Printer Friendly

Deficit de vitamina B12 en la practica psiquiatrica.

Vitamin B12 deficiency in psychiatric practice

Deficit de Vitamina B12 na pratica psiquiatrica

INTRODUCCION

La historia de la relacion entre hipovitaminosis y sintomas neuropsiquiatricos no es nueva; la discusion ha cambiado desde el descubrimiento de las vitaminas en 1940 hasta la fecha, migrando desde las hipotesis que las vinculan fuertemente con los sintomas psiquiatricos hasta las teorias mas antivitaminicas; por ejemplo, en los anos 70 se llego a hablar de la terapia ortomolecular y megavitaminica como curativa de la esquizofrenia (1). Es comun en la practica psiquiatrica la solicitud de los niveles de vitamina B12, pero no existe consenso frente a las siguientes preguntas: ?cuando solicitar dicha medicion?, ?a quien tamizar?, ?como interpretar los resultados?, ?a quien hacerle reposicion?, ?como proceder cuando el paciente no es candidato a un tratamiento por inyeccion? y ?cuales son los sintomas de la hipovitaminosis B12 en neuropsiquiatria? Este articulo presenta una revision narrativa de la literatura disponible con el objetivo de poder evaluar de forma critica los interrogantes planteados.

MATERIALES Y METODOS

Se hizo una revision narrativa en las principales bases de datos (Pubmed, EMBASE y LILACS) de los articulos originales, revisiones y metaanalisis acerca de la relacion entre el deficit de vitamina B12 y los sintomas neuropsiquiatricos. Se utilizaron los siguientes terminos MESH: B12 vitamin, cyanocobalamin, neuropsychiatric symptoms, dementia, depression. Dos investigadores hicieron la seleccion del material; se complemento la revision con textos basicos y referencias de los principales autores.

NEUROBIOLOGIA DEL DEFICIT DE VITAMINA B12

La vitamina B12 o cobalamina es una vitamina hidrosoluble producida por bacterias anaerobias; se encuentra en las proteinas animales y su reserva total en los humanos es de 2-5 mg (1 mg en el higado). Su absorcion en el enterocito del ileon distal depende del factor intrinseco, y la prevalencia mundial del deficit es variable: desde 7,8% en Israel hasta 49% en India. Esta carencia nutricional es mucho mas comun en ninos, ancianos (2,3) y mujeres embarazadas (4). En un estudio llevado a cabo por el Departamento de Nutricion de la Escuela de Salud Publica de Harvard en la poblacion escolar colombiana, se encontro que hay una alta asociacion entre niveles bajos de vitamina B12 y el estrato socioeconomico, lo cual sugiere que el diagnostico de esta hipovitaminosis puede ser mas frecuente en las poblaciones que tienen alta inseguridad alimentaria (5). T radicionalmente se ha sabido que la causa mas frecuente del deficit es la mala absorcion, pero posiblemente en nuestro medio la carencia nutricional sea un factor mas relevante (5). Es importante tener en cuenta que la identificacion de sintomas neurologicos (parestesias, debilidad muscular y ataxia) y los hallazgos de laboratorio (aumento del volumen corpuscular medio, macroovalocitos y neutrofilos hipersegmentados) pueden ser manifestaciones muy tardias de la disminucion de los niveles de vitamina B12 (6); por ello, se plantea la tamizacion en grupos con factores de riesgo como la estrategia mas utilizada y costo-efectiva para detectar la hipovitaminosis (7).

La cobalamina tiene un papel importante en diferentes vias metabolicas: es necesaria en la transformacion del metil-tetrahidrofolato a tetrahidrofolato, que es la forma activa del acido folico; por ello, los niveles bajos de vitamina B12 generan tambien una deplecion funcional del acido folico disponible, fenomeno conocido como "trampa de los folatos" (8) (figura 1).

Ambas vitaminas promueven la sintesis de tetrahidrobiopterina, que a su vez participa como cofactor en la via de la tirosina y el triptofano, necesarios para la produccion de los neurotransmisores norepinefrina y serotonina. El folato facilita la generacion de S-adenosil metionina (SAM), que es un donador de grupos metilo necesarios para la formacion de los neurotransmisores mencionados previamente; ademas, promueve la sintesis del ADN y de los fosfolipidos de membrana, receptores, canales y segundos mensajeros. Estas alteraciones metabolicas se reflejan en lesiones de la mielina, disminucion del factor de crecimiento mielotrofico, lesion endotelial, apoptosis celular, disminucion del GABA, disfuncion de la barrera hematoencefalica y metilacion de fosfolipidos en las membranas de las neuronas (4,9).

Cuando se evalua con neuroimagenes a los pacientes con deficit de vitamina B12 se observan hiperintensidades periventriculares y subcorticales (leucoaraiosis), atrofia cerebral e infartos silenciosos (4,10,11). Un estudio de 1019 pacientes sin demencia mostro una correlacion inversamente proporcional entre los niveles de vitamina B12 y las lesiones periventriculares y subcorticales en la sustancia blanca, incluso despues de haber controlado los factores cardiovasculares de confusion (3). En un estudio de 271 individuos mayores de 70 anos y con deterioro cognitivo leve, se encontro que la suplencia de vitamina B12, vitamina B6 y acido folico durante 24 meses disminuyo la progresion de la atrofia cerebral en comparacion con el grupo que recibio placebo (12).

SINTOMAS NEUROPSIQUIATRICOS ASOCIADOS AL DEFICIT DE VITAMINA B12

Deficit cognitivo leve y sindrome demencial

El deficit de vitamina B12 no solo se asocia con la afectacion de las vias de produccion de neurotransmisores y la estabilidad de la membrana neuronal, sino tambien con lesiones cerebrales identificadas por neuroimagenes, lo que puede relacionarse con un compromiso cognitivo (11,13-17). Una revision sistematica en 2012 que incluyo 43 estudios hallo que niveles inferiores a 150 pg/mL se asociaron con deficit cognitivo (9), en tanto que los menores de 250 pg/mL se han asociado con demencia tipo Alzheimer (18), demencia vascular y enfermedad de Parkinson (19). Por otra parte, algunos estudios han mostrado que la demencia aumenta el riesgo de tener deficit vitaminico y que cuanto mas grave sea el compromiso en el test mini-mental mas bajos son los niveles sericos de vitamina B12 (20). Otros autores tambien han asociado el deficit con demencia frontotemporal (21).

En literatura reciente se propone que la deficiencia de vitamina B12 no diagnosticada puede ser una oportunidad perdida para la prevencion de la demencia y de accidentes cerebrovasculares (22). Existe una relacion causal entre hipovitaminosis y deficit cognitivo (23), pero se ha propuesto que esto, mas que una causa, es una comorbilidad por las condiciones de vida, la alimentacion y el cuidado de los pacientes con demencia (24). Aunque algunos estudios no encontraron asociacion entre el deficit de vitamina B12 y el riesgo de demencia, por ejemplo, de tipo Alzheimer, en un estudio en 2007 con una cohorte de 2741 individuos mayores de 65 anos se hallo que tener niveles bajos de vitamina B12 se asociaba con deterioro cognitivo mas rapido y que la duplicacion de los niveles de acido metilmalonico estuvo asociada con una disminucion cognitiva mas rapida en mas del 50% de los casos. Este hallazgo continuo siendo significativo despues de ajustar por todos los marcadores vitaminicos simultaneos (25).

La evidencia muestra que es comun la comorbilidad entre deficit cognitivo e hipovitaminosis B12 (26) y que la presencia de la misma en estudios longitudinales se asocia con la velocidad del deterioro (27), pero al evaluar que tan efectivo es el tratamiento de reposicion para revertir el dano, los resultados no son tan promisorios (9). En la tablas 1 y 2 se pueden observar algunos de los principales estudios prospectivos y de los controlados con placebo que han evaluado el efecto de la reposicion vitaminica en el deficit cognitivo; no se incluyeron estudios retrospectivos debido a la falta de datos y a las limitaciones metodologicas. Como se puede observar, a pesar de que los disenos de los estudios tienen dificultades, por ser heterogeneos y utilizar diferentes dosis de reposicion y tiempos, ningun estudio muestra que el tratamiento de reposicion en pacientes con demencia y deficit cognitivo leve revierta el dano cognitivo, por lo que son necesarios estudios de mejor calidad (28-32). Algunos autores han planteado la posibilidad de que el efecto de la reposicion de vitamina B12 dependa del estadio clinico de la demencia y que exista una "ventana terapeutica" para revertir el dano (33). Dos estudios mostraron que la reposicion de esta vitamina era mas efectiva cuando el deficit cognitivo era inferior a un ano, con normalizacion de sintomas segun la Dementia Rating Scale (33) y con ganancia de hasta 6 puntos en el test mini-mental (34).

No se dispone de evidencia sobre la utilizacion de vitamina B12 como medida preventiva del dano cognitivo en la poblacion general ni sobre cambios en la funcion cognitiva en personas asintomaticas sin deficit o con niveles bajos. Ademas, en pacientes hospitalizados con hipovitaminosis B12, no se ha logrado establecer una relacion clara con demencia, tal y como se demostro en una investigacion del 2015 hecha en 666 pacientes (35).

Un estudio llevado a cabo en 2008 con 36 pacientes remitidos con demencia leve a moderada y comorbilidad con hipovitaminosis B12 demostro mejoria de los potenciales auditivos evocados y del deterioro cognitivo posterior a la reposicion de vitamina B12 (11).

Las inconsistencias entre los estudios observacionales y los de intervencion con vitamina B12 en pacientes con deficit cognitivo se pueden explicar por varias razones, como el bajo poder estadistico de los estudios, la reposicion con dosis insuficientes, los tratamientos cortos (menos de 6 meses), los diferentes tipos de escalas de medicion del efecto y el mal control de los factores de confusion (36).

En conclusion, hasta la fecha ninguna evidencia muestra una relacion causal entre la hipovitaminosis B12 y el deficit cognitivo, pero existe evidencia de la comorbilidad del deficit de vitamina B12 en pacientes con demencia y deficit cognitivo leve, por lo que seria un grupo de riesgo que siempre se deberia tamizar. Se necesita nueva evidencia que determine si la reposicion vitaminica puede revertir el dano cognitivo (37).

DEPRESION

Se ha asociado la hipovitaminosis de B12 con la depresion (42-44). En el estudio de Rotterdam se encontro que el deficit de vitamina B12 es un factor de riesgo independiente para depresion (45). Otros autores han planteado que los niveles bajos predicen el inicio del episodio afectivo; por tanto, sugieren que el deficit de esta vitamina puede ser un factor de riesgo independiente para depresion en pacientes mayores de 65 anos (46,47). Estudios en pacientes ancianos muestran que tener niveles sericos de vitamina B12 inferiores a 180 pg/mL aumenta entre 2 y 2,5 veces el riesgo de depresion, independientemente de los niveles de folato y homocisteina (48).

A pesar de que algunas investigaciones han mostrado que no hay mayor efecto sobre los sintomas depresivos con el tratamiento de reposicion (vitamina B12, B6 y folato), un estudio longitudinal de 7 anos que incluyo 3503 pacientes ancianos mostro que cada 10 miligramos adicionales de vitamina B6 y 10 microgramos de vitamina B12 en la ingesta se asociaron con 2% menos de probabilidad de sintomas depresivos por ano de seguimiento (49). Las investigaciones que tratan de resolver esta pregunta sobre el efecto de la reposicion en la mejoria de los sintomas depresivos son muy heterogeneas y tienen dosis tan bajas como de 15 [micron]g/dia, las cuales posiblemente no tienen un efecto clinicamente significativo (50). Un estudio en pacientes mayores de 65 anos, que recibieron vitaminas B12, B6 y acido folico versus placebo como medida preventiva para la depresion, no mostro cambios significativos en la incidencia ni en la gravedad de los sintomas (51). En un estudio hecho en un subgrupo especial, como es la poblacion infectada por VIH, no se encontro mejoria en la escala de depresion de Hamilton despues de la suplementacion de vitamina B12 en pacientes con deficiencia, pero se hallo que los pacientes que tenian comorbilidad con tuberculosis presentaban un riesgo mas alto de hipovitaminosis B12, lo cual sugiere que este grupo puede ser otra poblacion de alto riesgo (52).

En un estudio reciente que evaluo 391 ancianos de 64 a 91 anos se encontro que habia una asociacion entre el afecto positivo y los niveles altos de vitamina B12 y acido folico, especificamente en poblacion anciana ambulatoria (53).

En conclusion, aunque hay asociacion entre hipovitaminosis B12 y depresion mayor en pacientes ancianos, aun no es claro el papel terapeutico de la reposicion vitaminica en la mejoria clinica de la depresion, por lo que podria ser considerado como un factor precipitante y no como el factor causal unico; sin embargo, se requieren mas estudios para confirmar estos hallazgos (54).

Psicosis, delirio y otros trastornos psiquiatricos

En la literatura hay estudios que asocian los niveles sericos de vitamina B12 y psicosis; van desde reportes de casos hasta estudios observacionales (55). Las descripciones se han hecho principalmente en pacientes ancianos, y la psicopatologia ha sido muy variada, incluyendo suspicacia, delirios misticos/religiosos, alucinaciones auditivas y visuales, trastornos formales del pensamiento y tangencialidad (56), por lo que no hay un cuadro especifico que haga sospechar el deficit vitaminico. La relacion de psicosis secundaria con hipovitaminosis B12 no es tan fuerte segun la evidencia actual (1).

La asociacion con delirio es mas antigua, ya que desde 1956 habia descripciones de mejoria de este en pacientes con cuadros de anemia perniciosa, y hay informes de casos en pacientes con y sin demencia sobreagregada al delirio (57). Un estudio prospectivo en pacientes con delirio que ademas tenian deficit de vitamina B12 identifico una mejoria en el minimental en mas del 50% de los casos y ademas se observaron cambios en el flujo cerebral despues del suplemento vitaminico (58).

En un estudio efectuado en pacientes ambulatorios mayores de 60 anos y con diagnostico de demencia no se encontro mejoria con el suplemento vitaminico administrado durante 40 semanas, pero si se demostro una disminucion del riesgo de presentar delirio a las 6 semanas, segun la Delirium Rating Scale (DRS); sin embargo, se requieren mayores estudios para determinar el papel de la hipovitaminosis B12 en la prevencion y tratamiento del delirio en este grupo de pacientes (59).

Existen pocos informes de casos que asocien episodios maniacos con deficit de vitamina B12 y hay una hipotesis que plantea que la asociacion es posible por la presencia de lesiones en la sustancia blanca descritas en los estudios de neuroimagenes (60-62). Falta evidencia que pueda apoyar esta hipotesis, pero algunos autores recomiendan hacer tamizaje en el primer episodio de mania, y con mayor indicacion si no hay historia familiar de trastornos afectivos (63,64). Se han informado en algunos estudios niveles sericos bajos de vitamina B12, pero en otros no se ha encontrado diferencia o han sido altos (60-62). Un estudio reciente mostro que los niveles sericos y cerebrales de cobalamina y metilcobalamina estaban disminuidos en estos pacientes y que esto podria asociarse a la fisiopatologia de esta enfermedad (65).

Hay pocos estudios que relacionen el deficit de vitamina B12 con otros trastornos psiquiatricos como el obsesivo compulsivo (66) o la depresion psicotica (67). En los reportes de casos de estas dos enfermedades los niveles sericos fueron inferiores a 200 pg/mL. Algunos articulos han descrito la aparicion de catatonia como una manifestacion neuropsiquiatrica en pacientes con deficit de vitamina B12, con niveles tan bajos como 1,07 pg/mL y tan altos como 150 pg/mL (68,69), pero la evidencia esta circunscrita solamente a informes de casos (64).

TAMIZAJE Y NIVELES SERICOS

La solicitud de los niveles de vitamina B12 es comun en la practica clinica de la psiquiatria y, segun la evidencia actual, se recomienda hacer tamizaje en poblaciones de riesgo y no de forma rutinaria en todos los pacientes psiquiatricos. La Asociacion Americana de Psiquiatria en su guia practica para la evaluacion psiquiatrica de adultos recomienda medir los niveles de vitamina B12 en los pacientes con diagnostico de demencia (70). Aun existen muchas dudas sobre la asociacion con psicosis y con otras enfermedades psiquiatricas, en las que la mayoria de la evidencia esta basada en reportes de casos, pero en el tamizaje se debe plantear la medicion de los niveles de vitamina B12 en los pacientes con el primer episodio psicotico (7).

Otros grupos de pacientes que se deben tamizar son los que tienen alteraciones en la absorcion intestinal y en la produccion del factor intrinseco, historia de cirugia bariatrica, deficiencia genetica, ingesta inadecuada, infeccion por Helicobacter pylori (63) y uso prolongado de farmacos como antagonistas H2, inhibidores de la bomba de protones, anticonvulsivantes y metformina (3,4)

En el contexto del hospital psiquiatrico, algunos estudios en pacientes ancianos muestran la utilidad diagnostica de medir los niveles sericos de vitamina B12; otros no concuerdan con ello, y algunas revisiones concluyen que no es una medicion indicada en todos los pacientes evaluados por el psiquiatra y que el mayor beneficio se observa en grupos de alto riesgo, como los mayores de 65 anos (71), los que usan psicoactivos y alcohol y los que tienen delirio (57,59). Segun la literatura, cuando un paciente tiene sintomas neuropsiquiatricos en el servicio de urgencias, el mayor beneficio del tamizaje se observa en ancianos, personas que consumen psicoactivos, sin antecedentes psiquiatricos conocidos o con problemas medicos recurrentes (5). En 2015 se publico un estudio que evaluo 259 pacientes mayores de 60 anos con diferentes trastornos neuropsiquiatricos (enfermedad de Alzheimer, demencia con cuerpos de Lewy, demencia frontotemporal, esquizofrenia, enfermedad de Parkinson, sindrome de dependencia al alcohol, trastorno afectivo bipolar y enfermedad de Creutzfeldt-Jakob); se encontro que 16% tenian niveles bajos de vitamina B12 (definida para este estudio como menores de 220 pg/mL) (16).

En la literatura se han informado tres formas principales para evaluar el deficit de vitamina B12: medir sus niveles sericos, los del acido metilmalonico (> 0,4 [micron]mol/L) y los de la homocisteina (>13 [micron]mol/L) (72,73). La medicion serica por radioinmunoensayo tiene la desventaja de los falsos negativos por formas inactivas no identificadas y por union a proteinas, y con esta tecnica la deficiencia en los tejidos se subestima en un 50%, aproximadamente (74). El acido metilmalonico se acumula cuando hay deficiencia de cobalamina por un bloqueo en el paso metabolico desde metilmalonil-CoA a succinil-CoA; su medicion se considera mas especifica, pero se eleva en pacientes con deplecion de volumen o insuficiencia renal (6) (figura 1). Finalmente, la medicion de los niveles de homocisteina y acido metilmalonico es mas sensible que la sola medicion de cobalamina serica: 95% versus 69%; ademas, pueden reflejar tambien la deficiencia de folato (68).

El diagnostico de hipovitaminosis B12 por medicion de los niveles sericos permite la siguiente clasificacion: 1) "bajos" cuando son menores de 150-200 pg/ mL (75); 2) "normales" cuando estan por encima de 350 pg/mL; en este ultimo caso es improbable que los sintomas neuropsiquiatricos se expliquen por hipovitaminosis (9,35,63); 3) un rango llamado "normal bajo" entre 150-200 pg/mL y 350 pg/mL, en el que la mayoria de los estudios recomiendan medir el acido metilmalonico para poder definir si existe o no una hipovitaminosis real (9,35,63,76). Ante las dificultades para medir dicho acido, algunos autores recomiendan la reposicion vitaminica cuando los niveles son inferiores a 350 pg/mL (2). Estudios posteriores deberan evaluar la relacion costo-efectividad de la reposicion segun los niveles de vitamina B12 o utilizando el acido metilmalonico cuando sea necesario porque existe una alta probabilidad de que actualmente se este administrando tratamiento a muchos pacientes que no lo requieren (77) (figura 2).

TRATAMIENTO Y REPOSICION

Se han informado muchos esquemas de reposicion que oscilan entre 125 y 2000 pg/dia, pero la mayoria proponen que la dosis promedio sea de 1000 pg/dia (4,27,78). La estrategia mas utilizada es la reposicion parenteral (79), pero segun una revision Cochrane de 2005 la reposicion oral es tan efectiva como la intramuscular (77). En este protocolo se recomienda administrar 1-2 mg/dia durante 90-120 dias por via oral, y se sugiere para pacientes con alguna contraindicacion o en quienes rechazan la via intramuscular; su dosis es mucho mas alta porque la absorcion es solo del 20% de la vitamina disponible en la luz intestinal.

Actualmente se recomienda el esquema de reposicion con 1000 [micron]g intramusculares semanalmente durante 8 semanas y luego mensualmente hasta que el deficit se corrija o de forma indefinida si la causa primaria persiste (4). Aunque no se encontraron estudios que compararan los diferentes esquemas, otro protocolo de reposicion muy utilizado y recomendado en la literatura es la aplicacion intramuscular diaria de 1000 Ug por 7 dias, luego semanal por 4 semanas y despues cada 1-3 meses segun la gravedad (75). No hay claridad sobre los esquemas de reposicion en casos de deficit subclinico. Es importante tener en cuenta que en casos de deficiencia no nutricional y cuando no es posible resolver la causa (por ejemplo, cirugia gastrica, deficiencia de factor intrinseco, entre otras) el tratamiento es a termino indefinido. En los pacientes con enfermedad renal, podria preferirse la administracion oral de 1000 ug de metilcobalamina diaria o cada 12 horas. Aunque no hay un consenso mundial sobre la reevaluacion de los niveles de vitamina B12 para identificar la respuesta al tratamiento, algunos autores recomiendan medirlos a las 4-6 semanas, y hacer controles de seguimiento cada 6 a 12 meses despues de haber alcanzado los niveles normales (4).

CONCLUSIONES

Existe asociacion entre niveles bajos de vitamina B12 y demencia, pero hay poca evidencia sobre el efecto de la reposicion vitaminica en los sintomas cognitivos, y actualmente no hay pruebas suficientes para recomendar la administracion de suplementos de esta vitamina como un tratamiento para la demencia o el deterioro cognitivo si no hay hipovitaminosis B12; sin embargo, algunos estudios muestran que corregir la hipovitaminosis B12 para mejorar el deficit cognitivo asociado a ella es mas efectivo en los primeros 12 meses, y que el tratamiento en pacientes con demencia disminuye el riesgo de delirio a las 6 semanas.

El deficit de vitamina B12 duplica el riesgo de depresion tardia en los ancianos, pero los estudios de reposicion no muestran un efecto tan fuerte en la mejoria de los sintomas. La tamizacion midiendo los niveles de vitamina B12 se debe hacer segun los factores de riesgo, y se propone que la re posicion sea intramuscular, aunque segun las ultimas revisiones tambien es posible hacerla por via oral. De esta revision se concluye que se requieren mas estudios para aclarar muchas de las dudas actuales sobre el efecto de la reposicion en la mejoria de la psicopatologia y la funcionalidad de los pacientes.

CONFLICTOS DE INTERESES

Ninguno por declarar.

REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

(1.) Wang TY, Lee SY, Chen SL, Chang YH, Chen SH, Huang SY, et al. Gender-specific association of the SLC6A4 and DRD2 gene variants in bipolar disorder. Int J Neuropsychopharmacol. 2014 Feb; 17(2):211-22. DOI 10.1017/S1461145713001296.

(2.) Hin H, Clarke R, Sherliker P, Atoyebi W, Emmens K, Birks J, et al. Clinical relevance of low serum vitamin B12 concentrations in older people: the Banbury B12 study. Age Ageing. 2006 Jul; 35(4):416-22.

(3.) Selhub J, Troen A, Rosenberg IH. B vitamins and the aging brain. Nutr Rev. 2010 Dec; 68 Suppl 2:S112-8. DOI 10.1111/j.1753-4887.2010.00346.x.

(4.) Langan RC, Zawistoski KJ. Update on vitamin B12 deficiency. Am Fam Physician. 2011 Jun; 83(12):1425-30.

(5.) Villamor E, Mora-Plazas M, Forero Y, Lopez-Arana S, Baylin A. Vitamin B-12 status is associated with socioeconomic level and adherence to an animal food dietary pattern in Colombian school children. J Nutr. 2008 Jul; 138(7):1391-8.

(6.) Reynolds E. Vitamin B12, folic acid, and the nervous system. Lancet Neurol. 2006 Nov; 5(11):949-60.

(7.) Lachner C, Steinle NI, Regenold WT. The neuropsychiatry of vitamin B12 deficiency in elderly patients. J Neuropsychiatry Clin Neurosci. 2012 Winter; 24(1):5-15. DOI 10.1176/appi.neuropsych.11020052.

(8.) Crellin R, Bottiglieri T, Reynolds EH. Folates and psychiatric disorders. Clinical potential. Drugs. 1993 May; 45(5):623-36.

(9.) Moore E, Mander A, Ames D, Carne R, Sanders K, Watters D. Cognitive impairment and vitamin B12: a review. Int Psychogeriatr. 2012 Apr; 24(4):541-56. DOI 10.1017/S1041610211002511.

(10.) Johnson C, Drgon T, McMahon FJ, Uhl GR. Convergent genome wide association results for bipolar disorder and substance dependence. Am J Med Genet B Neuropsychiatr Genet. 2009 Mar; 150B(2):182-90. DOI 10.1002/ajmg.b.30900.

(11.) Kalita J, Misra UK. Vitamin B12 deficiency neurological syndromes: correlation of clinical, MRI and cognitive evoked potential. J Neurol. 2008 Mar; 255(3):353-9. DOI 10.1007/s00415-008-0660-x.

(12.) Smith AD, Smith SM, de Jager CA, Whitbread P, Johnston C, Agacinski G, et al. Homocysteine-lowering by B vitamins slows the rate of accelerated brain atrophy in mild cognitive impairment: a randomized controlled trial. PLoS One. 2010 Sep; 5(9):e12244. DOI 10.1371/journal.pone.0012244.

(13.) Osimani A, Berger A, Friedman J, Porat-Katz BS, Abarbanel JM. Neuropsychology of vitamin B12 deficiency in elderly dementia patients and control subjects. J Geriatr Psychiatry Neurol. 2005 Mar; 18(1):33-8.

(14.) Ravaglia G, Forti P, Maioli F, Martelli M, Servadei L, Brunetti N, et al. Homocysteine and folate as risk factors for dementia and Alzheimer disease. Am J Clin Nutr. 2005 Sep; 82(3):636-43.

(15.) Levitt AJ, Karlinsky H. Folate, vitamin B12 and cognitive impairment in patients with Alzheimer's disease. Acta Psychiatr Scand. 1992 Oct; 86(4):301-5.

(16.) Refsum H, Smith AD. Low vitamin B-12 status in confirmed Alzheimer's disease as revealed by serum holotranscobalamin. J Neurol Neurosurg Psychiatry. 2003 Jul; 74(7):959-61.

(17.) de Lau LM, Smith AD, Refsum H, Johnston C, Breteler MM. Plasma vitamin B12 status and cerebral whitematter lesions. J Neurol Neurosurg Psychiatry. 2009 Feb; 80(2):149-57. DOI 10.1136/jnnp.2008.149286.

(18.) Seshadri S, Beiser A, Selhub J, Jacques PF, Rosenberg IH, D'Agostino RB, et al. Plasma homocysteine as a risk factor for dementia and Alzheimer's disease. N Engl J Med. 2002 Feb; 346(7):476-83.

(19.) Whyte EM, Mulsant BH, Butters MA, Qayyum M, Towers A, Sweet RA, et al. Cognitive and behavioral correlates of low vitamin B12 levels in elderly patients with progressive dementia. Am J Geriatr Psychiatry. 2002 May-Jun; 10(3):321-7.

(20.) Riggs KM, Spiro A, Tucke K, Rush D. Relations of vitamin B-12, vitamin B-6, folate, and homocysteine to cognitive performance in the Normative Aging Study. Am J Clin Nutr March. 1996; 63(3):306-14.

(21.) Blundo C, Marin D, Ricci M. Vitamin B12 deficiency associated with symptoms of frontotemporal dementia. Neurol Sci. 2011 Feb; 32(1):101-5. DOI 10.1007/ s10072-010-0419-x.

(22.) Spence JD. Metabolic vitamin B12 deficiency: a missed opportunity to prevent dementia and stroke. Nutr Res. 2016 Feb; 36(2):109-16. DOI 10.1016/j.nutres. 2015.10.003.

(23.) Etgen T, Sander D, Bickel H, Forstl H. Mild cognitive impairment and dementia: the importance of modifiable risk factors. Dtsch Arztebl Int. 2011 Nov; 108(44):743-50. DOI 10.3238/arztebl.2011.0743.

(24.) Ladika DJ, Gurevitz SL. Identifying the most common causes of reversible dementias: a review. JAAPA. 2011 Mar; 24(3):28-31, 57.

(25.) Clarke R, Birks J, Nexo E, Ueland PM, Schneede J, Scott J, et al. Low vitamin B-12 status and risk of cognitive decline in older adults. Am J Clin Nutr. 2007 Nov; 86(5):1384-91.

(26.) Engelborghs S, Vloeberghs E, Maertens K, Marien P, Somers N, Symons A, et al. Correlations between cognitive, behavioural and psychological findings and levels of vitamin B12 and folate in patients with dementia. Int J Geriatr Psychiatry. 2004 Apr; 19(4):365-70.

(27.) van Dyck CH, Lyness JM, Rohrbaugh RM, Siegal AP. Cognitive and psychiatric effects of vitamin B12 replacement in dementia with low serum B12 levels: a nursing home study. Int Psychogeriatr. 2009 Feb; 21(1):138-47. DOI 10.1017/S1041610208007904.

(28.) Seal EC, Metz J, Flicker L, Melny J. A randomized, double-blind, placebo-controlled study of oral vitamin B12 supplementation in older patients with subnormal or borderline serum vitamin B12 concentrations. J Am Geriatr Soc. 2002 Jan; 50(1):146-51.

(29.) Lehmann M, Regland B, Blennow K, Gottfries CG. Vitamin B12-B6-folate treatment improves blood-brain barrier function in patients with hyperhomocysteinaemia and mild cognitive impairment. Dement Geriatr Cogn Disord. 2003; 16(3):145-50.

(30.) van Uffelen JG, Chinapaw MJ, van Mechelen W, Hopman-Rock M. Walking or vitamin B for cognition in older adults with mild cognitive impairment? A randomized controlled trial. Br J Sports Med. 2008 May; 42(5):344-51. DOI 10.1136/bjsm.2007.044735.

(31.) Aisen PS, Schneider LS, Sano M, Diaz-Arrastia R, van Dyck CH, Weiner MF, et al. High-dose B vitamin supplementation and cognitive decline in Alzheimer disease: a randomized controlled trial. JAMA. 2008 Oct; 300(15):1774-83. DOI 10.1001/jama.300.15.1774.

(32.) Brady CB, Gaziano JM, Cxypoliski RA, Guarino PD, Kaufman JS, Warren SR, et al. Homocysteine lowering and cognition in CKD: the Veterans Affairs homocysteine study. Am J Kidney Dis. 2009 Sep; 54(3):440-9. DOI 10.1053/j.ajkd.2009.05.013.

(33.) Martin DC, Francis J, Protetch J, Huff FJ. Time dependency of cognitive recovery with cobalamin replacement: report of a pilot study. J Am Geriatr Soc. 1992 Feb; 40(2):168-72.

(34.) Abyad A. Prevalence of vitamin B12 deficiency among demented patients and cognitive recovery with cobalamin replacement. J Nutr Health Aging. 2002; 6(4):254-60.

(35.) Siswanto O, Smeall K, Watson T, Donnelly-Vanderloo M, O'Connor C, Foley N, et al. Examining the Association between Vitamin B12 Deficiency and Dementia in High-Risk Hospitalized Patients. J Nutr Health Aging. 2015 Dec; 19(10):1003-8. DOI 10.1007/s12603-015-0531-y.

(36.) McCracken C. Challenges of long-term nutrition intervention studies on cognition: discordance between observational and intervention studies of vitamin B12 and cognition. Nutr Rev. 2010 Nov; 68 Suppl 1:S11-5. DOI 10.1111/j.1753-4887.2010.00325.x.

(37.) Eastley R, Wilcock GK, Bucks RS. Vitamin B12 deficiency in dementia and cognitive impairment: the effects of treatment on neuropsychological function. Int J Geriatr Psychiatry. 2000 Mar; 15(3):226-33.

(38.) Cunha UG. An investigation of dementia among elderly outpatients. Acta Psychiatr Scand. 1990 Sep; 82(3):261-3.

(39.) Cunha UG, Rocha FL, Peixoto JM, Motta MF, Barbosa MT. Vitamin B12 deficiency and dementia. Int Psychogeriatr. 1995 Spring; 7(1):85-8.

(40.) Teunisse S, Bollen AE, van Gool WA, Walstra GJ. Dementia and subnormal levels of vitamin B12: effects of replacement therapy on dementia. J Neurol. 1996 Jul; 243(7):522-9.

(41.) Dangour AD, Allen E, Clarke R, Elbourne D, Fletcher AE, Letley L, et al. Effects of vitamin B-12 supplementation on neurologic and cognitive function in older people: a randomized controlled trial. Am J Clin Nutr. 2015 Sep; 102(3):639-47. DOI 10.3945/ajcn.115.110775.

(42.) Penninx BW, Guralnik JM, Ferrucci L, Fried LP, Allen RH, Stabler SP. Vitamin B(12) deficiency and depression in physically disabled older women: epidemiologic evidence from the Women's Health and Aging Study. Am J Psychiatry. 2000 May; 157(5):715-21.

(43.) Hickie I, Naismith S, Ward PB, Scott E, Mitchell P, Wilhelm K, et al. Vascular risk and low serum B12 predict white matter lesions in patients with major depression. J Affect Disord. 2005 Apr; 85(3):327-32.

(44.) Taylor MJ, Carney SM, Goodwin GM, Geddes JR. Folate for depressive disorders: systematic review and meta-analysis of randomized controlled trials. J Psychopharmacol. 2004 Jun; 18(2):251-6.

(45.) Tiemeier H, van Tuijl HR, Hofman A, Meijer J, Kiliaan AJ, Breteler MM. Vitamin B12, folate, and homocysteine in depression: the Rotterdam Study. Am J Psychiatry. 2002 Dec; 159(12):2099-101.

(46.) Kim JM, Stewart R, Kim SW, Shin IS, Yang SJ, Shin HY, et al. Changes in folate, vitamin B12 and homocysteine associated with incident dementia. J Neurol Neurosurg Psychiatry. 2008 Aug; 79(8):864-8. DOI 10.1136/ jnnp.2007.131482.

(47.) Lee SY, Chen SL, Chang YH, Chen SH, Chu CH, Huang SY, et al. The ALDH2 and DRD2/ANKK1 genes interacted in bipolar II but not bipolar I disorder. Pharmacogenet Genomics. 2010 Aug; 20(8):500-6. DOI 10.1097/ FPC.0b013e32833caa2b.

(48.) Ng TP, Feng L, Niti M, Kua EH, Yap KB. Folate, vitamin B12, homocysteine, and depressive symptoms in a population sample of older Chinese adults. J Am Geriatr Soc. 2009 May; 57(5):871-6.

(49.) Skarupski KA, Tangney C, Li H, Ouyang B, Evans DA, Morris MC. Longitudinal association of vitamin B-6, folate, and vitamin B-12 with depressive symptoms among older adults over time. Am J Clin Nutr. 2010 Aug; 92(2):330-5. DOI 10.3945/ajcn.2010.29413.

(50.) Levitt AJ, Joffe RT. Folate, B12, and life course of depressive illness. Biol Psychiatry. 1989 Apr; 25(7):867-72.

(51.) Ford AH, Flicker L, Thomas J, Norman P, Jamrozik K, Almeida OP. Vitamins B12, B6, and folic acid for onset of depressive symptoms in older men: results from a 2-year placebo-controlled randomized trial. J Clin Psychiatry. 2008 Aug; 69(8):1203-9.

(52.) Adhikari PM, Chowta MN, Ramapuram JT, Rao SB, Udupa K, Acharya SD. Effect of Vitamin B12 and folic acid supplementation on neuropsychiatric symptoms and immune response in HIV-positive patients. J Neurosci Rural Pract. 2016 Jul-Sep; 7(3):362-7. DOI 10.4103/0976-3147.182774.

(53.) Edney LC, Burns NR, Danthiir V. Subjective well-being in older adults: folate and vitamin B12 independently predict positive affect. Br J Nutr. 2015 Oct; 114(8):1321-8. DOI 10.1017/S0007114515002949.

(54.) Hintikka J, Tolmunen T, Tanskanen A, Viinamaki H. High vitamin B12 level and good treatment outcome may be associated in major depressive disorder. BMC Psychiatry. 2003 Dec; 3:17.

(55.) Kuo SC, Yeh CB, Yeh YW, Tzeng NS. Schizophrenia-like psychotic episode precipitated by cobalamin deficiency. Gen Hosp Psychiatry. 2009 Nov-Dec; 31(6):586-8. DOI 10.1016/j.genhosppsych.2009.02.003.

(56.) Rajkumar AP, Jebaraj P. Chronic psychosis associated with vitamin B12 deficiency. J Assoc Physicians India. 2008 Feb; 56:115-6.

(57.) Harrington AL, Dixon TM, Ho CH. Vitamin B(12) deficiency as a cause of delirium in a patient with spinal cord injury. Arch Phys Med Rehabil. 2011 Nov; 92(11):1917-20. DOI 10.1016/j.apmr.2011.06.003.

(58.) Nilsson K, Warkentin S, Hultberg B, Faldt R, Gustafson L. Treatment of cobalamin deficiency in dementia, evaluated clinically and with cerebral blood flow measurements. Aging (Milano). 2000 Jun; 12(3):199-207.

(59.) Kwok T, Lee J, Lam L, Woo J. Vitamin B(12) supplementation did not improve cognition but reduced delirium in demented patients with vitamin B(12) deficiency. Arch Gerontol Geriatr. 2008 May-Jun; 46(3):273-82.

(60.) Dos Santos A, Da Silva JA, Almeida J, Correa BB, Gago J, Xavier M. Bipolar disorder, homocysteine and white matter hyperintensities. Bipolar Disord. 2008 Sep; 10(6):748-9. DOI 10.1111/j.1399-5618.2008.00595.x.

(61.) Jacobs LG, Bloom HG, Behrman FZ. Mania and a gait disorder due to cobalamin deficiency. J Am Geriatr Soc. 1990 Apr; 38(4):473-4.

(62.) Goggans FC. A case of mania secondary to vitamin B12 deficiency. Am J Psychiatry. 1984 Feb; 141(2):300-1.

(63.) Issac TG, Soundarya S, Christopher R, Chandra SR. Vitamin B12 deficiency: an important reversible comorbidity in neuropsychiatric manifestations. Indian J Psychol Med. 2015 Jan-Mar; 37(1):26-9. DOI 10.4103/0253-7176.150809.

(64.) Catalano G, Catalano MC, Rosenberg EI, Embi PJ, Embi CS. Catatonia. Another neuropsychiatric presentation of vitamin B12 deficiency? Psychosomatics. 1998 Sep-Oct; 39(5):456-60.

(65.) Zhang Y, Hodgson NW, Trivedi MS, Abdolmaleky HM, Fournier M, Cuenod M, et al. Decreased Brain Levels of Vitamin B12 in Aging, Autism and Schizophrenia. PLoS One. 2016 Jan; 11(1):e0146797. DOI 10.1371/ journal.pone.0146797.

(66.) Sharma V, Biswas D. Cobalamin deficiency presenting as obsessive compulsive disorder: case report. Gen Hosp Psychiatry. 2012 Sep-Oct; 34(5):578.e7-8. DOI 10.1016/j.genhosppsych.2011.11.006.

(67.) Lev-Ran S, Le Foll B, McKenzie K, George TP, Rehm J. Bipolar disorder and co-occurring cannabis use disorders: characteristics, co-morbidities and clinical correlates. Psychiatry Res. 2013 Oct; 209(3):459-65. DOI 10.1016/j.psychres.2012.12.014.

(68.) Jauhar S, Blackett A, Srireddy P, McKenna PJ. Pernicious anaemia presenting as catatonia without signs of anaemia or macrocytosis. Br J Psychiatry. 2010 Sep; 197(3):244-5. DOI 10.1192/bjp.bp.108.054072.

(69.) Berry N, Sagar R, Tripathi BM. Catatonia and other psychiatric symptoms with vitamin B12 deficiency. Acta Psychiatr Scand. 2003 Aug; 108(2):156-9.

(70.) Silverman JJ, Galanter M, Jackson-Triche M, Jacobs DG, Lomax JW 2nd, Riba MB, et al. The American Psychiatric Association Practice Guidelines for the Psychiatric Evaluation of Adults. Am J Psychiatry. 2015 Aug; 172(8):798-802. DOI 10.1176/appi. ajp.2015.1720501.

(71.) Robins Wahlin TB, Wahlin A, Winblad B, Backman L. The influence of serum vitamin B12 and folate status on cognitive functioning in very old age. Biol Psychol. 2001 Jun; 56(3):247-65.

(72.) Savage DG, Lindenbaum J, Stabler SP, Allen RH. Sensitivity of serum methylmalonic acid and total homocysteine determinations for diagnosing cobalamin and folate deficiencies. Am J Med. 1994 Mar; 96(3):239-46.

(73.) Nurnberger JI Jr, Blehar MC, Kaufmann CA, York-Cooler C, Simpson SG, Harkavy-Friedman J, et al. Diagnostic interview for genetic studies. Rationale, unique features, and training. NIMH Genetics Initiative. Arch Gen Psychiatry. 1994 Nov; 51(11):849-59; discussion 863-4.

(74.) Holleland G, Schneede J, Ueland PM, Lund PK, Refsum H, Sandberg S. Cobalamin deficiency in general practice. Assessment of the diagnostic utility and cost-benefit analysis of methylmalonic acid determination in relation to current diagnostic strategies. Clin Chem. 1999 Feb; 45(2):189-98.

(75.) Becker M, Axelrod DJ, Chism K, Weinberger TE, Markov D, Denysenjo L, et al. Hematologic Disorders. In: Fogel BS, Greenberg DB, editors. Psychiatric Care of the Medical Patient. 3th ed. Oxford University Press Inc; 2015. P. 1201.

(76.) Allen LH. How common is vitamin B-12 deficiency? Am J Clin Nutr. 2009 Feb; 89(2):693S-6S. DOI 10.3945/ ajcn.2008.26947A.

(77.) Vidal-Alaball J, Butler CC, Cannings-John R, Goringe A, Hood K, McCaddon A, et al. Oral vitamin B12 versus intramuscular vitamin B12 for vitamin B12 deficiency. Cochrane Database Syst Rev. 2005 Jul; (3):CD004655.

(78.) Mendoza-Bermudez C, de la Espriella-Perdomo M. Manifestaciones neuropsiquiatricas del deficit de vitamina B12. Rev Colomb Psiquiatr. 2008; 37(1):129-39.

(79.) Martinez-Marin JD, Henao-Riveros SC, Rey-Tovar MH. Niveles de vitamina B12 en pacientes colombianos con gastritis cronica atrofica. Rev Col Gastroenterol. 2010; 25(3):261-4.

Cristian David Vargas-Upegui [1], Daniel Norena-Rengifo [2]

[1] Psiquiatra, Universidad de Antioquia. Candidato a MSc en Terapias de tercera generacion, Universidad Internacional de Valencia. Espana. Docente de la Universidad de Antioquia y la Universidad Pontificia Bolivariana. Grupo de Investigacion en Psiquiatria (GIPSI), Medellin, Colombia.

[2] Residente Radiologia, Universidad de Antioquia, Medellin, Colombia.

Correspondencia: Cristian David Vargas-Upegui; vargasupegui@gmail.com

Recibido: 23 de agosto de 2016

Aceptado: agosto 23 de 2016

DOI 10.17533/udea.iatreia.v30n4a04

Leyenda: Figura 1. Principales vias metabolicas de la vitamina B12

Leyenda: Figura 2. Propuesta de algoritmo de tamizaje y reposicion de deficit de vitamina B12 en sintomas neuropsiquiatricos
Tabla 1. Estudios que evaluan el efecto de la reposicion de vitamina
B12 en los sintomas cognitivos

Estudio                Diseno      pacientes con      Metodos de
                                   demencia (n)        medicion

Cunha y              Prospectivo        110        Niveles sericos y
colaboradores 1990                                 MMES
(38)

Cunha y              Prospectivo        181        Niveles sericos y
colaboradores 1995                                 MMES
(39)

Teunisse y           Prospectivo        170        Niveles sericos,
colaboradores 1996                                 otras medidas y
(40)                                               MMES

Kalita y             Prospectivo        36         Niveles sericos,
colaboradores 2008                                 otras medidas y
(11)                                               MMES

Estudio              Porcentaje de deficit   Respuesta clinica a
                        de vitamina B12         la reposicion

Cunha y                       16                  No mejoria
colaboradores 1990
(38)

Cunha y                25 (< 200 pg/mL)        Mejoria en 9/13
colaboradores 1995                              pacientes (con
(39)                                         deficit leve y menos
                                                  de 2 anos)

Teunisse y                    15                  No mejoria
colaboradores 1996
(40)

Kalita y               88* (< 211 pg/mL)     Mejoria en todos los
colaboradores 2008                                pacientes
(11)

MMES: Minimental Examination Scale; * Se hizo medicion serica a 34
pacientes de la muestra total

Tabla 2. Estudios clinicos controlados con placebo que evaluan el
efecto de la reposicion de vitamina B12 en los sintomas cognitivos

Estudios y poblacion    Dosis de reposicion B12   Tratamiento (n)

Seal y colaboradores    10-50 ng/dia por 1 mes          20
2002. Trastornos de
ma-labsorcion,
enfermedades
neurologicas
progresivas o
enfermedades
terminales (28)

Lehmann y               2 mg oral por 270 dias          30
colaboradores  2003.
Deficit cognitivo
leve (29)

Dangour y               1 mg por 12 meses               99
colaboradores 2015.
Individuos de 75 o
mas anos con deficit
moderado de vitamina
B12 (41)

Van Uffelen y           0,4 mg oral por 1 ano           78
colaboradores 2008.
Deficit cognitivo
leve (30)

Aisen y colaboradores   1 mg por 18 meses               202
2008. Alzheimer (31)

Brady y colaboradores   2 mg por 5 anos                 339
2009. Deterioro
cognitivo e
insuficiencia renal
cronica. (32)

Van Dyck y              1000 [micron]g/IM/dia           28
colaboradores 2009.     por 1 semana, luego
Demencia (27)           semanal por 16 semanas

Estudios y poblacion    Placebo (n)        Metodos de
                                            medicion

Seal y colaboradores        11                MMES
2002. Trastornos de
ma-labsorcion,
enfermedades
neurologicas
progresivas o
enfermedades
terminales (28)

Lehmann y                   35                MMES
colaboradores  2003.
Deficit cognitivo
leve (29)

Dangour y                   102               CVLT
colaboradores 2015.
Individuos de 75 o
mas anos con deficit
moderado de vitamina
B12 (41)

Van Uffelen y               74        MMES y otras pruebas
colaboradores 2008.
Deficit cognitivo
leve (30)

Aisen y colaboradores       138             ADAS test
2008. Alzheimer (31)

Brady y colaboradores       320       Entrevista telefonica
2009. Deterioro                             cognitiva
cognitivo e
insuficiencia renal
cronica. (32)

Van Dyck y                  28            DRS BPRS GDS
colaboradores 2009.
Demencia (27)

Estudios y poblacion    Respuesta clinica a
                        la reposicion

Seal y colaboradores    No hubo diferencias
2002. Trastornos de     ni cambios en los
ma-labsorcion,          niveles de Hc
enfermedades
neurologicas
progresivas o
enfermedades
terminales (28)

Lehmann y               No hubo diferencia
colaboradores  2003.    clinica
Deficit cognitivo
leve (29)

Dangour y               No hubo diferencia
colaboradores 2015.     estadisticamente
Individuos de 75 o      significativa
mas anos con deficit
moderado de vitamina
B12 (41)

Van Uffelen y           No hubo diferencias
colaboradores 2008.     en el MMES. Mejoria
Deficit cognitivo       en la DSST en
leve (30)               mujeres.

Aisen y colaboradores   No hubo diferencia
2008. Alzheimer (31)    clinica ni en los
                        niveles de Hc.

Brady y colaboradores   No hubo diferencia
2009. Deterioro         clinica ni en los
cognitivo e             niveles de Hc.
insuficiencia renal
cronica. (32)

Van Dyck y              No hubo diferencias
colaboradores 2009.     significativas.
Demencia (27)           Cambios en las
                        patrones
                        hematologicos

DRS: Dementia Rating Scale. BPRS: Brief Psychiatry Rating Scale.
GDS: Geriatric Depression Scale. CVLT: California Verbal Learning
Test. ADAS: Alzheimer Disease Assessment Scale. DSST: Velocidad del
procesamiento de informacion, por test de sustitucion de simbolos
digitales, Hc: homocisteia
COPYRIGHT 2017 Universidad de Antioquia, Facultad de Medicina
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2017 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Vargas-Upegui, Cristian David; Norena-Rengifo, Daniel
Publication:Iatreia
Date:Oct 1, 2017
Words:7526
Previous Article:Manifestaciones menopausicas y calidad de vida en afrocolombianas. Valoracion con escala Cervantes.
Next Article:Fibrilacion auricular: enfoque para el medico no cardiologo.

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters