Printer Friendly

COMPROMISO Y ETICA EN LA SOCIEDAD DE LA INFORMACION.

Commitment and ethics in the information society

I

Los nombres incluyen. La carencia de nombre excluye. Se queda uno mudo (sprachlos) cuando le roban la palabra. El silencio que, a continuacion, se instala no se guarda entonces como acto de rebeldia. Solo puede ser rebelde quien, reconociendose usuario ocasional del lenguaje, guarda silencio ante la imposibilidad de transmitir mensaje reconocible alguno con el soporte excluyente de un acotado corpus terminologico.

Porque un ciudadano lo es si es "nominado", uno puede soportar que le quiten todo, menos el propio nombre. Uno puede ir mas alla: desposeido provisionalmente del nombre, trans-eunte "sin papeles", arrastra tras si, en silencio, el "nombre originario", vinculado a la tierra de sus padres y antepasados, su patria. De ahi la doble tragedia del emigrante: para recuperar su dignidad va en busca de un nombre igualmente provisional, prestado, mientras su "verdadero nombre", queda suspendido, atrapado, en la madre-tierra que abandona. El eventual reencuentro a posteriori con el "nombre originario" no va a ser tarea facil, ya que esta contaminado tanto el acontecimiento del retorno como el emigrante mismo. El reconocimiento a traves del viejo nombre sera, nuevamente, una ficcion de acople.

En la lejania mas absoluta un exiliado o un emigrante, que haya conseguido un arraigo provisional en tierra de acogida, respondera siempre con Hannah Arendt: "Happy" bin ich schon, aber "glucklich" bin ich nicht. Traducimos "happy" y "glucklich" por "feliz". Sin embargo, no se refiere exactamente a lo mismo un hispanohablante cuando recurre al termino "feliz", como tampoco habla de lo mismo un aleman si hace uso del termino "glucklich" o un anglosajon si opta por "happy". De eso saben mucho los poetas.

II

Hablar deja de ser una "pasion inutil" si la accion que activa "toca" a un determinado receptor provocandole una "respuesta". La respuesta forma parte del propio mensaje. Tal vez "es" el mensaje mismo, un mensaje convenientemente codificado que el emisor necesita "verificar" a traves de un interlocutor ocasionalmente complice. Pero aqui solo fluyen las palabras, las herramientas, los pre-textos. No hay garantia de la recepcion y eventual metabolizacion del mensaje que las palabras transfieren. La informacion se complejiza, aun mas si cabe, cuando el filtro es virtual, cuando los corredores son virtuales. Se sabe, en definitiva, lo que se come. Por ello es recomendable optar por dietas sostenibles, es decir, que satisfagan al consumidor desde la perspectiva del registro de su carencia o apetencia.

La transformacion de la realidad (adecuarla a nuestras necesidades y aspiraciones) sera "dialogica" si se descubre y respeta el mensaje oculto de la materia a transformar (las posibilidades de fragmentacion o correspondencia "natural" sin imponer o forzar "formas" externas). La imagen preconcebida (que transformacion ha de realizarse, cual va a ser la figura o conjunto resultante) se redefine/repiensa en dialogo con las posibilidades de fragmentacion inherente a esa materia. Miguel Angel "dialogaba" con la piedra, como el lenador tradicional, no como el que utiliza la sierra electrica.

La voz (el discurso) es un soporte, el texto (la literatura) es un metasoporte intempestivamente "definido"/cerrado. Ha de posibilitarse la lectura complice/reflexiva dando "pistas"/sugiriendo atajos al lector. Para que, desde otras posiciones, a otros ritmos, podamos presentir/anticipar lo oculto o no-totalmente manifestado, optar por caminos que no conducen a parte alguna, de la que tengamos noticia. Aprendemos a leer, pero somos incapaces de aprender a desaprender. Otras lecturas son posibles si prescindimos de filtros homologados y excluyentes, si nos acercamos a los textos con una mirada diferente/furtiva.

La poesia, el lenguaje poetico, cuestiona el lenguaje convencional, el discurso de la "normalizacion" y el "equilibrio". Su uso es, por tanto, un recurso obligado "en tiempos de penuria", en situaciones limite, porque desvela las posibilidades de cambio y anticipa la transformacion de lo real. La voluntad de cambio, oculta tras las palabras que pronunciamos, se convierte en voluntad-accion cuando esas palabras no se limitan a describir o a registrar acontecimientos. La poesia, el lenguaje poetico, "humaniza" el habla, habitual recurso para la interaccion inmediata, lo cotidiano. La poesia, el lenguaje poetico, carga de "sentido" (justificacion e intencionalidad) las palabras.

III

La tierra es el soporte por excelencia. Pisar tierra es humanizar el conocimiento. Solo si se pisa tierra puede pensarse en registrar discursiva o literariamente los sentimientos. Lastima que el hombre moderno haya dejado de ser terricola tan precipitadamente para convertirse en un compulsivo cibernauta.

Tomamos la palabra sin pedir permiso a los senores/duenos del discurso reglado. Por eso la resistencia del hablante es garantia de comunicacion efectiva: porque se vehiculiza/transmite contenidos reales, no formas que interactuan (hablante/oyente) decodificando estructuras linguisticas con voluntad excluyente de normalizacion.

La cultura es ciertamente el soporte de conjuntos mas complejos, si bien cohesionados, que llamamos civilizaciones, si por cultura se entiende un registro no impuesto de la historia de las manifestaciones de los diferentes colectivos y de las transformaciones sucesivas que esa vision del mundo y de la vida ha generado. De ahi que podamos distinguir entre cultura oficial (escrita, manifiesta, que circula) y cultura subyacente (por escribir, emergente, por circular).

IV

La frontera (geopolitica o sociocultural) que legitima una determinada civilizacion es inestable y confusa. Es factible describir terrenos/espacios compartidos, multiculturales, en donde la posibilidad del dialogo se garantiza, si bien esos espacios son igualmente inestables y confusos. Especialmente en tiempos de globalizacion mediatica. Se tiende, sin embargo, a globalizar "preventivamente" la desigualdad, la pobreza, sin respetar un principio etico elemental: habria que globalizar antes la distribucion ecuanime de los recursos (incluido el derecho a la informacion), evitando acumulaciones obscenas por parte de sectores minoritarios, acumulaciones a menudo consentidas, cuando no propiciadas o protegidas por los representantes o gestores de los intereses publicos, los gobiernos o instituciones, de ambito local, nacional o internacional. Incluida la acumulacion hegemonica de los soportes en manos de propietarios, a menudo corruptos, que utilizan los medios para neutralizar resistencias, silenciar voces o lavar su propia imagen.

La llamada sociedad de la informacion debe, por tanto, aprender mucho de esa otra resistente sociedad de la imaginacion. No por menos visible (solapada a menudo o reprimida a veces) menos importante.

Medio ambiente, cooperacion para el desarrollo y derechos humanos, con especial y prioritaria atencion a la generalizada y recurrente violencia de genero. Son estos los referentes de un compromiso, la etica de la responsabilidad sobre la que debe sustentarse la informacion. No basta con observar, describir y analizar los atentados contra el medio, la falta de generosidad, la insolidaridad ante evidentes situaciones de infradesarrollos o las reiteradas violaciones de los derechos humanos. Es necesario impulsar politicas de proteccion, cooperacion y erradicacion a nivel mundial fijando los protocolos pertinentes y estableciendo mecanismos de vigilancia para denunciar la incorrecta o no aplicacion de los mismos. Un especifico protocolo mediatico es, al respecto, tan importante, como el politico-economico o militar, medico, policial o juridico.

No solo en nombre de la palabra. La palabra resulta, a menudo, ineficaz, si al pronunciarla los que la emiten y especialmente los que la reciben o escuchan se quedan indiferentes. La palabra, como terapia, es un recurso, que se aplica en patologias singulares. Pero este recurso, por muy legitimo que sea su uso, no contribuye a erradicar la fuente social del conflicto. Quien emite la palabra y quienes la escuchan deber ser otros una vez pronunciada o recibida. La palabra es plenamente vida cuando es palabra-accion/compromiso.

El interes de la clase dominante no es tanto poseer o controlar los recursos cuanto una legitimacion de esa posesion o control por parte de las clases dominadas. De esta forma se justifican, a su vez, comportamientos excentricos disfrazados de filantropia bajo inadmisibles formas de proteccion a cambio de una seguridad/estabilidad, situaciones previamente generadas por intervenciones u ocupaciones "en nombre de la libertad y de la democracia", con escasa o nula legitimacion.

V

Reescribir el mundo es apostar por una nueva gramatica, por invertir el orden del discurso dominante/hegemonico. Por eso, en tiempos de penuria/crisis es bueno invertir el proceso para poner cosas a las palabras, ante la incoativa saturacion de su uso. La sobreinformacion que impide discernir, seleccionar los mensajes recibidos. Detras del discurso mediatico se esconde un insolidario interes no desvelado. Desmitificar, por tanto, el discurso institucional es cuestionar la legitimidad que le sostiene.

Si el agua es vida y la tierra madre, habra que proteger, en efecto, el medio (material y socio-cultural) para que la vida continue recuperando la dignidad perdida/robada y se reproduzcan sin interesados planes de crecimiento programado.

Convendria dar luz, hacer que se proyecten en libertad rayos de luz sobre espacios geograficos prenados de sombra: para que la realidad sea cromatica, identificando los colores que nos recuerdan que otro mundo es posible, siempre que los percibamos en el Mediterraneo, en America Latina o en Extremadura, acariciando y generando nuevas formas y posiciones de disfrute.

Convendria dar luz a lo oculto, proyectar sus sombras (si sabemos manipular el foco) sobre pantalla/espejos no geometricos. Para que esas sombras anuncien la inminente llegada del sujeto en tanto que conjunto o juego de formas que se proyectan de tal manera que terminan confundiendose con su imagen: los suenos de la razon critica, de la libertad. Suenos, que al ser sonados despiertos, pueden hacerse realidad. Porque las sombras seran manipulables, los sujetos jamas, si saben resistir. !Que bien lo describen los poetas!

"Menos tu vientre / todo es confuso. // Menos tu vientre / todo es futuro / fugaz, pasado, / baldio, turbio. // Menos tu vientre / todo es oculto, / menos tu vientre / todo inseguro, / todo postrero, / polvo sin mundo. // Menos tu vientre / todo es oscuro, / menos tu vientre / claro y profundo" (Miguel Hernandez)

http://dx.doi.org/10.5209/rev_NOMA.2012.v36.n4.42307

Roman Reyes ([1)

President of the EMUI_ EuroMed University

(1) Roman Reyes.--Catedratico de Ciencias Sociales y Juridicas. Director del Instituto Universitario de Investigacion "Euro-Mediterranean University Institute EMUI" de la Universidad Complutense de Madrid y Rector del EMUI_Malta/Fes. Doctor en Filosofia y en Sociologia es, desde 1975, Profesor de Filosofia y Ciencias Sociales en la UCM. Dirige asimismo Nomads. Mediterranean Perspectives, publicacion oficial del EMUI, y Nomadas. Revista Critica de Ciencias Sociales y Juridicas (Portal de Revistas Cientificas de la Universidad Complutense). Es responsable institucional de las siguientes titualciones: Masters Universitarios en Estudios Avanzados sobre Islam en la Sociedad Europea Contemporanea y en European Union and Mediterranean: Historical, Cultural, Political, Economic and Social Basis, asi como del Programa de Doctorado Mediterranean Studies: Historical, Cultural, Political, Economic and Social Perspectives, entre otros cargos. Es autor de multiples publicaciones sobre el pensamiento y el compromiso critico y solidario desde una perspectiva mediterranea, entre los que destacan los siguientes titulos: Diccionario Critico de Ciencias Sociales (4 Tomos), Sociologia y Vida Cotidiana, Los Papeles del Silencio, Las Huellas de la Palabra: Filosofia y Ciencias Sociales, Europa, Fin-de-Siecle: Mas alla de la Modernidad y Europa, Siglo XXI: Secularizacion y Estados Laicos. Pagina personal: http://www.theoria.eu/roman_reyes
COPYRIGHT 2017 Universidad Complutense de Madrid
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2017 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Reyes, Roman
Publication:Nomadas
Date:Jan 1, 2017
Words:1973
Previous Article:LA POLITICA ESPANOLA HACIA EL MAGREB Y ORIENTE MEDIO. PRIMAVERA ARABE.
Next Article:PIER PAOLO PASOLINI: LA RAGIONE DI UN SOGNO.

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2019 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters