Printer Friendly

Efecto de la linea materna y numero de parto sobre la composicion del calostro y leche de cerdas reproductoras.

Effect of maternal line and parity number on the composition of colostrum and milk of breeding sows

INTRODUCCION

La seleccion de lineas geneticas porcinas (Sus Scrofa domesticus) de alta prolificidad, ha incrementado las necesidades nutricionales de la cerda durante la lactancia para garantizar optima produccion de leche para la cria de camadas numerosas. El calostro y la leche son considerados como las principales fuentes de nutrientes para los lechones lactantes, por lo que su composicion es crucial para la inmunidad, sobrevivencia y el crecimiento de la camada [7, 12, 19, 24, 25]. El calostro es secretado inmediatamente despues del parto y es una fuente de nutrientes altamente digestibles [19], no obstante, su composicion cambia rapidamente varias horas (h) despues del parto [6, 20]. La importancia del consumo, la composicion y produccion del calostro repercute notoriamente sobre la viabilidad y sobrevivencia de la camada, pues, provee al lechon recien nacido la energia requerida para la produccion de calor y funciones metabolicas, asi como tambien la transmision de inmunidad pasiva que ayuda a prevenir infecciones, enfermedades [7, 8, 25] y debe garantizar ademas buena ganancia de peso [3].

Estos argumentos han conllevado a estudiar los diversos factores que alteran la composicion, no solo del calostro, sino tambien de la leche de cerdas reproductoras. Se ha demostrado que la composicion del calostro difiere segun el genotipo de la cerda, y a su vez existe una relacion entre la composicion del calostro y la leche y el peso de la camada [11,12]. Estudios realizados por Simmen y col. [29], reflejan diferencias en la composicion del calostro de varias razas, observandose que cerdas de la raza Duroc presentan de 4-6 veces mas proteina que la raza Landrace. Por otra parte [11], se ha reportado mayor contenido de lactosa y cenizas en el calostro de cerdas Yorkshire en comparacion con las cerdas Landrace. Sobre el mismo aspecto, y con enfasis en demostrar diferencias entre lineas maternas, estudios previos senalan que el contenido de grasa de la leche tambien varia segun el genotipo de la cerda [5, 24, 28]. Boruta y col. [5], al evaluar la composicion de la leche de cerdas Large White y Landrace, puras y cruzadas, indicaron que el contenido de grasa en la leche de las cerdas cruzadas era superior al resto, mientras que, el contenido de proteina fue mas alto en la leche de las cerdas puras.

No obstante, se ha demostrado que la linea materna no es la unica variable que afecta la composicion del calostro y leche de la cerdas, ya que esta puede variar en respuesta al numero de parto, observandose una disminucion lineal en el contenido de la grasa del calostro y leche cuando aumenta el numero de partos, con un efecto marcado a partir del segundo parto [23]. El objetivo de este estudio fue determinar el efecto de la linea materna y el numero de parto sobre la composicion del calostro y leche de cerdas reproductoras en una granja comercial de Venezuela.

MATERIALES Y METODOS

Se evaluaron 160 cerdas de dos lineas maternas (80 cerdas puras Yorkshire y 80 cerdas cruzadas 1/2 Landrace x 1/2 Yorkshire) de la Pig Improvement Company (PIC), debidamente certificadas segun consta en registros organizados de la granja. Las cerdas provenian de una granja comercial ubicada en el municipio Carlos Arvelo, estado Carabobo, Venezuela, a 900-1000 msnm, con una humedad relativa de 89-90%, precipitacion de 1145 mm/ano y temperatura promedio anual de 26[grados]C. De acuerdo al sistema de clasificacion de zonas de vida de Holdridge, la zona donde se ubica la granja corresponde a un bosque seco tropical [9].

Las cerdas fueron distribuidas en grupos de 20 de acuerdo al numero de parto (primero, segundo, tercero y cuarto o mas) para cada linea materna y alojadas en seis salas de maternidad en las que se mantuvo solamente luz artificial, y ambiente controlado a 24[grados]C (equipo Chore Tronic[R] para registro de temperatura). Cada sala estaba provista de jaulas individuales (2,20 m de largo x 0,60 m de ancho x 1 m de alto), para alojamiento de las cerdas durante 21 dias (d) de lactancia. Los aspectos relevantes sobre el manejo de las cerdas y sus camadas fueron descritos previamente [26].

Recoleccion de muestras de calostro y leche

Para facilitar la obtencion de las muestras de calostro y leche, se separo la camada y se inyecto a cada cerda con 0,5 mL de carbetocina (Decomoton[R]) via intravulvar. Mediante presion manual de cada glandula mamaria y luego de descartar el primer chorro, se recolectaron aproximadamente 20 mL totales a las 6 h despues del parto y a los 10 d de lactancia de calostro y leche, respectivamente. Estas muestras se recolectaron en envases plasticos esteriles y fueron congeladas a -20[grados]C (congelador marca Premium, modelo PFR96W. Premium de Venezuela, SA), antes de su traslado al laboratorio de la Planta de Lacteos de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad Central de Venezuela, donde se realizaron los analisis indicativos de su composicion.

Para determinar la composicion de calostro y leche se realizaron los analisis de laboratorio de acuerdo a la metodologia disponible segun cada componente. El contenido de grasa fue determinado mediante la metodologia de Babcock, descrita en la norma COVENIN 503-82 [13]. Esta metodologia fue modificada para el analisis del calostro y leche de cerdas. En tal sentido, se pesaron 8,8 g de la muestra de calostro o leche utilizando una balanza electronica (Marca Sartorius, modelo 2434, Alemania), se colocaron en un butirometro Babcock para leche (Garver Manufacturing, Indiana, EUA), se agregaron 5 mL de agua destilada a 60-70[grados]C y luego de agitar, se anadieron 9 mL de [H.sub.2]S[O.sub.4] con densidad 1,84 g/cc

El contenido de proteina se determino siguiendo el metodo Kjeldahl descrito en la norma COVENIN 370-1997 [15]. Los resultados se expresaron como porcentaje de proteina en base humeda y el factor de correccion aplicado fue 6,38. El contenido de cenizas (% p/v) se cuantifico por la incineracion de la muestra en mufla a 540[grados]C durante 4 h, segun la metodologia sugerida [2]. El contenido de solidos totales se determino gravimetricamente, segun metodologia descrita en la norma COVENIN 932-1997 [14], fundamentada en la diferencia de peso una vez desecado el producto en estufa (Marca Memmert, modelo Schutzart DIN 40050. Alemania) a 100[grados]C durante 1 h, mientras que el contenido de solidos no grasos (SNG) se calculo por diferencia de los solidos totales menos el contenido de grasa. Se calculo la humedad por la diferencia entre 100% y el porcentaje de solidos totales.

Para obtener el contenido de lactosa en calostro y leche se aplico la siguiente formula:

% Lactosa = % Solidos totales- (% proteina + % grasa+ % cenizas)

Diseno del experimento y analisis estadistico

Se aplico un diseno experimental de bloques completos al azar con arreglo factorial de tratamientos [21], con dos lineas maternas y cuatro niveles de parto. Cada sala de maternidad represento un bloque, y para el analisis de la informacion registrada se utilizo la rutina PROC MIXED de SAS Version 9 [30], con el siguiente modelo mixto lineal aditivo:

[Y.sub.ijkl] = [my] + [B.sub.i] + L[G.sub.j] + N[P.sub.k] + L[G.sub.j] * N[P.sub.k] + [E.sub.ijkl]

donde:

[Y.sub.ijkl] = Valor observado para la variable analizada de la linea materna "j", del numero de parto "k" en la repeticion "l"

[my] = Media teorica de la poblacion

[B.sub.i] = Efecto aleatorio de bloque (sala de maternidad) normal e independientemente distribuido con media 0 y varianza [s.sup.2] (i=B1, ..., B6)

L[G.sub.j] = Efecto de la linea materna (j= Yorkshire y 1/2 Landrace x 1/2 Yorkshire)

N[P.sub.k] = Efecto del numero de parto (k=1, ..., 4 o mas)

L[G.sub.j]*N[P.sub.k] = Efecto de la interaccion entre la linea materna y numero de parto.

[E.sub.ijkl] = Residual, normal e independientemente distribuido con media 0 y varianza [s.sup.2]

Del analisis estadistico se generaron las medias que fueron comparadas mediante la prueba de t de Student utilizando contrastes ortogonales. Las medias se presentan con sus correspondientes errores tipicos (ET) y valores de probabilidad (considerando un valor minimo P [menor que o igual a] 0,05).

RESULTADOS Y DISCUSION

Los resultados obtenidos en torno a la mayoria de los componentes del calostro mantuvieron valores normales indistintamente de la linea materna (TABLA I), excepto el contenido de cenizas el cual evidencio variaciones, observandose que las cerdas cruzadas 1/2 Landrace x 1/2 Yorkshire presentaron mayor (P=0,01) contenido de cenizas en calostro con respecto a las cerdas puras Yorkshire. Cabe resaltar, que el contenido de cenizas en el calostro representa el componente mineral, principalmente calcio y fosforo, los cuales estan involucrados en las transformaciones metabolicas de los lechones durante la etapa de crecimiento y desarrollo corporal [4]. En un estudio que evaluo la composicion del calostro de varios genotipos de cerdas [11], se observo diferencias en la concentracion de cenizas entre cerdas Yorskhire (0,73%) y Landrace (0,66%), pero no en el contenido de grasa. Estos resultados son coincidentes con los obtenidos en el presente estudio en el que el porcentaje promedio de grasa presente en el calostro fue de 7,4% independientemente de la linea materna. De igual modo, el contenido de proteina, SNG, solidos totales y lactosa del calostro no vario entre lineas maternas. Estos resultados coinciden con los observados en otros estudios en los que tampoco se han observado variaciones en estos componentes del calostro por efecto de la linea materna de la cerda [1, 7, 10, 31].

Por el contrario, Zou y col. [32] determinaron inferior contenido de lactosa y mayor contenido de grasa en el calostro de cerdas Meishan al compararlas con cerdas Yorkshire. Las diferencias entre los resultados del presente estudio y estos autores, pueden deberse a diversos factores como la metodologia utilizada para la determinacion de la composicion del calostro [27], o diferencias en el tiempo transcurrido en la toma de muestras [31,32], y tambien las notables diferencias fenotipicas entre razas o lineas maternas.

La leche de las cerdas cruzadas mostro mayor (P<0,05) contenido de proteina y menor (P=0,05) contenido de lactosa que las puras (TABLA II). Por otra parte, las dos lineas maternas mantuvieron valores similares en el resto de los componentes de la leche, aunque en otros estudios tambien se han encontrado variaciones en la composicion de la grasa, cenizas, materia seca y lactosa asociadas al genotipo de la cerda [11]. Particularmente, el contenido de proteina de la leche de cerdas es altamente variable por efecto de la linea materna, lo cual ha sido ampliamente demostrado [5, 11, 16, 28], aunque dichos cambios no siempre estan asociados a este factor [10, 32]. En el caso del presente estudio, donde se observo que las cerdas cruzadas mostraron mayor contenido de proteina en la leche, posiblemente se mantenga una relacion con la perdida de peso durante el periodo de lactancia de la cerda, asociada con la movilizacion de las reservas corporales, especialmente del contenido de proteina. Sobre este aspecto se ha senalado que, las cerdas priorizan el contenido de proteina en leche y si este es deficiente en funcion de sus necesidades, movilizan sus reservas corporales [18], lo cual podria explicar las mayores perdidas de peso en las cerdas cruzadas en comparacion con las cerdas puras [26]. Asi mismo, se ha determinado que el contenido de proteina de la leche es un factor fundamental para el crecimiento de la camada, especialmente por la presencia de arginina, debido a que una deficiencia de este aminoacido seria un factor limitante para dicho crecimiento [17]. Es probable que el mayor contenido de proteina en la leche de las cerdas cruzadas, haya influido sobre el mayor peso de la camada al destete (64,69 kg) con respecto a las cerdas cruzadas (57 kg), respuesta que fue observada en la primera parte de este estudio [26].

El contenido de lactosa presente en la leche de las cerdas puras indica superioridad con respecto al de la linea cruzada (TABLA II). Este resultado podria ser atribuido a la correlacion negativa y significativa existente entre el contenido de lactosa y proteina de la leche, la cual indica que al aumentar el contenido de proteina, disminuye el contenido de lactosa, demostrandose, la importancia que tiene el contenido de lactosa ademas de la proteina [11]. Estos autores determinaron que la lactosa, es un carbohidrato que representa una de las fuentes principales de energia para los lechones con impacto relevante sobre la tasa de crecimiento, si se compara con los efectos del contenido proteico de la leche de cerda. La variacion en el contenido de lactosa en la leche atribuible al genotipo de la cerda, ha sido observada con anterioridad [32], lo cual sustenta el presente estudio, donde las cerdas de la linea materna cruzada reflejaron porcentajes inferiores de lactosa en comparacion con la linea pura.

El numero de parto produjo variaciones (P<0,05) sobre el contenido de grasa presente en el calostro (TABLA III). Las cerdas de primer parto presentaron mayor (P<0,05) grasa en el calostro, con respecto a las de mayor numero de partos en las que permanecieron valores inferiores y similares entre si. Estos resultados coinciden con los de otro estudio en el que tambien se refleja una disminucion del contenido de grasa del calostro posterior al primer parto [23]. Los otros componentes del calostro como proteina, SNG, solidos totales y ceniza no presentaron diferencias entre partos (TABLA III), coincidente con resultados publicados [20].

Por otra parte, las cerdas de primer parto tambien presentaron mayor (P=0,01) grasa en la leche, con respecto a las de partos subsecuentes en las que el contenido de grasa no vario significativamente (TABLA IV). El resto de los componentes de la leche no fueron influenciados por el numero de parto.

El mayor contenido de grasa, en el calostro de las cerdas de primer parto, garantiza la sobrevivencia y salud de los lechones [7], mientras que la grasa en la leche les proporciona entre 55 y 60% de la energia total [22]. Se ha senalado [23], que el contenido de grasa presente en la leche disminuye a medida que incrementa el numero de partos de la cerda, presentando un efecto marcado a partir del segundo parto, respuesta que es consistente con el mayor espesor de grasa dorsal en cerdas de mas de dos partos [26]. Esto puede explicar los valores mas bajos en el contenido de grasa en la leche de las cerdas de dos y mas partos con respecto a las de primer parto en los resultados del presente estudio.

La interaccion linea materna x numero de parto, entre lineas maternas a un mismo numero de parto, indico que el contenido de lactosa en leche fue superior (P<0,05) en las cerdas puras con respecto las cruzadas en el primer y cuarto parto o mas, sin diferencias en el segundo y tercer parto (TABLA V). Ademas, al comparar las lineas maternas individualmente dentro de cada parto, se observo que solo las cerdas Yorkshire de cuatro o mas partos presentaron mayor contenido de lactosa (P<0,05) que las de segundo parto. Por el contrario, las cerdas cruzadas Landrace x Yorkshire de dos y tres partos superaron (P<0,05) a las de primer parto en cuanto al contenido de lactosa en leche.

La interaccion linea materna x numero de parto tambien afecto (P< 0,05) el contenido de SNG presentes en la leche (TABLA VI). Al respecto, las cerdas cruzadas de primer parto mostraron menor (P<0,05) contenido de SNG en la leche que las cerdas de dos partos, mientras que ambas lineas maternas no mostraron diferencias en el contenido de SNG al compararse a un mismo numero de parto.

Los diferentes estudios que han evaluado la composicion de la leche de cerdas reproductoras [11,27, 28], no hacen referencia a las variaciones atribuibles a la interaccion entre el numero de parto y linea materna que permitan sustentar los resultados obtenidos para el contenido de lactosa y SNG. De manera general se puede afirmar que, aunque las cerdas puras destetaron camadas menos pesadas independientemente del numero de parto, como se indico en los resultados publicados del desempeno productivo [26], el contenido de lactosa en la leche de estas cerdas en su primer parto es superior al de la linea cruzadas, no obstante el contenido de SNG no difiere entre lineas maternas.

CONCLUSION

Los resultados evidencian que la composicion del calostro y leche de cerdas reproductoras esta afectada, tanto por la linea materna como por el numero de parto.

AGRADECIMIENTO

Al Consejo de Desarrollo Cientifico y Humanistico de la Universidad Central de Venezuela por financiamiento mediante el proyecto numero: PG-11-8192-2011.

REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

[1] ALSTON-MILLS, B.; IVERSON, S.; THOMPSON, M.A. A comparison of the composition of milk from Meishan and crossbred pigs. Livest. Prod. Sci. 63: 85-9. 2000.

[2] ASSOCIATION OF OFFICIAL ANALYTICAL CHEMISTS. AOAC Inc. Official Methods of Analysis.15ta Ed., Virginia, USA. Vol. 1. 771 pp. 1990.

[3] ARIZA-NIETO, C.; BANDRICK, M.; BAIDOO, S.K.; ANIL, L.; MOLITOR, T.W.; HATHAWAY, M.R. Effect of dietary supplementation of oregano essential oils to sows on colostrum and milk composition, growth pattern and immune status of suckling pigs. J. Anim. Sci. 89:1079-1089. 2011.

[4] BEYGA, K.; REKIEL, A. Effect of the backfat thickness of sows in late pregnancy on the composition of colostrum and milk. Archiv. Tierzucht. 52: 593-602. 2009.

[5] BORUTA, O.; JASEK, S.; GORAJEWSKA, E. Variability in chemical composition of milk of sows depending on breed, teat, and the side of mammary gland, and results of piglets rearing. Zesz. Nauk. UP Wroc, Biol. Hod. Zwierz., LVIII, 572: 9-19. 2009.

[6] DAZA, A.; J. RIOPEREZ, J.; CENTENO, C. Short communication: Changes in the composition of sow milk between days 5 to 26 of lactation. J. Agr. Res. 2: 333-336. 2004.

[7] DECLERCK, I.; DEWUL, J.; PIEPERS, S.; DECALUWE, R.;MAES, D. Sow and litter factors influencing colostrum yield and nutritional composition. J. Anim Sci. 93(3):1309-17. 2015.

[8] DEVILLERS, N.; FARMER, C.; LE DIVIDICH, J.; PRUNIER, A. Variability of colostrums yield and colostrums intake in swine. Anim. 1: 1033-1041.2007.

[9] EWEL, J.J; MADRIZ, A.; TOSI, J. Zonas de Vida de Venezuela. Memoria explicativa sobre el mapa ecologico. 2da Ed. Caracas. Venezuela. 265 pp. 1976.

[10] FAHMY, M. Comparative study of colostrums and milk composition of seven breeds of swine. Can. J. Anim. Sci. 52: 621-627. 1972.

[11] FARMER, C.; CHARAUGU, P; PALIN, M. Influence of genotype on metabolic variables. Colostrums and milk composition of primiparous sow. Can. J. Anim. Sci. 87:511-515. 2007.

[12] FARMER, C.; QUESNEL, H. Nutritional, hormonal, and environmental effects on colostrum in sows. J. Anim. Sci. 87:56-64. 2009.

[13] FONDONORMA. Norma COVENIN 503-82. Leche Fluida. Determinacion de grasa. Metodo Babcock. Fondo Normalizacion y Certificacion de la Calidad, Caracas. Venezuela. 1982.

[14] FONDONORMA. Norma COVENIN 932-1997. Leche y sus derivados. Determinacion de solidos totales. Fondo Normalizacion y Certificacion de la Calidad, Caracas. Venezuela. 1997.

[15] FONDONORMA. Norma COVENIN 370-1997. Leche y sus derivados. Determinacion de proteinas. Fondo Normalizacion y Certificacion de la Calidad, Caracas. Venezuela. 1997.

[16] GOURDINE, J.; BIDAMEL, J.; NOBLET, J.; RENAUDEAU, D. Effects of breed and season on performance of lactating sow in a tropical humid climate. J. Anim. Sci. 84: 360-369. 2006.

[17] KIM, S.; WU, G. Regulatory role for amino acids in mammary gland growth and milk synthesis. Amino Acids. 39:89-95. 2009.

[18] KIM, S.; HURLEY, W.; HAN, I.; EASTER, R. Changes in tissue composition associated whit mammary gland growth during lactation in sow. J. Anim. Sci. 77: 2510-2516. 1999.

[19] KING'ORI, V. The pre-weaning piglet: colostrum and milk intake: a Review. J. Anim. Prod. Adv. 2: 277:283. 2012.

[20] KLOBASA, F; WERHAHN, E.; BUTLER, E. Composition of sow milk during lactation. J. Anim. Sci. 64: 1458-1466. 1987.

[21] KUEHL, R. O. Complete block designs. In: Design of Experiments. Statistical Principles of Research Design and Analysis. 2nd Ed. Thomson Learning, California. Pp. 263-309.1999.

[22] LE DIVIDICH, J.; SEVE, B. Energy requirement of the young pig. In: The Weaner Pig. Varley, M. A; Wiseman, J. (Eds.). CABI Publishing, Wallingford, UK. Pp. 17-44. 2001.

[23] MAHAN, D. Relationship of gestation protein and feed intake level over a five-parity period using a high-producing sow genotype. J. Anim. Sci. 76: 533-541. 1998.

[24] MILES, J.R.; VALLET, J.L.; FORD, J.J.; FREKING, B.A.; OLIVER, W.T.; REMPEL, L.A. Contributions of the maternal uterine environment and piglet genotype on weaning survivability potential: II. Piglet growth, lactation performance, milk composition, and piglet blood profiles during lactation following reciprocal embryo transfers between Meishan and White crossbred gilts. J. Anim. Sci. 93:1555-64. 2015.

[25] QUESNEL, H. Colostrums: roles in piglet performance and production by the sow. VI SINSUI-Simposio Internacional de Suinocultura. Porto Alegre. 05/10-13. Brasil. 2011.

[26] RINCON-GAINZA, C.; COLINA-RIVERO, J.; ARAQUE-MOLINA, H.; MARTINEZ-GARCIA, G. Desempeno productivo de cerdas Yorkshire puras y cruzadas en una granja comercial de Venezuela. Rev. Cientif. FCV-LUZ. XXIV (6):543-552. 2014.

[27] REVELL, D.; WILLIAMS, I.; MULLAN, B.; RANFORD, J.; SMITS, R. Body composition at farrowing and nutrition during lactation affect the performance of primiparous sow: I. Voluntary feed intake, weight loss, and plasma metabolites. J. Anim. Sci. 76: 1729-1737. 1998.

[28] SHURSON, G.; IRVIN, K. Effects of genetic line and supplemental dietary fat on lactation performance of Duroc and Landrace sows. J. Anim. Sci. 70: 2942-2929. 1992.

[29] SIMMEN, F.; WHANG, K.; SIMMEN, R.; PETERSON, G.; BISHOP, M.; IRVIN, K. Lactational variation and relationship to postnatal growth of insulin-like growth factor-I in mammary secretions from genetically diverse sows. Domest. Anim. Endocr.7: 199-206. 1990.

[30] STATISTIC ANALYSIS SYSTEM INSTITUTE (SAS).User's Guide. System for Mixed Models. 5th Ed. Cary, NC. EUA. Version 9. 2002.

[31] TRIBOUT, T.; CARITEZ, J.; GOGUE, J.; GRUAND, J.; BILLON, Y.; BOUFFAUND, H.; LARGANT, L.; LE DIVIDICH, J.; THOMAS, F; QUESNEL, H.; GUEBLES, R.; BIDANEL, J. Estimation, par utilisation de semence congelee, du progres genetique realise en France entre 1977 et 1998 dans la race porcine Large White: resultats pour quelques caracteres de reproduction femelle. J. Rech. Porcine. 35: 285-292. 2003.

[32] ZOU, S.; MC LAREN, D; HURLEY, W. Pig colostrums and milk composition: comparisons between Chinese Meishan and U.S breeds. Livest. Prod. Sci. 30: 115-127.1992.

Recibido: 14/06/2016 Aceptado: 15/11/2016

Carles Rincon-Gainza (1), Janeth Colina-Rivero (2) x, Humberto Araque-Molina (3), Gonzalo Martinez (3), Carlos Alvarado-Carrasco (2) y Matilde Coronado (2)

(1) Universidad Central de Venezuela. Facultades de Agronomia y Ciencias Veterinarias. Postgrado en Produccion Animal. Maracay. Estado Aragua. Venezuela. (2) Universidad Central de Venezuela. Facultad de Ciencias. Veterinarias. Departamento de Produccion e Industria Animal. Maracay. Estado Aragua. Venezuela. x janeth.colina@ucv.ve (3) Universidad Central de Venezuela. Facultad de Agronomia. Instituto de Produccion Animal. Maracay. Estado Aragua. Venezuela.
TABLA I
EFECTO DE LA LINEA MATERNA SOBRE LA COMPOSICION DEL CALOSTRO DE CERDAS
REPRODUCTORAS EN UNA GRANJA COMERCIAL DE VENEZUELA

                                  Linea Materna

                                Landrace x
Componente, %       Yorkshire   Yorkshire     ET    Probabilidad

Grasa                7,68         7,16       0,24       0,10
Proteina            11,05        10,91       0,14       0,79
Lactosa              6,86         6,65       0,48       0,75
Cenizas              0,65 (b)     0,68 (a)   0,01       0,01
Solidos no grasos   18,63        18,19       0,58       0,55
Solidos totales     26,23        25,43       0,52       0,27
Humedad             73,77        74,57       0,52       0,28

ET= Error tipico

(ab) Letras diferentes en una misma fila indican diferencias
significativas.

TABLA II
EFECTO DE LA LINEA MATERNA SOBRE LA COMPOSICION DE LA LECHE DE CERDAS
REPRODUCTORAS EN UNA GRANJA COMERCIAL DE VENEZUELA

                                  Linea Materna

                                Landrace x
Componente, %       Yorkshire   Yorkshire     ET    Probabilidad

Grasa                8,80         9,19       0,16       0,08
Proteina             5,53 (b)     5,96 (a)   0,14       0,03
Lactosa              6,13 (a)     5,55 (b)   0,22       0,05
Cenizas              0,72         0,73       0,01       0,16
Solidos no grasos   12,40       12,24        0,21       0,60
Solidos totales     21,20       21,43        0,24       0,48
Humedad             78,80       78,57        0,24       0,48

ET= Error tipico.

(ab) Letras diferentes en una misma fila indican diferencias
significativas.

TABLA III EFECTO DEL NUMERO DE PARTO SOBRE LA COMPOSICION DEL CALOSTRO
DE CERDAS REPRODUCTORAS EN UNA GRANJA COMERCIAL DE VENEZUELA

                                  Numero de Parto

Componente, %          1          ET       2         ET       3

Grasa                 8,20 (a)   0,30    7,19 (b)   0,34    7,17 (b)
Proteina             10,37       0,18   10,56       0,20   11,54
Lactosa               6,46       0,61    7,43       0,68    6,59
Cenizas               0,67       0,01    0,66       0,01    0,66
Solidos no grasos    17,53       0,72   18,58       0,81   18,78
Solidos totales      25,68       0,67   25,91       0,74   25,94
Humedad              74,32       0,67   74,09       0,74   74,06

                               Numero de Parto

Componente, %         ET     4 o mas     ET    Probabilidad

Grasa                0,32    7,12 (b)   0,35       0,03
Proteina             0,19   11,45       0,21       0,26
Lactosa              0,66    6,54       0,72       0,70
Cenizas              0,01    0,66       0,01       0,86
Solidos no grasos    0,78   18,75       0,84       0,55
Solidos totales      0,73   25,78       0,80       0,99
Humedad              0,73   74,22       0,80       0,99

ET= Error tipico.

(ab) Letras diferentes en una misma fila indican diferencias
significativas.

TABLA IV
EFECTO DEL NUMERO DE PARTO SOBRE LA COMPOSICION DE LA LECHE DE CERDAS
REPRODUCTORAS EN UNA GRANJA COMERCIAL DE VENEZUELA


                                   Numero de Parto

Componente, %         1          ET      2          ET      3

Grasa                9,59 (a)   0,20    8,79 (b)   0,23    8,92 (b)
Proteina             5,86       0,18    6,03       0,20    5,68
Lactosa              5,41       0,28    5,63       0,31    6,00
Cenizas              0,73       0,01    0,74       0,01    0,73
Solidos no grasos   11,99       0,28   12,41       0,31   12,42
Solidos totales     21,59       0,31   21,20       0,34   21,35
Humedad             78,41       0,30   78,81       0,34   78,66

                                Numero de Parto

Componente, %        ET    4 o mas      ET    Probabilidad

Grasa               0,22    8,67 (b)   0,24       0,01
Proteina            0,19    5,42       0,21       0,18
Lactosa             0,30    6,32       0,33       0,16
Cenizas             0,01    0,71       0,01       0,16
Solidos no grasos   0,30   12,47       0,33       0,62
Solidos totales     0,33   21,13       0,36       0,76
Humedad             0,33   78,87       0,36       0,76

ET= Error tipico.

(ab) Letras diferentes en una misma fila indican diferencias
significativas.

TABLA V
EFECTO DE LA INTERACCION DE LA LINEA MATERNA Y NUMERO DE PARTO SOBRE EL
CONTENIDO DE LACTOSA (%) EN LECHE DE CERDAS REPRODUCTORAS EN UNA GRANJA
COMERCIAL DE VENEZUELA

                      Landrace x
Parto     Yorkshire   Yorkshire     ET

1         6,11 (ab)    4,71 (c)    0,39
2         5,39 (b)     5,88 (b)    0,44
3         6,00 (ab)    6,01 (b)    0,43
4 o mas   7,04 (a)     5,59 (bc)   0,47

ET= Error tipico.

(abc) Letras diferentes en una misma fila y columna
indican diferencias significativas (P<0,05).

TABLA VI
EFECTO DE LA INTERACCION DE LA LINEA MATERNA Y NUMERO DE PARTO Y SOBRE
EL CONTENIDO DE SOLIDOS NO GRASOS (%) EN LA LECHE DE CERDAS
REPRODUCTORAS EN UNA GRANJA COMERCIAL DE VENEZUELA

                       Landrace x
Parto     Yorkshire    Yorkshire     ET

1         12,40 (ab)   11,58 (b)    0,39
2         11,93 (a)    12,88 (a)    0,44
3         12,20 (a)    12,65 (ab)   0,43
4 o mas   13,07 (a)    11,86 (ab)   0,47

ET= Error tipico.

(ab) Letras diferentes en una misma fila y columna indican
diferencias significativas (P<0,05).
COPYRIGHT 2017 Universidad del Zulia, Facultad de Ciencias Veterinarias
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2017 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Rincon-Gainza, Carles; Colina-Rivero, Janeth; Araque-Molina, Humberto; Martinez, Gonzalo; Alvarado-C
Publication:Revista Cientifica de la Facultad de Ciencias Veterinarias
Article Type:Ensayo
Date:Jan 1, 2017
Words:4953
Previous Article:Squamous cell carcinoma in a Camelus dromedarius a case report.
Next Article:Evaluacion de la integridad funcional y estructural de espermatozoides caprinos criopreservados mediante diluyentes comerciales.
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2022 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters |