Printer Friendly

Brechas, sesgos, acercamientos y nuevos horizontes.

Telos, cuadernos de comunicacion, tecnologia y sociedad, numero 19: America Latina. Madrid: FUNDESCO, septiembre/noviembre de 1989.

Extrano campo este de la comunicacion en America Latina, en el que los problemas tienen que ver con sofisticadas tecnologias pero en el que el flujo de las informaciones sobre su estudio sigue pasando, tanto o mas que por los libros y las revistas, por la "cultura oral" de los encuentros, de los seminarios y por esa otra, tambien oral a su manera, que es la de las canas.

Jesus Martin Barbero

Es verdad. Este nuestro campo es raro y extravagante. Quiza sea asi por su propia inmadurez; pero tal vez lo sea precisamente por ser nuestro, por estarse constituyendo desde, con, sobre, entre, bajo, ante, para, un indescriptible mosaico de realidades socioculturales cuya logica, si acaso, se parece mas a la paradoja que a la causalidad lineal o a la racionalidad sistematica. No es facil ya sostener certezas, como hasta hace poco. Pero no es posible dejar de apreciar los avances, tanto en camino andado como en la habilidad para caminar.

Telos es una revista que sorprende la primera vez que se la tiene enfrente de este lado del Atlantico. Su presentacion y su contenido, su alta calidad editorial, la solidez y belleza de su diseno, los temas y enfoques, hablan de manera elocuente de un respaldo muy amplio --academico y financiero-- detras de sus paginas. FUNDESCO (Fundacion para el Desarollo de la Funcion Social de las Comunicaciones), la entidad que la publica en Madrid cuatro veces al ano desde 1985, se define como "un instrumento de accion sociocultural y una plataforma de pensamiento que tiene como objetivo global potenciar los factores de progreso del desarrollo tecnologico, al servicio de la evolucion economica, cientifica, social y cultural de Espana". Entre los diversos proyectos de la Fundacion, la revista contribuye a "promover la elaboracion de un discurso teorico, critico y multidisciplinar sobre la utilizacion de las nuevas tecnologias, los modelos y sistemas comunicativos que de ellas se derivan y, en definitiva, los cambios sociales de todo tipo que estan generando". Es evidente que Espana requiere con urgencia la atencion a las transformaciones que en este campo estan acelerandose, en el contexto de la integracion europea, proceso que Telos ayuda a ubicar un poco mejor.

Asi, es entendible que se sostenga en un alto nivel entre las publicaciones especializadas sobre comunicacion de todo el mundo. Pero aun considerando la estrategia de acercamiento que dentro del mismo contexto Espana ha desarrollado en los ultimos anos hacia America Latina, sorprende un poco encontrar un numero de Telos dedicado integramente a revisar el estado de la cuestion latinoamericano en cuanto a "comunicacion, cultura y nuevas tecnologias; teoria, politicas e investigacion". Llaman sobre todo la atencion dos de los argumentos con que el editor de la revista, Enrique Bustamante, justifica la dedicacion del numero: primero, el reconocimiento de "una ineludible deuda de gratitud historica":
   En los primeros anos setenta, cuando los estudios de comunicacion
   comenzaban realmente a desarrollarse en Espana al impulso
   de nuevas situaciones politicas y mediaticas, autores pioneros
   como Pasquali o Mattelart--tan latinoamericano por su problematica
   como por su compromiso intelectual y su trayectoria--
   o revistas como Chasqui o Comunicacion y Cultura nos
   ensenaron las trampas de un funcionalismo asfixiante que el
   franquismo habla instintivamente cobijado y traducido. Gracias
   a esas publicaciones y a las de otros autores latinoamericanos
   de aquella epoca descubrimos temas, perspectivas y metodologias
   ineditas en Espana y en Europa, pero sobre todo aprendimos
   que la investigacion remitia siempre su utilidad "para algo
   o para alguien". Los investigadores latinoamericanos nos llevaban
   anos de ventaja en esta tarea (p. 7).


Esto lo habian ya reconocido publicamente investigadores espanoles tan importantes como Manuel Martin Serrano y Miquel de Moragas. Sin embargo, --y ese es el segundo argumento de Bustamante--
   la investigacion en los paises desarrollados --y Espana no ha
   sido una excepcion-- ha caido, incluso en su vertiente critica,
   en el etnocentrismo que a veces denunciaba en la comunicacion.
   Y desde los paises europeos en concreto se ha practicado con
   demasiada frecuencia una mas curiosa politica aun: la de establecer
   supuestos "dialogos" bilaterales con las teorias estadounidenses,
   reiterando una y otra vez en cada pais criticas y planteamientos
   que, a veces, habian sido asimilados anos antes por
   la investigacion latinoamericana. En cambio, los investigadores
   de aquella region han estado siempre pendientes, a veces demasiado,
   de las teorias, las corrientes y la modas de la investigacion
   europea hasta hoy (p.7).


En los ultimos anos, han sostenido lo mismo, entre otros, Mattelart desde Francia (cfr. Pensar sobre los medios, 1987) y Pierre Schlesinger desde Inglaterra (cfr. Media, Culture and Society 4, 1988). Al mismo tiempo, en America Latina se han multiplicado las propuestas de apropiacion y reconocimiento de nuestra identidad especifica en el campo y los aportes pertinentes a la realidad y no tanto a la moda.

Estas intenciones de confluencia y reconocimiento, diez anos despues de Un solo mundo, voces multiples, se concretan bien en Telos 19, como lo senala Bustamante:
   A esa ardua tarea de romper un desencuentro de decadas esta
   destinado este numero monografico ... Nuestra ambicion es que
   sirva para mejorar el conocimiento en Espana y en Europa en
   general de la investigacion latinoamericana, y quizas tambien
   que, en tanto mirada europea sobre su labor, devuelva el eco de
   un aprecio en cuyo marco resulta imposible cualquier forma de
   paternalismo (p. 7).


Es dificil no coincidir en el rechazo al "paternalismo", tanto como no atender al "eco" de la intencion manifiesta y del aprecio declarado, puestos en 162 paginas y 21 textos que en conjunto presentan una excelente muestra, mas que panoramica, de lo que es la investigacion latinoamericana de la comunicacion. No es exagerado lo que afirma Rafael Roncagliolo, coordinador del numero desde Lima:
   El numero de Telos que el lector tiene en sus manos establece
   un hito para la investigacion latinoamericana en comunicaciones,
   dado que acoge en sus paginas una copiosa puesta al dia,
   en terminos de temas, disciplinas y autores. No se conoce esfuerzo
   previo tan representativo y actualizado (p. 8).


Por supuesto es muy afortunado que de manera tan eficiente haya sido posible realizar esta publicacion. Pero es tambien lamentable que no haya podido hacerse, en la propia Latinoamerica, un "esfuerzo previo tan representativo y actualizado". En ese un primer elemento del eco que nos devuelve la revista espanola.

Despues del editorial de Bustamante y la presentacion de Roncagliolo, breves, pero muy sustanciosos, la revista abre con dos textos tambien muy breves, en la seccion "Tribuna de la Comunicacion" del chileno Jose Joaquin Brunner: "Medios, modernidad, cultura" y del mexicano Javier Esteinou: "Los medios de comunicacion y la perdida del proyecto cultural del Estado mexicano", inedito en Espana.

En seguida se presentan los seis articulos principales, en la seccion "Perspectivas": Nestor Garcia Canclini: "Culturas hibridas" y Jesus Martin Barbero: "Comunicacion y cultura" exponen sendas sintesis de sus conceptualizaciones teoricas y metodologicas al respecto, que han circulado con relativa amplitud entre nosotros y han destacado fuera de America Latina como aportaciones "de punta". Valerio Fuenzalida: "El reinado de la television" y Raquel Salinas: "El desequilibrio informativo ya no es una cuestion externa", ambos chilenos, exponen los avances alcanzados, tanto en la investigacion como en la practica, por la television y las agencias de noticias en el continente, dos de las areas que mayor atencion han recibido por parte de los investigadores latinoamericanos. Cierran esta seccion dos articulos de enorme interes, ya que son producto de visiones europeas sobre la trayectoria del estudio de la comunicacion en nuestros paises, que ambos autores conocen muy bien: Robert White (norteamericano residente en Italia y antes en Inglaterra), emite el que puede ser el eco mas fuerte de toda la revista para los latinoamericanos, al revisar las contribuciones de "La teoria de la comunicacion en America Latina"; y Philip Schlesinger, quien desde una perspectiva britanica complementa el analisis de las "Aportaciones de la investigacion latinoamericana". Vale la pena citar algunos de sus juicios y planteamientos principales:
   Una de las mas llamativas caracteristicas de las investigaciones
   en materia de comunicacion en America Latina --un poco en
   contraste con lo que ocurre en Europa y en otras partes del mundo--
   es la notable intercomunicacion que existe entre los investigadores,
   los proyectos de investigacion cooperativa y la conexion
   entre diversas organizaciones, institutos, publicaciones y
   facultades. (...) Otra caracteristica importante ... es su relacion
   directa con la formulacion de la politica de medios de comunicacion,
   con los esfuerzos para formarlos y, especialmente, con
   los movimientos populares que introducen formas alternativas
   de comunicacion y de medios. (...) Las propuestas teoricas deben
   ser probadas y reformuladas continuamente en la dura escuela
   de la realidad sociopolitica y cultural. (...)La investigacion
   sobre la comunicacion ha estado en general relacionada
   con problemas basicos que se refieren a la clase de sociedad y
   cultura que esta emergiendo en America Latina, y a cual es el
   papel que los medios de comunicacion deberian jugar en ese
   proceso. Por lo tanto, los esfuerzos realizados han sido
   especialmente creativos en el campo de las teorias normativas de la
   comunicacion de masas y en el de los estudios de caracter cultural.
   (...) Los diferentes periodos de desarrollo teorico e investigacion
   han estado marcados por diferentes contextos sociopoliticos.
   Hoy, muchos paises latinoamericanos estan envueltos
   en el proceso de retorno a la democracia, lo que, una vez mas,
   esta involucrando a muchos diferentes sectores sociales en los
   mismos proyectos nacionales antes que polarizando la sociedad
   en sectores opuestos. Es de suponer que esto fase de la historia
   latinoamericana dejara su marca en el desarrollo de la investigacion
   de la comunicacion (White, pp. 44 y 54).

   Sin lugar a dudas, la principal preocupacion que unifica mucho
   de lo que se ha escrito, prescindiendo de la orientacion teorica
   o metodologica, es, precisamente, el intento por desarrollar un
   correcto acercamiento latinoamericano a los problemas de la
   comunicacion y de la cultura en aquel continente. Al igual que
   en cualquier otro campo de la investigacion, la investigacion de
   la cultura y de los medios en Latinoamerica ha contado con sus
   propias y caracteristicas etapas de desarrollo, y ha sido motivo
   de movimientos mas amplios, ya sean estos sociopoliticos,
   economicos o intelectuales, que se hallan detras del surgimiento
   de las nuevas problematicas. En el corazon de la reciente historia
   de la investigacion latinoamericana, se ha librado una lucha
   contra la dependencia intelectual. (...) Desde mi punto de
   vista, una cuestion del mayor interes en el presente debate, radica
   en la tendencia a escribir tratando de investigar las actuales
   condiciones de recepcion y consumo de los productos culturales,
   en el contexto de la cultura popular. Y no es solamente en
   un trabajo academico donde se refleja este analisis; para aquellos
   que se sientan familiarizados con la ficcion contemporanea
   que surge de Latinoamerica, la compleja articulacion de los medios
   populares con la vida diaria ha sido magistralmente captada
   en libros como La tia Julia y el escribidor de Mario Vargas
   Llosa, o Tango del dolor de Manuel Puig (Schlesinger, pp. 55,
   56 y 58).


La impresion final que queda es que investigadores europeos como Bustamante, White o Schelsinger, cuentan con informaciones de primera mano y con acervos documentales muy extensos, actualizados y representativos de la produccion latinoamericana, pero sobre todo, que evaluan las trayectorias, los avances y limitaciones desde un marco de referencia ajeno a las condiciones imperantes en America Latina, y que desde esa distancia sus analisis resultan mucho mas optimistas que los de los propios latinoamericanos. White, por ejemplo, ve lazos de solidaridad e interconexiones continentales ("amigocracia") que aunque existen y se usan, son valorados a veces en forma negativa o considerados insuficientes e ineficientes por los latinoamericanos. Y con toda seguridad, los investigadores del IPAL, ILET, CIESPAL y el Programa Cultura de la Universidad de Colima, asi como de otros centros no mencionados ahi por White, estaran sorprendidos de la afirmacion de que
   Los europeos podrian mirar con envidia el monto de los fondos
   para investigacion que ingresan a estos institutos, en especial
   de origen canadiense y europeo, pero el merito corresponde a la
   iniciativa de los latinoamericanos para disenar y promover proyectos
   de investigacion destinados a comprobar enfoques teoricos
   (White, p. 43).


El contraste de perspectivas es muy interesante. Al menos en este caso (aunque en otros no es asi), los propositos de confluencia e intercambio manifiestos en los europeos con respecto a los latinoamericanos encuentran una contrapartida quiza igualmente interesada, pero fuertemente autocritica. En la ultima parte de la revista, en que se exponen balances sectoriales latinoamericanos, parece pesar mas el reconocimiento de los obstaculos y los retos que el de los avances y las aportaciones, aunque se coincida en la busqueda de las confluencias. En la seccion "Debate" se incluyen dos trabajos excelentes, pero en ambos casos el titulo mismo indica la postura quiza excesivamente autocritica y pesimista (o quiza mejor informada): "Politicas de comunicacion, la herencia del fracaso" de Elizabeth Fox, e "Integracion, el cuento de nunca acabar" de Jose Maria Pasquini.

En la seccion de "Experiencias" se incluye un analisis sobre los "Medios de masas y elecciones" en Brasil, elaborado por Roberto Amaral Vieira y Cesar Guimaraes. Los cuatro ultimos textos son "balances (impensables e irrealizables anos atras)-- segun la presentacion de Roncagliolo--, que ofrecen una imagen elocuente del solido tejido en que se asienta la investigacion latinoamericana en comunicaciones". Jesus Martin Barbero revisa la produccion bibliografica de los ultimos cinco anos, Gonzaga Motta las revistas y su contribucion a la "creacion de la teoria militante"; Jose Marques de Melo reconstruye el panorama de los centros de investigacion de la comunicacion y Raul Fuentes hace lo mismo con respecto a las escuelas universitarias en Latinoamerica.

Para terminar de describir el contenido de Telos 19, el "Cuaderno central" o seccion principal di la revisa, se dedica a la "Comunicacion y nuevas tecnologias en America Latina", en perfecta congruencia con el foco de interes prioritario de la publicacion. Los seis trabajos incluidos contienen datos e interpretaciones de la mayor pertinencia para la orientacion del campo en el futuro inmediato. El ingeniero peruano Carlos Romero Sanjines ubica, discute y propone las perspectivas de "La investigacion tecnologica de telecomunicaciones"; el investigador chileno Gabriel Rodriguez relaciona analiticamente "Redes de comunicacion y nuevas practicas de trabajo"; la uruguaya Judith Sutz reflexiona sistematicamente sobre las articulaciones entre "Informatica y sociedad en America Latina"; Hector Schmucler, argentino, retoma los retos para la investigacion de los "Impactos socioculturales de la informatica"; y desde Mexico, Soledad Robina plantea los avances alcanzados asi como los que son necesarios en cuanto a "Datos y tecnologia: el uso de la informacion" y Ligia Maria Fadul y Fatima Fernandez ubican y cuestionan "Los caminos de la modernizacion".

Un ultimo eco devuelto por la revista en su conjunto tiene que ver con una paradojica escision entre los avances de la investigacion latinoamericana en el terreno de la cultura, y muy especialmente desde las dimensiones populares, y los desarrollos y cuestionamientos sobre las nuevas realidades tecnologicas. En la mayoria de los textos de Telos 19 se encuentra subyacente una preocupacion por la brecha teorica percibida entre ambas escalas y, entre los pocos autores que la han abordado explicitamente, vuelve a destacar Jesus Martin, quien precisamente comienza su revision de la bibliografia reciente con el siguiente planteamiento:
   Cuando en 1980 trace un mapa de la investigacion latinoamericana
   en comunicacion ("Retos a la investigacion ...") los linderos
   que demarcaban el campo conservaban bastante nitidez.
   Hoy, casi diez anos despues, las fronteras, las vecindades y las
   topografias de ese campo no son las mismas ni estan tan claras.
   La idea de informacion --asociada a la innovacion tecnologica--
   gana legitimidad teorica y operatividad, mientras la de comunicacion
   estalla o se despedaza y aloja en campos aledanos.
   La brecha entre las seguridades que ofrece el optimismo tecnologico
   y el escepticismo politico de un lado, y las inseguridades
   que vienen del otro, es sin embargo cubierta por la continuidad
   que establece la inercia academica de los titulos: libros y
   articulos siguen, con pocas excepciones, nombrandose con
   denominaciones fieles a demarcaciones cuyas referencias se hallan
   en las disciplinas o en los medios. La "procesion", esto es,
   los cambios y las desterritorializaciones, van por dentro (p.
   140).


Por ahi parece apuntarse el reto principal que enfrenta la investigacion latinoamericana de la comunicacion en los noventa: un reto aun no formulado claramente pero que sin duda implica fuertes y complejos reajustes y que hace ineludible recuperar la pertinencia del trabajo teorico. Para ello puede ser muy util el reforzamiento de las peculiares redes de interconexion y la "cultura oral" desarrolladas hasta ahora, y sobre las que se basa la identidad constitutiva de una comunidad comprometida en el campo. Pero tambien tiene que aumentar la importancia relativa de las contribuciones editoriales (libros y revistas) pues solo por escrito se puede expresar con rigor y precision la elaboracion teorica. En ese sentido es muy significativo este numero de Telos. Ojala, y sin menoscabo de todo lo demas que es necesario hacer, puedan multiplicarse los esfuerzos como el resenado en estas paginas.
COPYRIGHT 1990 Departamento de Estudio de la Comunicacion Social, Universidad de Guadalajara
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 1990 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

 
Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Title Annotation:Telos, cuadernos de comunicacion, tecnologia y sociedad
Author:Fuentes Navarro, Raul
Publication:Comunicacion y Sociedad
Article Type:Resena de periodico/revista
Date:Jan 1, 1990
Words:3177
Previous Article:Mejia Barquera, Fernando. La industria de la Radio y la Television y la politica del Estado mexicano (1920-1960).
Next Article:Presentacion.

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2018 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters