Printer Friendly

Borges and Irish Writing.

Borges and Irish Writing

Juan Jose Delaney

Buenos Aires: El Gato Negro, 2018.80 pp.

Desde el inicio de su libro Borges and Irish Writing Juan Jose Delaney aclara tanto los derroteros investigativos que dieron lugar a su trabajo, como los potenciales o deseados alcances intelectuales de su libro:
The origin of this brief essay is a paper I gave at the University
College Cork, Ireland, in 2008 (...) I expanded the paper twice on the
occasion of two other presentations: at the University of Montana, in
Missoula, and at the School of Modern Languages of the Universidad del
Salvador, in Buenos Aires (...) After a final revision, I thought that
this introduction to the relationship of one of the most prominent
writers of the twentieth century with Irish literature would be of
interest to a wider audience, and an incentive for further studies as
well (...) Such is the simple aim of this work. (9)


El libro, en ese sentido, cumple su afan de esbozar, con vocacion de sintesis pormenorizada, una trayectoria de lecturas cuyas implicaciones cualitativas resultan de importancia fundamental para evaluar el despliegue retorico, estetico-ideologico o filosofico en la escritura de Borges. Como sabemos, el autor argentino se enfrenta a la (heterogenea) matriz de la literatura irlandesa para extraer de alli desde inflexiones argumentativas en aras de subrayar la insercion del escritor "periferico" en el horizonte de la cultura occidental ("El escritor argentino y la tradicion", sus comentarios sobre el Ulises en la revista Proa...); hasta especulaciones idealistas (su lectura de George Berkeley), motivos narrativos ("La forma de la espada", "Tema del traidor y del heroe"), o tesituras tonales y retorico-estilisticas (su particular metabolizacion de Swift). Precisamente en referencia a esa nocion de "ensayo ampliado", debemos decir que son los nombres propios los que van vertebrando este libro: bajo el titulo directo de Borges and Irish Writing (esto es, sin intertitulos o capitulos; aunque si con imagenes que acompanan la lectura), Delaney desenrolla un ensayo cuyos hitos de avance estan sembrados por el "descubrimiento" de autores irlandeses por parte de Borges, gesto a partir del cual se desprenden tanto operaciones literarias como juicios de valor rastreables en su obra.

El punto de partida recurre al anecdotario: ubica a jorge Luis Borges bebiendo whiskey con Anthony Burgess durante un encuentro literario en Dublin (1982), algo que, a decir de Delaney, "was, in fact, the symbolic culmination of a long love story between the great Argentine men of letters and Irish literature, a story that began when Borges was a boy and read Osear Wilde for the first time" (12). Por supuesto, el autor comenta la traduccion que el Borges de apenas nueve anos hiciera de "The Happy Prince", y que aparecio publicada en El Pais de Buenos Aires en junio de 1910. Delaney indaga por las posteriores opiniones de Borges celebrando, sobre todo, la asertividad epigramatica de Wilde, y contrastando su "tono feliz" y su capacidad de "preservar la inocencia", con, por otro lado, la escritura de Chesterton y sus ansias por recuperar, justamente, la ninez.

Para Delaney, la influencia irlandesa central en esta etapa temprana de la configuracion intelectual de Borges es, sin embargo, la del obispo George Berkeley (1685-1735), a quien el argentino descubrio durante sus estudios ginebrinos. El elegante idealismo de Berkeley--antecedente de toda filosofia "moderna" de la percepcion--que niega la independencia existencial de la materia respecto de cualquier fenomenologia de lo perceptible (y potencialmente inteligible), informa dos de los relatos mas importantes de Borges: "Tlon, Uqbar, Orbis Tertius" y "Las ruinas circulares"; ademas de que el autor porteno le dedica un ensayo al obispo en su Inquisiciones, de 1925, "La encrucijada de Berkeley". Delaney, en tal sentido, trae a colacion otra anecdota sugerente respecto de los contactos biograficos "irlandeses" de Borges: recuerda la acotacion de Ana Maria Barrenechea a proposito del premio Formentor que el argentino compartio--en 1961--con otro monstruo irlandes, Samuel Beckett (Piglia solia decir, abonando al personaje, que cuando le informaron de esto, Borges contesto impavido: "que bien... quien es Beckett?")... Barrenechea enfatiza, precisamente, las diferencias expresivas y filosoficas en los respectivos corpus literarios de dos grandes lectores de Berkeley.

El siguiente nombre propio en el que Delaney se detiene es el de Jonathan Swift, habil satirista, contemporaneo del Obispo. El autor da cuenta, exhaustivamente (21-27), de los posibles dialogos entre la tercera parte de Gulliver's Travels into Several Remote Nations of the World y el relato "El inmortal", que Borges publica en El Aleph. Asimismo, vuelve a la evidente presencia intertextual de Swift en El informe de Brodie y, lo mas interesante, lo relaciona con Laurence Sterne en tanto subyace en la obra de este ultimo cierto mordaz pesimismo presente--a decir de Delaney--tambien en la obra de Borges (31).

Particular interes merece la aproximacion del autor a Juan Escoto Erigena, pensador religioso irlandes del siglo IX, a quien Borges habria conocido (segun Silvia Magnavacca, citada por Delaney) a traves de La philosophie au Moyen Age de E. Gilson, y cuya obra y vida habria estudiado teniendo como referencia central el libro Jean Scot Erigene, sa vie, son oeuvre sa pensee, de Maieul Cappuyns. Dice Delaney:
Borges's reading of Eriugena (a true believer) is very personal: the
Irish monk's reflections on the Finite and the Infinite in relation to
the problem of Time ("probably the most vital problem of metaphysics")
seduced him, whose work is, in the end, nihilistic. [...] Borges also
quoted Scottus Eriugena as stating that the Works have infinite
meanings, and that they can be compared with the iridescent plumage of
a peacock; it is clear that the image, referring to the Holy Bible,
deeply moved him, since it is a statement that he quoted more than
once. (37)


En la segunda edicion del libro de ensayos Discusion, cuando aparece con un agregado de "Notas", Borges se lamenta de no haber incluido a Escoto Erigena en su Antologia de la literatura fantastica. Delaney refiere, ademas, y entre otras cosas, como el autor de Ficciones vuelve a mencionar a Erigena--y su postulacion filosofica segun la cual la vida es un largo sueno de Dios que volvera a Dios--en "Irlanda", poema que el argentino escribio luego de su unica visita a la Isla. Por otro lado, el autor visibiliza el mecanismo de aludir oblicuamente, a traves de una referencia agunstiana, al pensamiento del monje irlandes, en el relato "Los teologos". Ante ese panorama, Delaney repara en que dicho fermento filosofico, dicha sugerencia de que toda ontologia y todo pensamiento encuentran su alfa-omega en Dios, nutre tambien las indagaciones de otro escritor irlandes fundamental para Borges: George Bernard Shaw, con quien aquel comparte "a good command of language, dazzling wit and a preference for literature of ideas, although always far from the Irish's socialist credo" (42). Delaney agrega: "Borges recalls Shaw's concept of the life force, which he relates to Schopenhauer's will" (42). Quepa decir a este respecto que la figura de Schopenhauer--nos lo demuestra este investigador en su libro--funciona como referencia sensible que, transversalmente, dialoga con las inscripciones filosoficas del horizonte irlandes en cuestion.

Yeats, como es ampliamente conocido, representa otro de los autores irlandeses de predileccion para Borges. Responsable de los epigrafes que gravitan sobre algunos de sus relatos fundamentales ("Tema del traidor y del heroe", "Biografia de Tadeo Isidoro Cruz"), concita en el autor porteno algunas de sus consideraciones cualitativas mas finas acerca del hecho poetico, como esta escrutada por Delaney: "In referring to one of Yeats' poems, Borges quotes 'That dolphin-torn, that gong-tormented sea' and says: 'He is not thinking of any sea of geography or of the imagination or even of dreamland. He often creates a new object, and that--if it works out--is legitimate'. Borges thus considers Yeats a forerunner of surrealism" (45). Otro acierto del autor de Borges and Irish Writing, y que implica una transicion desde la presencia de Yeats hacia la de otro escritor irlandes, menos famoso, Liam O'Flaherty, es la pesquisa que le sirve para rastrear el origen mas bien cinematografico de "Tema del traidor y del heroe". Ocurre que O'Flaherty (1896-1984) publico en 1925 su novela The Informer, basada en la lucha de liberacion irlandesa. Una version cinematografica silente fue lanzada en 1929, y resulto un desastre (Delaney 46). La version exitosa corrio a cargo de John Ford, en 1935. Fue precisamente esa pelicula--titulada, tambien, The Informer--la que, ese mismo ano, reseno Jorge Luis Borges en Sur. Delaney demuestra, con lucida quisquillosidad, como en esa resena y en ese cotejo con un producto cinematografico se expresan ya principios de filosofia compositiva (47) que lo acompanaran a lo largo de su carrera. Y, en tal sentido, viene a colacion el nombre de otro escritor, George August Moore, quien ciertamente no posee los pergaminos de un Shaw o de un Yeats, pero cuyo impacto en las "astucias narrativas" de Borges--a juzgar por las declaraciones del argentino revisitadas por Delaney--no parece haber sido nada despreciable. Dice el autor de La moneda de hierro en una conversacion con Richard Kearney y Seamus Heaney: "There is another Irishman who also fired my imagination at an early age--George Moore. Moore invented a new ldnd of book, a new way of writing fiction, nourished by anecdotal conversations he overheard in streets and then transformed with a fictive order, I learned from him too" (53).

El libro termina, como quiza resultaria esperable, con la apelacion a Joyce, uno de los totems literarios de Borges. Delaney recorre la trayectoria vanguardista del argentino (su participacion en el ultraismo y en las revistas Ultra, Prisma, Proa y Martin Fierro) para subrayar la traduccion de "La ultima hoja del Ulises" que realiza en 1925. Es en ese punto--en esta zona de contacto y descubrimiento--que se afianza en la sensibilidad critica de Borges la nocion insigne de que los irlandeses son "agitadores famosos de la literatura de Inglaterra" (55). Lo que trae Joyce es una "musica extrana" (56). Hay que decir, de todas formas, que Delaney rebasa la proverbial admiracion de Borges por Joyce y va matizando, de manera puntillosa aunque compacta, los claroscuros existentes en el juicio del argentino ante la produccion del irlandes: su celebracion del Ulises y de Retrato del artista adolescente, su desestimacion de Dublineses, asi como su puesta en perspectiva del Finnegans Wake, precisando que no se trata--como era moneda corriente afirmar en ciertos sectores criticos un tanto apresurados--de la obra de un "loco"; y acotando que, de todas maneras, Carroll ya habia experimentado ese juego con "mejor suerte" (59). El autor dedica algunas otras consideraciones interesantes a la relacion Joyce-Borges, pero es justo precisar que su libro termina, mas bien, con uno de esos gestos provocadores tan propios del escritor porteno: el de afirmar que At Swim-Two-Birds, de Flann O'Brien (1911-1966), es un libro mas complejo que El Quijote o Las mil y una noches (60). Como se ve, Juan Jose Delaney nos ofrece una breve aunque sustanciosa e inteligente aproximacion historica y critica a las formas en que Borges leyo e incorporo a su proyecto escriturario una de las tradiciones nacionales (si cabe la expresion, siempre insuficiente...) que mas lo encandilaron. Este libro es una herramienta de gran interes para cualquier investigador que recorra esos senderos.

Fabian Dario Mosquera

University of Pittsburgh
COPYRIGHT 2019 University of Pittsburgh, Borges Center
No portion of this article can be reproduced without the express written permission from the copyright holder.
Copyright 2019 Gale, Cengage Learning. All rights reserved.

Article Details
Printer friendly Cite/link Email Feedback
Author:Mosquera, Fabian Dario
Publication:Variaciones Borges
Article Type:Book review
Date:Jul 1, 2019
Words:1860
Previous Article:Roberto Fernandez Retamar (1930-2019).
Next Article:Borges-Bioy en contexto: una lectura guiada de H. Bustos Domecq y B. Suarez Lynch.
Topics:

Terms of use | Privacy policy | Copyright © 2020 Farlex, Inc. | Feedback | For webmasters