Printer Friendly

Cambio en las propiedades geotecnicas de un suelo sometido a ignicion en laboratorio/Change in Geotechnical Properties of a Soil Subject to Laboratory Ignition/Mudancas nas propriedades geotecnicas de um solo submetido a ignicao em laboratorio.

INTRODUCCION

El fuego esta presente naturalmente en la mayoria de los ecosistemas ajustando su estructura y permitiendo mantener su diversidad y estabilidad [1]. En Colombia los incendios son un tema que ha ganado relevancia debido a las fuertes temporadas calidas que se han experimentado en los ultimos anos. Muchos de los estudios relacionados con el tema suelen estar asociados principalmente a las afectaciones de las coberturas vegetales, pero tipicamente no se ha avanzado mucho en la influencia de estos fenomenos sobre las propiedades geotecnicas de las capas del suelo sub-superficial.

Los incendios forestales inciden negativamente sobre el medio ambiente y en particular sobre el ecosistema afectado; por ellos es necesaria una evaluacion rigurosa del dano ocasionado para emprender acciones efectivas que permitan su regeneracion. En este sentido, el suelo como componente fundamental de este ecosistema puede llegar a sufrir modificaciones importantes en sus propiedades quimicas y fisicas [2].

En relacion con los atributos quimicos existen innumerables trabajos en la literatura que indican aumento en los contenidos de N, P, K, Ca, y Mg mineralizados inmediatamente despues del proceso de ignicion, con una consecuente elevacion del pH [3,4], en funcion de la ceniza que tiene alta concentracion de algunos de estos nutrientes [3], asi como de la degradacion de casi toda la materia organica [4]; al descender el contenido de materia organica a bajos niveles, se genera una perdida de los complejos arcillo-humicos, vitales para la resistencia del suelo a la erosion y al transporte [2].

En cuanto a los atributos fisicos de un suelo, los incendios forestales pueden ocasionar cambios texturales. Se ha observado, en zonas afectadas por el fuego, aumento de particulas gruesas, como arenas y gravas [5] [6] y disminuciones, por tanto, en los contenidos de particulas finas como arcilla y limo. Los minerales de la fraccion arcilla pueden modificar su estructura por la accion de las altas temperaturas; estos cambios estan relacionados con la intensidad del fuego y se hacen visibles solo cuando los minerales de la arcilla son susceptibles de variar con el calor [7]. Adicionalmente, el fuego puede causar modificaciones en la tasa de infiltracion [8] y evaporacion del agua, en la porosidad y en el aumento del grado de susceptibilidad de los suelos a la erosion hidrica y eolica [9]. Si tras la accion del fuego la cobertura vegetal no se recupera antes de que se produzcan las primeras lluvias de caracter torrencial, el impacto de las gotas de agua sobre el suelo desnudo contribuira a destruir los agregados [10]. Las fracciones mas finas taponaran los poros, reduciran la velocidad de infiltracion, aumentaran la escorrentia [11], favoreceran la erosion superficial y contribuiran al desencadenamiento de movimientos en masa [12].

A partir del siguiente estudio se pretende mostrar, de forma detallada, los cambios que se presentan en algunas propiedades geotecnicas de un suelo ubicado en la region tropical en estado natural cuando pasa por un proceso de ignicion en laboratorio, que permite simular lo que podria ocurrir cuando un suelo es sometido a un incendio.

1. LOCALIZACION Y GEOLOGIA

La muestra de suelo para la ejecucion de los ensayos se extrajo de una vertiente; especificamente el material fue tomado de la zona noroccidental del municipio de Medellin en predios de la Facultad de Minas de la Universidad Nacional (coordenadas 6[degrees]16'30.31"N-75[degrees]35'32.87"O; altitud de 1554 msnm) (figura 1). En el sector, la precipitacion y temperatura promedio anual son de 1571 mm y 24 [degrees]C, respectivamente [13].

Predominan en el area de vertiente los flujos de lodo y escombros, distribuidos en forma aleatoria, que suprayacen a los suelos residuales derivados de la Anfbolita de Medellin. En la zona los flujos estan recubiertos por delgadas capas organicas y en algunos sectores estan mezclados o cubiertos por llenos antropicos. El suelo fino que conforma el flujo de lodos o que embebe como matriz al flujo de escombros es de naturaleza limo-arcillosa, arcillo-arenosa o limo-arenosa [13].

Los flujos de lodos se diferencian por su color amarillento y gris, y se encuentran cubriendo los flujos de escombros. En estos ultimos predomina una matriz fino-granular limosa (MH o ML) con variaciones locales a arcillosa o arenosa (CL o SM) [14].

2. MATERIALES Y METODOLOGIA

De la zona de estudio se extrajeron muestras a una profundidad entre 0,5 y 0,7 m, como se presenta en la figura 2. Las muestras extraidas fueron del tipo inalteradas (tubos shelby y bloques) y remoldeadas (bolsas plasticas), y corresponden al flujo de lodos descrito anteriormente. Con el material alterado se realizaron ensayos de determinacion del contenido de humedad, limites de Atterberg, gravedad especifica, granulometria por mallas e hidrometro, determinacion de pH ([H.sub.2]O y KCl), capacidad de intercambio cationico (CIC), miniatura compactada tropical-rapida (MCT) y difraccion de rayos X. Con las muestras inalteradas se efectuaron ensayos de microscopia electronica de barrido (MEB), succion por el metodo del papel fltro, desagregacion y pinhole test.

Cada uno de los ensayos fue realizado siguiendo las Normas ASTM, las cuales se especifican para cada ensayo, ademas de verificar la repetitividad en los procedimientos.

Para comparar la influencia de la temperatura, todos los ensayos fueron ejecutados tanto con el suelo en estado natural como con el suelo despues de ser sometido a ignicion en laboratorio, por medio de una mufla, manteniendo una temperatura de 1000 [degrees]C durante 30 min, y 1 hora y 30 min, dependiendo del tamano de la muestra para garantizar la ignicion (figura 3). Se selecciono dicha temperatura considerando que aproximadamente hacia los 980 [degrees]C la estructura de los suelos comienza a modificarse [15 ].

3. CARACTERIZACION FISICA

Los ensayos de caracterizacion fisica, como contenido de humedad, limites de Atterberg, gravedad especifica, granulometria por tamizado y lavado sobre la malla N[degrees] 200, se realizaron de acuerdo con las normas ASTM [16-20], respectivamente, y con la finalidad de evaluar las propiedades indice del material.

Miniatura compactada tropical (MCT)-rapida

Este ensayo fue implementado por Nogami y Cozzolino en 1985 [21], y basicamente consiste en realizar una Clasificacion rapida de los suelos con base en la contraccion del diametro y la penetracion de unas pastillas moldeadas en anillos de, aproximadamente, 5 mm de espesor y 20 mm de diametro. Dicha Clasificacion divide los suelos tropicales en dos grupos, lateritico (L) y no lateritico (N) y en cuatro subgrupos, arenas (A), arenoso (A'), arcilloso (G') y limoso (S') (figura 4).

4. ANALISIS QUIMICO, MINERALOGICO Y ESTRUCTURAL

Determinacion del pH del suelo

Para establecer si existe una variacion en la acidez o alcalinidad y definir tambien el predominio en el nivel mineralogico del suelo estudiado antes y despues de la ignicion, se debe determinar el pH del suelo. Para ello, se realiza la prueba correspondiente a la Norma ASTM [22] en agua y en solucion de cloruro de potasio (KCl); la diferencia entre estos dos valores (ApH), en el caso de ser positiva, indica predominio de oxihidroxidos de hierro y aluminio; por el contrario, si este valor es negativo indica prevalencia de arcillominerales [23]. La alcalinidad del suelo se clasifica segun los rangos de la tabla 1, a partir del pH en agua.

Determinacion de algunos elementos quimicos

En estos ensayos se obtiene el valor del contenido de materia organica, aluminio (usando KCl 1M), calcio, magnesio, sodio, potasio (usando acetato de amonio 1M) y de la capacidad de intercambio Cationico (CIC) del suelo, definida como la capacidad que tiene un suelo para retener y liberar iones positivos, y es constituida por la suma de cationes basicos [Ca.sup.++], [Mg.sup.++], [Na.sup.+], [K.sup.+] y de cationes acidos [H.sup.+],[Al.sup.+++]) [10].

El metodo usado para la determinacion del contenido de materia organica es AS-07, de Walkley & Black [24].

Difraccion de rayos X

Este metodo se establece en [25] y es muy usado en la identificacion de minerales en suelos de grano fino, y consiste en determinar los espaciamientos entre los planos atomicos y los angulos incidente y difractado, correspondientes al momento en que ocurre la difraccion de los rayos X sobre el material; estos dos parametros han sido identificados para muchos materiales cristalinos, por ende, la Clasificacion de los minerales se realiza de forma comparativa por medio de difractogramas [26]. La confrontacion de los resultados de la muestra natural y la quemada al horno permite determinar los cambios mineralogicos generados por el proceso de ignicion.

Microscopia electronica de barrido (MEB)

El microscopio empleado por esta tecnica funciona por medio de un campo electronico en donde inciden rayos de electrones, en cuya interaccion adquieren energia cinetica que al impactar sobre la muestra provoca una disipacion de una serie de senales que generan una imagen, que permite estudiar la estructura del material. Por medio de este instrumento se puede, ademas, analizar la composicion quimica del suelo y corroborar la presencia de ciertos minerales a traves de su morfologia o de los elementos presentes [27].

5. CARACTERIZACION MECANICA

Para la caracterizacion mecanica de los suelos, se realizaron ensayos de pinhole test, desagregacion y succion por el metodo del papel filtro.

Los procedimientos de los ensayos de corte directo, succion por el metodo del papel filtro y pinhole test, se realizaron segun las normas ASTM [28, 29] y la norma brasilera ABNT-NBR [30]. El ensayo de desagregacion no cuenta con norma acreditada, se siguieron los procedimientos recomendados en Camapum et al [ 31] .

Pinhole test

El ensayo de pinhole test proporciona una medida cualitativa y cuantitativa de la erodabilidad interna de los suelos. Su procedimiento consiste en realizar un agujero de 1 mm de diametro en todo el centro longitudinal de una muestra cilindrica con el objetivo de simular grietas o fracturas de una masa de suelo; por este orificio se hace fluir agua con varias cargas hidraulicas y se obtiene un promedio de caudales [30]. La finalidad de este ensayo es estudiar el efecto de arrastre de particulas de suelo por la circulacion del agua, mediante la relacion carga-descarga vs cabeza hidraulica [31].

Desagregacion

El ensayo de desagregacion consiste en labrar dos muestras cubicas de 6 cm de lado; una de las muestras se somete a inmersion total en agua destilada y la otra a una inmersion parcial agregando una cantidad de agua destilada equivalente a 1/3 de la altura de la muestra cada 15 minutos hasta cubrir totalmente la misma; a medida que se agrega el agua se anotan los cambios sufridos en la muestra. Despues de transcurridas 24 horas se observan las muestras y de forma cualitativa se evaluan sus variaciones para analizar su estabilidad o desagregacion [31].

Succion por el metodo del papel filtro

Este ensayo se efectua siguiendo la norma ASTM [29] de forma que determina tanto la succion matricial como la succion total. En el caso del suelo natural el ensayo se realizo siguiendo trayectoria mixta de humedad; o sea, se partio de la humedad natural y a partir de esta se humedecieron y se secaron las pastillas. Para la muestra sometida a ignicion, debido a la dificultad de moldear pastillas despues de quemadas, se opto por moldearlas y luego quemarlas en el horno, por lo que el proceso de humedecimiento se dio a partir de muestra seca y agregando agua hasta el maximo contenido de humedad que pudieran tener las mismas.

6. ANALISIS DE RESULTADOS

Caracterizacion fisica

En la tabla 2 se presenta el resumen de algunas de las propiedades indice del suelo tanto natural como quemado.

Estudios previos han mostrado como los incendios forestales pueden ocasionar cambios texturales en los suelos, causando aumento de particulas gruesas, como arenas y gravas, y disminuciones, por tanto, en los contenidos de particulas finas como arcilla y limo [2, 5, 6]. En este caso se observa como la temperatura claramente afecta las propiedades indice del suelo: inmediatamente despues del fuego el material pasa de un limo de alta plasticidad (MH) en estado natural, a generar agregaciones cambiando la textura por tamanos mas gruesos tipo arena (SP) al quemarse (figura 5), disminuyendo sus limites. En el caso de la gravedad especifica, se evidencia un aumento al pasar de un estado a otro, que da indicios de cambios en la composicion mineralogica; sin embargo, esto se verifica con los resultados del ensayo de difraccion de rayos X. En cuanto a la relacion de vacios se dio un incremento debido a la desecacion extrema de la muestra que genera aglomeracion y grietas y, por ende, un aumento en los vacios del suelo.

MCT rapida

Segun la Clasificacion MCT rapida el suelo natural se clasifica como LG' (arcillas lateriticas y arcillas lateriticas arenosas) y el suelo quemado como NA (arena no lateritica), resultados que concuerdan con lo obtenido en la granulometria y lo reportado en la literatura [2], donde se paso de una textura fina a una textura gruesa. La Clasificacion MCT se hace con base en la tabla propuesta por Nogami [21].

7. ANALISIS QUIMICOS

Determinacion de pH del suelo

Con relacion al pH del material, la mayoria de las investigaciones coinciden en que el pH del suelo aumenta despues de las quemas, pero en este caso disminuyo, mostrando como ocurrio en los estudios posteriores al ano 2002, que el pH del suelo disminuye el primer mes, y aumenta poco tiempo despues (tabla 3) [32]. Con la disminucion del pH se pasa de un suelo moderadamente acido a extremadamente acido por efecto de la temperatura.

La diferencia en el suelo del pH en agua y en KCl muestra tambien un cambio en la composicion mineralogica, ya que para el suelo natural es negativo y para el suelo quemado es positivo, aspecto que puede verificarse en los resultados de difraccion de rayos X, donde se pasa de tener una abundante cantidad de arcillo-minerales como la caolinita, a oxihidroxidos de hierro y aluminio como hematita y mullita.

Cantidad de algunos elementos quimicos

En la tabla 4, se observa con relacion a la capacidad de intercambio cationico (CIC), que el suelo natural presenta un valor de 9.9 cmolc [kg.sup.-1] justificado en la alta presencia de caolinita, cuyos valores de CIC varian entre 3 y 15 cmolc [kg.sup.-1]. Posteriormente al quemar el suelo hay un cambio mineralogico importante que hace que su CIC disminuya a 0,8 cmolc [kg.sup.-1] que puede relacionarse con su aumento en hematita y el paso de cuarzos de baja a cuarzos de alta ya que estos tienen valores de CIC entre 1 y 4 cmolc [kg.sup.-1] [33]. Al igual que se encontro en otros estudios [2], la disminucion en la cantidad de materia organica al someter un suelo directamente al fuego, se traduce en un descenso en la capacidad de intercambio cationico. Todos estos cambios son variaciones de vital importancia no solo en la ingenieria, sino en la agricultura, tal como lo muestran otras investigaciones en el area [3].

8. DIFRACCION DE RAYOS X (DRX)

Como se puede observar en las figuras 6 y 7, al realizar el ensayo de difraccion sobre la muestra en estado natural, se identificaron y cuantificaron cualitativamente minerales como la goethita, caolinita y cuarzo.
Cuantificacion suelo natural

Caolinita    45%
Goethita     21%
Cuarzo bajo  34%

Nota: Tabla derivada de grafico segmentado.


Es posible que el comportamiento mecanico de este suelo este fuertemente influenciado por la presencia de la caolinita (arcillo mineral), debido a que existe un alto contenido de la misma, lo que implicaria la existencia de un aporte importante de la cohesion a la resistencia al corte del material.

Adicionalmente, se observo que, al someter el suelo a altas temperaturas, se presentaron cambios en la mineralogia, tal como se ve en las figuras 8 y 9. Dichos cambios consisten en la transformacion de los minerales existentes. En estas figuras se ve que la muestra quemada presento hematita, cuarzo y mullita.
Figura 9. Cuantification de minerals suelo quemado.

MULLITA         10%
HEMATITA        55%
CUARZO DE ALTA  35%

Fuente: elaboracion propia

Nota: Tabla derivada de grafico segmentado.


Se considera que parte de la caolinita existente en la muestra natural se transformo en mullita [34], mientras que el cuarzo de baja se transformo en un cuarzo de alta [35] y la goethita dio lugar a la hematita [36].

9. MICROSCOPIA ELECTRONICA DE BARRIDO (MEB)

Las imagenes obtenidas en el MEB (figura 10) muestran que ambos suelos tienen una estructura similar, homogenea con particulas aplanadas; se observa, ademas, que el suelo quemado tiene mayor presencia de macroporos, poros de tamano intermedio y microporos que el suelo natural (producto de las agregaciones), confirmando los resultados obtenidos en la curva caracteristica de retencion de agua.

10. CARACTERIZACION MECANICA

Pinhole test

En el suelo natural se evidencia un suelo no erodable debido a la escasa variacion de los caudales de carga y descarga para una misma cabeza (figura 11), lo que puede estar relacionado con la alta presencia del mineral de caolinita que es estable en presencia de agua [31].

Por otro lado, el suelo quemado no alcanza cabezas superiores a 160 mm y presenta caudales mayores que el suelo natural; esto se corrobora con la MEB y en el ensayo de succion, donde se observa una estructura mas abierta y, por tanto, mayor espacio para la fuencia del agua en el suelo sometido a ignicion [37]. De igual forma en el suelo quemado se genera una mayor diferencia entre el caudal de la carga y la descarga, clasificando el material como potencialmente erodable. La literatura registra como tras los incendios se ha detectado una reduccion de la estabilidad de los agregados, relacionada con la perdida de materia organica o con las caracteristicas intrinsecas del suelo como es su composicion textural [2], aumentando el grado de susceptibilidad de los suelos a la erosion hidrica y eolica [9].

Desagregacion

En el ensayo de desagregacion para el cubo de suelo natural que estuvo bajo inmersion total, se presento un desprendimiento parcial de particulas en una esquina; sin embargo, en general conservo su forma y tamano original. La muestra sometida a inmersion parcial se partio en dos sin disgregarse y sin presentar dispersion de particulas, lo anterior se observa en la figura 12. Este fenomeno sucede por expansion osmotica, evidenciada cuando la concentracion de iones en la fase solida es mayor que en la solucion ambiente; en tal caso el agua se mueve por la muestra tratando de disminuir esa concentracion, y causa la fractura [31].

En la muestra de suelo quemado no se presento ningun cambio en la forma de los cubos en inmersion total y parcial, ni hubo desprendimiento de particulas; esto puede deberse a que, al tener una muestra totalmente seca, el agua que ingresa no requiere disminuir ninguna concentracion ionica, por lo cual la muestra no sufre expansion y, por ende, no presenta desmoronamiento; adicionalmente, la formacion de agregaciones le confiere mayor estabilidad (figura 13).

Curva caracteristica de retencion de agua

En la figura 14, se observan las curvas caracteristicas del suelo natural y quemado, tanto para la succion matricial como para la succion total.

En el caso de la succion matricial del suelo natural, presenta una curva mas suave que la del suelo quemado, revelando una variacion progresiva de los vacios de macroporos a microporos. Tambien al presentar vacios mas pequenos se generan succiones mayores (curva por encima de la del suelo quemado). En la muestra expuesta a ignicion, la curva caracteristica evidencia gran cantidad de macropororos (entre 25% y 58% de humedad) y microporos (a partir de 12% de contenido de humedad).

Los poros mayores con succiones menores en la muestra quemada afectan la respuesta mecanica del suelo y lo tornan potencialmente menos competente y mas susceptible a procesos de erosion superficial.

Adicionalmente, se puede observar que existe un efecto quimico marcado (succion osmotica) en ambas muestras de suelo; en el caso de la muestra natural es mas fuerte en la region de los macroporos, y en el suelo quemado en la region de los poros de tamano medio.

CONCLUSIONES

Los suelos de zonas tropicales afectados por las altas temperaturas generadas por los incendios sufren grandes cambios en cuanto a su estructura, composicion quimica y mineralogia, que inciden en su comportamiento fisico-mecanico. El suelo quemado se torna mas acido, con mayor relacion de vacios y aumento del valor de la gravedad especifica de los solidos, menor capacidad de intercambio cationico, menor cantidad de caolinita, variacion en su textura (de grano fino a grano grueso); su plasticidad y succion disminuyen, con un consecuente aumento en erodabilidad del material, al tener un suelo que permite una mayor circulacion de agua a traves de el.

Los cambios mineralogicos que sufre el suelo al ser sometido al proceso de ignicion son bastante significativos, siendo sumamente importante en el suelo analizado la variacion de la caolinita a mullita, que induce un comportamiento mecanico mas fragil, lo que implica contar con un material mas parecido al de un suelo granular que a uno cohesivo, tornandolo mas susceptible a procesos erosivos.

Los suelos sometidos a temperaturas altas presentan frecuentemente inestabilidades, y se erosionan mas pronto que cuando no han sido sometidos a dicho fenomeno. Con los resultados anteriores se corrobora que adquieren una estructura mas abierta, que disminuye la succion del material y lo convierte en un suelo mas erodable y que acumula mas agua, factores que pueden propiciar el desencadenamiento de movimientos en masa.

Se recomienda, en futuros trabajos, variar parametros tales como la temperatura, el tiempo, la cantidad de material expuesto y el tipo de suelo sometido a ignicion, que permita una generalizacion del efecto de la quema en los materiales. Se propone dejar abierto como campo de investigacion, efectuar una mayor cantidad de ensayos, teniendo en cuenta que los suelos tropicales presentan gran variabilidad en sus propiedades.

Pero es claro que esta investigacion abre un camino importante y les muestra tanto al ingeniero como a la comunidad en general, la gravedad de la ocurrencia de estos fenomenos (incendios) y las potenciales afect a cione s en el campo ag r icola y geotecnico.

REFERENCIAS

[1] H. Wright y B. A., Fire Ecology in the United State and southern Canada, John Wiley and Sons, New York, 1982.

[2] J. M. Solera, Alteraciones fisicas, quimicas y biologicas en suelos afectados por incendios forestales. Contribucion a su conservacion y regeneracion. Tesis de Doctorado, Universidad de Alicante, 321 pp. 1999.

[3] M. Redin, G. d. F. dos Santos, P. Miguel, G. Denega, M. Lupatini, A. Doneda y E. Lorensi de Souza, impactos da queima sobre atributos quimicos, fisicos e biologicos do solo, Revista Ciencia Forestal, v. 21. no 2. 2001.

[4] R. V. Soares, Queimas controladas: pros e contras, Piracicaba: IPEF: In: Forum nacional sobre incendios forestais; reuniao conjunta, 1995, pp. 6-10.

[5] F. Diaz-Fierros, F. G. Soltres, A. Cabaneiro, T.Carballas y M. C. L. P. &. M. V. Celoiro, Efectos erosivos de los incendios forestales en los suelos de Galicia, An. Edafol. Agrobiol, 41: 627-639. 1982.

[6] R. C. Graham y A. L. Ulery, Forest fire effects on soil color and texture, Soil Sci. Soc. Am. J. 57: 135-140. 1993.

[7] J. Gonzalez, G. Gimeno y M. C. Fernandez, Efecto de los incendios forestales sobre el suelo, Suelo y Planta, pp. 72-79. 1992.

[8] K. Mertens, A. R. Tolossa1, V. A., M. Dumon, J. Deckers y E. van Ranst, "Impact of traditional soil burning (guie) on Planosol properties and land-use intensification in south-western Ethiopia", British Society of Soil Science, Soil Use and Management, vol. 31, pp. 330-336, 2015.

[9] E. A. Cassol, D. Martins, D. F. Eltz y R. Falleiro, Erosividade das chuvas em Taquari, RS, determinada pelo indice EI30, no periodo de 1963 a 1999, Santa Maria: In: Reuniao Brasileira de Manejo e Conservacao de Solo e Agua, pp. 15, 2004.

[10] D. C. Moore y M. J. Singer, Crust formation effects on soil erosion processes, Soil Sci. Soc. Am. J., 1990.

[11] S. D. Ela, S. C. Gupta y W. J. Rawis, Macropore And Surface Seal Interactions Affecting Water Infiltration Into Soil, Soil Sci. Soc. Am. J. 56. 714-721, 1992.

[12] V. Andreu, J. L. Rubio, J. Forteza y R. Cerni, Long Term Effects Of Forest Fires On Soil Erosion And Nutrient Losses. Soil Erosion As A Consequence Of Forest Fires. M. Sala y J. L. Rubio, Logrono: Geoforma Ediciones 79-90, 1994.

[13] K. Cano, Reforzamiento de suelos con fbras artificiales, Trabajo de grado ingeniera civil de la Universidad Nacional de Colombia sede Medellin, 2013.

[14] Cimientos Ltda., Estudio de Suelos Cafeteria Facultad de Minas, Medellin: 2012.

[15] D. Neary, K. C. Ryan y L. F. DeBano, "Wildland fire in ecosystems: effects of fire on soils and water", vol. vol. 4. , no Gen. Tech. Rep. RMRS-GTR-42- Ogden, UT: U. S. Department of Agriculture, Forest Service, Rocky Mountain, 2005 (revised 2008).

[16] ASTM International, ASTM D 2216. Standard Test Methods For Laboratory Determination Of Water (Moisture) Content Of Soil And Rock By Mass, West Conshohocken, PA, 2005.

[17] ASTM International, ASTM D 854. Standard test methods for specific gravity of soild solids by water pycnometer, West Conshohocken, PA, 2010.

[18] ASTM International, ASTM D 4318. Standard Test Methods for Liquid Limit, Plastic Limit, and Plasticity Index of Soils, West Conshohocken, PA, 2013.

[19] ASTM International, ASTM D 422-63 Standard Test Method for Particle-Size Analysis of Soils, West Conshohocken, PA, 2007.

[20] ASTM International, ASTM C 117-13. Standard Test Method for Materials Finer than 75-[micro]m (No 200) Sieve in Mineral Aggregates by Washing, West Conshohocken, PA, 2013.

[21] J. Nogami y D. Villibor, Pavimentacao de baixo custo com solos lateriticos., Sao Paulo, Brasil: Ed. Vilibor, pp. 213, 1995.

[22] ASTM International, ASTM D4972-13. Standard Test Method for pH of Soils, West Conshohocken, PA, 2013.

[23] M. Lima, "Deg radacao f isico-qui mica e m ine ralogica de macicos junto as vocorocas". Tese de Doutorado, Brasilia, DF: Universidade de Brasilia, Faculdade de Tecnologia, Departamento de engenharia civil e ambiental. 2003.

[24] J. &. B. G. M. I. Garcia Galvis, "Evaluacion de parametros de calidad para la determinacion de carbono organico en suelos", Revista Colombiana de Quimica, pp. 201-209, 2005.

[25] ASTM Committee D-18, Special Procedures for Testing Soil and Rock for Engineering Purposes: Fifth Edition, 1970.

[26] Y. Valencia Gonzalez, Biomineralizacion aplicada a la mitigacion de procesos erosivos superficiales en un suelo tropical de la ciudad de Medellin. Tesis Maestria en IngenieriaGeotecnia, Medellin: Universidad Nacional de Colombia, Sede Medellin, 2011.

[27] Embrapa, Manual de metodos de analise de solo, Rio de Janeiro: Embrapa Solos, 1997.

[28] ASTM International, ASTM D4647/D4647M-13, Standard Test Methods for Identification and Classification of Dispersive Clay Soils by the Pinhole Test,, West Conshohocken, PA, 2013.

[29] ASTM International, ASTM D-5298-10. Standard test method for measurement of soil potential (Suction) using filter paper, West Conshohocken, PA., 2010.

[30] ABNT. NBR 14114. Solo--Solos argilosos dispersivos. Identificacao e Classificacao por meio do ensaio do furo de agulha (Pinhole Test), Rio de Janeiro, 1998.

[31] J. Camapum de Carvalho, M. Martines Sales, N. Moreira de Souza y M. T. Da silva Melo, Processos Erosivos No Centro-Oeste Brasileiro, FINATEC, pp. 464, 2006.

[32] D. A. Saenz Meneses, Efecto de un incendio forestal sobre grupos funcionales bacterianos edaficos en una plantacion de Eucaliptus cinerea (Suesca-Cundinamarca), Bogota: Trabajo de Grado para optar porel titulo de microbiologo industrial, Pontifica Un iversidad Javer iana, 2006.

[33] C. F. Dorronsoro, "Introduccion a la edafologia leccion 5. Propiedades fsicoquimicas", [En linea]. Available: http://www.edafologia.net/introeda/tema05/ccc.htm. [Ultimo acceso: 2016].

[34] C. C. Sanchez, "Mullita y su identificacion en materiales ceramicos", Boletin de la Sociedad Espanola de Ceramica y Vidrio, vol. 5, no 1, p. 92, 1966.

[35] E. G. Rochow, Quimica inorganica descriptiva, Espana: Editorial Reverte S. A., 1981.

[36] E. Besoain., Mineralogia de arcillas de suelos: no 60, San Jose, Costa Rica: IICA serie de libros y material educativos, 1985.

[37] C. Wieting, B. A. Ebel y K. Singha, "Quantifying the effects of wildfire on changes in soil properties by surface burning of soils from the Boulder Creek Critical Zone Observatory", Journal of Hydrology: Regional Studies, vol. 13, pp. 43-57, 2017.

[38] Soil Survey Division Staf. Soil Conservation Service. U. S. Department of Agriculture, Soil survey manual selected chemical properties Handbook 18, 1993.

[39] Ceddia, M. B., L. H. Cunha Dos Angos, E. Lima, R. A. y L. A. Da Silva, Sistemas de colheita da cana-de-acucar e alteracoes nas propriedades fisicas de um solo Podzolico Amarelo no Estado do Espirito Santo, Brasilia: Pesquisa Agropecuaria Brasileira, v. 34, no 8, pp. 14671473, ago. 1999.

[40] D. S. Rheinheimer, Modificacoes nos atributos quimicos de solo sob campo nativo submetido a queima, Santa Maria: Ciencia Rural, v. 33, no 1, pp. 49-55, jan./fev. 2003.

[41] ASTM International, ASTM D-3080. Standard Test Method for Direct Shear Test of Soils Under Consolidated Drained Condition, West Conshohocken, 2004.

Yamile Valencia Gonzalez (*)

Juliana Patino Restrepo (**)

Maria Camila Alvarez Guerra (***)

Daniel Ortega Ramirez (****)

Oscar Echeverri Ramirez (*****)

(*) Profesora Asociada, Departamento de Ingenieria Civil, Facultad de Minas, Universidad Nacional de Colombia.yvalenc0@unal.edu.co

(**) Facultad de Minas, Universidad Nacional de Colombia. jpatinor@unal.edu.co

(***) Facultad de Minas, Universidad Nacional de Colombia. macalvarezgu@unal.edu.co

(****) Facultad de Minas, Universidad Nacional de Colombia. daortegara@unal.edu.co

(*****) Facultad de Minas, Universidad Nacional de Colombia. oecheve@unal.edu.co

Recibido: 25/10/2016 * Aceptado: 01/09/2017

DOI: 10.22395/rium.v17n32a5
Tabla 1. Clasificacion del pH de un suelo

Denominacion            Rango

Ultra acido             < 3,5
Extremadamente acido      3,5 - 4,4
Muy fuertemente acido     4,5 - 5,0
Fuertemente acido         5,1 - 5,5
Moderadamente acido       5,6 - 6,0
Ligeramente acido         6,1 - 6,5
Neutro                    6,6 - 7,3
Ligeramente alcalino      7,4 - 7,8
Moderadamente alcalino    7,9 - 8,4
Fuertemente alcalino      8,5 - 9,0

Fuente: [38]

Tabla 2. Propiedades fisicas del material.

                                  Suelo natural  Suelo quemado

Contenido de humedad natural (%)       36             NA
Saturacion inicial (%)                 78              0
Limite plastico (%)                    41             NP
Limite liquido (%)                     75             53
Indice de plasticidad (%)              34             NP
Gravedad especifica                     2,53           2,96
Indice de vacios inicial                1,2            1,8

NA (No aplica), NP (No presenta)
Fuente: elaboracion propia.

Tabla 3. pH de las muestras en agua y KCL.

 Suelo   pH en agua  pH en KCl  [DELTA] pH

Natural     5,89       5,15     - 0,74
Quemado     3,6        4,61       1,01

pH (Potencial de hidrogeno), KCl (cloruro de potasio), [DELTA] pH
(diferencia de pH en KCl y agua)
Fuente: elaboracion propia.

Tabla 4. Resultados ensayo determinacion de algunos elementos quimicos.

             Textura         pH    CE     MO   Al   Ca    Mg    K
         A%  L%  Ar%  Clase       dSm-1   %         cmolc[kg.sup.-1]

Quemado  96  2   2    A      4,8         0,16  0,5  0,18  0,12  0,03
Natural  18  22  60   Ar     5,4         2,1   0,3  5,5   4,1   0,04

         Na  CICE


Quemado      0,8
Natural      9,9

A (arena), L (limo), Ar (arcilla), pH (potencial de hidrogeno), MO
(materia organica), Al (aluminio), Ca (calcio), Mg (magnesio), K
(potasio), Na (sodio), CICE (capacidad de intercambio cationico)
Fuente: elaboracion propia.
COPYRIGHT 2018 Universidad de Medellin
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2018 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Gonzalez, Yamile Valencia; Restrepo, Juliana Patino; Guerra, Maria Camila Alvarez; Ramirez, Daniel O
Publication:Revista Ingenierias
Date:Jan 1, 2018
Words:5588
Previous Article:Recomendaciones de diseno y construccion de pavimentos en placa-huella de concreto reforzado/Recommendations for the Design and Construction of...
Next Article:Inversion en infraestructura vial y su impacto en el crecimiento economico: Aproximacion de analisis al caso infraestructura en Colombia...

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2020 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters