Printer Friendly

Consumo de alcohol, tabaco y psicofarmacos en jovenes universitarios y no universitarios.

Introduccion

En la sociedad actual, existe una preocupacion importante por el consumo de drogas, especialmente por el consumo de drogas de los jovenes (Zaldivar, Lopez, Garcia y Molina, 2011). Segun datos de la Organizacion Mundial de la Salud (OMS, 2010) casi dos tercios de las muertes prematuras y un tercio de la carga total de morbilidad en adultos estan asociados a enfermedades o comportamientos que tienen su comienzo en la juventud, entre ellas el consumo de drogas legales. Por ejemplo, se estima que unos 150 millones de jovenes consumen tabaco actualmente, cifra que esta aumentando a nivel mundial, especialmente entre las mujeres (Chelet-Marti, Escriche-Saura, Garcia-Hernandez y Moreno-Bas, 2011; OMS, 2010). Ademas, esta preocupacion puede estar justificada por la ampliacion del tipo y calidad de las sustancias disponibles en el mercado ilegal de drogas y la consolidacion de determinadas actividades realizadas en el espacio de ocio, donde se concentran numerosos jovenes los fines de semana al aire libre y comparten no solo el consumo de alcohol sino otras sustancias como el cannabis, el extasis, el MDA, la cocaina, etc. (Calafat, Fernandez, Juan y Becona, 2005; Infante, Barrio y Martin, 2003; Rodriguez, Augullo y Augullo, 2003; Zaldivar et al., 2011).

En Espana, se han realizado estudios desde finales del s. XX a traves del Observatorio Espanol de Drogodependencias y de los diversos planes autonomicos, que proporcionan informacion acerca del consumo en poblacion general, por sectores de edad y sexo, en estudiantes de secundaria y ciclos formativos. En estos, el alcohol aparece como la droga legal mas consumida por la poblacion general, apareciendo un aumento en la frecuencia de consumos intensivos especialmente entre los jovenes (31,8% de 15-34 anos frente a un 10,1% de la de 35-64 anos) (Ministerio de Sanidad, Politica e Igualdad, 2007). En el caso del tabaco, se tiende a confirmar tambien este cambio social, incrementandose el porcentaje de mujeres fumadoras adolescentes y jovenes superando incluso a los varones en consumo (Ministerio de Sanidad, Politica e Igualdad, 2008). Los tranquilizantes y los somniferos son consumidos por una parte importante de la poblacion en muchos paises, en la mayor parte de los casos prescritas o recetadas por los medicos. Generalmente pertenecen al grupo farmacologico de las benzodiacepinas. A menudo estas pastillas tienen tanto la funcion de tranquilizar como la de inducir o mejorar el sueno, por eso puede ser adecuado referirse a ellas como hipnosedantes (Ministerio de Sanidad, Politica e Igualdad, 2009). En cuanto a su consumo, se observa que es mayor si diferenciamos por sexo, ya que las prevalencias de consumo son mayores en mujeres de 15-64 anos con un 9,3% que en hombres (4,6%) lo que refuerza lo dicho anteriormente sobre el cambio social (Ministerio de Sanidad, Politica e Igualdad, 2009).

En cuanto a poblacion universitaria, son escasos los trabajos sistematicos sobre el consumo de drogas en este sector de la poblacion. En un estudio con alumnos de la Universidad de La Laguna se informo que el 86,3% de los varones y el 73,1% de las mujeres consumian alcohol alguna vez al mes. Otro trabajo de investigacion realizado en la Universidad de Cordoba, informaba que el 28,8% de los alumnos en general consumia alcohol esporadicamente frente el 54,7 % que lo hacia habitualmente, el 10,3% consumia tabaco esporadicamente y un 22,5% lo hacia habitualmente; y en cuanto al consumo de psicofarmacos, un 6,33% lo hacia esporadicamente y un 1,3% habitualmente (Ruiz-Olivares, Lucena, Pino y Herruzo, 2010). Sin embargo, aun son necesarios un mayor numero de estudios sistematicos con poblacion universitaria, que permitan valorar la evolucion del consumo en este nivel educativo y poder observar si durante este periodo se producen nuevas incorporaciones al consumo de sustancias adictivas (Zaldivar et al., 2011) o los jovenes ya tienen el habito adquirido al llegar y se produce una consolidacion de los mismos (Miguez y Becona, 2009). Ademas, es interesante conocer dichos patrones, considerando que este colectivo cuenta con unas caracteristicas muy definidas y que, como parte integrada de la poblacion joven, se trata de uno de los colectivos con mayor proyeccion de futuro tanto por las caracteristicas de su profesion como por ser modelos sociales.

Con el objeto de seguir destacando los posibles cambios en los comportamientos de uso de las drogas en los diferentes momentos y/o contextos estudiados, es importante tambien conocer los datos relativos al consumo en diferentes ambientes sociales. Estos autores consideran que estos estudios son el primer paso para que en el futuro se puedan establecer programas de prevencion y/o de intervencion mas acordes a las caracteristicas de una poblacion determinada, ya que la principal dificultad que aparece en esta area, es saber como incidir de modo positivo en cada contexto concreto.

Si los factores de riesgo en poblacion joven no tienen una distribucion similar, sino que pueden variar segun la zona estudiada, igualmente los patrones de consumo pueden presentar cambios dependiendo del lugar en el que se reside, lo que obliga a realizar un mayor esfuerzo a la hora de disenar programas preventivos (Perez et al., 2008). En uno de los estudios llevados a cabo en Espana para conocer las posibles diferencias entre consumo de alcohol, tabaco y otras drogas entre jovenes de medio rural y urbano, se encontro que los jovenes de las zonas rurales presentaban un consumo de alcohol mas elevado y frecuente que los jovenes de zonas urbanas, que el consumo de sustancias ilegales era mas frecuente en el medio urbano en los fines de semana mientras que el consumo diario era mas elevado en el medio rural, encontrando que drogas como la cocaina triplican su presencia en el medio rural (Perez et al., 2008). Estas diferencias cualitativas se pueden deber a factores ambientales que influyen sobre el aprendizaje de los jovenes y que favorecen diferentes formas de consumo, segun la sociedad en la que se encuentren inmersos (Perez et al., 2008).

Con todo esto, el objetivo de este trabajo de investigacion es comparar las prevalencias de consumo de sustancias legales (como alcohol, tabaco y psicofarmacos) de los jovenes universitarios y no universitarios, con objeto de conocer si existen diferencias en patrones de consumo, y poder llevar a cabo estrategias mas eficaces en programas de prevencion individualizados, teniendo en cuenta las caracteristicas especiales y concretas de cada poblacion estudiada.

Metodo

Participantes

Para este estudio se obtuvieron dos muestras. Una de ellas estaba compuesta por 772 alumnos de la Universidad de Cordoba (UCO). El 62,1% era mujer y el 37,9% era hombre y el 57,5% estudiaba una carrera de la macroarea de Ciencias y el 42,5% una carrera de la macroarea de Humanidades, Ciencias Sociales y Juridicas. La distribucion por edad fue la siguiente: el 43,9% tenia entre 18-20 anos, el 34,6% tenia entre 21-23 anos, el 12,1% tenia entre 24-26 anos, el 3,4% tenia entre 27-29 anos y el 5,9% era mayor de 29 anos. Teniendo en cuenta la actividad que realizaban, el 79,3% estudiaba unicamente, el 1,4% compatibilizaba los estudios con el trabajo de forma diaria, el 18,7% estudiaba y trabajaba los fines de semana, el 0,4% estudiaba y se encontraba desempleado (anteriormente habia trabajado) y el 0,3% no sabia/no contestaba a la pregunta.

La otra muestra la componen 2405 jovenes no universitarios de la provincia de Cordoba agrupados por conglomerados distribuidos por mancomunidades (Alto Guadalquivir (n= 353), Campina Sur (n= 388), Valle de los Pedroches (n= 503), Subbetica (n= 411), Valle del Guadiato (n= 273), Guadajoz-Campina Este (n= 219) y Vega del Guadalquivir (n= 258). El 50,2% era mujer y el 49,8% era hombre. La edad se distribuia de la siguiente forma: el 30,1% tenia entre 18-20, el 23,5% entre 21-23, el 21,5% entre 24-26, el 19,5% entre 27-29 y el 5,3% era mayor de 29 anos. Segun la actividad que realizaban, el 34,0% estudiaba, el 37,2% trabajaba, el 12,5% estudiaba y trabajaba, el 15,1% estaba desempleado y el 1,3% no sabia/no contestaba a la pregunta

Instrumento

El cuestionario utilizado ha sido una adaptacion del que se ha aplicado en otros trabajos de investigacion con poblacion universitaria de la provincia de Cordoba (Ruiz-Olivares et al., 2010; Ruiz-Olivares, Lucena, Pino, Raya y Herruzo, 2010), cuyo objetivo principal era describir los patrones de consumo de las diferentes sustancias (alcohol, tabaco, psicofarmacos) en funcion de variables como la edad, el sexo, los estudios universitarios, la religion, la politica, caracteristicas familiares y el nivel socioeconomico. El cuestionario consta de 23 preguntas y aquellas referidas a los patrones de consumo se dividen por drogas (alcohol, tabaco, tranquilizantes con receta y sin receta). Estas preguntas tienen cuatro opciones de respuesta: nunca he consumido, alguna vez en la vida, en los 12 ultimos meses y en los 30 ultimos dias. Los items relacionados con el consumo de tabaco presentan un coeficiente alfa de 0,813 para la muestra de nuestro estudio. Para el consumo de alcohol presentan un coeficiente de 0,707; para el consumo de psicofarmacos sin receta el coeficiente es 0,629 y para el consumo de psicofarmacos con receta el coeficiente es 0,674.

Procedimiento

Para la determinacion del tamano de la muestra, se partio de la simulacion realizada con el paquete estadistico EpiInfo 2000, en la que para un 1% de frecuencia esperada y un margen de error del 0,01, se obtuvo que como minimo se debia recoger la informacion de 400 sujetos para la Universidad de Cordoba (UCO) y 1500 para la poblacion no universitaria de la provincia de Cordoba. El muestreo para la poblacion universitaria se hizo estratificado por centros teniendo en cuenta el numero de matriculas del curso anterior y en la poblacion no universitaria se realizo un muestreo proporcional por conglomerados con una distribucion por mancomunidades (Alto Guadalquivir, Campina, Sur, Valle de los Pedroches, Subbetica, Valle del Guadiato, Guadajoz, Campina Este y Vega del Guadalquivir).

La recogida de datos de la muestra de alumnos de la UCO se realizo el curso escolar 2010-2011 durante en horario lectivo de clase. El profesorado previamente informado, dejo media hora de su clase para que los alumnos contestaran el cuestionario. En el apartado de instrucciones, se comentaba que era una encuesta sobre el consumo de diversas sustancias y algunos comportamientos en poblacion universitaria, cuyo objetivo era la realizacion de una serie de actuaciones de prevencion y tratamiento ante los problemas que pueden derivarse de estas conductas y se resaltaba la importancia de su participacion, informando a su vez que el tratamiento de los datos seria estadistico de forma completamente anonima. Cada participante firmo el consentimiento correspondiente para participar en la investigacion.

La recogida de datos correspondientes a los jovenes no universitarios de la provincia de Cordoba se realizo en el tiempo maximo de un mes durante los meses de noviembre de 2009 a febrero de 2010. Los coordinadores del Programa de Ciudades ante las drogas de cada localidad de la provincia de Cordoba pasaron las encuestas a la poblacion joven de su pueblo o mancomunidad en clases de ciclos formativos, lugares de trabajo, gimnasios, centros sociales o al azar. Los encuestadores habian sido entrenados previamente e informados para poder dar las instrucciones correctamente a los sujetos. Y al igual que en la UCO, se especifico que era una encuesta sobre el consumo de diversas sustancias y algunos comportamientos en poblacion joven, cuyo objetivo era la realizacion de una serie de actuaciones de prevencion y tratamiento ante los problemas que pueden derivarse de estas conductas. Por ultimo, se resaltaba la importancia de su participacion, informando a su vez que el tratamiento de los datos seria estadistico de forma completamente anonima.

Analisis de datos

Con la informacion proporcionada por los cuestionarios se elaboro una base de datos en el programa estadistico SPSS 17.0, realizando varias tablas de contingencia multidimensional para analizar posibles relaciones con variables sociodemograficas (como el sexo, la edad, la actividad que realizan, etc.) y relacionar el consumo entre los jovenes universitarios y los no universitarios.

Resultados

Los jovenes universitarios de la UCO presentan un mayor consumo habitual en sustancias como el alcohol y los tranquilizantes en comparacion con los jovenes no universitarios. Por otro lado, los jovenes no universitarios presentan un mayor consumo de tabaco, a pesar de que en todas las drogas el consumo experimental esta invertido, los universitarios experimentan mas con el tabaco y los no universitarios con el alcohol y los tranquilizantes.

Respecto al consumo de tabaco se puede apreciar como es mas elevado en la muestra no universitaria, tanto de forma habitual como de forma esporadica. En los ultimos 30 dias, el 46,9% de los jovenes no universitarios consume de forma habitual frente al 23,3% de los jovenes universitarios (p< 0,005) y el 25,5% de los jovenes no universitarios consume de forma esporadica frente al 18,1% de los jovenes universitarios (p< 0,005). El 45,89% de los jovenes universitarios nunca ha probado el tabaco frente al 22,7% de los jovenes no universitarios (p< 0,005).

En cuanto a la relacion entre el consumo de tabaco y la variable sexo, se encontro que las mujeres en general experimentan con el consumo de tabaco mas que los hombres (27,1% mujeres no universitarias vs. 24,1% hombres no universitarios, p< 0,005; 18,7% mujeres universitarias vs. 17,3% hombres universitarios, p< 0,005). Las chicas universitarias consumen mas que los chicos universitarios, sobre todo cuando el consumo es habitual (27,2% mujeres vs. 16,5% hombres, p< 0,005), mientras que los hombres no universitarios (48,2%) presentan un mayor consumo de tabaco de forma habitual que las mujeres no universitarias (45,6%) (p< 0,005).

En cuanto a la relacion entre el consumo de tabaco y la variable edad, se encontro que el consumo habitual de tabaco aumenta en proporcion directa con la edad de los jovenes (46,4% no universitarios vs. 21,5% universitarios entre 1820 anos, p< 0,005, 48,8% no universitarios vs. 22,8% universitarios entre 21-23 anos, p< 0,005, 48,2% no universitarios vs. 28,3% universitarios entre 24-26 anos, p< 0,005)

Respecto al consumo de psicofarmacos con receta medica se puede apreciar como la muestra de jovenes universitarios presenta un consumo mas elevado de forma habitual frente a los jovenes no universitarios que presentan un consumo mas elevado de forma experimental. En los ultimos 30 dias, un 3,9% de jovenes universitarios frente a un 2,0% de jovenes no universitarios (p< 0,005) y de forma experimental, un 11,1% de jovenes no universitarios frente a un 7,3% de jovenes universitarios (p< 0,005).

Respecto al consumo de psicofarmacos sin receta medica se puede apreciar como es mas elevado en la muestra no universitaria, tanto de forma habitual como de forma esporadica. En los ultimos 30 dias, el 17,6% de los jovenes no universitarios consume de forma habitual frente al 10,4% de los jovenes universitarios (p< 0,005) y el 3,7% de los jovenes no universitarios consume de forma esporadica frente al 3,5% de los jovenes universitarios (p< 0,005).

En cuanto a la relacion entre el consumo de psicofarmacos y la variable edad, se puede apreciar como el consumo experimental de tranquilizantes es mayor conforme aumenta la edad de los jovenes. Con receta medica, el consumo que presentan es de un 10,1% en jovenes no universitarios y un 6,3% en jovenes universitarios entre los 18-21 anos (p< 0,05) frente a un 10,6% de jovenes no universitarios y un 6,8% de jovenes universitarios entre los 21-23 anos (p< 0,05) y frente al 12,6% en jovenes no universitarios y el 12,9% en jovenes universitarios entre los 24-26 anos (p< 0,05). Y sin receta medica, el consumo que presentan es de un 14,3% los jovenes no universitarios y un 7,5% los jovenes universitarios entre los 18-20 anos (p< 0,05) frente a un 10,7% los jovenes no universitarios y un 17,3% los jovenes universitarios (p< 0,05) entre los 21-23 anos y frente a un 19,2% de jovenes no universitarios y un 18,3% de jovenes universitarios entre los 24-26 anos (p< 0,05).

En cuanto a la relacion entre el consumo de psicofarmacos con receta medica y la variable sexo, se encontro que las mujeres en general presentan un consumo mayor de tranquilizantes que los hombres tanto de forma habitual (2,3% mujeres no universitarias vs. 1,9% hombres no universitarios, p< 0,005; 4,8% mujeres universitarias vs. 2,4% hombres universitarios, p< 0,005) como experimental (11,6% mujeres no universitarias vs. 10,3% hombres no universitarios, p< 0,005; 9,1% mujeres universitarias vs. 4,5% hombres universitarios, p< 0,005).

Respecto al consumo de alcohol se puede apreciar como es mas elevado en la muestra universitaria de forma habitual, a pesar de que en la muestra no universitaria se aprecia un consumo mas elevado de forma experimental. En los ultimos 30 dias, el 72,1% de los jovenes universitarios consume de forma habitual frente al 63,8% de los no universitarios (p< 0,05) y el 19,5% de los jovenes no universitarios consume de forma experimental frente al 8,5% de los jovenes universitarios (p< 0,05).

En cuanto a la relacion entre el consumo de alcohol y la variable sexo, se encontro que las mujeres en general experimentan con el consumo de alcohol mas que los hombres (24,3% mujeres no universitarias vs. 14,9% hombres no universitarios, p< 0,005; 9,5% mujeres universitarias vs. 6,8% hombres universitarios, p< 0,005). Las jovenes no universitarias son las que presentan menor consumo de alcohol de forma habitual (56,7% mujeres no universitarias vs. 71,3% mujeres universitarias vs. 71,1% jovenes no universitarias vs. 73,5% jovenes universitarios, p< 0,005).

En cuanto a la relacion entre el consumo de alcohol y la variable edad, se encontro que entre los 24-26 anos los jovenes universitarios (76,9%) presentan un consumo de alcohol mas elevado que los jovenes no universitarios (64,6%) (p< 0,05).

Por ultimo, teniendo en cuenta la variable edad de inicio con el consumo de alcohol, se puede apreciar que los jovenes universitarios, se inician a edades mas tempranas en el consumo de vino, cerveza y combinados que los jovenes no universitarios, un 55,4% de jovenes universitarios vs. 46,7% de jovenes no universitarios se inician en el consumo de cerveza (p< 0,05) entre los 13 y 18 anos y un 59,7% de jovenes universitarios vs. 37,2% de jovenes no universitarios se inician en el consumo de vino entre los 13-18 anos (p< 0,05) y un 70,3% de jovenes universitarios vs. 60,3% de jovenes no universitarios se inician en el consumo de combinados entre los 13-18 anos (p< 0,05).

Discusion

Teniendo en cuenta que el objetivo de esta investigacion era comparar el consumo de drogas legales (alcohol, tabaco y psicofarmacos) en jovenes universitarios con el consumo que tienen jovenes de la misma edad de la provincia de Cordoba, pero que no cursan estudios universitarios, se puede decir que, en general, los jovenes universitarios consumen mas drogas legales que los jovenes no universitarios. Aunque los dos grupos presentan un consumo habitual muy elevado, existen diferencias significativas en cuanto al tipo de relacion que establecen con el consumo de las sustancias, encontrando que los jovenes universitarios tienen un consumo mas elevado de alcohol y psicofarmacos (con receta) que los jovenes no universitarios, mientras que los jovenes no universitarios presentan un mayor consumo habitual de tabaco y psicofarmacos (sin receta medica).

En la actualidad, como se ha senalado anteriormente, el tabaquismo representa uno de los problemas de salud publica mas importantes debido sobre todo al elevado consumo que presenta la poblacion joven segun datos de la Encuesta Nacional de Salud (Ministerio de Sanidad, Politica e Igualdad, 2006, 2007, 2008). Datos que coinciden con los encontrados en este trabajo de investigacion, ya que la mitad de la muestra estudiada consume tabaco habitualmente y los dos grupos siguen un patron muy similar. Todo esto resulta muy caracteristico con el cambio social o con las tendencias anunciadas en diferentes estudios del cambio de perfil del fumador (Ministerio de Sanidad, Politica e Igualdad, 2007, 2009), aumentando el porcentaje total de fumadores jovenes y en concreto de mujeres (siendo superior al de los hombres). A este respecto, si se comparan estos resultados con los obtenidos en otros trabajos de investigacion con poblacion similar, se puede decir que el consumo de tabaco esta aumentando entre los jovenes universitarios de la provincia de Cordoba, pues de un 22,5% de fumadores en el curso 2007-2008 han pasado a un 30,5% de fumadores en el curso 2010-2011 (Ruiz-Olivares, Lucena, Pino y Herruzo, 2010). Resultados que tambien se han encontrado en otros estudios realizados con poblacion universitaria (Garcia del Castillo, Lopez, Quiles, 2006; Chelet-Marti et al., 2011) y adolescente en medios urbanos y rurales (Perez et al., 2008).

En este estudio se encontro que el alcohol es la droga legal mas consumida de todas las drogas analizadas con diferencia. Mas de la mitad de la muestra de jovenes (universitarios y no universitarios) han consumido en los ultimos 30 dias, con un resultado superior incluso al encontrado en poblacion general. Los jovenes universitarios presentan un mayor consumo habitual de alcohol que los no universitarios y estas cifras coinciden con las informadas por Zaldivar et al. (2011) sobre el consumo en jovenes universitarios. En el trabajo de Perez et al. (2008) donde se compara el consumo de alcohol entre entornos rurales y urbanos, se puede apreciar que los adolescentes que pertenecen a un entorno rural presentan un mayor consumo de alcohol que los adolescentes que pertenecen a un entorno urbano. En este trabajo, los jovenes no universitarios presentan un consumo experimental mayor que los jovenes universitarios, lo que da pie a pensar que existen patrones diferenciales de consumo entre ambos.

A este respecto y siguiendo a Tirado, Aguaded y Marin (2009), puede ser que la universidad se haya convertido en un marco idoneo para satisfacer ciertas curiosidades, expectativas, el desarrollo de un proyecto profesional propio, de nuevos retos y la necesidad de nuevas experiencias de ocio y contacto con los iguales, ademas de iniciar y/o consolidar conductas de consumo a lo largo de su paso por la misma (Font-Mayolas, Grass y Planes, 2006; Jimenez-Muro et al., 2009; Vargas y Trujillo, 2006; Vazquez Blanco y Torres, 2008; Ruiz-Olivares, Lucena, Pino y Herruzo, 2010). Tambien, en ocasiones, el proceso de adaptacion al entorno universitario genera situaciones de estres que unido a nuevas exigencias academicas y relacionales, puede llegar a aumentar el consumo de drogas (Tirado et al., 2009) como el alcohol. No se puede obviar que las universidades estan inmersas en ciudades, donde se impone un estilo de vida con tiempos y espacios concretos para el ocio y el tiempo libre; en los que los jovenes centran su consumo en los fines de semana y en situaciones de fiesta y diversion, en reuniones que se desarrollan fundamentalmente en pubs y discotecas, donde aprovechan los momentos de relacion con su grupo de iguales para alcanzar altisimos indices de consumo (Cortes, Espejo y Gimenez, 2008; Cortes, Espejo, Martin y Gomez, 2010; Garcia, Del Castillo, Lopez y Quiles, 2006; Salamo Gras y Font-Mayolas, 2010; Zaldivar et al., 2011).

Todos estos resultados hacen que investigadores y profesionales relacionados con la salud, prevencion de drogas y jovenes cada vez esten mas preocupados por el incremento del consumo de esta sustancia y la forma en la que se hace. Por lo que es necesario seguir realizando estudios sobre las tendencias de consumos en diferentes poblaciones equivalentes para poder identificar cuales son las variables relacionadas con este fenomeno.

Ademas el consumo abusivo de alcohol esta tambien relacionado con la edad de inicio, a pesar de que diferentes encuestas realizadas en nuestro pais reflejan que el tabaco sigue siendo la primera sustancia de experimentacion. El inicio al consumo de alcohol se produce a edades cada vez mas tempranas. Segun datos de la Encuesta Nacional de Salud (ENS) de Espana en 2006, el 76% de los de los jovenes entre 16 y 24 anos afirma que ha bebido alcohol en los ultimos 12 meses. Entre los factores que mas influyen en el inicio del consumo se encuentran aspectos relacionados con el entorno del joven, tanto familiares como socioeconomicos, siendo las redes de asociacion, en las que las personas interactuan habitualmente, las que delimitan patrones de conducta que al ser observados de manera repetida tienen mas probabilidades de ser aprendidos entre los jovenes (Jimenez-Muro et al. 2009).

Un factor muy importante a tener en cuenta en futuras investigaciones y en programas de prevencion es el hecho de que los jovenes no universitarios presenten un consumo experimental mas elevado que los no universitarios. A este respecto, se enfrenta la hipotesis que tienen algunos autores sobre que el consumo de alcohol, posee un efecto "puerta" que incrementa la posibilidad de un posterior consumo de drogas ilegales (Gil y Ballester, 2002; Spoth, Redmond, Trudeau y Shin, 2002).

En este trabajo la poblacion no universitaria presenta consumos de alcohol experimentales mas elevados que los universitarios, por lo que es muy importante incrementar actividades relacionadas con la reduccion del consumo de alcohol y crear entornos protectores (servicios, programas de ayuda, de ocio y tiempo libre) adaptados al medio en el que se encuentren los jovenes, ya sea en la propia universidad o en poblaciones rurales.

Con respecto al consumo de psicofarmacos/tranquilizantes, parece que los jovenes universitarios presentan tasas mas elevadas de consumo en tranquilizantes con receta medica mientras que los jovenes no universitarios presentan tasas mayores de consumo de tranquilizantes sin receta medica. Estos resultados coinciden con los de otros estudios con poblacion universitaria y en encuestas nacionales, donde el consumo en el ultimo ano de tranquilizantes sin receta en este sector de la poblacion es mas alto que en poblacion general (Ministerio de Sanidad, Politica e Igualdad, 2008).

A este respecto, es importante destacar tambien, el papel que juega la variable sexo en dicho consumo con el encontrarse realizando estudios universitarios u otras actividades, ya que las mujeres universitarias de esta investigacion presentan prevalencias de consumo mayores que los chicos jovenes tanto universitarios como no universitarios y tanto en consumo esporadico como habitual. Estos resultados coinciden con los encontrados en otros estudios en los que las mujeres jovenes (15-34 anos) refieren haber consumido mas tranquilizantes en el ultimo que los hombres. Todo esto puede llevar a pensar que existen patrones diferenciales de consumo tambien en funcion del sexo; donde la situacion socio-laboral o actividad que realicen los jovenes, tambien constituye un factor a tener en cuenta en futuras investigaciones.

A partir de los resultados, se ha visto como las mujeres universitarias presentan un consumo de tranquilizantes mayor que las mujeres no universitarias tanto con receta medica como sin receta medica, lo que puede llevar a pensar que la situacion o actividad que esten llevando a cabo puede influir en el consumo. Resultado encontrado en poblacion general donde las mujeres que presentan tasas de consumo mayores son las que se encuentran realizando una actividad laboral, teniendo en cuenta que un 5.6% de mujeres jovenes de entre 16-34 anos empleadas refieren haber consumido tranquilizantes en los 30 dias frente a un 2,7% de hombres empleados (Ministerio de Sanidad, Politica e Igualdad, 2008).

En cuanto a las limitaciones del presente trabajo de investigacion, es necesario, senalar aquellas propias del diseno del mismo, como la recogida de datos en el aula (conlleva un cierto sesgo de seleccion y los resultados pueden aparecer subestimados), ya que los alumnos que van a clase con regularidad puede que tengan habitos de vida mas saludables (Mas Nerin et al., 2004; Ruiz-Olivares, Lucena, Pino, Raya et al., 2010) como la recogida en el ambito rural (sesgo de seleccion, donde los resultados pueden aparecer subestimados). Por otro lado, es necesario tener en cuenta el sesgo de deseabilidad social inherente al uso de autoinformes, sobre todo en la recogida de datos de los pueblos ya que aunque se garantizaba su anonimato, los encuestadores eran personas de su propio entorno, tecnicos del Programa de Ciudades ante las drogas dedicados a la prevencion de drogas en el medio rural (Font-Mayolas et al., 2006).

En cuanto a las futuras lineas de investigacion, resultaria muy interesante seguir analizando las diferencias existentes en las tendencias de consumo que presentan los jovenes tanto en el contexto universitario como en otros contextos; determinar cuales son los factores que diferencian a unos jovenes de otros influyendo sobre su aprendizaje y favoreciendo el consumo de drogas; y estudiar cuales son los comportamientos frente al consumo que tienen unos y otros para verificar si siguen las mismas premisas o no.

Referencias

Calafat, A., Fernandez, C., Juan, M. y Becona, E. (2005). Gestion de la vida recreativa: un factor de riesgo determinante en el uso reciente de drogas? Adicciones, 17, 4, 337347.

Chelet-Marti, M., Escriche-Saura, A., Garcia-Hernandez, J. y Moreno-Bas, P. (2011). Consumo de tabaco en poblacion universitaria de Valencia. Trastornos Adictivos, 13, 5-10.

Cortes, M. T., Espejo, B. y Gimenez, J. A. (2008). Aspectos cognitivos relacionados con la practica del botellon. Psicothema, 20, 396-402.

Cortes, M. T., Espejo, B., Martin, B. y Gomez, C. (2010). Tipologias de consumidores de alcohol dentro de la politica del botellon en tres ciudades espanolas. Psicothema, 22, 363-368.

Font-Mayolas, S., Grass, M. E. y Planes, M. (2006). Analisis del patron de consumo de cannabis en estudiantes universitarios. Adicciones, 18, 337-344.

Garcia del Castillo, J. A., Lopez Sanchez, C. y Quiles Soler, M. C. (2006). Consumo de alcohol, actitudes y valores en una muestra de estudiantes universitarios de la provincia de Alicante. Salud y Drogas, 6, 149-159.

Gil, M. D. y Ballester, R. (2002). Inicio temprano de consumo de alcohol entre ninos de 9 a 14 anos. Analisis y Modificacion de Conducta, 28, 165-211.

Infante, C. Barrio, G. y Martin, E. (2003). Tendencias, caracteristicas y problemas asociados al consumo de drogas recreativas en Espana. Adicciones, 15, 77-96.

Jimenez-Muro, A., Beamonte, S., Marqueta A., Gargallo P., De la Puerta y Nerin (2009). Consumo de drogas en estudiantes universitarios de primer curso. Adicciones, 21 2128.

Mas, A., Nerin, I., Barrueco, M., Cordero, J., Guillen, D., Jimenez-Ruiz, C. y Sobradillof, V. (2004). Consumo de tabaco en estudiantes de sexto curso de medicina de Espana. Archivos de Bronconeumologia online, 40, 403-408. Recuperado el 10 de mayo de 2011, desde http://www.archbronconeumol.org/bronco/ctl_servlet?_f=50

Miguez, M. C. y Becona, E. (2009). El consumo de tabaco en estudiantes de Psicologia a lo largo de 10 anos (1996-2006). Psicothema, 21, 573-578

Ministerio de Sanidad y Politica Social e Igualdad (2007). Informe de la encuesta domiciliaria sobre alcohol y drogas en Espana (EDADES). Madrid: Plan Nacional sobre Drogas.

Ministerio de Sanidad, Politica Social e Igualdad (2008). Informe de la encuesta escolar sobre uso de drogas en estudiantes de ensenanza secundaria (ESTUDES). Madrid: Plan Nacional sobre Drogas.

Ministerio de Sanidad, Politica Social e Igualdad (2009). Informe de la encuesta domiciliaria sobre alcohol y drogas en Espana (EDADES). Madrid: Plan Nacional sobre Drogas.

Ministerio de Sanidad, Politica Social e Igualdad (2009). Situacion y tendencias de los problemas de drogas en Espana. Observatorio Espanol sobre Drogas (OED). Madrid: Plan Nacional sobre Drogas.

Organizacion Mundial de la Salud (2010). Riesgos para la salud de los jovenes. Nota descriptiva, no. 345. Recuperado el 10 de mayo de 2011, desde http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs345/es/index.html.

Perez, A., Ramirez, E. M., Jimenez, I., Leal, F. J., Martinez, M. L. y Perez, R. (2008). Diferencias en el consumo urbano y rural de alcohol, tabaco y drogas en adolescentes. Medicina de familia de Andalucia, 9, 10-17.

Rodriguez, J., Agullo, E y Agullo, M. S. (2003). Jovenes, fin de semana y uso recreativo de drogas: evolucion y tendencias del ocio juvenil. Adicciones, 15, 7-33.

Ruiz-Olivares, R., Lucena, V., Pino, M. J., Herruzo, J. (2010). Analisis del consumo de drogas legales como el alcohol, el tabaco y los psicofarmacos y la percepcion del riesgo en jovenes universitarios. Psychology, Society, & Education, 2, 21-31.

Ruiz-Olivares, R., Lucena, V., Pino, M. J., Raya, A., Herruzo, J. (2010). El consumo de cannabis y la percepcion del riesgo en jovenes universitarios. Behavioral Psychology/Psicologia Conductual, 18,, 579-590.

Salamo, A., Gras Perez, M. E. y Font-Mayolas, S. (2010). Patrones de consumo de alcohol en la adolescencia. Psicothema, 22, 189-195.

Spoth, R. L., Redmond, C., Trudeau, L. y Shin, C. (2002). Longitudinal substance iniciation outcomes for universal preventive intervention combining family and school programs. Psychology of Addictive Behaviors, 16, 129-134.

Tirado, R., Aguaded, J. I. y Marin, I. (2009). Factores de proteccion y de riesgo del consumo de alcohol en alumnos de la Universidad de Huelva. Salud y Drogas, 9, 165-184.

Vargas, C. y Trujillo, H. (2006). Secuencia, asociacion y riesgo de consumo de drogas legales e ilegales en alumnado universitario. Psicologia Conductual, 14, 41-62.

Vazquez, F., Blanco, V. y Torres, A. (2008). Patrones de consumo de alcohol, tabaco y otras drogas en estudiantes universitarios. Behavioral Psychology/Psicologia Conductual, 16, 37-53.

Zaldivar, F., Lopez, F., Garcia, J. M. y Molina, A. (2011). Consumo autoinformado de alcohol y otras drogas en poblacion universitaria espanola. Electronic Journal of Research in Educational Psychology, 9, 113-132.

RECIBIDO: 21 de julio de 2011

ACEPTADO: 4 de octubre de 2011

Valentina Lucena (1), Rosario Ruiz-Olivares (2), M. Jose Pino (2) y Javier Herruzo (2)

(1) Fundacion Hogar Renacer; (2) Universidad de Cordoba (Espana)

Este trabajo ha sido posible gracias al convenio de colaboracion entre la Consejeria para la Igualdad y Bienestar Social de la Junta de Andalucia y la Universidad de Cordoba en materia de drogodependencias y adicciones.

Correspondencia: Valentina Lucena, Facultad de Ciencias de la Educacion, c/ San Alberto Magno, s/n 14071 Cordoba (Espana). E-mail: ed1lujuv@uco.es
Tabla 1
Prevalencia de consumo de tabaco en jovenes segun el sexo y la edad

Variables      Jovenes no universitarios Jovenes universitarios

Sexo             Consumo      Consumo      Consumo      Consumo
               experimental   habitual   experimental   habitual

Hombres           24,10%       48,20%       17,30%       16,50%
Mujeres           27,10%       45,60%       18,70%       27,20%
Edad (anos)
18-20             23,6%        46,4%        13,90%       21,50%
21-23             22,0%        48,8%        18,50%       22,80%
24-26             27,0%        48,2%        23,90%       28,30%
27-29             26,10%       49,70%       29,20%       25,0%
> 29              41,70%       27,60%       27,60%       28,90%

Nota: * p< 0,05

Tabla 2
Prevalencia de consumo de tranquilizantes con receta
y sin receta en jovenes, segun el sexo y la edad

              Tranquilizantes con receta
Variables
              Jovenes no            Jovenes
              universitarios        universitarios

Sexo          Consumo    Consumo    Consumo    Consumo
              experim.   habitual   experim.   habitual
Hombre        10,30%     1,90%      9,40%      2,60%
Mujer         11,60%     2,30%      11,20%     4,10%
Edad (anos)
18-20         10,10%     1,20%      6,30%      3,90%
21-23         10,60%     2,0%       6,80%      2,70%
24-26         12,60%     2,20%      12,90%     4,30%
27-29         12,0%      3,1%*      8,30%      12,50%
>29           7,50%      1,70%      6,70%      6,70%

              Tranquilizantes sin receta
Variables
              Jovenes no            Jovenes
              universitarios        universitarios

Sexo          Consumo    Consumo    Consumo    Consumo
              experim.   habitual   experim.   habitual
Hombre        15,50%     2,60%      5,60%      1,70%
Mujer         19,80%     4,70%      13,30%     4,70%
Edad (anos)
18-20         14,30%     3,10%      7,50%      3,60%
21-23         17,30%     3,70%      10,70%     2,70%
24-26         19,20%     3,20%      18,30%     3,20%
27-29         21,10%     4,60%      24,00%     12,00%
>29           17,50%     3,30%      6,70%      4,40%

Notas: Consumo experim.= consumo experimental. * p< 0,05.

Tabla 3
Prevalencia de consumo de alcohol en jovenes segun el sexo y la edad

Variables     Jovenes no universitarios Jovenes universitarios

Sexo            Consumo      Consumo      Consumo      Consumo
              experimental   habitual   experimental   habitual

Hombres          14,90%       71,10%       6,80%        73,50%
Mujeres          24,30%       56,70%       9,50%        71,30%
Edad (anos)
18-20           19,20% *     63,50% *     6,60% *      72,40% *
21-23            17,60%       64,70%       8,50%        22,90%
24-26            18,80%       64,60%       8,80%        76,90%
27-29            19,30%       66,50%       8,00%        60,00%
> 29             33,30%       52,40%       20,50%       65,90%

Nota: * p< 0,05

Tabla 4
Edad de inicio del consumo de bebidas alcoholicas en
jovenes universitarios y no universitarios

                       Vino                   Cerveza

Edad      Jovenes no         Jovenes        Jovenes no
(anos)   universitarios   universitarios   universitarios

< 13         6,1% *           7,0% *           8,6% *
13-18       37,2% *          59,7% *          46,7% *
18-21       17,6% *          16,3% *          17,9% *
21-24        4,4% *           2,1% *           3,5% *
> 24         1,8% *           0,8% *           1,4% *
Nunca       32,8% *          14,1% *          21,9% *

            Cerveza                     Combinados

Edad        Jovenes        Jovenes no         Jovenes
(anos)   universitarios   universitarios   universitarios

< 13          6,7%            7,8% *           7,0% *
13-18       55,4% *          60,3% *          70,3% *
18-21       19,9% *          19,7% *          15,8% *
21-24        1,7% *           2,5% *           1,2% *
> 24         0,4% *           1,3% *           0,4% *
Nunca       15,8% *           8,4% *           5,3% *

Nota: * p< 0,05

Figura 1
Prevalencia de consumo de tabaco, alcohol y psicofarmacos en jovenes

                       TABACO GLOBAL           ALCOHOL

(a) NUNCA              22,70%   45.30%   5,50%    3,60%
(b) ALGUNA VEZ         25,50%   18,10%   19,50%   6,30%
(c) ULTIMOS 12 MESES   4,90%    10.30%   11,10%   14.00%
(d) ULTIMOS 30 DIAS    45,90%   23.30%   53,80%   72.10%

                       TRANQUILIZANTES   TRANQUILIZANTES
                       SIN RECETA        CON RECETA

(a) NUNCA               74%     82,80%   34,30%   85 50%
(b) ALGUNA VEZ         17,50%   10,40%   11,10%   7,30%
(c) ULTIMOS 12 MESES   4,70%    3,30%    3,50%    2,90%
(d) ULTIMOS 30 DIAS    3,70%    3,50%      2%     3,90%
COPYRIGHT 2013 Fundacion VECA, Asociacion Psicologia Iberoamericana de Clinica y Salud
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2013 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Lucena, Valentina; Ruiz-Olivares, Rosario; Pino, M. Jose; Herruzo, Javier
Publication:Behavioral Psychology/Psicologia Conductual
Date:Jan 1, 2013
Words:6279
Previous Article:Validacion del "cuestionario de afrontamiento del estres" (CAE) para su uso en poblacion mayor espanola.
Next Article:Version espanola de la "escala de catastrofizacion del dolor": estudio psicometrico en mujeres sanas.
Topics:

Terms of use | Copyright © 2017 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters