L. (2016). Spider diversity (Arachnida: Araneae) in Atlantic Forest areas at Pedra Branca State Park, Rio de Janeiro, Brazil. Biodiversity Data Journal, 4, e7055. DOI: 10.3897/BDJ.4.e7055

Cava, M. B., Corronca, J. A., & Echeverria, A. J. (2013). Alpha and beta arthropods diversity from the different environments of Parque Nacional Los Cardones, Salta, Argentina. Revista de Biologia Tropical, 61(4), 1785-1798.

Chatzaki, M., Trichas, A., Markakis, G., & Mylonas, M. (1998). Seasonal activity of the ground spider fauna in a Mediterranean ecosystem (Mt Youchtas, Crete, Grece). Proceedings of the 17th European Colloquium of Arachnology, 235-243.

Chao, A., & Jost, L. (2012). Coverage-based rarefaction and extrapolation: standardizing samples by completeness rather than size. Ecology, 93(12), 2533-2547.

Chao, A., & Shen, T. (2003-2005). Program SPADE. Species Prediction and Diversity Estimation. http://chao. stat.nthu.edu.tw

Chao, A., Ma, K. H., & Hsieh, T. C. (2016). iNEXT (iNterpolation and EXTrapolation). Software for Interpolation and Extrapolation of Species Diversity. http:// chao.stat.nthu.edu.tw/wordpress/software_download/

Chebez, J. C. (2005). Guia de las reservas naturales de la Argentina. Noroeste. Buenos Aires: Albatros.

Colwell, R. K. (2013). EstimateS: Statistical estimation of species richness and shared species from samples (Version 9.1). http://viceroy.eeb.uconn.edu/estimates/

Ellis, D. (1985). Taxonomic sufficiency in pollution assessment. Marine Pollution Bulletin, 76(12), 459.

Escorcia, R. Y., Martinez, N. J., & Silva, J. P. (2012). Study of spiders' diversity in a tropical dry forest (bs-t) in sabanalarga, Atlantico, Colombia. Boletin Cientifico. Centro de Museos. Museo de Historia Natural, 16(1), 247-260.

Foelix, R. F. (1996). Biology of Spiders (2nd Ed.). New York: Oxford University Press.

Gonzalez Reyes, A. X., Corronca, J. A., & Arroyo, N. C. (2012). Differences in alpha and beta diversities of epigeous arthropod assemblages in two ecoregions of northwestern Argentina. Zoological Studies, 51(8), 1367-1379.

Grau, R. H., Gasparri, N. I., & Aide, M. (2008). Balancing food production and nature conservation in the Neotropical dry forests of northern Argentina. Global Change Biology, 14(5), 985-997.

Grismado, C. J., Ramirez, M. J., & Izquierdo, M. A. (2014). Araneae: Taxonomia, diversidad y clave de identificacion de familias de la Argentina. En S. Roig-Junent, L. E. Claps, & J. J. Morrone (Eds.), Biodiversidad de Artropodos Argentinos Vol. 3 (pp. 55-93). San Miguel de Tucuman: Editorial INSUE-Universidad Nacional de Tucuman.

Groc, S., Delabie, J. H., Longino, J. T., Orivel, J., Majer, J. D., Vasconcelos, H. L., & Dejean, A. (2010). A new method based on taxonomic sufficiency to simplify studies on Neotropical ant assemblages. Biological Conservation, 143(11), 2832-2839.

Haddad, C. R., Honiball, A. S., Dippenaar-Schoeman, A. S., Slotow, R., & Van Rensburg, B. J. (2009). Spiders as potential indicators of elephant-induced habitat changes in endemic sand forest, Maputaland, South Africa. African Journal of Ecology, 48(2), 446-460.

Hajian-Forooshani, Z., Gonthier, D. J., Marin, L., Iverson, A. L., & Perfecto, I. (2014). Changes in species diversity of arboreal spiders in Mexican coffee agroecosystems: untangling the web of local and landscape influences driving diversity. PeerJ, 2, e623. https://doi.org/10.7717/peerj.623

Hammer, 0., Harper, D.A.T., & Ryan, P. D. (2001). PAST: Paleontological statistics software package for education and data analysis. Paleontologia Electronica, 4(1), 9.

Hsieh, Y. L., & Linsenmair, K. E. (2011). Underestimated spider diversity in a temperate beech forest. Biodiversity and Conservation, 20(13), 2953-2965.

Hsieh, Y. L., & Linsenmair, K. E. (2012). Seasonal dynamics of arboreal spider diversity in a temperate forest. Ecology and Evolution, 2(4), 768-777.

Hsieh, Y. L., Lin, Y.-S., & Tso, I.-M. (2003). Ground spider diversity in the Kenting uplifted coral reef forest, Taiwan: a comparison between habitats receiving various disturbances. Biodiversity and Conservation, 12, 2173-2194.

Jaksic, F., Marquet, P., & Gonzalez, H. (1997). Una perspectiva ecologica sobre el uso del agua en el Norte Grande. Estudios Publicos, 68, 171-195.

Janzen, D. H., Ataroff, M., Farinas, M., Reyes, S., Rincon, N., Soler, A., Soriano, P., & Vera, M. (1976). Changes in the arthropod community along an elevational transect in the Venezuelan Andes. Biotropica, 8(3), 193-203.

Jimenez-Valverde, A., & Lobo, J. M. (2007). Determinants of local spider (Araneidae and Thomisidae) species richness on a regional scale: climate and altitude vs. habitat structure. Ecological Entomology, 32(1), 113-122.

Kallimanis, A. S., Mazaris, A. D., Tsakanikas, D., Dimopoulos, P., Pantis, J. D., & Sgardelis, S. P. (2012). Efficient biodiversity monitoring: Which taxonomic level to study? Ecological Indicators, 15(1), 100-104.

Krell, F. T. (2004). Parataxonomy vs. taxonomy in biodiversity studies-pitfalls and applicability of 'morphospecies' sorting. Biodiversity and Conservation, 13(4), 795-812.

Labraga, J. C., & Villalba, R. (2009). Climate in the Monte Desert: past trends, present conditions, and future projections. Journal of Arid Environments, 73(2), 154-163.

Landeiro, V. L., Bini, L. M., Costa, F. R., Franklin, E., Nogueira, A., de Souza, J. L., Moraes, J., & Magnusson, W. E. (2012). How far can we go in simplifying biomonitoring assessments? An integrated analysis of taxonomic surrogacy, taxonomic sufficiency and numerical resolution in a megadiverse region. Ecological Indicators, 23, 366-373.

Lawton, J. H., MacGarvin, M., & Heads, P. A. (1987). Effects of altitude on the abundance and species richness of insect herbivores on bracken. Journal of Animal Ecology, 56, 147-160.

Lubin, Y. D. (1978). Seasonal abundance and diversity of web-building spiders in relation to habitat structure on Barro Colorado Island, Panama. Journal of Arachnology, 6, 31-51.

Magnusson, W. E. (2004). Ecoregion as a pragmatic tool. Conservation Biology, 18, 4-5.

McCune, B., & Mefford, M. J. (1999). PC-Ord. Multivariate Analysis of Ecological Data (Version 5.0). Gleneden Beach, Oregon, USA: MjM Software Design.

Moglia, J. G., & Gimenez, A. (1998). Rasgos caracteristicos del hidrosistema de las lenosas de la Region Chaquena. Revista de Investigaciones Agrarias--Sistemas y Recursos Forestales. Espana, 7, 41-53.

Morello, J. (2012). Ecorregion del Chaco Seco. En J. Morello, S. D. Matteucci, A. F. Rodriguez, & M. E. Silva (Eds.), Ecorregiones y Complejos Ecosistemicos Argentinos (pp. 151-204). Buenos Aires: Orientacion Grafica.

Moreno, C. E., & Halffter, G. (2000). Assessing the completeness of bat biodiversity inventories using species accumulation curves. Journal of Applied Ecology, 37(1), 149-158.

Mosca Torres, M. E., & Puig, S. (2010). Seasonal diet of vicunas in the Los Andes protected area (Salta, Argentina): Are they optimal foragers? Journal of Arid Environments, 74(4), 450-457.

Munoz-Gutierrez, J. A., Roussea, G. X., Andrade-Silva, J., & Delabie, J. H. C. (2017) Ants' higher taxa as surrogates of species richness in a chronosequence of fallows, old-grown forests and agroforestry systems in the Eastern Amazon, Brazil. Revista de Biologia Tropical, 65(1), 279-291.

New, T. R. (1996). Taxonomic focus and quality control in insect surveys for biodiversity conservation. Australian Journal of Entomology, 35(2), 97-106.

Olson, D. M., & Dinerstein, E. (1998). The global 200: a representation approach to conserving Earth's most biologically valuable ecoregions. Conservation Biology, 12, 502-515.

Olson, D. M., & Dinerstein, E. (2002). The Global 200: priority ecoregions for global conservation. Annals of the Missouri Botanical garden, 89, 199-224.

Pedley, S. M., Oxbrough, A., Martin, R. D., Irwin, S., Kelly, T. C., & O'Halloran, J. (2016). Can ground-based assessments of forest biodiversity reflect the biological condition of canopy assemblages? Forest Ecology and Management, 359, 190-198.

Pik, A. J., Oliver, I. A. N., & Beattie, A. J. (1999). Taxonomic sufficiency in ecological studies of terrestrial invertebrates. Australian Journal of Ecology, 24(5), 555-562.

Piquer-Rodriguez, M., Torella, S., Gavier-Pizarro, G., Volante, J., Somma, D., Ginzburg, R., & Kuemmerle, T. (2015). Effects of past and future land conversions on forest connectivity in the Argentine Chaco. Landscape Ecology, 30(5), 817-833.

Polis, G. A., & Yamashita, T. (1991). The ecology and importance of predaceous arthropods in desert communities. In G. A. Polis (Ed.), The ecology of desert communities (pp. 180-222). Tucson: The University of Arizona Press.

Porto, W., Pequeno, P. A. L., & Tourinho, A. L. (2016). When less means more: Reduction of both effort and survey methods boosts efficiency and diversity of harvestmen in a tropical forest. Ecological Indicators, 69, 771-779.

Reboratti, C. (2006). Situacion ambiental en las ecorregiones Puna y Altos Andes. En A. Brown, U. Martinez Ortiz, M. Acerbi, & J. Corcuera (Eds.), La Situacion Ambiental Argentina 2005 (pp. 28-31). Buenos Aires: Fundacion Vida Silvestre Argentina.

Rodriguez-Artigas, S. M., Ballester, R., & Corronca, J. A. (2016). Factors that influence the beta-diversity of spider communities in northwestern Argentinean Grasslands. PeerJ, 4, e1946. DOI:1[grados].7717/peerj.1946

Rubio, G. D., & Moreno, C. E. (2010). Orb-weaving spider diversity in the Ibera Marshlands, Argentina. Neotropical Entomology, 39(4), 496-505.

Rundel, P., Villagra, P. E., Dillon, M. O., Roig-Junent, S. A., & Debandi, G. (2007). Arid and SemiArid Ecosystems. In T. T. Veblen, K. Young, & A. Orme (Eds.), The physical geography of South America (pp. 158-183). New York: Oxford University Press.

Siewers, J., Schirmel, J., & Buchholz, S. (2014). The efficiency of pitfall traps as a method of sampling epigeal arthropods in litter rich forest habitats. European Journal of Entomology, 111(1), 69-74.

Silva, D. (1992). Observations on the diversity and distribution of the spiders of Peruvian montane forests. Memorias del Museo de Historia Natural, Universidad Nacional Mayor de San Marcos, 21, 31-37.

Souza, J. L. P., Baccaro, F. B., Landeiro, V. L., Franklin, E., Magnusson, W. E., Pequeno, P. A. C. L., & Fernandes, I. O. (2016). Taxonomic sufficiency and indicator taxa reduce sampling costs and increase monitoring effectiveness for ants. Diversity and Distributions, 22(1), 111-122.

Spence, J. R., & Niemela, J. (1994). Sampling carabid assemblages with pitfall traps: the madness and the method. Canadian Entomologist, 126, 881-894.

Sudhikumar, A. V. (2015). Distribution pattern of spiders along an elevational gradient in Nelliyampathy Hill Ranges of the Western Ghats, Kerala, India. International Journal of Science and Research, 4(7), 170-173.

Taucare-Rios, A. (2012). Aranas epigeas (Araneae) en el Parque Nacional Volcan Isluga, Altiplano chileno. Brenesia, 78, 50-57.

Timms, L. L., Bowden, J. J., Summerville, K. S., & Buddle, C. M. (2013). Does species-level resolution matter? Taxonomic sufficiency in terrestrial arthropod biodiversity studies. Insect Conservation and Diversity, 6(4), 453-462.

Torres, V. M., Gonzalez-Reyes, A. X., Rodriguez-Artigas, S. M., & Corronca, J. A. (2016). Efectos del disturbio antropico sobre las poblaciones de Leprolochus birabeni (Araneae, Zodariidae) en el Chaco Seco del noroeste de Argentina. Iheringia, Serie Zoologia, 106, e2016009. DOI:10.1590/1678-4766e2016009

Whitmore, C., Crouch, T. E., & Slotow, R. H. (2002). Conservation of biodiversity in urban environments: invertebrates on structurally enhanced road islands. African Entomology, 10, 113-126.

Williams, P. H., & Gaston, K. J. (1994). Measuring more of biodiversity: can higher-taxon richness predict wholesale species richness? Biological Conservation, 67(3), 211-217.

World Spider Catalog. (2017). World Spider Catalog, Version 17.5. Natural History Museum Bern. Obtenido de http://wsc.nmbe.ch

Ivanna Gabriela Cruz (1), Victor Manuel Torres (1), Andrea Ximena Gonzalez-Reyes (2) & Jose Antonio Corronca (1)

(1.) Consejo Nacional de Investigaciones Cientificas y Tecnicas (CONICET), Instituto para el Estudio de la Biodiversidad de Invertebrados (IEBI), Universidad Nacional de Salta (UNSa). Av. Bolivia 5150. Salta, Argentina; ivannagabrielacruz@gmail.com, torres.vicman@gmail.com, jcorronca@gmail.com

(2.) IEBI-UNSa. Av. Bolivia 5150. Salta, Argentina; andyximena@gmail.com

Recibido 02-V-2017. Corregido 10-X-2017. Aceptado 09-XI-2017.

Leyenda: Fig. 1. Area de estudio y sitios de muestreo en las ecorregiones Chaco Serrano (CH), Monte de Sierras y Bolsones (MO), y Puna (PU), Salta, Argentina.

Fig. 1. Location of the study area and samples sites in Chaco Serrano (CH), Monte de Sierras y Bolsones (MO) and Puna (PU) ecoregions of Salta, Argentina.

Leyenda: Fig. 2. Analisis de rarefaccion-extrapolacion basado en individuos por ecorregion: Chaco Serrano (CH), Monte de Sierras y Bolsones (MO) y Puna (PU), Salta, Argentina. Riqueza de especies de aranas epigeas por ecorregion (a) y estacion (b- d). Las barras indican los intervalos de confianza del 95 %. Ot = otono, In = invierno, Pr = primavera, Ve = verano.

Fig. 2. Analysis of rarefaction-extrapolation based in individuals by ecorregion: Chaco Serrano (CH), Monte de Sierras and Bolsones (MO) and Puna (PU) of Salta, Argentina. The epigeal spider species richness by ecoregion (a) and seasons (b- d). The bars indicate the confidence intervals of 95 %. Ot = autumn, In = winter, Pr = spring, Ve = summer.

Leyenda: Fig. 3. Proporcion de gremios de aranas epigeas en las ecorregiones: Chaco Serrano, Monte de Sierras y Bolsones, y Puna, Salta, Argentina. CSU = cazadoras de suelo, ESP = especialistas, OCA = otras cazadoras, CEM = cazadoras por emboscada.

Fig. 3. Proportion of epigeal spider guilds in Chaco Serrano, Monte de Sierras y Bolsones and Puna ecoregions of Salta province, Argentina. CSU = ground hunters, ESP = specialists, OCA = other hunters, CEM = ambush hunters.
CUADRO 1

Riqueza de especies, abundancia, riqueza de familias, valores de
singletones y dobletones, riqueza de especies estimadas por Chao 1
y completitud del inventario por sitio muestreado y total

TABLE 1

Species richness, abundance, family richness, values of singletons
and doubletons, expected species richness by Chao 1 and inventory
completeness by sampled site and total

                       CHI     CH2     CH3    Chaco      MOI     M02
                                              Serrano

Riqueza de especies    35      39      23       56       27      23
Abundancia             231     178     86       495      137     98
Riqueza de familias    13      13      10       16       10      10
Singletones            16      21       8       22        9      11
Dobletones              9       8       6        9        5       7
Chaol                  47     62.33    27      79.1      33     29.88
Completitud de        74.47   62.57   85.19    70.80    81.82   76.97
  Inventario (%)

                       M03    Monte de Sierras    PU1     PU2     PU3
                                 y Bolsones

Riqueza de especies    14            44           15      13       6
Abundancia             27           262           77      46       6
Riqueza de familias     9            14            9       8       4
Singletones             9            13            4       4       6
Dobletones              3            10            2       5       0
Chaol                  23          51.09          17      14      21
Completitud de        60.87        86.12         88.24   92.86   28.57
  Inventario (%)

                      Puna

Riqueza de especies    23
Abundancia             129
Riqueza de familias    10
Singletones             7
Dobletones              3
Chaol                 28.25
Completitud de        81.42
  Inventario (%)

Ecorregiones: Chaco Serrano (CH), Monte de Sierras y Bolsones (MO),
y Puna (PU), de la provincia de Salta, Argentina.

Ecoregions: Chaco Serrano (CH), Monte de Sierras y Bolsones (MO)
and Puna (PU), Salta province. Argentina.

CUADRO 2

Riqueza de especies, abundancia, riqueza de familias, riqueza de
especies estimadas por Chao 1 y completitud del inventario por
estacion muestreada por ecorregion. Salta, Argentina

TABLE 2

Species richness, abundance, family richness, expected species
richness by Chao 1 and inventory completeness by season sampled in
each ecoregion. Salta province, Argentina

Estacion (1)                  Chaco Serrano

                       Ot      In      Pr      Ve      Ot
Riqueza de especies    31      16      15      35      19
Abundancia             83      92      130     190     49
Mumero de familias     12      10       7      13       9
Chaol                 53.67    25      18     48.13   35.5
Completitud de        57.76   64.00   83.33   72.72   53.52
  Inventario (%)

Estacion (1)          Monte dey Bolsones

                       In      Pr      Ve      Ot      In
Riqueza de especies     9      17      24      13       3
Abundancia             20      83      110     38      22
Mumero de familias      7       9      12       8       3
Chaol                  14      24     35.14   18.25     4
Completitud de        64.29   70.83   68.30   71.23   75.00
  Inventario (%)

Estacion (1)          Puna

                       Pr      Ve
Riqueza de especies     9      16
Abundancia             11      58
Mumero de familias      6       8
Chaol                  16     19.33
Completitud de        56.25   82.77
  Inventario (%)

(1) Ot = otono. In = invierno, Pr = primavera y Ve = verano/
Ot = autumn. In = winter, Pr = spring. Ve = summer.
COPYRIGHT 2018 Universidad de Costa Rica
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2018 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Gabriela Cruz, Ivanna; Manuel Torres, Victor; Gonzalez-Reyes, Andrea Ximena; Antonio Corronca, Jose
Publication:Revista de Biologia Tropical
Date:Mar 1, 2018
Words:7309
Previous Article:Diversidad de las comunidades de peces en dos areas marinas protegidas del Caribe y su relacion con el pez leon.
Next Article:The effects of fragmentation on the genetic structure of Theobroma speciosum (Malvaceae) populations in Mato Grosso, Brazil.
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2021 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters |